Identidades asesinas; Amin Maalouf

Novela del siglo XX. Narrativa francesa. Identidad. Inmigración. Modernidad. Occidentalización. Mundialización. Uniformidad. Argumento

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 5 páginas
publicidad

En este libro llamado “ Identidades asesinas “ el autor, Amin Maalouf, nos habla de las deferencias que existen entre las personas en términos de religión, lenguas, creencias, y cultura y costumbres ,y lo enriquecedor de estas y lo peligroso que puede ser cuando tras ellas amenaza la sombra del fanatismo.

El autor de origen líbano-francés intenta en este libro tratar de comprender por qué tanta gente comete hoy crímenes en nombre de su identidad religiosa, étnica, nacional o de otra naturaleza, ese seria el tema principal sobre el que se centra su obra, y en el intento por analizarlo hace un recorrido por diversos temas, todos en relación con este eje central.

Comienza hablándonos del significado de la palabra identidad, y como el mismo dice “identidad es lo que hace que yo no sea idéntico a ninguna otra persona”.

Todos nos componemos de múltiples pertenencias que por separado cada una de ellas nos une a un determinado grupo de personas , pero todas ellas en su conjunto forman nuestra propia identidad, y eso es algo único e irrepetible, nadie tiene la misma identidad, cada uno la adquiere, la da forma, la moldea e.t.c. Hoy en día la identidad se resume al grupo al que pertenecemos, por eso decimos , por ejemplo soy judío, soy árabe... y con esta afirmación ya de antemano presuponemos su religión, sus costumbres, e incluso tal vez le atribuyamos los crímenes que otros de su país o raza, hayan cometido.

A partir de esta idea el autor reflexiona sobre la importancia de los demás y de la sociedad en nosotros, y dice muy acertadamente que si cogemos un árabe y nada más nacer lo llevamos al seno de una familia por ejemplo católica ortodoxa, casi seguro que el niño continúe con ese estilo de vida, siendo uno más de ellos. Esta es una reflexión que ciertamente da que pensar, porque si nosotros en vez haber nacido aquí hubiesemos nacido en cualquier otro sitio, con una cultura diferente seriamos diferentes, seriamos otras personas, en mi opinión personal, este capitulo ha sido uno de los que más me ha hecho reflexionar de todo el libro.

Los que comparten una misma “identidad”, se agrupan y se ayudan entre sí e incluso arremeten contra“los otros”, e defensa dicen de su libertad , y todo lo que hacen esta justificado porque en el pasado los otros hicieron lo mismo con ellos, y así la eterna cadena de odio. Un terrible ejemplo de esto, podrían ser las limpiezas étnicas, y las rivalidades entre diferentes pueblos, los otros los están invadiendo, no les dejan ser libres quieren acabar con sus costumbres, y por eso los que quieren defender su identidad arremeten contra ellos, pero no se consideran criminales porque aparte de que como ya he dicho anteriormente su acción esta justificada porque antaño ellos hicieron lo mismo, actúan por defender a su madre, esposa o hijos, por la supervivencia de los suyos, y de esa comprensión derivamos a veces hacia la indulgencia, y cuando nosotros entramos en el juego de asignar quien es el culpable y quien el inocente sin saberlo estamos concediendo por anticipado la impunidad a los crímenes de una de las partes, porque “ esta justificado”.

Posteriormente Amin Maalouf reflexiona sobre el tema de la inmigración y plantea unas preguntas, a mi entender muy interesantes como ¿ qué es lo que , en la cultura del país de acogida, constituye el bagaje mínimo que toda persona se supone que de asumir, y qué es lo que legítimamente se puede discutir o rechazar?, y plantea lo mismo acerca de la cultura de origen de los inmigrados: ¿ qué componentes de ella merecen ser transmitidos al país de adopción como una dote de gran valor, y que otros - qué hábitos, y prácticas- deberían no serlo?

Cuando un inmigrante pasa a formar parte de otra sociedad, a vivir en ella, tendrá que aceptar una serie de normas, pero por otro lado tambien rechazará otras porque no sean compatibles con sus creencias, por ejemplo.

Si el inmigrante siente que todo lo suyo, es malo, y se siente rechazado e incluso humillado por el país de acogida cualquier acercamiento que haga a él, lo sentirá como un alejamiento de su país de origen, y por lo tanto reccionará mostrando signos de su diferencia, relacionándose generalmente con gentes de su misma zona, este es uno de los motivos de la creación de guetos en las cuidades, porque en ellos se sienten más cerca de su país y no están rodeados de una cultura que no les quiere.

En resumen el problema que plantea es el choque de culturas en un mismo espacio, y como una siempre se impone sobre la otra.

En el siguiente capitulo el autor nos habla de la modernidad y hace una profunda reflexión en la que expone que todos los inventos, avances tecnológicos, en definitiva todo lo referente al progreso proviene de Occidente, es una forma de vida que poco a poco se esta imponiendo sobre el mundo, como si fuera la única correcta y el resto de países -que curiosamente son pobres- cuanto más se parezcan a Occidente más modernos serán, más avanzados .

Y el mismo dice, algo que yo considero muy bonito: todos los seres humanos deberíamos poder apropiarnos de la modernidad, en lugar de tener que pedírsela prestada a otros.

Ocurre exactamente lo mismo con la religión, por un lado tenemos la cristiana, que es la portadora de la modernidad, de la tolerancia y la democracia y por otro musulmana abocada desde el origen al despotismo y al oscurantismo, cuando la historia ha demostrado que antaño era al revés, la religión cristiana no admitía otras religiones y arrasaba todo lo que no era como ella, en cambio la religión musulmana se mostró mucho más tolerante y convivió con otras religiones respetándolas, incluso las sociedades musulmanas se convirtieron en las más avanzadas y cultas ,sin embargo ahora las cosas no son así, y por unos 100 o 200 años se olvida el resto de la historia, ni unos son tan buenos ni los otros son tan malos y viceversa.

Este tal vez sea el motivo por el que cuando vemos las costumbres de otros países nos parezcan atrasadas o sin sentido.

Pero ¿quién nos dice que el modelo de vida de Occidente sea el correcto?, porque es cierto que en las páginas de la historia de Occidente tambien aparecen manchas de sangre.

La siguiente pregunta de Amin es porque la evolución ha sido tan positiva para Occidente y tan negativa para el mundo musulmán?

Nos advierte de los peligros de una afirmación muy simplista y es que cuando los musulmanes del tercer mundo arremeten con violencia contra Occidente tendemos a pensar que es por su religión que es muy violenta, pero no nos pensamos en que esos países curiosamente aparte de ser musulmanes tambien, son pobres, están dominados y agraviados, y Occidente es rico y poderoso mientras ellos son pobres.

En palabras del propio autor : suele concederse demasiado valor a la influencia de las religiones sobre los pueblos y su historia, y demasiado poco a la influencia de los pueblos y su historia sobre las religiones.

Y opina que esta influencia es recíproca, mientras que Occidente evoluciono a gran velocidad el mundo árabe se estancaba. En Occidente , la sociedad modernizó la religión, pero en el mundo árabe las cosas no fueron así, tal vez porque no se modernizó la propia sociedad.

El predominio de una cultura sobre las demás, es un hecho que no tiene precedente en la historia, es muy importante saber porqué cuando la civilización de la Europa cristiana empezó a despegar las demás comenzaron su declive, y quedaron marginadas.

No hay más que mirar a nuestro alrededor para comprobar que Occidente esta en todas partes, podemos ir a Turquía y estar seguros de que siempre habrá un fast food cerca.

Para el resto de habitantes del planeta, modernización significa occidentalización, todo se crea a imagen de Occidente, por eso la modernización siempre ha significado abandonar una parte de ellos mismos, a veces demasiado grande.

Por eso no es de extraña r que algunas personas reaccionen contra esta situación cuando comprueban que si quieren ser modernos y avanzados tienes que parecerse cada vez más a Occidente y menos a ellos mismos,¿ y si a cada paso que dan contemplan una decepción una humillación como no van a sentirse amenazados?

A continuación el autor se centra en porque cada vez la religión esta cobrando cada vez más importancia, y que el modelo Occidental parece estar en crisis al mostrarse incapaz de resolver sus propios problemas de marginación, drogas, paro, delincuencia... en sus ciudades y llega a la conclusión de que la mundialización acelerada provoca, como reacción, un reforzamiento de la necesidad de la identidad, es por ello que la adhesión a una fe que iría más allá de la pertenencia a una nación, a una raza y a una clase social es para algunos su manera propia de mostrarse universales.

Otra de las ideas principales es la influencia de los demás sobre nosotros, y nos dice que todos somos depositarios de dos herencias : una “vertical”que nos viene de nuestros antepasados, creencias, de nuestro pueblo, tradiciones...y la otra “horizontal”, que es producto de nuestra época , y afirma que hay un abismo entre lo que somos y lo que creemos que somos, porque si afirmamos con tanta pasión nuestras diferencias es porque cada vez somos menos diferentes.

En relación con esto último nos habla de la mundialización y la uniformidad.

La mundialización podría decirse que tiene una serie de consecuencias positivas como los derechos humanos que son inherentes a todas las personas por el mero hecho de serlo, y con esta mundialización estos derechos humanos en ocasiones tan olvidados se extienden por todos los rincones de la tierra ;

En cambio la uniformidad, posiblemente traiga más consecuencias negativas que positivas, ya que la uniformidad significa uniformidad en estilo de vida, costumbres, creencias, política, formas de pensar , y todo esto con el referente del modelo de vida americano, mejor dicho de Estados Unidos, y esto nos hace plantearnos que va a ser de las diversas culturas , de las deferentes lenguas ya que parece ser que no hay espacio para todas, y que con esta homegenealización-americanización tal vez se generalicen cada vez más las respuestas retrógradas y con ellas la violencia.

Y una cosa que es cierto es que cuando una sociedad ve la modernidad en la mano “ del extranjero” tiende a rechazarla y a protegerse de ella.

Los medios de comunicación contribuyen a reforzar los estereotipos, esto se puede comprobar claramente e las películas made in U.S.A , por ejemplo si aparece una alemán seguro que es una gente secreto, si los protagonistas vienen vienen de turismo a España lo primero que verán será una corrida de toros, si sale algún francés será un malhumorado, y si sale un italiano será un mafioso, aunque tambien es cierto que al ser conscientes de esto, muchas veces ponen demasiado empeño en evitarlo, como un ejemplo que pone el propio autor, si el malo es negro, el poli que lo detiene tambien lo será.

En conclusión, podríamos afirmar que la mundialización constituye una amenaza para la diversidad cultural, en especial para la diversidad de las lenguas y formas de vida.

La historia nos ha demostrado que cuando dos comunidades hablan lenguas distintas, su religión común no es suficiente para unirlas, siempre hay una que se quiere imponer sobre la otra, ya sea en la lengua, costumbres..., esta comprobado que cuando a un pueblo o comunidad se le prohíbe usar su lengua esta reacciona con un gran fanatismo, porque la lengua es uno de los elementos más importantes en la identidad.

Pero no todas las lenguas son iguales, están jerarquizadas, está claro que la lengua más importante es el inglés, y esta bien que hay una lengua con la que se puedan entender personas de diferentes lugares y religiones, el problema es cuando esa segunda lengua se intenta superponer a la primera.

Otra de las reflexiones del autor se centran en el hecho, de cuando los habitantes de un país comienzan a tener la sensación de que pertenecen a comunidades distintas, se pregunta como hay que manejar esa realidad o si por el contrario hay que ignorarlo.

Puesto que no basta con decir democracia para asegurar el orden y la armonía, porque cuando una minoría esta oprimida, la libertad de voto no la saca necesariamente de su opresión, además muchas veces en nombre de la democracia y la libertad se han cometido terribles crímenes, esto es un ejemplo de cómo los más nobles principios pueden tornarse en peligrosas armas.

En definitiva, no existe hoy ni un solo país donde no sea necesario reflexionar sobre la forma de que puedan vivir juntas unas poblaciones distintas, sean locales o inmigradas.

Finalmente el autor concluye de este modo: “Se debería animar a todo ser humano a que asumiera su propia diversidad, a que entendiera su identidad como la suma de sus diversas pertenencias en vez de confundirla con una sola, erigida en pertenencia suprema y en instrumento de guerra. Especialmente en el caso de todas las personas cuya cultura de origen no coincide con la cultura de la sociedad, y habría que hacer lo posible para que nadie se sintiera excluido de la civilización común que esta naciendo , para que todos pudieran hallar en ella su identidad”

OPINIÓN PERSONAL

En mi opinión me ha perecido un libro muy interesante y muy acorde con los tiempos que corren, además el autor escribe de un modo claro, sin utilizar expresiones pesadas lo que contribuye a que la lectura sea entretenida.

Personalmente lo he encontrado un libro muy “ útil” que me ha hecho reflexionar sobre diferentes aspectos, uno de los que más me ha llamado la atención es el hecho de que realmente tenemos más influencia del tiempo, de la época que de nuestros padres, y que si en vez de nacer en España hubiese nacido por ejemplo en Pakistán sería otra persona completamente diferente.

Estoy de acuerdo con todo lo que el autor expone, especialmente cuando habla de que la modernización significa Occidentalización, y sobre todo americanización, este es un hecho que me da mucho miedo, me asusta que haya un solo molde, y que el grado de “validez” se mida según ese molde, cuanto más se parezca ese país será más moderno, más humano, más social.

Yo pienso que la diversidad es muy bonita, y muy enriquecedora, no quiero un mundo donde todo sea igual, donde no notes si te encuentras en España o en Malasia, no quiero un mundo gris, quiero un mundo lleno de colores, para así poder coger de cada color lo que más me guste y crecer como persona y así un día sentirme realizada como persona, y porque la identidad de cada uno pienso que se compone de dos aspectos: el que heredas como consecuencia de tu familia, tradición, el ligar de donde vives, e.t.c. y el otro, al mi parecer el más importante, es la identidad que te vas forjando, estudiando toda la vida, cogiendo un poco de cada cosa, de cada cultura, de cada religión.

Porque yo no quiero hacer de mi pueblo mi mundo, sino del mundo mi pueblo.

Y este libro pone de manifiesto que vivimos en una burbuja, donde todo es muy fácil, hay problemas pero tambien hay soluciones para ellos, pero fuera de esta burbuja la gente se muere de hambre, de sida, de sed....., y muchas veces reaccionan ante esta situación de forma violenta, y entonces es muy fácil decir que es por su religión que es muy violenta.

Espero que llegue el día en que los de arriba dejen de explotar y pisar a los de abajo y dejen de imponer su lengua, sus costumbres, su modo de vida, su forma de pensar, de vestir....., se empiece a respetar la diversidad y darnos cuenta de que es una hermosa flor que está empezando a marchitarse.