Templo de Horus

Arte egipcio. Arquitectura egipcia. Egipto. Edfú

  • Enviado por: Angel Diaz
  • Idioma: catalán
  • País: España España
  • 2 páginas
publicidad
publicidad

PATIO DEL TEMPLO DE HORUS EN EDFÚ

Es un templo de grandiosa dimensión, realizado en piedra (posiblemente arenisca), labrada en bloques de tamaño mediano.

Voy a analizar el patio, rodeado de columnas capulliformes, con una base bastante pequeña .

Hay muchas, colocadas muy juntas para poder soportar el enorme peso de los gigantes muros a los que sostienen. Muro con un gran grosor, que tiene algunos vanos, pero exageradamente pequeños, que sirven para que pueda penetrar algo de luz.

La cubierta, como en todos los templos, o por lo menos en la mayoría de éstos en Egipto, es plana, adintelada, fabricada con enormes bloques de piedra.

Posee unos relieves en los muros, que representan a faraones y escenas cotidianas, esculpidas en bajo relieve, en las que se observa la ley de torsión, pero no se puede identificar mucho mas, ya que el paso del tiempo ha hecho que actualmente esté muy deteriorado .

Las columnas no están muy adornadas, son mas bien lisas, mientras que el capitel, de forma floral, mas bien campaniforme, adorna un poco el fuste liso.

La iluminación de este templo, por lo menos del patio, es suficiente, debido a que es porticado y la luz natural entra casi todo el día.

En el edificio, los patios están abiertos a los fieles y a estancias reservadas.

El plano de este patio, es rectangular, y de amplias dimensiones. Esta sala hípetra, es pública. Lo demás pertenece al dios por el cual está construido (Horas).

Corresponde al arte egipcio , dedicado al dios egipcio Horus, hijo de Iris y Osiris, con los que formaba la triada de Abydos. Simbolizaba al sol naciente. Se le solía presentar como halcón u hombre con cabeza de este animal, pero en este patio, debido al deterioro, no se puede observar nada de esto, pese al intento de restauración.

Está situado en una ciudad de Egipto llamada Edfú, en el golfo de Assuán, en la orilla izquierda del Nilo.

En Egipto, era bastante frecuente adorar al dios y al faraón .Detrás de él, aparecen los sacerdotes y los escribas.

Por último comentar las grandes dimensiones de este patio, y me cabe destacar imaginarme, por regla de tres y por proporciones, el tamaño del templo entero.