Sistema nervioso y acto reflejo

Músculos. Equilibrio. Estímulos. Reflejos. Impulsos nerviosos

  • Enviado por: Fernando Castro
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 2 páginas

publicidad

Trabajo de biología

Tema:

Sistema Nervioso y los Actos Reflejos

Nombre:

Curso:

Colegio:

Año:

1998-1999

Sistema Nervioso y los Actos Reflejos En este vídeo nos indicaron que para no perder el equilibrio subiendo las escaleras trabajan muchos músculos y nervios que hacen que una persona suba sin riesgos de caerse. Con la música se puede lograr un mejor equilibrio, como es el caso de las bailarinas de ballet que se mueven al ritmo de la música sin perder el equilibrio.

Los reflejos tienen todos los músculos, si es que se golpea un músculo se contrae y se extiende.

Los estímulos van primero al cerebro y luego al sistema nervioso. El estimulo de reflejo puede reaccionarse del interior y así se contrae el músculo y se mueve. Los estímulos primero pasan por la célula nerviosa y luego van a la célula muscular.

Todos los movimientos son provocados por el cerebro.

El impulso llega a la célula muscular y permite el movimiento, si se impide este impulso el cuerpo no se mueve.

Cuando hay un defecto en las células musculares las personas se enferman y no podrían tocarse las partes del cuerpo que quieren.

Sistema nervioso, conjunto de los elementos que en los organismos animales están relacionados con la recepción de los estímulos, la transmisión de los impulsos nerviosos o la activación de los mecanismos de los músculos.

Reflejo, en fisiología, respuesta involuntaria que se produce en un organismo animal frente a un estímulo. En su forma más simple consiste en la estimulación de un nervio sensitivo (aferente) a través de un órgano de los sentidos o receptor, seguida de la transmisión del estímulo, por lo general a través de un centro nervioso, a un nervio motor (eferente). El resultado de este proceso es la acción de un músculo o glándula, que recibe el nombre de efector. Sin embargo, en la mayoría de las acciones reflejas el estímulo pasa a través de una o más neuronas intermedias que modifican y dirigen su acción, a veces hasta el punto de producir la actividad muscular de todo el organismo. Por ejemplo, un estímulo doloroso aplicado en una mano produce la retirada refleja de la mano, la cual implica la contracción del grupo de músculos que cierran el ángulo de la articulación (músculos flexores) y la relajación del grupo opuesto de músculos, que por lo general mantienen abierto el ángulo de la articulación (músculos extensores). Si el estímulo es fuerte, las neuronas que lo coordinan lo transmiten a los músculos del brazo, y también a los músculos del tronco y de las piernas. El resultado es un salto para retirar del estímulo doloroso, no sólo el brazo, sino todo el cuerpo.

Músculo, tejido u órgano del cuerpo animal caracterizado por su capacidad para contraerse, por lo general en respuesta a un estímulo nervioso. La unidad básica de todo músculo es la miofibrilla, estructura filiforme muy pequeña formada por proteínas complejas. Cada célula muscular o fibra contiene varias miofibrillas, compuestas de miofilamentos de dos tipos, gruesos y delgados, que adoptan una disposición regular. Cada miofilamento grueso contiene varios cientos de moléculas de la proteína miosina. Los filamentos delgados contienen dos cadenas de la proteína actina. Las miofribrillas están formadas de hileras que alternan miofilamentos gruesos y delgados con sus extremos traslapados. Durante las contracciones musculares, estas hileras de filamentos interdigitadas se deslizan una sobre otra por medio de puentes cruzados que actúan como ruedas. La energía que requiere este movimiento procede de mitocondrias densas que rodean las miofibrillas.

Existen tres tipos de tejido muscular: liso, esquelético y cardiaco.

La red nerviosa

Los nervios craneales se extienden desde la cabeza y el cuello hasta el cerebro pasando a través de las aberturas del cráneo; los nervios espinales o medulares están asociados con la médula espinal y atraviesan las aberturas de la columna vertebral. Ambos tipos de nervios se componen de un gran número de axones que transportan los impulsos hacia el sistema nervioso central y llevan los mensajes hacia el exterior. Las primeras vías se llaman aferentes y las últimas eferentes. En función de la parte del cuerpo que alcanzan, a los impulsos nerviosos aferentes se les denomina sensitivos y a los eferentes, somáticos o motores viscerales. La mayoría de los nervios son mixtos, es decir, están constituidos por elementos motores y sensitivos.

Los nervios craneales y espinales aparecen por parejas y, en la especie humana, su número es 12 y 31 respectivamente. Los pares de nervios craneales se distribuyen por las regiones de la cabeza y el cuello, con una notable excepción: el par X o nervio vago, que además de inervar órganos situados en el cuello, alcanza otros del tórax y el abdomen. La visión, la audición, el sentido del equilibrio y el gusto están mediados por los pares de nervios craneales II, VIII y VII, respectivamente. De los nervios craneales también dependen las funciones motoras de la cabeza, los ojos, la cara, la lengua, la laringe y los músculos que funcionan en la masticación y la deglución. Los nervios espinales salen desde las vértebras y se distribuyen por las regiones del tronco y las extremidades. Están interconectados, formando dos plexos: el braquial, que se dirige a las extremidades superiores, y el lumbar que alcanza las inferiores.

Conclusión:

Este vídeo nos a servido mucho para conocer mas a cerca de cómo funciona nuestro sistema nervioso, nuestros músculos, es decir como funciona nuestro cuerpo en general.