Sor Filotea; Sor Juana Inés de la Cruz

Literatura hispanoamericana del Barroco. Siglo XVII. Poesía y lírica religiosa. Narrativa. Argumento. Tema

  • Enviado por: Checo
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 5 páginas
publicidad
publicidad

........................... 6° A

SORFILOTEA

Por: ........................

AUTOR:………………………………………………………….Sor Juana Inés de la Cruz.

DATOS DEL AUTOR.

Sor Filotea; Sor Juana Inés de la Cruz
Sor Juana Inés de la Cruz (1651-1695). Poetisa mexicana. Durante su juventud vivió algún tiempo en la corte del virrey de México, y profeso en su convento de la Orden de San Jerónimo en 1669. El abandono de la vida cortesana pudo deberse a su interés por las actividades intelectuales, cuyo cultivo creó más propicio en el clima recogido en un convento. En sus obras prevalecen la experiencia literaria sobre lo que ella vivió, incluso en los momentos eróticos. En sus poesías se sintetizan las dos tendencias más importantes de su tiempo, procedentes de la península el culturalismo y el conceptismo.

TEMA DE LA OBRA:…..Una pequeña historia de la vida de Sor Juana Inés de la Cruz.

GÉNERO Y SUBGÉNERO:………………………………………………Literario y novela.

ESTILO:…………………………………………………………………………………..Directo.

TIPO DE NARRADOR:………………………………………………………...Protagonista.

TIPO DE FINAL:………………………………………………...……………………Flotante.

CLIMAX DE LA OBRA:………………………….Todo lo que está contando de su vida.

PERSONAJES:………………………Sor Juana Inés de la Cruz (Sor Filotea de la Cruz).

RETRATO DE LOS PERSONAJES.

(Sor Filotea de la Cruz.)

Es una mujer que lucho mucho por lograr lo que se proponía, era también una mujer inteligente que se ponía a pensar el porque el rechazo a las mujeres para estudiar y darles un trabajo para que pudieran salir adelante como los hombres.

FRAGMENTOS REPRESENTATIVOS.

Cuando su mamá la manda a México y ella aprovecha para poder seguir estudiando con los libros de su abuelo.

Cuando ella decide meterse al convento para poder escribir y saber más sobre Dios.

Cuando se mete a la Universidad disfrazada de hombre.

Mapa Mental

Fin.

ARGUMENTO.

Esta lectura comienza con una persona esta haciendo unas preguntas, que ella misma quisiera contestarse, pero no puede. Empieza a contar un poco de lo que había vivido y de unos cuantos amigos o maestros que había tenido, también agradece algunos de los favores que le habían hecho. Cuando ella empieza a mencionar a un señor llamado Alberto dice que ella solo es una pobre monja que no puede defenderse ante muchas de las personas que no piensan igual que ella, y que ella es muy insignificante en comparación con las demás. Ella es una mujer que alaba mucho a Dios porque dice que él le dio la gracia de vivir en este mundo y por eso es que había aprendido muchas cosas. Un poco más tarde ella esta escribiendo una carta en latín en donde dice que si Juan hubiera escrito todo lo grandioso que hizo dios su vida no le alcanzaría para escribirlo y que no sería solo un libro sería mucho ya que Dios era muy grande y había creado muchas cosas. Ella dijo esto porque San Juan había escrito un libro sobre todo lo que había hecho Dios pero lo hizo solo en un libro y ella dijo que eso no era posible ya que era mucho lo que había hecho. Con eso que había pensado había tomado la decisión de escribir un libro sobre las cosas más importantes que le habían pasado en el convento ya que si escribía todo lo que le había sucedido lo le iba alcanzar un libro para contarlo.

Sor Juan también habla sobre las cosas que le parecían imposibles de hacer y decir ya que en su época a las mujeres para lo único que se les preparaba era para ser mamá, mientras que a los hombres los ponían a estudiar para que tuvieran una profesión, pero ella no se dio por vencida e hizo muchas cosas por alcanzar lo que se proponía. Ella leía muchas cosas que no podían leer las mujeres, los hombres y ya mayores eran los únicos que podían leer aquellas cosas.

Ella también nos cuenta que antes la ponían a escribir cosas que a ella no le gustaban, pero que ahora ya no hay nadie que le pudiera decir que escribir y lo hacía con gusto, nos cuenta que ella era muy inquieta que desde pequeña tenía la inquietud de leer y por eso es que a los tres años de edad fue cuando ella pido a su maestra que le enseñara a leer y desde ese momento fue cuando le nació la inquietud por lecturas muy profundas y bonitas, esa es la razón por la cual empezó a escribir hermosos poemas.

Era una mujer muy inteligente que a sus 6 años de edad ya sabía leer y escribir a la perfección, conforme fue pasando el tiempo ella iba adquiriendo muchos conocimientos, tanto que se dedicaba a las labores del hogar que para ese entonces les ponían hacer como para irse a leer unos libros que eran de su abuelo. Poco tiempo después ella se entero de que en la ciudad de México había una Universidad donde se podía estudiar, lo malo es que solo podían estudiar los hombres y las mujeres no lo podían hacer. No paso mucho tiempo después de que su mamá la enviara a México para que aprendiera más cosas y ella seguía con esa inquietud por aprender más de las cosas que ya sabía. Mucha gente quedaba sorprendido al ver que a su corta edad ella ya sabía muchas cosas, aún cuando no podía estudiar.

Todo lo que ella sabía no era fácil ya que se imponía castigos para que en un tiempo determinado se pudiera aprender lo que ella quería saber, uno de esos retos era cortarse un poco el cabello si para el tiempo que ella había dicho no sabía lo que había estudiado. Aunque su inquietud no solo eran las ciencias, si no que también era todo lo que tenía que ver con Dios, por eso fue su decisión de meterse de religiosa para poder aprender más a cerca de las escrituras y de aquella que Dios había hecho, también lo hizo para que se alejara un poquito de todo lo que le obligaban hacer y que a ella no le gustaba, en el convento podría tener paz y así e iba poder escribir lo que a ella le gustaba sin que nadie la interrumpiera.

Ella quería saber más sobre la teología y sobre algunas de sus ramas o materias auxiliares que necesitaba ésta para que se pudiera estudiar, era mucho su interés por aprende cosas nuevas, además de que en su época había muchos mitos, tantas lecturas de las cuales quería entender mejor cada día más y así pode comprenderlas y entenderles, también dice que todas las ciencias tienen su importancia ya que cada una de ellas se dedica a estudiar distintas cosas y si alguna de ellas faltara no se sabría algo o estarían inconclusas muchas cosas y que Dios es el principal en la formación de todas esas ciencias que era como el centro de todas ellas y del universo completo.

Cuando no entendía algo lo leía las veces que fuera posible hasta que le entendiera y comprendiera e incluso veía en otros libros para ver si con ayuda de otra ciencia le iba a entender.

Ella aprovechaba sus conocimientos para poder enseñarlos a otros, ella tenía mucho agradecimiento para con Dios por que le había dado la oportunidad de poder entender las letras y las distintas lecturas que muchas otras personas no podrían entender.

En la lectura también dice que cuando su madre fue a visitarla en ese lugar donde ella estaba, al ver la imagen de Cristo que do impresionada por tanta belleza que en él se veía, que era muy bonito, Sor Juana se apegaba mucho a Dios y creía también en él por todo lo que había leído de él, que resucito a muertos, sano enfermos, curo a los endemoniados entre muchas cosas, pero así como había muchos que creían en él había muchos otros que no creían y eso no se lo podía explicar ella ya que ella pensaba que todo lo que pasaba era por obra de Dios y a él se debía todo lo que pasaba. Ella siempre decía que si una persona era rico y solo se la pasaba desperdiciando todo lo que tenía con el tiempo iba a ser castigado pero si era una persona con entendimiento y que supiera comprender y ayudar a los demás iba a ser recompensado por todas las cosas que él había hecho.

Ella desde que era muy pequeña era castigada porque hacía cosas que solo podían hacer los hombres, la mayor parte de su adolescencia se la pasaba escondida leyendo y escribiendo libros para que no la regañaran y la pusieran a cocinar, ella siempre lucho por todo lo que quería sin importar que los hombres eran los únicos que podían estudiar y aprender más cosas que las mujeres. En su época lucho mucho porque las mujeres tuvieran una igualdad para con los hombres y así pudieran estudiar y salir adelante en otros aspectos y no solo en la cocina.

También cuenta que Eusebio decía que en la Iglesia se ponían a enseñar las mujeres las doctrinas en los diferentes templos y en ese tiempo también era pecado que las mujeres supieran más que los hombres, pero a ella no le importaba lo que dijera la gente y lo único que le importaba era aprender cada día más y pasar lo que aprendía a otras personas. Ya para terminar ella pide a Dios que si dio a su hijo propio un sufrimiento muy grande porque no ayudaba a las mujeres para que fueran iguales que los hombres y aprendan más cosas que no fueran sobre cocina, y pide perdón si ofendió a alguien con todo lo que había escrito, todo esto lo escribió cuando estaba en el Convento de Nuestro Padre San Jerónimo de México.