USA (United States of America)

Historia de EEUU (Estados Unidos). Expansión territorial. Desarrollo económico. Sistema político. Guerra civil. Partidos políticos. Partido republicano, demócrata. Casa Blanca. Abraham Lincoln. Presidentes. Secuelas de la guerra civil. Despegue internacional

  • Enviado por: Bianca
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 10 páginas
publicidad

LA EXPANSIÓN TERRITORIAL

En el siglo XIX los Estados Unidos era una nación cuyo territorio abarcaba de la costa americana del océano Atlántico a las playas del Pacífico. Había expandido su poderío al continente asiático, donde se apropió de las Filipinas tras la guerra Hispano-norteamericana y se convirtió en una potencia colonial en el Caribe, aunque sólo ocupó la isla de Puerto Rico. Obtuvo las islas de Hawai* y la península de Alaska. En Centroamérica, aunque no invadió propiamente ningún país, ejerció enorme poder político y económico en la región, al grado que en 1903 provocó que Panamá se independizara de Colombia para obtener el control sobre la zona del Canal transoceánico. Estados Unidos se consolidó como una de las potencias económicas occidentales que definieron el siglo del Imperialismo. Los estadounidenses comenzaron su avanzada a partir de su frontera vertical, que en un principio corría desde New Hampshire hasta Georgia. Una de las primeras adquisiciones territoriales fue la compra del territorio de la Louisiana y la Florida occidental a los franceses en 1803. El presidente Thomas Jefferson pagó por estos territorios 15 millones de dólares de aquel entonces. De un golpe, Estados Unidos se convirtió en una potencia continental, propietaria de vastos recursos que le daban mayor independencia de Europa. Este primer éxito sentó el precedente de la expansión territorial futura. La frontera vertical se movió rápidamente hacia el Oeste. El territorio se formó hasta Missouri y luego se saltó hasta California hacia 1824. La parte intermedia, las praderas y montañas ubicadas entre el río Mississipi y la Sierra Nevada, siguió perteneciendo a algunas tribus indígenas hasta finales del siglo XIX. Louisiana, Florida, Arkansas y Texas comenzaron a poblarse de estadounidenses en la década de 1830. La primera gran avanzada hacia el Oeste (1824-1848) coincidió con un intenso flujo de migración de europeos a los Estados Unidos. Entre 1830 y 1850 la población de los Estados Unidos casi se duplicó, pasando de 12.9 a más de 23 millones. A mediados del siglo XIX, el descubrimiento de oro en California provocó la “fiebre del oro”, misma que triplicó la población en esa zona: de 92 mil habitantes en 1850, a 380 mil en 1860. Para la década de 1850 había dos fronteras: una que avanzaba hacia el Oeste, más allá del Mississippi; y la otra que iba hacia el Este, desde California y Oregon, por la región de las Montañas Rocallosas. La brecha entre las dos zonas de avanzada se cerró en 1847 cuando los mormones llegaron a Utah. El impulso imperialista desplazó a tribus enteras de indios norteamericanos de sus tierras. El gobierno quería conformar una “barrera india permanente”, pero fracasó porque los blancos no tardaron en conquistar también las regiones indias. Cuando en 1842 se abrió la ruta de Oregon, miles de pioneros atravesaron las Grandes Planicies e invadieron las tierras indias, arrasaron los pastizales, perturbaron la cacería y violaron tratados. En 1848 Estados Unidos se apropió de 2 millones 500 mil kilómetros cuadrados de territorio mexicano, a cambio de los cuales se comprometió a pagar 15 millones de dólares. Este enorme territorio comprendía los actuales estados de California, Nevada, Utah, la mayor parte de Arizona, Nuevo México, Texas, así como partes de Kansas, Oklahoma, Colorado y Wyoming. En 1853 México se vio obligado a vender a los Estados Unidos el territorio de La Mesilla (con 110 mil kilómetros cuadrados), para que se construyera ahí una ruta de ferrocarril a California. Con esta adquisición, la República transoceánica de los Estados Unidos quedó completa. En 1867, Rusia vendió a los Estados Unidos la península de Alaska por 7 millones 200 mil dólares; y ese mismo año las lejanas y desocupadas islas Midway en el Pacífico también pasaron a formar parte del imperio norteamericano. En 1898, a raíz de la guerra Hispano-norteamericana que pretendía “liberar a Cuba del yugo español” (y de paso dotar de un gran mercado a los Estados Unidos), España les cedió las Filipinas por 20 millones de dólares. España reconoció también la independencia de Cuba y cedió Puerto Rico y Guam directamente a su vencedor. Entre 1898 y 1899, las islas de Hawai, las islas Samoa y las Islas Vírgenes fueron anexadas a los Estados Unidos.

EL DESARROLLO ECONÓMICO

Estados Unidos se había convertido en una gran potencia con intereses y condiciones similares a las tradicionales potencias de Europa . En la esfera económica, los Estados Unidos compartieron completamente la expansión que tenía lugar en Europa. Estados Unidos ha beneficiado de una inmigración masiva, las innovaciones tecnológicas y estrategias comerciales, la explotación de los recursos naturales, la expansión de comercio internacional y la fortuna de que el país quedara a salvo de la destrucción que las dos guerras mundiales provocaron en Europa, y por último contar con un sistema político y económico que ha sabido explotar todos estos factores. La inmensa influencia de las compañías multinacionales americanas en la economía mundial ha ido desarrollando un poder mundial, sin precedentes, del gobierno estadounidense sobre el resto del mundo, además de convertir el dólar en la moneda de referencia internacional. Estados Unidos tiene vastas zonas de cultivo, especialmente en el medio oeste, que producen una gran variedad de productos, entre ellos algodón, cereales y tabaco, los cuales se exportan en grandes cantidades. Sus principales riquezas minerales son el petróleo, gas, carbón, cobre, hierro, uranio y plata. La industrialización fue más rápida en los Estados Unidos y Canadá que en Centroamérica y Sudamérica. El desarrollo económico, por su parte, contó con la preponderancia de las potencias anglosajonas.

EL SISTEMA POLITICO Y LA GUERRA CIVIL

El imperialismo es la formación y mantenimiento de imperios ,o sea por control territorial o bien sea por la adquisición de materias primas. Esto quiere decir que es la dominación política o económica que ejerce un país económicamente y en consecuencia tecnológicamente superior sobre un país inferior en estos ámbitos. El término se usa para describir la estrategia de un país de mantener colonias y dominación sobre tierras lejanas. La necesidad de colonizar es importante, ya en el siglo XIX se asocia también con el término de Potencia, en este momento histórico el país que poseía colonias (una consecuencia del Imperialismo) era reconocido como tal. El imperialismo es el dominio que ejercen las naciones más poderosas sobre otras más débiles, aunque no siempre de forma oficial. Finalizando el siglo XIX, EEUU se convierte en la primera gran potencia. Establece una gran política de dominio del mundo distinta a la de Europa. A EEUU no les interesa ocupar tierras .La política consiste en ejercer un dominio económico sometiendo a los gobiernos a los intereses americanos. Los EE UU ocupan militarmente muy pocos territorios, pero controlan económicamente muchos. Es notorio el caso de la expansión sobre Filipinas, Puerto Rico y Cuba y se expanden principalmente hacia el oeste, a costa de México, por medio de compras y guerras. También tendrán que entrar en guerra con los indios americanos. La Guerra Civil Estadounidense o Guerra de Sucesión fue un conflicto significativo en la historia de los Estados Unidos de América, que tuvo lugar entre los años 1861 y 1865.Los dos bandos enfrentados fueron las fuerzas de los estados del norte contra los recién formados Estados Confederados de América, integrados por once estados del sur que proclamaron su independencia. Abraham Lincoln perdió una contienda senatorial en la que exigía un alto en la expansión de la esclavitud, pero en 1860 él y Douglas volvieron a enfrentarse: esta vez como los candidatos presidenciales Republicano y Demócrata. Para entonces la tensión entre el norte y el sur era extrema. En 1859, John Brown, un partidario del abolicionismo, había tratado de iniciar una rebelión de esclavos en Virginia atacando un depósito de municiones del ejército. Brown fue rápidamente capturado, juzgado y sentenciado a la horca, tras lo cual muchos habitantes del norte lo aclamaron como mártir. Sin embargo, los blancos del sur se convencieron de que el norte no estaba dispuesto a mantener las libertades estatales dentro de la confederación de estados que constituían entonces los Estados Unidos de América. En marzo de 1861, cuando Lincoln tomó posesión de su cargo, Carolina del Sur, Misisipi, Florida, Alabama, Georgia, Louisiana y Texas se constituyeron en los Estados Confederados de América con Jefferson Davis como presidente, proclamando su secesión de la Unión, acto que Lincoln declaró ilegal en su discurso inaugural. El primer acto de guerra fue el asalto confederado a la guarnición de Fort Sumter el 12 de abril de 1861. La represión del ejército al recuperar Fort Sumter, hizo que a los estados sudistas se les unieran Virginia, Arkansas, Tennessee y Carolina del Norte. De este modo comenzó la guerra civil entre los Estados Confederados del Sur y los Estados del Norte. Durante la guerra civil, se disputaron 391 batallas en 28 estados de la Unión Americana, dejando un saldo de aproximadamente 636.000 muertos. La Guerra Civil fue el episodio más traumático de la historia de los Estados Unidos. Las cicatrices no se han cerrado por completo hasta el día de hoy. Todas las guerras posteriores en que ha participado Estados Unidos han tenido lugar mucho más allá de sus fronteras, pero este conflicto devastó al sur y sometió a esa región a la ocupación militar. El país perdió más hombres en esta guerra que en cualquier otra: un total de 636.000 muertos. La guerra resolvió dos problemas fundamentales que habían dividido a Estados Unidos desde 1776: puso fin a la esclavitud, que fue completamente abolida por la Enmienda 13 de la Constitución en 1865; y decidió, de una vez por todas, que Estados Unidos no es una colección de estados semi-independientes sino una sola nación indivisible. Después de cuatro amargos años de guerra, se conservó la Unión y se liberó a los esclavos. Aunque la victoria del norte en la Guerra Civil aseguró la integridad de Estados Unidos como nación indivisible, muchas cosas se destruyeron en el curso del conflicto, y el objetivo secundario de la guerra, la abolición del sistema de esclavitud, se logró sólo de manera imperfecta. Para los negros, ha sido una lucha larga y penosa en busca de la igualdad. Muchos se trasladaron a las ciudades del norte, sólo para afrontar nuevas dificultades. Pero un creciente movimiento en pro de los derechos civiles continúa bregando en contra de empecinados sistemas sociales y económicos con el fin de garantizar igualdad de oportunidades para los negros en materia de vivienda, educación y trabajo.

LOS PARTIDOS POLÍTICOS

Estados Unidos se convirtió en el siglo XIX en la primera nación que tuvo partidos organizados a nivel nacional y que transfirió el poder ejecutivo de una facción a otra por medio de elecciones. En la década de 1830 los partidos políticos se habían establecido con fuerza como parte del firmamento político. Los republicanos y demócratas han dominado la política estadounidense desde la década de 1860 y desde 1852, todos los presidentes han sido republicanos o demócratas. El Partido Republicano de los Estados Unidos es uno de los dos partidos políticos más importantes de los Estados Unidos (los únicos dos partidos que han ejercido el poder en ese país en los últimos 145 años). El Partido Republicano también es conocido como el "Grand Old Party" (el "Viejo Partido Magnífico") o por las siglas de éste apodo en inglés (GOP); desde 1874 su símbolo es un Elefante (mientras que el de sus rivales demócratas es un Asno). El Rojo es el color con el que se identifica a los Estados donde hay mayoría republicana, y por extensión se podría catalogar como el color del partido. En el año 1854 el Partido Whig de los Estados Unidos terminó de desintegrarse y desapareció; éste había sido desde 1834 el segundo partido más grande del país (el primero era el Partido Demócrata de los Estados Unidos). El 20 de marzo de ese mismo año (1854) se fundó el Partido Republicano, en una reunión celebrada en una pequeña escuela de la ciudad de Ripon, en el Estado de Wisconsin. En el año de 1856 el Partido Republicano participó por primera vez en unas elecciones presidenciales, con su candidato John C. Frémont; pero éste perdió las elecciones, quedando en un respetable segundo lugar (el ganador fue el Presidente James Buchanan del Partido Demócrata). El Partido Demócrata es una de los dos principales partidos políticos en los Estados Unidos de América. Desde 1874 su símbolo es un burro, (el de sus rivales del Partido Republicano es un elefante). El color azul se utiliza para identificar a los estados que tienen mayoría demócrata (frente al rojo que identifica a los republicanos); y por extensión es el color del partido. En el año 1824, el antiguo Partido Demócrata-Republicano de los Estados Unidos, que gobernaba el país de forma ininterrumpida desde 1801, entró en crisis; ese año, en muchos Estados del país se elegía por primera vez por sufragio universal y directo (exceptuadas las mujeres y los negros) a los Electores que a su vez debían elegir al Presidente de Estados Unidos (aunque en algunos Estados todavía eran las Legislaturas Estatales las que elegían a los Electores). Este hecho ocasionó una división en el Partido Demócrata-Republicano, porque se presentaban varios Candidatos Presidenciales que se proclamaban demócratas-republicanos y reclamaban directamente el voto popular. En 1829 el nuevo partido llegó al poder al tomar posesión de la Presidencia el General Jackson (ganador de las elecciones del año anterior); ante el estupor de la élite política que vio a las masas de pobres llegar por miles a la fiesta de ascensión al poder de Jackson en la Casa Blanca. En 1834 el nombre de "Partido Demócrata" se impuso definitivamente (la palabra "Republicano" nunca fue usada para designar al nuevo partido); aunque no sería sino hasta 1844 que el nombre fue oficializado formalmente por la Convención Nacional de ese año.

INSTITUCIONES

Casa Blanca

'{USA}'

La Casa Blanca (The White House, en inglés) es la residencia oficial y principal lugar de trabajo del Presidente de los Estados Unidos (actualmente George W Bush). Es el inmueble más visitado del mundo.La Casa Blanca se basó en el proyecto de la Villa La Rotonda. Es de estilo renacentista neogriego o neoclásico en America, que fue ideado por George Washington y construido en 1790. James Hoban es el arquitecto irlandés que diseñó la mansión presidencial. El Presidente Washington, junto con el diseñador de la ciudad, Pierre Charles L'Enfant, escogió el sitio donde se construiría. Mediante un concurso se eligió al arquitecto, nativo de Dublín, quien ganó la medalla de oro por la presentación del diseño que hoy conocemos.El diseño de la Casa Blanca se vio inspirado por la Leinster House (Dublín), y Castletown House (Celbridge), ambas siguiendo el estilo del Palladianismo.Como su nombre lo indica, es un edificio blanco localizado en la Pennsylvania Avenue Nº 1600 (Avenida Pensilvania) al Noroeste de Washington, D.C.. Proyectada durante el primer mandato de George Washington, el edificio fue inaugurado por John Adams en 1800. Formalmente éste edificio recibió los nombres de Palacio Presidencial, la Mansión Ejecutiva, hasta que el presidente Theodore Roosevelt lo llamó «La Casa Blanca».La construcción está inspirada en la "Villa Rotonda" una de las múltiples que se encuentran en el Veneto italiano.

Capitolio de los Estados Unidos con su cúpula original

'{USA}'

El Capitolio de los Estados Unidos es el edificio capitolio que alberga las dos cámaras del Congreso de los Estados Unidos de América. Está localizado en Washington D.C., la capital del país. Es una de las atracciones turísticas principales de la ciudad y fue terminado de construir en 1800.El edificio fue diseñado por William Thornton, y tiene una gran cúpula en el centro y dos edificios anexos a cada lado. El ala norte corresponde al Senado y el ala sur a la cámara de Representantes. En los pisos de arriba hay galerías para que el público pueda observar las sesiones en ciertas ocasiones. Es un ejemplo del neoclasicismo arquitectónico estadounidense.

Memorial a Lincoln

El Lincoln Memorial, en uno de los extremos horizontales del National Mall de Washington DC, es un memorial creado para honrar la memoria del presidente Abraham Lincoln.El edificio tiene forma de templo griego dórico, y tiene una gran escultura de Abraham Lincoln sentado e inscripciones de dos conocidos discursos de Lincoln. En marzo de 1867 el Congreso de los Estados Unidos encargó a la asociación Lincoln Monument la construcción de un memorial para Lincoln. Se avanzó poco en el proyecto hasta que se decidió la ubicación en 1901, en una zona pantanosa.

PERSONAJES

James Buchanan

'{USA}'

James Buchanan (23 de abril de 1791 - 1 de junio de 1868) fue el 15° presidente (1857-1861) de los Estados Unidos. Fue el único presidente que nunca se casó, y el único ciudadano de Pensilvania elegido para desempeñar el cargo. Su desempeño en el cargo fue criticado por su inacción frente a la división del país que provocaría el estallido de la Guerra Civil. Nació en Cove Gap, cerca de Mercersburg, en el condado de Franklin, Pensilvania, el 23 de abril de 1791. Fue uno de los primeros voluntarios para la Guerra de 1812 y sirvió en la defensa de Baltimore, Maryland. Fue miembro del Congreso de Pensilvania desde 1814 hasta 1815. Fue presidente del Comité de la Judicatura (Congreso vigesimoprimero). Buchanan fue elegido por el partido Demócrata al Senado de los Estados Unidos como reemplazante de William Wilkins tras la dimisión de éste. Asumió su escaño el 6 de diciembre de 1834 y fue reelecto en 1837 y 1843. Fue presidente del comité sobre Relaciones Exteriores en las vigésimocuarta a vigésimosexta formaciones del Congreso; dimitió el 5 de marzo de 1845 para ocupar una plaza en el gabinete ministerial . Buchanan ejerció como ministro de Asuntos Exteriores en el Gabinete de Presidente James Polk hasta 1849; en 1846 encabezó las negociaciones que condujeron a la firma del tratado de Oregon, que fijó los límites entre las entonces colonias británicas y los Estados Unidos. Desde 1853 hasta 1856 fue enviado en representación diplomática a Gran Bretaña.

Jefferson Davis

Jefferson Davis (3 de junio, 1808 - 6 de diciembre, 1889) fue un soldado y político estadounidense. Es más famoso como presidente de los Estados Confederados de América durante la Guerra Civil estadounidense . Antes de la guerra, desempeña servicios en la legislatura de Misisipi, y en ambas casas del congreso. Desempeñó después la secretaría de la guerra en el gabinete de Franklin Pierce .El 9 de febrero de 1861 fue elegido presidente de los recién creados Estados Confederados de América, estableciéndose en la capital, Richmond, en mayo del mismo año. Organizó el ejército confederado, que dio comienzo a la Guerra de Secesión al atacar Fort Sumter en abril de 1861. El 2 de abril de 1865 Davis se vio forzado a abandonar Richmond para trasladarse a Danville. Tras la capitulación del general Robert E. Lee en Appomattox, Davis trató de huir del territorio estadounidense, pero fue capturado en Irwinville el 10 de mayo de 1865, siendo puesto en libertad el 13 de mayo de 1867, trasladándose a Canadá. Finalmente, pudo regresar a los EE UU en 1869, dedicándose a actividades privadas hasta su fallecimiento en 1889.

Abraham Lincoln

Abraham Lincoln (12 de febrero de 1809 - 15 de abril de 1865) fue el 16º (1861-1865) presidente de los Estados Unidos, y el primero en serlo por el Partido Republicano. Se lo recuerda por restaurar la unidad federal de la nación al vencer a los Estados Confederados de América y por terminar con la esclavitud en los Estados Unidos. Sin embargo, los partidarios de los derechos de varios estados siguen viendo a Lincoln como un tirano que suspendió las libertades civiles y suprimió "el derecho legítimo" a secesionarse. Nació el 12 de febrero de 1809, en la ciudad de Hodgenville, en el actual Condado de LaRue (LaRue County) del Estado de Kentucky. Lincoln era miembro del Partido Whig de los Estados Unidos al comienzo de su carrera política; sirvió cuatro periodos en la Legislatura del Estado de Illinois. En 1854, cuando el Partido Whig se desintegró, Lincoln fue uno de los miembros fundadores del Partido Republicano en su Estado de Illinois. En la tercera votación de la Convención, efectuada el día 16 de mayo de 1860, Lincoln derrotó a sus compañeros de partido y se convirtió en el candidato oficial del partido para la Presidencia de los Estados Unidos. En las elecciones del 6 de noviembre de 1860 Lincoln obtuvo el 39,82% de los votos populares (1.865.908 votos). John Wilkes Booth disparó a Lincoln el 14 de abril de 1865, cuando éste se encontraba en un palco del Teatro Ford, en la ciudad de Washington. El presidente murió al día siguiente y fue sucedido por su vicepresidente, Andrew Jonson.

SECUELAS DE LA GUERRA CIVIL

Al comienzo de la guerra Lincoln y el Congreso dejaron claro que su único objetivo era mantener la supremacía de la Constitución y conservar la Unión. Consciente de la necesidad de contar con la lealtad de los estados esclavistas fronterizos, el presidente fue muy cauto al tratar el tema de la esclavitud, pero finalmente, el 1 de enero de 1863 entró en vigor la proclamación de Emancipación de los esclavos estadounidenses, que el Presidente defendió como necesidad militar. La abolición definitiva de la esclavitud fue ratificada en diciembre de 1865, cuando fue aprobada la 13ª Enmienda de la Constitución. Finalmente, la Guerra Civil estadounidense supuso la libertad para casi cuatro millones de negros. Los negros desde el principio estaban deseosos por entrar en las filas de la Unión, pero el gobierno se mostró reacio a la inclusión de éstos. A medida que captar voluntarios era cada vez más difícil, la Unió aceptó la inclusión de estos en las filas Federales. Así se creo la US Colored Troops. Eran considerados soldados de segundas categoría, mal pertrechados y haciendo casi siempre el trabajo sucio, incluso cobrando la mitad de lo que ganaban los blancos. Con el tiempo y por su valentía se les equiparó el sueldo, y fueron de los primeros ciudadanos de derecho de la Unión. Pero no sólo la Unión tuvo en sus filas soldados negros, pocos meses antes de acabar la Guerra el Sur permitió la existencia de compañías negras, dada la tarea cada vez más dificultosa de reclutar hombres. Ofrecían a estos soldados la libertad a cambio de alistarse. Estos hombres no pudieron ejercer un servicio activo pues ya era demasiado tarde. Pese a que la Guerra acabó con la esclavitud, la libertad de los negros tardó en llegar otros 100 años. Los negros que optaron por vivir en el Sur, vivieron con muy pocos derechos, así entendemos la lucha de los derechos civiles que tuvo lugar en los años 60. De todas formas y gracias al principio democrático, la Unión y su Constitución, definieron sus espacios para poder luchar por la inclusión de este sector social en la legalidad vigente. En términos de vidas humanas, La Guerra Civil es el conflicto más costosos en el que se han enzarzado los americanos. Los Estados Unidos y los Estados Confederados tenían, entre ambos, una población de 32.300.000 habitantes. Entre 1861 y 1865 el Norte y Sur movilizaron, respectivamente, 2.777.304 y 1.400.000 hombres, cuya media de edad estaba en los 26 años. Murieron unos 600.000 hombres (360.222 federales y 258.000 rebeldes) Las estadísticas se amplían si sumamos 471.000 heridos. Lo que supone un millón de bajas.Grandes territorios de Richmond, Charleston, Atlanta, Mobile y Vicksburg quedaron en ruinas. El campo por el que cruzaron los ejércitos contendientes acabó lleno de plantaciones asoladas, casas y graneros arrasados, puentes quemados y líneas de ferrocarril destrozadas. Muchas cosechas fueron destruidas o confiscadas, y gran parte del ganado se perdió. Más de cuatro billones de dólares en propiedades desaparecieron a causa de la emancipación, la repudiación de bonos y monedas confederadas, la confiscación de la producción de algodón y los destrozos de la guerra. El costo monetario de la guerra fue aterrador. Los préstamos e impuestos aplicados por el gobierno federal, fueron de cerca de 3 mil millones de dólares y el interés de la deuda de guerra añadió 2800 millones de dólares. Por tanto desde el punto de vista financiero, se calcula que los cuatro años de conflicto costaron a la Confederación 4.000 millones de dólares, y a la Unión 16.000 millones de dólares.Los problemas materiales pudieron resolverse, no así los morales. La violencia, destrucción y odio llegaron a la categoría de virtudes. Los vicios marcaron más de una generación. Y sin duda las atrocidades cometidas fueron el antecedente de las guerras del Siglo XX.

EL DESPEGUE INTERNACIONAL

El despegue internacional no se hace esperar y ya a finales del siglo XIX Estados Unidos tiene bajo su área de influencia a Puerto Rico, Cuba, Filipinas, Guam, Hawai y Samoa. Roosevelt en el año de 1901 consigue, uniendo la diplomacia y el apoyo económico, el predominio estadounidense sobre América Latina.