Política de Venezuela

Historia. Personajes. Marcos Pérez Jiménez. Wolfang Larrazábal. 23 de enero de 1958. Pacto de Punto fijo

  • Enviado por: Chifer
  • Idioma: castellano
  • País: Venezuela Venezuela
  • 13 páginas
publicidad
cursos destacados
Oposiciones de Geografía e Historia
Master-D
¿Quieres convertirte en profesor de geografía e historia? Master-D te ayuda a aprobar la oposición para que puedas...
Solicita InformaciÓn

Doctorado en Historia de la Educación y Educación Comparada
UNED
El objetivo general del Doctorado es proporcionar conocimientos, oportunidad de reflexión, técnicas y estrategias...
Solicita InformaciÓn

publicidad

DESARROLLO

1- BIOGRAFIA DE MARCOS PÉREZ JIMÉNEZ

Nace en Michelena (Edo. Táchira) el 25.4.1914. Muere en Madrid, España el 20.09.2001

Aunque el régimen personalista que presidió Marcos Pérez Jiménez (1952-1958) ha sido el más corto de la Historia de Venezuela, si se lo compara con el Liberalismo Paecista que duró 18 años (1830-1848); el Liberalismo Guzmancista el mismo tiempo (1870-1888); y el Gomecismo, 27 años (1908-1935); durante el mismo se implementaron importantes medidas orientadas a transformar el medio físico venezolano. En tal sentido, en este período se llevaron a cabo la construcción de obras públicas tales como: la Autopista Caracas-La Guaira (1953), la planta siderúrgica del Orinoco (1953), la Avenida Urdaneta (1954), y el Centro Simón Bolívar, entre otras. No obstante, pese al notable cambio en infraestructura que experimentó Venezuela (sobre todo Caracas) en este lapso, el mismo se caracterizó por el establecimiento de una férrea dictadura que disolvió a los principales partidos políticos (AD y PCV), sindicatos obreros, y en general, a cualquier tipo de oposición. Lo que en definitiva significó la interrupción de la democracia en este período de la Historia del siglo XX venezolano.

Fueron sus padres Juan Pérez Bustamante y Adela Jiménez. Estudió primaria en su región natal y secundaria en la ciudad de Cúcuta (Colombia), en el "Colegio Gemios Unidos". En 1931, ingresó a la Escuela Militar de Venezuela, de donde egresó con el grado de Subteniente en 1934. Posteriormente, realizó cursos de especialización en el Perú, en las áreas de: Aplicación de Artillería (1939); y Comando y Estado Mayor ( en la Escuela Superior de Guerra de Chorrillos, 1939-1943, siendo ascendido a Capitán). En este período, además de formarse en el ámbito estrictamente militar, estuvo en contacto con ciertos sectores de las Fuerzas Armadas peruanas, que veían a la institución castrense como la destinada a dirigir la vida de las distintas sociedades latinoamericanas (Destino Manifiesto de las Fuerzas Armadas); lo cual fue una concepción que influyó en su posterior elaboración de lo que denominó el "Nuevo Ideario Nacional".

Jefe de la primera sección del Estado Mayor (20.1.1944), participa en la preparación del Golpe de Estado que derroca al gobierno de Isaías Medina Angarita (18.10.1945). Con el grado de Teniente Coronel, fue uno de los dirigentes del Golpe Militar que derrocó al presidente Rómulo Gallegos, el 24 de noviembre de 1948. Miembro desde ese día de la Junta Militar de Gobierno (junto a Carlos Delgado Chalbaud y Luis Llovera Páez), ocupó la cartera del Ministerio de Defensa hasta el 2 de diciembre de 1952, fecha en que asume la Presidencia Provisional de la República (luego de desconocer el triunfo de URD en la elección de los diputados a la Asamblea Nacional Constituyente a realizarse en 1953). El 19 de abril de 1953, tras su elección por la Asamblea Nacional Constituyente, se juramentó como Presidente de la República para el período constitucional 1953-1958. Ascendido a General de División (1957), mediante el plebiscito de diciembre de 1957 es proclamado presidente para el período 1958-1963. Sin embargo, a raíz de este suceso se producirá una ola de descontento en todo el país, que finalizará en su derrocamiento por parte de las Fuerzas Armadas el 23 de enero de 1958, ante lo cual huye rumbo hacia los Estados Unidos en el avión conocido como la "Vaca Sagrada".

En agosto de 1963, el gobierno venezolano negocia con Estados Unidos su extradición. Trasladado a la cárcel Modelo de Caracas, fue sometido a juicio por los delitos de peculado y malversación de fondos del Erario Nacional. Sentenciado el 1 de agosto de 1968, fue condenado a 4 años, un mes y 15 días de prisión, pero fue liberado ese mismo día por haber cumplido ya el tiempo de condena estipulado, por lo que abandonó el país y se residenció en España. Sin embargo, al poco tiempo la figura de Pérez Jiménez fue vinculada a la fundación en 1963, del partido Cruzada Cívica Nacionalista (CCN), el cual se convirtió en una importante fuerza política. En las elecciones generales de 1968, fue elegido Senador por la Cruzada Cívica pese a hallarse ausente del país; pero la Corte Suprema de Justicia invalidó su elección basándose en tecnicismos legales. Posteriormente, valiéndose de los 400.000 votos obtenidos en las elecciones de 1968, la Cruzada logró la postulación de Pérez Jiménez para la Presidencia de la República en los comicios de 1973. Ante la potencial amenaza de esta nueva fuerza electoral, los partidos mayoritarios propusieron y aprobaron en el Congreso Nacional, una enmienda constitucional destinada a inhabilitar la elección para presidente, senador o diputado de quienes hubieran sido condenados a una pena superior de 3 años por delitos cometidos en el desempeño de funciones públicas. Ante tales circunstancias, Pérez Jiménez decidió retirarse de manera definitiva del escenario político venezolano, radicándose en Madrid donde vive en la actualidad.

2- BIOGRAFIA DE WOLFANG LARRAZÁBAL UGUETO

Nace en Carúpano (Edo. Sucre) el 5-3-1911

Comandante de la Marina y presidente de la Junta de Gobierno de 1958, luego que Marcos Pérez Jiménez fue derrocado el 23 de enero del mismo año. Hijo de Fabio Larrazábal y de Jerónima Ugueto. Los primeros estudios los cursó en el Instituto Pestalozzi de Maracaibo. Posteriormente, ingresó a la Escuela Naval (1928-1932). Entre los años 1942-1945, fue comandante de los buques cañoneros General Urdaneta, El Leandro y el Soublette. Comandante de la Base Naval de Puerto Cabello, es nombrado comandante de las Fuerzas Armadas (julio de 1947) y en 1949 agregado naval de la embajada de Venezuela en Washington.

Director del Instituto Nacional de Deportes (1952-1955) y del Círculo de las Fuerzas Armadas (1957-1958), asume el cargo de subinspector de las Fuerzas Navales y luego, de comandante de la Marina del 2 al 23 de enero de 1958. Luego del derrocamiento de Marcos Pérez Jiménez, se erige como el presidente de la Junta de Gobierno (23.1.1958-14.11.1958), convirtiéndose en un líder carismático y popular, debido a las medidas implementadas durante su gobierno, en particular el Plan de Emergencia o Plan de Obras Extraordinarias. Candidato presidencial de los partidos Unión Republicana Democrática (URD), Partido Comunista de Venezuela (PCV) y el Movimiento Electoral Nacional Independiente (MENI) en las elecciones de 1958, logra obtener 903.479. votos, ocupando el segundo lugar detrás de Rómulo Betancourt.

Retirado del servicio activo en las Fuerzas Armadas, es nombrado embajador de Venezuela en Chile (1959-mayo1969); y se presenta nuevamente como candidato presidencial por los partidos Frente Democrático (FDP) y MENI en las elecciones de 1963, logrando obtener tan sólo 9,43% de los sufragios que finalmente favorecerían a Raúl Leoni. Posteriormente ha sio elegido parlamentario en varias ocasiones.

3- EL 23 DE ENERO DE 1.958

El 23 de enero de 1958, un movimiento cívico-militar derrocó al gobierno de Marcos Pérez Jiménez, quien abandonaría el país con rumbo a República Dominicana a bordo del avión presidencial la «Vaca Sagrada». El antecedente más cercano de dicho acontecimiento se produjo el primero de enero del mismo año, cuando aviones de guerra surcaron los cielos despertando a toda Caracas. El asombro fue mayúsculo, incluso para los propios partidarios del gobierno, ya que hacía exactamente un mes, se había efectuado un plebiscito para prolongar el mandato de Pérez Jiménez, darle cierta solidez a su régimen y legitimidad ante las Fuerzas Armadas. Sin embargo, a pesar de que el alzamiento fue develado, a medida que se fueron revelando los nombres de los implicados se pudo apreciar cuán extendido y profundo era el malestar entre los oficiales de las tres fuerzas. Por tal motivo, aunque el golpe fracasó no fortaleció al gobierno, sino que aceleró el proceso de deterioro que terminaría 23 días más tarde con su caída. Esto último fue producto de una acumulación de oposiciones que, al final convirtieron el derrocamiento de la dictadura en una causa nacional.

Profundizando un poco en las causas que derivaron en la caída de Pérez Jiménez, hay que señalar fundamentalmente 2 aspectos. En primer lugar, la crisis militar, originada a partir de los mencionados sucesos del 1 de enero de 1958, los cuales trastocaron el poder absoluto que hasta entonces tenía el primer mandatario en el seno de las Fuerzas Armadas. En tal sentido, el alzamiento de los oficiales de la Fuerza Aérea en la Base de Boca de Río, cercana a la ciudad de Maracay y del cuerpo de blindados del cuartel Urdaneta de Caracas al mando del teniente coronel Hugo Trejo, produjo o evidenció una crisis de liderazgo en la institución castrense. En segundo lugar, la crisis política en el propio seno del gobierno producto de la descomposición y fraccionamiento del mismo a raíz del plebiscito de diciembre de 1957 y que originó 2 cambios de gabinete sucesivos, los días 10 y 13 de enero de 1958 respectivamente y la salida hacia el exterior de los personeros más cercanos a Pérez Jiménez vetados por las Fuerzas Armadas, Laureano Vallenilla Lanz, ministro hasta entonces del Interior, y Pedro Estrada, jefe de la policía política del régimen, la Seguridad Nacional.

A partir de los sucesos del 1 de enero y ante la manifiesta crisis política y militar del régimen perejimenista, comenzaron a publicarse diversos manifiestos en contra del gobierno tambaleante, firmados por hombres y mujeres representativos de diferentes campos de la actividad económica, profesional y cultural, así como pronunciamientos públicos de instituciones nacionales como el Colegio de Ingenieros, la Asociación Venezolana de Periodistas, federaciones obreras y sectores empresariales que hasta ese momento no habían manifestado abiertamente su repudio a la dictadura. Todas las acciones de calle en contra del régimen, tendrán su momento cumbre en la huelga general del 21 de enero, movilizada por la Junta Patriótica (unión de los diversos partidos políticos), junto a los estudiantes, empresarios y las masas populares, la cual tomó un carácter unitario que prestó el apoyo necesario a los oficiales alzados.

En la madrugada del 23 de enero, pese a contar con el apoyo de un importante sector de las Fuerzas Armadas, Pérez Jiménez decide abandonar el Palacio de Miraflores y trasladarse al aeropuerto de La Carlota (situado en plena ciudad de Caracas), para tomar el avión que lo conduciría a la República Dominicana. Al conocerse la noticia del derrocamiento, el pueblo se lanzó a la calle, saqueando las casas de los adeptos al régimen; atacando la sede de la Seguridad Nacional y linchando a algunos funcionarios.

Asimismo, destruyeron la sede y los equipos del periódico oficialista El Heraldo. Por otra parte, en pocas horas el Palacio de Miraflores se convirtió en el sitio de reunión de los sublevados y de innumerables dirigentes políticos y personalidades, quienes procedieron a nombrar una Junta de Gobierno Provisional que reemplazara al régimen derrocado. La Junta la constituyeron el contralmirante Wolfang Larrazabal como presidente y los coroneles Carlos Luis Araque, Pedro José Quevedo, Roberto Casanova y Abel Romero Villate. Al amanecer del día 23, los venezolanos celebran la caída de Pérez Jiménez, a la vez que protestan por la presencia en la Junta de Gobierno de Casanova y Romero Villate, reconocidos miembros del perejimenismo; los cuales finalmente fueron obligados a renunciar y reemplazados el día 24 de enero por los empresarios Eugenio Mendoza y Blas Lamberti.

Con el objeto de facilitar el trabajo de la Junta de Gobierno y restablecer la democracia en Venezuela, se designó también un gabinete provisional compuesto por juristas, empresarios y ejecutivos, reservándose a un militar, el coronel Jesús María Castro León, el ministerio de la Defensa. Posteriormente, la Junta de Gobierno convoca a elecciones para diciembre de ese mismo año; se liberan a los presos políticos en todo el país, se amplía la Junta Patriótica con representantes de sectores independientes, ratificándose en la presidencia de la misma al periodista Fabricio Ojeda; se abre el proceso de castigo a los personeros del gobierno perejimenista y regresan los exiliados. En esos días se iniciaba de manera definitiva, una nueva etapa en la historia de la Venezuela contemporánea.

A partir de este año, 1958 se celebra en el espíritu democrático de las nuevas generaciones de venezolanos.

Cronología de enero del 58

El día 1, estalla un movimiento militar en la ciudad de Maracay y aviones de las Fuerzas Armadas atacan a Caracas. La guarnición se rinde al día siguiente.

El día 4, la Junta Patriótica Publica el manifiesto titulado Pueblo y Ejército unidos contra la usurpación.

El día 5, Pérez Jiménez detiene a numerosos oficiales de las Fuerzas Armadas y anuncia un cambio de gabinete.

El día 7, los estudiantes protestan contra el gobierno.

El día 9, renuncian los miembros del gabinete ejecutivo y el gobernador del Distrito Federal.

El día 10, Pérez Jiménez juramenta los nuevos miembros del Gabinete mientras continúan las protestas en algunos barrios de Caracas.

El día 13, Pérez Jiménez asume el cargo de ministro de la Defensa, mientras que el denominado Comité Cívico-Militar encargado de coordinar acciones en contra del gobierno.

El día 15, circula la Declaración de los intelectuales que reclama la libertad democrática y solicita que los poderes públicos sean la expresión genuina de la voluntad popular.

El día 16, se cierra el Liceo Andrés Bello por disposición del Ejecutivo por enfrentamiento entre estudiantes, y policías.

El día 21, se da un toque de queda debido a la huelga general que comenzó con la huelga de la prensa.

El día 23, Marcos Pérez Jiménez sale del país con su familia y es sustituido por una Junta Militar integrada por oficiales de las fuerzas de tierra, mar y aire, presididas por el contralmirante Wolfgang Larrazábal.

4- EL PACTO DE PUNTO FIJO

Aunque en la actualidad los nuevos actores políticos se refieran al "puntofijismo" de manera peyorativa, el Pacto de Punto Fijo funcionó como un mecanismo que permitió la estabilización del sistema político venezolano por espacio de cuarenta años. Por otra parte, dicho acuerdo obedeció a circunstancias históricas muy específicas. Luego del derrocamiento del régimen de Marcos Pérez Jiménez, el 23 de enero de 1958, el peligro de una nueva dictadura militar se convirtió en una amenaza permanente para el establecimiento de la democracia. En tal sentido, la Junta de Gobierno presidida por Wolfang Larrazábal, tuvo que enfrentar dos intentos fallidos de Golpe de Estado. El primero llevado a cabo por Jesús María Castro León (Ministro de Defensa de la Junta de Gobierno), el 23 de julio de 1958. El segundo, liderado por los oficiales José Ely Mendoza y Juan de Dios Moncada Vidal, el 7 de septiembre de 1958; el cual buscaba impedir la realización de las elecciones a fines de ese año.

Ante tales circunstancias, Rómulo Betancourt propuso el Pacto de Punto Fijo, el cual no era sino la prolongación de conversaciones sostenidas en Nueva York, entre Betancourt, Caldera y Villalba, durante su exilio; con el fin de garantizar un compromiso entre AD, COPEI y URD para gobernar.


El 31 de octubre de 1958, se firmó en la Quinta "Punto Fijo", propiedad de Rafael Caldera, el acuerdo entre AD, COPEI y URD, siendo excluido el PCV (Partido Comunista Venezolano). Los signatarios del Pacto de Punto Fijo se comprometían a actuar conjunta y solidariamente en torno a tres aspectos:

1) defensa de la constitucionalidad y del derecho a gobernar conforme al resultado electoral: se explica allí que, cualquiera que fuese el partido que ganase las elecciones, los otros dos se opondrían al uso de la fuerza para cambiar el resultado;

2) gobierno de unidad nacional: se formaría un gobierno de coalición y ninguno de los tres partidos tendría la hegemonía en el gabinete ejecutivo;

3) los tres partidos se comprometían a presentar ante el electorado un programa mínimo común.

El respeto al Pacto de Punto Fijo, por parte de los firmantes, permitió que se realizaran las elecciones del 7 de diciembre de 1958, resultando electo Presidente de la República, Rómulo Betancourt. Sin embargo, a fines de 1960 URD abandonó la coalición de gobierno, lo que posteriormente daría paso al Bipartidismo AD-COPEI, el cual caracterizaría al sistema de partidos venezolano hasta 1993.

En síntesis, si bien no era totalmente inédito en la historia venezolana un pacto o "fusión", el Pacto de Punto Fijo constituyó el ejemplo más acabado de formalización e institucionalización de las reglas de juego, llevado a cabo durante toda la historia política de Venezuela.

Wolfang Larrazábal Ugueto

Marcos Pérez Jiménez

Tanques en Caracas

Celebración frente a la Seguridad Nacional

Fabricio Ojeda y Monseñor Rafael Arias Blanco

Rafael Caldera


Rómulo Betancourt

CONCLUSION

Marco Pérez Jiménez nace en Michelena (Edo. Táchira) el 25.4.1914.Muere en Madrid, España el 20.09.2001Aunque el régimen personalista que presidió Marcos Pérez Jiménez (1952-1958) ha sido el más corto de la Historia de Venezuela, si se lo compara con el Liberalismo Paecista que duró 18 años (1830-1848); el Liberalismo Guzmancista el mismo tiempo (1870-1888); y el Gomecismo, 27 años (1908-1935); durante el mismo se implementaron importantes medidas orientadas a transformar el medio físico venezolano.

Wolfang Larrazábal UguetoNace en Carúpano (Edo. Sucre) el 5-3-1911 Comandante de la Marina y presidente de la Junta de Gobierno de 1958, luego que Marcos Pérez Jiménez fue derrocado el 23 de enero del mismo año.

El 23 de enero de 1958 es para los venezolanos sinónimo de democracia. Ese día el general Marcos Pérez Jiménez, ante un movimiento cívico-militar de gran magnitud y ante el hecho de tener que desmembrar las Fuerzas Armadas Nacionales (FFAA) para tratar de seguir en el poder, decidió huir del país y poner a fin a sus cinco años de gobierno militar y a casi 10 años de gobiernos de fuerza.

Si los factores político -con la Junta Patriótica a la cabeza-, económico, militar y, por qué no, internacional no hubieran antepuesto sus intereses -así fuera por un momento- no se habría podido coordinar, financiar, ni ejecutar jornadas como movimientos de calle, el paro de la prensa, la huelga del 21 de enero y la movilización militar en los puntos estratégicos del país. La unidad de propósito y de acción, como estrategia y como táctica, fue el medio para conseguir un fin -la democracia- que, con sus aciertos y errores, hoy alcanza 46 años de vigencia, siendo una de las más viejas de Latinoamérica.

Aunque en la actualidad los nuevos actores políticos se refieran al "puntofijismo" de manera peyorativa, el Pacto de Punto Fijo funcionó como un mecanismo que permitió la estabilización del sistema político venezolano por espacio de cuarenta años. Rómulo Betancourt propuso el Pacto de Punto Fijo, el cual no era sino la prolongación de conversaciones sostenidas en Nueva York, entre Betancourt, Caldera y Villalba, durante su exilio; con el fin de garantizar un compromiso entre AD, COPEI y URD para gobernar.

INTRODUCION

Estudiaremos algunos puntos como la Biografía del presidente Marcos Pérez Jiménez el golpe de estado del 23 de enero de 1958 en contra de su régimen, la biografía de Wolfang Larrazábal y también estudiaremos el pacto de punto fijo se constituyó el ejemplo más acabado de formalización e institucionalización de las reglas de juego, llevado a cabo durante toda la historia política de Venezuela.

ESQUEMA

Introducción

Esquema

Desarrollo

  • Biografía Marcos Pérez Jiménez

  • Biografía de Wolfang Larrazábal

  • El 23 de enero de 1958

  • E Pacto de Punto Fijo

  • Conclusión

    Bibliografía

    Anexos

    BIBLIOGRAFIA

  • www.venezuelatuya.com

  • www.google.com

  • ANEXOS

    No sólo es el voseo: es toda esa coreografía que acompaña nuestra oralidad la que convierte a todos los zulianos en personajes inolvidables del clásico cultural venezolano que es el Zulia.

    Y no es que seamos farfullos ni faramalleros. Todo el mundo conoce nuestra fama como inventores de palabras asombrosas para aludir a las cosas más sencillas de nuestra cotidianidad.

    De tal modo que recomendamos a los forasteros, hablen castellano o no (recuerden que nuestro idioma oficial es el maracucho) proveerse de un diccionario para comprender el significado de palabras cuya raíz se remonta al más puro idioma de Cervantes.

    Tenía que ser así: tanto en el habla discreta como en el grito destemplado, dejamos ver la permanencia de modos de expresión heredados del ancestro español, el primero que echó anclas en las riberas lacustres.

    Sí, es verdad, hablamos extraño, pero no porque somos raros, sino porque somos, sencillamente, diferentes.

    Amplíe su vocabulario

    Sin pretender competir con la Real Academia , ponemos en sus manos algunas de las palabras más usadas en el argot regional, seguros de que, además de curiosas y cómicas, le resultarán muy útiles por estos predios.

    Arbolario : Botarate, alocado.

    Arrebiato : Reata. Cuerda con que se ata el ganado. Se usa entre nosotros como “arrebiate” e identifica adornos desproporcionados o de mal gusto.

    Busaca : Bolsa.

    Espernancar : Abrirse de piernas, generalmente por efecto de un golpe. En el Zulia, el significado de este verbo ha sido transferido a la acción que lo provoca, asimilándolo al de golpe o porrazo.

    Faramallero : Hablador, charlatán. También se usa en Maracaibo para referirse a una persona muy ostentosa.

    Fullero : Entremetido, astuto, que hace trampas en el juego.

    Lambucear : Lamer un plato o vasija. Como sustantivo, aquí se usa para distinguir a las personas

    Lampazo : Estropajo que atado a un palo sirve, principalmente, para secar la cubierta de los barcos. Es el coleto, pues.

    Que no le impresione cuando escuche hablar de alguna regorgalla . La palabra, cuyo significado oficial alude a un conjunto de adornos recargados en torno a su cuello, para nosotros se refiere a algo desagradable.

    Ésta es apenas la muestra de la influencia canaria. Pero otras palabras, como guachimán ( del inglés watch man) acusan la generosa contribución de otros extranjeros que se asentaron en la ciudaahora humilde conocedor del hablar maracucho, sienta en su corazón toda esa pasión que late en el diario vivir del pueblo zuliano, el del gentilicio más poderoso de la tierra venezolana.

    Vídeos relacionados