San Pablo Apóstol

Cristianismo. Apóstoles. Evangelios. Epístolas. Conversión cristiana

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: Chile Chile
  • 11 páginas
publicidad

Saulo - Pablo

  • Un estudiante de 15 años llega a Jerusalén, es 100% Hebreo, Saulo es llamado por los Hebreos, Pablo por los Paganos.

  • Pablo viene de Tarso, pequeña ciudad al sur de Turquía, con una población de 30.000 habitantes, la capital de Cilicia. El que nacía ahí era ciudadano de Romano, titulo muy preciado.

  • Gobernaba Augusto, sobrino de Julio Cesar, primer emperador de Roma. Reino desde el año 30 (d. C.) hasta el año (14 a. C.)puso fin a las largas y sanguinarias guerras nacionales y civiles. Inicia la era de paz. Poéticamente llamada “Edad de Oro”.

  • Los Hebreos agrupados en Palestina esperan con impaciencia al Mesías anunciado, unos decían: ... será un Mesías político y guerrero que nos liberara de la denominación Romana. Otros no pensaban así,... será un Mesías un denominador espiritual, que nos librará no del Yugo Romano, sino del egoísmo y del pecado.

  • Pablo se siente orgulloso de ser Romano, ha frecuentado la Sinagoga, ha oído leer con solemnidad los libros de Moisés y los Profetas, ha cantado los Salmos. En el templo de Jerusalén va a aprender la ciencia religiosa Hebrea.

  • En dos ocasiones en los últimos años, los Hebreos se han sublevado, pero las dos veces la rebelión ha sido sofocada con la consecuente masacre. El dominio Romano, se extiende cada vez más hasta intervenir en le elección del Sumo Sacerdote.

  • Pablo cree en el Mesías político y guerrero, termina sus estudios y regresa a su ciudad natal donde hace vida de familia, comparte con sus amistades y en ocasiones toma la palabra en la Sinagoga, aprende el oficio de su padre (manipula tejidos de pelos de cabra que sirve para hacer tiendas). Es un joven con temperamento fuerte.

  • Hacia el año 34 nuevamente Pablo regresa a Jerusalén, tiene ya 30 años de edad. La ciudad está convulsionada, pues inquieta la aparición de una nueva secta que suscita violentas discusiones. Se trata del caso Jesús Cristo y la secta de los Nazarenos.

  • Le cuentan a Pablo, que durante su ausencia un cierto Jesús se sentó a discutir en el templo con los doctores de la ley. El, un hijo del pueblo, un hijo de Carpintero, y tuvo nada menos que la pretensión de enseñar a los sabios maestros. Se atrevía a modificar la Ley, se tomaba libertades nunca vistas respecto al descanso del Sábado, se sentaba a la mesa con los pecadores, pretendía tener el poder de perdonar pecados.

  • Llevó a tal grado el desconcierto en el pueblo que lo llevaron ante el tribunal de Sanedrín. Delante del sumo sacerdote ¡tuvo el descaro de proclamarse el Mesías!, ¡El hijo de Dios!. Fue condenado a muerte en la Cruz.

  • Paulo sonreía despectivamente, para luego indignarse. Miró hacia la torre Antonia, “Los soldados todavía están ahí, dijo, es la más clara demostración que ese Nazareno mintió al proclamarse Mesías, cuando llegue el Mesías librará a su pueblo de los opresores y no morirá en la cruz como un malhechor.

  • No todo termina ahí le cuentan sus amigos, días después de la muerte de ese tal Jesús comenzaron a hacer correr el rumor que había resucitado. Se les proceso y condeno a prisión, pero no cejaban en su audacia y siguieron afirmando que había resucitado. Sus jefes, Pedro y Juan corrieron el riesgo de ser condenados a muerte como Jesús, pero Gamaliel, el anciano se opuso, “No os preocupéis de esa secta, dejadlos, si es obra del hombre se destruirá sola, pero si es obra de Dios, no podréis jamas hacerla desaparecer, y os hallaréis de pronto luchando contra Dios”

  • Mi viejo maestro, pensó Pablo, se demostró demasiado indulgente con esos Nazarenos.

  • En esos días Esteban protagonizó una ruidosa discusión publica, al sostener que Jesús era el verdadero Mesías. Fue conducido al Sanedrín como

  • blasfemo. Mientras se defendía, Esteban fijo su mirada en lo alto. Gritó “Veo los cielos abiertos, y a Jesús sentado a la diestra de Dios”.

  • Un alarido de rabia acogió estas palabras, Esteban fue arrastrado a las afueras de la ciudad para lapidarlo, Pablo fue encargado de cuidar los mantos mientras lo apedreaban. Pablo oyó a Esteban decir ¡“Señor Jesús recibe mi espíritu... no los castigues por este pecado! Luego cruelmente lapidado falleció.

  • La muerte de Esteban fue el inicio de una violenta persecución contra los Nazarenos, Pablo se entrega con fervor a esa acción; arranca de sus casas a hombres y mujeres y los arroja a las mazmorras. Los Apóstoles y muchos cristianos huyen por Judea, Samaria. Un grupo llega a Damasco. Pablo se entera y pide autorización para ir con un grupo armado, capturar a esos nazarenos y traerlos de regreso a Jerusalén.

  • Damasco dista a 250 Km. de Jerusalén, Pablo y los suyos tardan varios días en llegar. Están casi a las puertas de la ciudad cuando sucede algo verdaderamente extraño. Un fulgor vivísimo cruza los cielos. Todos caen a tierra despavoridos. Pablo cae de su caballo y oye una voz misteriosa que le dice:

  • Saulo, Saulo ¿Porqué me persigues?

  • ¿Quién eres señor? Murmura tembloroso Pablo.

  • Soy Jesús, a quien tú persigues.

  • Turbado y anonadado, Pablo pregunta: ¿Qué debo hacer?

  • Ve a Damasco, Allí té diré lo que debes hacer.

  • Pablo se incorporó, pero por mucho que abría los ojos no veía, sus hombres lo guiaron hasta Damasco acompañándolo paso a paso, estuvo por tres días ciego.

  • Ayunó, un solo pensamiento atormentaba su mente confusa, ¡Jesús era verdaderamente el Mesías! ... No desenvaino la espada y fue crucificado,... era el Mesías,... y resucitó de la muerte.

  • En Damasco vivía Anamias, cristiano. El señor se le apareció y le dijo: anda a la Vía Recta, a la casa de Judas. Pregunta por un tal Saulo de Tarso, Él está allí orando.

  • Señor replico Anamias, ese hombre a hecho mucho mal a tus seguidores en Jerusalén, obtuvo autorización para arrestar a todos los que invocan tu nombre.

  • Anda, yo lo he escogido. Él me hará conocer a los extranjeros, a los reyes y a los hijos de Israel. Yo le mostraré cuanto debe sufrir por mí.

  • Anamias obedeció, Puso las manos sobre la cabeza de Saulo y le dijo: “Saulo, hermano mío, me ha enviado el señor para que recobres la vista y te llenes del espíritu Santo.”

  • Pablo sanó y fue bautizado. Permaneció mucho tiempo con los cristianos en Damasco, predicó a Jesús en las sinagogas proclamando entre los Hebreos “¡Jesús es el hijo de Dios!, Sorprendidos los que le escuchaban se preguntaban ¿No es éste, acaso, el que vino de Jerusalén para arrestar a los adoradores de Jesús? .

  • Paso un largo tiempo en el desierto meditando acerca de Jesús y sus palabras, así comprendió que no había venido a liberar a los Hebreos, sino a todos los hombres de la desesperación, del egoísmo y del pecado.

  • En Damasco los Hebreos deciden matar a Pablo, lo acechan día y noche en las puertas de la ciudad. Hay Cristianos que habitan en una casa que colinda con la muralla de la ciudad, entonces una noche en un canasto deslizan a Pablo a las afueras de la ciudad.

  • Llega secretamente a Jerusalén e intenta contacto con otros Cristianos, pero todos rehuyen, desconfían de él, Solo Bernabé le muestra confianza y lo conduce a los Apóstoles Pedro y Santiago. Pablo narra entonces su extraordinaria experiencia.

  • Desde ese momento Pablo se queda con los Cristianos de la ciudad y circula libremente, hablaba y discutía con los hebreos en lengua Griega, estos resolvieron darle muerte, en esas horas críticas se le apareció Jesús, y le dijo, “Sal de Jerusalén. He decidido enviarte lejos, entre los Paganos”.

  • Antioquía es ese momento era una ciudad de 500.000 habitantes, era la tercera ciudad del imperio, el cristianismo se había difundido con fuerza y se encontraba en pleno desarrollo.

  • Muchos creyentes viajaron de Jerusalén a Antioquía, predicaban la palabra de Dios a los Hebreos y también a los Paganos, cada día más creyentes se convirtieron al señor.

  • Bernabé visita Antioquía, luego fue a Tarso a buscar a Pablo para regresar y permanecer por un año, en ese período instruyeron a muchos. Fue en Antioquía donde los discípulos por primera vez se llamaron Cristianos.

  • Desde Jerusalén llegan trágicas noticias, Herodes ha desencadenado una nueva persecución, Santiago el mayor, hermano de Juan, murió decapitado, Pedro fue arrestado ya arrojado en la cárcel, pero un ángel rompió las cadenas y lo libero.

  • Un día mientras celebraban el culto del señor y el espíritu Santo les dijo: Separen a Bernabé y a Paulo, les encomendare una misión especial, desde esta fecha comienzan las grandes misiones de Paulo.

  • El primer viaje de los dos apóstoles es a Chipre, a Perges de Panfilia y a Antioquía de Pisidia. Aquí Pablo viendo que los Hebreos eran reacios al mensaje Cristiano, se dirige decididamente a los Paganos. Los Hebreos, heridos en su amor propio y presos de la envidia reaccionan con injurias. Pablo les indica que era su intención predicarles la palabra de Dios, pero como no se interesaron lo harían a los Paganos.

  • Los Hebreos eran poderosos y los hicieron expulsar de la ciudad, por lo que se dirigieron a Iconio y luego a Listra, Pablo en el nombre de Jesús sana a un paralítico. Los Paganos vibran de entusiasmo.

  • Ante el milagro, el gentío gritaba “ Dioses en figura de hombres han venido a visitarnos” El sacerdote que estaba a la entrada de la ciudad hizo llevar a las puertas Toros y Guirnaldas para ofrecerles un sacrificio.

  • Al enterarse Bernabé y Pablo sé habren paso entre la gente y gritan “¿Qué hacen hombres?” Somos igual que ustedes y la buena noticia que les predicamos es que dejen los Dioses falsos y se conviertan al Dios vivo que hizo el cielo, la Tierra y todo lo que contienen.

  • La gente las emprende a pedradas contra ellos, por lo que deben salir arrancando rumbo a Antioquía, en cada pueblo que predicaban formaron núcleos de fervorosos cristianos.

  • Se realiza el primer concilio, puesto que la Iglesia de Antioquía se enfrenta a la disyuntiva de que los paganos convertidos creen que deben abrazar también la ley Hebrea, lo que motiva que Pablo y Bernabé se trasladen nuevamente a Jerusalén para consultar a los apóstoles.

  • Los apóstoles y los presbíteros escriben una carta indicando que deben abstenerse de aquellas costumbres juzgadas como escandalosas, así Bernabé y Pablo vuelven a Antioquía. Definitivamente los paganos están abiertos a la misión apostólica.

  • Pablo y Silas recorren Siria y Cilicia, mensajeros de alegría, en Listra se suma Timoteo quien será brazo derecho de Pablo.

  • En Galacia Pablo cae repentinamente enfermo lo cuidan con delicadeza y bondad, durante la convalecencia les anuncia a Jesús y forma la comunidad Gálatas, para luego restablecido viajar a Macedonia, donde una sirvienta que proporcionaba mucho dinero a sus amos adivinando la suerte, mientras Pablo y los suyos pasaban por las calles, ella les seguía gritando “Esos hombres son siervos de Dios soberano y les anuncian la salvación”, después de varios días sucediendo lo mismo, Pablo compadecido y molesto, en nombre de Jesús, le ordena al espíritu que salga de ella.

  • Los amos de la joven viéndola libre del demonio, y considerando que perderían la fuente de ingresos, se enfurecieron. Arrastraron a Pablo y los suyos al tribunal, los magistrados presos de miedo hicieron flagelar a Pablo y a Silas, ordenando al carcelero custodiarlos con guardia reforzada.

  • Pablo y Silas rezan y cantan alabanzas a Dios, los otros reos los oyen maravillados y temerosos, a la medianoche sobreviene un terremoto, las puertas se desencajan y a todos los reos se les sueltan las cadenas, sin embargo no escapan, en la oscuridad el carcelero intenta quitarse la vida convencido que los reos habían huido, Pablo le Grita “ Estamos aquí”, entonces el carcelero entra al calabozo y les dice: Señor ¿Qué debo hacer?, Pablo le dice cree en el señor Jesús y no solo te salvaras tu sino también a tu familia.

  • A la mañana siguiente los magistrados dan la orden de liberarlos, a lo cual Pablo les dice: “Han flagelado públicamente y sin proceso a dos ciudadanos Romanos y ahora pretenden sacarlos ocultos de la prisión” “Vengan los magistrados a liberarnos, a pedirnos excusas y a devolvernos la libertad”

  • Apenas los magistrados se enteran que eran Romanos, corren a liberarlos y a pedirles excusas, así también les rogaron que se fueran de la ciudad para evitar otros tumultos.

  • Pablo llega entonces a Atenas, y ve con asombro la ciudad poblada de ídolos, algunos maestros de filosofía que le escuchan hablar le proponen que hable en el Areópago, lugar en el que se reúnen los sabios de la ciudad.

  • De pié en medio del Aerópago Pablo les dijo lo religiosos que los consideraba, ya que veneran a muchos ídolos y a un Dios desconocido, pues bien les dijo: “eso que veneran sin conocerlo se los anuncio yo, a quien ha resucitado de entre los muertos” Estas últimas palabras provocan agitación y risa, todos se retiran y pocos aceptan el mensaje de Jesús.

  • Pablo sigue su viaje, desanimado por el fracaso llega a Corinto, permanece dieciocho meses, en su estadía trabaja con sus manos, teje lonas para tiendas, labor que aprendió en Tarso, mientras trabaja predica, convierte a unos cuantos Griegos, sin embargo la nueva comunidad cristiana se resiste, lo que lo desmotiva, Jesús se le aparece y le dice “no temas, sigue hablando, no calles, yo estoy contigo”. Después de 18 meses Pablo viaja por Siria, Efeso, Cesarea, luego va a Jerusalén y de ahí a Antioquía.

  • Pablo inicia su tercer viaje, visita a sus queridos Gálatas y se dirige a Efeso, ciudad donde veneraban a Diana Artemis, (Diosa de la fecundidad), permanece ahí durante dos años generando una verdadera convulsión en torno a su persona como embajador de Jesús.

  • Lo anterior genera que la industria en torno a la figura de Diana Artemis llegara al borde de la quiebra, ya que el comercio disminuyo sustancialmente, Demetrio denuncia con vehemencia la acción de Pablo, provocando reacciones en su contra, haciendo masivas demostraciones de protesta al grito de “Viva Artemis de los Efesios”

  • Pablo quería presentarse en el anfiteatro donde se genero la manifestación, sin embargo es disuadido por los cristianos, entonces parte rumbo a Tróade donde es huésped de una comunidad cristiana. Esa noche mientras celebra la eucaristía en un amplio salón, un niño que se encontraba sentado en el alféizar de la ventana, se duerme y cae a la calle. Corren en su ayuda, pero el niño está muerto, Pablo estrecha sus manos con las del niño muerto y dice “ ¡El niño está vivo!” Se lo entrega a sus padres, y regresa al salón para continuar con la Eucaristía

  • Encontrándose en Mileto mandó recado a los Efesos y llamó a los presbíteros de la comunidad, y les dijo: “Desde el día que puse los pies en Asia he servido al señor con toda humildad” no he cesado en aconsejarles y trasmitirles la palabra de Dios. Ahora miren, yo se que ninguno de ustedes entre quienes he predicado el Reino, volverá a verme. Por eso tengan cuidado de todo el rebaño en que el espíritu santo los ha puesto como guardianes, siendo así pastores de la Iglesia de Dios.

  • Ahora los dejo en manos de Dios, sé que entre ustedes se meterán lobos feroces que no perdonaran al rebaño, arrastrando tras de sí a algunos que romperán la doctrina. En todo les he hecho ver que hay que trabajar para socorrer a los más necesitados acordándonos de las palabras de Jesús “ Hay más dicha en dar que en recibir”, termino de hablar se arrodillo con todos y rezo. Todos lloraban mucho y le besaban, no podían olvidar que les había dicho que no volverían a verlo, luego lo acompañaron al barco.

  • Después de un largo recorrido visitando Cos, Rodas, y Pátara, lugares en los que desembarco anunciando la palabra de Dios, continuo viaje a Tiro avistando Chipre, y Siria. Visitó a los Cristianos de esa ciudad, continuo viaje a Tolemaida y luego a Cesarea, en todas partes le decían e imploraban que no fuera a Jerusalén.

  • Después de varios días de estar en Cesarea bajo de Judea un inspirado llamado Agabo, tomó la faja de Pablo se ató los pies y las manos y le dijo “Esto dice el espíritu santo: Al dueño de esta faja lo ataran así los Judíos en Jerusalén y lo entregarán a los Paganos”, Pablo les replico “¿A qué viene ese llanto, quieren desmoralizarme? No-solo estoy dispuesto a llevar cadenas sino incluso a morir en Jerusalén por el señor Jesús”.

  • En Jerusalén, Pablo saludó al apóstol Santiago, a los presbíteros y subió al templo. Un hombre le reconoció y se puso a gritar: “Israelitas este es el hombre que ataca a nuestro pueblo, a nuestra ley y a este lugar, ¡ha profanado el nombre de Dios!

  • Fue tal el revuelo que causo, que sacaron a Pablo del Templo y le golpeaban cuando llega la noticia al comandante de la guarnición quien sé dirige al lugar a averiguar que sucedía, al verlo llegar dejan de golpear a Pablo, y el comandante ordena llevarlo al cuartel y azotarlo hasta averiguar porque gritaban así contra el.

  • Mientras lo estiran con las correas Pablo le pregunta al Capitán si les está permitido azotar a un ciudadano Romano sin previa sentencia, el solo hecho de apresarlo sin proceso era ya un delito.

  • Se convocó entonces a reunión a los sumo-sacerdotes y al consejo pleno para que Pablo fuera Juzgado, la audiencia se realiza en un clima de amenazas y gritos del pueblo, por lo que la sala hubo de ser desalojada. Una vez más se le aparece Jesús y le dice “ Como has dado testimonio de mí en Jerusalén, lo harás también en Roma”

  • Cuarenta Hebreos juran estar en huelga de hambre hasta matar a Pablo. El tribuno ordena lo saquen del pueblo y lo escolten a Cesarea donde lo entregan al gobernador Romano. Después de dos días Pablo llega sano y salvo.

  • El gran sacerdote Anamías acompañado por el abogado Tértulo se dirigen también a Cesarea para acusar a Pablo ante el tribunal. Se lo acusa de haber promovido desórdenes y de “propagar la herejía de los Nazarenos”.

  • El gobernador Felix fue esclavo, amigo de Nerón, casado en terceras nupcias, entiende que Pablo no ha cometido delito punible por la ley. Para calmar a los Jefes Hebreos demora la sentencia. Resultado de esto es que Pablo pasa dos años en Cesarea con cierta libertad. Un día Felix y su esposa le invita a hablarle de Jesús, Impresionados terminan por decirle “Por el momento puedes marcharte”

  • El año 59 Felix fue destituido por Nerón y reemplazado por Porcio Festo, quien con animo de ganarse el favor de los sumo sacerdotes le propone a Pablo si quiere subir a Jerusalén protegido por él para ser juzgado ahí.

  • Pablo entiende que sería su ruina, que no saldría vivo de Jerusalén entonces apela al Cesar, Festo no puede negarse y le responde “Apelas al Cesar, al Cesar iras”

  • Pablo parte a Roma bajo la custodia del centurión Julio, quien ha conocido a Pablo y le estima, la travesía se prevé difícil. Cuando hacen escala en Creta ya es Septiembre, normalmente los veleros no encaran el mediterráneo durante el invierno, las tempestades suelen ser terribles, llegaron a duras penas a Buenos Puertos, habían perdido un tiempo considerable, la navegación era ya muy peligrosa, así lo hizo notar Pablo. El capitán dio crédito al piloto y ordeno zarpar hacia Fénix.

  • Al levantarse brisa del Sur levaron anclas y a navegar bordeando Creta, de allí a poco andar se desencadeno un huracán, como el barco, arrastrado por el viento, no podía hacerle frente, sé dejaron llevar a la deriva, al segundo día solo pudieron reforzar el casco de la nave con cables, al día siguiente aligeran la carga arrojando al mar el aparejo de la nave, así sucesivamente varios días después en medio del temporal. Pablo les dice: Amigos deberían haberme hecho caso y no zarpar, pero no se desanimen, perdidas personales no habrá, se me ha presentado un mensajero de Dios a quien pertenezco y me lo ha dicho.

  • Los marineros trataban de escapar del barco, Pablo les dice: “Llevamos 14 días en ayunas, y siguen sin tomar nada, insisto en que coman, que les ayudará a salvarse, pues ninguno perderá ni un pelo”, dicho esto, tomó un pan, dio gracias a Dios delante de todos, lo partió y se puso a comer, todos le siguieron, una vez satisfechos, arrojaron el trigo al mar para aligerar la carga.

  • Al hacerse de día no reconocían tierra, pero divisaban una ensenada con su playa, entonces decidieron varar el barco. Los soldados resolvieron matar a los presos para que ninguno se escapara nadando, pero el capitán decidido a salvar a Pablo les impidió ejecutarlos, les mando echarse al agua y salir a tierra.

  • Una vez en tierra averiguaron que estaban en Malta, los indígenas los trataron con una humanidad poco común, encendieron una fogata y los invitaron a acercarse. Pablo recogió una brazada de ramas secas y las echó a la fogata, una víbora huyendo del fuego, se le engancho en la mano, sacudió al animal en el fuego y no sufrió ningún daño.

  • Los indígenas comentaban seguro que es un asesino, se ha escapado del mar, pero la justicia divina no le permite vivir. Esperaban que cayera muerto, esperaron un rato y viendo que nada anormal le sucedía cambiaron de parecer y empezaron a decir que era un Dios.

  • Publio el principal de la isla los recibió y hospedo tres días amablemente, su padre estaba enfermo con fiebre y disentería, Pablo entro a verlo le rezo y le puso las manos sanándolo. Producto de esto lo visitaron los enfermos de la isla y al partir lo colmaron de atenciones.

  • Después de tres meses en Malta zarpan, el viaje fue corto y tranquilo, desembarcan en Pozuelos. Habiendo recibido la noticia de la llegada de Pablo un grupo de Cristianos lo reciben.

  • Por fin llega a Roma. Pablo entra por la vía Apia. Desde allí Pablo observa los edificios que es la Roma antigua. Hay casi dos millones de habitantes, es verdaderamente el corazón del mundo. Por ahora Pablo está prisionero, debe andar para todos lados con un guardia que lo vigila continuamente.

  • Pablo invitó a los Judíos principales a un encuentro, y les expuso que sin haber hecho nada contra el pueblo, ni las tradiciones, desde que lo entregaron en Jerusalén a los Romanos esta preso. Los Judíos se oponían a mi libertad, por lo que debí obligado a apelar al Emperador.

  • Ellos le contestaron que no han recibido carta Judea que lo inculpe, ni han llegado malos informes, solo saben que en todas partes encuentra oposición a su secta.

  • Fijaron un día y se reunieron, en su exposición Pablo les dio testimonio del reinado de Dios, y trataba de convencerlos quien era Jesús, alegando lo mismo a Moisés que a los profetas. Así estuvieron desde la mañana hasta la tarde, unos se convencían otros seguían sin creer. Se despedían ya sin estar de acuerdo entre ellos cuando Pablo añadió:

Con razón dijo el espíritu Santo a sus padres por medio del profeta Isaías: “ve a ese pueblo y dile:

Por mucho que oigan, no entenderán,

Por mucho que miren, no verán,

Porque está oscurecida la mente de este pueblo,

Son duros de oídos, han cerrado los ojos,

Para no ver con los ojos, ni oír con los oídos,

Ni entender con la mente

Ni convertirse para que los cure”

Por tanto, sepan que la salvación de Dios se envía a los Paganos, allí sí escucharán.

  • Vivió allí dos años a su propia costa, predicando el reinado de Dios, sin estorbos y con toda libertad.

  • ¿Qué paso después con Pablo? Fue absuelto por el tribunal, el año 64 un incendio devoro la ciudad, los cristianos acusados del hecho, fueron las víctimas de la primera persecución decretada por Nerón.

  • El año 65 Pedro, el Apóstol, fue martirizado (crucificado por los esclavos), Dos años después, el año 67 también Pablo fue arrestado y arrojado a la cárcel Mamertina, en esta última prisión escribió su testamento espiritual:

“... lo que me oíste a mí en presencia de muchos testigos encomiéndalo a hombres de confianza, capaces a su vez de enseñar a otros”. De sí mismo dice “... Por lo que a mí me toca estoy para derramar mi sangre y el momento de mi partida está cerca. He competido en noble lucha, he corrido hasta la meta, me he mantenido fiel. Ahora ya me aguarda la merecida corona con que el Señor, Juez justo, me premiará el último día; y no solo a mí, sino a todos los que anhelan su venida.”

  • Pablo fue condenado a muerte el año 67. Como ciudadano Romano fue decapitado en la periferia de Roma. El mensaje de Cristo viaja por la interminable red de caminos que unía a Roma, España, Holanda, Egipto, Hungría, Irak, Marruecos. ... Por esos caminos viaja el mensaje que Cristo encomendó a Pablo, y el mundo occidental se transformo de pagano en Cristiano.