Lengua española

Lenguaje. Palabras. Lingüística. Oración. Verbo y formas verbales. Adjetivo. Sustantivo. Pronombre. Lenguas y dialectos de España

  • Enviado por: Ilúrit
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 30 páginas

publicidad
cursos destacados
Graba audio con Apple Logic Pro 9
Graba audio con Apple Logic Pro 9
En este curso aprenderemos a realizar grabaciones de audio de calidad utilizando Apple Logic Pro 9. Exploraremos todo...
Ver más información

Curso completo de piano - Nivel básico
Curso completo de piano - Nivel básico
Este curso de piano está pensado para todos aquellos principiantes que deseen comenzar a tocar el piano o el...
Ver más información


- Tema 1. Lengua -

La comunicación y el lenguaje:

  • Comunicar: Hacer partícipe a otro/s de cosas que se piensa, se sabe o se siente, mediante un sistema común de signos.

  • Lenguaje: Facultad específicamente humana.

  • Lengua o idioma: Manera de manifestarse el lenguaje en diferentes comunidades.

  • Comunicación animal: Para comunicarse, los animales, utilizan señales visuales, vibraciones, contactos, olores de su materia fecal y de hormonas que segrega una glándula de su abdomen (para establecer territorios propios). Ex:

  • Las abejas alertan a la colonia de la cercanía de flores mediante danzas que indican a la distancia en que se encuentra el alimento.

  • Los delfines se comunican mediante sonidos, chillidos y canciones.

  • Lenguaje verbal: El lenguaje humano oral o escrito. La lingüística se ocupa de estudiarlo.

  • Lenguaje no verbal: Puede producirse por señales visuales (gestos, destellos, fotografía, lenguaje mímico...), auditivas (aplausos, campanadas, señales horarias, música, sintonías de radio...), táctiles (caricias, patadas...).

  • Información: Parte de la comunicación que se limita a dar datos sobre algo. La comunicación anima es sobre todo informativa.

  • Elementos de la comunicación: Para que se produzca la comunicación tiene que existir:

  • Situación comunicativa: Alguien tenga la intención de comunicar.

  • Emisor o hablante: La persona que comunica.

  • Receptor o destinatario: Persona que recibe la comunicación.

  • Código: Conjunto de signos cuyo valor conozcan el receptor y el emisor. (Código verbal: consiste en las palabras y reglas que permiten combinarlas).

  • Mensaje: Algo que comunicar mediante el código.

  • Canal: por donde circula el mensaje (aire, agua...).

  • Contexto: Circunstancias, extralingüísticas, que rodean la comunicación. Puede ser situacional o lingüístico.

  • Entropía o ruido: Obstáculos que impiden la comunicación.

  • Redundancia: Combate la entropía. Este término significa “exceso de elementos en lo que se dice”. La redundancia, en todos los planos de la lengua (fónico, léxico, sintáctico y textual), protege de los ruidos de la comunicación y asegura la cohesión sintáctica.

  • Aldea global: Con los avances tecnológicos el mundo se ha ido haciendo cada vez “más pequeño”, entendiendo más pequeño como más rápido en su sistema de comunicaciones. Algunos científicos llaman a éste fenómeno Aldea Global, pues los mensajes se difunden igual de rápidos que en una pequeña aldea.

  • El signo: Los signos son objetos que pueden percibirse con los sentidos y que se emplean para representar otros objetos. Pueden ser:

  • Iconos: Si poseen alguna semejanza con el objeto.

  • Indicios: Cuando se relacionan con la cosa significada sin parecerse a ella. (El humo es indio de fuego).

  • Símbolos: No guardan ninguna relación con la cosa significada. Los signos lingüísticos (palabras y otros elementos orales o gráficos) son simbólicos.

De los signos se ocupa la ciencia llamada Semiótica o semiología.

La lingüística puede ser:

  • General: Estudio de las propiedades del lenguaje.

  • Particular: Estudia cada lengua o cada grupo de lenguas.

Y estudia las palabras según:

  • Estado anterior de su historia: como era a finales de un siglo pasado

  • Estado actual: (lingüística sincrónica) o examinándola por su evolución en el tiempo (Lingüística diacrónica).

  • Lenguas del mundo: Teniendo en cuenta a quienes las hablan como idioma materno las lenguas más habladas son:

Chino mandarín 836 millones

Español 335 millones

Hindi 333 millones

Inglés 325 millones

La comunicación científica:

  • Ciencia: Estudio ordenado y metódico, con un valor general, de cualquier aspecto de la realidad. Aspira a conocer al mundo que rodea a la humanidad. Puede haber más de 300 clases de ciencias. Clases:

  • Ciencias humanas: Se ocupan del hombre y de la sociedad (de ésta última se ocupan también las ciencias sociales). Antropología, arqueología, psicología...

  • Teología: Ciencias de Dios

  • Ciencias puras: El investigador busca solo ciencias puras. Entre ellas figuran:

  • Exactas: Se desarrollan solo con el raciocinio (Aritmética, geometría álgebra)

  • No se basan en la observación de la naturaleza: Filosofía, lógica.

Aunque también se pueden dividir en:

  • Ciencias naturales puras: subdivididas en físicas (Físicas, geología, química, astronomía...).

  • Biológicas: biología, botánica, zoología psicología, ecología

  • Ciencias aplicadas: Se ocupan de las utilidades prácticas que pueden extraerse de los conocimientos científicos. Farmacia, informática, electrónica, arquitectura...

  • Tecnología: Prepara los medios instrumentales precisos para que puedan aplicarse los conocimientos científicos.

Monemas

Lexema Morfema Monemas gramaticales

Flexivos Derivativos

Prefijo Sufijo Interfijo

  • Monemas: Parte más pequeña dotada de significación.

  • Fonemas: Parte más pequeña que carece de significación.

  • Palabra: monema o una sucesión de monemas que se escriben separados por 2 espacios en blanco. Presenta límites fijos: es una especie de bloque en el cual no se puede introducir nada. Cuando la palabra contiene más de un monema el orden de los monemas es fijo.

- Tema 2. Lengua -

La intención de los mensajes:

  • Intención comunicativa: Todo mensaje obedece a una intención. Siempre hay una intención comunicativa que pone el emisor. El receptor la interpreta mediante las palabras. En el lenguaje hablado ayudan a comprender la intención:


Altura de voz

Entonación

Léxico

Tono

Rapidez o lentitud

Gestos corporales

Situación


En el lenguaje escrito ayudan a entender la intención:


Tipo de letra (negrita, cursiva)

Subrayados

Tamaño de las letras

Signos de puntuación

Color de las letras


  • Antífrasis: Valiéndose de la entonación hacer significar a una palabra o a una expresión lo contrario de lo que quiere decir.

  • Ironía: Produce una modificación importante en el significado de un mensaje (unas veces con antífrasis, otras no), y aveces va acompañada de un tonillo especial. Consiste en significar lo contrario de los que se dice, burlándose de algo o alguien. Va acompañada de una mueca o una risa. Hay varios casos:

  • Socarronería: Burla disimulada y sin ofensa.

  • Retintín: Tonillo que tiende a herir.

  • Sarcasmo: Ironía de especial dureza.

La comunicación científica:

  • Terminologías: términos que especiales que se emplean en determinados oficios. (Tecnicismos).

  • Exposición científica: Condiciones:

  • Claridad y distinción: Tiene que ser claro y diferente de otras cosas.

  • Sin prejuicios: Sin ideas previas.

  • Experimentación y métodos experimentales

  • Intuición: Otra vía de acceso a las verdades. Ocurrencia instantánea y no razonada de una idea o de una verdad.

  • Inducción y deducción: Operaciones mentales. En la inducción se parte de los hechos concretos y se “asciende” hasta elaborar un principio o ley que los explica a todos. En la deducción se parte del principio o ley general y se “desciende” para explicar hechos particulares.

Formación de palabras:

Procedimientos de formación de palabras


Derivación

Colocar un sufijo, prefijo o interfijo

Tocarre-tocar

Parasínteis

Usar un prefijo y un sufijo

Blandore-bland-ecer

Composición

Mezclar dos o más lexemas

Par-aguas

Acronimia

Unir sílabas extremas de varias palabras

TransistorTranfer resistor

Siglas

Unir las iniciales de varias palabras

O.N.U.

E.S.O


  • Prefijos:


A-: Privación.

Anti-: opuesto, contra.

Archi-: Superioridad.

Contra-: Opuesto.

De-: De arriba abajo.

Des-: Contrario a lo que idice la base.

Extra-: Sumamente.

Hiper-: Superior, exceso.

i-, in-, im-: No.

Inter-: Entre.

Sub-, so-, son-, sos-, sus-: jPor debajo de.

Super-: Encima de.

Trans-: Al otro lado de.

Ante-: anterioridad en el ctiempo y en el espacio.

Mis-: Amor.


  • Sufijos:


-algia: Dolor.

-arquía: Mando.

-atra: Que cuida.

-ántropo: Hombre.

-cida: Que mata.

-cracia: Poder.

-dromo: Carrera.

-filia: Afición.

-forme: Con forma de.

-lito: Piedra.

-manía: pasión por.

-podo: Pie, pata.

-ptero: Ala.

-teca: Armario.

-tomía: Corte.

-voro: Que se alimenta de.

-ano, -ino, -és, -eño, - ense, -í: Gentilicios.


  • Gentilicios:

Lugar

Gentilicio

Lugar

Gentilicio

Badajoz

Pacense

Toro

Toresano

Huelva

Onubense

Burgos

Burgales

Huesca

Oscense

Vigo

Vigés

Jaca

Jaquetano

Girona

Girundense

Jaén

Jiennense

Palencia

Palentino

Teruel

Turolense

Barbastro

Barrastrense

San Sebastián

Donostiarra

Tarrasa

Tarrastrence

Málaga

Malacitano

Calatayud

Bilbilitano

Tenerife

Tinerfeño

Salamanca

Salamanquino

Lugo

Lucense

Guadalajara

Guadalajareño

Ciudad Rodrigo

Mirobrigense

Avilés

Avilesino

Pamplona

Pamplones

Zamora

Zamorano

Segovia

Segoviano

Logroño

Logroñes

Elche

Ilicitano

Orense

Orensano

Calahorra

Calagorritano

Pontevedra

Potevedrés

Tarragona

Tarraconense

Bilbao

Bilbaino

Barbastro

Barbastrense

Barcelona

Barceloneses

León

Leones

Vitoria

Vitoriana

Zaragoza

Zaragozano

Oviedo

Ovetense

Irún

Irunense

Tortosa

Tortosino

Gijón

Gijonense

Tolosa

Tolosano

Ávila

Abulense

Salamanca

Salmantino

Santander

Santarderino

Tenerife

Tinerfeño

- Tema 3. Lengua -

Funciones de los mensajes:

  • Función: que sirve para aquello que se indica. Funciones del lenguaje:

  • Representativa, referencial, denotativa: Expresar objetivamente el hecho que se desea comunicar.

  • Expresiva o emotiva Expresa la actitud del emisor respecto a lo que dice el mensaje. Se usan signos de exclamación.

  • Conativa o apelativa: El emisor lanza un mensaje para llamar la atención del receptor. Se usan vocativos y verbos en imperativo.

  • Fática o de contacto: El mensaje se emplea para comprobar si el canal funciona bien o no.

  • Metalingüística: Se emplea cuando usamos el mensaje para hablar del lenguaje mismo. (explicar el código lingüístico.

  • Poética o estética: El emisor quiere hacer reflexionar sobre el mensaje al receptor.

Los diccionarios:

  • Diccionario: Libro en el que se explican ordenadas alfabéticamente las palabras. Clases de diccionarios:

  • Monolingües: Se usan para conocer la significación que tiene una palabra en un determinado idioma. (Real diccionario de la lengua).

  • Bilingües: Establecen la correspondencia entre palabras de diferentes idiomas.

  • Terminológicos: Anuncian y definen los términos propios de una ciencia, actividades u oficios. Suelen incluir también traducciones al Inglés u otros idiomas.

  • Regionales y dialectales: Explican el significado de las palabras usadas únicamente en una sola región.

  • Enciclopédicos o enciclopedias: Pueden tener muchos tomos. Se da una amplia explicación sobre todo lo relacionado con un tema o una palabra.

Formación de palabras:

  • Morfemas apreciativos: Sufijos que aumentan o disminuyen lo que significan sus bases (lexemas), o las presentan con afecto o desafecto. No forman palabras derivadas. Pueden formar nuevas palabras: bomba + illa = bombilla.

  • Diminutivos: -ico, -ito, -illo,- ín, -ino, -iño, -ete.

Expresan empequeñecimiento o cariño

  • Aumentativos: -ón, -azo.

Expresan: aumento de tamaño (barcaza)

Aumento de la calidad (cochazo)

Golpe dado por... (martillazo).

Efecto producido por... (Navajazo: Efecto de un corte de una navaja)

  • Despectivos: -aco, -acho, -ajo, -astro, -orrio, -uco, -ucho, -ete.

Expresan desprecio.

  • La composición: Proceso para hacer más extenso el léxico. Da lugar a los nombres compuestos que están constituidos por 2 o más palabras:

  • Clases:

  • Sustantivo + sustantivo = baloncesto

  • Sustantivo + adjetivo = camposanto

  • Adjetivo + adjetivo = anglosajón

  • Adjetivo + sustantivo = alta mar

  • Verbo + verbo = vaivén

  • Verbo + complemento = sacacorchos

  • Adverbio + adjetivo = bienaventurado

  • Asociaciones de vocablos = brazo de gitano, cuarto de baño

  • Palabras invariables = también (adverbio); porque, aunque (conjunciones)

  • Escritura: Hay compuestos que se escriben formando una palabra, dos o más. No hay ninguna regla que diga cuando se escriben de una manera o de otra.

  • Plural: Los compuestos “fundidos” creados solo admiten -s/-es. Los compuestos “no fundidos” forman el plural de dos maneras:

  • Los formados por sustantivo + de + sustantivo solo admiten el plural en el primer elemento (Brazos de gitano, Lenguas de gato).

  • Los compuestos unidos por guiones llevan el plural en la última palabra: Histórico-políticas.

  • En el resto, las dos componentes llevan el plural (campos santos).

  • Acentuación:

  • Los compuestos pueden agudos, llanos y esdrújulos y se adaptan a las reglas generales de acentuación.

  • Cuando una palabra simple con tilde entra a formar parte de una compuesto, como primer elemento, la pierde. Si la tilde está en la segunda la conserva

  • El compuesto de dos o más adjetivos unidos por un guión mantiene las tildes en las palabras que antes de ser compuesto las tenían.

  • Composición por siglas: Reunir en un solo vocablo las letras iniciales de varias palabras (siglas). Las siglas están al “servicio” de la economía del lenguaje. Durante los últimos años han incrementado notablemente. Se usan fundamentalmente en la publicidad, aunque a la mayoría de la gente no le comuniquen nada. Suelen dar más categoría a lo que se dice. Las siglas se pueden leer de formas diversas:

  • Si conocemos su sentido, haciendo explícito su contenido.

  • Si no conocemos su sentido:

  • De forma deletreada UHF = “uachefe”

  • Formando palabras con ellas TALGO = “talgo”

  • El género de estos compuestos, es el que tiene la palabra más importante.

  • Acronimia: Procedimiento de formación de palabras consiste en formar un vocablo con las sílabas extremas de 2 nombres (Espanglish = Spanish + english).

- Tema 4. Lengua -

Lenguaje y sociedad:

  • Registro idiomático: Modalidades expresivas que un hablante utiliza según las circunstancias. La diversidad de situaciones posibles obliga al hablante a adaptarse a ellas; si no lo hace, perturbará o impedirá la comunicación. Cada modalidad expresiva adaptada a una situación se denomina registro. Una persona instruida cambia de registro con facilidad; sin embargo, una persona poco instruida solo puede hablar del modo elemental que conoce. Muchas situaciones requieren un registro propio: el familiar, coloquial, amoroso, político...

  • Estratos lingüísticos: Los sociolingüistas imaginan la sociedad dividida en estratos que se dividen por clases económicas que se diferencian entre sí por sus diversos comportamientos idiomáticos. Los diferentes estratos son:

  • Lenguaje formal o elevado: Posee gran cantidad y variedad de recursos léxicos y gramaticales, además de la posibilidad de establecer más matices en la conversación. La comunicación de los sentimientos y de contenidos intelectuales es muy abundante.

  • Vulgar: Pocos recursos léxicos y gramaticales. La comunicación de los sentimientos y de contenidos intelectuales es muy limitada.

  • Código restringido y elaborado:

  • Código elaborado: recursos lingüísticos propios del lenguaje formal.

  • Código restringido: recursos lingüísticos propios del lenguaje vulgar. Rasgos:

  • Numero muy pequeño de vocablos.

  • No se emplean palabras sinónimas.

  • Abundan las repeticiones.

  • Adverbios y adjetivos: pocos y nada variados. Muchos son considerados groseros en el código elaborado.

  • Oraciones cortas, con predominio de las simples, no acabadas con frecuencia y de sintaxis pobre.

  • Empleo simple y repetitivo de las conjunciones o de las locuciones conjuntivas.

  • Desorganización del contenido de la información.

  • Afirmaciones, negaciones y mandatos tajantes.

  • Prevención ante las afirmaciones que comprometen el futuro.

  • Frecuente apelación al consenso del interlocutor (¿Tú que harías en mi lugar?).

  • Empleo de refranes (aunque no tanto ya en los jóvenes).

  • Uso abundantes de interjecciones o frases interjectivas, y a veces tacos y blasfemias.

  • Sujeción a los modos de hablar normales y corrientes dentro del grupo a que se pertenece.

  • Registro idiomático juvenil: Registro especial que usan lo jóvenes para diferenciarse de los adultos. Entre jóvenes de escasa instrucción o personalidad, se siente como algo necesario reconocerse miembro de un grupo, y fundirse en una especie de personalidad colectiva, que aunque sea muy pobre les proporciona seguridad y hasta arrogancia. La voluntad y responsabilidad individuales se abandonan y se produce la sensación de ser irresponsable. En los casos extremos el individuo recurre a expresiones brutales, carentes de finura, y adopta comportamientos acordes con esas expresiones.

El nombre: género:

  • Nombre: Parte invariable de la oración. Palabra que designa un ser perceptible por los sentidos o por la mente. Se pueden dividir en:

  • Nombres comunes: Palabras que se aplican para designar a seres de la misma clase. Evocan al objeto con notas (rasgos) característicos de lo que designan. (Limón: ácido, amarillo, con gajos, etc.). Son denotativos.

  • Nombres propios: Son palabras que designan seres para diferenciarlos de los demás de su clase. No sugieren rasgos. Son muy distintos. Son no denotativos. Nombres de personas, animales, empresas, instituciones.

Los sustantivos `sol' y `luna' son comunes por ser denotativos. Algunos nombres propios como Venus, Apolo, Judas, etc. pueden funcionar como comunes.

  • Nombres concretos: Se pueden percibir por los sentidos. (Mesa...)

  • Nombres abstractos: No se pueden percibir por los sentidos. (Angustia...)

  • Género: Desempeña la función de marcar, mediante la concordancia, la relación que se establece entre el nombre y las palabras que se refieren a él para determinarlo. Reglas:

  • Sólo los sustantivos femeninos con la 1ª sílaba: a- o ha- tónica se construyen con `el' y `un' (el agua), y a veces con `algún' y `ningún'. Esta regla solo vale para los sustantivos,. Los adjetivos, aunque empiecen por a- o ha- acentuadas, van siempre precedidos por de determinantes femeninos (la áspera piel). Excepción: `la hache' se emplea con determinante femenino.

El género en los nombres de seres sexuados (personas y animales): se puede expresar el género mediante los morfemas flexivos.

  • Masculino acaba en O, y el femenino en A. (gato gata).

  • Acaba en cualquier vocal o consonante, pero el femenino acaba en A. (jefe jefa).

  • Comunes en cuanto al género: Son invariables (artista). Solo la concordancia permite distinguirlos (la artista / el artista).

  • Epicenos: pueden designar al macho o a la hembra o a ambos a la vez (pantera, ballena). Para saber que son se dice `una pantera macho' o `una pantera hembra'.

También son epicenas las palabras masculinas o femeninas, en singular o plural, entendidas como colectivas.

  • Heterónimos: Palabras en las que el femenino y es masculino son completamente diferentes (yegua / caballo).

  • Plurales que designan parejas formadas por dos personas de distinto sexo (novios, sobrinos)

  • -esa abad/abadesa

-isa poeta/poetisa

-ina héroe/herína

triz actor/actriz

  • Nombres de profesiones: Anteriormente había oficios tradicionalmente desempeñados por hombres (juez, comandante) y otros por mujeres (azafata, modista). Muchas de estas profesiones han dejado de ser exclusivas de un solo sexo: jueza, comandanta (que eran la mujer de...), azafato.

Género de los nombres de las cosas: Todos los nombres de cosa tienen un género inherente (que está inseparablemente unido a ellas). Ningún morfema señala el sexo, se aprende cuando empezamos a hablar. Se trata de una categoría arbitraria: no hay ninguna razón para que `edificio' no sea femenino.

El género de los nombres de cosa no suele variar con el paso del tiempo. Pero se está imponiendo, un tanto absurdamente, la maratón, que siempre fue el maratón.

- Lengua. Tema 5 -

Situación lingüística española:

  • Situación lingüística en España:

INDOEUROPEO

  • Lenguas de España: En España se halan ahora 4 lenguas principales: el castellano, el catalán (que en valencia, al tener algunos rasgos peculiares, se llama valenciano), el gallego y el vasco o euskera. Todas estas lenguas poseen dialectos. El castellano, el catalán y el gallego son lenguas romances.

LENGUAS Y DIALECTOS DE ESPAÑA

Los dialectos carecen de código elaborado, y varían según la zona en la que se hablen. No son lenguas cultas, pues carecen de obras literarias. Todas las lenguas son dialectos de aquella de la cual proceden.

Las lenguas o idiomas son modos de hablar o instrumentos lingüísticos de comunidades más o menos extensas que han desarrollado una cultura (literaria) propia y que posee un modelo ideal de lengua (coimé), que todos sus hablantes conocen como “buen...(lengua)”. El coimé lo adoptan los hablantes más cultos y los escritores. Poseen obras escritas.

  • Formación de las lenguas románicas en España: España estaba habitada por diversos pueblos con lenguas muy diferentes: vascos, tartesios, fenicios, iberos (procedían del norte de Africa. Tenían una lengua que solo se conoce por que se han conservado unas tablas escritas. Usaban un alfabeto diferente al nuestro), celtas (venían de Alemania y se asentaron, sobre todo en las montañas. Adoraban a los ríos), ligures (venían de francia). Todas las palabras dejadas por estos pueblos antes de romanización se llaman vocablos prerromanos.

En el año 218 a.C. comenzó la ocupación de la Península Ibérica por los romanos, con su desembarco en Ampurias. En España, después de la invasión, se asentaron muchos romanos (casi todos soldados jubilados), que se casaban con mujeres íberas y que se asentaban por el sur de España. Estos romanos, los comerciantes y algunos colonos (que también se aposentaron en España) hablaban el latín vulgar (el sermo vulgaris de los romanos). Esto hizo que poco a poco todas las lenguas que había anteriores a la invasión romana fuesen desapareciendo. Aparecieron escuelas de latinidad culta. Hispania dio a Roma escritores tan importantes como Séneca y Lucano (ambos de Córdoba); Marcial (Calatayud); Quintiliano (Calahorra); Pomponio Mela, Columela, etc.

Los vascos y los astures rechazaron a los romanos, por lo que conservaron su lengua.

Los suevos se asentaron en Galicia. Los vándalos estuvieron en el norte de la península y luego fueron al sur. Se les expulsó al norte de Africa. Los alanos fueron exterminados. Los visigodos o germanos consiguieron asentarse y se fusionaron con los Ibero-romanos. Empezaron sus invasiones por los Pirineos en el año 409. Tenían un sistema feudal. El reino visigodo de España quedó definitivamente instaurado por Leovigildo, que fijó en Toledo la capital de la monarquía. Los visigodos hablaban lenguas célticas y su religión era el Arrianismo, y aunque fueron los vencedores adoptaron la lengua (latín) y la religión (cristiana) de los vencidos. Aunque perdieron su idioma introdujeron en el latín numerosos germanismos, casi todos guerreros. Durante su estancia en la península aceleraron la evolución del latín y contribuyeron a romper su unidad.

En el 711 comenzó la invasión de los Árabes por Gibraltar. En menos de 7 años ocuparon la mayoría de la península, en la que permanecieron 800 años y nos dejaron unas 4000 palabras (arabismos). Cuando los árabes llegaron se hablaba en latín vulgar (pues el latín literario solo se usaba en la literatura), que fue usado por todos los pueblos íberos, en el que no se escribió nada hasta 1000 años después. Las tropas cristianas se agruparon en lugares montañosos del norte, y desde allí comenzaron la reconquista, que terminó en 1492 con la toma de Granada. Durante la estancia de los árabes en la península el latín se diversificó en diversificó en diferentes lenguas romances diferentes: gallego, leonés, castellano, navarro- aragonés y catalán, que fueron expandiéndose hacia el sur y recibiendo rasgos propios

  • Vocablos:

  • Fenicios:

Gadir (entre murallas) Cádiz. Nombre de una colonia que se hundió.

Málaca

Abdera (así)

Asido

  • Cartagineses:

Cartago Cartagena

España Hispania Tierra de conejos

Ibiza Tierra o isla de pinos

  • Griegos:

Emporión Al lado de Ampurias

Topónimos

Rhode

Lucentum

Hemerosciopión

  • Ligures:

Toledo

Sufijos: -asco, -uscu, -ona.

  • Celtas:

-briga Fortaleza

- acu

-coslada Avellana

-alcobendas

-arganda

-deva

Sego-, segi Victoria (Segovia, Sigüenza)

Osma Uxama Ciudad celta

  • Vascos:

García

Nombres propios

Jimeno

Íñigo

Izquierdo

Pizarra

Chabola

De bruces

Chuparra

Zumalla ave

Cencerro

Órdago

Mús

Aquelarre

  • Iberos o Vascos:

Manteca

Perro

Vega

Barro

Carrasca

Ascua

Chapado

Boina

Zamarra

Alcántara

  • Vándalos:

Andalucía

El puerto de Alano

Topónimo

  • Visigodas:

Álvaro

Nombres propios

Rodrigo

Fernando

Elvira

Alfonso

Gonzalo

Algimiro

Mondariz

Topónimos

Guinares

Niquiriz

Sedia

Tontomar

Robar

Yelmo

Bélico (guerra)

Dardo

Albergue

Estribo

Espuela

Huesa fosa

Falda

Cofia

Arpa

Bandido

Heraldo

Tregua

Guarnecer fortificar una ciudad

Lonja

Arma

Escarnir

Rico

Guisa

Sala

  • Árabes:

Algara cornería

Bélico (guerra)

Adaliz jefe del ejército

Atalaya Centinela

Zaga Parte trasera del ejército

Alfange

Adarga

Aljaba

Almofa varra de hierro para la cabeza

Alcazaba Muralla

Tambor

Alfereces jinetes a caballo

Sireta Modo de cabalgar

Alazan tipo de caballo

Adarve

Alfaraz

Acequia Canales para el agua

Jardinería

Aljibe deposito de agua

Alberca Piscina

Noria Rueda para extraer agua

Alquería botijos

Alcachofa

Algarrobas

Zanahorias

Azafrán

Azúcar

Algodón

Espliego

Jara

Berenjenas

Mejorana

Azucena

Azahar

Adelfa

Alhelíes

Acebuche

Aceitunas

Alfarería

Artesanía

Taza

Jarra

Alfiler

Marfil

Azufre

Minería

Almagre

Azogue

Almadén

Aduana

Comercio

Almacén

Albarán

Marabedí moneda

Albañil

Albañilería

Aldea

Azotea

Zaguán

Alcoba

Tabique

Azulejo

Alcantarilla

Arrabal

Fulano uno/a cualquiera

Adjetivos

Mengano el que sea

Gandul

Mezquino

Baladí

Baldío

Hala

Interjecciones

Ojalá

Arre

Ya

Mancha antiplanicio o tierra seca

Topónimos

Alcalá los castillos

Medina

Aljeciras

Medinaceli

Calatayud

Ceuta

Guadalupe

Wadi- río (guadiana)

-í natural de... (israelí)

Hidalgo hijo de algo hijo de la riqueza

Expresiones hechas

Que dios os guarde que ala os guarde

Si dios quiere si ala quiere

Dios te ampare ala te ampare

Bendita sea la madre que te parió

Ajuar

Otras palabras

Almohada

Alfombra

Ajedrez

Tahúr

Alcalde

Albacea

Alcohol

Elixir

Jarabe

Algebra

Albóndiga

Albaricoque

Paella

Arrope

  • El castellano: Tuvo su origen en Cantabria, en un conjunto de condados (dependientes de reino leonés) cuya capital era Amaya. El conde Fernán González logró reunir varios condados y constituyó el condado de Castilla, aún dependiente de León. Su heredero Sancho el Mayor de Navarra lo erigió reino y se lo entregó a su hijo Fernando. (También - Sancho - convirtió en reino el condado de Aragón, y lo cedió a su hijo Ramiro).

El castellano se difundió, gracias a la reconquista, por el sur, avanzando como un abanico. Su literatura alcanzó un gran desarrollo. Se extiende por tierras leonesas, riojanas, navarras y aragonesas. Los conquistadores y colonizadores lo implantaron en América y Filipinas. Los judíos expulsados lo llevaron consigo: el sefardí o judeo-español).

Durante los s. XVI y XVII, el castellano alcanza su máximo esplendor literario. Se conoce por todas las personas cultas de la península y adquiere rango internacional. En 1492 se descubre América y se lleva hasta allí.

Desde fines de la edad media se conoce como español, nombre que alterna con castellano.

Paso del latín al castellano:

é ie

ó ue

F(inicial)H

Li + vocalJ

CtCh

(U)ltCh

Cl, fl, plLl

Mmm

El diccionario monolingüe:

Los diccionarios intentan explicar cuantas palabras pertenecen a un idioma, ordenadas alfabéticamente. Cada una de esas palabras es una entrada. Ningún diccionario recoge todas las palabras, pues no incluyen las distintas formas verbales de un verbo.

La lexicografía es el arte de componer diccionarios.

La entrada puede tener un solo significado (monosémico) o varios (polisémico). Cada uno de los significados de una palabras son las acepciones.

El conjunto de la entrada y las acepciones se denomina artículo.

Todo diccionario incluye marcas que acompañan a cada entrada o a cada acepción, y que ayudan a precisar el significado. Los diccionarios contienen un glosario para diferenciar cada una de las marcas que éstos contengan.

Gramática. Género marcado y no marcado:

  • Oposiciones lingüísticas: El sistema de la lengua se compone de signos, y cada digno posee un valor un valor que resulta de oponerse a otro u otros signos. Éstas pueden ser fonológicas, semánticas o morfológicas.

  • Marca o rasgo: Particularidad cuya presencia o ausencia en un signo permite oponerlo a otro/s.

  • Marca en sustantivos sexuados:

  • Femeninos: Es el término que lleva la marca (término marcado): -a. Si una palabra lleva la marca -a, designa a féminas, pero sino la lleva puede designar indistintamente a mujeres, varones o a los dos.

  • Masculinos: Término no marcado, pues no solo acaba en -o. No es lo contrario a lo marcado. -O puede designar indistintamente al macho o la hembra. Como la forma masculina es no marcada, con ella se designa cargos desempeñados indistintamente por hombres o mujeres. Como el masculino tienen un carácter no marcado, cuando van juntos 2 o más sustantivos de distinto género, los adjetivos, determinantes y pronombres que los reproducen van en masculino.

  • Plurales: No solo designan varones y animales machos. Otras veces, al no llevar marca, las palabras de ese tipo funcionan cono epicenas, y designan a varones y hembras.

*Decir el plural femenino y el masculino hace que los mensajes se hagan monótonos (Afiliados y afiliadas.

- Lengua. Tema 6 -

Otras lenguas de España:

  • Dialectos del castellano: El castellano ha dado origen a una serie de modalidades que son dialectos suyos. Estos dialectos se dividen en dos grupos:

  • Español de América

  • Español meridional: Andaluz, extremeño, murciano canario. Este español tiene las siguientes características:

  • Yeismo: |ll| como |y| caballo

  • Seseo: || como |s| sosobra (zozobra)

  • Ceceo: |s| como || zitio (sitio)

  • Relajación o aspiración de -S al final de sílaba lah veceh

  • Sustitución de |l| por |r| y viceversa mujel, sordao

  • Pérdida de -d- intercalada amao

  • Pérdida de -n- intercalada tie (tiene)

  • Dialectos del leonés: El leonés es un grupo del habla románica derivado del castellano. No es una lengua es un dialecto del latín. Este dialecto se extiende por:

  • Asturias (bable)

  • Oeste de Santander

  • Oeste de Zamora

  • Oeste de Salamanca

  • Oeste y norte de León

  • Parte de Cáceres.

Las características de este dialecto son:

  • é ie: venio > viengo (vengo)

  • ó ue: oculum > güeyo (ojo)

  • ie no se simplifica: castellum > castiello ( castillo)

  • ei no se reduce: caesum > queiso (queso)

  • ou no se reduce: alterum > outro (otro)

  • -u, -i finales modifican la vocal tónica de la palabra: polum > pola > pelu (polo)

aperit > abri > ebri (abre)

  • Introducción de una i ante la vocal final: gociu (gozo)

  • La -o final se cierra en -u: llobu (lobo)

  • La -e final se cierra en -i: montis (montes)

  • La f- inicial se mantiene: forno (horno)

  • La l- inicial se convierte en ll-: lluz (luz)

  • La n- inicial se palatalizó en ñ: ñido (nido)

  • Los grupos latinos pl-, cl-, y fl- evolucionaron en ch: plaga > chaga (llaga)

  • El grupo consonántico -mb- se mantiene: palumba > palomba (paloma)

  • El grupo m(cualquier letra)n se convierte en m: lumine > lumne (lumbre)

  • Dialecto aragonés:

Se extendió por los valles pirenaicos:

  • Ansó

  • Hecho

  • Biescas

  • Lamuza

  • Sobarbe

  • Ribagorza

Ha habla baturro es el castellano vulgar sometido a la entonación autóctona:

Se extiende por :

  • Zaragoza

  • Huesca

  • Teruel

  • Segorbe

Rasgos de antiguas hablas aragonesas:

  • Las esdrújulas se convierten en llanas: medíco, pajáro.

  • Diminutivo -ico: un momentico

  • Confusión de temas verbales: hiciendo, pusiendo

  • Abundancia de metátesis consonántica (baile de letras: algunas letras de unas sílabas pasan a otras): predicar pedricar.

  • Aragonesismos (palabras típicamente aragonesas) : maño

Rasgos del antiguo dialecto aragonés:

  • ó ue: foliam > fuella (hoja)

  • ó ua: bomus > buano (bueno)

  • é ie: teneo > tiengo (tengo)

  • é ia: tempus > tiampo (tiempo)

  • Pérdida de las vocales iniciales: umbilicus > melico (ombligo)

  • Mantenimiento de:

  • f- inicial: fabum > fabe (haba)

  • p- napum > napo (nabo)

  • t- maturum > maturo (maduro)

  • k- lacunam > lacuna (laguna)

  • d- pedes > piedes (pies)

  • pl- pluvia > pluvia (lluvia)

  • kl- Clamare > clamar (llamar)

  • fl- Flamman > flamman (llma)

  • ult se convierte en uit: multum > muito (mucho)

Gramática. Los nombres: el número:

  • Clases de nombres:

  • Común: Designan seres de la misma especie. (Perro)

  • Propio: Diferencia un ser de otro. Su 1ª letra va en mayúsculas. (Jose)

  • Concreto: Designan seres perceptibles por alguno de los sentidos. (Pizarra)

  • Abstracto: Designan seres no perceptibles por alguno de los sentidos. (Esperanza)

  • Individual: En singular expresan 1 (Mesa)

  • Colectivos. En singular expresan más de 1. (Piara)

  • Contables: Se pueden contar. Admiten determinantes numerales. Son usados como plural ponderativo o enfático. (Casa 2 casas).

  • Incontables: No se pueden contar, aunque sí pesar y medir. No admiten determinantes numerales. Suelen ser abstractos. (Agua)

- Tema 7. Lengua -

Lenguas de España: EL gallego

  • La lengua gallega: Es el resultado de la evolución del latín vulgar en el noroeste de la península. La hablan más de 2 millones de españoles. En la mayoría quienes la hablan son bilingües, pues suelen comprender el castellano.

  • El gallego y el portugués: Proceden de la lengua románica medieval, el gallego-portugues, formada en los territorios situados al norte y al sur del río Miño, que fueron reconquistados por los reyes asturianos, y pertenecieron sucesivamente a las cortes de León y de Castilla (con breves épocas en que, durante los s. X y XI constituyeron un reino independiente). Alfonso VI de Castilla convirtió Galicia en condado a finales del s. XI, concediéndoselo a su hija Urraca, y concediendo a su hija natural Teresa las tierras situadas entre el Miño y el Duero. Este condado al hacerse independiente en 1139, constituyó el reino de Portugal.

EL Gallego-portugués se mantuvo hasta los s. XVI - XV, y en esta lengua se escribió una gran poesía lírica muy hermosa (Cantigas). Su prestigio la llevó a ser adoptada por numerosos poetas castellanos.

A partir del s. XV, comienza la diferenciación entre el gallego y el portugués, como consecuencia de los distintos destinos políticos de sus hablantes. La lengua del sur (“Portugal”) alcanzó gran cultivo artístico, y fue implantada en el Brasil por los conquistadores lusitanos. El galleo agotado su esplendor literario medieval, no rebasó su condición de idioma hablado, y muy poco escrito, hasta el s XIX., en el que la literatura gallega renace con pujanza.

Las dos lenguas poseen semejanzas muy grandes debidas a su común origen, pero tienen también grandes rasgos diferenciadores. Algunos de ellos son los fonéticos, como pueden ser:

Gallego Portugués

Tiene 7 vocales Tiene más por que tiene vocales nasales.

Unifica la pronunciación de la B y de la V Diferencia a la B y a la V

Tiene el fonema CH Se convirtió en prepalatal, fricativa y sorda (como la francesa)

Cuenta mucho con el fonema Z Donde en el gallego hay Z presenta S

  • Dialectos del gallego: Hay varias zonas dialectales en le territorio gallego. A. Carballo Calero, distingue 4:

  • Suroccidental

  • Noroccidental

  • Central

  • Oriental

Una de las características de las zonas occidentales es la geada, que es la articulación de G como J.

Gramática. Los determinantes:

  • Determinantes: Son palabras que acompañan al nombre, y que concuerdan en género y número con él. Suelen ir delante del nombre, pero algunos pueden posponerse por razones expresivas. Dos determinantes pueden flanquear al sustantivo. Su función consiste en delimitar la extensión significativa del sustantivo. Clases:

  • Artículos.

  • Determinados: Presentan el nombre de algo conocido para el hablante como para el oyente.

  • Indeterminados: Presentan el nombre de algo desconocido para el hablante, el oyente o ambos.

La forma LO requiere algunas precisiones: Carece de plural, carece de género y no determina a los sustantivos, pues no hay nombres neutros en español. Solo precede a adjetivos, por lo que algunos lo consideran como un pronombre personal neutro equivalente a cosa.

El lenguaje deportivo ha puesto de moda la omisión de artículo en lugares en que su presencia es obligatoria.

Por influencia del catalán se suele omitir también e artículo definido tras los sintagmas.

La contracción de la preposición A con el artículo El = AL.

La contracción de la preposición DE con el artículo El = DEL.

  • Demostrativos

  • Posesivos: mi, tu, su, mi...

  • Numerales

  • Cardinales: uno, dos, tres...

  • Ordinales: 1º, 2º, 3º...

  • Fraccionarios

  • Indefinidos: todo, mucho, cualquier, algún, ningún, otro, cierto, varios...

  • Distributivos: sendos, sendas, cada.

  • Interrogativos: cuánto, qué, cuál, cuáles...

  • Exclamativos: qué, cuánto, cuántas...

Casos en los que no aparece el determinante:

  • Si el sustantivo es un nombre propio.

  • En proverbios y refranes.

  • En series de nombres (Fue una fiesta para padres y madres.).

  • Con algunos nombres colectivos seguidos de complemento preposicional.

  • En el lenguaje publicitario y periodístico: Por economía idiomática y por que se logra hacer más chocante la expresión.

  • Con nombres plurales: la omisión hace que se sienta más indefinido el número de lo que expresa el sustantivo.

- Lengua. Tema 8 -

El Catalán:

  • La lengua catalana: Resultó de la evolución del latín en la región nordeste de la península. Su territorio comprende Cataluña

  • Valles de Andorra.

  • Departamento francés de los Pirineos Orientales (antiguo Rosellón).

  • Estrecha franja limítrofe de Aragón.

  • Tres cuartas partes de la Comunidad Valenciana.

  • Islas Baleares.

  • Ciudad de Alguer (Cerdeña).

Durante siglos se supuso, equivocadamente, que el catalán era una variedad del dialecto provenzal (lengua hablada en la región francesa de Provenza), y al catalán y al provenzal se les aplicó el nombre de lemosín, es decir, el dialecto provenzal de Limoges, por el prestigio que éste había alcanzado al ser el idioma de los famosos trovadores medievales. Pero esto se trata de un error, ya que el Catalán es la evolución del latín en el territorio del antiguo territorio de Cataluña. Ha dado a dialectos, al extenderse fuera de su territorio original durante la Reconquista.

El catalán dejó de contar con cultivo literario durante los s. XVI y XVIII, pero el romanticismo desencadenó un auge de las letras (Renaixença). Un problema que se planteó a los pioneros de la Renaixença fue el de establecer una norma idiomática común, que se formó gracias al estudio de la lengua literaria medieval y renacentista, y algunas variedades dialectales vivas.

  • El valenciano y el balear: resultaron de la expansión que durante la reconquista realizaron las lenguas norteñas (entre ellas el catalán) hacia el sur. Presentan características fonéticas, morfológicas y léxicas propias que les confieren personalidades muy definidas. Estas diferencias han servido de base en ambos territorios a conciencias comunitarias cada vez más desarrolladas, hasta el punto de que en ellos existen diferencias muy confrontadas a cerca de si sus orígenes comparten la misma naturaleza con el catalán.

  • Dialectos del catalán: Se distinguen dos áreas:

  • Catalán occidental:

  • Andorra

  • Zona fronteriza con Aragón

  • Lleida (Lérida)

  • Este de Tarragona

  • Comunidad Valenciana

  • Catalán oriental:

  • Departamento francés de los Pirineos Orientales (Rosellón).

  • Gerona

  • Barcelona

  • Nordeste de Tarragona

  • Islas Baleares

  • Ciudad de Alguer

  • Literatura catalana: El primer texto literario en catalán, conservado, las Homilíes d'Organyà, se escribió entre los s. XII y XIII. Ramón Llull escribió su obra entre fines del s. XIII y principios del XIV.

A los s. XIV y XV corresponden los prosistas Ramón Muntaner, Francesc Eximenis y Beranrt Metge, y los grandes poetas Ausías March y Jordí de Sant Jordi.

En el s. XV, la actividad más importante en la lengua catalana se desarrolla en Valencia, donde Johanot Martorell (con la probable participación de Martí Johan de Galba) escribe la extraordinaria novela Tirant lo Blanc, que está protagonizada por el caballero así llamado.

Los determinantes:

  • Demostrativos: Sirven para situar en el espacio lo designado por el nombre al que acompañan. También pueden hacer referencia a al tiempo (Este verano...). Se usan para referirse a algo que ha aparecido antes en una conversación.

  • Posesivos: Indican a que persona (1ª, 2ª o 3ª) pertenece lo designado por el nombre al que acompañan. Los posesivos determinan siempre a un sustantivo, nunca a un adverbio o locución adverbial (es incorrecto: Se puso detrás suya), aunque son correctas las formas al lado mío, en torno suyo, de parte suya, en las que los posesivos determinan a sendos sustantivos. Por ser considerado elegante se usa en el lenguaje periodísticas formas pronominales `el mismo', `la misma', `los mismos' y `las mismas' sustituyen al posesivo: Fueron registrados el coche y los ocupantes del mismo en vez de: Fueron registrados el coche y sus ocupantes.

  • Numerales, ordinales, cardinales y fraccionarios: Los cardinales expresan exclusivamente cuántas son las cosas a las que se refiere el hablante. No son cardinales cero, millón, trillón, etc., aunque si lo es `ambos'. (1,2,3...)

Los ordinales precisan el orden en que suceden las cosas a las que se refiere el hablante. Sólo se emplean con frecuencia los 20 primeros ordinales. Los ordinales se sustituyen normal y correctamente por cardinales a partir del 13º : Alfonso XIII (trece), El corredor doce se ha caido. Son ordinales: `último', `penúltimo' y `antepenúltimo'. En los escritos no matemáticos los números (salvo las fechas) se escriben con palabras, se recomienda que hasta el 30 se escriba en 1 palabra y a partir de 30 separadas (treinta y uno). Se pueden escribir con números romanos. (1º, 2º, 3º ...).

Los fraccionarios Son las partes exactas en las que se divide un todo. Son media (parte), tercera (parte)...décima (parte)... Apoartir del 11 se escribe el número con la terminación ---ava.

  • Los indefinidos: En su determinación dejan sin identificasr a personas o cosas. De entre ellos los cuantitativos designan un número indeterminado de objetos o una cantidad o un grado impreciso de algo. El uso de alguno de ellos es:

  • Cualquiera: adopta la forma de cualqueir cuando va delante de un nombre masculino o femenino, la forma plena solo se usa cuando va detrás del nombre.

  • Todo/a: Se usa con nombres de lugar acabados en -a (todo/a Zaragoza), pero si el nombre no termina en -a, la forma más frecuente es `todo' (Todo Cáceres).

  • Poco/a: Concuerdab simpre con el sustantivo (poca sal, poco alimento), pero en una locución adverbial siempre es `un poco de' (un poco de sal).

  • Los distributivos: Asignan varios objetos a varios poseedores. Pueden ser:

  • Sendos: Significa `uno a cada uno'

  • Cada: Su valor es solo distributivo (Trajo dos regalo para cada niño)

- Lengua. Tema 9 -

El Vasco o Euskera:

  • La lengua Vasca: Se habla en:

  • Parte central y oriental de Vizcaya

  • Zonas de Álava

  • Norte de Navarra

  • Guipúzcoa

  • 90.000 personas del departamento francés de los Pirineos Atlánticos.

Ocupaba territorios más extensos durante la Edad Media: estuvo difundida por La Rioja y por la actual provincia de Burgos. Hablas de tipo euskaro existieron en los altos valles pirenaicos. Hacia 1500, puede que antes, ya no quedaban comarcas de habla vasca otro lado del Ebro. En Álava es probable que la lengua perdiera mucho terreno en el s. XVIII. En Navarra, las pérdidas datan del siglo pasado. Fue reducida a condición familiar y rústica hasta hace poco años.

Su desarrollo literario ha sido escaso hasta esta época. El primer libro totalmente en vasco se publicó en 1545: poesías de Bernardo Dechepere.

Las hablas euskeras están muy diversificadas dialectalmente.

En 1918 se fundó la Academia de la Lengua Vasca, tomando de modelo a la Real Academia Española, para unificar la lengua escrita. Para esto se creó el batúa (o euskera unificado) que aspira a ser un elemento de comunicación entre los demás dialectos, se basa en el vasco empleado por los escritores modernos y en el dialectos guipuzcoano de Beterri, con influencia labortana y navarra.

  • El euskera: No es una lengua indoeuropea, y por ello carece de parentesco con la española o la francesa. Algunas hipótesis de su procedencia, según sus semejanzas con otras lenguas son que proceden de:

  • Semejanzas con el finougrio: Conjunto de lenguas no indoeuropeas, al que pertenecen el finlandés y el húngaro.

  • Idiomas uralo-altaicos: que se hablan en Siberia, Asia Central, Turquía, etc...

  • Lenguas camíticas: africanas

  • Lenguas caucásicas: habladas a ambos lados de la cadena montañosa que corre del Mar Negro al Caspio, y separan Europa y Asia, entre la antigua URSS y Turquía.

  • Procede de los libio-fenicios, que pasaron del norte de África a Andalucía en el s. XI a.C. En el s. III a.C. los cartagineses les expulsaron y los “trasladaron” hasta su lugar actual (Navarra).

El gran vascólogo Luis Michelena ha desacreditado, restado valor, a la mayoría de estas hipótesis.

  • Dialectos vascos: La división dialectal del euskera fue descrita a mediados del s. IX por el príncipe Luis Luciano Bonaparte. Esta división sigue vigente:

  • En territorio español:

  • Vizcaíno

  • Guipuzconao

  • Alto navarro septentrional

  • Alto navarro meridional

  • En territorio francés:

  • Labortano (con San Juan de Luz)

  • Suletino (en región del pía vasco-francés cuya capital es Mauleon)

  • Bajo navarro oriental y occidental (en el departamento de los Pirineos Atlánticos)

  • Vasco y castellano: El castellano ha influido en las demás lenguas hispánicas y viceversa. La influencia más grande la ha recibido del euskera. Esto se debe a que se formó en la zona fronteriza con el Paía Vasco y recibió por adstrato (influjo de una lengua sobre la vecina) y por sustrato (influjo que una lengua, al desaparecer, ejerce sobre la que se implanta en su territorio). Algunos de los rasgos que la lengua vasca aportó al castellano son:

  • Tener tan solo 5 vocales (las mismas que las del vasco).

  • Pérdida de la f- latina inicial a través de una etapa en que la h- sonó aspirada (farina > harina).

  • Sonido idéntico de `b' y `v'.

  • Presencia de `a' ante complemento directo de persona.

  • Repetición del complemento indirecto.

Los pronombres:

  • Pronombres: Constituyen una clase muy extensa de palabras cuya misión consiste en sustituir los sustantivos o sintagmas nominales en la oración. Su función es como la de los nombres, pero se distinguen de ellos en que su significación es ocasional, mientras que la de los nombres es plena. Tipos de pronombres:

  • Personales: Tienen la misión de representar a las tres personas gramaticales (la 1ª la que habla, la 2ª la que escucha y la 3ª de la que se habla). `Y'o y `Tú', no sustituyen a ningún nombre, designan directamente a una persona (igual que los nombres de persona). La 3ª persona, al poder funcionar como no persona, aparece como persona única en verbos de agente no personal (llueve, nieva...). Concuerdan con el verbo, a excepción de los pronombres de 2ª persona (usted, ustedes) que conciertan con el verbo en 3ª persona, esto se debe a que son pronombres de cortesía, con los que se aleja al interlocutor en señal de respeto sacándolo del círculo que inplica realción estrictamente personal y de confianza.

Colocación:

  • Al enumerar nombres sucesivos conviene situar la 1ª persona la última, después la 2ª, y primera a la 3ª persona.

  • Es inadmisible colocar los pronombres `me' y `te' delante de `se'.

  • En construcción con el imperativo, con el infinitivo y con el gerundio, los pronombres átonos van siempre pospuestos.

  • No se puede usar `- n' (proveniente del morfema verbal de 3ª persona plural del imperativo) tras el pronombre `se'.

  • Relativos: Reproducen un nombre que ya ha aparecido antes (antecedente). Son: que, cual, cuales, quien, quienes.

  • Demostrativos: Van en lugar de nombres que designan lo que está próximo o o lejano del hablante.

  • Posesivos: Indican a quien pertenece lo designado por el sustantivo al que sustituyen.

  • Numerales: Expresan la cantidad de lo que designa el sustantivo.

  • Cardinales

  • Ordinales

  • Fraccionarios

  • Indefinidos: Expresan lo significado por el nombre de forma inesacta. Son: alguien, quienquiera, nadie, algunos, bastante, cualquiera, demasiado, mucho, ninguno, otro, poco, tanto, todo, más, menos, varios, algo, nada, etc...

  • Interrrogativos: Piden información sobre algo. Son qué, quién, cuál, cuándo.

  • Exclamativos: Son qué, quién, cuál, cuándo.

  • Leísmo, laísmo, y loísmo: Estos fenómenos se producen al emplear incorrectamente los pronombres personales como complementos.

  • El leísmo: El leísmo incorrecto se produce al emplear `le', `les', como complemento directo. Pero es correcto cuando funcionando como complemento directo sustituyen a un nombre de persona masculino. El leísmo es obligatorio si ese complemento directo figura en oraciones impersonales con `se' (Al enfermo se le atendió inmediatamente).

  • El laísmo: Se produce cuando se emplea `la', `las', como complemento indirecto en vez de `le', `les'.

  • El Loísmo: Se produce cuando se emplea `lo', `los', como complemento indirecto en vez de `le', `les'.

  • Pronombres reflexivos: Son los pronombres personales `me', `te', `se', `nos', `os', `se' (y `si'), cuando sustituyen obligatoriamente a un nombre que funciona como sujeto. Y funcionan como complemento directo o indirecto.

El pronombre `sí' es la forma en que se presenta `se' para funcionar con preposición, reforzado a veces con el determinante `mismo/a/os/as' (es repetitivo o redundante, pues lo que este significa lo ha significado ya `se', por lo que sirve para dar más énfasis a lo que se dice). Este `mismo' enfático puede funcionar también como complemento de todos lo pronombres personales tónicos (Compruébalo tú mismo).

El pronombre reflexivo concuerda en género y número con el sujeto.

  • Pronombres recíprocos: Son los pronombres `nos', `os' y `se' (solo plurales), y sustituyen a dos o más nombres que, siendo sujetos, intercambian sus acciones y las reciben como complementos directos o indirectos.

A veces, si la oración pudiera entenderse como reflexiva, el significado del nombre se aclara con `(el) uno (al) otro', o con los complementos `entre sí' o `mutuamente'.

- Lengua. Tema 10 -

El bilingüismo:

  • Bilingüismo: Situación lingüística de una comunidad cuyos hablantes utilizan o pueden utilizar dos lenguas diferentes. Esta utilización tiene grados distintos.

  • En aquellos países donde se hablan varias lenguas, y una de ellas es hablada por la mayoría de los ciudadanos y ha alcanzado el rango de lengua común. El bilingüismo permite que se utilice una u otra según las circunstancias. Esto da lugar a conflictos: ya que la lengua forma parte del individuo y éste accede a usar otra. Ese sentimiento de posesión de una lengua propia puede ser tan fuerte en un pueblo o en una parte de él, que la convivencia entre las dos lenguas suele crear fuertes problemas políticos.

  • Es frecuente que una de las lenguas sea considerada superior a la otra. En este caso ya no se habla de bilingüismo, sino de diglosia, la cual ocasiona muchas veces una situación de injusticia a los que no usan la lengua dominante.

En España la transición política que se produjo cuando murió Franco, cuyo régimen había frenado el uso y cultivo de las lenguas españolas distintas al castellano, determinó una reivindicación de ellas por sus hablantes cuyos derechos reconoció la Constitución española de 1987, cuyo artículo 3º es:

  • El castellano es la lengua oficial del Estado. Todos los españoles tienen el derecho de usarla y el deber de conocerla.

  • Las demás lenguas españolas serán también oficiales en las respectivas Comunidades de acuerdo con sus Estatutos.

  • La riqueza de las distintas modalidades lingüísticas de España es un patrimonio cultural que será objeto de respeto y protección.

    • Territorios con lenguas cooficiales:

    • Galicia: Tiene 30.000 Km2 y unos 3 millones de habitantes, La mayoría son bilingües, y más de 1'5 millones tienen el gallego como lengua materna.

    • País Vasco: Tiene 72.000 Km2 y 2.100.000 habitantes, bilingües en gran proporción. Su lengua es el Vasco o Euskera, cooficial con el castellano. Quienes son capaces de entender y hablar Euskera se denominan euskaldunes, y los que no lo hacen eraldunes. Hay una gran población con variable dominio del vasco.

    • Cataluña: Tiene 31.930 Km2 y 6 millones de habitantes. Su lengua, cooficial con el castellano, es el catalán, que hablan unos 4 millones de personas, aunque lo entienden más.

    • Valencia: Tiene 23.305 Km2 y 3.775.000 habitantes. Se habla el catalán que, por sus peculiaridades y la historia, se denomina valenciano (así lo designa el Estatuto de Autonomía, aunque algunos valencianos prefieren llamarlo catalán y otros valenciano.). 1.800.00 habitantes hablan valenciano, pero es comprendido por muchos más.

    • Islas Baleares: Tienen 5.014 Km2 y 700.000 habitantes, bilingües la gran mayoría. Su estatuto de Autonomía da el nombre de catalán a su lengua territorial, y es hablada por unas 450.000 personas.

    - Lengua. Tema 11 -

    El adjetivo:

    • El adjetivo: Parte variable de la oración, que admite morfemas flexivos de género (Ø, o, a) o de número (Ø , s, es). Expresan las cualidades del sustantivo. Pueden ir delante o detrás de un sustantivo, o después de un verbo copulativo o semicopulativo (funcionando como atributo) o predicativo. Pueden ser:

    • Primitivos: Palabras simples que sólo pueden ser adjetivos. (blanco, nuevo)

    • Derivados: Adjetivos que provienen de palabras derivadas. (grisáceo, prohibitivo)

    También se pueden clasificar por:

    • Especificativos: Expresan las cualidades accidentales que pueden tener o no los sustantivos. Sirven para diferenciar el significado de el sustantivo original. Los soldados valientes subieron a la cima.

    • Explicativos o epítetos: Expresan cualidades innatas del sustantivos. No son necesarios y se pueden suprimir, pero se suelen usar como adornos. Se suelen colocar delante del sustantivo, a veces detrás. También pueden ir entre comas. Los valientes soldados subieron a la cima; los soldados valientes, soberbios y fuertes subieron a la cima.

    • Gradación del adjetivo: Determinar en que grado se encuentra la cualidad expresada por el adjetivo

    • Grado positivo: el adjetivo se presenta tal y como es, sin graduación. Valiente

    • Grado superlativo: Expresa la cualidad del adjetivo en su grado máximo. Para formarla se suelen usar sufijos (-ísimo, -errimo) o adverbios (muy, harto, bien, sumamente, extremadamente, incalculablemente, rigurosamente, especialmente, atrozmente…). Pero la lengua no cesa de crear más procedimientos para intensificar el superlativo, y se suele empezar a usar el empleo de prefijos (super-, hiper-, mega-, extra-, etc…)

    No todos los adjetivos admiten el superlativo hay algunos que no se pueden modificar (vacuno, nocturno, principal, excesivo…).

    Algunos superlativos con -ísimo anómalos:


    • Antiquísimo: antiguo

    • Bonísimo, buenísimo: bueno

    • Asperrímo o asperísimo: áspero

    • Calentísimo: caliente

    • Valentinísmo: valiente

    • Crudelísimo o cruelísimo: cruel

    • Certísimo o ciertísimo: cierto

    • Ternísmo o tiernísimo: tierno

    • Recentísimo o recientísimo: reciente

    • Ferventísimo o fervientísimo: ferviente


    Existen superlativos directamente tomados del latín, acabados en -érrimo, y que suelen usarse sólo hablando o escribiendo de una manera culta.


    • Celebérrimo: muy célebre

    • Pulquérrimo: muy pulcro

    • Ubérrimo: muy abundante y fértil

    • Misérrimo. muy mísero

    • Paupérrimo: muy pobre

    • Acérrimo: muy acre o fanático

    • Intergérrimo: muy íntegro

    • Libérrimo: muy libre

    • Nigérrimo: muy negro

    • Aspérrimo: muy áspero.

    Hay dos clases distintas de superlativo:

    • Superlativo absoluto: La cualidad del objeto se exalta sin tener en cuenta otra cualidad, suya ni la ningún otro objeto. Es el niño más alto. Se puede formar:

    • Formación analítica: `muy' + adjetivo

    • Formación sintética: adjetivo + `-ísimo' / `-érrimo'.

    Hay algunos adjetivos que se pueden formar el superlativo absoluto de maneras distintas:

    - muy bueno............................. óptimo

    - muy malo............................... pésimo

    - muy grande............................ máximo

    - muy pequeño......................... mínimo

    - muy alto................................. supremo

    - muy bajo................................. ínfimo

    • Superlativo relativo: Se presenta la cualidad de los sustantivos en grado sumo, pero dentro de un grupo limitado. Es el hombre más alto de esta ciudad. Se puede formar:

    • Artículo + `más' + adjetivo + `del'

    • Artículo + `menos' + adjetivo + `del'

    • Grado comparativo: Se compara la intensidad una cualidad del sustantivo con otra cualidad que posee el mismo sustantivo u otro diferente. Pueden ser:

    • Igualdad: Se presenta las cualidades de los objetos en el mismo grado. Aquella montaña es tan grande como ésta. Se forma: `tan' + adjetivo + `como'.

    • Inferioridad: Se presenta la cualidad de un objeto en un grado inferior que la del otro. Aquella montaña es menos alta que ésta. Se forma: `menos' + adjetivo + `que'.

    • Superioridad: Se presenta la cualidad de un objeto en un grado superior que la del otro. Aquella montaña es más alta que ésta. Se forma: `más' + adjetivo + `que'.

    Hay adjetivos que en grado de superioridad admiten dos construcciones opcionales:

    - más bueno que............................. mejor que

    - más malo que............................... peor que

    - más grande que............................ mayor que

    - más pequeño que......................... menor que

    - más alto que................................. superior a

    - más bajo que................................. inferior a

    • Metábasis o sustantivación del adjetivo: La metábasis consiste en que una palabra cambie de categoría gramatical.

    • Determinante + adjetivo = sustantivo

    • `Lo' + adjetivo = sustantivo abstracto

    - Lengua. Tema 12 -

    El verbo:

    • El verbo: Parte variable de la oración.

    • Morfemas flexivos: Las formas conjugadas del verbo constan de un lexema (que aporta el significado) y de una terminación que varía (que aporta importantes precisiones al significado del lexema). Son los llamados accidentes gramaticales, que se manifiestan mediante los morfemas flexivos del verbo que son:

    • Tema: Se manifiesta mediante un morfema denominado vocal temática, que informa sobre la pertenencia de los verbos a una de las tres conjugaciones existentes: la primera si es `a', la segunda si es `e' y la tercera si es `i'. Siempre está presente en el indicativo, en los demás tiempos no tiene porque aparecer.

    • Modo: Expresa la actitud del hablante ante la acción. Existen los siguientes modos:

    • Indicativo: El hablante no toma partido ante la acción, y se limita a exponerla.

    • Subjuntivo: El hablante toma partido ante la acción y la presenta como imprimiendo en ella sus propios sentimientos (probabilidad, temor deseo, esperanza…).

    • Imperativo: El hablante manifiesta la voluntad de que se cumpla la acción. Va implícito el ruego o mandato.

    • Tiempo: Pasado, presente y futuro.

    • Aspecto: Es la capacidad de las formas verbales para informar sobre el desarrollo interno (si la acción acabó o no). Es completamente independiente del tiempo. Puede ser:

    • Perfecto: Expresa la acción acabada. Alude a la acción cuando ésta ya había finalizado.

    • Imperfecto: Expresa la acción inacabada.

    • Voz: Está determinada por la presencia o ausencia del verbo `ser'.

    • Activa: No lleva el verbo ` ser'

    • Pasiva: Actúa con el verbo `ser'

    • Persona: Puede ser la 1ª, 2ª o 3ª.

    • Número: Puede ser singular o plural.

    • Verbos regulares e irregulares: Los verbos regulares coinciden en su conjugación con los modelos que se adoptan arbitrariamente por ser los más constantes en sus variaciones. Los verbos irregulares son los que se separan del modelo habitual por los siguientes motivos:

    • Modifican su lexema.

    • No reciben los mismos morfemas flexivos que los modelos.

    • Hacen las dos cosas anteriores a la vez.

    • Son verbos defectivos: Carecen de una conjugación completa porque:

    • Les faltan algunos tiempos

    • Les faltan algunas personas

    Para saber si un verbo es irregular se conjuga en presente de indicativo o en el pretérito perfecto simple.

    Siempre que en un verbo aparezca un tiempo irregular, esa irregularidad afectará a otros tiempos. Hay 3 grupos de tiempos que comparten la misma irregularidad:

    • Si el presente de indicativo es irregular, también lo son los presentes de subjuntivo e imperativo.

    • Si el pretérito perfecto simple es irregular, también lo son el pretérito imperfecto de subjuntivo y el futuro imperfecto de subjuntivo.

    • Si el futuro imperfecto de indicativo es irregular, también lo es el condicional simple.

    Hay verbos que, aparte de otras irregularidades, presentan también el participio irregular (que no termina en `-ado', `-ido').

    Los participios irregulares se emplean, generalmente, con el verbo `estar' o funcionando como adjetivos, mientras que los participios regulares se suelen usar comúnmente con el verbo `haber'.

    Algunos verbos poseen dos participios, uno regular y otro irregular:

    Infinitivo Participio regular Participio irregular

    Abstraer abstraído abstracto

    Atender atendido atento

    Bendecir bendecido bendito

    Concluir concluido concluso

    Confesar confesado confeso

    Confundir confundido confuso

    Convencer convencido convicto

    Despertar despertado despierto

    Elegir elegido electo

    Eximir eximido exento

    Freír freído frito

    Infinitivo Participio regular Participio irregular

    Hartar hartado harto

    Imprimir imprimido impreso

    Incluir incluido incluso

    Maldecir maldecido maldito

    Manifestar manifestado manifiesto

    Proveer proveído provisto

    Soltar soltado suelto

    Suspender suspendido suspenso

    Torcer torcido tuerto

    Deben evitarse, por considerarse vulgares, los participios terminados en `-ao' en lugar de `-ado'; y también los nombres que adjetivos que también acaban en `-ao'.

    Conviene que al hablar aparezca una `d' tenue en la terminación del participio (diputado), la `d' plena parece redicha. En la terminación `-ido', `-ida', la `d' debe sonar plenamente.

    No hay que poner `-s' en algunos tiempos de la 2ª persona del singular, pues esta se atribuye por contagio o analogía debido a que la 2ª persona del singular en la mayoría de los tiempos acaba en `s'.

    Es un vulgarismo usar el infinitivo en lugar del imperativo (Hablad ahora por Hablar ahora).

    La `-d' del imperativo desaparece en contacto con el pronombre personal `os' (Bebeos la leche).

    • Perífrasis verbal: Sirven para expresar con más precisión lo que quiere comunicar el hablante. El término perífrasis proviene del griego, y significa “rodeo que se da a la frase”. Se forman con un verbo en forma personal que funciona como auxiliar, seguido de un infinitivo, gerundio o participio que aportan el significado esencial a la oración. El resultado es una forma compuesta perifrástica que funciona unitariamente como seno de la oración.

    El verbo auxiliar pierde su significado propio (se gramaticaliza) para convertirse en solo un instrumento gramatical al servicio del significado que aporta el verbo principal.

    No siempre que se produce la combinación de verbo + infinitivo, gerundio o participio hay perífrasis, pues hay oraciones en las que un verbo no pierde su significado (A esta ciudad vine siguiendo una pista).

    Las perífrasis pueden ser de dos tipos:

    • Modales: Aumentan las posibilidades de expresar la actitud que adopta el hablante ante la acción (modo):

    • `Haber de' + infinitivo: Expresa la acción como deber u obligación.

    • `Tener que' o `deber' + infinitivo: presenta la acción como una obligación.

    • `Deber de' + infinitivo: manifiesta la acción como una suposición o conjetura probable.

    • `Venir a' + infinitivo: Expresa suposición, normalmente como resultado de un cálculo numérico.

    • `Hacer' + infinitivo: Expresa acción que se impone a algo o a alguien.

    • Aspectuales: Permiten hacer precisiones acerca del desarrollo interno de la acción o aspecto verbal:

    • `ir a' + infinitivo: presenta la acción a punto de producirse.

    • `Empezar a', `ponerse a' + infinitivo: Acción en el momento mismo de comenzar.

    • `Echar(se) a' o `romper a' + infinitivo: Acción en el momento mismo de comenzar, de manera repentina y abruptamente.

    • `Estar a punto de' + infinitivo: Acción que iba a producirse, pero que en el último momento ha sido suspendida.

    • `Acabar de' + infinitivo: Acción que inmediatamente va seguida de la principal. (Acababa de caerse y ya se había levantado).

    • `Llegar a' + infinitivo: Acción acabada que alcanzó un grado alto en su desarrollo.

    • `Estar', `andar', `venir', `seguir', `continuar' + gerundio: Refuerzan el carácter continuado e imperfecto de la acción (Están pasando el día fuera; Siempre andas metiéndote en líos).

    • `Tener', `dejar' + participio: Acción que se produce con un carácter terminante (Tiene dispuesto que le entierren allí).

    • `llevar' + participio: Acción que subraya lo que dice el participio, muchas veces con la idea implícita de que dicha acción continúa a puede continuar (Ya llevo escritos dos folios).

    - Lengua. Tema 14 -

    Formas verbales:

    • El tiempo: Explica en que tiempo ocurre la acción verbal (presente, pasado o futuro). En los tiempos compuestos, son los morfemas del verbo auxiliar los que aportan la información temporal.

    • Valores temporales: Muchas veces, según sea su contexto, las formas verbales adquieren otros valores y pueden expresar un tiempo diferente.

    • Presente de indicativo:

    • Pasado: Es el llamado presente histórico (Cervantes nace en 1457).

    • Futuro: (El concierto se celebra el lunes próximo).

    • Imperativo: ( ¡Tú te callas!).

    • Imperfecto de indicativo:

    • Presente: Es el llamado imperfecto de contrariedad (Hoy que me sabía la lección, no me pregunta). Y el imperfecto de cortesía: (¿Qué deseaba usted?).

    • Pretérito perfecto simple y pretérito perfecto:

    • El pretérito perfecto simple expresa una acción realizada en una unidad de tiempo que ya ha pasado para el hablante (Ayer juegue al tenis). El pretérito perfecto expresa una acción realizada en una unidad de tiempo que aún no ha terminado para el hablante (Esta semana he salido poco de casa). A veces se usa el pret. perfecto simple cuando se debería usar el pretérito perfecto, como hacen los gallegos, pues en su lengua no se usa el pretérito perfecto. Pero a veces, esto se realiza para prolongar la acción, pues el tiempo del hablante es más determinante que el del reloj (He aprobado lengua en Junio).

    • Condicional:

    • Condicional de probabilidad: con el se hacen cálculos inseguros referidos al pasado. (Cuando él llegó serían las seis).

    • Condicional de cortesía: Puede alternar con el imperfecto de cortesía. Tiene valor de presente.

    • USOS INCORRECTOS:

    • Emplear el condicional en la prótasis o primera parte de la estructura de las oraciones condicionales (Si yo sabría eso te lo diría). Es muy frecuente en el país vasco.

    • El uso del condicional de rumor, muy frecuente en prensa. Es calcó del francés. Con él se presenta un hecho cuya verdad no se garantiza (La conferencia de paz sufriría un nuevo retraso).

    • Imperfecto de subjuntivo:

    En la lengua escrita es posible usar el imperfecto de subjuntivo (mirara) en su antiguo valor de pretérito pluscuamperfecto de indicativo (había mirado) o indefinido (miró). Pero es un uso imposible en la lengua oral, aunque continuo en el hablar de ciertos medios de comunicación y sobre todo emisiones deportivas (Aquel que años atrás jugara en el otro equipo).

    • Infinitivo:

    Precedido de `a' puede tener valor imperativo o exhortativo (¡A Callar!). Pero en ocasiones, siendo un vulgarismo, se usa el infinitivo con valor imperativo (¡Callar! En vez de ¡Callad!)

    • Gerundio:

    En una oración subordina, expresa una acción simultánea de la acción principal (Me entristezco al escuchando eso.) o anterior a ella (La chica, notando que la observaban se escondió). Resulta inelegante y conviene evitar el gerundio, cuando su acción es posterior a la acción principal (Choqué con la moto dejándola inservible, es mejor decir: Choqué con la moto y la dejé inservible).

    - Lengua. Tema 15 -

    Voz y personas verbales:

    • Voz verbal: Expresa si el sujeto es actor (voz activa) o actuado (voz pasiva) de la acción verbal. La voz pasiva se manifiesta morfológicamente mediante el verbo auxiliar ser, y el participio pasivo del verbo que se conjuga. Para pasar de voz activa a pasiva se realiza:

    • El sujeto de la activa se convierte en complemento agente de la pasiva, precedido de `por'.

    • El complemento directo de la activa se trasforma en sujeto paciente de la pasiva.

    • El verbo de la activa se expresa en voz pasiva, en el mismo tiempo, y concuerda con su nuevo sujeto.

    Los significados de las dos oraciones (activa y pasiva) son normalmente coincidentes. Cambia, sin embargo, el unto de vista adoptado por el hablante: en la activa el sujeto es el tema principal de la oración, mientras que en pasiva ese papel lo adopta el sujeto paciente o anterior complemento directo.

    A toda oración pasiva le corresponde una activa, pero no esto no tiene porqué suceder al revés (Anoche cené sopa).

    • Persona y número: Se expresan por medio de los morfemas flexivos. La persona se puede dividir en: 1ª, 2ª y 3ª persona, y el número en singular y plural.

    De las 3 personas gramaticales la 1ª y la 2ª llevan marca (términos marcados), mientras que la 3ª no (término no marcado). Por ello, la 3ª persona, en muchas ocasiones representa a objetos y no a personas. Es por esto por lo que los verbos impersonales se conjugan en 3ª persona, ya que expresan acciones en las que no se puede buscar el agente o se renuncia a ello (es temprano).

    Los cambios de persona producen efectos de los que nos servimos para provocar una determinada disposición al interlocutor.

    • 1ª persona del plural: Se incluye al hablante y a otro que no es el hablante, éste puede ser el interlocutor (Cuando quieras seguimos). A veces el plural nosotros (nos) resalta la autoridad de quien lo usa, a esto se le llama plural mayestático, y es usado únicamente por reyes y papas. Pero también este plural incita a la modestia (En este trabajo exponemos…).

    No obstante, al incluirse el hablante en la acción, puede dar el resultado contrario (¡Todavía estamos despiertos!). Este plural aparece con frecuencia en oraciones exclamativas breves, que intentan suspender o decidir los actos del interlocutor.

    También, la 1ª persona del plural se usa para señalar a las personas en general (Desde que nacemos aprendemos a vivir).

    • 2ª persona del plural: Señala a dos o más destinatarios, no necesariamente presentes en la conversación. Pero a veces nos dirigimos a un interlocutor en plural porque reconocemos en él la clase, el grupo o familia que representa (¡Qué bien vivís los profesores!).

    • 3ª persona: Al usar la 3ª persona en vez de la 1ª se trasmite una actitud de modestia (Un servidor lo sabe), llamado plural de modestia, aunque se puede conseguir el efecto contrario con otras estructuras tales como `el menda'.

    • Las formas no personales: El infinitivo, participio y gerundio son formas que adopta el verbo para funcionar, respectivamente, como un nombre (Leer es bueno), adjetivo (Es una persona muy querida) o adverbio (Iré andando).

    • Infinitivo: Al ser nombre admite determinantes y adjetivos. Y al ser verbo puede ir acompañado de los complementos característicos de éste y de adverbios.

    Unos pocos infinitivos se han nominalizado tanto que pueden funcionar como auténticos nombres y admiten el plural (deber deberes).

    Como complemento del verbo `decir' precedido de la preposición `de', se usa a veces el infinitivo (¿Quién dijo de venir a la piscina?), aunque es incorrecto (sería mejor decir ¿Quién dijo que viniésemos a la piscina?).

    Abunda en la lengua periodística, como remate del texto informativo, el uso erróneo de un infinitivo en lugar de una forma personal (Advertir, por último que…). La anomalía consiste en expresar con un infinitivo una acción que exige sujeto (Advertiremos, por último que…), u otro tipo de construcción.

    Son fórmulas poco elegantes `déjalo estar' y `déjame decirte'. Parece más recomendable decir `déjalo como está' y `déjame que te diga' o simplemente `te diré'.

    • Participio: Funciona como verbo cuando forma lo tiempo compuestos y cuando acompaña a un sustantivo funciona como un adjetivo.

    En la lengua escrita puede aparecer con un sujeto expreso detrás de él, formando un conjunto separado del resto de la oración por pausas. A esto se le llama participio en construcción absoluta. (Reunida la comisión, comenzaron los trabajos).

    • Gerundio: Cuando forma las perífrasis es verbo, En el resto de casos es simultáneamente verbo y adverbio.

    Por su carácter adverbial, puede funcional como complemento del verbo (Se alejó llorando), del sujeto (en oraciones normalmente causales: Egwene, considerando que estaba sola, se puso a dormir) y del complemento directo (Encontraron a Pedro viendo la televisión). Es incorrecto como complemento del complemento indirecto (He regalado un coche a mi sobrino no sabiendo todavía conducir que no sabía) o del circunstancial (Me encontré con un guarda vistiendo de paisano que vestía).

    Referido al complemento directo el gerundio puede prestarse a equívocos pues no aclara quien realiza la acción (He visto a Mª José entrando en la discoteca, ¿era Mª José o el hablante quien entraba en la discoteca?).

    Es equivocado el uso del gerundio con valor de proposición de relativo especificativa, tanto si se refiere a nombres de cosa (Lo detuvieron con un paquete conteniendo droga) o a nombre de persona, si el gerundio expresa estados o cualidades (Necesito jardinero, sabiendo también conducir).

    - Lengua. Tema 16 -

    Partes invariables de la oración:

    Son palabras que carecen de flexión, es decir que no pueden variar su forma. Son los adverbios, preposiciones y conjunciones:

    • Adverbios: Son palabras invariables que acompañan al verbo, modificándole o complementando su significado, y que le sirven de complementos circunstanciales. También acompañan a un adjetivo o a otro adverbio.

    También pueden ser complementos cuantificadores de un adjetivo (Parece muy torpe) o de otro adverbio (Llegué muy pronto).

    La compatibilidad entre adverbios y adjetivos no es libre. Hay adverbios que se combinan con unos adjetivos, pero no con otros.

    Los adverbios se dividen en:

    • Clasificación formal:

    • Simples: Una sola palabra.

    • Compuestos: Se dividen en:

    • Compuestos con el sufijo `-mente'.

    • Locuciones adverbiales: Di pie, a gatas, a bocajarro, a cántaros, de mal en peor, a ojo de buen cubero, a la chita callando, a hurtadillas, en un tris, en un periquete, en rigor, etc...

    • Clasificación semántica (según su significado):

    • Lugar: Indican el lugar donde se realiza la acción: Aquí, hay, cerca, lejos, dentro, fuera, arriba, abajo, encima, enfrente, en medio, por encima, etc.

    • Tiempo: Informan acerca de cuándo tiene lugar la acción del verbo: Hoy, ayer, mañana, anoche, ahora, antes, enseguida, después, tarde, pronto, nunca, al instante, en un santiamén, etc.

    • Modo: Expresan cómo se realiza la acción: Bien, mal, despacio, claramente, ingenuamente, punto por punto, a ciegas, a manos llenas, a la chita callando, etc.

    • Cantidad: Informan acerca de a cuánto alcanza la acción del verbo o la intensidad significativa del adjetivo y del adverbio: mucho, poco, muy, casi, bastante, tan, tanto, nada, más, menos, escasamente, a más y mejor, etc.

    • Afirmación: Aseguran que la acción del verbo se realiza: Sí, también, ciertamente, en verdad, en efecto, etc.

    • Negación: Informan que la acción del verbo no se realiza: no, tampoco, nunca, jamás, en la vida, etc.

    • Duda: Manifiestan la incertidumbre ante la acción: Acaso, quizá, tal vez, probablemente, etc.

    • Deseo: Manifiestan el deseo a que la acción se realice: Ojalá, así, etc.

    • Inclusión: Incluyen o adicionan: Aun, incluso, además, inclusive, etc.

    • Relativos: Se relacionan con un antecedente de la proposición principal: Donde, como, cuando, donde.

    • Interrogativos: Preguntan sobre nociones de lugar, modo, tiempo y cantidad. Dónde, cómo, cuándo, dónde.

    • Exclamación: Acompañan a un adjetivo o a un adverbio ponderando su significado: Qué, cuán.

    Los adverbios de cantidad se pueden confundir fácilmente con determinantes indefinidos y, aunque son formalmente iguales, se distinguen por:

    • Morfológicamente. Cuando funcionan como adverbios son invariables (Discuto bastante Discutimos bastante). Cuando funcionan como indefinidos pueden variar de forma (Había bastante gente Había bastantes personas).

    • Sintácticamente: El determinante acompaña al nombre (Había poco agua) y el adverbio complementa a un verbo (Lee mucho), a un adjetivo (Razonas muy poco) o a otro adverbio.

    • Se debe evitar por pretencioso el grupo `como muy' en ciertas oraciones (He visto a José como muy irritado), pues pierde su significado de aproximación o atenuación y carece de valor: es puro remilgo.

    • Es muy vulgar sustituir los adverbios `delante' y `adelante' por la forma `adelante'.

    • Es vulgar usar `mayormente' y `mismamente' en algunas oraciones (Hoy vamos al campo, mayormente si hace buen tiempo; es mejor decir `máxime') (¡Qué casualidad! Mismamente yo iba a llamarte; es mejor decir `precisamente', `justamente', etc.)

    Son locuciones adverbiales incorrectas o vulgares:

    • *A diestra y siniestra A diestro y siniestro

    • *Por un casual Casualmente

    • *De sobras De sobra

    • *Con todo y con eso Con todo, sin embargo

    • *Primero de todo En primer lugar

    • *De improviso De improviso

    • *Para nada No en absoluto

    • *De alguna manera Es una muletilla que sobra.

    • Preposiciones: Palabras que unen. Se caracterizan porque deben preceder a un nombre (denominado término de la preposición). Pueden ser:

    • Propiamente dichas: a, ante, bajo, cabe (anticuada: junto a), con, contra, de, desde, en, entre, hacia, hasta, para, por, según, sin, so (anticuada: bajo), sobre, tras.

    • Locuciones prepositivas: Dos o más palabras que acompañan a una preposición. Debajo de, detrás de, delante de, en medio de, tras de, en pos de, a fuerza de, por delante de, junto a, por junto a, en lugar de, a favor de, encima de, con rumbo a, en contra de, con destino a, por encima de, por debajo de, en vez de, a través de, etc.

    • Preposiciones agrupadas: Dos preposiciones agrupadas que unen sus significados gramaticales respectivos:

    De: a, entre, hacia, por, sobre.

    Desde: por.

    Hasta: de, en, con, par, por, sin, sobre.

    Para: de, desde, en, entre, por, sin, sobre.

    Por: ante, bajo, entre.

    Es vulgar la agrupación `a por', que comenzó a extenderse hace un siglo. No conviene decir Voy a por agua, sino Voy por agua.

    Las construcciones `a' + infinitivo como complemento directo de un nombre (problema a resolver) y `a' + sustantivo como complemento de otro sustantivo (camisa a rayas, avión a reacción) son galicismos, una simple copia del francés y no conviene usarlas repetidamente (es mejor decir problema que hay que resolver, camisa de rayas)

    El régimen preposicional: Hay algunas palabras que seleccionan obligatoriamente la preposición que les sigue:

    • Verbos: aventurarse a, aliarse con, corresponder con (una invitación), especular con, abusar de, jactarse de, abstenerse de, fisgar en, infiltrarse en, aprestarse a o para, reservarse para, merodear por, abogar por, etc.

    • Sustantivos: desacuerdo con, acusación contra, ambición de, compatibilidad con, compromiso con, desagravio a, desamparo ante, entendimiento con, entusiasmo por o ante, horror por, etc.

    • Adjetivos: Accesible a o para, afable con o para o para con, cercano a, compatible con, contiguo a, devoto de, diestro en o con, idóneo para, insensible a, inseparable de, falto de, incompatible con, etc.

    • Adverbios: Contrariamente a, anteriormente a, paralelamente a, independientemente de, etc.

    • Conjunciones: Palabras invariables que establecen una relación entre:

    • Entre dos palabras o grupos de palabras que desempeñan la misma función oracional:

    • Dos sujetos (Ana y Marta son amigas).

    • Dos verbos (Pablo estudia, pero no aprueba).

    • Dos atributos (Patricia ¿es morena o rubia?).

    • Dos complementos de cualquier clase (Este clavo no sale con tenazas ni sin tenazas).

    • Entre dos proposiciones de una oración compuesta:

    El empleo abusivo de la locución `o sea' no es correcto.

    • Interjecciones: No son una clase de palabras, ni constituyen una parte de la oración. Son equivalentes de oración que expresan un sentimiento vivo (¡ay!), una llamada enérgica (¡eh!) o describen elementalmente una acción (¡Boom!). La mayoría de ellas no están fonológicamente organizadas: en español ninguna unidad que sea palabra puede terminar, por ejemplo, en -f o en -h. Por todo esto se dice que son signos pregramaticales (es decir, elementales, que no están organizados con arreglo al lenguaje regulado por la gramática), los cuales desempeñan las tres funciones de lenguaje: expresiva, conativa o representativa.

    Acompañan al lexema modificando su significado.

    Sirven para “unir” las palabras. Artículos, preposiciones y conjunciones)

    Lleva el significado de la frase.

    Sirven para formar palabras derivadas

    Género

    Número

    Tiempo

    Persona

    Modo ...

    Ayudan a los sufijos.

    Van entre el prefijo y el lexema o entre el lexema y el sufijo.

    Van detrás del lexema.

    Son muy variados.

    Cambian la categoría gramatical de la palabra.

    Van delante del lexema.

    Son de origen griego o latino.

    F. Representativa

    F. Expresiva

    F. Conativa

    Canal

    Referente (idea) (a lo que se refiere el mensaje)

    Emisor

    Receptor

    Mensaje

    Canal

    Código

    F. Metalingüística

    F. Expresiva

    F. Conativa

    F. Poética

    Esquema de Jacobson

    Estratos lingüísticos

    Lenguaje formal o elevado

    Lenguaje vulgar

    Código elaborado

    Código restringido

    Lenguas Romance, románicas o neolatinas

    Dialectos

    Latín

    Lenguas germánicas

    Alemán

    Inglés

    Noruego

    Sueco

    Holandés¡

    Lenguas eslavas

    Ruso

    Checo

    Eslovaco

    Polaco

    Búlgaro

    Lenguas célticas

    Bretón

    Galéico

    Galés

    Irlandés

    Español

    Francés

    Italiano

    Portugués

    Rumano

    Gallego

    Catalán

    Provenzal

    Leonés

    Navarro o aragonés

    Griego

    Samsaito

    Las palabras en cursiva, indican que ese idioma es un dialecto.

    Gallego

    Leonés

    Español

    Vasco

    Navarro - aragones

    Catalán

    De américa

    Andaluz

    Extremeño

    Murciano

    Canario

    Jardinería

    Otras palabras

    |  | es el símbolo de los sonidos:

    z

    ce

    ci.

    Diptongación de e y o breves latinas

    Intervocálicas

    Iniciales

    ARTICULOS

    Masculino

    Femenino

    Neutro

    Determinado

    Singular

    el

    la

    lo

    Plural

    los

    las

    Indeterminado

    Singular

    un

    una

    Plural

    unos

    unas

    DEMOSTRATIVOS

    Cerca

    Ni cerca ni lejos

    Lejos

    Femenino

    Singular

    esta

    esa

    aquella

    Plural

    estas

    esas

    aquellas

    Masculino

    Singular

    este

    ese

    aquel

    Plural

    estos

    esos

    aquellos

    Diferencias entre los dialectos:

    Catalán occidental:

    Se distinguen perfectamente la `a' y la `e' tónicas

    Catalán oriental:

    La `a' y la `e' tónicas se confunden en un solo sonido neutro.

    DEMOSTRATIVOS

    Cerca

    Ni cerca ni lejos

    Lejos

    Femenino

    Singular

    esta

    esa

    aquella

    Plural

    estas

    esas

    aquellas

    Masculino

    Singular

    este

    ese

    aquel

    Plural

    estos

    esos

    aquellos

    Mío/a/os/as

    Mi, mis

    Tuyo/a/os/as

    Tu, tus

    Nuestro/a/os/as

    Suyo/a/os/as

    Su, sus

    Vuestro/a/os/as

    P

    O

    S

    E

    S

    I

    V

    O

    S

    Persona

    Formas

    1 poseedor

    Varios poseedores

    1

    2

    3

    Tónicas

    Átonas

    Tónicas

    Átonas

    Tónicas

    Átonas

    Lengua española

    PERSONALES

    DEMOSTRATIVOS

    Cerca

    Ni cerca ni lejos

    Lejos

    Femenino

    Singular

    ésta

    ésa

    aquella

    Plural

    éstas

    ésas

    aquellas

    Masculino

    Singular

    éste

    ése

    aquel

    Plural

    éstos

    ésos

    aquellos

    Neutro

    esto

    eso

    aquello

    Para un solo objeto poseído:

    De 1ª persona:

    Singular: Mío, mí, mía.

    Plural: nuestro, nuestra.

    De 2ª persona:

    Singular: Tuyo, tuya, tu.

    Plural: Vuestro, vuestra.

    De 3ª persona:

    Singular: Suyo, suya, su.

    Plural: Suyo, suya, su.

    Para varios objetos poseídos:

    De 1ª persona:

    Singular: Míos, mías, mis.

    Plural: nuestros, nuestras.

    De 2ª persona:

    Singular: Tuyos, tuyas, tus.

    Plural: Vuestros, vuestras.

    De 3ª persona:

    Singular: Suyos, suyas, sus.

    Plural: Suyos, suyas, sus.

    POSESIVOS

    Morfemas flexivos

    Cant - a - ba - mos.

    Lexema

    Tema 10

    Tiempo

    Aspecto

    Modo

    Persona

    Número

    ACCIÓN

    Principio

    Fin

    imperfecto

    Perfecto