Conceptualización de la comunicación

Comunicación humana. Semiótica. Elementos. Feedback. Tipos. Lenguaje. Filosofía. Ciencias. Epistemología. Saint Simon. Interaccionismo simbólico. Funcionalismo y teoría crítica

  • Enviado por: Paco Quiles Tudón
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 7 páginas
publicidad
cursos destacados
Curso completo de piano - Nivel básico
Curso completo de piano - Nivel básico
Este curso de piano está pensado para todos aquellos principiantes que deseen comenzar a tocar el piano o el...
Ver más información

Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información

publicidad

CONCEPTUALIZACIÓN DE LA COMUNICACIÓN

1.- La comunicación humana y su delimitación conceptual

1.1.- Concepto de Comunicación

Según la enciclopedia Espasa de 1932, la comunicación es “un recurso físico para poner en contacto dos cosas; todo aquello que la posibilita tiene que ver con ella”. Como ocurre con muchas otras enciclopedias de la época, no alude a los medios de comunicación, ya que entonces no existía la preocupación por la comunicación que hoy en día tenemos. A esta preocupación hemos llegado a través del desarrollo de la sociedad de masas, que permite que un mensaje sea transmitido por un solo canal y accesible a muchas personas: los juegos olímpicos.

Con más de un siglo de antigüedad, este tipo de sociedad surge a finales del siglo XIX y se ha manifestado en todas las actividades humanas. Su origen tiene que ver con procesos sociales tales como la industrialización, la urbanización (éxodo rural) y todos aquellos procesos que vayan ligados a estos.

Definiciones de comunicación según diferentes escuelas:

  • Escuela Procesal: La Comunicación es la transmisión de información. Es la transmisión de algo (mensaje). Siempre que se transmita un mensaje, existe comunicación.

  • Escuela semiótica: La Comunicación no es exactamente un proceso de transmisión de información, sino un proceso de negociación del sentido de la información. Es decir, compartir un mensaje entre diferentes elementos que interactúen recíprocamente entre sí.

  • Definición exacta: “La Comunicación es el proceso por el cual un conjunto de acciones (interaccionadas o no) de un miembro o miembros de un grupo social son percibidas e interpretadas significativamente por otro u otros miembros de ese grupo. Es decir, alguien ejerce una acción que alguien interpreta significativamente”.

    Pero, la comunicación ¿ha de ser intencionada?, ¿ha de implicar un significado?, ¿ha de ser eficaz? Aquí encontramos teorías de toda índole.

    La Comunicación es algo ineludible para todo ser humano que radica en su origen. Con ella se distingue a todo ser racional. La problemática de la significación ! El ser humano es el ser más capacitado para ello. Las cosas se entienden gracias a la construcción de significados. El signo lingüístico es el más utilizado en la comunicación humana, es el elemento esencial: las palabras.

    1.2.- El signo. La semiótica

    La relación entre una casa y su manera de representarla es una relación sígnica, la base de la semiótica (teoría de los signos). En este sentido, un signo es la relación entre el dibujo de una casa y el sustantivo “casa”. La semiótica hace distinción entre iconos, índices y símbolos...

    Ferdinand de Saussure formuló ideas básicas relevantes. El signo no es más que la unión entre un concepto y la idea con la que lo representamos. Incluye un significante (forma escrita, en general, manera de representar el objeto) y significado (lo que representa); la relación que existe entre ambos es arbitraria y los dos dependen de una amplia red de diferencias. Todos compartimos en nuestra mente una idea general de casa, pero ello es abstracto, cultural.

    Los. Según el tipo de vínculo que une al signo con su referente, los signos pueden ser índices, iconos y símbolos. La división de Peirce y Sanders es la más utilizada.

    - Icono.- Signo que representa un concepto por similitud formal: la relación es visualmente inmediata. Hace referencia a su objeto en virtud de una semejanza: un retrato, un dibujo, un mapa, el cine. Lenguaje icónico.

    - Índice.- Signo cuya unión con aquello que representa no es inmediata: no se parece ni en su forma ni en su contenido. Se atribuye a una cuestión cultural determinada. Tiene conexión física con el objeto denotado: el humo, que permite inferir la existencia de fuego, pero no se parece en nada al fuego.

    - Símbolo.- Signo arbitrario cuya relación con el objeto se determina por una ley o convención previa: los colores de la bandera de un país. Así la bandera roja y amarilla es símbolo de España, porque así se ha convenido. Los emblemas o distintivos de los partidos políticos. Otro ejemplo de ello son las palabras, pues son construcciones que no se parecen en nada a lo que representan, excepto las onomatopeyas por su sentido fónico ! aquí observamos el sentido arbitrario, ya que cada lengua tiene un significante distinto para cada significado.

    Lo que distingue a la comunicación estrictamente humana del resto es la capacidad de reproducir signos; así como utilizar símbolos, relaciones arbitrarias fundamentadas en un consenso social entre un concepto con aquello que representa. La comunicación humana es la que más ha desarrollado esta faceta.

    2.- Elementos y tipología de la comunicación humana

    2.1.- Elementos de la comunicación humana

    La comunicación humana es aquella que afecta fundamentalmente a los humanos. La comunicación es la base del comportamiento humano, el espejo de una determinada sociedad. Así, ciertas maneras de comunicación son impensables en sociedades específicas. Dentro de la comunicación, la que más nos interesa es la de masas, que implica medios técnicos para su propagación.

    Los elementos participantes en el proceso comunicativo son los siguientes: fuente, transmisor, señal, ruido, receptor, destino, feedback. Diagrama del proceso:

    El feedback nos ayuda a entender que la comunicación es un proceso continuo. Son los mensajes que envía el receptor al emisor como reacción a lo que ha dicho; indica al emisor el efecto que tiene sobre el receptor. Basándose en el feedback, el emisor puede ajustar los mensajes, reforzando, quitando énfasis o cambiando el contenido o la forma del mensaje. El proceso es circular. No podemos prever cómo va a producirse: cada feedback será interpretado de una manera diferente. La comunicación es un proceso de interacción permanente en el que a cada paso se pueden cambiar las reglas.

    La comunicación humana tiene que ver con la capacidad perceptiva y expresiva. Por ello, la comunicación depende fundamentalmente de cómo sea el emisor: su capacidad de expresión para utilizar un lenguaje común entre él y el receptor.

    El mensaje es una combinación de unidades significativas, de acuerdo a ciertas reglas preestablecidas por y para el grupo de los comunicantes. A estas unidades básicas se les puede llamar signos. La limpieza en la transmisión del mensaje y su eficacia afecta a la expresión y a la recepción. En este sentido, el ruido es cualquier perturbación en la comunicación que distorsiona el mensaje. Puede ser físico: interferencia con la transmisión física del mensaje; psicológico: interferencia cognitiva o mental; semántico: emisor y receptor asignan diferentes significados al mensaje. Existen otras perspectivas desde las que se puede hablar de ruido cultural, emocional o económico.

    Por otra parte, lo más importante en el receptor es todo aquello que afecte a su capacidad de recepción y descodificación del mensaje. Si posee algún sentido deteriorado, la comunicación se verá mermada en su destino.

    2.2.- Factores que pueden influir en la comunicación

    En general hay una serie de cuestiones que afectan tanto al emisor como al receptor en el resultado de la comunicación global: los sentidos, la memoria, las expectativas (actitud), el contexto...

    Los sentidos influyen notablemente en la intención comunicativa: el tacto, el olfato, etc. ya que el emisor percibe ciertos datos que otros no lo hacen.

    La memoria es un terreno valioso para medir la experiencia.

    Las expectativas, que serán manifestadas en la propia comunicación según la actitud (sea positiva o negativa). Las expectativas dependen de los valores manifestados en las actitudes ! personas que comparten ciertos valores tendrán una comunicación más fluida.

    El contexto, con sus reglas en una determinada situación es muy importante. ! En Tómbola se pueden decir ciertas cosas que no pueden decirse en Los desayunos de TVE.

    2.3.- Tipos de comunicación

    La comunicación puede ser explicada de muchas maneras, pero estos conceptos siempre aparecen en los manuales. Esta clasificación nos ayuda a observar por qué en realidad nuestra sociedad no es tan democrática como parece:

    - directa/indirecta (mediada)

    - unidireccional/bidireccional/multidireccional

    - privada/pública

    - intrapersonal/interpersonal/masiva

    - intragrupal/intergrupal (organizacional)

    - verbal/no verbal

    - de macrogrupo/de microgrupo

    La comunicación directa no requiere de instrumentos técnicos a diferencia de la indirecta.

    Atendiendo al carácter más abierto o cerrado del feedback, decimos que la comunicación es unidireccional cuando se produce desde el emisor y no implica feedback del receptor ! La televisión no recibe respuesta por parte del receptor, salvo por las listas de audiencia. En este caso, el feedback es institucionalizado, ya que se decide cuáles se aceptan y cuáles no (comunicación de masas). Decimos que es bidireccional cuando se produce entre dos emisores en iguales condiciones frente a la propia comunicación ! una clase, donde los alumnos pueden preguntar al profesor. Por último, la comunicación es multilateral en el sentido de que implica diversas partes eri igualdad de condiciones para intervenir en el diálogo.

    Por otra parte, la comunicación es pública cuando es accesible para todo el contexto (ámbito público, es decir, el contexto de la sociedad civil). Es privada cuando se refiere a un contexto preestablecido y únicamente accesible para pocos.

    Atendiendo al carácter cuantitativo, es intrapersonal la comunicación que uno mantiene consigo mismo; interpersonal la mantenida entre pocas personas (llamada cara a cara desde el interaccioinismo simbólico) y masiva cuando se produce entre muchas personas.

    Asímismo, la comunicación intragrupal es la mantenida dentro de un grupo e intergrupal entre distintos grupos. Es organizacional cuando tiene lugar en un grupo determinado de personas.

    La comunicación verbal se establece mediante el uso de lenguajes verbales (el lenguaje oral y la escritura). Casi siempre, suele complementarse con la comunicación no verbal, que utiliza recursos no verbales: textos, actitudes corporales.

    La comunicación microgrupal se da en grupos pequeños. De enorme importancia en los grupos primarios, de socialización de elementos básicos: la familia, el grupo de amigos, asociaciones... Es una comunicación particular, más fluída, que implica ciertas exigencias básicas para la formación de la persona. En la comunicación macrogrupal, las relaciones humanas son menos intensas, ya que tienen que ver con intereses, aficiones comunes, etc, no con necesisades básicas de la persona.

    2.4.- El lenguaje y sus funciones

    Hay dos formas de entender la comunicación: como la transmisión y como el compartir de un mensaje. Existe comunicación de muchos tipos, pero es en parte un convenio que la comunicación humana se distingue de las demás por la utilización de símbolos. Así, podemos definir el lenguaje:

    El lenguaje es el instrumento a través del cual se transmite una comunicación simbólica. Supone la unión de una serie de conceptos y palabras. Su relación con la realidad es arbitraria (responde a nuestro criterio). Surge ante la necesidad del ser humano de expresar lo que le rodea: el intercambio de experiencias, concepciones y todo aquello que somos.

    Es en este sentido que podemos hablar de las funciones del lenguaje según el objetivo que tenga éste en cada contexto:

    • Función referencial (representativa).- Mensaje ! Objeto. Es la orientada al contexto, es decir, a la realidad extralingüística, al referente. Por ella se comunican los contenidos objetivos. El lenguaje la usa para transmitir contenidos diferenciados referentes al mundo externo! cumple la función de comunicar acerca de un contenido.

    Formalmente, el enunciado carece de las marcas características de otras funciones (pronombres, posesivos). Es la función característica de la exposición del conocimiento, la función específica del lenguaje humano.

    • Función emotiva (expresiva).- Mensaje ! Emisor. El emisor muestra, a través de su mensaje, no sólo lo que está diciendo, sino también su ánimo, intención, etc. Permite inferir elementos de la subjetividad del hablante, expresados más o menos voluntariamente. Informa, por tanto, al oyente sobre el hablante. El lenguaje familiar que empleamos en la vida cotidiana está impregnado de función expresiva.

    • Función conminativa (apelativa).- Mensaje ! Receptor: Es la capacidad del lenguaje de actuar sobre el interlocutor. Busca influir en el oyente y provocar en él una reacción de cualquier tipo: una acción, una respuesta lingüística, un sentimiento o una actitud. Este lenguaje vertebra todo el lenguaje de la propaganda ideológica y política, así como el del periodismo y la publicidad.

    • Función poética (estética).- Mensaje ! Mensaje. Es la relación de un mensaje consigo mismo. Determina si el mensaje se establece de una forma adecuada, si está bien formulado estéticamente, etc. Se da cuando la expresión lingüística atrae la atención sobre su propia forma. La publicidad la utiliza como recurso sistemático para atraer la atención sobre el mensaje publicitario.

    • Función fática.- Canal. Se da en mensajes cuya única finalidad es establecer, prolongar o interrumpir la comunicación o, simplemente, comprobar que funciona. Son expresiones fáticas todas aquellas que se utilizan no tanto para comunicar un contenido sino para confirmar la existencia de contacto entre el hablante y el oyente. Hace referencia a todos aquellos elementos que facilitan o impiden la comunicación y continuidad del mensaje. Un ejemplo de ello es una conversación telefónica.

    • Función metalingüística.- Mensaje ! Lenguaje (código). Es la función que se da cuando se emplea el lenguaje para referirnos al lenguaje. En realidad, es una función referencial cuyo referente es la lengua misma, bien para asegurar que hablante y oyente manejan el mismo código, bien como análisis del sistema. Todos somos capaces de comunicar, pero no de explicar cómo nos comunicamos. Es una función importante en psicología. Cuanto más capaces seamos de trascender en la comunicación, más humanos seremos.

    2.5.- La comunicación como hecho social primario

    El lenguaje es el mecanismo a través del que nos comunicamos. Se trata de un hecho social, no inventado individualmente! es una convención social: una frase individual no tendría sentido y no perduraría.

    El lenguaje es un elemento que existía antes y después de nuestra vida, un sistema externo a nosotros y que interiorizamos; momento en el cual pasamos a formar parte de la sociedad. Es un conjunto de elementos que sólo adquieren sentido en el entorno, en el contexto en el que son utilizadas. Además de ser una construcción social, es un sistema significativo. A través del análisis del lenguaje podemos entender la mentalidad del emisor, ya que es el espejo de la mente de ser humano y, al mismo tiempo, el motor de sus pensamientos! clave de la construcción del comportamiento humano.

    El proceso de socialización enseña a cada individuo cómo construir el lenguaje y continuar aprendiendo. A través del estudio de los grupos primarios, nos damos cuenta de que los conocimientos del ser humano son conocimientos aprendidos de los demás. En resumen, podemos decir que el lenguaje es el centro de la socialización humana.

    El código o lenguaje, para que pueda ser utilizado con eficacia, debe ser el patrimonio común de un grupo humano (comunidad lingüística). Sólo pueden participar en la práctica comunicativa aquellos miembros de la colectividad que hayan internalizado ese acuerdo o consenso comunicativo. Una vez establecido el espacio de posibilidades combinatorias a que llamamos lengua, podemos señalar que a los individuos que hacen uso de esas facilidades o instrumentos de influencia e información los llamamos respectivamente comunicador (o fuente-emisor), si tiene a cargo el trabajo de producir los mensajes, y perceptor (o receptor-destinatario) si desempeña la función pasiva o receptiva. Es posible que el comunicador se convierta en perceptor y viceversa.

    3.- La comunicación de masas como objeto de estudio

    3.1.- La filosofía

    El ser humano siempre se ha hecho preguntas. Las respuestas comenzaron a surgir en la cultura griega con la aparición de la filosofía. Definiéndola: la filosofía es un intento sistemático de dar respuesta a las grandes inquietudes del ser humano.

    La filosofía es un conocimiento especial, ya que no posee ninguna metodología específica ni un objeto de estudio concreto. El abanico de inquietudes es muy amplio, por lo que es un tipo de saber muy complejo.

    Aristóteles sistematizó el concepto de filosofía gracias a su obsesión por la clasificación: determinó un mundo orgánico (plantas, animales, raza humana) y otro inorgánico. Delimitó la propia filosofía, clasificándola en las siguientes disciplinas: lógica, ética, estética, psicología, filosofía política y filosofía natural (física).

    3.2.- Las ciencias

    La edad media fue el período de recuperación de las ideas de Aristóteles, quien dominó el panorama cultural de occidente hasta finales del siglo XV, cuando sucedió la revolución copernicana, momento a partir del cual ciertas disciplinas adquieren importancia independiente de la filosofía y de la teología. La física es el ejemplo paradigmático, que incluso construye leyes para sí misma y refuta a algunas establecidas por la propia filosofía. Hasta el siglo XV, la física estaba dominada por los procedimientos deductivos de matemáticos y astrónomos, cuando Galileo formuló el procedimiento inductivo.

    En este sentido, la revolución copernicana es el momento en el que las disciplinas de Aristóteles se independizan y adquieren objetos concretos de estudio y metodologías de trabajo en el análisis. Primero ocurre con la física, luego con la biología, la química... Este desarrollo de la ciencia se sitúa desde el siglo XVII hasta el XIX.

    A finales del siglo XVIII sucede una nueva revolución: lo que hasta el momento se aplicaba al conocimiento de nuestro entorno (ciencia), también se puede aplicar al propio ser humano! el ser humano puede ser estudiado científicamente. Con ello aparecen la historia, la economía... que aplican metodologías científicas.

    3.2.1.- Ciencias naturales y sociales

    A finales del siglo XIX, las ciencias se dividen en naturales (estudian la naturaleza) y sociales (estudian al ser humano). También en ambos campos comienzan a aparecer nuevas disciplinas, cada vez más específicas. En el contexto de las ciencias sociales, la más desarrollada durante el siglo XX es la sociología, que estudia al ser humano. Sin embargo, existen muchos aspectos de éste: demografía, ciencias políticas, ciencias de la información, etc; por lo que la propia historia ha condicionado la ramificación de la sociología.

    3.2.2.- Sociología y teoría de la comunicación

    Ya en el siglo XX, a partir de los años veinte, los sociólogos más importantes tratan fundamentalmente los medios de comunicación, desatendiendo problemas centrales hasta el momento y centrándose en la comunicación de masas. A partir de los años 60, aquella disciplina que tiene por objeto de estudio la comunicación de masas y se apoya en las aportaciones del resto de ciencias sociales, es lo que llamamos Teoría de la comunicación de masas. Para centrarnos en el nacimiento de esta disciplina, podemos datarlo en esta última etapa, de la mano de la socióloga, para de este modo no perdernos en el camino desde el surgimiento de la filosofía.

    4.- Epistemología y metodología para el estudio de la comunicación

    4.1.- Desarrollo histórico de la teoría de la comunicación

    4.1.1.- Inicios. Saint-Simon

    Para entender qué es la teoría de la comunicación, hay que entender en primer lugar cuál es la historia global de las ciencias. A finales del s. XVIII surge la idea de que el ser humano es estudiable. Dentro de las ciencias sociales, la disciplina filosófica que más ímpetu alcanzó en el s. XIX fue la sociología.

    La sociología es una disciplina que nace de las preocupaciones creadas por la ilustración, proceso que causa enorme cantidad de problemas (preguntas sin respuesta). El primer gran paso lo dio el francés Henri de Saint-Simon, que formuló las grandes cuestiones que debía resolver la ciencia. Vivió durante la revolución francesa, e intentó construir una sociedad sin clases, sin conflictos, sin religión cristiana... Marx lo llamará después “socialismo utópico”.

    El secretario de Saint-Simón, August Comte, intenta resolver sus grandes preguntas, creando un nuevo estatuto social. Aportaciones imprescindibles en el momento son las que aplican al comportamiento humano conceptos de la biología. Tenemos a Marx y a Spencer. Simmek y Tonnies.

    Hasta finales del siglo XIX la sociología no comenzó a ser reconocida como disciplina académica. En Francia, Durkheim, heredero intelectual de Saint-Simon y Comte, comenzó a enseñar sociología en las universidades de Burdeos y París. Fundador de la primera escuela de pensamiento sociológico, reforzó la metodología de Comte y de Marx, destacando la realidad independiente de los hechos sociales (independientes de los atributos psicológicos de las personas) e intentaba descubrir las relaciones entre ellos. Durkheim y sus seguidores estudiaron ampliamente las sociedades no industrializadas.

    En Alemania, la sociología fue reconocida en la primera década del siglo XX, en gran parte gracias a los esfuerzos del economista e historiador alemán Max Weber, que estuvo fuertemente influida por el marxismo. Los esfuerzos del filósofo alemán Simmel por definirla como disciplina independiente, subrayaron el enfoque humano del idealismo filosófico alemán.

    4.1.2.- Primera sociología norteamericana. El interaccionismo simbólico

    En Europa la disciplina hace el proceso desde su nacimiento hasta su institucionalización, al contrario que en Estados Unidos, donde las ciencias no tienen una historia propia, ya que con el desarrollo del país no había tiempo para el desarrollo de las disciplinas, a lo que había que sumar la guerra civil que experimentó. La sociología de inspiración británica es la que empezó a desarrollarse, ya que los yanquis sólo leían en inglés y tenían un cierto rechazo a lo no británico por su idioma y religión.

    El centro más importante de estudio sociológico fue la Universidad de Chicago, donde el filósofo estadounidense Mead, formado en Alemania, hacía hincapié en los aspectos microsociológicos y psicosociales, enfoque conocido como interaccionismo simbólico. Otra personalidad de la época: Cooley.

    4.1.2.- El funcionalismo y la teoría crítica

    A partir de los años treinta, el interaccionismo simbólico cae en declive con la muerte de sus máximos exponentes, y comienza a ser sustituida por el funcionalismo (vuelta a las teorías macro-sociológicas). Éste empieza a ejercer su hegemonía a partir de la época del New Deal. Se desarrolla en las universidades de la costa que más tienen que ver con la Nueva Inglaterra! hegemonía de la ideología demócrata en Estados Unidos. Tiene mucho éxito porque se corresponde con las aspiraciones empresariales de su entorno. La preocupación y el objeto de estudio del funcionalismo son los efectos de los medios de comunicación en la gente.

    Por otro lado, en Europa la situación bélica hacía imposible el trabajo por su enorme inestabilidad. A partir de los años 30 se desarrolla en EEUU la corriente de la teoría crítica, también llamada Escuela de Frankfurt. Afirmaba que las ciencias no están libres de valores, sino que conllevan supuestos implícitos cuya condición de valor está oculta por su evidente obviedad.

    4.2.- Metodología para el estudio de la comunicación

    Hasta los años sesenta, todos los estudios sobre los medios de comunicación son fruto de la sociología. A partir de ahí surgen corrientes bajo el punto de vista crítico que también los estudian. En este sentido, se desarrollan corrientes interpretativas, críticas con las corrientes funcionalistas-positivistas:

    • Lingüística (desarrollo de la semiótica)

    • Ciencia política

    • Economía política

    • Psicología (social)

    En esta línea, hablamos de sociología de la información desde 1940 hasta 1960, momento en el que cualquier estudio de los medios de comunicación responde a la teoría de la comunicación. Definición: la teoría de la comunicación es el resultado de los estudios de los medios de comunicación a cargo de las ciencias sociales. (Páginas 95 a 97 del Manual Básico de la teoría de la comunicación... Enric Saperas).

    FIN DEL TEMA 1

    RODA SALINAS, F. J. y BELTRÁN DE TENA, R Información y Comunicación. Barcelona: Gustavo Gili, 1988

    Teoría de la Comunicación Y De La INFORMACIÓN Tema 1 - Página 2 de 7

    Curso 2000 - 2001

    Fuente

    Receptor

    Destinatario

    Mensaje (señal)

    feedback

    (emisor)

    Canal / Código

    Ruido

    Transmisor

    (emisor artif.)

    (destino)