Trastornos de la personalidad

Psicología. Antisocial. Narcisista. Dependiente. Histriónica. Compulsiva. Pasiva. Esquizoide. Paranoide. Trastornos

  • Enviado por: Pichondelbulevar
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 3 páginas
publicidad
publicidad

TRASTORNOS DE LA PERSONALIDAD

Los trastornos de la personalidad son formas de conducta desadaptada. Muchas de estas conductas están provocadas por la suma de una serie de condiciones especiales.

Según Millon, consideramos ”normalidad” a la capacidad de funcionar autónoma y competentemente, la tendencia a adaptarse al entorno de forma efectiva, una sensación subjetiva de satisfacción y eficiencia, y la habilidad de autorrealizarse o alcanzar las propias potencialidades. Se supone entonces que la anormalidad es la carencia de estas cualidades.

Las personas con desórdenes en la personalidad muestran pautas rígidas que perjudican el ajuste interpersonal y la realización social.

Todas las alteraciones de la presentan una serie de características generales :

  • Existen en todas las culturas y grupos sociales.

  • Son pautas de conducta limitadas y rígidas que impiden nuevos aprendizajes y conductas.

  • Causan fragilidad emocional en situaciones estresantes.

  • No son desórdenes homogéneos.

  • Existen pocos datos sobre su etiología.

Hay dos grandes sistemas de clasificación de los trastornos de la personalidad: el CIE-10 y DSM-IV. Existen también otras clasificaciones de menor importancia, como la establecida por los psicólogos Millon y Everly en su obra La personalidad y sus trastornos (1993).

Estos dos psicólogos consideran que la personalidad esta formada por pautas de afrontamiento aprendidas, que son complejas y estables. Establecen una clasificación de 11 personalidades anómalas de menor (narcisismo) a mayor gravedad (esquizoide). Siempre siguen el mismo esquema de análisis:

  • Conducta aparente: la manera en que el individuo se muestras ante los demás.

  • Conducta interpersonal: su interacción con las otras personas.

  • Estilo cognitivo: La naturaleza característica del proceso de pensamiento de del individuo.

  • Expresión afectiva: Cómo muestra el individuo sus emociones.

  • Percepción de sí mismo: La manera en que el individuo se ve a sí mismo.

  • El mecanismo de defensa que utiliza

  • PRINCIPALES TRASTORNOS DE LA PERSONALIDAD

  • Personalidad antisocial (antes llamada psicópata)

  • Es un individuo frío, duro e insensible, ambicioso, agresivo y con muy poca tolerancia a la frustración. No se inhibe ante un castigo o peligro, y descuida los derechos y el bienestar de los demás. Sus patrones cognitivos son rígidos e inflexibles y evita las emociones tiernas porque las considera signos de debilidad.

  • Personalidad narcisista

  • Es presuntuoso, esnob, mimado y explotador. Sobrevalora su importancia personal y dirige sus afectos hacia él mismo. Espera que todo el mundo reconozca su valor, y siempre quiere ser el centro de atención, por lo que se comporta de forma exhibicionista.

  • Personalidad dependiente

  • Se caracteriza por la docilidad. Tiene la sensación de falta de ayuda, de apoyo y de reafirmación, baja autoestima y siempre presenta sentimientos de inferioridad. Prefiere dejar la responsabilidad y el control a los demás. Se subordina sus deseos a los de las otras personas y es incapaz de actuar por sí mismo.

  • Personalidad histriónica

  • Es superficial, frívolo, caprichoso y no enfático. Exagera su conducta y es muy inmaduro. Sus relaciones interpersonales se caracterizan por la seducción y la manipulación.

  • Personalidad pasiva-agresiva

  • Se trata de una personalidad ambivalente y negativista. Suele estar malhumorado y descontento, y tiende a desmoralizar a los demás. Muestra rápidos cambios de humor y es muy inestable en lo que se refiere a sentimientos.

  • Personalidad compulsiva

  • Presenta cierta tendencia a construir su mundo en términos de reglas, normativas, esquemas y jerarquías. Se relaciona con los demás dependiendo de su rango o status. Es reprimido, solemne y serio, y nunca expresa sus sentimientos por miedo a perder el control sobre sus emociones.

  • Trastorno de la personalidad por evitación

  • Leve: Sentimientos de aislamiento y soledad, combinados con temor al rechazo y a la humillación interpersonal.

  • Grave: Hipersensibilidad al rechazo, a la vergüenza y a la baja autoestima. Suelen ser reacios a entablar relaciones interpersonales.

  • Trastorno esquizoide

  • Leve: Incapacidad para percibir el humor o las necesidades de los demás. Son personas insensibles y muy poco comunicativas, y están aislados socialmente. Por ello orientan sus capacidades a intereses que no requieren contacto interpersonal. Los acontecimientos que provocan emociones en los demás, no tienen ningún efecto en los esquizoides.

  • Grave: Son emocionalmente fríos e indiferentes a la interacción interpersonal. Tiene muy pocos amigos, su discurso es monótono y carece de expresividad.

  • Trastorno esquizotípico

  • Presenta una conducta errática que puede parecer excéntrica y extravagante en sus acciones. Prefiere el aislamiento social y realiza actividades extrañas a los demás. Es apático e insensible y se suele considerar a sí mismo como desamparado, vacío y sin sentido de la vida.

  • Trastorno límite

  • Su conducta es impredecible y se comporta de forma paradójica. Suele presentar trastornos de identidad, debido a que no sabe quién es y a dónde se dirige.

  • Trastorno Paranoide

  • Tiende a estar siempre alerta y a desconfiar de los demás. La persona se vuelve hostil, desconfiada y resentida. Responde con ira y es incapaz de aceptar sus propios errores y debilidades, y mantiene su autoestima atribuyendo sus deficiencias a los demás.