Sistema de ciudades y estructura territorial

Ordenación del Territorio. Dinámica y estructura urbana. Desarrollo económico. Crecimiento. Europa. Principales aglomeraciones

  • Enviado por: Alfredo
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad
publicidad

SISTEMA DE CIUDADES Y ESTRUCTURA TERRITORIAL

Con cerca de tres cuartas partes de la poblacion residiendo en ciudades, el espacio europeo es la region más altamente urbanizada del mundo. La tasa de urbanizacion de la poblacion europea llega al 76 % en España, al 83 % en Suecia, al 85 % en Dinamarca, al 87 % en Alemania, al 89 % en Holanda y Gran Bretaña y a más del 90 % en Gran Bretaña.

Ademas de la elevaa tasa de urbanizacion, es caracteristico del sistema urbano europeo una gran densidad de ciudades. La distancia media entre ciudades de más de 10.000 habitantes es de 16 km. Esta es una cifra que se situa por encima de la que obtiene Asia (29 km), un espacio urbanizado de antiguo y con unos indicadores de densidad similiares a los europeos. Tambien pone de manifiesto un nivel de densidad de la trama urbana europea notoriamente superior al de EEUU, donde la distancia entre ciudades mayores de 10.000 habitantes alcanza los 48 km.

Uno de los principales problemas para la descripcion y el analisis del sistema de ciudades europeo es la inexistencia de una definicion comun de ciudad. Si bien es comun considerar que en la actualidad Paris, Londres y Essen son las mayores ciudades en numero de habitantes la jerarquia puede ser otra dependiendo de que tipo de limites se tomen; por ejemplo, la ciudad de Glasgow es la tercera ciudad en tamaño de poblacion del Reino Unido con 663.000 habitantes, mientras que si se adoptan como referencia los limites de la region metropolitana pasa a ser la quinta ciudad a pesar de aumentar su poblacion hasta 1.705.000.

Este problema se hace más relevante al tratar ciudades como, por ejemplo, Essen, que considerando su region metropolitana inmediata puede alcanzar los 6,5 millones, pero si se considera como una parte esencial de la aglomeracion urbana del Rin-Ruhr se integra en un espacio urbano que, con más de 12 millones, pasa a encabezar la jerarquia del sistema de ciudades europeo.

  • Dinamica urbana y estructura urbana en Europa: El actual sistema urbano europeo es resultado de la logica del intercamboi y de la competicion que se origina en Europa a partir de la baja Edad Media. La renovacion economica y la lenta construccion de una economia comercial a partir del siglo XI, el desarrollo de relaciones fluviomaritimas a partir del siglo XII y los progresos tecnicos del siglo XV fundamentan la Europa actual en buena parte de sus aspectos economicos, sociales, politicos y, evidentemente, urbanos. El futuro de los sistemas urbanos europeos depende de:

    • El transito de una economia de produccion de bienes hacia una economia informacional.

    • Las exigencias locacionales de los diferentes elementos en el marco de esta nueva realidad economica.

    • Los cambios tecnologicos, pricipalmente las tecnologias de transporte y comunicaciones.

    • Las fuerzas supranacionales, incluida la globalizacion del sector privado y el desarrollo de grupos regionales de paises.

  • El palel del desarrollo economico en la construccion de la Europa urbana

  • La actual red urbana de Europa se construye sobre el legado de un sistema medieval de mercados locales que poco tiene que ver con la dinamica de las principales ciudades europeas a finales del primer milenio (Constantinopla y Cordoba). Este sistema se fundamenta, a su vez, en el resurgimiento de parte de la red urbana del mundo clasico romano y en la fundacion de nuevas ciudades vinculadas al desarrollo del comercio y la artesania.

    Con la irrupcion del capitalismo pueden empezar a reconocerse los principales elementos de la actual estructura urbana en Europa. Entre los siglos XVI y XVIII crecen los centros de comercio internacional y maritimo, se consolidan las capitales politicas con funcion de organización y control territorial, el espacio central de crecimiento urbano se desplaza desde el Mediterraneo hacia el mar del Norte. Significa la configuracion dinamica de la megalopolis que de Milan a Londres caracteriza la organización del espacio europeo en la actualidad. La industrializacion en el siglo XIX refuerza el papel de las ciudades portuarias y potencia los grandes centros de mercado.

    Al albor del siglo XX, Londres y Paris se situan muy lejos, en numero de habitantes, de cualquier otra ciudad europea, mientras que ciudades industriales como Birminghan, Manchester, Liverpool o Glasgow, protagonistas de una forma inedita hasta finales del siglo XVIII de acumulacion de actividad, se acercan o incluso superan las posiciones tradicionalmente ocupadas por ciudades capitales como Berlin o Viena. Actualmente superan los 7 millones Paris y Londres.

    La localixzacion y la identidad de las ciudades dominantes en Europa ha cambiado regularmente. Las causas han sido fundamentalmente dos: primero, la interdependencia entre la localizacion de la poblacion, la produccion, el comercio y la capitalidad politica y, en segundo lugar, las formas nacionales especificas de organización politica.

    Ahora bien, paralelamente a la aparicion de nuevas ciudades capitales, como Madrid y Atenas entre las principales aglomeraciones, el fenomeno realmente notorio es la configuracion de unas concentraciones urbanas profundamente diferentes a la de las areas metropolitanas convencionales en cuanto a morfologia y distribucion de funciones. Este es el caso de aglomeraciones como la del Rin-Ruhr, donde se localizan, entre otras, Essen, Dusseldorf y Colonia que, superan los 12 millones, la del Randstad holandes con más de 5 millones o los corredores urbanos de Manchester-Liverpool o Sheffield-Leeds, con 4 y 3 millones respectivamente.

  • Ciudades y desarrollo economico en la Europa contemporanea

  • La urbanizacion del territorio esta intimamente relacionada con la concentracion de funciones de control territorial y, especialmente, con la articulacion de mecanismos de crecimiento economico modernos. El desarrollo urbano en Europa a partir de la segunda mitad de los años 80 de las grandes aglomeraciones urbanas despues de una fase de crisis, no se puede separarse de la mundializacion y globalizacion de la economia y de la transformacion de los modos de organización de la actividad. En Europa, la centralizacion del crecimiento hacia las grandes regiones urbanas es la tendencia general.

    Esto se demuestra en el crecimiento de las mayores ciudades europeas entre 1975 y el 2000. Si bien pueden diferenciarse diversas tendencias especificas que se corresponden con la realidad estructural de los diferentes tipos de sistemas urbanos y las situaciones economicas nacionales en las que se insertan cada una de las ciudades, lo cierto es que se observa, respecto de las principales ciudades, una sensible mejora en las tasas de crecimiento:

  • Ciudades que durante el periodo 75-85 presentan un crecimiento negativo, que recuperan tasas positivas entre el 85 y el 95 y que se estabilizaran entre 1995 y el 2005. Son las principales ciudades industriales inglesas y alemanas: Londres, Essen, Dusseldorf, Hamburgo, Birmingham y Manchester.

  • Ciudades que, partiendo de tasas de crecimiento positivas durante el periodo 1975-1985, aumentan ligeramente su tasa de crecimiento entre 1985 y 1995 y tienden a estabilizarse entre 1995 y el 2005. Se trata, ademas de Paris, del resto de ciudades alemanas con actividad industrial y una presencia relevante del sector servicios, como Frankfurt, Berlin, Colonia, Stutgart y Munich.

  • Ciudades que parten de tasas de crecimiento superiores a 1 durente 1975 y 1985, que mantienen tasas de crecimiento positivas durante el siguiente decenio y que, a pesar de alcanzar las tasas más bajas entre el 2000 y el 2005, consiguen mantenerse con signos positivos el crecimiento: Atenas.

  • Ciudades que, partiendo de tasas tanto positivas como negativas entre el 75 y el 85, han alcanzado una tasa negativa en el siguiente periodo, de la que tienden a recuperarse durante el tercer periodo. Se trata de las aglomeraciones mediterraneas: Milan, Madrid, Napoles, Roma, Barcelona.

  • Ciudades que han mantenido una cierta estabilidad en el crecimiento durante todo el periodo con tasas entre 0.25 : Viena.

  • Según Hábitat (1996), existen una serie de complejos cambios estructurales en la actual economia mundial que tienen una importancia fundamental desde la dinamica urbana:

  • El rapido declive del valor de los recursos naturales como fundamento economico en el marco de una economia global.

  • El rapido crecimiento del comercio internacional y la transformacion de su naturaleza a un comercio internacional dominado por la transaccion en los sectores de servicios y finanzas.

  • El rapido crecimiento de los negocios de comunicación, su creciente internacionalizacion y su control por parte de empresas transnacionales.

  • El advenimiento del turismo como actividad economica de importancia fundamental.

  • Según este informe, otros cambios significativos son:

    • La creciente importancia de las corporaciones transnacionales en la economia global.

    • La transformacion de los procesos de produccion.

    • Los avances en redes y telecomunicaciones que permiten centralizar el control de la produccion y descentralizar la produccion.

    • La creciente movilidad del capital tanto a nivel nacional como internacional.

    • El enfasis de las politicas en la liberalizacion de los mercados financieros de productos y servicios.

    Este tipo de dinamicas refuerzan el papel del eje del Rin como centro funcional de la trama urbana europea. En este sector se concentran el 53 % de las aglomeraciones urbanas de la UE con una densidad 6 veces superior a la de su periferia inmediata y una relacion de poblacion urbana 2,2 veces mayor. En su interior se establecen relaciones de complementariedad en red, mientras que en su periferia se establecen relaciones jerarquicas equilibradas. Este area se ha dado a llamar el “triangulo de oro” limitado al sector de Bruselas-Amsterdam-Frankfurt a traves de una X cuyos extremos son, por una parte, el norte de la peninsula italiana y el sur de las islas britanicas y, por otra, con densidades menores, el sur del Baltico y el Mediterraneo noroccidental.