David Hume

Filosofía moderna. Empirismo. Escepticismo. Moralidad. Felicidad

  • Enviado por: Marcelo Cassettari
  • Idioma: castellano
  • País: Argentina Argentina
  • 3 páginas
publicidad

David Humme

Biografía.

Nació el 7 de mayo de 1711, en las cercanías de Edimburgo (Escocia, Gran Bretaña). Hijo de un modesto terrateniente, estudio en la universidad de esa ciudad, y tras trabajar algún tiempo como comerciante, marchó a Francia, al colegio de la Fleche, donde permaneció entre 1734 y 1737. Posteriormente ocupó diversos cargos diplomáticos.

Llevó una vida parecida en muchos aspectos a Hobbes y Locke, al lado de las personalidades de relieve aristocrático. Efectuó largos viajes, especialmente por Francia, donde traba conocimiento con los enciclopedistas y con Rousseau.

Desde 1769 vive retirado en su vida privada. A los 23 años escribe su primer trabajo filosófico: “Tratado de la naturaleza humana”, que no tuvo ningún éxito. A partir de ahí se puso a refundir su obra saliendo sus dos más maduros y celebre éxitos: “Investigación sobre el entendimiento humano ” e “Investigación sobre la moral”. También se intereso por los estudios históricos fruto de ello es su “Historia de Inglaterra”. Durante sus últimos años redacto su propia autobiografía, publicada en 1777. David Hume murió en Edimburgo el 25 de agosto de 1 776.

Que entiende el autor por ética o moral y cual es la importancia de la misma?

Con Hume, el empirismo ingles alcanza su culminación. Según el, todos nuestros conocimientos surgen de la experiencia sensible; no hay ideas ni principios innatos. La experiencia es asociación de ideas por costumbre y habito. Esta concepción la traslada a su ética. El hombre debe rechazar todo sistema ético que no este fundado en los hechos y en la observación. De este modo el problema moral se convierte en una pura cuestión de hecho que puede analizarse y decidirse con el método experimental.

El fundamento de las cualidades morales de la persona consiste en su utilidad para la vida social; de ahí, su importancia.

El principio moral coincide con el agrado y la utilidad, dudándose en la aprobación y en la desaprobación.

Lo util es agradable y la agradable requiere nuestra aprobación.

Cual es el fin del acto humano? Es la felicidad el fin ultimo?

Para Hume el fin ultimo del acto humano es la felicidad.

Los actos morales se dan por la inclinación natural y el sentimiento inherente al hombre.

El hombre naturalmente busca la utilidad. La utilidad; no es otra cosa que cierto fin. Este y los medios nos son indiferentes. Lo que nos sirve de guía es “una simpatía por la felicidad de la humanidad y un disgusto por su miseria”.

El ultimo criterio de valoración moral es sentimiento. La utilidad y la felicidad constituyen el bien ultimo.

Ideas fundamentales con respecto a su postura ética

Hume no toma partido en la polémica que trata de hallar solo en la razón o solo en le sentimiento el fundamento de los valores morales. Analiza los elementos que constituyen el mérito personal; las cualidades, los hábitos, los sentimientos, las facultades que hacen que un hombre sea digno d aprecio o desprecio.

Nuestro obrar está inserto en el acontecer mundano. El hombre recibe estímulos de fuera, estos actúan sobre sus efectos y se sigue la correspondiente reacción. La aprobación moral es solo una verificación sobre lo acaecido: si los actos responden o no a nuestra inclinación y utilidad.

Solo las cualidades estimables merecen calificarse como virtudes.

Todos las virtudes radican en la naturaleza del hombre, que no puede permanecer indiferente al bienestar de sus semejantes, ni juzgar fácilmente por si, sin consideración ulterior, que es un bien lo que promueve la felicidad de sus semejantes y un mal lo que tiende a procurar su miseria.

El interés personal no es el único móvil del hombre; hay además un bien común: el bienestar y la felicidad individual están estrechamente unidas al bienestar y felicidad colectiva.

Texto extraído del “Tratado de la Naturaleza humana”. Tomo II. Parte Primera. Sección VII: “Del vicio y la virtud”.

El vicio y la virtud producen en nosotras dolor o placer. Toda pasión, habito o inclinación que muestre tendencia a darnos ventaja o perjuicio en algo nos produce deleite o malestar, y de ahí censuramos o aprobamos esas cualidades.

La humildad exalta; el orgullo mortifica. Por esta razón, las primeras cualidades son consideradas virtudes, y las segundas, vicios.

Toda moralidad esta basada en el placer o dolor surgido de la consideración de la ventaja o desventaja que produce en nuestro carácter o en el de los demás. La esencia de la virtud consistirá en producir placer y la del vicio en ocasionar dolor. La virtud y el vicio forman parte de nuestro carácter y suscitan orgullo y humildad.

Como el dolor y el placer son causas primarias del vicio y la virtud, deberán ser también la causa del orgullo y la humildad ya que el orgullo es consecuencia del vicio y la humildad y la humildad de la virtud.

Bibliografia

Hume, David: “Tratado de la Naturaleza humana”. Tomo II. Parte Primera. Seccion VII, Edic. Orbis S.A., 1984, Buenos Aires.

Hirschberger, Johannes: “Historia de la Filosofia”. Tomo II, Barcelona, Editorial Herder 1966.