Sin vuelta atrás; Jordi Sierra i Fabra

Literatura infantil y juvenil. Acoso escolar e infantil. Bullying. Drama familiar. Investigación policial

  • Enviado por: Filete58
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 10 páginas
publicidad
publicidad

SIN VUELTA ATRÁS.

Autor: Jordi Sierra i Fabra.

Editorial: Ediciones SM

Colección: Los Libros de Jordi

Edición: 6ª Edición

Fecha de Publicación: 2010

Lugar de Publicación: Madrid, España

Nº de páginas: 205 (30 de su autobiografía)

1.

Iba un señor llamado Tobías paseando por la playa y admirándose con la belleza del mar y de los acantilados, como siempre. Pero de repente vio algo fuera de lo normal en la orilla de la playa, una mancha roja. Cuando se acercó más se dio cuenta de que era Jacinto, un chico del pueblo. La gente empezó a especular sobre si se había caído o lo había tirado alguien, pero nadie se sospechaba que se hubiera suicidado.

Mientras tanto en el colegio Miguel Ángel y Cecilia se empiezan a preocupar porque no ha ido a clase, aunque le restan importancia pensando que lo ha hecho para no tener que soportar otra paliza de los matones de su clase: Salva, Segis, Cafre y Alan.

La madre de Jacinto, estaba en casa tranquila cuando empieza a escuchar unos gritos procedentes de la calle y encuentra en la habitación de Jacinto una carta que pone “LO SIENTO”.

Su padre estaba trabajando con su hermano cuando oye que alguien le dice que se reúna con su mujer porque algo muy importante ha pasado. Esta estaba en el ambulatorio y le cuenta lo ocurrido. Van a hacerle la autopsia porque creen que se ha tirado él mismo pero el padre se niega a que lo toquen.

La noticia llega a oídos del director y le comunica a todos los alumnos que tienen que irse porque Jacinto ha muerto. Miguel Ángel evita a su madre para que no le pregunte lo que ha pasado porque está muy triste, de la misma manera que Cecilia, que llega llorando a su casa. Mientras tanto, los matones se preguntan qué es lo que puede haber pasado y Alan se siente fatal por lo que le ha hecho.

Los padres de Jacinto y la policía, cuando decidieron examinar el cuerpo, se encontraron un montón de hematomas por todo el cuerpo, y cuando el hermano lee la carta que él les había dejado, en la que ponía todo lo que le habían hecho pasar Salva, Segis, Cafre y Alan; se da cuenta de que ha estado sufriendo acoso, y se va dispuesto a matar a los culpables.

Los acosadores se dan cuenta de que han tenido que ver y van a hacerle la pelota a Miguel Ángel para que no le cuente nada a la Guardia Civil, pero éste no les cree.

Los profesores Manuela y Osvaldo también lo sabían, y, después de reflexionar, deciden hablar con Miguel Ángel, que se niega, así que lo intentan con Cecilia, y ella les cuenta que le daban palizas a diario.

El hermano de Jacinto va a la casa de Salva a con una escopeta a matarlo por lo que le ha hecho pero su madre le convence de que no lo haga.

Después de hablar con sus padres, Segis se entrega a la policía. Y la Guardia Civil, después de haber leído la carta y hablado con Cecilia, decide interrogar a Salva, Cafre y Alan.

La historia termina así, esperando un juicio para los cuatro acosadores.

2.

Jacinto: Es el protagonista de la historia. No lo describe físicamente. Tiene 14 años y sufre las palizas de sus compañeros de clase a diario hasta que decide suicidarse. Tenía 2 hermanos y él era el mediano.

Miguel Ángel: Un chico de 14 años, el mejor amigo de Jacinto, que lo pasa muy mal a su muerte, y que también es humillado por sus compañeros por su problema de obesidad.

Cecilia: Una chica inteligente de 14 años. Una de las mejores amigas de Jacinto que da la cara y pasa mucho tiempo con él. Se lleva bastante bien con los profesores.

Salva: Es el líder del grupo de acosadores de Jacinto y hace que sus amigos se sientan bien acosando a los demás como lo hace él.

Segis: El mejor amigo de Salva y le hace caso en todo lo que dice, aunque finalmente se entrega a la policía.

Cafre: (Carlos Freser). Es el más grande del grupo, y parece un poco tonto, sus amigos se aprovechan de él tratándolo como a una marioneta.

Manuela: Es su profesora de lengua, la que más se fija en la situación de la clase. Les tiene manía a los cuatro matones y cuando muere Jacinto, hace todo lo posible para hablar con Cecilia y Miguel Ángel, con el fin de descubrir lo que ha pasado.

Patricio: Es el hermano mayor de Jacinto, le afecta mucho la muerte de su hermano. Trabaja en una obra con su padre. Cuando era pequeño era el mejor amigo del hermano de Salva, y ellos dos también humillaban a sus compañeros de clase.

3.

Fragante: De olor agradable y suave.

Sesgo: Oblicuidad o torcimiento de una cosa hacia un lado, o en el corte, o en la situación, o en el movimiento.

Hematoma: Acumulación de sangre en un tejido por la rotura de un vaso sanguíneo.

Antesala: Pieza delante de la sala o salas principales de una casa

Dispensario: Establecimiento destinado a prestar asistencia médica y farmacéutica a enfermos que no se alojan en él.

Resignación: Entrega voluntaria que alguien hace de sí poniéndose en las manos y voluntad de otra persona.

Bravucón: Esforzado solo en la apariencia.

Ambiguo: Dicho de una persona; que, con sus palabras o comportamiento, vela o no define claramente sus actitudes u opiniones.

4.

Jordi Sierra i Fabra nació el 26 de Julio de 1947 en Barcelona. Era tartamudo, por eso lo maltrataban en el colegio. A los 8 años tuvo un accidente grave y, mientras se recuperaba en el hospital, empezó a escribir. Su padre no quería que lo hiciera, porque no tenía futuro, pero a los 12 años, escribió una novela de 500 páginas. De los 16 a los 22 años trabajaba de día y estudiaba por la noche para aparejador. A partir de 1968 empezó a publicar artículos en La Prensa de Barcelona y en el Nuevo Diario de Madrid, y así pudo dejar el trabajo y los estudios. Llegó a poseer 5 revistas (El Gran Musical, Disco Express, Popular 1, Top Magazine y extra) y un programa de radio (El Gran Musical de la Cadena Ser). Su primer libro editado fue Historia de la música pop, en 1972, desde entonces se volvió a dedicar a la novela, y así ganó el Villa de Bilbao en 1975 y el Ateneo de Sevilla en 1979. La ultima revista en la que colaboró fue “Super Pop”, en 1977.

Ha superado los 300 libros escritos de todos los géneros, ha sido traducido a 25 idiomas, ha vendido en España 9 millones de libros y ha ganado dos docenas de premios literarios. En 1980 ganó el Gran Angular de Literatura Juvenil con el libro “el cazador”. Así llegó a Ediciones SM y empezó a dar charlas en las escuelas.

Su último proyecto ha sido crear la fundación Jordi Sierra i Fabra de ayuda a jóvenes escritores y convocar un premio literario para menores. En Colombia también ha impulsado la Fundación Taller de Letras Jordi Sierra i Fabra para Latinoamérica para fomentar la lectura y estimular la creación literaria.

5.

El tema sobre el que está escrito el libro es el bullying.

Bullying es un término inglés que significa acoso u hostigamiento escolar. Es cualquier forma de maltrato psicológico, verbal o físico producido entre escolares de forma reiterada a lo largo de un tiempo determinado.

Opino que es un problema que debería solucionarse desde el momento que surge porque puede tener consecuencias trágicas. Si no se ataja a tiempo puede dar lugar, en el peor de los casos, al suicidio de la víctima del bullying. Pienso que se deberían tomar medidas a tiempo. La primera de ellas sería proteger a la víctima de los acosadores y denunciar el caso.

No conozco ningún caso grave en mi colegio, pero sé de un caso que ocurrió en Alicante en 2005. Una joven de 16 años se precipitó por un puente de 25 metros de altura (El puente de la libertad), que se encontraba en las inmediaciones de su colegio. Hace 5 meses sus padres denunciaron en la comisaría de Elda que varias compañeras pegaron, insultaron y amenazaron a su hija a la salida del colegio, llegando incluso a tirarla de su motocicleta. El comisario de Elda, Ignacio Gómez, dijo que lo ocurrido fue “una agresión entre chiquillas”. Al salir de clase, fue al dentista, y, después de arrojarse por el puente, fue trasladada al hospital de Elda, donde falleció varias horas después.

6.

Jokin fue un joven de 14 años que sufría bullying. El 21 de septiembre de 2004, de madrugada, subió con su bici a la muralla de Hondarribia (el pueblo donde vivía), y se arrojó después de haber estado sufriendo durante un año las vejaciones y malos tratos de sus compañeros de instituto. Antes de hacerlo, dejó una carta diciendo “Libre, oh, libre. Mis ojos seguirán aunque paren mis pies”. Todo empezó cuando un día sufrió una descomposición y sus compañeros empezaron a tirarle rollos de papel higiénico que, para colmo, la profesora le obligó a recoger. Le acribillaban a balonazos y le sometían a palizas, jaleadas por sus compañeros y con la complicidad de los adultos, que piensan que son “cosas de niños”. La audiencia de Guipúzcoa, al comprobar que el cuerpo presentaba hematomas previos a la muerte, condenó a los ocho acosadores por un delito de inducción al suicidio.

7.

“Los distintos” son las personas que, por algún rasgo físico o por su carácter tímido son excluidos por los demás, porque lo consideran diferente. Son el objetivo de los acosadores porque suelen estar aislados y no tienen la ayuda de otros compañeros.

Para que estos sucesos no ocurrieran sería necesario que los acosadores se mentalizaran del daño que causan y que con este maltrato sistemático, se puede acabar con la vida de una persona.

8.

Emilio Calatayud Pérez es un magistrado español, juez de menores de Granada, conocido por sus sentencias ejemplares. Estas, en vez de cárcel o de privación de libertad, son condenas a servicios sociales que ayudan a los jóvenes a darse cuenta de la infracción que han cometido y a corregirla.

Algunas de sus sentencias más conocidas son: Condenó a un joven que había “crackeado” varias empresas a recibir cien horas de clases de informática, obligó a aprender a leer a un muchacho analfabeto acusado de robar material de construcción, e impuso a un chaval que conducía una motocicleta sin seguro el castigo de tener que dibujar un comic relatando el delito que había cometido.

El castigo que yo impondría a un acosador escolar sería el escarnio público, que todo el mundo conozca que es un maltratador y que fuera aislado y vilipendiado como sus víctimas.

9.

Se le llama la generación de la frustración porque su infancia ha estado llena de facilidades y han conseguido muchas cosas sin esfuerzo, y en el futuro, no es fácil conseguir los objetivos, así que, cuando no consiguen todo lo que quieren, se frustran. También lo hacen por la falta de expectativas y un futuro incierto.

10.

La historia no me ha gustado porque el suicidio de Jacinto es muy triste y. Además el desarrollo de la historia me ha resultado muy lento, porque en 200 páginas de libro, lo único que ocurre es la reacción de las personas cercanas a él. El final tampoco me ha gustado porque lo deja demasiado en el aire, y no te da una idea de cómo va a acabar la historia.