Modernismo literario

Modernismo. Literatura universal contemporánea. Estética modernista. Vanguardias literarias. Métrica y corrientes modernistas. Autores: Rubén Darío

  • Enviado por: Noelia Rivera
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 6 páginas

publicidad

INTRODUCCIÓN

 

         En este trabajo estaremos abordando las corrientes literarias que se podría decir que son las más actuales. El modernismo fue creado en América Latina, y este se caracterizaba por tener muchos francesismos, chinerías, hablaban mucho de castillos y princesas, como si todo fuese un sueño. Se fijaban mucho en la forma de los poemas, en ellos podías hablar de cualquier tema aunque este ya fuese trillado, pero nunca cayendo en la vulgaridad. Esta es una de las pocas corrientes que nacen y tienen su auge en Hispanoamérica, ya que por lo general todos los movimientos literarios nacieron en Europa y fueron adoptados en América. Una característica importante es que todo lo que trataban de hacer era muy bello y fantasioso. Y esta corriente generó muchas opiniones y fue por eso que aparecieron las corrientes vanguardistas, las cuales estaban en contra del modernismo.

          Los vanguardistas tenían una característica en común aparte de estar en contra del modernismo, la cuál era que querían hacer cosas nuevas, explotando la imaginación de los autores pertenecientes a cada tendencia. Eran libres en escribir lo que fueran aunque esto significase que no usasen las reglas gramaticales y lo que escribieran fueran puras incoherencias. La mayoría de estas tendencias vanguardistas duraron muy poco tiempo vigentes, por lo mismo de que era algo muy repentino y cambiante, que por ser en algunas veces muy raro no era aceptado y la tendencia cambiaba. Para poder pertenecer a cada una de las vanguardias se tenía que compartir los mismos pensamientos y hacer sus obras de acuerdo a como lo especificaban los creadores y los pertenecientes a la corriente. Era como si hubiese una escuela para cada una de estas tendencias vanguardistas. Esta corriente, es la antecesora de la que ahora llamamos la literatura contemporánea, ya que plantó las bases de la libertad y explotar la imaginación, para que los nuevos poetas las utilizasen a su manera.

    La lírica contemporánea es la sucesora del vanguardismo, ya que de los vanguardistas tomaron la imaginación y la libertad con la que ellos escribían, pero estos si seguían las reglas gramaticales y no escribiendo incoherencias  y cosas ilógicas, eso no significa que no pudieran escribir acerca del tema que les placiera. Al igual que los vanguardistas, ellos estaban en contra del modernismo. Pero una gran diferencia entre los contemporáneos y los vanguardistas, es, que para ser vanguardista, ya no necesitabas de la escuela. Con escuela me refiero a tener que tener unos requisitos sumamente especificados para poder considerarte contemporáneo. Los contemporáneos explotan su imaginación y con libertad hablan de sus emociones y de sus sentimientos más íntimos.

 

EL MODERNISMO

Según Federico de Onís, el modernismo es <<la forma hispánica de la crisis universal y del espíritu que inicia hacia 1885 la disolución del s. XIX>> Aunque también podría definirse más específicamente como un movimiento artístico que influenció a casi todas las artes (literatura, pintura, arquitectura...), que se inició hacia 1880 y se mantuvo vigente a lo largo de los primeros años del siglo XX.

En mayo o menor correspondencia con otros movimientos europeos (parnasianismo, simbolismo, y otros análogos), se produjo paralelamente a la decadencia del positivismo y, en literatura, del naturalismo decimonónico.

El artista postulaba una actitud independiente y libre frente a la retórica burguesa, y esta ruptura se materializó en variadas formas de desarraigo y bohemia, más o menos sinceras.

CARACTERÍSTICAS DEL MODERNISMO

Dentro del modernismo se pueden apreciar tres características fundamentales:

· la estética

· las evocaciones históricas y legendarias

· la expresión de la intimidad personal

La estética literaria consistía en la búsqueda de la belleza, para así poder escapar de la rutina y mediocridad cotidiana y demostrar su desacuerdo con ella. Esta sería, pues, la principal característica, donde se sustentan las demás.

Ello se manifiesta sobre todo en las evocaciones históricas y legendarias, carreras a través del tiempo y del espacio, viajes a civilizaciones perdidas y mundos inexplorados: el mudo Oriental, Edad Media, mitologías griega y romana, el Renacimiento, etc. Las principales aportaciones de la estética en las evocaciones son figuras tales como cisnes, princesas, ninfas y dioses mitológicos. Todo un mudo de refinada belleza que según los modernistas era totalmente opuesto a la vulgaridad de la vida burguesa.

Y he aquí el tercer punto, la expresión de la intimidad personal, más comúnmente conocido como modernismo interior, influenciado por el romanticismo. En él se representa la melancolía, el hastío y la tristeza, caracterizados casi siempre por paisajes otoñales crepusculares, de jardines misteriosos en tardes grises y cerradas...

TIPOS DE MODERNISMO:

 

- Modernismo experimental. El más creativo, partió de un historicismo, reinterpretándolo. Sería el caso de los inicios del modernismo en el foco catalán. Café-restaurante para la Exposición Universal de Barcelona de 1888, de Domenech i Montaner o la Casa Vicens de Gaudí, con una reinterpretación magnífica del neomozárabe.

 

- Modernismo integral. Transformación completa y total de todas y cada una de las partes que componen un edificio (estructura nueva, fachada libre, cimientos revolucionarios y azoteas trabajadas con el mismo cuidado que el resto. El Palau de la Música catalana, de Domenech i Montaner y las casas Batlló y Milà , de Gaudí.

 

- Modernismo ocasional. Practicado por arquitectos cuya trayectoria era más eclecticista o historicista y que constituyen un alto excepcional en su carrera. Sería el caso de Eduardo Reynalds, con su Casa Pérez Villaamil.

 

- Modernismo epitelial. Utilizado por multitud de autores y diseminado por toda la geografía española, se nos revela en forma de pequeños detalles que hallamos en una fachada o en un interior, trabajados de forma artesanal o mostrando un conato de ruptura que empieza y acaba con ellos mismos.

 

- Modernismo pervivencial. Numerosos autores afirman que el modernismo integral terminó con la muerte de Gaudí en 1926, por eso el que se prolonga más allá de esta fecha, recibe este nombre. Jujol, ayudante de Gaudí, con su remodelación de la vieja masía Casa Negre, terminada en 1930, es un perfecto ejemplo.

ORÍGENES DEL MODERNISMO

 Este movimiento es una síntesis de varias cosas:

1.      Romanticismo

2.      Parnasianismo

3.      Simbolismo

4.      Impresionismo

El Modernismo busca la belleza, pero sobre todo valiéndose de sonidos, ritmos, capacidad sugeridora, es la literatura de los sentidos y de la renovación del lenguaje. Para ello muchas veces se sitúan los autores en países exóticos o en épocas pasadas.

Por otra parte, junto a la tendencia de la belleza, hay otra tendencia en la que se buscan los aspectos internos: intimidad del escritor, su mundo interno, su estado anímico... y con frecuencia la melancolía y la tristeza.

  • Del Romanticismo: el Modernismo coge la reveldía, el individualismo, el sentimentalismo, la tendencia a la tristeza, el gusto por lo irracional, de lo fantástico, los ambientes nocturnos...

  • Del Parnasianismo, toma los mitos grecolatinos, los países exóticos y sobre todo la perfección formal y el lenguaje brillante y rotundo.

  • Del Simbolismo: el gusto por lo oculto, las cosas del más allá y la capacidad que algunas palabras tienen de evocar.

  • Del Impresionismo: toma el gusto por las sensaciones, por la impresión de los sentidos. 

TÉCNICA Y ESTILO:

 

El gusto que tenían los modernistas por los efectos sonoros y musicales influirá en la métrica con nuevos ritmos, distintas estrofas (muchas ya anticuadas como el verso alejandrino en soneto)

En cuanto al léxico, será colorista, brillante en muchos adjetivos, sensaciones, metáforas, comparaciones y con el empleo de un símbolo principalmente, que es el cisne, pero también el príncipe (el amor), la mariposa (la libertad)...

 

MÉTRICA MODERNISTA

La métrica modernista está marcada por la experimentación y la renovación. Sus rasgos principales son:

-Uso de los versos alejandrinos (14), dodecasílabos (12), y eneasílabos (9), escasos en la tradición poética anterior.

-Introducción de novedades en las estrofas clásicas:

+Sonetos en alejandrinos, con serventesios en vez de cuartetos.

+Sonetillos (sonetos de arte menor).

+Abundante uso de la silva, en la que, además de los clásicos  endecasílabos y heptasílabos, se añaden pentasílabos (5) y eneasílabos. También se escriben silvas octosílabas.

+Romances de 7, 9, 11 sílabas por verso.

+Uso de los endecasílabos dactílicos, con acentos principales en las sílabas 4ª, 7ª y 10ª.

+Uso generalizado del alejandrino en todo tipo de estrofas.

+Aparición del versolibrismo es las últimas etapas del Modernismo, por influjo de W.Whitman.

+Intentos de crear una poesía basada en pies métricos, al estilo de la latina ("Salutación del optimista", de Rubén, escrita en hexámetros).

LÉXICO

Gusto por el adorno, por la brillantez, la ornamentación, las metáforas, las adjetivaciones, las palabras exóticas...

Los adjetivos utilizados son los referentes a la vista como los colores, y al oído.

Utilización de los mitos grecolatinos; influencias culturales que embellecen. Los símbolos como el cisne, el pavo real, la mariposa...

AUTORES MODERNISTAS Y RUBÉN DARÍO.

Los autores cultivaron sus diferencias con el público, y en la línea indicada por los románticos, probaron vías personales de expresión (prosa, nivola, esperpento, etc.), ajenas a los viejos moldes de la preceptiva.

Al primer modernismo, y por lo que a la poesía respecta, pertenecen los latinoamericanos Gutiérrez Nájera y Salvador Díaz Mirón (México), José Asunción Silva (Colombia), Julián del Casal y José Martí (Cuba), aparte de paralelas y aisladas tentativas de renovación debidas, en España, a poetas como Salvador Rueda.

Aunque el verdadero corifeo del movimiento fue el nicaragüense Rubén Darío, quien, a partir de la publicación de “Azul”(1888), se oriento hacia la poesía francesa, en su modalidad romántica y parnasiana.

El verdadero nombre de Rubén Darío (1867-1916) era Felix Rubén García Sarmiento. Su dedicación a la Literatura fue precoz.

En 1892 acudió a España, delegado por su gobierno para la conmemoración del descubrimiento de América. La lectura de <Hugo y los parnasianos franceses>, además de un viaje a Chile en 1886, habían sido sus experiencias vitales más decisivas.

Visitó París en los años siguientes, antes de 1896, fecha en la cual residía en Buenos Aires.

Su aportación literaria hasta entonces consistía en poemas sueltos y <Primeras notas: Epístolas y Poemas> (1885). Durante su estancia en Chile, publicó <Canto a las glorias de Chile> (1887), <Abrojos y Rimas> (1887), y <Azul>, la eclosión definitiva de la Estética Modernista.

Fue necesario su ánimo renovador para la integración del castellano al panorama cosmopolita de una literatura más amplia, rica y expresiva.

Sensual y desengañado, su obra refleja los vaivenes de un espíritu extremo en sus manifestaciones. Su obra literaria se completa con títulos como: <Los Raros> (1896), <Prosas profanas> (1896), <España Contemporánea> (1901), <Peregrinaciones> (1901), <Cantos de vida y esperanza> (1905), y <El canto errante> (1907).

4