Velas de cera

Química. Experimento. Vaso de precipitados. Cápsula de petri. Agua oxigenada. Mechero. Hilo de cobre

  • Enviado por: Mariolf
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad
cursos destacados
Cálculo - Series Numéricas
Cálculo - Series Numéricas
¿Ya estas en la Universidad? ¿Cómo te va con Cálculo? Si ya habéis llegado al tema de series numéricas y os...
Ver más información

Cálculo Vectorial
Cálculo Vectorial
En este curso aprenderemos los siguientes temas: + Campos vectoriales. Gradiente + Integrales de línea + Teorema...
Ver más información

publicidad

Práctica nº 2: observación de una vela:

Objetivos:

  • Crear hábitos de observación.

  • Realizar experimentos sencillos.

  • Realizar hipótesis.

  • Material utilizado:

    MATERIAL UTILIZADO

    DIBUJO

    VELAS

    VASO DE PRECIPITADOS

    CÁPSULA DE PETRI

    CUCHARILLA

    REACTIVO (agua oxigenada)

    MECHEROS

    HILO DE COBRE

    Procedimiento nº 1:

    Observamos la vela apagada:

    • Medidas : 2cm · 2 cm de diámetro

    • Color: Blanca-amarillenta

    • Olor: Huele a cerrado

    • Se mantiene de pie sin ayuda.

    • Su diámetro es mayor en la base que en la parte de la mecha.

    • Está mal cortada

    • Se inclina hacia un lado

    • Tiene 1mm de mecha

    • Su forma es cilíndrica

    • Es sólida

    Observamos la vela encendida:

    • La cera se funde.

    • Cuando cae hacia abajo se vuelve a solidificar porque ha perdido temperatura

    • Desprende luz

    • Desprende calor

    • Desprende gases

    • Su llama mide 3cm (aproximadamente) y va creciendo cada vez más.

    • Se va empequeñeciendo

    • Se va formando un pequeño agujero a los lados de las mechas

    • La mecha antes blanca ahora se ha vuelto negra

    • Desprende olor.

    Procedimiento nº 2:

    Encendemos las tres velas al mismo tiempo, pero una la cubrimos con un recipiente (vela A), otra la cubrimos con un recipiente más pequeño que el anterior (vela B) y la última la dejamos sin cubrir. El tiempo que ha tardado cada vela en apagarse ha sido el siguiente:

    • Vela A: 8 segundos.

    • Vela B: 2 segundos.

    • Vela C: no se ha apagado.

    Contestación a las preguntas del folio entregado:

  • ¿Se apagaron todas las velas?: No, la vela C siguió consumiéndose.

  • ¿En que orden se apagaron?: La primera la vela B, segunda la A y la vela C no se apagó.

  • Enuncia la hipótesis que te sugiere esta observación: “ Para que la combustión sea posible es necesario que haya oxígeno, al no haberlo la combustión es imposible”.

  • Procedimiento nº 3:

    Colocamos dos de las tres velas en dos cápsulas. En una de las cápsulas vertimos agua oxigenada, en la otra no añadimos nada. Echamos un poco de bióxido de manganeso en la cápsula que contenía agua oxigenada. Cubrimos las dos con dos vasos de precipitados. La vela de la cápsula dónde había agua oxigenada se apaga a los 13 segundos, mientras que la otra lo hace a los 7.

    Pregunta: ¿Qué componente del aire es imprescindible para que se produzca la llama? El oxígeno.

    Procedimiento nº 4:

    Encendemos una vela, pasado un corto plazo de tiempo, la apagamos y acto seguido acercamos en mechero al humo blanco que desprende la llama, y la mecha se prende otra vez.

    Pregunta: ¿Es sólo humo lo que se desprende de la mecha recién apagada? No, desprende también vapores de la cera.

    Para comprobar esto calentamos en una cucharilla una pequeña cantidad de cera, y esperamos hasta que la cera se funde y empieza a desprender vapores, a continuación acercamos el mechero a éstos y efectivamente la cera arde.

    Pregunta: ¿Son inflamables los vapores de la cera? Sí.

    Procedimiento nº 5:

    Enrollamos una pieza de hilo de cobre alrededor de la llama de una de las velas, ésta, no llega a apagarse pero pierde fuerza.

    Pregunta: ¿Por qué crees que se produce este fenómeno? Porque el cobre, que es un buen conductor de calor, consigue absorber una gran cantidad del que la llama desprende, y de esta forma la debilita.

    Conclusiones:

  • La forma el color o los gases que desprenden as velas dependen de si estén encendidas o apagadas.

  • Para que la combustión sea posible es necesaria la existencia de oxígeno en el lugar donde ésta se produce, si no lo hay la combustión no llega a producirse, o, si ya la había, pero es dicha combustión la que ha consumido el oxígeno, la llama se apaga.

  • El dióxido de manganeso hace que el oxígeno que tiene el agua oxigenada sea extraído, y así se puede producir la combustión de una vela dentro de un recipiente durante más tiempo.

  • Los gases que desprende la vela al arder son inflamables

  • El cobre absorbe el calor de la llama y de esta forma la debilita.

  • Dificultades:

    En nuestro caso, los gases de la cera no prendieron, por lo que eso fue una dificultad. También cuando enrollamos el hilo de cobre alrededor de la vela, ésta no se debilitó, ya que, la cantidad de cobre aportada no era suficiente. Pero por lo demás todo marchó bien.

    Opinión personal (conclusión):

    En general la práctica me ha gustado, excepto el primer procedimiento, ya que observar una vela encendida y apagada, no es muy interesante a mi parecer. El procedimiento que más me gustó fue el nº 3, ya que la reacción que se produce con el manganeso es bastante interesante. Tampoco estuvo mal el procedimiento nº 4, pues no sabía que los gases de la cera de una vela eran inflamables. En el conjunto de todo mi valoración es positiva respecto esta práctica.