Historia de Venezuela

Historia contemporánea venezolana. Acuñación de la moneda o monetaria. Septenio. Quinquenio. Antonio Guzmán Blanco

  • Enviado por: Tekken Soujiro
  • Idioma: castellano
  • País: Venezuela Venezuela
  • 7 páginas
publicidad
cursos destacados
Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información

Graba audio con Apple Logic Pro 9
Graba audio con Apple Logic Pro 9
En este curso aprenderemos a realizar grabaciones de audio de calidad utilizando Apple Logic Pro 9. Exploraremos todo...
Ver más información

publicidad

  • Septenio

  • Quinquenio

  • Aclamación

  • La obra política de Antonio Guzmán Blanco

  • Las primeras Monedas en circulación desde 1830

  • Relaciones internacionales

  • La relación de Antonio Guzmán Blanco con la iglesia

Durante casi dos décadas, Antonio Guzmán Blanco ejerció el control directo el poder en sus tres periodos de gobierno, conocidos como el Septenio (1870-1876), el Quinquenio (1879-18884) y el Bienio o Aclamación (1886-1888), e indirectamente a través de sus interpuestos mientras permanecía en el exterior.

Gobernó en alianza con la elite comercial y financiera, y con el capital monopolista de países Europeos y de Estados Unidos. Desarrollo una política centralizadora, con fachada e federalismo, lo que le gano la oposición de sus antiguos aliados federalistas.

Estableció y saneo el crédito publico, organizo la hacienda, se ocupo de la administración y mejorar la infraestructura, e hizo que la iglesia católica redujera su actuación solo al plano moral y religioso.

Guzmán le quito el brillo a su gestión por haber sido gobernante ególatra y que dispuso del erario nacional en beneficio propio y de los suyos. Se rodeo de aduladores que lo llenaron de títulos como el ilustre americano o el de Regenerador de Venezuela. La vanidad de Guzmán lo llevo a levantase estatuas y monumentos, y a ponerle su nombre a los estados y a las obras publicas que inauguraba.

EL SEPTENIO (1870-1877): asumió la presidencia como consecuencia de la REVOLUCION DE ABRIL, en 1870. Declaro vigente la constitución de 1864 y convoca al congreso de plenipotenciarios, el cual se reunió en julio de 1870, y lo ratifica como presidente. En 1872 son convocadas las elecciones, las cuales se realizan en 1873. El nuevo congreso aclama al general Antonio Guzmán Blanco como presidente constitucional.

EL QUINQUENIO (1879-1884): asumió la presidencia en 1879, provisionalmente. En 1880 el congreso lo proclama presidente hasta 1882 y el congreso lo proclamo presidente hasta 1882 y el concejo federal lo reelige para el periodo 1882-1884.

EL BIENIO O ACLAMACION (1886-1888): Gobierna desde 1886 hasta 1887, cuando encarga al general Hermogenes López, quien termina el periodo.

El conflicto entre el poder civil y la iglesia data de los primeros días e la republica, pero se incremento durante el Guzmáncismo. Guzmán Blanco trato de separa las atribuciones del estado y las de la iglesia. Para ello, tomo medidas como las siguientes:

  • Creación del registro civil y el matrimonio civil, mediante los cuales se prohibió la realización de bautizos, matrimonios y actas de defunciones que no fueran registraos previamente por las autoridades civiles.

  • Supresión de las primicias o pagos de las ceremonias religiosas e incautación de los cementerios.

  • Expropiación de templos y extinción de los seminarios.

Las medidas tomadas por guzmán blanco fueron rechazadas por las autoridades eclesiásticas, como el arzobispo de Caracas Silvestre Guevara y Lira y el obispo de Mérida Juan Hilario Bosset. Desde las iglesias, el Clero lanzo una campaña contra el Gobierno, y en muchos lugares los sacerdotes se pusieron a favor de las tropas de los azules.

Ante la amenaza de crear una iglesia nacional venezolana, separada de la obediencia de roma, el Papa Pío IX envió un emisario para restablecer la paz con el gobierno y sustituyo al arzobispo Guevara y lira por José Antonio Ponte, quien fue aceptado por Guzmán.

La labor educativa del Guzmáncismo fue notable. El 27 de junio de 1870, Guzmán dicto el decreto de instrucción primaria publica y obligatoria. Para darle cumplimiento a este decreto, restableció la dirección Nacional de instrucción primaria y creó escuelas normales, politécnicas de agronomía, de veterinaria, etc. Ademas, reorganizo la Universidad Central y la e Mérida, y se normo el funcionamiento de los colegios privados.

El decreto de intruccion publica sentó las bases de la educación laica al establecer la obligatoriedad de que se impartieran principios de moral, lectura, escritura, aritmética y principios de la constitución federal. Con ese decreto se inicio la lucha contra el analfabetismo.

En materia legislativa se destaca la promulgación de los códigos Civil, de comercio, penal, militar, y de hacienda, y de los decretos sobre matrimonio civil y registro civil.

En 1874 se sanciono una nueva constitución que se diferencio de la e 1864 en los siguientes aspectos:

  • sufragio directo, publico y firmado.

  • periodo presidencial de dos años iniciándose el 20 de febrero.

  • Supresión de los asignados, y prohibición e la reelección.

En 1881, se reformo la constitución para reducir el numero de estaos de veinte a nueve, y para crear un consejo federal al estilo suizo, integrado por un senador y un diputado por cada por cada uno de los nueve estados y un diputado por el distrito federal. El consejo designaba, de entre sus miembros, al presidente de la republica.

Guzmán tomo, entre otras, las siguientes medidas económicas:

  • Creación de la dirección general de estadísticas de la compañía e Crédito Publico, Y realización el primer censo de población.

  • Acuñación del “BOLIVAR” como unida monetaria nacional.

  • Reducción e un 70% de los impuestos de importación y eliminación de los derechos de peaje para el comercio interno.

  • Estímulos a los inversionistas extranjeros interesados en la minería (oro y cobre) y en la construcción de ferrocarriles.

Durante el Guzmáncismo se realizaron numerosas obras publicas. Se construyeron ferrocarriles, carreteras, caminos, canales y puertos, y se instalaron líneas a vapor, de telégrafos, de teléfonos y de cables submarinos.

Ademas, se construyeron el Capitolio Federal, la Plaza Bolívar, la red e distribución de agua, el Panteón Nacional en el antiguo templo de la santísima trinidad, el teatro municipal y el museo Nacional en Caracas, y obras similares en el interior del país.

Los aborígenes del continente Americano no conocieron la moneda en su concepto moderno, ellos efectuaban sus operaciones cambiarias, con las distintas tribus, al estilo de trueque por medio de diferentes productos, usando principalmente los granos de cacao y el oro de las minas americanas, tanto en polvo como en grano.

En Venezuela, las primeras monedas conocidas fueron traídas por los conquistadores en 1498. No obstante la escasez de monedas y la poca producción de objetos vendibles, hizo que en el siglo XVI predominara el uso de la perla como forma de pago, el valor estipulado dependía de su peso.

Por mucho tiempo circuló en el país la moneda española hasta que fue extinguiéndose por haberse prohibido la introducción de ellas en América. Ante tal situación tanto la Gobernación como la Compañía Guipuzcoana, introdujeron al país una considerable cantidad de monedas "macuquinas", piezas de plata de forma irregular, provenientes de Lima, Potosí y México, que fueron acuñadas en los siglos XVI, XVII y principios del XVIII.

La historia de la moneda en Venezuela, podría situarse en el año 1802, cuando se acuñó en nuestra capital, por orden oficial, una moneda de cobre, que si bien era una "Ficha o Seña", tuvo amplia circulación en la Provincia de Caracas.

Bajo la segunda Presidencia de Antonio Guzmán Blanco, se promulgó la ley de Monedas el 31 de marzo de 1879, que estableció como unidad monetaria el Bolívar de plata.

Se previó el establecimiento de una Casa de Monedas y se limitó la circulación de la moneda extranjera a la de los países de la Convención Monetaria Latina: Suiza, Francia, Bélgica e Italia, sustituyendo el circulante extranjero por moneda nacional.

Para 1879, aparece el "BOLÍVAR" como unidad monetaria. Se acuñaron piezas de plata con los valores de bolívares cinco, dos y uno y las fracciones de cincuenta y veinte céntimos. Además piezas de oro de veinte bolívares. Se establecía además que las monedas de oro y plata llevaran la efigie de El Libertador. Se introduce la modalidad que en el reverso de las monedas llevaran la inscripción: Estados Unidos de Venezuela.

En 1886 es el comienzo de las acuñaciones de la nueva Casa de Monedas de Caracas, la cual laboró sólo durante tres años. Ese año se puso en funcionamiento la maquinaria y se le obsequió a Guzmán Blanco la primera moneda de oro de Bs. 100, bautizada como "Pachano". Al utilizar oro de Guayana, las piezas adquirieron un amarillo verdusco que las diferenciaban de las falsificaciones. Esta Casa de Moneda estuvo ubicada en la esquina de El Cuño. A los 33 meses de operaciones se liquida y clausura el establecimiento por inconvenientes con la compañía contratista La Monnaie.

Siguiendo el estudio del origen y evolución de la moneda en Venezuela, se puede resumir de la siguiente manera:

Época Colonial: Abarca desde las primeras acuñaciones realizadas en Caracas por el Ilustre Ayuntamiento, Según decreto del Gobernador Don Manuel de Guevara y Vansconcelos el 12 de junio de 1802, hasta las últimas monedas hechas por los realistas en 1821. Las monedas de 1802, eran piezas de cobre que tenían carácter de "señas", destinadas a poner término a la diversidad de monedas. Se acuñaron en las denominaciones de 1/8 y 1/4 de real.

Época de la Independencia: Comprende las actividades bajo la administración del Gobierno Patriota, con la acuñación, durante un breve lapso, de monedas con los signos de la nueva república de 1812, de 1/8 y 1/4 de real de cobre y de 1/2 y 1 real, así como la emisión de abundante papel moneda.

Las incidencias de la guerra de Independencia mantuvieron aislada a la Provincia de Guayana del resto del país, por lo que se vieron obligadas las autoridades realistas a acuñar monedas de cobre para cubrir sus necesidades ( Monedas Obsidionales de la Provincia de Guayana).

Época de la Gran Colombia: Durante el período de 1821 a 1830 que duró la Federación de Colombia, Ecuador y Venezuela, se acuñaron en Bogotá y Popayán monedas de oro. La Casa de Monedas de Caracas, acuñó pesetas y cuartos de real (cuartillos). En octubre de 1830, el Congreso ordenó la clausura definitiva de la Casa de Moneda Caraqueña.

República de Venezuela: Los años iniciales de la Venezuela separada de la Gran Colombia estuvieron marcados por una gran confusión en materia de monedas, y la circulación de gran cantidad de monedas extranjeras. Las primeras monedas con el nombre de REPÚBLICA DE VENEZUELA llegaron al país en 1844 y eran centavos, medios centavos y cuartos de centavos de cobre, mandados a fabricar en Inglaterra, con lo que se inicia la modalidad de ordenar acuñaciones e importación de monedas a través de agentes comerciales, lo cual dura hasta 1885 que se estableció el cuño de Caracas.

En 1863, al finalizar la Guerra de la Federación y la actuación gubernamental de Páez, se produce una de las rarezas en la numismática venezolana: las monedas con la efigie de Páez.

Estados Unidos de Venezuela: El 12 de junio de 1865, el Congreso de los Estados Unidos de Venezuela, decretó una nueva Ley de Monedas que derogaba la de 1857. Se autoriza al Ejecutivo para establecer Casas de Monedas para acuñar en oro, plata y cobre. Se establecía por primera vez que las monedas de oro y plata llevaran la efigie del Libertador. Se introduce la modalidad que en el reverso de las monedas llevara la inscripción: ESTADOS UNIDOS DE VENEZUELA. En 1879 se dictó una Ley de Monedas, donde se creó la nueva unidad monetaria, el BOLÍVAR DE PLATA.

1886 es el comienzo de las acuñaciones de la nueva Casa de Monedas de Caracas, la cual laboró sólo durante tres años.

República de Venezuela: Con el cierre del Cuño de Caracas, se inicia de nuevo la acuñación de monedas venezolanas en el extranjero. La Constitución promulgada en 1953 abandonó el nombre de Estados Unidos de Venezuela. Se realizaron acuñaciones de monedas de plata y níquel. En 1972, el Directorio del Banco Central de Venezuela recomienda al Ejecutivo Nacional, la acuñación de monedas conmemorativas, la cual no estaba contemplada en la vigente ley de Monedas. Con la Ley del Banco Central de Venezuela del 30 de octubre de 1974, este ejerce con carácter exclusivo, la facultad de emitir billetes y acuñar monedas. La ley vigente es la del 4 de diciembre de 1992. En 1998 se acuñaron monedas con las denominaciones de 10, 20, 50, 100 y 500 Bs. sustituyendo a los billetes de igual denominación hasta que estos vayan extinguiéndose al igual que las monedas de 0,25, 0,50, 1, 2 y 5 Bs. A partir del 30/06/2000 están en circulación monedas de 20, 50, 100 y 500 Bs. acuñadas en la Casa de la Moneda de Venezuela, con la novedad de incluir el logo de la Casa de Moneda y el año de acuñación es 1999.

República Bolivariana de Venezuela: Con la aprobación de la nueva constitución en diciembre de 1999 por referéndum popular, se cambia el nombre del país a República Bolivariana de Venezuela. Hacia los meses de julio y agosto el Banco Central de Venezuela pondrá en circulación las monedas de 10, 20 y 50 bolívares y el nuevo billetes de 10.000 bolívares con la denominación de República Bolivariana de Venezuela

Vídeos relacionados