Acción social

Sociología. Macrosociología. Microsociología. Max Weber. Émile Durkheim

  • Enviado por: Sarita
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 7 páginas

publicidad

CAPITULO I: LA ACCIÓN SOCIAL

EL OBJETO DE ESTUDIO DE LA SOCIOLOGÍA

Cabe la afirmación de que el sociólogo estudia al hombre en su medio social o también “la sociedad”. Si el sociólogo se fija como objetivo la comprensión del hombre en cuanto inmerso en su medio social, debe pues englobar en su misión la gama entera de los diferentes medios o marcos sociales que el hombre crea y en cuyo seno evoluciona.

El objeto a cuyo estudio se aplica la sociología es pues sumamente extenso, pues abarca simultáneamente vastos conjuntos, grupos de variadas dimensiones y reducidas unidades de observación. La amplitud de este ámbito de investigación explica la diversidad de estudios empíricos y la dificultad de desarrollar une teoría coherente, única y unánimemente aceptada por todos los sociólogos.

Macrosociología y microsociología.

El sociólogo francés G. Gurvitch ha propuesto una clasificación para ayudar a describir la sociología. Así distingue tres planos horizontales de observación (él los denomina “tres géneros de tipos sociales”)

  • Plano macro sociológico de las sociedades globales: comprende conjuntos sociales tan completos que resultan suficientes para todas las necesidades de sus miembros (como un país, conjuntos tomados como totalidades o unidades).

  • Plano de las agrupaciones parciales: entran en la composición de las sociedades globales (como una familia, grupos con relación de parentesco).

  • Plano micro sociológico de los diferentes modos de vinculación social: diversos tipos de relaciones sociales que se establecen entre los miembros de una colectividad y las diversas maneras de estar esos miembros vinculados a la totalidad social y por la totalidad social.

Algunos sociólogos franceses entienden por microsociología el estudio de unidades reducidas de observación, tanto en el caso de grupos que comprenden solamente un restringido numero de personas (familia, pandilla…) como en el caso de acciones que solo pueden ser captadas y analizadas directamente a través de personas, en el terreno individual e interindividual. Sin embargo es imposible hacer microsociología sin tener en cuenta la tipología de las sociedades globales como hacer microsociología sin tomar en consideración la microsociología.

Doble aproximación

Se puede por tanto emprender el análisis sociológico a partir de la microsociología como por la microsociología. Sin embargo podría teóricamente preferirse emprender el estudio a partir de la microsociología. Por sentado está, que es más fácil de comprender el fenómeno desde un punto más global. Sin embargo es imposible proseguir un análisis global, sin referirse innecesariamente a nociones adquiridas en el inventario de los determinismos y de las libertades que nos proporcionan la encuesta microsociológica. Por tanto la complementariedad de dos estratos de la realidad social y de dos a niveles de análisis daron el ejemplo perfecto de estudio sociológico. Por el contrario, paradójicamente es preferible ir de las unidades más pequeñas a los vastos conjuntos sociales.

Perfección estructurada

Esta experiencia permite captar la organización de los “primeras impresiones“ en la relación con el otro. En cada persona, la representación del otro no resulta una mera acumulación de impresiones, sino que se debe a una estructuración que compone el retrato, la forma.

La estructura perceptual original, elaborada a partir de las primeras impresiones, no es ni inmutable ni definitiva. Es un modo de adaptación al otro.

Interacción estructurada

La estructura del conocimiento del otro se prolonga en una estructura de la acción con el. Por tanto la acción con el otro obedeced una organización y se orienta hacia la ”mejor forma del otro”.

El 1º encuentro entre dos personas es el fenómeno social más elemental ya que es el génesis de una relación interpersonal.

Atendiendo a la separación de lo psíquico y lo social. En la parte psicológica cada uno conoce con su propia personalidad al otro. En la parte social, el medio ambiente de origen y la civilización prestan elementos que componen las 1ª impresiones y la imagen que cada uno se forja del otro.

Las expectativas recíprocas

En un segundo caso, cabe la relación de dos personas que se conocen ya desde hace tiempo. Dado el conocimiento que poseen la una de la otra, se han desarrollado expectativas reciprocas. El sujeto “A” espera que el sujeto “B” se conduzca de unas determinadas maneras en una circunstancia concreta, y lo mismo ocurre con “B” respecto a “A” (Alter y Ego).

Es común la afirmación de que dos personas que se conocen desde hace tiempo han aprendido a adivinarse (pueden predecir las reacciones del otro). Vinculando al conocimiento del otro se crean las denominadas expectativas recíprocas. Sin embargo, la estructura de las relaciones interpersonales nunca es definitiva, jamás se detiene, no permanece cerrada: es simultáneamente adaptación. Precisamente por exigir esta adaptación constante, es en términos sociológicos: interacción.

La sociedad: multiplicidad o interacciones

A nivel microsociológico, la acción social aparece primero bajo el aspecto de una influencia reciproca entre dos personas, bajo el aspecto de la interacción. Esa interacción no es al azar sino que esta estructurada sistemáticamente en lo que Piaget llama “un sistema de interacciones”.

El punto de partida de la sociología no radica en el individuo. A los ojos del sociólogo “la sociedad” no es, de acuerdo con Piaget, “una suma de individuos” vinculados entre si, sino la multiplicidad de las interacciones de sujetos humanos que compone la trama fundamental y elemental de la sociedad, confiriéndole a la vez existencia y vida.

Lo psíquico y lo social

A la pregunta dónde esta la línea fronteriza entre lo psíquico y lo social, lo primero que hay que precisar es que la acción social es a un tiempo psíquica y social. La acción social, es en esta perspectiva, una realidad total que compromete la personalidad individual e influye sobre ella.

La primera distinción es que el psicólogo concentra el estudio sobre la personalidad global y que el medio es una de la variable que influye sobre la personalidad. El sociólogo, por su parte, estudia el medio social o conjunto social de las relaciones entre personas (o grupos) teniendo en cuenta los rasgos psíquicos que pueden influir en el medio social.

DOS DEFINICIONES DE LA ACCIÓN SOCIAL

Dos definiciones sociológicas sirven de guía: una es la de Max Weber, que la define de un modo subjetivo, es decir según criterios interiores a los sujetos activos. La otra es la de Émile Durkheim, puede calificarse de objetiva, por oposición a la primera, ya que determina el carácter social de la acción a partir de coacciones ejercidas desde fuera sobre la acción de los sujetos.

Definición subjetiva de Max Weber

Para Max Weber la acción es social cuando hay rasgos subjetivos del sujeto. Esta definición permite establecer 3 criterios para la determinación del carácter social de la acción.

  • En 1º lugar las personas deben tener en cuenta el comportamiento de los demás, como también la presencia o la existencia de los mismos. Ej: dos niños que juegan uno al lado del otro, sin tenerse en cuenta, no han alcanzado todavía un estado de socialización suficiente como para compartir juegos.

  • El 2º criterio elegido por Max Weber es el de la significación: la acción del sujeto debe tener su valor de <<signo>> o de <<símbolo>> para los demás, y que la acción de los demás debe asimismo tener valor de signo o de símbolo para el sujeto. En otras palabras, tener en cuenta a los demás no basta para que una acción sea social. También es necesario que el sujeto indique por su acción que a comprendido las expectativas de los otros y que su acción está destinada a responder a las mismas o evidencie su negativa a responder.

Ej: sujeto A tienda la mano a sujeto B no le estrecha la mano, sujeto A sobra por otros signos derivados del comportamiento, si se trata de una simple distracción o una negativa rotunda. Prestar un significado a la propia conducta y a la conducta de los demás equivale atribuirle un sentido simbólico susceptible de ser trasmitido gracias a su código de indicios, equivale a inscribir esas conductas en un sistema de comunicación.

Cabe precisar que la comunicación humana no es siempre eficaz. El sentido atribuido a unos signos por parte de quienes los interpretan no es necesariamente idéntico al pretendido por el agente emisor del mensaje.ç

  • El 3º criterio indica que la conducta de las personas implicadas en una acción social viene influidas por la percepción que cada una de ellas tiene de la significación de la acción de los demás y de su propia acción. Es preciso que los sujetos que han comprendido las expectativas de los demás. (que lo comprueben). Este 3º criterio es el complementario exterior a los otros dos criterios.

De estos tres criterios se deriva la teoría de M.Weber, en la percepción, en los sujetos y en su comprensión que son los caracteres esencialmente de una acción propiamente social.

Definición objetiva de Émile Durkheim

La definición que ha dado de la acción social difiere de la de M.Weber. Para E. Durkheim la acción social consiste “en unas maneras de obrar de pensar y de sentir externas al individuo y dotados de un poder coercitivo en cuya virtud se impone a él”. No busca las características de la acción social en los estados subjetivos de las personas, sino más bien en unas realidades externas a las personas. Durkheim recurre a dos criterios objetivos para determinar el carácter social de la acción humana: la exterioridad de las “maneras de obrar, de pensar y de sentir” con respecto a las personas y a la coacción que estas ultimas sufren por parte de aquellas.

Para comprender el sentido que atribuye a estos dos criterios hay que remontarse a su teoría de las dos conciencias.

  • Conciencia colectiva conjunto de maneras de obrar, de pensar y de sentir que integran la herencia común de una sociedad dada. Son externas a las personas ya que existían antes de estas y sobrevivirán a ellas. Esta conciencia colectiva da los rasgos significa torios a una sociedad.

  • Conciencia individual comprende a cada individuo: rasgos, características, experiencias personales… que hacen de el un ser único. Esta conciencia es la autonomía de la que goza cada individuo en el uso colectivo que puede hacer de las maneras colectivas de obrar, pensar y sentir.

Lo que mas interesa a Durkheim es el hecho de que, de una sociedad a otra, la conciencia colectiva no se impone a las personas con la misma fuerza. Las sociedades varían según la coacción que ejercen los individuos. Para pertenecer a una sociedad hay que adaptarse a la sociedad colectiva y es preciso aceptarlas. Sin embargo esta conciencia colectiva no es asimilada de forma consciente, si no que la hacemos nuestra sin mas.

Durkheim engloba en la acción social actividades individuales, íntimos incluso, pensamientos y sentimientos. Su definición engloba una realidad externa e interna a la persona.

DOS TRADICIONES COMPLEMENTARIAS

Tradición << comprensiva>>

Entre las definiciones de M.Weber y E. Durkheim no hay oposición. La diferencia sustancial entre ambas se debe al contexto y tradición que influyeron sobre ellos.

Max Weber tuvo que luchar contra una corriente muy arraigada en Alemania, que establecía a la diferenciación radical entre las ciencias humanas y las de la naturaleza. Las ciencias de la naturaleza permiten la elaboración de leyes y teorías explicativas. La acción humana, por el contrario, están basadas en la espontaneidad y en la creatividad. Este era el pensamiento que dominaba en el contexto histórico de M.Weber. Es contra esta corriente contra la que lucha Weber, buscando que sea admitido el carácter científico de la sociología.

Además también trato de subrayar las ventajas de las ciencias sociales sobre las de la naturaleza, ya que las urbanas se pueden comprender <<desde dentro>>. El historiador, el economista, el psicólogo y el sociólogo, pueden empalizar con los sujetos, comprender que sienten. Sin embargo el físico no necesita saber que siente una piedra al chocarse

Esta concepción está claramente influenciada por Kart Jaspers, Así Max Weber considera que la comprensión, es el fundamento de las ciencias humanas. Así lo demuestra su definición de sociología:”una ciencia que persigue una comprensión interpretativa de la acción social, a fin de llegar, por ahí, a una explicación casual de su sentido y sus efectos”.

Tradición << positiva>>

Emile Durkheim, esta influido por el positivismo francés, especialmente por Comte. Este había soñado alcanzar el saber humano sobre la base del método científico. Pretendía usar el método científico, que tan buen resultado había dado con las ciencias de la naturaleza, en las ciencias humanas. Se considera a Comte el padre de la sociología ya que desechaba todo pensamiento no científico, buscando un análisis objetivo.

Así, inspirándose en Comte, E. Durkheim se propuso, en las reglas de la métode sociologique, establecer un código rigurosamente cientifico para la sociología. Así se explica la 1ª regla por él anunciada:”Los fenómenos son cosas y como cosas deben ser tratadas…Es cosa, en efecto, todo lo que es dado, todo lo que se ofrece, o mejor aún, se se impone a la observación. Tratar los fenómenos como cosas, equivale a tratarlos como <<data>> que constituyen el punto de partida de la ciencia”.

El hecho de considerar a los fenómenos como cosas obligadas a E. Durkheim a captare en ellos los rasgos que se ofrecían a la mirada de un observador exterior.

E. Durkheim también trato siempre de diferenciar la psicología de la sociología. No hay que confundirlos y mucho menos de reducir la sociología a la psicología.

La aproximación Durkheimiana y Weberiana se comprometan. La definición de acción social esta orientada por esta dobla perspectiva. La realidad social no exclusivamente interna a los sujetos ni exclusivamente externa a ellos. Es vivida en perspectiva, en situación, por las personas afectadas a los que simultáneamente se imponen desde el exterior unas coacciones y unas limitaciones.

Los condicionamientos de la orientación de la acción

La orientación de la acción está sujeta a la influencia de condicionamientos psíquicos. La psicología, y más aun el psicoanálisis, han enseñado que la acción humana obedece a unos impulsos generalmente inconscientes. En resumen, una persona actúa en cada acción con toda su personalidad, es decir, con todo su temperamento. Pero un condicionamiento social también influye sobre la orientación de la acción así el sociólogo se interesa precisamente por esos condicionamientos sociales de la conducta, intenta captarlos y analizarlos. Por tanto el sociólogo y el psicólogo se imbrican de algún modo, se sostienen y se complementan.

CONTRIBUCIONES TEÓRICAS Y EMPÍRICAS RECIENTES

Fundamentos psíquicos de la acción social

Destacar los estudios de George Mead, que han tenido una gran influencia en Estados Unidos. Mead a evidenciado como la personalidad individual se desarrolla en contacto con los demás. La personalidad psíquica, es por definición social o al menos un producto social.

Kust Lewin ha desarrollado una explicación de la conducta, por la teoría del “campo social”. Esta teoría se aplica con la siguiente ecuación: B=f (pe)

B= conducta (behaviour)

P= personalidad

E= entorno

La conducta es pues a un tiempo función de personalidad y de su entorno. Pero según Lewin P y E no varían independiente el uso del otro. La persona no está fuera de la situación, sino que forma parte de la misma, y, en el seno de la situación, no hay frontera inmutable y netamente delimitada entre las conciencias individuales y su entorno.

Mead y Lewin se alejan de Durkheim ya que no establece oposición entre conciencia individual y la conciencia colectiva.

Entorno de la acción social

La definición de Max Weber no tenía en cuenta el entorno. La psicosociología de Lewin sitúa la interacción entre las personas y su entorno (biológico y físico). Sometidos a prueba, el trabajo de Lewin y Mead han dado lugar a estudios llamados “dinámicos de grupo”. Todos estos trabajos han ayudado a precisar la influencia de estos diversos elementos del entorno. Con algunos ejemplos se deduce que la acción social está sujeta a diversas condiciones físicas.

Modelos teóricos de la acción social

La tercera contribución de las teorías recientes consiste en el ensayo de elaboración de diversos modelos teóricos de la acción social, sobre los que se pudiera levantar luego una teoría sociológica general.

En esta perspectiva se sitúa la “teoría general de la acción” de Talcott Pouson como también la “teoría del intercambio” de George Homans. La descripción anterior de la interacción y de la acción social, se inspira en estas teorías.

1