La inteligencia fracasada, teoría y práctica de la estúpidez; José Antonio Marina

Psicología. Conducta humana. Comportamientos. Emociones. Capacidad intelectual. Fracasos: cognitivos, afectivos, del lenguaje y de la voluntad. Elección de metas. Sociedades inteligentes y estúpidas. Inteligencia triunfante

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 9 páginas
publicidad
cursos destacados
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información

Iníciate en LOGIC PRO 9
Iníciate en LOGIC PRO 9
Vamos a ver de manera muy sencilla y en un breve paseo de poco más de una hora como funciona uno de los...
Ver más información

publicidad

LA INTELIGENCIA FRACASADA

Teoría y Práctica de la Estupidez

(José Antonio Marina)

INTRODUCCIÓN:

Finalidad del libro, que es “ayudar a reducir la vulnerabilidad humana”. Para Marina la inteligencia es nuestra salvación, y la estupidez nuestra gran amenaza.

¿Cuándo fracasa la inteligencia? Cuando es incapaz de ajustarse a la realidad. El gran objetivo de la inteligencia es la felicidad, por eso todos sus fracasaos tienen que ver con la desdicha.

Marina distingue entre inteligencia fracasada e inteligencia dañada (por ejemplo por traumas infantiles). Dice que es difícil distinguirlas porque ambas llegan a penosos resultados. Él es optimista y cree que la inteligencia puede triunfar.

PARTE 1:INTELIGENCIA MALOGRADA:

Una persona muy inteligente puede malograr su vida por un comportamiento estúpido (pag 16 juez Wachter y alumno superdotado). Un alumno de 1º Bachiller, muy listo, desdeña a sus compañeros y profesores, y maneja a otros estudiantes muy vulnerables. En 2º Bachiller no va a clase porque dice que lo interesante está en la calle. Trafica con droga y termina en la cárcel. Es un ejemplo de una persona muy inteligente que usó su inteligencia de manera muy estúpida.

El éxito de la inteligencia está en saber dirigir bien nuestra conducta; tenemos que ser capaces de saber salir bien parados de las situaciones en las que estemos.

La inteligencia fracasa cuando nos dejamos ir a la deriva (pag 18 caso de Clinton y la becaria ).

Nuestra inteligencia es dúplex:

  • 1º Piso capacidad intelectual

  • 2º Piso uso que hacemos de la capacidad intelectual

Todo ello nos lleva a distinguir entre SER inteligente y COMPORTARSE inteligentemente.

Mentira: es fácil mentir lo difícil es mantener la mentira

Distingue entre:

  • Inteligencia estructural: capacidad básica. Se mide con los test de inteligencia

  • Uso de la inteligencia: es la inteligencia en acción. No se mide mediante test.

Inteligencia ejecutiva: su misión es iniciar, dirigir y controlar las maquinaciones de la inteligencia computacional.

¿Hay una inteligencia triunfante y una inteligencia fracasada?

Marina cree que sí. Para él es un claro fracaso de la inteligencia todo aquello que nos impide conseguir la felicidad.

Descubre 3 posibles causas de la estupidez:

  • intromisión de modelos mentales inadecuados

  • ineficacia de la inteligencia ejecutiva

  • equivocada jerarquía de los marcos referenciales (escala de valores)

PARTE 2: FRACASOS COGNITIVOS:

Error: grave fracaso de la inteligencia. Dice que reconocer la equivocación y aprovecharla es un alarde que ronda la genialidad. También es un fracaso de la inteligencia negar una evidencia (no apearse de la burra).

Prejuicio, superstición, dogmatismo y fanatismo son claros fracasos de la inteligencia, que han dado lugar en la historia a atrocidades como la Inquisición o las guerras de religión. Se deben a una selección de los datos que entiendo que se da diariamente, por ejemplo en el gesto de escoger el periódico, no el que sea más objetivo sino el que nos va a dar la razón. Para atender a otros argumentos se requiere valentía. (Ejemplos: “sabe a queso pero es jamón”, “¿cómo me va a engañar una persona que habla con Dios?”)

  • Prejuicio: es muy peligroso y lo define como estar absolutamente seguro de una cosa que no se sabe.

  • Superstición: “la supervivencia de una creencia muerta, desbaratada, injustificable, pero que tratamos al menos de justificar”.

  • Dogmatismo: “mantenimiento de una creencia previa”

  • Fanatismo: síntesis de todo lo anterior (prejuicio + superstición + dogmatismo). El principio básico del fanatismo es una proposición difícilmente discutible. Es la superstición llevada a la práctica, somete a cautiverio a la gente.

Quistes mentales: manías. Lo importante es que no se produzcan metástasis mentales (que no se extiendan).

Creencias tóxicas: aquellas conclusiones muy firmes sin evidencias que las apoyen. Son las que valoran una experiencia centrándose en el detalle específico o generalizando excesivamente: magnifican o minimizan. Marina dice que hay que desterrar esas creencias.

Credulidad: es otro fracaso de la inteligencia. Es la facilidad excesiva para creer las cosas.

Más fracasos de la inteligencia: la desconfianza radical y la sospecha permanente.

Las personas tenemos capacidad para cambiar las creencias (pag 49 caso de Napoleón)

Distingue entre uso racional e irracional de la inteligencia: el uso racional consiste en buscar evidencias compartidas, ya que eso es imprescindible para convivir (parejas, familias).

PARTE 3: FRACASOS AFECTIVOS:

Habla de las emociones, que las equipara a la pasión ciega, y señala que no son la principal causa de los fracasos de la inteligencia.

Causa de los fracasos afectivos: dificultad en reconocer lo que sentimos.

Sentimientos: mensajes cifrados

Furia: locura breve

Amor: locura breve

Hipocondría: fondo de la irracionalidad enquistado en una personalidad normal.

Ataque de nervios: cortacircuitos

Distingue entre sentimientos inteligentes y sentimientos estúpidos

Las emociones se vuelven irracionales cuando se adueñan no sólo del corazón, sino de toda la mente humana. Las diferentes experiencias afectivas se organizan en:

  • Impulsos: deseos, necesidades, tendencias

  • Sentimientos: alegría, calma, miedo, furia, tristeza, decepción, frustración, desesperación...

  • Apegos: relaciones psicológicas que enlazan profundamente al sujeto con otra persona. No tienen que ver con el amor ni con la felicidad.

Confundir los afectos: es otro gran fracaso de la inteligencia. Recordar el caso del invitado indeseable, que tenemos muchísimas ganas de que se vaya, pero cuando lo hace lo echamos de menos.

Póquer: Marina hace una relación entre la inteligencia humana y el juego del póquer. Nos repartes unas cartas que no podemos elegir (familia, genes, ambiente), diferenciando entre cartas buenas y cartas malas, pero no gana siempre el que tiene las mejores cartas, sino el que las sabe jugar. Al educar la inteligencia lo que hacemos es enseñarle a jugar bien.

Más fracasos de la inteligencia:

  • Envidia: “estilo afectivo intrigante”, manifestación de carencia.

  • Celos: muy relacionados con la envidia. Una persona es celosa por amor propio

  • Resentimiento: negarse a olvidar un daño

Marina pretende ayudarnos a conseguir una personalidad inteligente para que podamos ser felices. Un problema de la gente joven es creer que es necesario gustar a todo el mundo, cuando eso es imposible e innecesario.

Hace una distinción:

  • Personalidad recibida: está genéticamente condicionada (temperamento, sexo). Nos hace propensos a la felicidad o a la desdicha.

Personalidad Recibida = Inteligencia Básica + Temperamento + Sexo

  • Personalidad aprendida: carácter

  • Personalidad elegida: “modo como una persona concreta en una situación concreta se enfrenta o acepta su carácter”.

Personalidad elegida = Carácter + Planes de Vida + Comportamiento

PARTE 4: LENGUAJES FRACASADOS:

Vivimos con y entre palabras, por eso necesitamos purificar el intercambio de palabras. En este capítulo Marina nos hace reflexionar sobre:

“Impedir que el lenguaje se convierta en un arma letal de destrucción doméstica” (pag 78 Martha y George están casados. Son cultos, irónicos e ingeniosos, pero necesitan vivir juntos para demolerse mutuamente. Es una historia de inteligencias fracasadas, consumidas por la frustración y el resentimiento.)

El 80% de las mujeres españolas se quejan de que sus maridos no hablan lo suficiente, y es que hombres y mujeres hablan y escuchan de diferentes formas. Esto es ejemplo del lenguaje fracasado que da lugar a muchos malentendidos y que envenena la vida de muchas personas (diferente configuración del cerebro masculino y femenino). (Ejemplo: “tu hija”, “mi hija”, “nuestra hija”)

“Hay pruebas convincentes de la relación entre dificultades del lenguaje y agresividad, y un gran porcentaje de niños que son llevados al psicólogo por problemas de violencia muestran problemas de lenguaje que en ocasiones no habían sido detectados.”

Muchas personas tienen dificultades para reconocer y expresar sus sentimientos: si no nos detenemos a analizar nuestros sentimientos, no podremos analizar nuestra vida consciente. Pero no hay que pecar ni por exceso ni por defecto en lo que se refiere a nuestro análisis introspectivo. “Nosotros hablamos con nosotros mismos, debido a la necesidad que tenemos de comunicación”, dice Marina, y lo que hay que evitar es la RUMIA, es decir, estar analizándose continuamente. Dice que la rumia es una “rutina infernal que nos lleva a obsesiones y a depresiones”.

Marina hace un inventario de nuestros fracasos en las relaciones íntimas:

  • Nuestra habla interior fracasa cuando no es capaz de dirigir la conducta.

  • Somos comentaristas de nosotros mismos, y estos comentarios a veces nos destruyen y a veces nos animan. Muchas veces son un “incordio vital”.

  • Las incomunicaciones más dolorosas se dan sobre todo en las situaciones amorosas, debido a 3 factores ( es una incongruencia: si hay relación es porque hay confianza, entonces ¿por qué no hay comunicación?):

Silencio: das cosas por obvias , no te apetece hablar. “El primer fracaso de la inteligencia es su ausencia”

Sumisión: aceptar cosas por no armar jaleo.

Malentendidos: no siempre interpretamos lo que oímos porque influyen factores como el contexto, la intención y el retintín.

John Gottman es un experto que estudia los fracasos matrimoniales y distingue 4 etapas en el deterioro de la comunicación conyugal:

  • críticas

  • desprecio

  • actitud defensiva

  • actitud evasiva

A veces las conversaciones se nos van de las manos y adquieren unas consecuencias que no deseábamos.

Alexitimia: incapacidad de hablar de los propios sentimientos

Otro fracaso en el lenguaje es producido por las distintas expectativas respecto a la conversación, lo que suele producir desajustes graves en la pareja. Para evitarlo hay que ser experto en el empleo de la palabra. Los hombres y las mujeres no esperan lo mismo de una simple conversación: el hombre se contenta con hablar de algo, mientras que la mujer busca una mayor conexión emocional. Las mujeres valoran muchísimo una buena comunicación para tener una buena relación con su pareja. (ver cómo niños y niñas hablan de cosas distintas)

RESUMEN DE ESTE TEMA:

Una vez más la inteligencia fracasa cuando:

  • Adquiere sentimientos tóxicos (inteligencia computacional)

  • La inteligencia ejecutiva adopta malos criterios (comprender a otra persona)

  • La inteligencia ejecutiva es incapaz de dirigir la inteligencia computacional.

  • PARTE 5: FRACASO DE LA VOLUNTAD:

    VOLUNTAD = “El yo ejecutivo”

    • La voluntad es la motivación inteligentemente dirigida. Ella se encarga de introducir cierto orden en las voces discordantes que nos invaden frecuentemente. Es la sede de la libertad porque media entre el deseo y la acción y ayuda a tomar decisiones. Es la que nos permite liberarnos de las coarciones.

    • Marina dice que hay que tener atención con la “PROCASTINACIÓN”, es decir, “dejar algo para mañana. Pero es más que eso, es desidia (abandono). El procastinador toma la decisión de hacer una cosa mañana, decisión que será aplazada con la misma resolución al día siguiente. Tiene una gran fuerza de voluntad para actuar en el futuro, pero una débil voluntad para el presente. Él mismo se da argumentos muy convincentes que le aconsejan aplazar la decisión.”

    • Indecisión: suele derivar de un estilo afectivo acobardado que teme equivocarse o que teme la novedad. Prefiere lo malo conocido a lo bueno por conocer.

    • Rutina: no hay que caer en la rutina porque no todo lo que funciona en un momento dado debe funcionar siempre.

    • Inconstancia: está muy unida a la capacidad de soportar el esfuerzo.

    • Obcecación o tozudez: claro fracaso de la inteligencia.

    Adicciones: la gente tiene derecho a morirse de lo que quiera, pero quien es adicto pierde su libertad, así que no me puedo fiar de él. Por ejemplo, los borrachos no son dueños de sus actos. Marina pretende introducir el término bebedor pasivo en la sociedad igual que existe el de fumador pasivo. Bebedor pasivo sería aquel que sufre las consecuencias de que otro individuo haya consumido alcohol, ya puede ser por accidente de tráfico, por desorden en la calle, ruido...

    PARTE 6: ELECCIÓN DE METAS:

    Tenemos que organizar planes de vida y de eso depende en gran medida nuestros éxitos o fracasos vitales. Todos tenemos una meta que es querer ser felices. La elección de las metas es una de las más delicadas operaciones de la inteligencia, y muchos fracasos llegan porque las metas que emprendemos son imposibles en sí mismas o para nosotros.

    • El problema de coordinar metas con otras personas es difícil y eso causa frustraciones. Un buen ejemplo lo tenemos en las relaciones de pareja y en las relaciones familiares. El miedo a un fracaso en las relaciones de pareja hace que cada uno de los miembros invierta poco en ella, se vuelve uno “reservón”. Se preparan para el posible divorcio.

    Hay 3 casos de fracasos provocados por el contenido de las metas:

    • “He elegido mal mi meta” era imposible, contradictoria

    • “No coordino mis metas con las impuestas por la sociedad” individualismo insolidario

    • “No he sabido coordinar mis metas con las de otra persona concreta” matrimonios fracasados

    • La maldad es el gran fracaso de la inteligencia. Nos habla del caso de Napoleón: dice Marina que en su ámbito privado consiguió sus metas, pero considerado desde sus víctimas, fue un perdedor porque no supo resolver los problemas de su nación.

    • Es necesaria una inteligencia compartida (pareja, vecinos)

    PARTE 7: SOCIEDADES INTELIGENTES Y

    SOCIEDIADES ESTÚPIDAS

    • Inteligencia social: hasta ahora sólo se ha tratado la inteligencia como una facultad personal. La inteligencia social es aquella que emerge de los grupos , asociaciones o sociedades, la que surge de las relaciones sociales. Cada uno tiene su inteligencia individual, pero esta se desarrolla en un concepto social que favorece o frena su despliegue.

    • Inteligencia potencial: se convierte en energía afectiva al pasar por el contexto social.

    • Sociedades inteligentes y sociedades estúpidas:

    • Las agrupaciones inteligentes captan mejor la información, se ajustan a la realidad y perciben antes los problemas. Inventan soluciones eficaces y las ponen en práctica.

    • Las agrupaciones estúpidas crean problemas que no saben resolver. Viven entre irritabilidad y desconcierto.

    • ¿Cómo sabemos que fracasa una sociedad?

    Cuando las creencias vigentes, los modos de resolver conflictos, los sistemas de evaluación y los modos de vida disminuyen las posibilidades de las inteligencias privadas.

    • Inteligencia compartida: aumenta las capacidades de todos.

    • Bondad: es la gran creación de la inteligencia. Una persona es buena cuando sabe cuál es la mejor solución para un problema que afecta a una comunidad y la pone en práctica.

    La inteligencia fracasa cognitivamente cuando mantiene creencias privadas: prejuicios, supersticiones, dogmatismos y fanatismos.

    • La inteligencia fracasa afectivamente cuando el odio, la agresividad, la envidia, la impotencia y la soberbia desvían del buen camino las sociedades.

    • La inteligencia fracasa desde un punto de vista operativo cuando la inteligencia social se equivoca en las metas.

    • Éxito de la inteligencia: - en la vida privada felicidad

    - en la vida pública justicia

    EPÍLOGO: ELOGIO A LA INTELIGENCIA TRIUNFANTE

    “La inteligencia fracasada pare dos terribles hijas: la desdicha (evitable) y la maldad, que añade desgracia a la desgracia. Son nuestras dos grandes derrotas, cada cual con sus ramificaciones: fanatismo, insensibilidad, desamor, violencia, rapacidad, odio, afán de poder, miedo...”

    Marina habla sobre la sabiduría: es la inteligencia habilitada para la felicidad privada y para la felicidad política, es decir, para la justicia. Sabio no es quien sabe muchas cosas, sino el que actúa sabiamente. La inteligencia triunfante es, pues, la que inventa lo valioso en nuestra vida privada o pública, es nuestra salvación.

    Marina es optimista: para él la inteligencia es un caudal poderoso y contra viento y marea triunfará.

    ARGUMENTOS DE AUTORIDAD

    Marina cita muchos autores en su libro, para dar mayor credibilidad a lo que dice basándose en opiniones de personas de reconocido prestigio. Cita, por ejemplo:


    • Kafka

    • Pablo Neruda

    • Machado

    • Lope de Vega

    • Unamuno

    • Marañón

    • Freud

    • San Juan de la Cruz

    • García Márquez

    • Napoleón

    • María Moliner

    • Saint-Exupléry

    • Prévert

    • Kissinger

    • Piaget


    FRACASOS DE LA INTELIGENCIA

  • Cuando es incapaz de ajustarse a la realidad.

  • Cuando nos dejamos ir a la deriva (malograr nuestra vida por un comportamiento estúpido).

  • Cuando negamos evidencias (no apearse de la burra).

  • Cuando nos domina el prejuicio, la superstición, el dogmatismo y el fanatismo.

  • Cuando caemos en la credulidad excesiva.

  • Cuando caemos en la desconfianza radical o la sospecha permanente.

  • Al confundir los afectos.

  • Envidias, celos y resentimientos.

  • Cuando el lenguaje se convierte en un arma letal de destrucción doméstica.

  • Cuando fracasa nuestro habla íntimo.

  • Cuando no somos capaces de dirigir la conducta.

  • Cuando hay ausencia de lenguaje.

  • Cuando el lenguaje nos lleva a la incomprensión.

  • Cuando adquiere sentimientos o creencias tóxicas.

  • Cuando fracasa la voluntad y caemos en la inconstancia, la obcecación o la tozudez.

  • Cuando organizamos mal nuestros planes de vida.

  • Al emprender metas imposibles

  • Al no saber reconocer una equivocación.

  • FINALIDADES DEL LIBRO

  • Ayudar a reducir la vulnerabilidad humana.

  • Prevenirnos contra la estupidez, nuestra gran amenaza.

  • Optimista: la inteligencia puede triunfar es un caudal poderoso.

  • Hacernos ver que la inteligencia es nuestra gran salvación.

  • Ayudarnos a dirigir bien la conducta.

  • Evitar las metástasis mentales (quistes mentales).

  • Desterrar creencias tóxicas

  • Conseguir una personalidad inteligente para ser felices.

  • Enseñarnos a educar la inteligencia, es decir, a jugar bien nuestras cartas (póquer)

  • Evitar la “rumia” (análisis continuo de nosotros mismos)

  • No caer en la incomunicación.

  • Ayudarnos a organizar nuestros planes de vida.

  • Mejorar nuestras relaciones de pareja, familiares, vecinales...

  • Evitar caer en la maldad

  • Tender a agrupaciones inteligentes.

  • No caer en el fanatismo.

  • APUNTES DE LA CONFERENCIA:

    Jose Antonio Marina es catedrático de Filosofía, ensayista, escribe en prensa y hace investigaciones profundas, que inició con sus alumn@s. Disfruta investigando y descubriéndose, y su pasión por la enseñanza le influye en saber para quién escribe. Piensa que no se puede ser educador (padre o docente) sin ser optimista, hay que creer que el futuro puede ser agradable. Para él, sería posible una revolución en la enseñanza si los jóvenes viviéramos bien. Saber convivir y relacionarse es imprescindible: el que enseña debe aprender primero, hay que ser humilde y plantearse si estamos en condiciones de enseñar.

    La Inteligencia Fracasada” es un libro con un alto grado de información (contiene muchos datos y reseñas), nombra muchos autores y en cada capítulo hace un desarrollo profundo. Es filosófico y de género ensayista: el autor estudia un tema como para hacer una tesis doctoral pero luego hace una pieza literaria, de esta manera da todos los datos y argumentos recogidos pero con intriga y entusiasmo.

    % Discurso del Concepto Poesía de la

    % Discurso del Entusiasmo Filosofía

    Es un libro optimista: el mensaje principal es que la inteligencia puede triunfar. Para refrescar, el libro termina con unos versos de Neruda. Su finalidad es ayudar a reducir la vulnerabilidad humana Marina afirma que no está de acuerdo con que su libro sea de lectura obligatoria, y que de haber sabido que iba a ser así, habría puesto ejemplos más cercanos a los jóvenes.

    Sobre “La Inteligencia Fracasada”:

    Las preguntas que pueden resumir el tema del libro son:

    • Si somos tan listos, ¿por qué metemos tanto la pata?

    • ¿Por qué el test de inteligencia a veces no refleja la vida de esa persona?

    • ¿Por qué se separan tantos matrimonios? (64% en EE.UU.)

    • ¿Por qué la gente no solo soporta las desdichas inevitables, sino que se empeña en buscar más problemas?

    La experiencia más inteligente es la conversación, porque no la decide ninguno de los que habla, sino que surge espontáneamente. Una conversación entre dos tontos será necesariamente tonta. Una conversación entre dos listos puede ser “lista” o “tonta”.

    En 1920 en Berlín, una persona había conseguido enseñar a sumar, restar, multiplicar y dividir a un caballo. Otros investigadores no se creían que el caballo hubiera aprendido aunque se comportaba como si lo hubiera hecho. Se descubrió que el caballo había aprendido a detectar algo que el educador hacía cuando le enseñaba la solución.

    A nosotros nos pasa lo mismo. Los jóvenes están siempre aprendiendo algo, pero no se sabe el qué. Se pretende dirigir y aumentar la probabilidad de que se aprenda lo que los educadores quieren enseñar, pero para eso se necesita colaboración de COLEGIO + FAMILIA.

    Una chica guapa lo tiene difícil para ser feliz porque piensa que lo tiene todo ganado.

    Hay que observar los recursos de cada persona.

    Los adolescentes piden que se les ayude a comprender su experiencia.

    Filosofía: acercamiento iluminador a las cosas de todos los días. Se trata de clarificar conceptualmente las cosas de alrededor

    Poesía: acercamiento transfigurador a las cosas de todos los días.

    Debemos intentar averiguar las razones de nuestros fracasos.

    Es un gran error creer que la gran creación de la inteligencia es la ciencia.

    Son más importantes los problemas prácticos. Un problema teórico (por ejemplo un problema de matemáticas) se soluciona cuando se conoce la solución; sin embargo un problema práctico requiere poner esa solución en práctica. Una persona que sabe lo que tiene que hacer pero no se atreve no actúa inteligentemente. Otro ejemplo son los drogadictos, que tienen una solución teórica muy fácil para su problema: dejar de tomar droga; pero la solución práctica es muy difícil.

    Lo esencial de la educación es que tengamos muchos recursos para solucionar los problemas que se nos planteen.

    La inteligencia triunfante necesita de una estructura muy compleja: hay que saber qué hacer con los sentimientos: no nos perturban, sólo nos dicen qué tal van las cosas, aunque no podemos fiarnos al 100% de ellos (de los nuestros y de los de los demás). Tenemos que usar la inteligencia para distinguir los sentimientos que nos dan pistas fieles y para educarlos y aprender a convivir con nosotros mismos: tenemos que aceptarnos en parte y cambiarnos en parte.