Gabriela Mistral

Literatura hispanoamericana contemporánea. Siglo XX. Lírica y poesía chilena. Poemas. Vida y obra. Premio Nobel

  • Enviado por: Carla Msf
  • Idioma: castellano
  • País: Puerto Rico Puerto Rico
  • 22 páginas

publicidad
cursos destacados
Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información

Iníciate con Ableton Live
Iníciate con Ableton Live
El curso da un repaso general por las órdenes y menús más básicos, para poder generar...
Ver más información


Introducción

Escogimos a la poetiza Lucila Godoy Alcayaga, mejor conocida como Gabriela Mistral ya que todas las integrantes del grupo conocían un poco sobre ella. Con este trabajo pudimos apreciar la gran importancia que tuvo, tiene y tendrá Gabriela Mistral en la poesía hispanoamericana. A través de la información que pudimos obtener nos dimos cuenta de la gran influencia que tuvo su vida personal en todos sus escritos. Nos llamó la atención el que fuera la única mujer latinoamericana que ha tenido el honor de recibir el Premio Nóbel de Literatura en 1945, poetiza muy reconocida en muchos países como Estados Unidos y toda Europa.

Escogimos a esta poetiza ya que los temas que aborda en sus poemas son muy diversos y que aún tienen vigencia a través de los años. Estos temas son unos que solo pueden ser escritos con mucha entrega y pasión como lo ha hecho ella. La mayoría de sus poemas son producto de las emociones que ella pudo haber sentido hacia algunas cosas en específico.

Nuestro objetivo es que se sepa quién fue Gabriela Mistral, sus obras más conocidas y el legado que dejó en Hispanoamérica al alcance de todos nosotros.

Gabriela Mistral

El verdadero nombre de ella era Lucila Godoy Alcayaga. Su seudónimo lo usó para demostrar la admiración que sentía por el poeta italiano Gabriele D' Annunzio y el poeta francés Frederic Mistral. Su poesía siempre llena de calidez, emoción y marcado misticismo. Ha sido traducida en muchos idiomas y ha influido en la obra de otros grandes escritores latinoamericanos como Pablo Neruda y Octavio Paz. La obra de Gabriela Mistral surge del modernismo, en específico de Amado Nervo y Frederic Mistral. Del reconocido poeta Rubén Darío tomó la ausencia de retórica y el lenguaje coloquial.

En sus primeras obras se inspiró en la Biblia y Rubén Darío, pero no tardó en desarrollar su estilo propio en el que se combinan una sensibilidad cristiana y otra socialista. Sus primeros poemas se dieron en su juventud con temas relacionados a la soledad, lo cual comenzó a definir su carácter solitario y romántico. Al comienzo de sus poemas se veía un carácter pesimista.

Gabriela Mistral tuvo una imagen de mujer viril y firme a pesar de que su mundo romántico se derrumbaba a su alrededor y los problemas de Chile de la época no eran nada insignificantes. Aún con carácter duro se ganó el cariño de la gente con sus proyectos educacionales. Con muchos murmuradores acerca de su obra a su alrededor, logró salir adelante y conseguir el apoyo de la mayoría de sus lectores.

Al libro Desolación le siguieron los libros Ternura (1924), Tala (1938), Poemas de las madres (1950), y Lagar (1954).

Personas influyentes en la vida de Gabriela Mistral

Gabriele D' Annunzio - Poeta, líder militar y político italiano. Antes de la Primera Guerra Mundial se configuró como el más grande de los poetas de su país. Ferviente nacionalista, defendió ardorosamente la entrada de su país en la guerra, en la que perdió un ojo sirviendo en la aviación.

Frederic Mistral - Poeta provenzal francés galardonado con el premio Nóbel de Literatura. Compartió el premio Nóbel en 1904 con el escritor español José Echegaray y Eizaguirre.

Amado Nervo - Poeta mexicano que quiso ser clérigo, pero muy pronto se vio atraído por los variados estímulos de la vida, los viajes, los amores y la misma poesía.

Rubén Darío - Poeta nicaragüense de estilo modernista. Una de sus características principales es la ausencia de retórica y el gusto por el lenguaje coloquial. Es considerado el poeta más importante que escribió
en español fuera de España y es uno de los personajes más respetados en su país natal Nicaragua.

Temas abordados en sus poemas

Gabriela Mistral llamó mucho la atención por su lucha contra la soledad y los problemas sociales. Algunos acontecimientos en su vida personal marcaron si vida como poeta. De ahí salen muchos de los temas que aborda en sus poemas. Estos son los siguientes:

Soledad - Marcó mucho durante toda su vida ya que cuando creía estar acompañada de algún ser querido, este se apartaba de ella de la forma más difícil de aguantar, la muerte o la partida.

Maternidad - Aunque nunca fue madre como tal siempre estuvo al tanto de un sobrino que apreciaba mucho y lo trataba como si fuera su hijo. En algunos poemas hace alusión a la maternidad por su sobrino querido.

Mujer - Logra demostrar con mucha intensidad en sus poemas la forma de una mujer viril y de firmeza. La mayoría de sus poemas giran en torno a la mujer o expresan algo sobre ella.

Niñez - Su vocación principal lo fue el ser maestra de niños en su país. Siempre le gustó trabajar con niños y ser parte del aprendizaje de ellos. Amor - Cuenta con tanta elocuencia sus malas experiencias en el amor y lo mucho que se puede sufrir por ver como alguien que se ama con locura no corresponde de la misma manera.

Muerte como destino - Aprendió a aguantar los golpes que la vida le daba cuando un ser querido se iba de su vida de la peor manera posible,

la muerte. Solo la muerte es algo que está definido como destino para todos los seres humanos y así Gabriela Mistral lo tuvo que aprender. Aprendió eso de una manera cruel, pero así fue.

Comunión con la naturaleza - Le encantaba la naturaleza pero sobre todo la tierra, lo palpable, lo que la hacía sentir segura. En sus poemas usa muchos elementos de la naturaleza como la luna, el mar, el sol, la tierra, los árboles, el campo, las estaciones del año, entre otros.

Etapas Literarias

Gabriela Mistral comienza como poetiza en el periodo modernista-mundonovista. Ella adopta y presenta unas 3 etapas literarias las cuales se dividen de acuerdo a sus etapas en la vida como su niñez, su juventud y su adultez (madurez) como persona. Estas 3 etapas literarias se presentan de la siguiente manera:

Primera etapa - Abarca su infancia, las primeras incursiones en la literatura, los primeros comienzos como maestra rural. Denota dolores íntimos, angustias anteriores, tragedias adolescentes hasta el suceso con su novio.

Segunda etapa - Mueve las letras de su infancia negativa hacia descripciones menos sangrientas. La tragedia de su juventud se presenta en forma pasiva y sin tanto interés. Ya publica su primer libro llamado “Desolación”.

Tercera etapa - Comienza con el premio Nóbel de Literatura en 1945. Ya es conocida por su participación en conferencias y discursos internacionales. Logra el escalón más alto en su carrera como poetiza y también se llena de críticas a nivel nacional e internacional.

Sucesos personales que influyeron

en su vida como poetiza.

Gabriela Mistral pasó por muchos sucesos en su vida personal que contribuyeron a la escritura de muchos de sus poemas. Tales acontecimientos se encuentran a continuación:

1909 - Con solo 26 años de edad Romelio Ureta, uno de los más importantes y hablados amores en la vida de ella fue protagonista en varios poemas que ella escribió. El suicidio de su gran amor influyó mucho en su vida y en su estilo poético. Luego de ese suceso ella se inspiró y escribió “Los Sonetos de la Muerte”.

1914 - Obtiene la más alta distinción en los Juegos Florales celebrados en Santiago con “Los Sonetos de la Muerte”. Es ahí cuando comienza a usar el seudónimo de Gabriela Mistral.

1929 - Muere su madre. Esto influye en la escritura del libro Tala.

1943 - Suicidio de su sobrino de 17 años, Juan Miguel quien consideraba como su hijo adoptivo.

Crítica existente sobre Gabriela Mistral

La obra de Gabriela Mistral generó muchas críticas. Se señala el origen modernista de sus primeros poemas, sin que en ningún momento llegara a adentrarse en el vanguardismo literario que le fue contemporáneo. La mayoría de los críticos coinciden en destacar la ternura y trascendencia de sus estrofas y la belleza de sus imágenes teñidas, en ocasiones, de ruralismo y tradición.

Balada

El pasó con otra;

yo le vi pasar.

Siempre dulce el viento

y el camino en paz.

¡Y estos ojos míseros

le vieron pasar!

El va amando a otra

por la tierra en flor.

Ha abierto el espino:

pasa una canción.

¡Y él va amando a otra

por la tierra en flor!

El besó a la otra

a orillas del mar;

resbaló en las olas

la luna de azahar.

¡Y no untó mi sangre

la extensión del mar!

El irá con otra

por la eternidad.

Habrá cielos dulces.

(Dios quiere callar.)

¡Y el irá con otra

por la eternidad!

Análisis Poema Balada

Los temas principales de este poema son los celos y el amor no correspondido. Este fue un gran problema psicológico que ella tuvo durante años y que demostró en su poema.

Primera estrofa (Introducción) - Desagrado de la poetiza al ver a su gran enamorado pasar con otra frente a ella. Se siente mal y con una actitud bastante negativa describe el comportamiento de el (“Siempre dulce al viento…y el camino en paz”). La primera frase llega con un matiz romántico, el la puede estar engañando, pero, a pesar de todo lo sigue queriendo.

Segunda estrofa - Va cambiando la posición del autor drásticamente. Aunque sigue presente la queja de la relación de el con la otra y como esto sigue afectando a quien narra lo que está sucediendo.

Tercera estrofa - Se vuelve un tanto irónico el poema. Se introduce el término de la naturaleza (mar y luna) para describir lo que ve. Destaca que la naturaleza favorece ese amor y Gabriela Mistral lo critica (“¡Y no untó mi sangre la extensión del mar!”) Explica como ella ha sido apartada del romance y como sus celos no son considerados por Romelio Ureta (su primer gran amor) quien actúa como si ella no existiese.

Cuarta estrofa - Ya se siente más conforme con lo que está pasando. Ya acepta el amor no correspondido. Vendrá un futuro feliz para ellos. Dios callará para que ella pueda olvidar.

La autora del poema describe una situación no muy favorable para tratar de darle una dirección positiva al asunto. Su ánimo pasa por dos etapas. Una es la etapa negativa al principio en la que se queja y protesta por el amor de ellos. La otra etapa está más tranquila donde se conforma y acepta la realidad. Ella expresa tristeza, rabia, coraje, etc. Le molesta mucho y el lector puede darse cuenta fácilmente. Se le muestra al lector la influencia que tuvo el amor y el romanticismo en su obra, concepto que la marcó hasta el final de su vida.

Este poema está temporalmente situado justo después del episodio amoroso con Romelio Ureta y comenta la situación de una joven que se siente apasionada del joven que quiere, pero este ama a otra. Este poema tuvo al final un desenlace cruel porque Romelio se suicidó.

Es muy vigente el poema y se usa como estereotipo para demostrar la juventud y primera etapa como poetiza de Gabriela Mistral.

Apegado a mí

Apegado a Mí

velloncito de mi carne,

que en mi entraña yo tejí,

velloncito friolento,

¡duérmete apegado a mí!

La perdiz duerme en el trébol

escuchándole latir:

no te turben mis alientos,

¡duérmete apegado a mí!

Hierbecita temblorosa

asombrada de vivir,

no te sueltes de mi pecho:

¡duérmete apegado a mí!

Yo que todo lo he perdido

ahora tiemblo de dormir.

No resbales de mi brazo:

¡duérmete apegado a mí!

Análisis Poema Apegado a Mí

Los temas que trata en este poema son la maternidad y el amor hacia un hijo. Este poema demuestra el lado tierno de la poetiza. Es donde da a conocer lo que ella siente por tener a un hijo apegado a ella, pero, a su vez demuestra el temor que siente de quedarse sola (la soledad siempre presente en su vida). En todo el poema denota una petición, pidiendo en cada estrofa lo que quiere y sigue repitiendo. Gabriela Mistral nunca tuvo hijos, pero si un sobrino al cual quiso como si hubiera sido suyo. El poema expresa como una madre pide a su hijo querido que no la deje sola. Aunque vaya pasando el tiempo cada vez, que se duerma muy cerca de ella. Esto nos hace deducir que el dormir juntos es una forma de sentirse seguros los dos. Es una manera de ella expresar seguridad y tranquilidad hacia su niño o que ella quiera sentirse segura con alguien en sus brazos.

Primera estrofa - Pide que esté apegado a ella aquello que es de su carne, aquello que ella tuvo en su vientre, que salió de si. Solo un hijo es quien puede estar dentro de nosotros ante de nacer. Lo que sale de nuestro vientre lo queremos con un amor diferente a cualquier amor. Comienza a afirmar que se duerma apegado a ella.

Segunda estrofa - En esta estrofa vuelve a aparecer el elemento que casi siempre acompaña a Gabriela Mistral: la naturaleza. La perdiz es un tipo de ave parecido a la paloma. Ella quiere hacer saber que si esa ave puede dormir en la naturaleza sin ningún problema, su hijo puede dormir con ella sin haber barreras. Aquí vemos el empleamiento de la Biblia para uno de sus poemas. La Biblia expresa que las aves no siembran ni recogen y Dios les da de comer, ¿no hará más por nosotros sus hijos? Si el ave tiene lugar en la naturaleza, su hijo tiene lugar con ella.

Tercera estrofa - Ella siente miedo y asombro en el vivir del niño. Una vez más ella le pide que no se suelte de ella.

Cuarta estrofa - La autora denota tristeza demostrando con lo que escribe que está sola, no tiene nada porque lo ha perdido todo. Tiene miedo cuando va a dormir, es por eso que una vez más pide que no la deje sola jamás y duerma apegado a ella.

Se supone que las madres sean las que le den seguridad a sus hijos y si al momento de dormir ellos sienten temor llegan hasta donde ellas para que los abrace y les quite el miedo sea cual sea. Aquí ella se pone en el lugar de una madre, de lo que ella pudo haber sentido cuando llegaran momentos así. Esto es una madre que reconforta a su hijo y viceversa.

Todas íbamos a ser reinas

Todas íbamos a ser reinas,
de cuatro reinos sobre el mar:
Rosalía con Efigenia
y Lucila con Soledad.

En el valle de Elqui, ceñido
de cien montañas o de más,
que como ofrendas o tributos
arden en rojo y azafrán,

Lo decíamos embriagadas,
y lo tuvimos por verdad,
que seríamos todas reinas
y llegaríamos al mar.

Con las trenzas de los siete años,
y batas claras de percal,
persiguiendo tordos huidos
en la sombra del higueral,

De los cuatro reinos, decíamos,
indudables como el Korán,
que por grandes y por cabales
alcanzarían hasta el mar.

Cuatro esposos desposarían,
por el tiempo de desposar,
y eran reyes y cantadores
como David, rey de Judá.

Y de ser grandes nuestros reinos,
ellos tendrían, sin faltar,
mares verdes, mares de algas,
y el ave loca del faisán.

Y de tener todos los frutos,
árbol de leche, árbol del pan,
el guayacán no cortaríamos
ni morderíamos metal.

Todas íbamos a ser reinas,
y de verídico reinar;
pero ninguna ha sido reina
ni en Arauco ni en Copán.

Rosalía besó marino
ya desposado en el mar,
y al besador, en las Guaitecas,
se lo comió la tempestad.

Soledad crió siete hermanos
y su sangre dejó en su pan,
y sus ojos quedaron negros
de no haber visto nunca el mar.

En las viñas de Montegrande,
con su puro seno candeal,
mece los hijos de otras reinas
y los suyos no mecerá.

Efigenia cruzó extranjero
en las rutas, y sin hablar,
le siguió, sin saberle nombre,
porque el hombre parece el mar.

Y Lucila, que hablaba a río,
a montaña y cañaveral,
en las lunas de la locura
recibió reino de verdad.

En las nubes contó diez hijos
y en los salares su reinar,
en los ríos ha visto esposos
y su manto en la tempestad.

Pero en el Valle de Elqui, donde
son cien montañas o son más,
cantan las otras que vinieron
y las que vienen cantarán:

—«En la tierra seremos reinas,
y de verídico reinar,
y siendo grandes nuestros reinos,
llegaremos todas al mar».

Análisis Poema Todas íbamos a ser reinas

En este poema los temas principales son la amistad y los sueños de toda niña de ser reinas y tener una familia.

Estrofas 1-4 (Introducción) - La autora comienza describiendo sus deseos y los de sus amigas (Rosalía, Efigenia y Soledad) de ser reinas. Describe donde están viviendo en ese momento y a donde quieren llegar. En ese momento son niñas llenas de esperanzas y sueños.

Estrofas 5-8 - Aquí la poetisa describe como serán sus reinos y sus esposos. Utiliza la Biblia al decir que sus esposos serán como el Rey David, el cual fue un hombre valiente, músico y de buen parecer. Continúa diciendo que sus reinos serían prósperos, de tierra fértil y en los cuales no pasarían ningún tipo de necesidades.

Estrofas 9-15 - Desde este momento la autora cambia o crece y ve que la vida no se trata solamente de reinos, y acepta que ninguna de ellas ha sido reina. Nos dice cual fue el destino de ella y de cada una de sus amigas, comenzando con Rosalía, la cual se enamoró de un hombre equivocado (¡de uno casado!) y bueno el como era marinero pagó todas sus culpas y del mar no salió. Sin embargo, Soledad se dedicó a sus hermanos y nunca conoció el amor. Por consiguiente no fue madre, así que solo cargó los hijos de otras reinas, no lo suyos. Efigenia se fue tras un hombre sin preguntar, no dice más nada de ella pero parece que ese hombre la hizo reina de un reino sobre el mar. Por último, Lucila fue la única que tuvo su reino y diez hijos, y aunque muchos pensaron que no lo tendría si tuvo su reino sobre el mar.

Estrofas 16 y 17 - La autora termina diciendo que no importa lo difícil que tal vez pueda ser las vidas todas debemos tener sueños y apuntar hacia lo más alto: SER REINAS.

El poema anterior la autora pasa por dos etapas. La primera donde es una niña llena de sueños y cree que todo en la vida es fácil, solo desearlo y ya. La segunda etapa donde se da cuenta que la vida no es color de rosa y admite que aunque tal vez todas fuimos creadas para ser reinas, por diversas circunstancias de la vida no logramos serlo. Ella termina diciendo que no importa lo difícil que sea la vida, si no soñamos y nos ponemos metas nunca vamos a desear las cosas ni a intentar lograrlas.

Conclusión

Podemos concluir diciendo que Gabriela Mistral no sólo se destacó en la poesía, sino también como maestra y diplomática. Su verdadera vocación era el magisterio, y es importante decir que ella consideraba la poesía como algo secundario. A pesar de que nunca recibió el apoyo que ella esperaba de su país lo represento varias veces, no sólo como diplomática, también como maestra de niños. Gabriela Mistral es un ejemplo de perseverancia y superación para todas las mujeres, ya que ella les abrió puertas culturales y políticas a las mujeres en su tiempo. Su vida nos dice que la vida está llena de pruebas, dolores, tristezas y sufrimientos, pero depende de cómo nosotros los afrontemos es que vamos a aprender de ellos y poder ser mejores cada día.

Gabriela Mistral se dio a la tarea que en cada poema pudiera dejar una huella y enseñanza para cada persona que lo leyese.

Bibliografía

Internet

www.espanol.yahoo.com

www.google.com

www.uprp.edu/biblioteca - EBSCOhost

http://ocenetconsulta.oceano.com/universitas

www.dogpile.com

www.ask.com

www.altavista.com

Libros

F. Alegría. Genio y figura de Gabriela Mistral. Buenos Aires, 1966.

M. C. Taylor. La sensibilidad religiosa de Gabriela Mistral. Madrid, 1975.

J. Concha. Gabriela Mistral. Madrid, 1987.

R. Gullón. Diccionario de literatura Española e Hispanoamericana. Madrid, 1993

ANEJOS