Sistema nervioso

Interrelación neuronal. Sustancia gris y blanca. Nervios. Respuesta a estímulos. Leyes de los reflejos. Pedúnculos cerebrales

  • Enviado por: Fox3
  • Idioma: castellano
  • País: Perú Perú
  • 8 páginas

publicidad
cursos destacados
Curso de Integrales Múltiples
Curso de Integrales Múltiples
En este curso aprenderás integrarles dobles sobre funciones de dos variables e integrales triples sobre...
Ver más información

Ejercicios resueltos de Cinemática Unidimensional!
Ejercicios resueltos de Cinemática Unidimensional!
En este curso de casi 2 horas, el profesor Carlos Millán explica el tema de Cinemática Unidimensional,...
Ver más información


El Sistema Nervioso

El sistema nervioso es el que dirige y regula la vida de todos los tejidos del cuerpo humano, y a el están sujetos todos los procesos de la vida orgánica. Además, las relaciones de nuestro organismo con el mundo exterior por medio de los sentidos serían imposibles sin el sistema nervioso.

Sistema nervioso central

Está constituido por los siguientes órganos:
- La médula espinal.- que está alojada en el conducto raquídeo.
- El encéfalo.- que se encuentra alojado en la cavidad craneana y está constituido por el bulbo raquídeo , el istmo del encéfalo (formado por la protuberancia anular, los pedúnculos cerebrales, los pedúnculos cerebelosos, los tubérculos cuadrigéminos).
- El cerebelo.
- El cerebro.

Sistema nervioso periférico comprende:

- El sistema nervioso periférico.- constituido por los nervios craneanos y los nervios raquídeos
- El sistema nervioso periférico de la vida vegetativa.- constituido por el sistema nervioso simpático y el sistema nervioso parasimpático.

- Los órganos sensoriales.- que son los receptores sensitivos o exterioceptivos (la vista, el tacto, el oído, el gusto y el olfato) y los receptores interioceptivos, que están situados en los órganos que inerva el Sistema Nervioso Vegetativo, en los músculos y las articulaciones.

LA UNIDAD CONSTITUCIONAL DEL SISTEMA NERVIOSO

La neurona es la unidad constitucional del sistema nervioso. Está integrada por células muy transformadas, que tienen una excitabilidad y una conductibilidad muy pronunciadas.

LA INTERRELACIÓN NEURONAL

Las neuronas se relacionan entre sí por sinápsis, que son conexiones por contigüidad o por contacto. Se produce entre el telendrón de una neurona con las dendritas de la otra o entre el axón de una neurona y el cuerpo de otra. Los impulsos pasan en una sola dirección, que no puede invertirse.

SUSTANCIA GRIS Y SUSTANCIA BLANCA

Observando un órgano del Sistema Nervioso vemos que presenta una coloración blanca o grisácea; estos colores están determinados por las llamadas sustancia gris y sustancia blanca.

La sustancia gris.- está constituida por el soma de las neuronas y sus dendritas, y por fibras amielínicas.

La sustancia blanca está constituida por fibras mielínicas y es precisamente la mielina la que les confiere el color que presentan.

Qué es un nervio

Un nervio es un nexo de unión entre un órgano nervioso, la periferia de este y el resto del organismo.
En su morfología se destaca un manojo paralelo de fibras nerviosas, cada una protegida por el endoneuro (tejido conectivo). Las fibras nerviosas se agrupan en fascículos, protegidos a su vez por el perineuro (tejido conectivo). Los fascículos se reúnen y aparecen envueltos por el epineuro (tejido conectivo).

Clasificación de los nervios

Si atendemos a la definición de nervio reconocemos diferentes variedades. Por su origen los nervios se clasifican en:

  • Raquídeos.- relacionados con la médula espinal.

  • Craneales.- relacionados con el encéfalo;

  • Nervios Simpáticos.- relacionados con el Sistema Nervioso Autónomo simpático.

De acuerdo con su función, se clasifican en:

Sensitivos.- que recogen la excitación provocada a nivel de los receptores periféricos hasta los centros nerviosos.

Motores.- que conducen el influjo nervioso de los centros a los órganos efectores (glándulas, músculos); son centrífugos (motor ocular externo).

Mixtos.- en cuya estructura se diferencian fibras sensitivas y motoras (nervios raquídeos).

Sensoriales.- vinculados con los receptores exterioceptivos; transmiten a los centros nerviosos los estímulos recogidos por aquellos y las respuestas elaboradas por los respectivos centros.

LA ACTIVIDAD FUNCIONAL DEL SISTEMA NERVIOSO COMO RESPUESTA A LOS ESTÍMULOS

Un estímulo es un cambio ambiental capaz de desencadenar una respuesta determinada por parte de un organismo. La diferencia estriba en la capacidad de percibir diferentes intensidades del estímulo, y el nivel mínimo para desencadenar la respuesta es el umbral del estímulo.

El estímulo hace reaccionar al receptor provocando una alteración.

Los actos reflejos

Son actos simples. Es una unidad funcional que se produce como respuesta a estímulos específicos recogidos por neuronas sensoriales. Siempre significan una respuesta involuntaria, y por lo tanto son automáticos, no controlada por la conciencia.
Para que un reflejo se produzca es necesaria la intervención de tres estructuras diferenciadas, pero que se relacionan con el estímulo que va a provocar la respuesta y con la respuesta misma. Ellas son:

RECEPTORES -----> NEURONA -----> EFECTORES

Los receptores están constituidos por un grupo de células que se encuentran en los órganos, o en la piel; otras veces integran órganos complejos, como los órganos sensoriales.

El estímulo

Es todo cuanto puede provocar una reacción; para que el receptor actúe es necesario que en su medio intervenga la acción de un estímulo. Los estímulos excitan las terminaciones nerviosas capaces de capturar la excitación que producen. Los hay de naturaleza variada: físicos (luz), químicos (un ácido), mecánicos (un pinchazo), fisiológicos (la alteración en un órgano), y para que actúen es necesario que lo hagan con determinada intensidad. A la intensidad mínima necesaria de estímulo capaz de provocar una reacción se la denomina umbral estimulativo.

Sistema Nervioso Central

Una vez captado el estímulo comienza la actividad, cuyo resultado será el acto reflejo. Para que éste se produzca es necesario un recorrido a través de estructuras anatómicas. Éstas constituyen el arco reflejo.
EL ACTO REFLEJO
El acto reflejo exige la puesta en actividad del receptor, de la vía oferente, del centro elaborador o neurona (situada en la sustancia gris), de la vía oferente y del efector.
Al recibir el estímulo, el receptor entra en actividad y produce Impulsos nerviosos que son recogidos por la vía oferente, formada por fibras o nervios sensitivos que llegan a la neurona sensitiva ganglionar y conducen los impulsos hasta el centro elaborador.

El centro elaborador es el que, al recibir el impulso, lo regula, lo modifica y lo transforma, es decir, hace de la acción una reacción y ésta regresa por la vía eferente formada por neuronas motoras cuyas reacciones son transportadas por las fibras motoras de los nervios hasta el efector.

El efector es quien nos da a conocer la respuesta que produce el organismo frente al estímulo (por ejemplo, retiro la mano que coloco sin advertirlo sobre un cuerpo caliente).

Entendemos que el acto reflejo es una actividad funcional, y el arco reflejo lo constituyen las estructuras anatómicas, que participan para que el acto reflejo sea posible.

El reflejo estudiado pertenece a la forma más simple de la actividad nerviosa, por intervenir sólo tres neuronas: una sensitiva, motora y la otra de asociación. Puede ocurrir que se interpongan más neuronas, las de conexión: es el arco reflejo compuesto, en el que intervienen una neurona sensitiva, una motora y, entre ellas, neuronas intercalares y de conexión.

Este reflejo se produce en los organismos superiores. En la médula espinal la neurona sensitiva se encuentra en el ganglio nervioso.

La médula espinal .-es centro nervioso para los reflejos simples, y las neuronas radiculares sensitivos intercalares y motoras son las que actúan en la producción de la respuesta. Por ejemplo el reflejo rotuliano.

En la mayoría de los arcos reflejos de los mamíferos, y fundamentalmente en los que se producen en el hombre, existe una verdadera cadena de neuronas intercalares, adquiriendo así el arco reflejo complejidad estructural al igual que la respuesta.

Entre los reflejos medulares, es decir, los producidos por la actividad motora de la sustancia gris, citamos el reflejo plantar, el reflejo aquíleo (los centros están a nivel de la región sacra), el reflejo rotuliano (médula lumbar) y el reflejo abdominal (dorsal). Estos reflejos actúan sobre órganos de la vida de relación, y se ponen de manifiesto al provocar estímulos en la zona plantar, en el tendón de Aquiles, en el tendón rotuliano, en las paredes laterales del abdomen.

La intensidad con que se manifiestan estos reflejos disminuye o aumenta en ciertas enfermedades, razón por la cual son utilizados en el control médico.

LAS LEYES DE LOS REFLEJOS
Por otra parte, los reflejos tienen características que los determinan:
· El aumento de intensidad en un estímulo provoca una mayor excitación y ésta conduce a un mayor aumento de reflejos. El fisiólogo Pflügger efectuó experiencias en animales de laboratorio. Sus conclusiones lo llevaron a formular las leyes de los reflejos, que resumimos:

  • Ley de unilateralidad.- que es la primera respuesta obtenida ante la aplicación de un estímulo cuya intensidad sea suficiente para provocar la excitación; por ejemplo: el movimiento de la pata posterior de una rana decapitada.
    - Respuesta: el animal contrae ese miembro.
    - Ley de simetría:- al aumentar el estímulo aplicándolo en la misma zona que el anterior, se contrae el otro miembro posterior simultáneamente con el primero. Es decir, se produce simetría.
    - Ley de irradiación:- al aumentar más el estímulo, la contracción se observa en los cuatro miembros.
    - Ley de generalización:- con mayor cantidad estimulativa se contrae todo el cuerpo del animal.

No todos los reflejos son producto de un aprendizaje previo; existen reflejos innatos, que son los no aprendidos y que tenemos al nacer. Por ejemplo: el reflejo de succión, de secreción lagrimal, de tos, estornudo, hipo, secreción salival, etc. Son los reflejos no condicionados, heredados o congénitos, y se relacionan de modo directo con el mantenimiento del ciclo de vida y de perpetuación.

Lo reflejos que exigen un aprendizaje previo, no heredados, son los reflejos adquiridos, que se producen como respuesta a experiencias realizadas y se adquieren por asociación. Fueron estudiados experimentalmente por el fisiólogo ruso Juan Pavlov. Se caracterizan porque no son permanentes, desaparecen por un tiempo o se pierden fácilmente. Se producen sobre otro reflejo incondicionado ya existente.

Por ejemplo, la secreción salival al son de una campana que nos recuerda la hora de comer, aunque no veamos la comida.

En la formación de estos reflejos interviene siempre en algo la corteza cerebral; son específicos, es decir, responden al estímulo condicionado que se utilizó para provocarlos. Este tipo de reflejos representa una fuente valiosa y continua de experiencias en beneficio de quien los posee y actúan siempre como resultado de una experiencia, por ejemplo la práctica de la natación, o de esquiar.

Los reflejos bulbares

De ellos depende la continuidad de la vida vegetativa, como por ejemplo:

El centro respiratorio.
El centro cardíaco.
El centro vasomotor
El centro de la masticación.- deglución, del vómito, salivación.
El centro de la tos.- fonación, estornudo.
El centro de control.- de la glucosa.
El centro de control.- de la transpiración, térmico.
El centro de control.- de los movimientos viscerales, palpebral, gástrico.
El centro de control.- de los movimientos laterales del ojo.

Los reflejos de la protuberancia.

La protuberancia es un centro sensitivo vinculado a expresiones emocionales reflejas: llanto, risa, gritos, es decir, es centro de las expresiones no controladas por la voluntad. Interviene juntamente con otros centros nerviosos en la coordinación refleja que regula el equilibrio y la locomoción.

Los pedúnculos cerebrales.

Su función es conductora por fibras ascendentes de la médula, bulbo, cerebelo y descendentes del cerebro, y es centro de reflejos localizados en los núcleos grises.

Los tubérculos cuadrigéminos superiores actúan en reflejos visuales, por ejemplo la constricción de la pupila ante una fuente de luz intensa; los inferiores intervienen en reflejos auditivos del equilibrio y permiten la acomodación del pabellón de la oreja en los animales, en relación a la dirección del sonido.

Todas las partes del mesencéfalo son origen de algunos pares de nervios craneanos.

El cerebelo. Es el encargado de la coordinación muscular, permanente, precisa, armónica y equilibrada para todos los movimientos voluntarios.

Cada uno de ellos exige que simultáneamente un grupo muscular se relaje, otro se contraiga y otros mantengan su tono.

Si bien es cierto que el cerebro interviene en esta función, el principal responsable es el cerebelo.
Su función es cinética por intervenir en el movimiento y estática por interferir en el equilibrio automático. Así es que:

Si experimentalmente o por enfermedad se lesiona el cerebelo, los movimientos se manifiestan inseguros, imprecisos, titubeantes; es la ataxia cerebelosa.

Si se pierde la noción de distancia hasta un objeto es la dismetría.

Si se desconoce la posición de los miembros y no se puede manejarlos de modo opuesto y sucesivo, es la adiadococinesia.

Si la incoordinación muscular afecta a los músculos de la fonación y la expresión oral es confusa y poco clara, es la disartria.

Si las masas musculares al moverse tiemblan, por flaccidez, por pérdida del tono muscular, es la atonía.

Los canales semicirculares del oído interno están en relación con el cerebelo, y de esta forma influyen, asimismo, en el mantenimiento de la postura correcta.

Si el cerebelo se lesiona , el enfermo al intentar caminar tambalea; si quiere permanecer de pie debe separar sus piernas considerablemente.