TDAH (Transtorno por Déficit de Atención con Hiperactividad)

Medicina. Pediatría. Psiquatría infantil. Trastornos comórbidos. Ansiedad. Disocial. Maniaco. Compulsivo. Síndrome de Gilles de la Tourette

  • Enviado por: Chita
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad

TDAH

PREVALENCIA:

La prevalencia del trastorno se sitúa entre el 3 y el 5% en niños en edad escolar. Los datos sobre la adolescencia y la edad adulta son imprecisos

En lo referente a la distribución de sexos, hay una mayor incidencia de TDAH en varones, con una relación 4/1 (4 varones por cada niña) en población general y 9/1 en población clínica.

Esto es debido, en parte porque el TDAH está infradiagnosticado en las niñas, puesto que presentan menos comportamientos perturbadores, que son los que interfieren en la vida escolar y familiar, pero a su vez presentan más síntomas de humor/ansiedad que los chicos.

Estudio sobre TDAH en niñas:

Referente al estudio llevado a cabo por el Instituto de Salud Mental de EEUU

Entre las niñas diagnosticadas con TDAH:

59% TDAH combinado

27% TDAH con déficit atencional

7%TDAH con hiperactividad-impulsividad.

Las niñas con esta patología presentaron con mayor frecuencia trastornos asociados: oposicionismo desafiante, de conducta, de humor, de ansiedad y abuso de sustancias (4 veces más elevado en el hábito de fumar)

En general, aproximadamente el 45% presentaron trastornos comórbidos, sin embargo sólo el 4% de ellas presentaron más de dos trastornos asociados.

Entre las pocas diferencias encontradas respecto a los niños, cabe destacar que las niñas fueron menos diagnosticadas de tener un trastorno de conducta, y quizás de tener más problemas con el abuso de sustancias. Por otra parte los datos sobre trastornos de humor, ansiedad y dificultades académicas fueron ligeramente superiores.

En conclusión, aunque las niñas con TDAH tengan una actitud menos molesta, estas presentan dificultades en múltiples áreas de funcionamiento. Por lo tanto no hay razón para pensar que el tratamiento haya de ser menos agresivo o comprehensivo que en los niños.

PRONÓSTICO

El pronóstico es variable en función de la gravedad de los síntomas y de los problemas y/o trastornos que puedan coexistir con el TDAH. Un diagnóstico precoz y un tratamiento adecuado, influirá de forma determinante en la evolución.

Además, cabe señalar que las manifestaciones de este trastorno cambian con la edad.

En general, se puede afirmar que en muchos sujetos el exceso de actividad motora y/o vocal se reduce significativamente a medida que avanza la adolescencia y durante la vida adulta.

No obstante más del 80% de los niños que han sido diagnosticados de TDAH en la edad escolar, continuarán presentando el trastorno en la adolescencia y entre el 30 y el 65% lo presentarán también en la vida adulta.

Se observa con frecuencia la aparición de conductas agresivas o desafiantes (mentiras, pequeños hurtos, desafío a la autoridad...) a medida que se acerca la adolescencia.

Entre un 20 y un 60% de estos niños y adolescentes, presentan conductas antisociales o trastorno disocial.

También pueden presentarse baja autoestima, tristeza, en algún caso depresión y desconfianza del éxito futuro.

En la edad adulta muchos consiguen empleo y viven independientemente. Aproximadamente el 20% de los niños diagnosticados evolucionará positivamente, con cambios conductuales notables y sin problemas especiales en la adolescencia y en la vida adulta.

No obstante en el 80% de los casos no hay remisión absoluta, de éstos, un 60% mantendrán un nivel medio de gravedad y continuarán con dificultades de ajuste a las normas sociales, problemas de tipo emocional y dificultades de aprendizaje y un 20% seguirá presentando el trastorno de forma severa.

Los factores que influirán decisivamente en la evolución positiva de estos sujetos son:

  • Trastorno poco severo

  • Buen nivel intelectual

  • Familia de clase media y bien avenida

  • Colegio en el que sepan o puedan acoplarlo

  • Personas de su entorno conocedoras del trastorno y cargadas de paciencia

  • NO darles ni exigirles más de lo razonable

  • Evitar compañías poco recomendables

  • No fumar, no beber alcohol, no consumir drogas

  • Adecuado encauzamiento profesional

  • Buena elección de pareja

  • No sobrepasar su nivel de competencia.

FACTORES Y TRASTORNOS ASOCIADOS.

Los factores más comunes asociados a las características del TDAH son

  • Problemas de tipo emocional: transmiten poca afectividad, baja autoestima, inseguridad...

  • Problemas de rendimiento escolar: poca motivación, rendimiento variable, fracaso escolar...

  • Problemas de adaptación en el colegio o bien en otras actividades: baja tolerancia a la frustración, dificultades para seguir las normas

  • Problemas en las relaciones con los compañeros: hostilidad, rechazo por parte de los compañeros

  • Dificultades en las relaciones familiares: poca obediencia, dificultades para adquirir hábitos, irritabilidad...

Trastornos comórbidos: pueden coexistir con TDAH. Los que se diagnostican con mayor frecuencia son:

Trastorno negativista desafiante

Caracterizado por el negativismo, la hostilidad y el comportamiento desafiante, que implicará ruptura de las reglas de comportamiento, actitud destructiva, mentirosa, delictiva...

Del 40 al 60% de niños con TDAH presentarán en algún momento de su vida este trastorno asociado

Trastorno disocial

Lo presentan entre un 20 y un 40% de los niños-adolecentes con TDAH. Se trata de un patrón de comportamiento en el que se violan reiteradamente los derechos básicos de los demás y se transgreden importantes normas sociales, tales como agredir a personas o animales, destruir deliberadamente propiedades o robar.

El TDAH conjugado con el trastorno de conducta contribuye a los problemas que se plantean en nuestra sociedad tales como el embarazo de adolescentes, la violencia y la criminología, la delincuencia juvenil o los arrestos policiales.

Trastornos del estado de ánimo

Entre un 15-20% presentarán una falta de autocontrol seguida de depresión en algún momento de su vida. De estos, el 10% intentará suicidarse y el 5% morirá por suicidio o por lesión accidental.

Un elevado porcentaje tendrá tendencia a la automutilación.

Trastornos de ansiedad:

Padecida por un 25% de los individuos diagnosticados. Muy común en las niñas.

Trastornos del aprendizaje

La tasa de fracaso escolar es bastante elevada (40%)

Esto es debido a:

  • Problemas en el lenguaje, que afectan a la correcta comprensión y expresión, y en la audición. También, deficiencias verbales a corto plazo.

  • Problemas en la lectura (dislexia): asociados a problemas de visión, falta de coordinación visuoespacial.

  • Problemas de escritura (disgrafia): mecanismo fisiopatológico parecido a la dislexia

  • Problemas en concentración y memorización

Trastorno en la conducción de vehículos

Mayor frecuencia de accidentes de circulación, debido principalmente a

  • Tendencia a la conducción ilegal (antes de la edad permitida)

  • Obviar las señales de tráfico

  • Alto porcentaje de infracciones y de suspensiones del permiso de conducir

Abuso de sustancias

Son el grupo de TDAH más trastorno de conducta añadido los que tienen mayor riesgo de sufrirlo.

El 40% de los adolescentes reúnen criterios de dependencia o abuso de sustancias.

Trastornos de la coordinación

Individuos con hipotonía muscular generalizada y hiperextensibilidad articular

Poca habilidad motriz para ejecutar ejercicios finos y de alta precisión

Estas características conducen al sujeto al menosprecio por la actividad física con el objetivo de enmascarar sus carencias de condiciones para el deporte

Síndrome de Gilles de la Tourette:

Trastorno neuropsiquiátrico caracterizado por múltiples tics motores y/o vocales. También existen trastornos de comportamiento asociados, tales como

  • Ecofenómeno (imitación)

  • Coprolalia (lenguaje sucio y obsceno)

  • Comportamiento obsesivo-compulsivo

Alrededor del 70% de personas que padecen este síndrome presentan TDAH.

Otros trastornos asociados:

Poco autocontrol

Falta de reconocimiento de culpa

Frecuentes cambios de humor

Falta de control motor (además de mental)

Tendencia a la dispersión

Facilidad para la imitación

Incapacidad de recapacitación

...