The Beatles

Música pop. Grupo musical inglés. Rock. John Lennon. Paul McCartney. Ringo Starr. George Harrison. Historia de la banda. Drogas. Contemporánea

  • Enviado por: Javier Camacho
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 19 páginas
publicidad
publicidad

1. INTRODUCCIÓN


Un día John Lennon aseguró que eran más famosos que
el mismo Jesucristo. Cinco años después filosofaba que
"para triunfar en el mundo del rock hay que ser un
hijo de perra y los Beatles son los mayores hijos de
perra que ha dado la música popular". Su amistad con
Paul McCartney había hecho de los Beatles un fenómeno
mundial de magnitud desconocida hasta entonces. Paul y
John marcaban una línea conductora que llevaba
directamente a la gloria. Durante varios años cada uno
trabajó codo con codo con el otro, con lo que
consiguieron crear temas que resultaron perfectos para
expresar los sentimientos del mundo en que vivían.

 La rivalidad de ambos talentos, pugnando por
demostrar todo lo que llevaban dentro, sintiéndose
cada uno dueño de sus propios trabajos y sin admitir
retoques en ellos, logró crear algunos de los más
grandes monumentos que el rock haya dado en su
historia. Pero esa frágil unión, ese equilibrio sobre
el que se mueve la vida de un grupo, se fue
resquebrajando hasta poner fin a un sueño colectivo
que hizo de los sesenta una década realmente
prodigiosa.

Entre triunfos y contradicciones, la historia de los
Beatles marca, con su música y la personalidad de sus
componentes, las pautas de conducta del mundo en la
década de los sesenta.

















Arriba, de izquierda a derecha Ringo Starr y Paul
McCartney; bajo ellos George Harrison y John Lennon.







2.ENTRADA DEL ROCK EN EUROPA

En la evolución del rock nada surge por casualidad
ni nace de la nada. Para avanzar en cualquier
dirección han de producirse una serie de
circunstancias que permitan a las ideas felices, e
incluso a las geniales, calar tanto en el seno de los
aficionados como en el de la industria musical y el de
la prensa.

Los Beatles llegaron en el momento justo. Cuando
Europa, y sobre todo su gente joven, había empezado a
sacudirse el complejo americano. Hasta el momento,
este rock and roll surgido en América como parte de
una rebeldía generacional, en Europa había sido tan
sólo una imitación, más o menos fiel al original, pero
sin aportación propia y legítima alguna.

Hasta entonces habían existido grandes voces y muy
buenos guitarristas, pero ningún talento que pudiese
expresar con sus propias palabras y su propia forma de
interpretar lo que hacían y pensaban los jóvenes
europeos.

Inglaterra, con la facilidad que da un idioma común,
había recibido la primera invasión del rock and roll
como un FENÓMENO CULTURAL que era posible imitar,
aunque no se correspondía con ninguna forma de vida.
Pero el rock and roll tenía razón de ser, aparte de
por su carácter de gran negocio para la industria de
la música y el disco, por servir de cauce de expresión
de los problemas, grandes o pequeños, que tenían sus
jóvenes practicantes y seguidores. Problemas que a
partir de los sesenta parecían más cercanos a los que
vivía la juventud europea. Los Beatles van a ser los
pioneros (además de los mejores) en plasmar, a través
de sus canciones, la imagen de esa nueva generación
europea, proyectándola además hacia todo el mundo
gracias a su propio éxito.


3. HISTORIA DEL GRUPO

3.1 Los primeros pasos musicales.
En la década de los '50, en Liverpool, Inglaterra,
dominaba el skiffle (estilo musical derivado del jazz.
en el cual se puede tocar con lo que se tenga más a
mano, como por ejemplo latas, cubos, etc). John Lennon
había formado, en el colegio en el que se encontraba
(Quarry Bank Grammar), una banda llamada "The
Quarrymen", formada por algunos compañeros suyos.
Más tarde conoció a Paul McCartney gracias a un amigo
común, Ivan Vaughan, el cual los presentó al finalizar
un recital que dieron "The Quarrymen" el 6 de julio de
1957. A partir de entonces, John Lennon y Paul
McCartney se hicieron amigos inseparables. Por ser
John el líder del grupo, decidió que Paul se uniera a
ellos, no sólo por ser su amigo, sino también porque
tocaba muy bien la guitarra, y además era el único de
ellos que sabía afinar bien.
Algún tiempo después conocieron a George Harrison,
quien les pareció que tocaba bien la guitarra, aunque
no se unió al grupo hasta un tiempo más tarde, debido
a que era algo más joven que John y Paul.
De este modo, John Lennon, Paul McCartney y George
Harrison, junto con Pete Best (batería) y Stuart
Sutcliffe(bajo), formaron una banda. Cambiaron de
nombre en numerosas ocasiones. Comenzaron como "Silver
Beetles", posteriormente lo cambian por "Silver
Beatles", y con ese nombre viajaron a Hamburgo
(Alemania), con un pobre contrato. Allí, debieron
tocar durante ocho horas diarias en unas condiciones
deplorables. También allí conocieron a Astrid
Kirchner, una fotógrafa que se enamoró de Stuart
Sutcliffe, la cual les diseña un nuevo peinado: el
flequillo, quien tantas personas trataron
posteriormente de imitar. Para entonces ya se llamaban
"The Beatles".
Con Tony Sheridan grabaron un par de singles. Por lo
visto, el grupo tuvo hace algunos años, una pelea
callejera en Liverpool, y mientras todos lograron
escapar, Tony no pudo, y John regresó para salvarle la
vida. Pero esa pelea dejó una secuela importante, y es
que unos años después, Tony tuvo un derrame cerebral,
y murió. Esto sumió al grupo en una profunda tristeza.
De este modo, Paul se encarga del bajo, y el grupo
deja Hamburgo para regresar a Liverpool.

3.2 Comienza el éxito.
Sin darse cuenta, en Hamburgo habían mejorado mucho en
su música, y después de un tiempo sin tocar, lo
volvieron a hacer en un pequeño y sucio local, The
Cavern (en Liverpool), donde se dan cuenta de los
increíbles progresos que habían hecho en Hamburgo.
Brian Epstein, dueño de una casa discográfica, quedó
impresionado durante una actuación del grupo, e
inmediatamente les propone ser su manager. Los
muchachos aceptan, ya que les urge el  poder grabar,
pero pronto descubren que eso no sería una tarea
fácil. Después de muchos rechazos de compañías
discográficas, Brian les consigue unas pruebas en
Parlophone, una sucursal de la EMI. George Martin, el
productor de la EMI que tenía que evaluarlos, tuvo una
buena impresión, aunque comunicó al grupo que si no
cambiaban de batería no podrían grabar nunca, ya que
para él, no resultaba de una gran calidad, y podía
hacer que la banda no tuviera éxito. Dicho esto, los
componentes de The Beatles tomaron una decisión: Pete
Best fue echado del grupo, y en su lugar se colocó
Ringo Starr, quien era miembro de la banda de Roy
Storm, y que había tocado con ellos en Hamburgo. De
este modo, obtienen el contrato para grabar, y
realizan el simple "Love Me Do".
En octubre de 1962 se ponía a la venta en Inglaterra
su primer disco, "Love me do". El tema llegaba al
número 17 en las listas, y nadie podía imaginarse que
aquel cuarteto, con canciones sencillas y agradables
estribillos, pudiera conmocionar la industria
discográfica. El sencillo se había vendido bien en
Liverpool y Brian Epstein, les había conseguido una
audición para los Decca Records; pero esta los
rechazó, argumentando que la música de Guitarras
Eléctricas estaba pasada de moda. EMI se había
dedicado a publicar el debut del grupo. El disco,
presentaba la formación siguiente: el guitarrista John
Lennon, el bajista Paul McCartney, el también
guitarrista George Harrison, y al batería Ringo Starr.
Además todos cantaban, lo que suponía una nota de
originalidad en su sonido. Tras este "Love me do"
vendría otra canción: "Please, Please Me", que ya
sería número UNO.


3.3  Un fenómeno social ha nacido: la BEATLEMANÍA.
Con la edición del primer álbum se inicia la ascensión
de The Beatles. El álbum es número uno, lo mismo que
los sucesivos sencillos, She loves you, I want to Hold
Your Hand, Can't buy Me love. El grupo ya en 1963, es
un grande del pop; pero es al año siguiente cuando el
río del éxito se desborda. Durante el período entre el
1964 y el 1966, The Beatles van a vivir sus mejores
años, no sólo ya en el plano musical, sino también en
el sociológico. En cada concierto que ofrecen llenan
auditorios, salas e incluso estadios de fútbol y
provocan la histeria de miles de jóvenes de la época
que los idolatran y adoran como si de sus dioses se
tratara, cantando sus canciones, jaleando sus nombres,
imitando su estilo (originándose la llamada "melena a
lo beatle"). En definitiva, se podía decir que un
fenómeno social internacional había nacido. Este
fenómeno no es otro que la llamada "BEATLEMANÍA".

En enero de 1964, I Wan To Hold Your Hand, llega al
número uno en los Estados Unidos. El 7 de febrero, el
cuarteto vuela a Nueva York y se encuentra con un
recibimiento fuera de lo común. Su compañía había
distribuido millones de pegatinas y carteles con la
frase "QUE VIENEN LOS BEATLES". La ciudad se colapsa y
cae rendida ante el grupo. La Beatlemanía ya alcanzaba
los dos continentes.

Nada más regresar de América se ponen en manos de
Richard Lester para filmar su primera película: Hard
Day´s Night. A finales de 1964 se embarcan en una
multitudinaria gira por Norte América. En Octubre de
1965 llega la "guinda": el Primer Ministro Inglés,
Harold Wilson, les otorga el título de la Orden del
Imperio Británico. Los que antes eran peligrosos
melenudos, ahora se habían convertido en caballeros
del Imperio Británico. Era la "VICTORIA" de toda una
generación rebelde.



3.3 Los BEATLES y su relación con las drogas y la
filosofía oriental.
En Septiembre de 1966, anuncian durante un concierto
en San Francisco la retirada de los escenarios. A
partir de ese momento el grupo va a abandonar su
ingenuidad primitiva para dejarse arrastrar por sus
preocupaciones espirituales. Las letras de amor dan
paso a historias inquietas de carácter humano. Dos son
las causas principales de este cambio: por una parte,
la creciente relación de la banda con las drogas; el
propio Bod Dylan los había introducido en la
marihuana, y en 1966 llegó además la fiebre de LSD;
por otro lado, actuó el ávido interés por las
filosofías orientales, en el que George arrastró
momentáneamente a sus otros tres compañeros. Como
resultado, Revólver, un álbum en el que participan
instrumentistas hindúes y donde se utilizan violines y
sitares. La culminación de la etapa psicodélica llega
con Sergeant Pepper´s Lonely Hearts Club Band (1967),
álbum conceptual lleno de colorido y matices variados.
Dentro del disco caben canciones misteriosas como Lucy
in the Sky with Diamonds - (¿las iniciales de LSD?) o
experimentos orientales propios de George como Within
You, Whithout You. También en 1967, un himno de la era
"hippy": All You Need is Love.


3.4 El final de un sueño.
En Agosto de 1967 muere Brian Epstein, y el conjunto
de Liverpool entra en una fase en que la vida personal
de sus músicos sobrepasa el interés por sus discos. La
banda crea su propio sello, Apple Records, para lanzar
nuevos valores. George profundiza en sus creencias
religiosas, mientras John se casa con Yoko Ono. Ambos
comienzan a grabar en solitario. En 1967 los Beatles
recuerdan muy poco a los atrevidos chicos de provincia
de 1963.
Agobiados por la psicodelia, en 1968 retornan con puro
Rock and Roll. Los cuatro Beatles se están
distanciando, y así es difícil realizar discos
compactos en cuanto al estilo. Su apuesta por la
simplicidad en el álbum "The Beatles" también conocido
como el "doble álbum blanco", pero la culminación de
la crisis se produce con Abbey Road.

Apple se hunde y tiene que aparecer un ejecutivo
americano, Allen Klein, para salvar la quiebra. Paul
intenta convertirse en el líder absoluto de la banda,
a instancias de su novia Linda Eastman, y los amoríos
provocativos de John y Yoko hacen hervir la sangre al
resto del grupo. La magia se desvanece. En Mayo de
1970 se publica Let It Be, al tiempo que Paul se
marcha del grupo. La portada del álbum presenta la
foto de los cuatro por separado. Álbum y sencillo se
alzan con el número uno, con un público consciente de
que el fin ha llegado a sus dioses. La separación no
puede ser menos digna: Paul y John mantienen tensas
pugnas legales que acaban en diciembre con la
separación legal de "The Beatles".

3.5 El legado Beatle.
A partir de 1971, los cuatro Beatles se centran en
desarrollar con diferente fortuna sus carreras en
solitario. George se lo tomará con calma, dedicando la
mayor parte del tiempo a sus preocupaciones místicas.
Paul será el mas creativo, fundando en 1971 el grupo
Wings. Lenon radicalizará su postura musical, siempre
con Yoko Ono a su lado. Por último, Ringo llevará a
cabo una desenfadada trayectoria a medias entre el
cine y el pop.

Desde la separación de The Beatles su recuerdo se ha
mantenido vivo en muchos sentidos. Multitud de discos
recopilatorios han visto la luz a lo largo de los 70 y
80, aglutinando piezas de rock and roll. También las
versiones de sus temas han contribuido a rescatar el
espíritu del tándem Lennon-McCartney como
compositores. Temas como Yesterday o Let It Be han
sido interpretados por una lista interminable de
artistas. De hecho, durante los años de vida del
grupo, The Beatles habían cedido temas a bandas
coetáneas como Peter & Gordonm Cilla Black, etc.
Asimismo, intérpretes como Cher, Sonny Curtis, etc,
dedicaron canciones a los músicos de Liverpool.
El fenómeno Beatle será irrepetible. Ni ha habido ni
probablemente habrá otro grupo capaz de calar tan
hondo en la sociedad como para hacer temblar sus
estructuras. Ellos eran adorables, divertidos,
rebeldes, tiernos, provocativos. Lograron que una
generación aturdida por sus orígenes despertara y se
convirtiera en el motor del mundo. Con su prodigio
creció la década prodigiosa. Como dijo Paul en los
setenta: "estoy orgulloso de lo que hicimos. Trajimos
la alegría a aquella época, y lo fuimos todo para
mucha gente. Realmente, fue muy importante". Millones
de seguidores en todo el mundo pueden corroborar estas
palabras.

Tras la disolución del grupo en 1970 sus miembros
comenzaron sendas trayectorias por separado, si bien,
con anterioridad a esa fecha, algunos ya habían
grabado discos en solitario: Lennon realizó Unfinished
Music No. 1, Two Virgins, (polémica portada con John y
Yoko desnudos) Unfinished Musci No. 2, Life whith the
Lions y The Wedding Album. George hizo lo propio en
Wonderwall y Electronic Sound.
Los otros dos fueron más tímidos en arrancar, siendo
sus carreras las más comerciales. Así, Paul debutaba
como solista con el álbum McCartney(1970), estrenando
simultáneamente Let It Be para formar unos años más
tarde el grupo Wings con su mujer Linda. Por su parte,
Ringo editaba a partir de 1970 una larga serie de
discos en los que brillaban, sobre todo, estupendas
versiones de The Supremes. En los setenta George
conseguía algunos éxitos importantes como My Sweet
Lord o Give My Love, mientras John entre rebeldía y
pacifismo editaría algunos discos básicos para la
historia del rock. Lennon fue asesinado en 1980 ,
cuando, tras un largo retiro, acababa de editar Double
Fantasy, que constituye sin lugar a dudas una de sus
mayores obras maestras.


3.6 El cine de los Beatles.
Elevados por la Música a la categoría de ídolos en
todo el Mundo, The Beatles iniciaron en 1964 una
sorprendente carrera cinematográfica, respaldados por
el director Richard Lester. Aparecían en las cintas
como muchachos alocados, llenos de humor, rasgos muy
cercanos al propio estilo musical del grupo.
En Julio de 1964, se estrenaba a Hard Day´s Night,
debut del cuarteto en el cine, acababan de conquistar
América y era el momento idóneo para probar esta nueva
faceta. El film mostraba unos Beatles simpáticos como
todos los fans esperaban encontrar, mientras que el
álbum con las canciones de la película llegaba al
número uno en America y Gran Bretaña, A este éxito le
siguieron otros cuatro más, Help!, Magical Mistery
Tour, Yellow Submarine y Let it Be.






4. THE BEATLES: RUPTURA DE SU INOCENCIA Y EL EXTRAÑO
CASO DE LA MUERTE DE PAUL McCARTNEY.

El cuarteto de Liverpool consiguió escandalizar a
los padres de la época, pero no por ninguna razón
siniestra, sino por el extraño poder que estos
parecían ejercer sobre sus hijos e hijas. En el fondo
eran considerador como una especie de niños díscolos y
traviesos, pero a la vez encantadores.

Sin embargo, con el paso del tiempo y coincidiendo
con el final de la década y el declive de su carrera,
The Beatles pasarían a engrosar la lista de rockeros
malditos a causa de una espiral de malinterpretaciones
de sus letras, extraños mensajes ocultos en sus
canciones -fueron los primero en utilizar, en 1966, la
técnica de grabar frases que sólo podían ser
escuchadas si se hacía girar el disco al revés, que
tanto juego dio más tarde a los grupos satánicos y a
sus detractores-, algunas declaraciones de John Lennon
sacadas de contexto y un delirante bulo sobre la
muerte de Paul McCartney que no tiene desperdicio
alguno.

El más grave de estos escándalos relativos a los
últimos Beatles fue la lectura apocalíptica que
Charles Manson realizó de las letras del White Album
(álbum Blanco, 1969), y especialmene de la canción
Helter Skelter (A troche y moche), lectura que le
insprió para ordenar a sus acólitos el asesinato de
siete personas en dos días.


4.1 ¿Murió realmente Paul McCartney?

La supuesta muerte de Paul McCartney y la conspiración
del resto de The Beatles para encubrirla con la ayuda
de un doble (!) es una historia tan bizarra y
retorcida como la moda psicodélica en cuya explosión
se produjo. Y también constituye una prueba más de la
importancia de este grupo, ya que es difícil que la
audiencia hubiese reaccionado de un modo tan
interactivo y apasionado si la trampa PID (Paul Is
Dead, Paul Está Muerto, como se conoce este asunto en
el mundo anglosajón) se hubiese producido en el seno
de otra banda.

No se sabe con seguridad dónde se originó el rumor, e
incluso se baraja la posibilidad, a tenor de las
múltiples pistas que los fans han ido encontrando en
los álbumes de la banda, de que los propios miembros
de la banda lo crearan para gastar una broma a sus
fans. Esto último parece poco probable, ya que en
todas sus declaraciones al respecto, negaron -a veces
con claras señales de enfado- cualquier implicación en
el asunto. Hoy por hoy, la teoría más aceptada sobre
esta extraña muerte es la siguiente: a finales de
1969, un periódico universitario publicó un artículo
de un estudiante llamado Fred Labour, que había
elaborado un listado de pistas extraídas de las
canciones y las portadas de los discos de los Beatles
que parecían indicar que Paul McCartney había muerto
en un accidente e tráfico a las 5:00 de la mañana del
miércoles 2 de noviembre de 1966. Según LaBour, el
accidente se produjo cuando Paul se saltó un semáforo
en rojo por mirar a una agente de tráfico. El coche
ardió y McCartney perdió el pelo y los dientes y murió
a causa de sus múltiples heridas en la cabeza. La
noticia fue censurada y ocultada por los Beatles
quienes se apresuraron para sustituirle por un doble.
Fred LaBour se basaba en que, en la fecha señalada, en
el mismo lugar y a la misma hora realmente tuvo lugar
un accidente en el que falleció un joven de pelo largo
que resultó tan desfigurado que su identificación fue
imposible. Además los Beatles convocaron un concurso
de dobles de Paul en el invierno de 1966. Oficialmente
nunca se anunció el resultado, pero hubo un ganador:
William Campbell, a quien le pagaron bien por ser el
nuevo Paul y quien, a pesar de su parecido con Paul,
fue sometido a una cirugía estética para evitar
cualquier sospecha. Poco después la supuesta noticia
se anunció en la radio y se fue difundiendo por todo
el mundo.

Entre las supuestas "pistas" que los Beatles colocaban
en sus discos y canciones para que fueran descifradas
por sus fans, algunas son ingeniosas pero otras son
auténticos disparates. He aquí una relación de las más
conocidas:


Pistas en las canciones.

En el final de Strawberry Fields Forever (Campos de
fresa para siempre, 1966), muchos han querido oir
decir a John Lennon susurrando "I buried Paul" (Yo
enterré a Paul), mientras que el guitarrista ha
repetido una y otra vez que lo que dijo fue "cranberry
sauce" (salsa de arándanos). La versión de Lennon es
perfectamente comprobable si se escucha atentamente la
canción. La razón de esas absurdas palabras responde a
la costumbre de The Beatles, y especialmente de John
Lennon de decir en mitad de la grabación de un tema lo
primero que se les ocurría en aquel momento.

Si esto parece rocambolesco, la interpretación
hipermetafórica y retorcida de dos líneas de Yellow
Submarine (Submarino Amarillo) no se queda atrás:

Sky of blue and sea of green
In our yellow submarine
----------------------------------
Cielo de azul y mar de verde
En nuestro submarino amarillo.

Según esa interpretación, Paul reposa en el submarino
amarillo (léase ataúd), bajo un mar verde (la hierba
que cubre los cementerios). Es difícil establecer la
relación mental entre un submarino y un atañúd, pero
todo vale cuando se trata de confirmar teorías.

Sin embarog, existen ejemplos que se presentan a una
interpretación más clara y directa. En A day in the
life (Un día en la vida, 1967) encontramos una
descripción aproximada del accidente:

I saw the photograph.
He blew his mind out in a car,
he  didn't notice the lights had changed.
A crowd of people stood and stared,
they'd seen his face before.
----------------------------------------------
Vi la fotografía.
Su mente se estrelló en un coche,
no advirtió que el semáforo había cambiado.
Una multitud se agrupó y observó,
habían visto su cara antes.

La canción que da título al Lp Sergeant Pepper's
Lonely Hearts Club Band (La banda del club de
corazones solitarios del Sargento Pimienta) Ha sido
interpretad como la "presentación en sociedad" de
William Campbell:

So let me introduce to you
the one and only Billy Shears
and Sergeant Pepper's Lonely Hearts Club Band
----------------------------------------------------------
Así que dejadme presentaros
al único y auténtico Billy Shears
y a la Sergeant Pepper's Lonely Hearts Club Band.

Billy Shears sería en realidad William Campbell merced
a un juego de palabras en inglés: Billy es una
abreviatura de William y S(heras) se pronuncia de
forma similar a here (aquí), de modo que tenemos que
Billy Shears es en realidad Billy's here (Billy está
aquí).

Revolution nº 9 (1968) es una de las canciones más
satánicas de los Beatles. Además de constituir un
arriesgado ejercicio de vanguardia en su época, es una
pieza sobrecogedora plagada de sonidos inquietantes.
En varios momentos, una voz repite insistentemente:
"Number nine, number nine". Si se escucha este
segmento hacia atrás, lo que se oye es: "Turn me on,
dead man" (Ponme en marcha, hombre muerto). Existe
además la creencia de que las múltiples parrafadas
inconexas que diseminan George Harrison y John Lennon
aleatoriamente a lo largo de la canción son una
explicación del accidente de Paul y su posterior
muerte en el hospital. Después de leer algunas de
estas frases, creo que esta teoría no se sostiene, y
no considero significativo que el tema se llame
Revolution nº9 porque nueve son las letras del
apellido de McCartney.

Si esta coincidencia es extraña, aún da más que pensar
lo que ocurre en ese mismo álbum entre el final de I'm
so tired (Estoy tan cansado) y el inicio de Black Bird
(Pájaro Negro). Lennon balbucea unas sílabas sin
sentido que, escuchadas hacia atrás, forman,
aproximadamente, la frase: "Paul is dead, miss him,
miss him" ("Paul está muerto, echadle de menos,
echadle de menos"). La versión opuesta señala que esas
"sílabas sin sentido" son en realidad una frase:
"Monsieur, monsieur, let's have another one" ("Señor,
señor, tomemos otra") y que es escuchada hacia atrás
cuando esta frase se convierte en un balbuceo
ininteligible.



Pistas en las portadas.

Las pistas que The Beatles supuestamente situaron en
las portadas y carpetas interiores de sus álbumes son,
si cabe, todavía más rocambolescas que algunas
interpretaciones de sus letras. Las pistas se centran,
principalmente, en cuatro Lps: Revolver, Magical
Mystery Tour (Gira mágica del misterio), Abbey Road  y
cómo no, Sergeant Pepper's Lonely Hearts Club Band, en
cuya portada aparece, junto al Maharishi -de cuya
influencia ya se ha hablado- Aleister Crowley, el
brujo más malvado de todos los tiempos, que fue
referencia esotérica para muchos grupos ingleses y
actualmenyte es reivindicado por grupos satánicos como
Marilyn Manson.

En la portada de Revolver, Paul es el único de los
cuatros Beatles que no mira de frente a la cámara,
como simbolizando que ya no forma parte de la banda a
causa de su muerte y sustitución por William Campbell.



Magical Mystery Tour también ofrece multiples guiños a
aquellos familiarizados con el asunto sobre la muerte
de McCartney, pero el más ingenioso es que, en la
portada, el título del álbum aparece escrito con
estrellas. Si colocas el álbum boca abajo, con un poco
de imaginación, las letras revelan un número de
teléfono (231 74 38) al que se podría llamar para
descubrir más detalles sobre la muerte de Paul. Un fan
del Medio Oeste norteamericano afirma que, cuando
telefoneó en 1969, una voz ruda le dijo: "Te estás
acercando...".

Dentro del libreto que incluye el disco también pueden
encontrarse diversas pistas. La más clara es el dibujo
que presenta a Paul detrás de una mesa de despacho
sobre la cual hay una señal que dice: "I was you" ("Yo
era tú", en referencia  la sustitución de Paul por
Campbell).

Las portadas de Abbey Road y Sergeant Pepper's
contienen tantas pistas que merece la pena
desgranarlas una a una. A mi juicio, las de Abbey Road
- una foto de los cuatro Beatles cruzando dicha calle
por un paso de cebra- son las más ingeniosas:

· Paul está descalzo, como ya apareciera en algunas
fotos del libreto de The Magical Mystery Tour, y se
dice que a los cadáveres se les entierra sin zapatos.
· Paul es el único de los cuatro que camina con el
paso cambiado y lleva los ojos cerrados.
· Aunque es zurdo, Paul está fumando con la mano
derecha.
· Cada Beatle va vestido de un color y representan la
escena de un entierro: John, de blanco,  es el
predicador; Ringo, de negro, es el enterrador; George,
con tejido vaquero, es el sepulturero. Por tanto no
hace falta decir que Paul es, obviamente, el muerto.
· Esta es una de las pistas más rebuscadas: en la
calle, a la izquierda, hay aparcado un volkswagen
blanco cuya patrícula es "28 IF" (aunque en la
fotografía de abajo no se aprecie bien), lo cual
traducido literalmente al castellano, significa "28
SI..." o sea, que Paul McCartney tendría 28 años SI no
hubiese muerto en 1966. Pero existe un fallo: en 1969,
fecha de publicación de Abbey Road, Paul habría tenido
27 años y no 28. Este pequeño desajuste se subsana
alegando que, en algunas religiones orientales, la
edad se calcula teniendo en cuenta el tiempo que el
feto pasa en el útero materno. De este modo, todo
encaja.



                                               
En Sergeant Pepper's las pistas no son menos
ingeniosas que en Abbey Road, y sí muy abundantes, ya
que una portada tan recargada daba mucho juego:

· Sobre la cabeza de Paul parecec una mano, lo cual,
en algunas religiones orientales, es considerado un
símbolo de muerte.
· Uno de los adornos psicodélicos de la portada es un
bajo fabricado con flores. Si tenemos en cuenta que es
el instrumento con el que tocaba Paul McCartney,
podemos considerarlo como una especie de corona
mortuoria. Con un esfuerzo, cabew incluso imaginar que
el bajo tiene forma de interrogante, como si dijéramos
" PAUL?" y nos cuestionáramos su existencia. Además,
el bajo sólo tiene tres cuerdas, como si indicara que
sólo hay tres Beatles. Podemos hallar otra pista
parecida een el libreto anterior del Magical Mistery
Tour, donde en el bombo de Ringo puede leerse Love the
three Beatles (Ama a los tres Beatles). Asimismo, John
Lennon diría más tarde en Come Together (Juntaos):
"One and one and one is three" (Uno y uno y uno y uno
son tres). Contra esta pista del bajo existen los
argumentos esgrimidos por el equipo encargado de
elaborar la portada, según los cuales el bajo floral
fue una idea que improvisó sobre la marcha el florista
contratado por Apple.
· Una pista muy sutil: una estatuilla de la diosa
hindú Shiva, La Destructora, aparece en la parte
inferior de la portada, y su brazo izquierdo posterior
señala a Paul.
· Otra pista de muñecas: hay una sentada a un lado,
que parece representar a Jane Asher, la por entonces
novia de Paul, con la blusa manchada por unas letras
rojas (¿sangre?). Para mayor coincidencia, en su
regazo sostiene un cochecito, que bien podría ser una
reproducción del coche en el que viajaba McCartney al
morir.
· El instrumento que tiene Paul es de color negro, y
el negro, es el color que se asocia a la muerte.
· En la contraportada Paul lleva en un brazo una bnda
negra con las letras OPD, lo cual es un acreónimo
canadiense para Officially Pronounced Dead (Declarado
oficialmente muerto. Los detractores de la trama PID
alegan que, en realidad, las siglas corresponden a
Ontario Police Department, Departamento de Policía de
Ontario) y que todos los Beatles lucieron bandas
similares durante su gira pos Estados Unidos en 1965.
· También en la contraportada, las palabras "without
you" ("sin ti", parte del final de la canción Within
you and without you, (Dentro de ti y sin ti) florecen
en la cabeza de Paul. Además, en la misma foto, George
Harrison señala el verso de "She's leaving Home" (Ella
se va de casa) que reza "Wednesday morning at five
o'clock" ("el miércoles a las cinco de la madrugada",
la hora a la que murió Paul).
· La pista más rebuscada, difícil de encontrar y
original en el Sergeant Pepper's aparece en el bombo
donde está escrito el título del disco. Cuando sitúas
un espejo perpendicular al disco, la combinación de
las palabras LONELY HEARTS y su reflejo forman lo
siguiente:

1 ONE 1 X HE / DIE

Tan críptico mensaje se interpreta así: 1 ONE 1 son
los tres Beatles supervivientes; X es Paul; y la barra
entre HE y DIE (ÉL MUERE) señala hacia él.















Bombo del "Sergeant Pepper's", donde se encuentra una
de las pistas sobre la muerte de Paul McCartney. A la
izquierda, vista normal; a la derecha, vista con el
espejo.


Las anteriores teorías son sólo algunas de casi un
centenar de claves descifradas por los fans de los
Beatles.

Personalmente, no creo que Paul McCartney muriese en
1966 y dudo todavía más que nadie excepto él -ni
siquiera William Campbell- pudiese componer Let it be
(Déjalo estar). Pero estas pistas y la cantidad de
horas invertidas en examinar detalladamente las
portadas de los discos y tratar de encontrar mensajes
ocultos en sus canciones demuestran claramente que sus
fans vivían por y para los Beatles y que a ellos
dedicaban sus vidas.


4.2  "Nosotros somos más famosos que Jesucristo", John
Lennon.

Una de las principales razones de la animadversión de
los cristianos fundamentalistas hacia la música pop y
rock -de ahí que intenten asustar a sus fieles con la
historia del coco (léase Belcebú)-es el hecho de que
los jóvenes mitifiquen e idolatren a las estrellas de
la música popular, ya que, para ellos, la única
persona que merece ser adorada es Jesucristo. Al fin y
al cabo, ¿no se comportaron los fans de los Beatles
como los apóstoles, intentando resucitar a su mesías
muerto? Además, los Beatles jugaban en este asunto el
papel de dioses terrenales, capaces de burlarse de la
muerte y de "dar vida" a Paul McCartney a través de
William Campbell. Todo ello contribuyó a elevar la
fama y la leyenda del grupo hasta proporciones
desorbirtadas, e induciría a John Lennon a pronunciar
unas fatídicas afirmaciones que levantarían mucha
polémica y que, junto a otras, pudieron llevar a Mark
David Chpman a asesinarle. Estas declaraciones,
concedidas a Evening Standard, fueron las siguientes:
"El cristianismo desaparecerá. Perderá influencia y se
desvanecerá. No necesito discutir sobre eso. Tengo
razón y el tiempo lo probará. Nosotros   somos ahora
más populares que Jesús; no sé que desaparecerá antes,
el rock and roll o el cristianismo. Jesús estaba muy
bien, pero sus discípulos eran bastos y ordinarios.
Que distorsionen su mensaje es lo que lo arruina para
mí".

Estas declaraciones, sin desperdicio, tuvieron pronto
eco, cómo no, en Estados Unidos. Por fin, uno de los
"niños buenos"que nunca incurrían en actitudes
satánicas había revelado su verdadera faceta
anticristiana. Según el párrafo citado, John no estaba
en contra de Jesús y el cristianismo -de hecho, tuvo
una educación de hondas raíces cristianaws- sino de la
iglesia como institución que había perdido el mensaje
de Cristo. Sin embargo, la frase "somos más populares
que Jesús" fue sacada de contexto y presentada como
ejemplo de que todos los músicos de rock y pop son
unos irreverentes y, con su fama, alejan a los jóvenes
de la Iglesia, como demuestra el hecho de que
prácticamente todos los jóvenes consumen algún tipo de
música pop, pero gran parte de ellos no va a misa los
domingos.

John Lennon abundó en este tema en su carrera en
solitario posterior a The Beatles. En The Ballad of
John and Yoko (La balada de John y Yoko) predijo, sin
saberlo, su triste final en la frase: "The way things
are going, they're going to crucify me" (tal y como
van las cosas van a crucificarme. En 1980, John Lennon
fue asesinado a balazos en la puerta de su apartamento
de Nueva York.

Curiosamente, el edificio donde vivían John y Yoko no
es sino el Dakota Building de Central Park. La
lewyenda siniestra de esta vivienda se remonta al
siglño pasado, cuando albergó a diversos brujos y a
unas hermanas que a la hora de la cena siempre
contaban con la compañía de tiernodçs infantes... en
sus platos. En 1968, fue el escenario donde se rodó la
película de Roman Polanski La semilla del diablo. En
ella, la maternidad de Mia Farrow era utilizada por un
grupo de satanistas  para gestar al Anticristo. Al año
siguiente, la mujer de Roman Polanski, Sharon Tate, se
convertiría en una de las víctimas de los crímenes de
Manson.

No se ha llegado a demostrar que ni las declaraciones
de John respecto al cristianismo ni la frase
anteriormente citada de The Ballad of John and Yoko ni
mucho menos la leyenda maldita del Dakota fuesen
detonantes del asesinato de John Lennon. Lo único que
se sabe es que el jocen asesino estuvo leyendo El
guardián entre el centeno, de J. D. Salinger, la noche
anterior, y semejante dato no es que arroje una
excesiva luz en el asunto. René Laban asegura que
Chapman pertenecía a una secta llamada Born Again
Christians (Cristianos Renacidos), conocida en Estados
Unisod por su lucha declarada contra la música rock.

Finalmente, cabe señalar que el acercamiento de The
Beatles   
-y en especial de George Harrison- a la filosofía
oriental a través del Maharishi, con el que
mantuvieron una estrecha relación entre 1967 y 1968,
también fue interpretada como un intento de alejar a
la juventud de las creencias cristianas. Uno de los
panfletos de los Born Again Christians denunciaban que
"The Beatles se han hecho tan populares que han
llegado hasta el punto de convertir a nuestra juventud
a las religiones orientales, abriendo las puertas a
una influencia satánica de la que los Estados Unidos
no saldrán".                                         
                               

5. CONCLUSIONES PERSONALES


Cuando nacieron los Beatles, el mundo juvenil de la
época encontró en los cuatro músicos de Liverpool un
espejo donde mirarse. Significaban para ellos el
símbolo del cambio de una sociedad en la que la
juventud estaba decidida a revelarse y sacar a la luz
su cara más rebelde. Pero necesitaban un pequeño
empujón que les ayudara, empujón que se lo dieron los
Beatles.

Con las letras de sus canciones y su personalidad
consiguieron cambiar la forma de pensar de toda una
generación, la de los sesenta, la generación "ye ye" -
voz tomada de una de sus propias canciones (She Loves
You) -. Marcaron las pautas que los jóvenes de la
época debían seguir y les dieron una extensa colección
de obras maestras musicales irrepetibles por cualquier
ser humano. A cambio, la juventud se lo agradeció
acudiendo en masa a los conciertos de sus ídolos,
comprando sus discos, llenando sus habitaciones con
fotos del cuarteto, vistiendo como ellos lo hacían,
llevando sus cortes de pelo y tratando de vivir y
pensar, en la medida de lo posible, como ellos. En
definitiva, querían parecerse a los Beatles, y este es
un hecho que muy pocos grupos de música han conseguido
a lo largo de la historia de este arte.

Tras casi cuarenta años desde su nacimiento, siguen
copando los números uno de las listas de éxitos con
cada recopilatorio que editan. Mucha gente sigue
escuchando a los Beatles, tanto nostálgicos que
vivieron en sus propias carnes el paso  del cuarteto
por el mundo como jóvenes de la actualidad que saben
apreciar la influencia que los de Liverpool tuvieron
sobre la sociedad de los años sesenta, entre los
cuales me incluyo.

En mi opinión, creo que los Beatles marcaron toda una
época en el siglo XX y su influencia en los jóvenes
cambiando su forma de pensar pasará a la historia de
la humanidad como algo insólito en el mundo musical y
social.



6. BIBLIOGRAFÍA

La información para realizar este trabajo ha sido
obtenida de las siguientes fuentes:

§ "La música del siglo XX", tomo 4º; (vvaa); páginas 1
- 18
§ "Satanismo y brujería en el Rock"; (Jota Martínez
Galiana); páginas 49 - 61.
§ Internet, páginas siguientes: www.sitiobeatles.com;
www.todomusica.com; www.beatles.com;
www.cadenacien.es;