Existencia de Dios

Fe religiosa. Religiones. Ateísmo. Antiteísmo. Creencias religiosas

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: Chile Chile
  • 4 páginas
publicidad

Dios: Fe, creencia o sólo mito

Dios, centro de la fe religiosa, el ser supremo, la última realidad o sencillamente un ser sagrado a quien se adora, se le construye iglesias y se le ora. Para las religiones monoteístas es el creador y dio origen a todo lo que ahora podemos ver, además se le dan atributos perfectos, como el ser lleno de bondad, todopoderoso, que nos cuida y sabe cada uno de nuestros actos.

Pero la existencia de sufrimiento, el mal y las desgracias en la tierra dejan en duda la existencia de un ser sagrado que vela por nuestra felicidad, por que Dios podría impedir el mal y las desgracias del mundo pero no quiere (esto quiere decir que no es tan bueno) o quiere impedirlo pero no puede (no es el ser todopoderoso que todos dicen que es). Si en realidad existe y siempre debería estar con nosotros, por que nunca esta cuando más lo necesitamos, estaremos hablando de un Dios sordo, ciego y mudo? Que no es capaz de ver toda la crueldad en el mundo, oír los gritos de dolor de una guerra, el llanto de un niño maltratado o dar su palabra de aliento a tanto desposeído. O no ver que los representantes de su iglesia en la tierra sean seguidores de un mal llamado pedofilia. No vio o no supo de que se trataba la guerra santa; Habiendo tanta hambre y pobreza en el mundo, no es una burla la riqueza de su iglesia.

El ateísmo se caracteriza por una ausencia deliberada (es decir, elegida) de creencia en la existencia de dioses (Algunos ateos creen en la no-existencia de todos los dioses; otros limitan su ateísmo a dioses específicos, tales como el Dios del Cristianismo, en lugar de hacer una negación general.. ) Deriva del athos (No Dios), y el agnosticismo dice que la existencia de uno o varios dioses no es segura ni imposible deriva del agnostikos (no conocido) y rechaza tanto al ateismo como al teísmo. Sin embargo desde entonces el término agnóstico ha sido también usado para describir a aquellos que definitivamente no crean en Dioses. Y un librepensador es alguien que piensa libremente (alguien que está preparado para considerar cualquier posibilidad, y que determina qué ideas son correctas o incorrectas a través de la razón, en base a por ejemplo el método científico).

Para creer en Dios, tenemos 2 cosas: Existe la simple Fe o en el fundamento de la

Biblia (pero la Biblia es demasiado confusa, y puede tener varias interpretaciones según la religión o la persona que a lea, incluso puede ayudar como base a gente atea para ayudar a su argumentación de la no-existencia), pero si tal Dios existiera debería interactuar con nosotros y el universo de algún modo, estos efectos de interacción deberían ser sentidos por nosotros de alguna forma, y por lo tanto Dios debería verse manifestado en algún hecho, de otro modo ¿cómo podría distinguirle de todas las otras cosas que no existen? Pero como no lo podemos detectar ni sentir de ningún modo, se hace insegura su existencia. Algunas personas dicen notar su presencia gracias a milagros, apariciones, locuciones, etc., pero estas tampoco son pruebas de mayor valor ya que estas pueden ser una creación de la mente de la persona a causa del fanatismo.

Muchos ateos sienten que la idea de Dios como la enseñan en la mayoría de las religiones es auto contradictoria y que es imposible que este Dios pueda existir. Ya que seria un ser demasiado “perfecto”. Claro que algunos no tienen un fundamento lógico que apoye su ateismo, lo hacen por que es una forma mas cómoda y con sentido común de ver la vida o sólo por ir en contra de todo lo estipulado o por mostrarse rebeldes a la sociedad.

Asumir que Dios existe es hacer suposiciones que seguramente no podrán ser nunca comprobadas, ya que no tenemos donde buscar, de donde investigar, ni quien acudir para saber si realmente existe este ser todopoderoso. Y generalmente nosotros asumimos que algo no existe a menos que podamos comprobar lo contrario, y es así que el ateo asume por falta de argumentos o por duda la existencia de este ser divino, ya que esta teoría fácilmente se puede poner a prueba, los católicos asumen que hay que creer sin ver , los ateos o no creyentes, creen que hay que ver para creer.

“Es evidente que todas las ciencias se relacionan en mayor o menor grado con la naturaleza humana, y que aunque algunas parezcan desenvolverse a gran distancia de ésta, regresan finalmente a ella por una u otra vía. Incluso las matemáticas, la filosofía natural y la religión natural dependen de algún modo de la ciencia del HOMBRE, pues están bajo la comprensión de los hombres y son juzgadas según las capacidades y facultades de éstos.”

Pero después de siglos de cuestionamientos y de esfuerzo, nadie ha podido demostrar satisfactoriamente su existencia como así tampoco hay quien haya demostrado su no-existencia.

La afirmación de que si no se ha demostrado la falsedad de algo es menos probable que no tenga sentido, es insostenible. Como sé a ya mencionado anteriormente no se ha podido comprobar nada, un ejemplo para explicar esto, es que nunca nadie a probado que los unicornios no existen, y hay muchas historias sobre estos, pero esto no hace menos imposible que sean solo un mito.

Aquellos que profesan el ateísmo habitualmente no afirman que no existe ningún tipo de dios; en lugar de ello, existe la posibilidad de probar que cierto dios tal y como es descrito por un texto religioso en particular no existe. Incluso pudiera ser demostrable que ningún dios, tal como es descrito por cualquier religión actual, existe.

Los ateos no son no creyentes a través de la ignorancia o la negación, no son creyentes por elección propia. Tomando en cuenta de que no todas las religiones están de acuerdo con la definición de Dios, no se ponen de acuerdo si es uno, o varios, si es masculino o femenino etc... y así Dios nuevamente se interpreta según la persona, entonces las visiones de Dios ni siquiera concuerdan en gente de una misma religión, ya que nadie tiene la seguridad de cómo es, por que nadie lo ha visto.

Por lo demás, si tomamos de ejemplo al cristianismo, hay tanto grupos compitiendo, todos seguros de que son lo “verdaderos cristianos”. A veces luchan y se matan entre ellos mismos, los ateos toman un punto de vista practico, todo quien dice ser cristiano, por fe y para justificar sus acciones, debe ser considerado como tal.

También, yo creo que es mejor andar por la vida, sin que nadie nos vigilara, ni nos condenara por nuestros actos, por muy buenas intenciones que tenga este “hermano mayor”.

Se habla mucho, de que Dios creo al hombre, a su imagen y semejanza, entonces podríamos deducir que Dios pudo haber sido: violador, extremista, estafador, o un simple obrero. Pero se nos presenta un Dios divino, todo poderoso y el hombre en general no lo es, entonces esta es otra contradicción de la Biblia.

¿Quién lo ha visto?, Para asegurar de que tiene la imagen de un hombre de carne hueso, ¿quién lo ha escuchado?, Y que pueda confirmar que su palabra es la que leemos en la Biblia.

Una debilidad humana es creer en Dios, ciertamente muchas sociedades antiguas, acuden a la religión para explicar fenómenos que no podían comprender, los surgimientos de epidemias en pueblos, eran causados por “castigo divino”; O sea que Dios no es el ser bondadoso sino un castigador. Pero hoy en día cumple una función mas bien social, ya que muchas personas por no quedar mal frente a la sociedad, se dejan llevar por creencias en las que no están de acuerdo.

¿Podemos confiar en una Iglesia, que ha estructurado sus bases en torno a mentiras? Que la ciencia ha demostrado que lo son, un ejemplo claro de esto es el manto sagrado, que a través de la prueba de C14, se ha demostrado que es una farsa.

Ni siquiera hay que demostrar que Dios no existe o que no es más que un “reflejo”: hay que sublevarse, pues el hombre no puede reconocer ninguna subordinación de su ser. “Si Dios existiera realmente habría que hacerle desaparecer” .

Pero después de todo la religión es un producto de esta sociedad. Y desde este punto de vista las bases de la religión en si, ha tomado ideas prestadas que ayudan a la estabilidad de la sociedad y no necesariamente a la palabra de Dios (Respeto a las autoridad, Prohibición del homicidio, etc...).

A lo mejor no existe el Dios todopoderoso, salvador del mundo, que no han impuesto las religiones, sino un Dios como necesidad de aferrarse a algo que lo hemos inventado en nuestras mentes.

No creas en algo sólo por que deseas que sea cierto, si quieres que tu vida tenga algún tipo de significado, depende de ti encontrarlo.

Y por ultimo, para terminar con este ensayo, pienso que todas las creencias deberían estar abiertas al cuestionamiento.

David Hume. Tratado de la naturaleza humana. Edición preparada por Félix Duque. Madrid: Editorial Tecnos, 1988.

Primera deducción: antiteísmo absoluto. Bakunin

Fuente: Touchard, Jean. Historia de las ideas políticas. Traducción de J. Pradera. Madrid: Editorial Tecnos, 1981.