Impresionismo

Arte contemporáneo del siglo XIX. Pintura impresionista. Van Gogh. Sed de vivir. Monet # Terrace at Saint Addresse. Water Lily Pool

  • Enviado por: Matías Piro
  • Idioma: castellano
  • País: Argentina Argentina
  • 11 páginas

publicidad
cursos destacados
Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información

Iníciate en LOGIC PRO 9
Iníciate en LOGIC PRO 9
Vamos a ver de manera muy sencilla y en un breve paseo de poco más de una hora como funciona uno de los...
Ver más información


Impresionismo

Introducción

Movimiento pictórico francés de finales del siglo XIX que apareció como reacción contra el arte académico. El movimiento impresionista se considera el punto de partida del arte contemporáneo. Por extensión, el término también se aplicó a un determinado estilo musical de principios del siglo XX.

El impresionismo en pintura partió del desacuerdo con los temas clásicos y con las encorsetadas fórmulas artísticas preconizadas por la Academia Francesa de Bellas Artes. La Academia fijaba los modelos a seguir y patrocinaba las exposiciones oficiales del Salón parisino. Los impresionistas, en cambio, escogieron la pintura al aire libre y los temas de la vida cotidiana. Su primer objetivo fue conseguir una representación del mundo espontánea y directa, y para ello se centraron en los efectos que produce la luz natural sobre los objetos. Las figuras principales del movimiento fueron: Edgar Degas, Claude Monet, Berthe Morisot, Camille Pissarro, Auguste Renoir y Alfred Sisley.

Los impresionistas se preocuparon más por captar la incidencia de la luz sobre el objeto que por la exacta representación de sus formas, debido a que la luz tiende a difuminar los contornos y refleja los colores de los objetos circundantes en las zonas de penumbra. Los pintores académicos definían las formas mediante una gradación tonal, utilizando el negro y el marrón para las sombras. Los impresionistas eliminaron los detalles minuciosos y tan sólo sugirieron las formas, empleando para ello los colores primarios —cyan, magenta y amarillo— y los complementarios —naranja, verde y violeta—. Consiguieron ofrecer una ilusión de realidad aplicando directamente sobre el lienzo pinceladas de color cortas y yuxtapuestas, que mezcladas por la retina del observador desde una distancia óptima aumentaban la luminosidad mediante el contraste de un color primario (como el magenta) con su complementario (verde. De este modo, los impresionistas lograron una mayor brillantez en sus pinturas que la que se produce normalmente al mezclar los pigmentos antes de aplicarlos.

Historia

Aunque los hallazgos del impresionismo francés resultaron decisivos para la pintura del siglo XX, los intentos por plasmar los efectos de la luz natural no eran nuevos. En el siglo XVII Jan Vermeer había utilizado fuertes contrastes de luces y sombras para bañar sus lienzos de luz natural. Diego Velásquez en el mismo siglo y Francisco de Goya a finales del siglo XVIII captaron la impresión lumínica mediante la eliminación de sombras secundarias y la introducción de zonas de luz en detrimento de la nitidez de los contornos. Su pincelada también preludió la de los impresionistas franceses.

Los precursores inmediatos del impresionismo fueron los ingleses John Constable y J.M.W. Turner. Cuando Monet y Pissarro vieron por primera vez sus obras en 1871 se sintieron conmovidos por la atmósfera y los efectos difusos de luz característicos de la pintura de Turner. Los pintores de la Escuela de Barbizon fueron también antecedentes del movimiento impresionista francés. Treinta años antes de la primera exposición impresionista, Camille Corot, miembro circunstancial de la escuela de Barbizon calificado en ocasiones como padre del impresionismo, interpretaba los fugaces cambios lumínicos en una serie de temas pintados a diferentes horas del día. Eugène Louis Boudin, un pintor preimpresionista, que fue maestro de Monet, enseñó a sus discípulos a expresar un sentimiento de espontaneidad en sus obras, mientras que el realista Gustave Courbet alentó a los impresionistas a buscar su inspiración en la vida cotidiana.

Édouard Manet considerado el primer impresionista —aunque rechazaba este calificativo— mostró cómo se podían obtener sutiles representaciones de luz por la yuxtaposición de colores fuertes y contrastados. Su cuadro La merienda campestre (1863, Museé d'Orsay, París), expuesto en el Salón de los Rechazados (Salon des Refusés) organizado en oposición a las exposiciones oficiales en el Salón de la Academia, señaló el comienzo de una nueva era en el arte. Los pintores impresionistas organizaron su primera exposición independiente en 1874. Los treinta participantes compartían su rechazo al academicismo imperante y su admiración por las atrevidas composiciones de Manet. El término impresionista fue usado por primera vez por el crítico Leroy en la revista Charivari para denominar irónicamente un cuadro de Claude Monet titulado Impresión, amanecer (1872, Museo Marmottan, París). El término fue adoptado oficialmente durante la tercera exposición impresionista en 1877. Los impresionistas fueron apoyados por notables miembros de la sociedad francesa, como los literatos Émile Zola y Charles Baudelaire, el pintor-coleccionista Gustave Caillebotte, y el marchante de arte Paul Durand-Ruel. Sin embargo la prensa y el público, acostumbrados al convencional estilo académico, se mostraron hostiles hacia el nuevo arte.

Los impresionistas evolucionaron hacia distintos estilos individuales y compartieron como grupo sus experimentos sobre el color. Sólo Monet fue ortodoxo en la aplicación de la teoría impresionista. Pintó varias series —la catedral de Ruán, la estación de Saint-Lazare, los álamos— en diferentes horas del día y estaciones del año. Pissarro utilizó una paleta más delicada y también se concentró en los efectos de luz sobre las formas. Sisley, aunque muy influido por Monet, conservó una sutileza propia. Degas, que no fue un impresionista ortodoxo, captó la fugacidad del movimiento en las escenas de ballet y de caballos, a menudo representadas con la técnica del pastel. Los sutiles paisajes de Morisot se destacan por la intensa pincelada más que por la precisión lumínica.

El impresionismo francés influyó en artistas de todo el mundo. Los más significativos fueron el estadounidense James Abbott McNeill Whistler, cuyos nocturnos (1877) plasman efectos de incendios o luces brillando a través de la niebla, Childe Hassam, Winslow Homer y el inglés Walter Sickert, el italiano Giovanni Segantini y el español Joaquín Sorolla.

El impresionismo ejerció una fuerte influencia durante décadas. Artistas que partieron del impresionismo idearon otras técnicas e iniciaron nuevos movimientos artísticos. Los pintores franceses Georges Seurat y Paul Signac ejecutaron lienzos a base de pequeños puntos de color, aplicando una derivación científica de la teoría impresionista conocida como puntillismo o divisionismo. Los postimpresionistas Paul Cézanne, Henri de Toulouse-Lautrec, Paul Gauguin y Vincent van Gogh estuvieron muy influidos por la vivacidad del colorido impresionista. La obra de Cézanne anticipó el cubismo, mientras que la de Gauguin y Van Gogh representaron el comienzo del expresionismo.

APUNTES: (30/3)

Impresionismo surgió a fine del siglo XIX, con una obra de Claude Monet (“Impresión de Sol naciente”), que según el nombre que le otorgaron los críticos de arte fue: “impresionista”.

Los artista impresionistas pintaban al aire libre, con una relación “ellos -naturaleza”. Así, con su caballete al aire libre podían captar la impresión de la luz en platas, árboles agua, etc. Con la pincelada otorgaban color y movimiento a la obra. Como es el caso de Vicent Van Gogh:

Impresionismo

-En este caso la pincelada es evidente, muy marcada y da una sensación de movimiento especialmente en la parte del cielo, dando una expresión de viento, al igual que en las plantas y arbustos. Utilizo los colores fríos, y dando un toque con el anaranjado(pasto) con su complementario que es el azul, en toda su gama en el cielo.

En esta época, los avances en la técnica del color descubiertas por Hevreul, los primeros pasos en la fotografía( transformada por un ingles llamado Talbot,, quien en 1839, descubrió los negativos lo cual permitió hacer copias de un mismo ejemplar, y en 1881 la fotografía llega a todos los estratos sociales), la cual revolucionaria el arte, dando menos trabajo a los artistas, fueron cambios decisivos en el campo artístico.

También el espacio se transformo, del espacio tridimensional del renacimiento, el espacio pasó a ser plano, en el impresionismo.

En el renacimiento, los japoneses estuvieron al tanto de los avances, sus obras consistían en no tener una línea de horizonte y el punto de fuga era hacia el espectador.

En las obras orientales la zona más importante es la del lateral derecho, mientras que en el arte occidental la zona, más importante de la obra es en el lateral derecho.

Pasare a explicarlo mas fácilmente en este esquema:

Obras Occidentales Obras Orientales

Sector de mayor sector de

importancia en la mayor

obra importancia

de la obra

SENTIDO EN EL CUAL ES LEIDA LA OBRA

Apuntes del video “ Sed de Vivir”

Sus primeros oficios fueron como predicador de la palabra, y luego como obrero en una mina.

Vicent Van Gogh, compañero de Gaughin ( banquero), fue un artista ilustre del impresionismo. Con él, su relación era muy conflictiva, ya que sus formas de vidas, sus caracteres y modos de trabajar eran muy dispares una del otro. En una disputa Vicent, en una ataque de locura se cortó la oreja. A Vicent toda su vida le reprimieron ser un “mantenido” y no tener trabajo estable. Su padre u pastor evangelista, era una persona de carácter muy especial, no muy compatible con el de Vicent. En el amor, no tuvo mucha suerte, como la vez que se quiso enamorar de la prima, lo cual produjo un gran revuelo en la familia.

Van Gogh viajo a Francia y expuso sus obras, la gente quedo impresionada con su técnica de captar el movimiento y plasmarlo en un lienzo. Se perfilo como un pintor impresionista y se perfecciono con otro pintores de la época, como por ejemplo Pizarro.

Gracias a su hermano Theo, marshane de cuadros en Francia, lo ayudo económicamente para poder progresar en su profesión. Luego de muchos desalojos, y su vida bohemia, su desorden mental fue evidente, lo cual lo llevo a tener una tendencia suicida.

Artista elegido: Claude Monet

Claude Monet fue un pintor impresionista que nació en París, Francia en 1840. Cuando era niño su familia se mudo a LeHavre. LeHavre es un pueblito cerca del mar.

Cuando Monet era adolescente ganaba dinero dibujando caricaturas cómicas de las personas, nunca le gusto la escuela y pasaba su tiempo haciendo dibujos.

Monet se fue a París para aprender a pintar. En París descubrió que no le gustaba pintar de la forma tradicional, a él le gustaba pintar las cosas ordinarias, le gustaba pintar paisajes y usar luz y colores brillantes. A Monet le encantaba pintar lugares con agua, para mostrar los reflejos y la forma como cambia el paisaje con la luz. Muchas veces pintó un mismo paisaje que mostraba distintas horas del día o del año para mostrar como cambiaba en diferentes luces.

La modelo favorita de Monet fue Camille. Ella posó como modelo para las cuatro mujeres que aparecen en "Mujeres en el Jardín¨. Monet se caso con Camille y tuvieron hijos.

Monet murió a los 86 años de edad, dejando muchas pinturas y se convirtió en quien pintaba lo ordinario de forma extraordinaria.

ANÁLISIS DE SUS OBRAS:

Todas sus obras poseen un elemento infaltable: el agua. A él, le fascinaba y le interesaba mucho el efecto de la luz en el agua y plasmarlo en el lienzo. Así su técnico con el agua fue mejorando.

1º Obra


Impresionismo

"Terrace at St. Adresse" (1866)
Museo de Louvre París, Francia

Análisis:

Este cuadro transmite mucha serenidad ya que sus personajes están calmos, descasando, en un dia soleado, frente al mar. El efecto de la pincelada en este, es lo que le da ese toque de distinción; y en compañía de veleros que proyectan su sombra sobre el mismo. . Toda la posee una gran definición de formas y detalles, siendo muy agradable a la vista.

2º Obra

Impresionismo

"Water Lily Pool"

Claude Monet

45 x 46 cm, 17.5 " x 18 "

Análisis:

En esta obra juega un papel muy importante la pincelada, la cual marca con firmeza la naturaleza que se encuentra plasmada en el lienzo.

El artista maneja los colores fríos como son el verde y el azul, dado toques cálidos con el rojo en las flores acuáticas.

Esta obra parece ser sacada de un pantano, un lago o una selva.

3º Obra

Impresionismo

The Thames and the Houses

of Parliament, London (1871)

Claude Monet

64 x 45 cm, 25 " x 17.5 "

Análisis:

Esta obra, es una obra que transmite serenidad, en la cual se muestra al rió ingles, Tames en una puesta del sol, con unos pocos barcos que lo navegan.

El artista supo, captar plasmar muy bien el efecto de luz del Sol sobre el rió calmo. Las sombras del muelle sobre el rió, dan una sensación dan un toque muy especial a la obra.

Bibliografía:

Internet - Enciclopedia de Arte Larrouse, Enciclopedia Encarta 2000

Vídeos relacionados