ONG (Organización no Gubernamental)

Organizaciones sin ánimo de lucro. Solidaridad y comunitarismo. Voluntariado. Financiación

  • Enviado por: Carlos Matás
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 7 páginas
publicidad
cursos destacados

Cómo Conseguir los Objetivos
Accerto
Dirigido a trabajadores que quieren trabajar con total autonomía en el área de ventas. Personas que quieren aprender...
Solicita InformaciÓn

publicidad

Movimiento ONG

El crecimiento del sector no lucrativo.

Actualmente, en los países del Norte, se ha constado el siguiente fenómeno: a pesar de la reducción del número de afiliados a movimientos estudiantiles, sindicatos y partidos políticos, cada vez son más numerosas las personas que voluntariamente colaboran con organizaciones ecologistas, entidades de ayuda a personas enfermas o grupos de solidaridad hacia el “Sur”.

En España hace veinte años, las organizaciones no gubernamentales de desarrollo, no superaban la docena, mientras que en 1996, la Coordinadora Española de ONGD contaba con más de 90 organizaciones afiliadas. La cifra sobrepasa las 300 si tenemos en cuenta las organizaciones no afiliadas.

En la mayoría de países de Europa occidental y en Norteamérica está aumentando el número de personas que dedican parte de su tiempo a tareas de voluntariado: ayudando a personas discapacitadas, atendiendo teléfonos de información y apoyo a enfermos de SIDA o cáncer, en la enseñanza del idioma a grupos de inmigrantes…

En América Latina, Asia y África proliferan las organizaciones locales, los movimientos populares, para paliar el déficit de infraestructuras y servicios básicos que sufren estos países. En el llamado “Tercer mundo”, existen 50.000 organizaciones no gubernamentales locales. Por ejemplo, mujeres de muchos barrios marginales de las grandes urbes latinoamericanas han organizado comedores populares para alimentar a sus familias y comunidades.

En los países del Este se constituyen grupos de personas para hacer frente a la dura transición socio-económica que están atravesando. Surgen organizaciones para ayudar a las mujeres y a la infancia, asociaciones de salud, grupos culturales…etc. En 1993, en Polonia estaban censadas más de 15.000 organizaciones de voluntariado.

En el “Sur del Norte”, más conocido como “Cuarto Mundo”, las personas se organizan para defender sus derechos, reivindicar su cultura e intentar mejorar sus condiciones de vida. Organizaciones religiosas y asociaciones de vecinos trabajan en los barrios marginales de las grandes ciudades del mundo occidental, ayudando a muchas personas sin techo o con ingresos mínimos.

Solidaridad y comunitarismo frente a consumismo e individualismo.

En muchos lugares del mundo parece existir un cierto retorno a los valores de la comunidad; fenómeno que en EEUU. Ha recibido el nombre de “ comunitarismo”.

Al mismo tiempo, nos hallamos frente a una generación muy individualista, la denominada “me generation”, concentrada en el culto al dinero y al propio cuerpo.

¿Cómo explicar esta aparente contradicción entre un aumento de la solidaridad y el altruismo y el triunfo del consumismo y del individualismo?. El profesor Lester M. Salamon (1994), en sus reflexiones lo achaca a lo que él denomina “las cuatro crisis”.

1.- Crisis del Estado del bienestar. Ante la imposibilidad por parte del Estado de proveer todo tipo de servicios, las asociaciones intentan cubrir los déficits sociales.

2.- Crisis del desarrollo. A finales de los años 80, en numerosos países del “Sur”, la renta per per cápita descendió considerablemente. Una de cada cinco personas del planeta vive en situación de extrema pobreza. Entonces empezó a hablarse de un desarrollo “participativo”.

3.- La crisis ecológica. Numerosos grupos de personas se han unido para defender el medio ambiente.

4.- La cuarta crisis es el colapso del comunismo. El fin del consumismo en los países del Este, ha tenido un papel central en la proliferación y desarrollo de organizaciones no lucrativas que empiezan a vertebrar la sociedad civil, en sustitución de un Estado desacreditado.

La situación en España.

En los años sesenta y setenta, aparte la ONCE o la Cruz Roja, existía en el ámbito de las asociaciones una fuerte tradición vinculada a la Iglesia Católica. En los últimos años del régimen franquista empezó a gestarse un movimiento social heterogéneo, contra el régimen vigente. Seguramente este movimiento inicial de protesta política fué lo que sirvió de semilla del fenómeno asociativo que eclosionaría una vez finalizada la dictadura.

El desarrollo del asociacionismo fue fomentado por la bonanza económica de los años 80. Animadas por el clima de prosperidad alguna empresas apoyaron activamente al sector no lucrativo, y muchos particulares dedicaron su tiempo libre a colaborar con estas organizaciones.

Hoy en día, en Cataluña todavía es posible reconocer algunas asociaciones centenarias: Lluïsos de Gràcia, fundada en 1855, o el Centre Excursionista de Catalunya, constituido en 1871. Son numerosos los pueblos que todavía conservan sus ateneos, teatros, bibliotecas o casinos.

1990

1994

1990-1994

Asociaciones

85.869

133.476

55,44%

Federaciones

1.001

1.705

70,30%

Asociaciones juveniles

4.477

9.040

101,90%

Total

91.347

144.221

57,88%

(Evolución de las asociaciones en España, 1990-1994, según el Registro Nacional de Asociaciones del Ministerio de Justicia e Interior. Madrid, Diciembre de 1994)

La cultura de la solidaridad ha penetrado en pocos años en España. A finales de 1994, el 66,2% de los españoles considerábamos que, “aunque tengamos problemas”, debemos dedicar más recursos para ayudar al desarrollo de los más pobres. La solidaridad de los españoles con Bosnia fue muy superior que la de otros países más ricos de Europa.

Contrariamente a lo que cabría esperar, la legislación no ha servido de impulso para el desarrollo del asociacionismo en nuestro país. Vale la pena recordar que el fenómeno asociativo está regulado todavía España por una ley preconstitucional (1964).

Especialización y confianza.

En los años ochenta no resultaba extraño encontrar una asociación de vecinos de una gran ciudad española colaborando activamente en una campaña de recogida de alimentos para Etiopía y, al mismo tiempo, organizando una brigada para construir escuelas en Nicaragua, poniendo en funcionamiento una aula de formación para adultos y preparando actividades deportivas para los niños del barrio. En cambio, la especialización de las asociaciones es un fenómeno característico de los últimos años.

Se han levantado algunas voces en contra de esta proliferación y especialización del sector que sin embargo no hace más que confirmar su presencia activa. Algunas personas se preguntan si esto no será una moda pasajera. Esta percepción ha sido promovida por algunos medios de comunicación con sus “charity shows”. También personas poco escrupulosas han creado asociaciones para beneficiarse de esta oleada de altruismo. Sin embargo estos fenómenos no deberían llevarnos acuestionar el verdadero sentido y razón de ser de las asociaciones.

El sector no lucrativo

Definición y terminología.

A pesar de que históricamente el sector no lucrativo es anterior a las empresas y las administraciones públicas, recibe el nombre de tercer sector. La clasificación de las actividades económicas en tres sectores: privado, publico y no lucrativo, dista de ser la ideal. Muchas organizaciones no pueden ser catalogadas en ninguno de los tres sectores y, a menudo, las fronteras entre ellos son difusas. Al mismo tiempo, la utilización del término “sector”, sugiere la existencia de barreras, barreras que se difuminan a pasos agigantados.

Una asociación u organización no lucrativa es una entidad constituida para prestar un servicio que mejore o mantenga la calidad de vida de la sociedad; formada por un grupo de personas que aporta su trabajo voluntario; no dedicada al lucro personal de ninguno de sus miembros/socios/fundadores; y que no tiene carácter gubernamental.

Esta definición deja claros los rasgos fundamentales de una ONG:

1.- Son entidades que prestan un servicio a la sociedad para mejorar la calidad de vida de las personas y, en especial, de aquellos que menos tienen. También son llamadas “organizaciones sociales”

2.- Son organizaciones de voluntariado. Incluso en el máximo nivel directivo se encuentran personas que realizan su tarea de dirección de forma voluntaria.

3.- Son entidades sin ánimo de lucro. Lo cual no significa que no puedan obtener beneficios, sino que, en caso de obtenerlos, han de invertirlos en las actividades de su misión.

4.- Son organizaciones no gubernamentales, separadas de las administraciónes públicas, lo que no significa que no puedan recibir su apoyo.

Clasificación.

Una vez han sido definidas, el siguiente paso es intentar estructurar una clasificación que abarque su gran diversidad. Algunas administraciones públicas ordenan las asociaciones tomando como referencia a los destinatarios, es decir, las personas a las que se dirigen los servicios ofrecidos por la asociación: asociaciones de gente mayor, de personas discapacitadas, de mujeres, de jóvenes, de refugiados.

Otras clasificaciones distinguen las entidades no lucrativas por su forma

jurídica: asociaciones, fundaciones, federaciones, cooperativas.

Clasificación

Ejemplos

1- Tiempo libre

Movimiento Scout Católico

2- Cultura

Fundación La Caixa

3- Comunicación

Pangea- Comunicación para la Cooperación

4- Educación

Fundación Formación y Empleo

5- Deportes

Centre Excursionista de Catalunya

6- Sociedad

Confederación de Asociación de Vecinos del Estado Español

7- Apoyo social

Federación de Asociaciones de Asistencia de Mujeres Violadas

8- Cooperación internacional

Ayuda en Acción

9- Medio ambiente

ADENA/WWF

10- Economía social

IDEAS

11- Salud

Alcohólicos Anónimos

(Clasificación de las asociaciones según el Ayuntamiento de Barcelona y ejemplos)

Eje diferencial de este sector

El rasgo diferencial de este tipo de organizaciones, de las empresas privadas y de las administraciones públicas, son sus valores organizativos específicos. Los valores son la guía de todas las justificaciones ideológicas, es decir las creencias morales en las que se basan todas las actuaciones.

Entre los valores defendidos por la mayoría de las organizaciones no lucrativas están: la tolerancia, la libertad, el compromiso, la justicia, la igualdad, la responsabilidad, el humanismo, el civismo, la amistad, la participación, la paz, la solidaridad, el respeto al medio ambiente y la calidad de vida.

Financiación de las ONG

Las posibles formas de financiación para una asociación incluyen:

  • Fondos procedentes de particulares

  • Fondos procedentes de las administraciones públicas

  • Fondos procedentes de las empresas

  • Fondos procedentes de otras organizaciones no lucrativas

A.)Fondos procedentes de particulares.

Suele ser la forma más extendida de financiación. Los primeros recursos y horas de trabajo provienen de este colectivo.

A-1) Cuotas de asociado

  • Las cuotas como contraprestación de unos servicios: Se trata de cuotas satisfechas por los usuarios que se benefician de los servicios ofrecidos por la organización. Un ejemplo son la Asociación de Bibliotecarios y Documentalistas de Guipúzcoa.

  • Las cuotas como donaciones para la actividad de la asociación: En esta segunda modalidad, el donante no obtiene cotraprestaciones directas. Ademas de obtener lo que se podría llamar un “producto intangible”, como por ejemplo la solidaridad, la ayuda a una causa.., puede participar activamente en la vida asociativa de la organización.

A-2) Las donaciones puntuales.

Mientras que el socio que paga una cuota periódica está comprometido con la organización y sus objetivos, el donante puntual suele ser un simpatizante dispuesto a colaborar en ocasiones contadas.

Diferentes maneras de conseguir donaciones puntuales:

  • Colectas: Se trata de concentrar todos los medios de que dispone la organización, (en los ámbitos de recursos humanos, de comunicación…,) en un único día. Por ejemplo, la Asociación Española de Lucha Contra el Cáncer o la Cruz Roja.

  • Fiestas: La organización de una fiesta implica un cierto riesgo económico por el gasto que hay que anticipar. Hace falta una organización muy buena y capacidad de convocatoria asegurada para que la fiesta sea un éxito y no provoque pérdidas. Un ejemplo son: SOS Racismo que cada año organiza la “Fiesta de la Diversidad” o la que realiza Intermón con el nombre de “Un día por la Esperanza”.

  • Apadrinamientos o las herencias: En el apadrinamiento de proyectos concretos, como la educación de un niño del Tercer Mundo, el donante se compromete con un proyecto específico, y no con toda la organización.

A-3) La venta de elementos de merchandising.

La venta de elementos de merchandising con la imagen de la asociación es una modalidad de captación de fondos.

Son numerosas las organizaciones no lucrativas que han decidido entrar en esta dinámica y que han dedicado muchos recursos y esfuerzos a elaborar los materiales y los catálogos para anunciar los productos que ofrecen. Como ejemplos de esta venta se pueden consultar los catálogos de Médicos sin fronteras o Greenpeace. Un ejemplo particular es la venta de felicitaciones navideñas que hacen algunas organizaciones de desarrollo como Manos Unidas, Ayuda en Acción o UNICEF.

B.) Fondos procedentes de las administraciones públicas.

Ha sido siempre un tema muy debatido, por la contradicción que implica el hecho que las asociaciones que se definen como “no gubernamentales” dependan de las administraciones públicas. Las subvenciones son la forma más común.

B-1) Las subvenciones.

Las subvenciones siempre se conceden a posteriori vinculadas a una finalidad determinada de gasto. Esto quiere decir que existe un proyecto al cual se han de aplicar los importes que posteriormente se tendrán que justificar ante el organismo oficial que la concedió.

B-2) Los contratos y los convenios.

  • Cesiones de uso: Las administraciones pueden decidir ceder a las asociaciones el uso de equipamientos. Por ejemplo, en algunas ciudades españolas, centros cívicos, instalaciones deportivas o espacios de exposiciones son gestionados por asociaciones.

  • Contratos de prestación de servicios: Las administraciones públicas pueden encargar a las organizaciones la prestación de determinados servicios.

  • Convenios de colaboración: Se hacen normalmente cuando existe una entidad que cubre un servicio que debería prestar la Administración. Por ejemplo, muchos ayuntamientos tienen convenios con entidades juveniles para que organicen colonias de verano para niños.

C.) Fondos procedentes de las empresas.

C-1) El primer instrumento son las mismas asociaciones. Si las organizaciones no lucrativas crecen, reciben cada vez mayor apoyo popular y al mismo tiempo están bien dirigidas y administradas, seguramente se ganarán también la confianza de muchos empresarios.

C-2) El siguiente instrumento es una serie de elementos que se podrían denominar coyunturales, como podrían ser las condiciones económicas del país o el marco fiscal existente para financiar el mundo no lucrativo.

C-3) El último elemento que se ha de considerar es el mismo proyecto de colaboración. Si una asociación pide dinero a una empresa, hace falta el diseño de un proyecto que le sea interesante ya que la empresa querrá conocer en que se va a invertir su dinero.

Para trabajar con las empresas hace falta:

- Invertir tiempo y recursos: Si queremos captar la colaboración de una empresa, tendremos que destinar recursos a preparar un buen proyecto.

- Identificar empresas, que por su actividad, pueden estar más interesadas en financiar la asociación. Por ejemplo si nuestra asociación trabaja ayudando a niños maltratados, podríamos ir a buscar financiación a empresas de juguetes, de confitería, de ropa infantil …

- Creatividad. Un proyecto para que lo financien, hace falta para que sea atractivo para la empresa.

- Seriedad: La asociación ha de dar una imagen de rigor y trabajo bien hecho. Su carta de presentación serán la memoria anual y los estados financieros.

Mecenazgo y patrocinio empresarial.

El Mecenazgo se define como la ayuda “desinteresada” de una empresa a una organización. El patrocinio pretende asociar la marca de una empresa con un acontecimiento deportivo, cultural, científico o social.

En el mundo anglosajón se comienza a utilizar otro término para denominar el mecenazgo empresarial: “márketing con causa”.

D.) Fondos procedentes de otras organizaciones no lucrativas.

En España, existen un número considerable de fundaciones, que financian proyectos del sector no lucrativo. La fundación Juan March o la fundación la Caixa son algunos ejemplos.

4