La casa de Bernarda Alba; Federico García Lorca

Literatura española contemporánea. Generación del 27. Teatro lorquiano. Argumento y temática. Personajes. Ambientación e ideología

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 13 páginas

publicidad
publicidad

ASPECTOS TEMÀTICOS Y

ARGUMENTALES

Argumento

Tras el funeral realizado por la defunción del marido de Bernarda, se reúne todo el pueblo en casa de la mujer. Cuando la casa queda vacía, las hijas empiezan a hablar sobre los ocho años de luto que les a obligado a cumplir Bernarda y sobre la herencia que les queda a cada una, sobretodo a Angustias, ya que ella es hija del primer marido de Bernarda, un hombre con una gran riqueza. Pepe el Romano, es le mozo más apuesto del pueblo y le a pedido la mano a Angustias, un motivo más de envidia por parte de sus hermanas. Más tarde, mientras tejen, las hijas de bernarda, comentan que han notado algo extraño en el comportamiento de Adela, la hija menor. Las hermanas y Poncia, le preguntan a Angustias como le va con Pepe el Romano, ella comenta que le ve cada noche a través de la ventana y que ayer se fue al alrededor de la una, pero dos de sus hermanas dicen que ellas le oyeron marchar a las cuatro, echo que sorprende a todas. Angustias descubre que le han escondido un retrato que tenía de Pepe el Romano y Bernarda le manda a la Poncia que lo busque. La Poncia lo encuentra entre las sábanas de Martirio y Angustias pide explicaciones a su hermana, pero Martirio le dice que sólo había sido una broma. La abuela, María Josefa, se escapa de un cuarto donde estaba encerrada y va delante de Bernarda (la autoridad en la casa) a decirle que ella se va a casar y se irá del pueblo, Bernarda ofendida le dice a las hijas y a Poncia que la vuelvan a encerrar. Una noche Martirio se da cuenta que Pepe se va tan tarde porque se ve con Adela, entonces discute con su hermana y todas se despiertan, Cuando Bernarda se da cuenta de lo sucedido coge la escopeta y dispara contra Pepe, Adela cree que a muerto y se va a su cuarto para quitarse la vida ahorcándose.

Tema

El tema principal de la obra por encima del amor, la traición, el odio y la avaricia, es la inexistente libertad en las mujeres. La sociedad obtusa de esa época tenia a las mujeres bajo unas normas que ellas tenían que respetar. La liberación de la mujer se ve cuando Maria Josefa se escapa y regaña a Bernarda.

Otro tema principal es el dictador carácter que tiene Bernarda, ya que tiene a sus hijas encerradas sin salir de casa. El trato establecido con ellas y con la gente de su alrededor, es un trato que impone respeto, odio e incluso miedo. También se muestra su carácter cuando aparece una mendiga en escena, Bernarda se muestra avariciosa y egoísta.

Finalmente el otro tema a destacar de la obra es el amor y los temas que surgen de este. Adela, Angustias y Martirio sienten amor por Pepe pero este solo está comprometido con Angustias; A raíz de eso aparece el odio entre hermanas, la traición. Bernarda muestra su avaricia al no dejar casar a otra de las hermanas con Pepe, ya que ella quiere que se case la hija con mejor posición económica.

Estructura de la obra

La obra se divide en tres partes, la introducción (acto primero), el nudo (acto segundo) y el desenlace (acto tercero.)

En la primera parte se pude observar las características de los personajes principales, su físico y su carácter. En el inicio de la obra se celebra el funeral del segundo marido de Bernarda de Alba, junto a sus cinco hijas (Angustias, Magdalena, Amelia, Martirio y Adela), Bernarda impone un riguroso luto de ocho años, que no podrán tener ninguna relación con el mundo exterior, sus hijas se alteran porque ya son mayores y temen quedarse solteras el resto de su vida.

En la segunda parte se refleja la falta de libertad que impone Bernarda a sus hijas. La hija mayor de Bernarda, Angustias, hija del primer marido de Bernarda, esta prometida a Pepe el Romano, solicita la mano de Angustias, aunque éste no le atrae físicamente, solo se siente atraído por su riqueza. Adela y Martirio, las hijas pequeñas de Bernarda, se enamoran de Pepe el Romano, pero Adela es la que consigue atraer a Pepe, y éstos mantendrán una relación. La Poncia le echa diversas indirectas de la relación de éstos, pero Bernarda no le hace caso y sigue con los preparativos de la boda entre Angustias y Pepe el Romano.

En la tercera parte se observa el desenlace trágico de la obra. Martirio tiene celos de la relación que llevan Adela y Pepe. Martirio delata a la pareja en su encuentro en el corral, y provoca una catástrofe. Al enterarse Bernarda de este romance se dirige hacia el corral con una escopeta, y dispara hacia Pepe el Romano, aunque falla en el intento, Adela al creer muerto a éste, se suicida.

Una escena de la obra

Esta escena pertenece al tercer acto, cundo surge un diálogo entre Martirio y Adela. En ese instante los dos personajes se sinceran en cuanto a Pepe, que aunque no es visible en escena siempre esta presente. En esa escena podríamos definir a Adela como una muchacha rebelde y apasionada que está dispuesta a aceptar su condición de amante, sin hacer caso a las instituciones sociales y asumiendo su situación como un desafío. Por otro lado se muestra a Martirio coma a una chica enamorada pero que defiende a su familia y no está dispuesta a tolerar el comportamiento de Adela bajo ningún concepto.

Denominación de drama

El drama, es un género literario que comprende las obras escritas para ser representadas. En el teatro griego el drama formaba parte de la trilogía clásica (tragedia, comedia, drama), por lo que podríamos decir que era una tragicomedia. La Casa de Bernarda alba es un drama andaluz altamente poético, aunque no emplea versos. Su intención artística, en todo momento es la escenificación de una familia extrema andaluza no de la situación general de las mujeres de España. El drama de la obra surge del choque de dos voluntades, la voluntad sorda y rebelde de las hijas llevadas por el ansia de vivir, contra la voluntad dominadora de la madre pendiente de las murmuraciones, tema muy común en la vida cotidiana de aquellos tiempos, Pero si nos fijamos en el final podríamos decir que se acerca mucho a la tragedia, por la causa y la forma en que fallece Adela.

ESTUDIO DE LOS PERSONAJES

Bernarda Alba

Bernarda es un personaje principal, es autoritario y de ley social. Es un personaje con aires de grandeza, pero no es unidimensional ni completamente negativo, tiene un carácter dictador.

Bernarda es victima de los prejuicios sociales, ya que le da mucha importancia al “que dirán”, no le gusta que la gente vea lo que tiene de puertas para dentro. Respeta mucho las tradiciones sociales y no sabe como huir de ellas, en algunos momentos se las toma muy enserio, como por ejemplo en lo referente al luto.

Pepe el Romano

Pepe el Romano no aparece nunca en escena pero si que es nombrado repetidas veces por el resto de personajes. Entorno a él se desarrollan los hechos más importantes de la obra.

Es un hombre joven y muy atractivo, tiene 25 años y es el foco de discusión en la casa de Bernarda Alba. Tres de sus hijas ( Angustias, Adela y Martirio) desean pasar junto a Pepe el resto de sus vidas. Pero él se vaya a casar con Angustias aunque quiere a Adela. Es una persona infiel, a su prometida y a sus propios sentimientos, ya que se va a casar con Angustias por su dinero y no por sus sentimientos hacia ella.

Adela y Pepe el Romano

Es una relación que se mantiene en secreto, hasta el momento que algo empieza a hacer sospechar a las hijas de Bernarda y a la Poncia. La Poncia es la primera en dar a entender el amor que siente Adela por Pepe, otro cosa que da lugar a las dudas es la diferencia que hay en las horas que va a visitar a Angustias con las horas que se va de la casa realmente. Pepe solo se casa con Angustias por el dinero que posee ella gracias a la muerte de su padre pero esta enamorado de Adela o eso se da a entender. Ellos dos se ven a escondidas, hasta que martirio los descubre y en ese momento se complican las cosas.

Martirio

Martirio es un personaje muy importante en este drama. Se lleva cuatro años con su hermana Adela y está enamorada de Pepe el Romano. Se manifiesta en varias ocasiones, un ejemplo es cuando está hablando con su hermana Angustias sobre lo bueno que es que se case con Pepe, y por atrás va diciendo que Pepe solo la quiere por su dinero. Otro rasgo de hipocresía es cuando recrimina a Adela el amor que siente por Pepe, aunque a ella también le sucede lo mismo, lo que pasa es que al contrario de Adela ella no es correspondida.

Su rasgo negativo más destacado es su fuerte sentimiento de egoísmo y venganza reflejado en el desenlace de la obra, donde maldice y hace sufrir a su hermana Adela al ser la única mujer que pudo poseer al hombre que Martirio amaba.

María Josefa

María Josefa es la madre de Bernarda, tiene 80 años. En la obra se da a entender que está loca, ya que cuando se intenta encontrar la libertad, sólo se consigue llegar a habitaciones más cerradas donde se halla la locura o la muerte. Tal vez, ella haya llegado a tener este estado de locura, pero defiende en todo momento la libertad de la persona, su derecho a recrearse como mujer y a vivir. María Josefa es la única que se atreve a oponerse a las ordenes de Bernarda y la única que se atreve a decir lo que siente y la verdad a la cara.

La Poncia

La Poncia es una mujer de 60 años, que lleva 30 años sirviendo a Bernarda. Está cansada de su egoísmo hacia sus hijas, de que trate tan mal a la gente. Es una mujer delgada, con un cuerpo muy pequeño y muy estropeado, debido quizá a los años que lleva limpiando. Es muy curiosa y siempre está al acecho, no sólo para alentar a Bernarda, sino para aliviar su curiosidad, es una manipuladora, y como no, es una “metomentodo”. Es de clase media-baja. Poncia apoya mucho a las hijas de Bernarda y siempre le esta insistiendo a Bernarda que no las puede tener encerradas para siempre en casa por que así nunca van a encontrar marido.

Aunque mantiene una cierta relación de amistad con Bernarda, esta siempre le reprocha que en realidad es una simple criada y en la situación en que se encuentra sino fuese por ella.

LENGUAJE VERBAL

Rasgos vulgares y dialectales

Los personajes de clase baja, muestran diferentes características que los distingue como su lenguaje vulgar y su poca cultura, aunque podemos observar algunos de estos rasgos en la familia de Bernarda.

Algunos ejemplos a destacar serian: suavona, dulzarrona o yeyo.

Lenguaje poético y simbólico

En lenguaje poético y simbólico se utiliza repetidas veces para darle un sentido pícaro con un tono burlesco a más de darle más carisma a los personajes.

Algunos ejemplos como: “ nosotras tenemos nuestras manos y un hoyo en la tierra de la verdad” o “ como se tiene que hablar en este maldito pueblo sin río, pueblo de pozos, donde siempre se bebe el agua con miedo de que este envenenada.” Que simbolizan la muerte.

Expresiones de doble intención

Se hace uso de estas expresiones cuando se pretende decir algo que se da por sabido por la gente necesaria y de esa manera que los demás no se den cuenta de la intención real de la frase intención real de la frase.

Ejemplos a nombrar: "¿ Es que no has dormido esta noche?” Para referirse que existe algo entre Pepe y Adela.

LENGUAJE ESCÉNICO

Alusiones espaciales

El espacio es siempre el mismo, porqué los personajes no se mueven de la casa, únicamente se mueven por ella, pero en ningún momento salen. Se hacen alusiones al exterior, como cuando pasa Pepe el Romano o cuando el pueblo sigue a la mujer que mató a su hijo, pero nada más que pequeños incisos que nos hablan de gente que pasa por la calle.

Algunos ejemplos: “Vengo a correr las cámaras. Por andar un poco.” o “ A mí me gustaría cruzar el mar y dejar esta casa de guerra.”

Alusiones temporales

El tiempo no transcurre en un solo día. Por lo tanto, Lorca rompe con la norma del tiempo, aunque divida la obra en tres actos. La obra transcurre en dos días aproximadamente.

Algunos ejemplos: “Hace un minuto dieron las tres.” o “Era una madrugada y salía fuego de la tierra. También me levante yo.”

El calor

Cuando se habla del calor, se refiere a la zona en que se centra la obra, Andalucía, y en la estación que sucede. También, al hablarse del calor se puede hacer alusión a la sensualidad y el erotismo que puede producirse.

Algunos ejemplos: “Abre la puerta del patio a ver si nos entra un poco de fresco.” o “¡Que escándalo es éste en mi casa y con el silencio del peso del calor! Estarán las vecinas con el oído pegado a los tabiques.”

El sonido

En la casa de Bernarda predomina el silencio y solo se oye el ruido del exterior de la casa.

Algunos ejemplos: “Se oyen panderos y carrañacas. Pausa. Todas oyen en un silencio traspasado por el sol”. o “Ya tengo el doble de esas campanas metido entre las sienes, quiere explicar, que hace tanto rato que las campanas suenan por la muerte del marido de Bernarda, que se le ha metido en la cabeza ese sonido”

La violencia

Los personajes se mueven o varían a lo largo de la obra por las relaciones que hay entre ellos, no sólo de amor o de odio, también de violencia En la obra se puede ver reflejada la violencia, cuando se muestra la ira de los personajes.

Algunos ejemplos: “¡ Maldita sea!, ¡Mal dolor de clavos le pinche en los ojos!” o “Yo tengo la escuela de tu madre. Un día me dijo no sé qué y la maté todos los colorines con la mano del almirez.”

ELEMENTOS IDEOLÓGICOS

Intolerancia y peso de la tradición

La obra refleja claramente el peso de una tradición conservadora en las costumbres y maneras de pensar de los personajes. A pesar del espíritu rebelde en busca de la libertad existente en las hijas de Bernarda, estas son sometidas a su madre encerrándose entre los muros de su casa y guardando un largo luto, impuesto por la tradición, sin poder disfrutar de su juventud.

Algunos ejemplos: “A tu edad no se habla delante de las personas mayores.” o “También están solos los perros y viven, quiere decir que no hace falta estar casada o convivir con alguien para sobrevivir.”

La presión de la opinión ajena

El pueblo refleja un ideal basado donde el honor se basa en el temor al qué dirán, y a causa de la cual las personas no pueden mostrarse como realmente son. Sí no tenias una buena reputación te era muy difícil desenvolverte en sociedad.

Algunos ejemplos: “¡ Andar a vuestras cuevas a criticar todo lo que habéis visto! Ojalá tardéis muchos años en volver a pasar el arco de mi puerta.” o “De todo tiene la culpa esta critica que no nos deja vivir.”

El sometimiento de la mujer

Las tradiciones en estos pueblos rurales son seguidas al pie de la letra des de hace tantas generaciones que se ha convertido en un habito. Lorca ha expuesto el bajo de papel de la mujer en esa época de dos formas, por el castigo social de las mujeres, como llama aquí, de “moral relajada”, como es el caso de Paca la Roseta, y las que están sumisas a los hombres, como Adelaida. Además, Bernarda aún siendo mujer, decía que los hombres son los que deben mandar y las mujeres simplemente obedecerles, sin tener derechos ningunos. Las de clase de media hacia alta, no tenían estudios y se dedicaban a bordar todo el día.

Algunos ejemplos: “Las mujeres en la iglesia no deben mirar más hombre que al oficiante, y a ése porque tiene faldas. Volver la cabeza es buscar el calor de la pana.” o “Maldita sean las mujeres.”

Referencias económicas y conciencia de clase

No es el aspecto más importante en la obra, aunque a lo largo de esta podemos analizar cuáles eran las condiciones sociales y económicas de los personajes, lo cual nos sirve para tener cierta idea de su posición dentro de la sociedad tanto en lo tocante a su clase como poder económico.

Algunos ejemplos: “Los pobres son como animales, parece como si estuvieran hechos de otras sustancias.” o “Los pobres también sienten sus penas.”

BIOGRAFÍA


Federico García Lorca, (1898-1936), poeta y dramaturgo español, es el escritor de esta nacionalidad más famoso del siglo XX y uno de sus artistas supremos. Su asesinato durante los primeros días de la Guerra Civil española hizo de él una víctima especialmente notable del franquismo, lo que contribuyó a que se conociera su obra. Sin embargo, sesenta años después del crimen, su valoración y su prestigio universal permanecen inalterados.

Nació en Fuente Vaqueros (Granada), en el seno de una familia de posición económica desahogada. Estudió bachillerato y música en su ciudad natal y, entre 1919 y 1928, vivió en la Residencia de Estudiantes, de Madrid, un centro importante de intercambios culturales donde se hizo amigo del pintor Salvador Dalí, del cineasta Luis Buñuel y del también poeta Rafael Alberti, entre otros, a quienes cautivó con sus múltiples talentos. Viajó a Nueva York y Cuba en 1929-30. Volvió a España y escribió obras teatrales que le hicieron muy famoso. Fue director del teatro universitario La Barraca, conferenciante, compositor de canciones y tuvo mucho éxito en Argentina y Uruguay, países a los que viajó en 1933-34. Sus posiciones antifascistas y su fama le convirtieron en una víctima fatal de la Guerra Civil española, en Granada, donde le fusilaron.

Sus primeros poemas quedaron recogidos en Libro de poemas, de 1921, una antología que tiene grandes logros. En 1922 organizó con el compositor Manuel de Falla, el primer festival de cante jondo (véase Flamenco), y ese mismo año escribió precisamente el Poema del cante jondo, aunque no lo publicaría hasta 1931. El Primer romancero gitano, de 1928, es un ejemplo genial de poesía compuesta a partir de materiales populares, y ofrece una Andalucía de carácter mítico por medio de unas metáforas deslumbrantes y unos símbolos como la luna, los colores, los caballos, el agua, o los peces, destinados a transmitir sensaciones donde el amor y la muerte destacan con fuerza.

Tras los Poemas en prosa, escribió en Nueva York un gran ciclo profético y metafísico en el que el autor apuesta por los oprimidos, sin dejar de sacar a relucir sus obsesiones íntimas. El ciclo iba a constar de dos libros, Poeta en Nueva York, escrito entre 1929 y 1930, pero que no se publicó hasta 1940, y Tierra y Luna, del que algunos poemas fueron incluidos en Diván del Tamarit, concluido en 1934, aunque también se publicó póstumamente.

Calificados muchas veces de surrealistas, los poemas de esa obra clave de García Lorca que es Poeta en Nueva York, expresan el horror ante la falta de raíces naturales, la ausencia de una mitología unificadora o de un sueño colectivo que den sentido a una sociedad impersonal, violenta y desgarrada. Por su parte, los incompletos Sonetos del amor oscuro, escritos durante una temporada en Nueva Inglaterra (Estados Unidos), expresan una desesperación más personal y constituyen unas muestras admirables de erotismo, que sólo recientemente han sido dadas a conocer.

Otro importante poema de Lorca, dentro de la línea del neopopulismo, es el Llanto por Ignacio Sánchez Mejías, de 1935, una elegía compuesta al morir ese torero intelectual, amigo de muchos de los poetas de la generación de Lorca. Mientras que los Seis poemas galegos, del mismo año, consiguen trascender las referencias populares evidentes.

El teatro de Lorca es, junto al de Valle-Inclán, el más importante escrito en castellano durante el siglo XX. Se trata de un teatro de una gama muy variada con símbolos o personajes fantásticos como la muerte y la Luna, lírico, en ocasiones, con un sentido profundo de las fuerzas de la naturaleza y de la vida.

Entre sus farsas, escritas de 1921 a 1928, destacan Tragicomedia de don Cristóbal y Retablillo de don Cristóbal, piezas de guiñol, y sobre todo La zapatera prodigiosa, una obra de ambiente andaluz que enfrenta realidad e imaginación. También pertenece a la categoría de farsa Amor de don Perlimplín con Belisa en su jardín. De 1930 y 1931 son los dramas calificados como “irrepresentables”, El público y Así que pasen cinco años, obras complejas con influencia del psicoanálisis, que ponen en escena el mismo hecho teatral, la revolución y la homosexualidad, a partir de un complejo sistema de correspondencias.

Dos tragedias rurales son Bodas de sangre, de 1933, y Yerma, de 1934, donde se aúnan mitología, mundos poéticos y realidad. En Doña Rosita la soltera, de 1935, aborda el problema de la solterona española, algo que también aparece en La casa de Bernarda Alba, concluida en junio de 1936, y que la crítica suele considerar la obra fundamental de Lorca. Al comienzo de su carrera también había escrito dos dramas modernistas, El maleficio de la mariposa (1920) y Mariana Pineda (1927).

El mundo de García Lorca supone una capacidad creativa, poder de síntesis y facultad natural para captar, expresar y combinar la mayor suma de resonancias poéticas, sin esfuerzo aparente, y llegar a la perfección, no como resultado de una técnica conseguida con esfuerzo, sino casi de golpe. La variedad de formas y tonalidad resulta deslumbrante, con el amor, presentado en un sentido cósmico y pansexualista, la esterilidad, la infancia y la muerte como motivos fundamentales.

CONCLUSIÓN

La casa de Bernarda Alba, es una obra que no según el prologo del libro no se considera drama Ha sido para mí una de las obras teatrales de la literatura contemporánea más fáciles de leer, gracias a su vocabulario, sencillo y muy apropiado a cada personaje.

Los temas tratados ( el amor, la represión, el odio la hipocresía, el egoísmo, etc.) Son muy interesantes. A pesar de que la obra estuviera escrita en 1936, refleja muchos problemas de la sociedad actual, sea entre familiares como entre amigos.

Ha sabido hacer una presentación interesante y mantener la intriga desde el nudo hasta el desenlace de la obra y además ha conseguido crear cinco personas, cinco mundos que nos reflejan como podemos ser nosotros actualmente. Con el personaje con quien me he identificado más ha sido con Adela. Encuentro en ella el ejemplo de la mujer cuando está enamorada y de las pasiones ocultas que todas sentimos al tener un hombre a nuestro lado. El que considero de mayor agresividad y duro es el de Bernarda. ¿Cómo puede existir gente tan malvada y con tan poco sentimientos hacia los demás?

En conclusión. Lorca ha conseguido representar la realidad de una época y fascinar al lector.

BIBLIOGRAFÍA

  • García Lorca, Federico. La Casa de Bernarda Alba. Castalia Didáctica.

  • Enciclopedia Encarta 2000 .

  • Enciclopedia Larousse.

  • "Obras Completas", Federico García Lorca, Tomo 1.
    Editorial Aguilar. Ediciones del Cincuentenario.
    Vigésima segunda edición.

  • "Resumen de la literatura española" por Agustín del Saz.
    Editorial Seix Barral, S.A. Barcelona, España.
    Segunda edición.

6