Conquista de México

Historia contemporánea mexicana del siglo XVI. Conquistas españolas. Cultura Maya y Quechua. Pueblo Azteca. Motecuhzoma. Cakchiquel. Atahualpa. Hernán Cortés

  • Enviado por: Graco Morlan
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 10 páginas
publicidad
cursos destacados
Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información

Graba audio con Apple Logic Pro 9
Graba audio con Apple Logic Pro 9
En este curso aprenderemos a realizar grabaciones de audio de calidad utilizando Apple Logic Pro 9. Exploraremos todo...
Ver más información

publicidad

INTRODUCCIÓN

En el transcurrir de la historia encontraremos vencidos y vencedores.

Este libro nos narra en varios escritos, textos etc. Lo sublime y trágico que fue el encuentro entre varias culturas con los españoles, recogiendo los testimonios de ese tiempo de nuestra historia, estos textos denotan una expresión un tanto subjetiva como lo hiciere el gran filósofo alemán Federico Nietzsche en su obra cumbre Así habla Zaratustra.

Esta breve descripción que realiza El Reverso de la Conquista de los testimonios aztecas, Mayas y Quechuas nos transmite al pasado imaginando los grandes abusos de los invasores venidos a conquistadores.

Yo por mi parte llamaría a este libro “La contraparte de la invasión bárbara”

I

Los testimonios aztecas de la conquista

  • Los diálogos con los sabios indígenas

  • En este texto se conservan los diálogos y discusiones entre los primeros franciscanos venidos a la Nueva España en 1524 y algunos sabios y sacerdotes supervivientes. Los misioneros condenan violentamente las antiguas creencias religiosas. En su respuesta los sabios aztecas manifiestan un elevado concepto acerca del Dador de vida.

    …” Es ya bastante que hayamos perdido,

    que se nos haya quitado,

    que se nos haya impedido nuestro gobierno.

    Si en el mismo lugar permanecemos

    Sólo seremos prisioneros”.

  • Los presagios funestos según los informantes de Sahún

  • Diez años antes de llegar los españoles, se observo en el cielo lo que al parecer fue un cometa;

    Narran que de la nada ardió la casa de Huitzilopochtli y no pudo apagarse;

    En medio del lago hirvió el agua, y la descripción que leí me hizo pensar en la caída de un meteorito;

    Muchas veces se oía una mujer que lloraba y gritaba por las noches: “¡Hijitos míos, pues ya tenemos que irnos lejos!”.

  • Primeras noticias de la llegada de los forasteros

  • Motecuhzomatzin envió un grupo de “espías”, que con el pretexto de comerciar trataron de informarse de qué clase de gente se trataba. Desde un principio el gran Señor de los aztecas había creído que se trataba del retorno de Quetzalcóatl.

  • La angustia de Motecuhzoma y del pueblo en general

  • Motecuhzoma piensa huir al enterarse que los forasteros indagan mucho sobre su persona y eso lo llena de terror. Los padres de familia se preguntan qué sucederá con sus hijos, cómo podrán afrontar lo que ven venir. Para éste momento ya saben que con los forasteros viene una mujer llamada Malintzin. Motecuhzoma no hizo más que esperarlos, no hizo más que resignarse.

  • El encuentro de cortés y Motecuhzoma

  • Después de que los españoles pasaron por los señoríos tlaxcaltecas y que los hicieron sus aliados, Cortés inició su marcha hacia el valle de México. El 8 de noviembre de 1519, los hombres de Castilla hicieron su primera entrada en México-Tenochtitlan. Después de presentarse mutuamente regalos, Motecuhzoma soltó una arenga de postración. Cortés le respondió diciendo: Nosotros lo amamos, tenga confianza.

  • La matanza del templo mayor

  • Establecidos los españoles en México-Tenochtitlan, Motecuhzoma se convirtió en prisionero de Cortés. Cortés tuvo que ir a combatir con Pánfilo de Narváez, que venía a quitarle el mando por orden de Diego de Velázquez, Gobernador de Cuba.

    Alvarado aprovechó la fiesta de Tóxcatl, en la que se reunía el pueblo en el templo mayor para asesinar alevosamente... “La sangre de los guerreros cual si fuera agua corría: como agua que se ha encharcado, y el hedor de la sangre se alzaba al aire, y de las entrañas que parecían arrastrarse. Cuando se supo afuera se oyó un estruendo y la batalla comenzó.

  • El texto anónimo de tlatelolco

  • Después de una heroica defensa, los españoles lograron huir legando hasta Tlaxcala. Entonces se difundió la epidemia. Ya pasada ésta conquistan primeramente a Tepeyácac. Los príncipes, sacerdotes y capitanes peleaban entre ellos, algunos trataban de reunir tributo a los españoles.

    La gente se refugia en Tlatelolco, y se narra que en todo el tiempo que se combatió no se vio tenochca alguno, los principales se ocultaban y los tlatelocas luchaban. Cuauhtémoc se encuentra al mando. “El agua está llena de personas...los comienzos de los caminos están llenos de gentes...”. La ciudad es abandonada. Llevan prisionero a Cuauhtémoc ante Alvarado y Malintzin. En este tiempo se hace la requisa del oro, todo cuanto sea, luego ha de juntarse. Fue cuando le quemaron los pies a Cuauhtemoctzin. Poco a poco el pueblo bajo regresa a establecerse en Tlatelolco. En cuanto a los españoles, llegaron a Coyoacán y de ahí se repartieron por diversos pueblos, se les dieron vasallos como esclavos. Y por último se narra el inicio de la guerra en Oaxaca y Guatemala.

    “Llorad, amigos míos, tened entendido que con estos hechos hemos perdido la nación mexicana.”

    II

    memoria maya de la conquista

  • Las palabras de los sacerdotes profetas

  • Los textos Mayas contienen también profecías. Los Chilam-Balamoob o sacerdotes tigres, anuncian la aparición de los que llaman extranjeros de barbas rubicundas. En los libros de Chilam-Balam de Chumayel, de Tizimín y de Maní. Afirman que en el 11 Ahau Katun, habrian de llegar “los hijos del sol, los hombres de color claro”

  • Los españoles en Calkiní

  • Los Canules de Campeche dejaron también su propia visión de la conquista en las crónicas de Calkiní, básicamente narra cuando los pobladores de allí fueron convertidos en esclavos y las desdichas que sufrieron.

  • La crónica de Chac Xulub Chen

  • El primer contacto que tuvieron los españoles con indígenas de lo que hoy es la República Mexicana tuvo lugar precisamente con los Mayas de Yucatán. En 1511, o sea 8 años antes de la expedición de Hernán Cortés, ocurrió el primer encuentro enteramente accidental. Una carabela de un funcionario español naufrago y tan sólo dos lograron sobrevivir, Gonzalo Guerrero después de algún tiempo contrajo matrimonio con la hija de el señor de Chetumal y opto por quedarse para siempre con los Mayas; y Jerónimo de Aguilar en cambio, habría de incorporarse a la expedición de Cortes a su paso por Yucatán en 1519, para desempeñarse como interprete entre Cortés y la Malinche.

    La crónica escrita por Ah Nakuk Pech refiere algunos hechos principales de la conquista, narra cuando cayó la tierra de México y cuando comenzaron a entregar tributo a los españoles en las subsecuentes llegadas y retornos de los españoles a esta región. También narra cuando en 1545 comenzó la evangelización por los padres de la orden de San Francisco.

  • Hernán Cortés entre los Chontales

  • Los Chontales dejaron un interesante documento en el que se habla del paso de Hernán Cortés. En el se hace referencia a la muerte de Cuauhtémoc, de quien se dice que invitó a los señores Chontales hacerle frente a los españoles “Señor rey vendrá el tiempo que nos hagan mucho mal y que matarán nuestros pueblos yo soy de parecer que los matemos... dijo Paxbolonacha, “Veréme en ello. Dejadlo ahora, que trataremos de ello” dijo Quatemuco.

  • La conquista de los Quiches

  • Títulos de la Casa Ixquin Nehaib, donde se narra la dramática lucha cuerpo a cuerpo entre el príncipe Tecúm Uman y Pedro de Alvarado: “El capitán mostró valor y ánimo... se puso alas con las que volaba...” Alvarado nombró Quetzaltenango a ese pueblo en honor de éste príncipe. Y luego fueron los españoles detrás de los que huían y los mataron sin que quedara alguno. Los caciques fueron bautizados.

  • La versión Cakchiquel de la conquista

  • El grupo cakchiquel, en un principio recibió pacíficamente a los españoles, tras muchas vejaciones decidieron rebelarse. Después de la conquista este pueblo puso por escrito su historia, agregando una segunda parte dedicada ala llegada de los españoles, hasta más o menos el año de 1541. En este documento se narra entonces la codicia por el oro, cómo huyen los reyes, y cómo comienzan a pagar tributo después de la guerra, y cuando muere su rey, sufren de la imposición de uno por parte de Alvarado. Y el documento termina en la narración de lo que parece ser una erupción volcánica donde muere la mujer de Alvarado.

    III

    memoria quechua de la conquista

  • La crónica de la Conquista de Guamán Poma

  • La más importante relación acerca de la conquista del Perú se debe al ya célebre Felipe Guamán Poma de Ayala, andariego incansable y hombre de gran curiosidad. En la obra de Guamán Poma, redactada en una mezcla de castellano y quechua, se observa el pensamiento acerca de la presencia de los españoles y de su dominación sobre los indios. Esta crónica fue olvidada, hasta que en 1908 apareció en la Biblioteca Real de Copenhague.

    Los Incas, al igual que los mayas y los aztecas, eran también herederos de una cultura milenaria. El dominio Inca se extendía desde la frontera de la actual Colombia, hasta las actuales repúblicas de chili y Argentina.

    El primer español que entró en contacto con los quechuas fue un naufrago de nombre Alejo García, su presencia no tuvo mayores consecuencias. Del norte llegaban rumores de la presencia de los hombres blancos. De panamá habrían de venir los conquistadores.

    Francisco Pizarro y Diego de Almagro juntaron sus soldados. En Castilla soñaban: oro, plata, Indias, oro, plata, pirú...” Se narra como se enfermaban sus mentes de codicia. Para fortuna de los recién llegados muere Huayna Cápac teniendo como consecuencia la división del estado incaico y la guerra a muerte entre Huáscar y Atahualpa.

    En 1529 Pizarro firmaba las capitulaciones por las cuales se le encomendaba “continuar el descubrimiento, la conquista y población de la dicha provincia del Perú”. Huáscar ya era prisionero de Atahualpa, y éste a su vez creyó en un principio que la venida de los españoles era el regreso de los dioses. En Cajamarca Atahualpa es tomado prisionero por sorpresa. Atahualpa procura pagar su rescate y manda matar a Huáscar; los españoles reciben el oro, pero Atahualpa es condenado a morir. Se narra también como llamados por las noticias de ciudades de oro, se dejan venir los españoles a estas tierras, y de los abusos cometidos para con las mujeres y la gente en general. No vinieron por servir a su majestad...se disfrazaban, como incas barbados pidiendo oro y plata. Pedro de Alvarado también intenta avecinarse en Perú, pero es convencido de retirarse con una buena cantidad de oro.

    En 1535 los españoles coronan a Manco II, y ése mismo año Pizarro funda la ciudad de Lima como nueva capital de Perú. Bien pronto Manco no pudo soportar más y logró alzarse en una rebelión que duró casi cuarenta años, algo que no sucedió en la defensa de ninguno de los otros grandes estados de la América precolombina. Y más tarde comienza la lucha de poder entre Pizarro y Almagro.

    Finalmente con la muerte de Túpac Amaru, el último de los Incas, acaecida en 1572, concluía finalmente el señorío de los Incas y la conquista española quedaba consumada.

  • Relación de Titu Cusi Yupanqui

  • Titu Cusi Yupanqui, hijo de Manco II, ocupó el trono de los Incas de 1557 a 1570. Durante su último año, dictó al fray Marcos García la “Relación de cómo los españoles entraron en el Perú...” La intención que se observa en la narración de este texto, de las vejaciones sufridas y los agravios a su pueblo, es la de hacer llegar sus quejas hasta Felipe II, en cuya justicia afirma tener confianza. En su texto describe a los conquistadores como viracochas (dioses), y como poseedores de los truenos. También describe la prisión de Atahualpa, pero finalmente les habla a los españoles: “¿Qué más queréis?, ¿De dónde pensasteis que ha de sacar tanto oro y plata como vosotros pedís? Que descanse mi Sapai Inca, pues por vuestra causa está con tanta necesidad...”

  • Santa Cruz Pachacuti

  • Hijo de padres nobles de origen collagua, deja traslucir en su escrito su resentimiento por las gentes de Cuzco. Su crónica titulada Relación de antigüedades desde el Reyno del Pirú, es rica en información. Narra la famosa leyenda de Tonapa, incluye varias oraciones en quechua y ofrece numerosos datos acerca de los Incas.

  • Manco II pide la restitución de su poder como Inca

  • Garcilaso de la Vega, fue hijo de uno de los conquistadores españoles que llegaron con Alvarado y de una princesa Inca. En su misma ciudad natal aprendió gramática, se adentró en los clásicos latinos y en la historia del viejo mundo, y pudo escuchar así mismo de labios de sus parientes indígenas las antiguas tradiciones del incario. En el libro se transcribe un pasaje donde habla Manco II de la necesidad de exigir a los españoles la antigua forma de gobierno. La obra de Garcilaso constituye la primera versión ligada a lo indígena que se conoció y difundió hacia el siglo XVII en el viejo mundo. “Hijos y hermanos míos! Nosotros vamos a pedir justicia a los que tenemos por Hijos de nuestro dios Viracocha...”

    Es un hecho que debido al amor materno se empeñó en exaltar lo indígena, pero su testimonio y empeño es en buena parte el de un hombre de mentalidad europea. Así que sólo a medias puede ser incluido en la memoria de los vencidos.

  • Tragedia del fin de Atahualpa

  • Es una pieza de teatro en lengua quechua, más que un testimonio histórico, es un reflejo de los sentimientos de quienes, descendientes de los vencidos, guardaron el recuerdo de la destrucción del pueblo incaico. Pertenece al género de los “Huanca”, una forma teatral ya existente en los tiempos prehispánicos donde se representan hazañas de carácter histórico de las grandes figuras del incaico. Aún en estos días se celebran algunas representaciones en la sierra, no se olvida lo que significó la conquista.

  • Elegía quechua sobre la muerte de Atahualpa

  • De autor anónimo, “la palabra, el acento, el metro y la rima han sido empleados con sabiduría y fluidez, como instrumentos legítimos al servicio de un poeta que clama contemplando la destrucción de un mundo, la desolación de un pueblo hundido en el extravío y la esclavitud”.

    Los quechuas, al igual que sus hermanos aztecas y que los pueblos mayas de las tierras altas de Guatemala, pensaron que los hombres recién llegados a su tierra eran los Dioses que regresaban.

    Para disipar el engaño, se insiste más en describir la codicia, y sed de oro de los forasteros. Más tarde el indio fue consciente de que no le quedaba otro camino sino el de aceptar el cristianismo, pero a su manera hizo burla de lo que tuvo por falsa religiosidad de los conquistadores.

    -“Este fuerte señor te dice:

    Nosotros hemos venido en busca de oro y plata.

    - No, nosotros venimos,

    A hacer que conozcáis

    Al verdadero Dios...

    - El sol que es nuestro padre,

    Es de oro refulgente

    Y la Luna que es nuestra madre,

    Es de radiante plata,

    Y en Curicancha ambos están.

    pero para acercarse a ellos

    hay que besar antes la tierra...”

    Vídeos relacionados