Venezuela

Sudamérica. Cultura venezolana. Identidad nacional. Folclore. Artesanía indígena. Danzas tradicionales

  • Enviado por: Carlos Castorani
  • Idioma: castellano
  • País: Venezuela Venezuela
  • 8 páginas

publicidad
cursos destacados
Curso completo de piano - Nivel básico
Curso completo de piano - Nivel básico
Este curso de piano está pensado para todos aquellos principiantes que deseen comenzar a tocar el piano o el...
Ver más información

Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información

publicidad

La Trinidad, 21 de noviembre de 2000

U. E. Colegio Los Arcos. II M.D. “B”

Asignatura: Premilitar

Identidad Nacional:

La Cultura Venezolana

Introducción

Cuando se observan de cerca los miles de variantes de los seres humanos, no sorprenden tanto las diferencias entre sus rasgos físicos como la infinita diversidad de sus modos de vivir y de sus costumbres.

Si se examinan esas diferencias mas atentamente, podemos notar que se trata de diversidades del lenguaje, las ideas, las creencias, los códigos sociales, las técnicas, los ritos y las concepciones artísticas, éticas y religiosas.

También notamos que estos elementos se hallan presentes en todos los grupos humanos, que constituyen creación propia y particular de cada uno de ellos, y en consecuencia son distintos de los demás.

Todos esos elementos propios de la humanidad conforman la cultura, que es por tanto característica del hombre.

Con este trabajo pretendemos dar a conocer las características de la cultura venezolana y sus representaciones, parte integral de lo que conforma la identidad nacional.

Desarrollo

Cultura es el conjunto de todas las realizaciones materiales y espirituales que produce un grupo humano determinado. Es todo lo que el hombre hace, produce o crea.

En este sentido, también son parte de la cultura todas las transformaciones que ese grupo hace del medio ambiente donde vive, por ejemplo: canales, represas, terrazas y caminos, así como todo lo que crea o elabora para vivir: comidas y bebidas, vestido y vivienda.

De tal manera, cada comunidad, cada grupo social o toda la población de un país, tiene una respuesta que llamamos cultura. Esa obra o "respuesta cultural" la ha elaborado el hombre a través de miles de años de evolución histórica.

La cultura que ha creado cada sociedad a través de la historian tiene aspectos materiales y espirituales. Por ello, tenemos que señalar que todos los pueblos tienen una cultura bien sea ésta muy avanzada tecnológicamente o, por el contrario, bastante limitada en ese aspecto.

Existen muchos pueblos que aunque no tienen grandes manifestaciones de cultura material o un gran desarrollo técnico y científico, poseen, en cambio, una riquísima y a veces también milenaria cultura espiritual, con ritos, costumbres, tradiciones y ceremonias muy complejos.

Cada pueblo o sociedad trata de defender o valorar su respectiva cultura, pues esa conciencia cultural propia le da a cada grupo su identidad.

Las costumbres, tradiciones y otros elementos similares de la cultura espiritual, son parte fundamental para que un pueblo determinado desarrolle su identidad local, regional o nacional.

El Folklore Venezolano

Folklore es una palabra que empezó a usarse en Inglaterra hacia 1840; ésta fue compuesta con dos vocablos: Folk, que significaba "pueblo", y Lore, que significaba "saber" o "cultura". De tal manera, que "folklore" es "cultura o saber del pueblo".

El pueblo tiene y siempre ha tenido una cultura tradicional, formada fundamentalmente por sus creencias, costumbres, música, danza, leyendas y otros aspectos que se conservan en la memoria colectiva de ese pueblo.

Los especialistas en folklore estudian las diferentes manifestaciones de la cultura popular tradicional o folklore y las clasifican en:

  • Folklore musical.

  • Folklore coreográfico: danzas y baile.

  • c) Folklore alimentario: comidas y bebidas.

    d) Folklore literario: poesía, leyendas y tradiciones.

    e) Folklore artesanal: cerámica, tejido, herrería, carpintería y talabartería.

    f) Folklore religioso y mágico: fiestas, ceremonias y ritos.

    g) Folklore pictórico: pintura espontánea sobre telas y en forma de murales. Retablos.

    h) Folklore escultórico: talla de madera, cocos, piedras y otros materiales.

    i) Folklore Arquitectónico: técnicas y estilos de construcción de vivienda tradicional; ejemplo: la pared de bahareque, el techo de teja.

    Cada comunidad o pueblo tiene su propia manifestación folklórica. En nuestro país, esta cultura folklórica es mestiza, pues en ella encontramos elementos provenientes de los pueblos y culturas aborígenes americanas, de Europa y África. Esa síntesis o mestizaje cultural esta presente en todas las manifestaciones de nuestra cultura popular tradicional o folklórica.

    Esa cultura la elaboro el pueblo venezolano en el pasado y la sigue transformando y adaptando a nuevas realidades. De generación en generación mantiene lo fundamental de esa cultura tradicional, aunque la recrea o modifica a medida que las condiciones de ese pueblo cambian.

    La Artesanía Indígena

    Nuestros indígenas fueron hábiles artesanos que conocieron el trabajo de la cerámica para producir budares o aripos y diferentes tipos de vasijas y adornos; el tejido de fibras duras para elaborar cestas, canastos, esteras, manares, cernidores o coladores, sombreros, mapires, o morrales y otros productos.

    También tejían fibras suaves como el algodón para elaborar pequeñas piezas de tela para confeccionar ropa de abrigo; asimismo, elaboraban chinchorros y hamacas para descansar, cordeles y redes para pescar, y muchos otros bienes.

    Algunos grupos indígenas tenían gran habilidad para trabajar con las perlas, pedazos de oro y piedras preciosas. Con esos materiales fabricaban collares, zarcillos, brazaletes y otras prendas. Para adornarse usaban también plumas, pieles, garras, dientes y conchas de animales.

    En cada una de las regiones de nuestro país existe una tradición artesanal indígena, aunque hay grandes diferencias entre la herencia indígena que puede apreciarse en la región andina y las restantes: los Llanos, Guayana, Oriente, Centro-Occidente (Lara-Falcón).

    Los Juegos Folklóricos

    También en los juegos puede apreciarse el mestizaje cultural del venezolano. Dentro de la amplia variedad de juegos practicados por los adultos y por los niños, solamente comentaremos la importancia de algunos propios para niños. Entre estos tenemos el vuelo de cometas, zamuras o papagayos; las metras, el gurrufio, la perinola, la zaranda, el baile de trompos, las piñatas, las rondas, los de persecución como el "escondido", el gargaro malojo, el “sere” y "el loco", la semana o rayuela, los de ingenio y algunos otros mas.

    Danzas Tradicionales

    - Los Diablos Danzantes: En Venezuela, desde la época colonial, se celebraban fiestas con música y la presencia de personas con vestidos y máscaras de dragones, diablos y figuras gigantescas. De acuerdo con las crónicas de tiempos pasados, los diablos danzaban en la ciudad de Caracas, en El Sombrero y San Rafael de Orituco (Guárico), San Carlos y Tinaquillo (Cojedes), San Francisco de Asis, Villa de Cura, Santa Cruz, Maracay, Cata, Cuyagua, Chuao, Ocumare de la Costa y Turiamo (Aragua). Este último pueblo lo celebra actualmente en Maracay, pues sus pobladores fueron trasladados hacia esa ciudad. En Carabobo los lugares que celebran esta fiesta eran Guacara, Tocuyito, Canoabo y Patanemo, los Diablos de Patanemo todavía están activos.

    Finalmente, mencionaremos a los más conocidos del país en la actualidad: los Diablos Danzantes del pueblo de San Francisco de Yare, en el Estado Miranda, y los de Naiguatá en el Distrito Federal.

    De todas estas localidades mencionadas antes, sólo en algunas de ellas se mantiene activa la celebración. Entre éstas tenemos: los diablos de San Francisco de Yare, Naiguatá, Patanemo y los de los pueblos de la costa aragüeña.

    Estos grupos de diablos son "hermandades" o "cofradias" de origen religioso. Asisten a la ceremonia religiosa en las iglesias el día de Corpus Christi y además danzan en las calles, plazas y casas de los respectivos poblados. En general, tienen una organización formal que conserva la tradición y los bienes del grupo; asimismo, su directiva guarda la disciplina en los ensayos y los actos del día jueves de Corpus Christi de cada año.

    Aunque hay algunas diferencias en la forma de organizarse, todos los grupos tienen sus jefes o capataces y otras personas a las que se les asigna las diferentes responsabilidades: “perreros”, “arreadores”, “cajero” y “sayón” o “sayonas”.

    También en la ceremonia la vestimenta, las mascaras, instrumentos musicales, los cantos y otros aspectos, presentan diferencias entre los grupos de la costa y los de Yare.

    - El Tamunangue: El Tamunangue es una de las manifestaciones mas completas de nuestro folklore. Al igual que otras expresiones de la cultura popular tradicional, no tiene características únicas en las regiones donde es mas extendida: el estado Lara y parte del estado Yaracuy.

    En términos generales, este consta de varios "sones" o partes:

    a) La batalla.

    b) La bella.

    c) El yibivamo o chichivamo.

    d) La columba (colunga o calunga) o “Perrendenga”.

    e) El poco a poco o los calambres.

    f) El galerón.

    g) El seis corrío o seis floriao.

    La celebración de este conjunto de danzas y ceremonias de origen indígena, africano y español, se hace en honor a San Antonio. Aunque en la región a todo junio le llaman el mes de San Antonio, es en los días 12 y 13 cuando la fiesta llega a su mayor intensidad.

    El día del santo, o cuando se quiere pagar una promesa delante de la imagen de dicho santo en otra época del año, se le hacen reverencias a la imagen y se le canta.

    La coreografía ejecutada a través de los sucesivos "sones" antes enumerados, se realizan bajo la dirección de un “capitán” que coordina los movimientos de los que danzan rítmicamente al compás de la música de cuatros y tambores, y de las voces de un coro que acompaña al solista.

    En la parte de “la batalla”, los participantes simulan un combate usando garrotes, en la de “los calambres” los bailadores hacen un gran esfuerzo de mímica para simular temblores y calambres en las piernas, y en la parte final, grupos de seis personas (hombres y mujeres) realizan las hermosas “figuras” al son de las décimas cantadas a dúo y dirigidas por el “capitán” con una varita en la mano.

    - La Fiesta de San Benito: A diferencia de la zona del centro del país, donde las fiestas más importantes son las de San Juan Bautista (23 y 24 de junio) y la de San Pedro (28 y 29 de junio) la celebración en honor a San Benito de Palermo es la fundamental en la parte occidental de Venezuela, especialmente en algunas comunidades situadas en los estados Táchira, Mérida, Trujillo, Zulia y Lara. Entre ellas podemos nombrar: Betijoque, La Ceiba, Gibraltar, Bobures, Mucuchíes y Timotes.

    La imagen de San Benito, un santo de color negro, es venerada con fervor popular en los pueblos cercanos a las costas de la parte sur del lago de Maracaibo, especialmente en los que pertenecen al estado Zulia y Trujillo.

    La celebración más festiva en honor al santo patrón se hace en el mes de diciembre. La imagen es sacada en procesión por las calles. Los devotos bailan y pagan promesas. Los llamados vasallos del santo organizan una fiesta colectiva del toque y baile de tambores llamada “chimbangle”. En esta fiesta los participantes se cubren la cabeza con una “coroza” o gorra ritual y se visten con una especie de guayuco de fibras de palmiche.

    Como anexo a este trabajo hemos agregado el calendario de las festividades folklóricas venezolanas.

    Conclusiones

    Concluimos este trabajo mencionando la palabra que le dio origen: “IDENTIDAD”, hecho de Ser... lo que se supone que es o lo que se busca... y que en este caso, hablando de nuestra nación, viene dada por esa mezcla de colores, sabores, costumbres y sonidos que nos determinan y conforman como venezolanos, diferentes intraestructuralmente, pero iguales en la búsqueda de ese Ser, de ese sentimiento de identidad nacional que orgullosamente llevamos por dentro y que nos identifica y autoafirma como integrantes de esta patria.