Sexualidad

Sexología. Evolución histórica. Mundo moderno. Estructura de la personalidad. Desarrollo de la líbido. Complejo de Edipo. Sexopatías. Bisexualidad. Homosexualidad. Voyeurismo. Fetichismo. Pedofilia. ETS (Enfermedades de Transmisión Sexual). Educación sexual

  • Enviado por: Rosyta
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 32 páginas
publicidad
publicidad

1. INTRODUCCIÓN

1.0 SEXUALIDAD Y MUNDO MODERNO

En la actualidad existen países desarrollados, subdesarrollados y en vías de desarrollo. En este aspecto nos referiremos a la sexualidad en los países desarrollados aunque en todos domina una apetencia común por dicho concepto, por lo que su universalidad es patente.

Vivimos en un mundo tan “erotizado” que ya empieza a producirse una cierta alarma en los sectores más progresistas. Se ha convertido en manía, en una enfermedad y cada vez con mayor acentuación, los niños sustituyen los libros corrientes por aquellos con grandes signos de erotismo.

También el sexo se ha convertido en un elemento esencial en algunas culturas como la americana, aunque en Europa su penetración ha sido masiva igualmente.

Hoy día la sexualidad es una sexualidad de consumo en tanto que existe la necesidad de aumento de la misma y exige el acceso del mayor número de seres humanos. Ya solo el tiempo libre es privado, en el cual a cada uno le pertenece lo suyo y al depender cada vez menos de la función reproductiva, se privatiza más y más. Se trata de lograr un placer sin arrepentimiento y ya no se busca la aventura sexual o la exaltación del ser.

Otro hecho que hace que el acto sexual, en su faceta más “dulce”, sea más fácil de concebir es que el hogar se deshace por completo debido al trabajo simultáneo de la pareja y a la emancipación de la mujer por lo que esa sensación de seguridad emocional se pierde.

Condición de la mujer en el mundo contemporáneo

Esta condición de la mujer ha cambiado a causa del cambio de actitud histórica del hombre más que por otros hechos.

Así la mujer ha tomado conciencia de sí misma y quiere participar activamente en la sociedad y esto se refleja en el plano sexual ya que emocionalmente es más estable.

Las diferencias frente a los hombres son muy débiles aunque aún existen algunas, pero estamos de acuerdo que el cambio ha sido impresionante.

Para ellas, la mujer es como “otro ser” diferente pero no inferior, asumiendo la naturaleza y determinándose así mima.

En cambio, para ellos, la mujer no es un ser diferente, sino inferior, como si ocupase un escalón más bajo y es debido a su inferioridad anatómica patente, que ella envidia desde que era una niña.

Como vemos esa mínima desigualdad está determinada genéticamente y poco podemos hacer por remediarla, aunque en el plano que nos interesa la mujer ha subido muchos escalones y está situada a la misma altura que el hombre.

1.1 EVOLUCION E HISTORIA DE LA SEXUALIDAD

1.1.1 Documentos sobre la vida sexual

Existen, por fortuna, unos primeros testimonios sobre algún aspecto sexual como son la aparición de estatuillas u objetos en el que se hallaban personas desnudas pero por desgracia solo podemos limitarnos a describirlos a partir de su descubrimiento. Según algunos autores estas primeras figuras tenían un fin único de representación de la maternidad y otros sostienes que estas estatuillas abundarían por un deseo del hombre de ver a la mujer desnuda.

En este contexto algunos documentos literarios testifican la practica de la promiscuidad en esa época (convivencia desordenado entre personas de distinto sexo) en el que personas y animales vivían al mismo ritmo los niños no sabían quienes era su padre.

Esta teoría no está fuertemente sostenida y correspondía a la fase más baja del desarrollo.

También apareció el término de matriarcado descubierto por un autor Suizo (Predominio o mayor autoridad de la mujer en una sociedad) y estaba sustentada como fase imprescindible en la evolución humana.

1.1.2 La sexualidad en las primeras civilizaciones

Destacar que la sexualidad en las primeras civilizaciones estaba relacionada con la pertenencia a una clase social u otra así por ejemplo un hombre de clase baja no podía mantener relaciones con una mujer de clase alta.

Entre algunas de las leyes que hacen referencia a esta época decir que el matrimonio podía ser disuelto por decisión judicial o el adulterio y divorcio, aunque era considerado delito, no era castigado.

A continuación destacamos algunas de las civilizaciones de nuestra historia para comprender mejor el pasado la sexualidad:

- India

En India aparece la lección de amor más antigua, el kamasutra, en el que aparecen distintas tácticas y técnicas para la unión sexual. Este manual tenía como uno de sus objetivos principales hacer ver al varón que la participación de la mujer en la placer es uno de los ingredientes fundamentales en la sexualidad.

- Roma y Grecia

En la mitología griega a la mujer se le concede un papel preponderante, lo sexual era una necesidad natural.

Existía una forma de unión muy primitiva en la que la mujer aporta consigo una esclava en caso de que resulte estéril, la mujer depende en todo de su marido y si éste muere, su hijo puede cederla a otro marido, quedarse con ella o devolverla a su antigua casa.

La evolución de la cultura griega modificó los modos de comportamiento sexual y los griegos crearon un ideal de belleza femenina en la que la mujer se hace más esbelta. Destacar también por último que la heterosexualidad, la homosexualidad y la prostitución eran las formas más corrientes de la actividad sexual.

En Roma la mujer cuenta con más privilegios y se creó el régimen de separación de bienes. La infidelidad no era un drama dando lugar como máximo al divorcio, muy utilizado en esa época. La prostitución se extendió con rapidez y abundancia.

Es en Roma donde encontramos el 2º manual famoso del arte amatorio, Ovidio y su Ars amandi es un espejo nítido que refleja tal comportamiento de la época. Él destacaba que ya no resultaría placentero conquistar a la mujer fácil sino que había que buscar el riesgo, amar al borde del peligro, es decir, por ejemplo amar a mujeres casadas.

- El cristianismo y la nueva moral sexual

En esta etapa, en el que los 1º cristianos tuvieron que vivir en unas condiciones de clandestinidad y de dureza a causa de la lucha contra los romanos, San Pablo sentó las bases del nuevo comportamiento sexual en el que la soltería y el menosprecio a la relación sexual empezó a apuntarse. Se siguió manteniendo a la mujer como esclava del marido y se inició igualmente una etapa de castidad y de la virginidad en la que era necesario mortificar la carne.

1.1.3 El marido y el amante en la Edad Media

En esta etapa el matrimonio había matado al amor, ya que la mujer pasó a formar el escalón más bajo de la sociedad, a la cual no le pertenecía ni su cuerpo ni su destino. Resurgió el culto del erotismo reflejado en la literatura y en las canciones de los juglares, al igual que el matrimonio empezó a concebirse como algo temeroso en el que se prefería una relación de amantes.

- La vida amorosa de los Trovadores

Los trovadores mantenían el culto a la relación sexual, presente en toda la producción literaria y afirmaban que un hombre solo podía ser considerado como tal si había logrado un numero importante de conquistas femeninas.

Entre los trovadores, la infidelidad de la esposa era considerada de diversas formas y no había una norma a seguir en tal caso por lo que el matrimonio estaba siempre sumergido en crisis. Añadir por ultimo que los órganos sexuales de la mujer quedaban clausurados por una pieza que se cerraba con un candado.

- Prostitución

La prostitución en la Edad Media significó una válvula de escape para las clases bajas e incluso para las altas aunque no era fácil llegar o acceder a tal deseo.

La prostitución floreció debido a que los hombres deseaban multiplicar sus experiencias sexuales y la minoría de mujeres estaban dispuestas a ello. La prostitución cobró gran importancia y fue tan numerosa que no se pudo parar.

1.1.4 Fin de una época, anuncio de unas nuevas costumbres

El mundo se hallaba en una profunda crisis debido a las enfermedades y guerras que provocaban una disminución de la población y había una necesidad por aumentar la población. Los temas, respecto al erotismo, en esta época permanecieron pero desaparecieron las formas trágicas de la Edad Media. Lo que se pretendía era pasar a la normalidad y romper con algunas tendencias pasadas.

- Don Juan entra en la historia

Durante un largo periodo de tiempo se entra en una fase de austeridad externa y de represión de las costumbres y es en este ambiente cuando surge un personaje mundialmente famoso, que explica, con su comportamiento sexual, la negación oficial.

Este personaje, conocido como “El Don Juan” tiene una imagen de continua insatisfacción sexual, alternando muchachas vírgenes con mujeres casadas sin llegar nunca a la violencia sexual y cuya única pauta de conducta se basa en la cantidad y en la capacidad de conquista.

- La nueva ciencia de lo sexual

Durante miles de años, el desconocimiento sobre la relación cópula-fecundación era asombroso y siempre se trataba de demostrar la inferioridad de la mujer sobre el hombre. Estas teorías antifeministas fueron cayendo poco a poco debido al descubrimiento de los espermatozoides y sus funciones gracias a unas potentes lentes.

Poco a poco surgieron autores que fueron publicando normas sobre el comportamiento hacia la mujer.

- La Revolución francesa y la mujer

En esta etapa, el papel de la mujer era condenado y solo se degradaba al acto sexual y parecía que la mujer no pintaba nada en la Revolución aunque algunos defendían a la mujer y promulgaron algunas leyes a favor de las mujeres.

La revolución dividió el matrimonio en sacramento y en un contrato y el divorcio fue parcialmente apoyado.

1.1.5 Nace una actitud de revisión

Esta actitud nace gracias a la Revolución Francesa e Industrial y gracias también a las constantes migraciones.

En el S. XIX la mujer se convirtió en problema de la investigación científica aunque esto no cambió su situación respecto a los hombres y por ejemplo, los trabajos pesados los debía de realizar ella con consecuencias penosas en su salud e imagen.

Muchas de ellas se encontraban esclavizadas y eran seducidas por sus amos y después arrojadas a la calle. La búsqueda de un novio era un mero oficio y debían de contentarse con lo que les llegaba, ya que ellas no podían salir a buscarlo sino que debían de esperar a que alguien llame a su puerta.

Así la mujer se convertía en un juguete para el marido, a veces peligroso para el marido.

- La caza del marido

En esta época, toda su educación consistía en perfeccionar la táctica de cazar al marido, de asegurarse el matrimonio y la subsistencia. La mujer era un objeto sexual pasivo y matrimonialmente un ser colocado en dependencia.

Para la mujer era muy difícil cazar al marido ya que le dejaban muy pocos instrumentos de agresividad, además debían de cuidar su comportamiento y su forma de expresión, así la mujer tenía que esperar a que el caballero se le declarase por lo que se le cerraban todas las puertas de elección.

- La rebeldía de las mujeres

Esta rebelión partió de las mujeres de la clase media ahogadas en la inactividad y en la humillación sexual. El matrimonio fue atacado ya que muchas mujeres no encontraron la solución en él.

Esta rebeldía surgió por la necesidad de una mejor preparación y una participación más activa en la vida de la sociedad.

Esta lucha encontró sus peores enemigos en ellas mismas ya que muchas criticaban que las protestas les traerían males peores.

La verdad es que las feministas solo formaban una pequeña minoría, muy despreciada pero sentaron la primera piedra para una ascensión de la mujer a una posición auténticamente humana.

1.1.6 El auge de las ciencias en la sexualidad

En una época en el que los valores intelectuales y morales estaban sometidos a una profunda criba, además de unas condiciones económicas y sociales cambiantes, es cuando aparece una manera distinta de comprender la vida y nuevas actitudes.

Un autor de la época (Weininger) afirmó que el acto sexual era una bestialidad y una inmoralidad pero no detalló lo que propuso y fue un arma de doble filo ya que solo le dejaba a la mujer la maternidad o la prostitución.

La mujer no debe de dejar la sexualidad de lado, sino hacer desaparecer las condiciones sociales que hacen de la sexualidad.

  • TEMA UNIVERSAL, ¿POR QUÉ?

  • Hemos comentado brevemente en la introducción la universalidad de la sexualidad en cuanto que acontece a todo el mundo, tanto en países desarrollados como subdesarrollados. El tema de la sexualidad y el erotismo está presente en todo momento en nuestras vidas tanto de forma física como a través de cualquier medio, como puede ser un libro o la televisión.

    La sexualidad ha pasado de ser un tema tabú y un aspecto que cuesta que salga a la sociedad a formar parte de esta como cualquier otro tema y cada vez más se ha ido profundizando más en el tema.

    La sexualidad acontece y está presente en todas las edades aunque con conceptos diferentes, así a los niños pequeños, la información que se les da no es la misma que la que tiene un adolescente.

    En las escuelas y en demás lugares públicos se da mucha información sobre la sexualidad y nos parece algo corriente y no nos escondemos a la hora de aportar y cooperar.

    En definitiva, decir que, la sexualidad se ha extendido por todo el mundo de una forma y otra, formando parte de nuestro día a día, la cual ha ido poco a poco todos estos temores por salir a la sociedad de forma tan natural.

    2. ESTRUCTURA DE LA PERSONALIDAD

    2.0 INTRODUCCIÓN

    Antes de realizar un profundo estudio sobre la sexualidad es importante, en primer lugar, estudiar la estructura de la personalidad del niño o niña, sus orígenes y evolución (psicoanálisis), ya que ésta influye enormemente en la sexualidad de cada uno. Freud dijo que detrás de cada problema psicológico existe también otro problema sexual, y por ello para explicar este tema de la estructura de la personalidad nos basaremos especialmente en las teorías de este conocido psicoanalista, Sigmund Freud.

    2.1 LAS TRES INSTANCIAS DE LA PERSONALIDAD: EL YO, EL ELLO Y EL SUPER YO

    Sobre el psicoanálisis se han llevado a cabo numerosos estudios y se han presentado teorías muy diferentes, pero fue sobre todo en 1923 cuando Freud expuso una nueva teoría del aparato psíquico, que diferenciaba las tres instancias de la personalidad, y que sería la que adquiriría una mayor aprobación.

    Estas tres instancias son:

    - El Yo, formado por los elementos conscientes como la percepción, por elementos preconscientes como los recuerdos y el aprendizaje y por elementos inconscientes como los mecanismos de defensa, que sirven al hombre para protegerse de aquello que le resulta traumático y doloroso. El “yo” está dominado por el principio de realidad que tiene la misión de indicar en qué momento y en qué circunstancias pueden satisfacerse los deseos y los impulsos. Podemos decir que el “yo” es la parte más racional en el hombre.

    - El Ello, es la parte más primitiva de la mente. Está formado por todos los impulsos innatos como los relacionados con la sexualidad y la agresividad y por todos aquello deseos y recuerdos reprimidos que pasan a formar parte del inconsciente.

    Señalar que el “ello” está dominado por el principio del placer, según el cual toda la actividad psíquica tiene como finalidad conseguir el placer evitando las tensiones y reduciendo la excitación (sexualidad). Y que el principio del placer es controlado por el principio de realidad, ya que la realización de los deseos y de los impulsos no puede hacerse en cualquier momento y en cualquier circunstancia.

    Podemos clasificar al “ello” como la parte más irracional del hombre.

    - El Super-Yo, está formado por las prohibiciones familiares que se reciben durante la infancia y que se van interiorizando y asimilando formando una especie de moral que nos indica lo correcto y lo incorrecto. Podría decirse que el “super-yo” representa las normas, enseñazas de los padres, así como la educación recibida y la sociedad en general.

    2.2 EL DESARROLLO DE LA LIBIDO: FASES

    Ya introduciéndonos más profundamente en el concepto de sexualidad, hay que añadir que ésta aparece como un concepto difícil de definir. Su fuente de origen es siempre las misma, la libido, pero goza de una gran plasticidad con relación a los fines y objetos de los instintos sexuales, en razón de su transformación. Según Freud la libido es la fuerza impulsiva que representa el instinto sexual, la energía relacionada con todas las emociones que denominamos con el término amor, y que puede presentar diferentes alternativas según este dirigida a los objetos (libido objetal) o bien se dirija al propio Yo (libido narcisista).

    El desarrollo de la sexualidad, cuyo concepto clave es el de las zonas erógenas pasa por un determinado número de fases:

    - La primera etapa es la llamada oral, que va desde el nacimiento del niño hasta los 18 meses de vida, y se caracteriza porque el placer se concentra en la boca, ya que está constituida por manifestaciones de orden no genital, y de las cuales la más precoz es la succión.

    Si el primer “objeto” del bebé es el seno materno o la tetilla del biberón, tiende, sin embargo, a ejercitarse también sobre otros objetos o regiones del cuerpo, como son los labios, la lengua, el pulgar y el dedo gordo del pie. En estas condiciones, dichas .zonas orgánicas se convierten en erógenas, es decir, en generadoras de placer, aunque no se pueda hablar de un placer propiamente sexual.

    - La fase anal o sádica-anal comprendida desde los 18 meses hasta los tres o cuatro años de vida es la etapa en la que los niños aprenden a controlar sus esfínteres. En ella la satisfacción de la libido se encuentra ligada a la evacuación, además el niño muestra un marcado interés por todo el proceso de eliminación, tiende a tocar sus propios excrementos y prefiere juegos con sustancias que se parecen a los excrementos por su color, consistencia u olor.

    De todas formas, el niño suele renunciar pronto a la defecación como fuente de goce sensual, pues prontamente comenzará a considerarla como fuente de sentimiento de culpabilidad (cuando falta a las normas de limpieza que le son impuestas), o de satisfacción del deber cumplido, cuando, al contrario, la lleva a cabo adecuadamente. Además esta zona es también frecuente teatro de agresiones corporales, como las azotainas, el termómetro, los supositorios...etc.

    A propósito de la micción se plantean idénticos problemas, pero, en este caso, su valor sexual se hace más patente, pues la contigüidad anatómica favorece la inclusión de lo no genital en lo sexual y hace de los órganos encargados de la función un centro de sensaciones y de interés.

    - La fálica, o tercer estadio, va desde los tres o cuatro años hasta los seis o siete; en esta época, el disfrute se concentra en los genitales, en el pene en el niño y en el clítoris en la niña. Las tensiones se descargan mediante la masturbación, que se acompaña de visiones ilusionarías. En esta época aparece en el niño la angustia de la castración y en la niña el deseo de un pene, en correlación con el desarrollo del complejo de Edipo.

    - La etapa de latencia, a partir de los 6 años hasta la pubertad, es una etapa de transición hacia otras más difíciles. Los jóvenes comienzan a adoptar los roles de género y desarrollan el superego (Super-yo). Pueden socializarse, desarrollan habilidades y aprenden acerca de ellos mismos y la sociedad. Es una etapa de gran aprendizaje.

    - La etapa genital, abarca toda la adolescencia y la edad adulta. En esta fase los cambios fisiológicos de la pubertad realimentan la libido. Aparecen relaciones tanto heterosexuales como exogámicas y es la última etapa antes de entrar en la adultez.

    Como conclusión, hay que destacar que las primeras etapas, la oral, anal y fálica son las que tendrán una mayor repercusión en el comportamiento sexual del adulto.

    2.3 CONCRECIÓN DE LA SEXUALIDAD: COMPLEJO DE EDIPO Y BISEXUALIDAD

    En el desarrollo sexual, es esencial el complejo de Edipo, que tiene lugar en la fase fálica, es decir, entre los tres y cinco años.

    Este mito ilustra tal y como lo hizo Sigmund Freud, la complejidad de sentimientos que recaen en los padres y los vínculos familiares en determinada edad del desarrollo. Tanto para el niño como para la niña se entrelazan el amor, el odio, los celos, la rivalidad hacia ambos padres en una búsqueda por encontrar la propia identidad y reasegurarse la existencia como individuos en relación con otros. Este Complejo desempeña un papel fundamental en la estructuración de la personalidad y en la orientación del deseo sexual, y según la forma en que el sujeto resuelve este conflicto aparecerán o no perturbaciones neuróticas posteriores.

    El Complejo de Edipo es el “conjunto organizado de deseos amorosos y hostiles que el niño/a experimenta respecto a sus padres”. En su forma llamada positiva, el complejo se presenta como en la historia del Edipo Rey. El niño se enamora de su propia madre, provocando rechazo hacia la figura paterna, ya que considera a su propio padre como un rival y teme ser castigado con la castración por querer que éste desaparezca. En su forma negativa, se presenta a la inversa, amor hacia el progenitor del mismo sexo y odio y celos hacia el progenitor del sexo opuesto.

    En el caso de la niña ocurre lo mismo, ésta se enamora del padre y quiere que la madre se vaya y se considera castigada por no poseer pene.

    Ambos, tanto niño como niña desean excluir a todos los demás de la relación que tienen con el padre que es objeto de su amor.

    Estos deseos de muerte o desaparición del padre del sexo opuesto provocan un profundo sentimiento de culpa.

    El conflicto ira perdiendo fuerza, es decir, el niño renunciará a poseer a la madre en la medida que se sienta ligado al padre por un fuerte afecto, por el temor de ser castigado por el y también debido a ese sentimiento de culpabilidad. De esta, manera la madre deja de ser todo para el niño, el cual realizará un desplazamiento de su sentimientos amorosos hacia otros objetos o personas.

    En cuanto a la niña sucede lo mismo, esa culpa inconsciente y la prohibición del incesto hacen que ésta desplace su iniciativa y curiosidad hacia ideales deseables y metas prácticas e inmediatas, y hacia la realización de cosas. Así se olvida el Complejo de Edipo.

    Además, Freud añade que las formas de encarar este Complejo tendrán mucha importancia a la hora de la elección del objeto sexual del adulto, es decir, puede condicionar tanto a la heterosexualidad como a la homosexualidad y a la ambivalencia (bisexualidad).

    Para Freud la homosexualidad y la bisexualidad, no eran en sí una enfermedad. Según lo entendía, el individuo homosexual y bisexual se había detenido en alguna de las fases del proceso de desarrollo. Como ya hemos comentado antes, esto podía ser debido a una ineficaz resolución del complejo de Edipo, causado por el miedo que los niños tenían al perder su pene, cuando estos descubrían que las niñas no tenían y pensaban que lo perderían si mantenían contacto con ellas. Su mayor temor era la castración, y puesto que los otros hombres no tenían pene, no correrían peligro si mantenían contacto solo con hombres. En el caso de las niñas, estas buscarían a otras mujeres para compensar la falta de amor femenino por parte de su madre, ya que el lesbianismo se ha atribuido también a tener padres distantes, lo cual hacia que la niña no supiese relacionarse con hombres adultos.

    Freud además pensaba que la tendencia homosexual era una etapa natural que se debía atravesar para alcanzar la madurez. Por esto, la madurez significaba, entre otras cosas, la resolución del conflicto de Edipo así como una orientación heterosexual.

    3. DESVIACIONES SEXUALES O SEXOPATÍAS

    3.1 HOMOSEXUALIDAD

    3.1.0 Introducción

    Preferencia y atracción sexual por personas del mismo sexo. Las mujeres homosexualles reciben el apelativo de lesbianas,en los úlyimos años el término gay se viene aplicando a mujeres y hombres homosexuales.

    3.1.1 Perspectiva histórica

    La actitud hacia la homosexualidad ha variado a lo largo de las diferentes épocas y entre los diversos grupos y subgrupos culturales. El psiquiatra austriaco Sigmund Freud postulo la existencia de una predisposición constitutiva, aunque tambien destacó el efecto determinante de experiencias durante la infancia (como, por ejemplo, la falta de un progenitor del mismo sexo con el cual poder identificarse).

    Los genes puden ser un un factor en la orientación sexual , otras teorías afirman que es más probable que los factores determinantes sean las experiencias vividas durante la infancia.

    3.1.2 Consideraciones de género

    Al parecer , la identidad y el papel que desempeña el género son generalmente fenómenos aprendidos y no constituidos generalmente ni constitutivamente determinados. Las carcterísticas sexuales anatómicas masculinas o femeninas se establecen en el momento de la concepción , pero factores del entorno influyen en la posterior aceptación individual del género.

    3.1.3 Relaciones y actitudes

    Algunos homosexuales mantienen relaciones monógamas que se asemejan a los matrimonios heterosexules. En algunos países de Europa , el matrimonio legal ya ha sido aprobado. En Alemania y Gran Bretaña existe la posibilidad de que las parejas de homosexuales se registren como parejas de hecho , y en los Países Bajos , además, algunas parejas estables han conseguido el derecho legal para adoptar niños. Sin embargo , en muchos otros países el hecho de ser homosexual o de practicar la homosexualidad puede ocasionar la pérdida del trabajo , el rechazo social e , incluso , la cárcel.

    El nivel de aceptación ha disminuido considerablemente en los últimos años , debido a la propagación del SIDA , que afectó en mayor proporción al colectivo homosexual masculino. Este hecho condujo al rechazo social y al aumento de los prejuicios en contra de la homosexualidad.

    3.2 NARCISISMO

    Sigmund Freud lo definió como "el estancamiento de toda la energía de la libido y el yo" , y destacó dos tipos: el primario y el secundario.

    El narcisismo primario: también denominado primitivo, es aquel que corresponde al estado de "omnipotencia infantil", cuando el niño todavía no diferencia claramente su ser de los objetos del mundo exterior y es él su propio objeto de amor.

    El narcisismo secundario: es un estado patológico posterior y permanente que suele darse en adolescentes , artistas y personas que se repliegan sobre sí mismas.

    Freud introdujo el término "neurosis narcisista" como grupo de patologías en las cuales la libido se retira de los objetos del mundo exterior y se dirige por completo al yo. Incluyó en este grupo la paranoia , la esquizofrenia , los estados maniáticos y la melancolía.

    3.3 SADISMO

    Asociación del placer sexual propio con el dolor físico o moral infligido a otros. Habitualmente se da junto al masoquismo , en el que el placer sexual proviene, paradógicamente, del dolor. La combinación de ambas actitudes se denomina sadomasoquismo. El sadismo puede llegar a implicar conductas humillantes. Una de las causas probables de esta actitud es quizá la escasa autoestima que presenta el sádico desde su infancia , por lo que intenta mostrar su superioridad a trvés de la agresión al prójimo.

    3.4 MASOQUISMO

    Placer, a menudo de naturaleza sexual , que se obtiene paradógicamente del dolor. En el psicoanálisis , el término masoquismo se usa con mayor extensión para referirse a la tendencia de algunos individuos a disfrutar con las humillaciones que otros les hacen.

    3.5 GERONTOFILIA

    Significa este término"amor a los ancianos" y consiste en la obtención de la satisfacción sexual mediante relaciones eróticas con ancianos o ancianas.A veces la gerontofilia escriba en una necesidad de sentirse superiores en las relaciones eróticas que presentan los individuos con grves complejos de inferioridad.Se da actualmente en las jóvenes una cierta inclinación por el hombre maduro , y en el muchacho , una similar atracción por la mujer madura.Algunos autores afirman que los niños educados por los abuelos tienen una cierta inclinación a la gerontofilia.

    3.6 VOYEURISMO

    Esta anomalía sexual consiste en obtener la satisfacción sexual mediante la observación de la desnudez o de los actos sexuales de otros. De una forma casi normal se da en individuos muy jóvenes , por ejemplo en adolescentes tímidos. En esta anomalía sexual se trata de establecer una relación anónima con la pareja erótica a través únicamente de la visión. Por ejemplo , en hacer agujeros en las cabinas de aseo o en las de establecimientos balnearios.

    3.6.1 Clases de voyeurs

    Se da entonces en el voyeur una exitación creciente que llega a hacerse intolerable y que le obliga a buscar el escondite oportuno y obserbar el acto sexual o el desnudarse de alguna persona , generalmente con ipsación concomitante. Las fantasías de los voyeur son interesantes ; imaginan poseer poderes mágicos que les permiten ser invisibles o imaginan que se transforman en pequeños animalitos que pueden observarlo todo. Hay tambien los voyeurs que se dedican a la búsqueda de parejas de novios que , en los parques públicos y a ciertas horas , realizan algún tipo de conducta erótica.

    3.7 LA IPSACIÓN O MASTURBACIÓN

    La ipsación consiste en un tipo de actividad sexual por la que el sujeto llega al orgasmo mediante la manipulación , mecánica a veces , y acompañada de fantasías eróticas casi siempre , de sus órganos genitales. La ipsación , de pronto , implica la ausencia de compañía en la actividad sexual. Se da sobre todo en la infancia y la juventud, el 92% de los varones se masturban ; en cuanto a la mujer , entre un 20 y un 60%. La frecuencia más alta de ipsación es de una media de 23 veces por semana en la adolescencia , de 6 a la semana hacia los 50 años y de 2 veces al mes después de los 60 años. El mundo real exterior queda excluido , y el sujeto actúa erótica y sexualmente consigo mismo , de modo tal que parte del yo asume el papel de otra persona. El sujeto que se masturba se abandona a fantasías que le hacen creer que una parte de sí mismo es otra persona y , al mismo tiempo , él mismo. Naturalmente el hombre y la mujer deben superar la ipsación , pues de lo contrario quedarían condicionados a ella en la obtención del orgasmo y no podrían nunca llegar a las relaciones sexuales maduras y normales. De la ipsación surgen grandes complejos de culpabilidad , expresados a veces en temores de enfermedad corporal o psiquica. Las modalidades ipsatorias son múltiples. Generalmente se lleva a cabo con la mano y mediante fricciones rítmicas hasta la obtención del orgasmo. Pero existen otros medios , como pueden ser estimulaciones de otras zonas erógenas extragenitales ( en especial la anal y los pezones mamarios ).

    3.8 NECROFILIA

    3.8.1 Definición

    Palabra que deriva del griego , está compuesta por dos raíces : necros cadáver , y philia amar ;significa pues literalmente , amor por los cadáveres , y consiste en la exitación sexual provocada por la contemplación , contacto , mutilación o evocaciónmental de un cadáver.

    Podemos distinguir entre dos grandes estudiadores:

    -Pellegrini: la necrofilia propiamente dicha , que se realiza copulativamente por vía vaginal o anal , de la necrofilia ocasional , que en realidad es una complicación del sadismo.

    -Tancredi: el cual refirió un caso de un individuo de treinta y nueve años , que mató a una mujer que había rechazado sus proposiciones amorosas y a la hija de ésta , realizando una copulación "postmortem" con ambas.

    3.8.2 Principales causas

    Esta perversión pueden tener , en su origen , los siguientes factores desencadenantes:

    - Taras hereditarias.

    - Separación de la sociedad del futuro necrófilo.

    - Factores dependientes del oficio.

    - Individuos que revelan claras tendencias agresivas.

    - De una inclinación herótica fijada en la infancia hacia alguien enfermo.

    El hecho que más nos extraña al considerar ésta disreacción sexual es constatar cómo el necrófilo ha olvidado la repulsión que todo mortal siente ante la muerte.

    3.8.3 Diferentes posturas ante la muerte

    El hombre , en el transcurso de los tiempos , ha adoptado fundamentalmente dos posturas frente al hecho de la muerte:

    - Ha reaccionado con la huida y el abandono del cadáver , o bien ha aceptado la realidad aterradora incorporándola a su forma de vida y cultura.

    - Al enfrentarse con el cadáver , temieran por su propia vida , como si el difunto se convirtiera en un demonio que pudiera obrar sobre los vivos y matarlos.

    3.9 FETICHISMO

    3.9.1 Introducción

    Fetichismo desde dos puntos de vista:

    - En antrpología , devoción hacia los objetos.

    - En psicología , devoción hacia el deseo.

    Consistente en desviar o acentuar la atracción por una persona atribuyendo carga erótica a los objetos e imágenesque la representan.

    3.9.2 Fetichismo Religioso

    En su primera acepción , el fetichismo implica una forma de creencia y práctica religiosa en la cual se imputan atributos sobrenaturales a objetos animados o inanimados como "fetiches". El hombre se protege de las fuerzas naturales a través de los fetiches. La figura del fetiche se puede dividir en tres grandes grupos:

    - En un objeto esculpido o modelado en ; arcilla , piedra , madera , vidrio que imita a un animal divinizado.

    - Plumas , piel , pelo de la divinidad tutelar.

    - El proio animal , árbol , río , piedra o lugar concreto que los devotos asocian a la divinidad.

    El fetichismo , concepción mágica del mundo , concede al fetiche una importancia muy superior que al espíritu que representa. El culto de las reliquias por parte del cristianismo constituye tambien una manifestación del fetichismo: los objetos se convierten en instrumentos de la devoción , formas materiales intermediarias entre el fiel y la divinidad con la que se desea comunicarse o fundirse.

    3.9.3 Fetichismo Erótico

    En su segunda acepción , la psicológica , el fetichismo implica una manifestación erótica en la cual las necesidades y fantasias sexuales de una persona se encauzan utilizando ciertas partes del cuerpo o de objetos que representan simbolicamente al ser amado. Los fetiches más comunes en la zona occidental son los pies , los zapatos o la ropa interior tanto femenina como masculina. En las prácticas sadomasoquistas , gran parte de la exitación depende de la ropa utilizada , de los instrumentos y de los accesorios destinados al placer.

    3.10 EXHIBICIONISMO

    En sentido amplio , el exhibicionismo es la inclinación de un individuo a exponerse en público de forma espontánea y excesiva , sin ajustarse a las normas sociales. Dicha inclinación implica también el continuo hablar de convicciones , sentimientos , capacidades , aversiones o gustos , sin invitación previa para ello. El exhibicionismo durante la infancia o pubertad no es considerado una enfermedad.

    Por lo general , las causas se basan en un desarrollo psicosexual que no ha evolucionado , que se ha tenido en una etapa inmadura porque el individuo sufre de sentimientos de inferioridad y de trastornos de relación. Según el psicoanálisis , en el individuo exhibicionista existe una pulsión pregenital.

    Prescindiendo de la "agresión ética" , los exhibicionistas no constituyen , por regla general , ninguna amenaza ; al contrario , la mayoría reaccionan de forma insegura y se dan a la fuga cuando su oferta es correspondida. En algunos países el exhibicionismo es considerado un delito sexual.

    3.11 BISEXUALIDAD

    3.11.1 Introducción

    La bisexulidad no debe confundirse con el travestismo , que consiste en vestirse como una persona del sexo opuesto , ni con la transexualidad , que consiste en la identificación con los caracteres sexuales del sexo opuesto. Sin embargo , eso no quiere decir que los transexuales o los travestis no sean bisexuales.

    En general , los bixesiales están conforme con el sexo con el que han nacido y no poseen , tal y como podría creerse , órganos sexuales de ambos sexos , como se da en los hermafroditas.

    3.11.2 Antecedentes

    La bisexualidad estaba admitida en la antigua Grecia y se aceptaba sobre todo en el caso de las relaciones entre jóvenes y entre hombres mayores , a menudo casados , como una forma de amistad o de relación iniciática y formativa. En la Iliada y la Odisea los héroes griegos mantienen relaciones sexuales con parejas de ambos sexos. Esta costumbre aún bubsiste en algunas sociedades de la Polinesia.

    La bisexualidad es mucho más habitual que la homosexualidad y que millones de personas en el mundo comparten este tipo de sexualidad. En 1.940 en un importante programa de investigación social , Alfred Charles Kinsey comprovó que un 37% de los hombres en Estados Unidos había alcanzado un orgasmo con personas de su mismo sexo y que un 25% había tenido relaciones homosexuales esporádicas. Sin embargo , puesto que sólo entre un 5% y un 10% de los consultados se consideraban homosexuales.

    3.11.3 Teorías sobre la bisexualidad

    Sigmund Freud consideró la capacidad de los niños para obtener placer en diversas zonas del cuerpo como una parte de la vida sexual. Según Freud , los bebés y los niños son "perversos polimorfos" que pueden extraer placer sexual casi de cualquier cosa.

    Es frecuente que en la adolescencia se desarrolle una fuerte atracción por amistades del mismo sexo , lo cual es parte de la maduraciónsexual normal. Según el psicoanálisis , la bisexualidad es un proceso normal dentro de la experiencia de la infancia.

    Los problemas de los bisexuales se deben a la existencia de tabúes en la mayor parte de las sociedades. Ello puede introducir a las personas bisexuales a verse forzadas a tomar partido exclusivamente por la heterosexualidad o la homosexualidad , lo cual puede causarles angustia emocional tanto a ellos como a sus parejas. Asimismo , pueden desarrollar sentimientos de culpa hacia la diferencia entre lo que son en realidad y lo que creen que la sociedad esperan que sean.

    3.12 ZOOFILIA

    Se llama zoofilia a la obtención del orgasmo mediante el uso de animales. Los auténticos zoófilos no hallan satisfacción con las relaciones sexuales normales. A esta conducta sexual se le ha dado muchos nombres: brutalismo, zoorastia, zooestupro…

    La zoofilia estaba muy extendida en la antigüedad. Las mujeres preferían el asno y el perro, pero se llegó al uso de cocodrilos, sin olvidar los toros.

    Han sido tres las causas que han favorecido la aparición de la zoofilia: el primitivismo de la s condiciones de vida; la extraordinaria familiaridad entre el hombre y el animal doméstico y la circulación de diversas creencias populares.

    En la jerarquía zoofílica está, en primer lugar, la vaca, luego siguen las cabras, los becerros, los perros, las yeguas, los cerdos y las ovejas. También figuran las ocas, gallinas y palomas.

    También es conocido el hecho de que otros animales, durante la época de celo, son agresivos con el sexo femenino.

    Entre las causas de la zoofilia pueden citarse la necesidad compulsiva de satisfacción sexual, en circunstancias de que sólo instrumentalmente puede el sujeto servirse del animal, p bien una intensa satisfacción sexual y, finalmente, una necesidad de variación en los estímulos eróticos mediante una excitación específicamente morbosa.

    El niño no ve en le animal algo que le es extraño, sino algo que le es afin. Los niños pequeños juegan al perro o al gato; les gusta imitar voces de animales, sobre todo la del perro: Muy pronto empiezan a jugar al caballito; los primeros juguetes son, muchas veces, animales. A menudo aman apasionadamente a sus ositos, perritos, conejitos, etc., de los cuales no quieren separarse y con los que duermen abrazados.

    No es raro encontrar prácticas sexuales con animales en niños o en adolescentes, sobre todo en ambientes rurales o donde abunda el ganado; han llegado a ellas como medios de satisfacer sus primeras necesidades sexuales, despertadas quizá por la misma conducta sexual del animal.

    También llegan a actos zoofílicos algunos enfermos o débiles mentales, que buscan en el animal un estimulante mecánico para masturbarse.

    3.13 EL PLURALISMO

    El pluralismo consiste en la necesidad de la presencia de más de un individuo para alcanzar el orgasmo. El pluralismo se da también en los homosexuales, que realizan actos en grupos de tres y de cuatro. Celebran fiestas, organizan bailes y círculos secretos, en los que se llevan a cabo grandes orgías pluralistas.

    Es conocido el hecho de que los cultos más antiguos de los pueblos civilizados se relacionaban con orgías y que también los pueblos primitivos de nuestro tiempo revelan tendencias análogas. Muchos pueblos han conservado restos de las orgías antiguas. Así tenemos diversas fiestas del carnaval, en las que aparece muy a menudo el carácter pluralista de la conducta sexual. En general puede decirse que, en los lugares don de existe severas prescripciones para la represión de la sexualidad, se derriban de vez en cuando los obstáculos, y entonces la masa dispone de todas las libertades que en otros períodos está n prohibidas al individuo. Cierta inclinación a la orgía parece existir en todos los hombres, aunque por lo general permanezca latente. Se puede observar a veces que, al levantarse las trabas, el pluralismo celebra sus triunfos. Los festines alcohólicos llevan fácilmente a actos pluralistas.

    3.14 PICAZISMO

    Picazismo es interpretado como un canibalismo simbólico. Un científico y médico narra que un enfermo suyo se reunía mensualmente con una prostituta durante su menstruación, empapaba un panecillo en la sangre menstrual y se lo comía. Estos fenómenos picazistas van en lazados con antiguas supersticiones que aún rigen entre la gente primitiva e inculta de casi todo el mundo, supersticiones en las que tiene un papel importante inferir materias fecales, secreciones genitales, etc, de algunas personas o procurar que estas las coman.

    3.15 FROTEURISMO

    Los froteuristas obtiene la satisfacción sexual mediante rices con eventuales y anónimas parejas que hallan ocasionalmente en las aglomeraciones. También se incluyen en esta anomalía los que llegan al orgasmo solamente a través de las caricias. Existen froteuristas que durante el curso de su actividad anómala no pretenden una actitud pasiva de su ocasional pareja sino por el contrario una relación cualquiera, mientras la pareja mantenga su anonimato.

    Estas anomalías sexuales suelen darse tanto en individuos homosexuales como heterosexuales. Se trata, en general , de comportamientos plenamente inmaduros.

    3.16 PEDOFILIA

    Pedofilia, atracción sexual por niños y niñas que no han alcanzado la pubertad. Afecta en mayor medida a individuo de género masculino.

    La pedofilia está clasificada dentro e las parafilias y alude al comportamiento sexual de ciertos individuos que se excitan ante estímulos inapropiados, es decir, aquellos que no están socialmente aceptados.

    Los problemas sexuales de esta índole pueden clasificarse dentro de dos tipos: como disfunción (incapacidad sexual) o como desviación.

    Las relaciones de pedofilia suelen estar marcadas por la dominación, e incluso por la violencia, que ejerce un adulto sobre un niño. Dada la falta de madurez sexual de los niños, estas relaciones pueden causarles problema es de tipo emocional y físico.

    Se considera que la actividad pedofilica puede desarrollarse en dos modalidades: la incestuosa y la no-incestuosa. Son pedófilos incestuosos aquellos que experimentan atracción sexual por niños de su propia familia.

    A lo largo de la historia han existido culturas que aceptaban el contacto sexual entre un adulto y un niño.

    La pedofilia de tipo incestuoso ha sido considerada en cierta medida de forma diferente al contacto sexual entre adultos niños no ligados por razones de parentesco. A lo largo de la historia algunas sociedades han aceptado la pedofilia no-incestuosa, mientras que la incestuosa ha sido ilegal en la mayoría de las legislaciones

    Son múltiples las teorías que existen para explicar las posibles causas de la pedofilia y actualmente se ha acordado que no existe una única teoría que explique este comportamiento. Los factores pueden ser de muy diverso tipo: orgánico, psicológico, cultural, ambiental y social. Existen tres teorías principales: la teoría psicodinámica, desarrollada a partir del psicoanálisis freudiano; la teoría del aprendizaje, y las teorías sociológicas.

    La teoría psicodinámica postula que la conducta desviada de un adulto puede deberse a experiencias adversas sufridas durante la infancia.

    La teoría de la pedofilia considera los efectos cognitivos que desarrolla una persona, y los modos en que esos pensamientos y respuestas se ven reforzados ante ciertos estímulos.

    Las teorías sociológicas tienen en cuenta, el efecto de la estructura familiar y consideran la familia como una unidad social.

    Entre las posibles causas de la pedofilia se han barajado también la teoría de la evolución. Como la juventud se halla asociada a la fuerza física y a unos índices de reproducción más satisfactorios, los estímulos sexuales asociados con la juventud podrían contemplarse como una ayuda para la supervivencia de la especie, al dotar de un mayor oportunidad de sobrevivir a la descendencia.

    Los efectos que tiene los abusos sexuales contra lo niños pueden ser de diversa índole y afectar a su funcionamiento psicológico. Las víctimas de abusos sexuales requieren un largo período de psicoterapia para ser capaces de superar el daño psicológico que les ha causado la conducta del violado. Muchos pedófilos han sido ellos mismos víctimas de abusos durante su infancia.

    Para poder tratar la pedofilia es necesario examinar la naturaleza de la conducta delíctiva del individuo y los factores que han tenido mayor incidencia en su vida.

    3.17 HETEROSEXUALIDAD

    Heterosexualidad, atracción sexual hacía personas de sexo opuesto. Todas las sociedades parecen presentar un patrón preferentemente heterosexual. Muchas formas de conducta heterosexual están estigmatizadas, como ya lo estuvieron antes la homosexualidad y la bisexualidad. Muchas religiones condenan cualquier relación sexual fuera del matrimonio o la realizada exclusivamente por placer.

    La sexualidad ha sido considerada a lo largo de la historia como una fuerza natural e innata, pero cada vez más se llega al convencimiento de que en ella también intervienen las influencias sociales. Algunos sociólogos opinan que la heterosexualidad es una institución social como el matrimonio y que la mayoría de las personas actúan de forma heterosexual porque es la norma social.

    3.18 LESBIANISMO

    Lesbianismo, atracción sexual o emocional entre las mujeres.

    El lesbianismo se ha dado en todas las culturas a lo largo de la historia. La atracción entre mujeres ha sido ignorada debido a que muchas culturas no aceptan el concepto de sexualidad femenina. Por esa razón, el lesbianismo se ha salvado de ser perseguido y sancionado.

    Desde comienzos de la década de 1970 las mujeres lesbianas de Estados Unidos, Europa occidental y Australia han adoptado una postura activa para reclamar sus derechos legales y desafiar al hasta entonces “invisible lesbianismo” a salir a la luz para defender su reconocible identidad. La campaña por los derechos de las lesbianas comenzó en Estados Unidos con el auge del feminismo y con el movimiento de liberación gay. Las más radicales, las separatistas, conciben ola forma de vida del lesbianismo como una opción política y un modo de oposición al poder masculino, por lo que optan por vivir en comunidades sólo de mujeres para evitar todo contacto con le sexo contrario. Algunas activistas ha utilizado la pornografía como arma política para permitirles controlar de forma exclusiva su propio placer sexual, un asunto que ha creado polémica ya que otras sostienen que la utilización de la pornografía es un sometimiento a las estructuras del poder masculino ya que esas imágenes son utilizadas invariablemente por los hombres, que las convierten en objetos de erotismo masculino.

    Las parejas de lesbianas no tiene los mismos derechos que las parejas heterosexuales, casadas o de hecho, en cuanto a herencia o custodia de los hijos. Hay mujeres que sostienen que los jueces se oponen a concederles la custodia por su opción sexual y uqe determinados organismos de servicios sociales so n contrarios también a permitirles adoptar niños o acogerlo para su crianza. La discriminación también se ha hecho patente en le terreno laboral y las lesbianas tiene posibilidades muy limitadas de obtener indemnizaciones legales. En muchos países, se le impiden pertenecer a las fuerzas armadas.

    3.19 INCESTO

    Incesto, transgresión que consiste ne la práctica de relaciones sexuales entre parientes. Aunque hay algunas formas de incesto que son tabú en todas las sociedades, el grado de relación en el que quedan prohibidas las relaciones sexuales varían considerablemente según las culturas y los periodos de la historia. Los grupos que practican la endogamia, es decir, que contraen matrimonio dentro d el mismo grupo social y entre personas de una misma casta, dan lugar a uniones que serían incestuosas para la legislación actual. Una opinión frecuente es que los hijos de estos matrimonios corren el riesgo de tener mayor número de genes recesivos con anomalías, que pueden provocar un retraso mental que de otra forma no llegaría a manifestarse. El incesto sigue estando prohibido en todo el mundo.

    3.20 TRAVESTISMO

    Travestismo, práctica que implica la adopción de las formas de vestir de sexo opuesto.

    El travestismo se da en ambos sexos, pero es más común entre los hombres. Algunos expertos en el tema están de acuerdo en que el travestismo es un comportamiento sexual que se expresa a través de la vestimenta; otros consideran que instinto erótico está orientado hacia la mujer, que al no poder poseerla, se apropia de su imagen externa. Los científicos sociales ven este fenómeno como un síntoma de fracaso en la socialización del género e algunos psiquiatras creen que requieren tratamiento si la persona experimenta conflictos en su vida social o profesional.

    El travestismo implica una parodia de l as convenciones, un papel rígido a cada uno de los sexos, así como e las normas que consideran las funciones, los sexos, las razas, y las clases sociales como estructuras cerradas.

    3.20 RENIFLEURISMO

    La acción erótica de los estímulos olfativos se ha ido atenuando en el curso de la filogénesis y a sufrido en la especie humana modificaciones importantes por la gradual transformación de las circunvoluciones cerebrales del hiporrinencéfalo. Actualmente, en la sexualidad normal ha desaparecido casi totalmente esta determinación olfativa de la excitación erótica por cuanto ha aumentado la importancia de los factores psíquicos en la elección de la pareja. La higiene actual combate los olores naturales del cuerpo mediante el uso de perfumes, aguas de colonia, etc.

    El renifleurismo consiste en una anomalía de la conducta sexual por lo cual el individuo se excita sexualmente a través de ciertos estímulos olfativos. Algunos sujetos se sienten particularmente atraídos por el olor de ciertos perfumes y por lo tanto por las mujeres que los usan; otros están fijados a los olores de la transpiración de determinadas partes del cuerpo: axilas, genitales, etc.

    La mayoría de hombres civilizados no se sienten excitados por los olores genitales que consideran ya como algo inhabitado de la atracción sexual. Se trata además de una anomalía sexual por monopolización olfativa.

    5 . ENFERMEDADES DE TRANSMISIÓN SEXUAL

    5.0 ¿QUÉ SON LAS ENFERMEDADES DE TRANSMISIÓN SEXUAL?

    Las ETS (enfermedades de transmisión sexual) son una serie de dolencias de carácter infeccioso, las cuales son causadas por una serie de microbios que se contagian mayormente durante las relaciones sexuales. Algunas de ellas, como el SIDA y la hepatitis B, también se transmiten a través de la sangre.

    Estas enfermedades se centran en su mayoría en los genitales, tanto femeninos como masculinos. Pero en ocasiones también pueden verse afectados otros órganos o zonas, como los intestinos, el hígado, el sistema inmunológico...

    Las consecuencias de estas enfermedades no son homogéneas dentro del grupo, mientras que las consecuencias de algunas, si se tratan a tiempo, no son perjudiciales. Las de otras pueden ser muy graves, causando esterilidad, dolor crónico o incluso la muerte. La clave está en tratarlas a tiempo, ya que su propagación es muy rápida.

    Se cree que la rápida extensión de las ETS, está causada por la falta de información y precaución.

    También se ha observado que la mayoría de las personas que tienen alguna ETS, tienen una edad comprendida entre los quince y los treinta años.

    La mejor arma para protegerse de ellas no es otra que el preservativo.

    ¿CUÁLES SON LAS ENFERMEDADES DE TRANSMISIÓN SEXUAL?

    Las ETS más conocidas y comunes son:

    • Gonorrea o gonococia.

    • Sífilis.

    • Herpes genital.

    • Clamidia.

    • Tricomonas.

    • Cándidas.

    • Condilomas.

    • Ladillas.

    • Hepatitis B.

    • SIDA.

    5.1 GONORREA O GONOGOCIA.

    La gonorrea es una enfermedad muy común entre personas de nuestro país.

    La produce el gonococo de Neisser, el cual se encuentra en zonas húmedas y templadas del cuerpo, como el cuello uterino y el conducto urinario.

    Esta enfermedad no se contagia a través de toallas húmedas, piscinas... solo se contagia a través del contacto sexual directo.

    Los síntomas de esta enfermedad son: secreción purulenta amarillenta por el pene, sensación de escozor al orinar, aumento del flujo vaginal, cansancio y dolores abdominales.

    Su tratamiento es sencillo y efectivo a base de antibióticos, pero de no tratarse a tiempo la enfermedad se trasladaría a otros órganos y ocasionar consecuencias graves (esterilidad).

    5.2 SÍFILIS

    Antes del descubrimiento de la penicilina por Alexander Fleming en 1928, era considerada la enfermedad de transmisión sexual más peligrosa, pero tras este descubrimiento se halló un tratamiento eficaz para controlarla.

    Está provocada por la bacteria “treponema pallidum”.

    El principal medio de contagio es el contacto sexual, pero también la puede contagiar la madre al feto por medio de la placenta.

    Su evolución se diferencia en tres etapas: en la primera, que aparece pocas semanas después del contagio, aparecen unas úlceras de tono rojo (chancro sifilítico) en la zona donde se ha producido el contacto (genitales, boca, ano...), pero estas úlceras desaparecen poco después. Varios meses más tarde, los treponemas se extienden por la sangre, y dan lugar a lesiones generalizadas como: manchas en la piel, fiebre, dolor de garganta, ganglios inflamados, pérdida de apetito y malestar general. Estos síntomas pueden desaparecer sin tratamiento, pero la enfermedad continúa en fase latente. Años después del contagio la enfermedad continúa en fase latente durante un largo periodo de tiempo. En caso de no aplicarse un tratamiento podrían ocasionarse: úlceras en la piel y órganos internos, inflamación de las articulaciones, lesiones de hígado, de corazón y sistema nervioso central.

    Aunque la sífilis se cura con antibióticos si no se trata a tiempo, las lesiones producidas podrían ser irreversibles, cuando se aplique el tratamiento.

    5.3 HERPES GENITAL

    El virus que lo produce es uno de los más extendidos entre los seres humanos.

    Se contagia por vía sexual, pero también a través del contacto con las manos.

    Los principales síntomas que aparecen son: úlceras, picores, fuertes dolores en los genitales, escozor al orinar y malestar similar al de la gripe, y en caso de no tratarse debidamente, puede ayudar a contraer otras enfermedades.

    Al igual que todas las dolencias de origen vírico, su tratamiento puede ser tedioso. Además los síntomas pueden reaparecer en momentos de estrés.

    Si la persona contagiada está embarazada, hay que seguir un control estricto para evitar daños irreversibles en el feto.

    5.4 CLAMIDIA

    Esta enfermedad está causada por una bacteria llamada: Chlamydia trachomatis.

    Su medio de transmisión son el contacto de las mucosas vaginales, uretra, boca, ojos y recto, afectando al cuello uterino en las mujeres (cervicitis) y a la uretra en los hombres (uretritis).

    Sus síntomas no son fáciles de descubrir, pero aún así son más evidentes en el hombre que en la mujer. En ocasiones, sus síntomas, se confunden con los de la gonorrea y son: secreción vaginal y dolor fuerte en la parte inferior del vientre, en las mujeres; y secreciones transparentes que luego se vuelven cremosas, muchas ganas de orinar y dolor, en el hombre.

    El tratamiento se basa en antibióticos (tetraciclina), pero en caso de no tratarse a tiempo puede causar esterilidad tanto en hombres como en mujeres.

    5.5TRICOMONAS

    Los tricomonas son unos parásitos protozoos que afectan más a las mujeres que a los hombres, los cuales pueden contagiar la enfermedad pero no padecer sus síntomas.

    Se contagia por contacto sexual, pero no se descarta que también se contagie por medio de ropas o toallas húmedas, cuando se trata de niñas o ancianas que carecen de protectores y antisépticos bacilos de Döderlein, o tienen cantidades mínimas.

    Sus principales síntomas son: picor e irritación en la zona vaginal y una secreción espumosa de aspecto amarillento y fuerte olor.

    El tratamiento de la enfermedad debe ser llevado a cabo por ambos miembros d la pareja, y tiene resultados muy eficaces.

    5.6CÁNDIDAS

    Al igual que las tricomonas, afectan a la mujer y el hombre es un mero portador asintomático.

    La enfermedad está causada por un hongo que se asienta en las mucosas húmedas y calientes.

    Los medios de contagio de esta enfermedad son diversos: relaciones sexuales, ropa, objetos, etc... Aunque algunas circunstancias como el estrés, la diabetes, el descenso de las defensas naturales de organismo o el uso de antibióticos, también favorecen su proliferación.

    Los síntomas femeninos que se presentan son: olor fuerte de las mucosas vaginales, aumento de la secreción vaginal, que se torna blanca y espesa, picor intenso, y a veces, inflamación de las vías urinarias y prurito.

    El tratamiento es muy eficaz y rápido y lo han de realizar ambos miembros de la pareja.

    5.7CONDILOMAS

    Los condilomas son unas lesiones verrugosas parecidas a crestas de gallo, que en ocasiones tienen otro síntoma como es el prurito, están causadas por un virus muy contagioso que se encuentra en la vagina, el cuello uterino y los genitales externos de la mujer. En los hombres la enfermedad puede ser asintomática o provocar verrugas.

    Su medio de contagio es el contacto sexual y cutáneo.

    Para el tratamiento es imprescindible acudir a un ginecólogo, que mediante técnicas con láser, fármacos, electrocoagulación... procederá a su curación.

    Hay que acudir al especialista lo antes posible para evita que la lesión se extienda.

    5.8 LADILLAS

    Son unos insectos parasitarios amarillentos de unos 2 milímetros de longitud, conocidos con el nombre científico de Phthirus pubis, que viven en las partes vellosas del cuerpo (axilas, pubis...) donde se agarran con las pinzas con las que acaban sus patas. Chupan la sangre y ponen sus huevos en las raíces del vello. Producen picaduras que provocan molestos picores.

    Pueden contraerse mediante contacto sexual directo o por compartir toallas o sábanas.

    Se eliminan fácilmente con unos insecticidas que venden en farmacias, pero si no se eliminan, se debe visitar a un especialista.

    5.9 HEPATITIS B

    Se trata de una inflamación del hígado.

    Se origina por un virus (también por alcohol y medicamentos) que se expulsa a través de la orina y la piel, y produce una gran infección.

    Suele curarse, pero puede llegar a ser crónica.

    Sus principales síntomas son: ictericia, fiebre, cansancio y aparecen tras una larga incubación, que puede oscilar entre 50 y 160 días.

    El contagio se produce por contacto, por heridas, por ingestión, e incluso por la placenta de una madre infectada.

    Ante la sospecha de haber mantenido relaciones con una persona portadora, hay que acudir al médico y si es necesario vacunarse.

    5.10 SIDA

    El síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA), se describió por primera vez en 1981.

    Se trata de una enfermedad infecciosa que afecta al sistema inmunológico humano, que es el encargado de proteger al organismo de las agresiones externas. Con las defensas debilitadas, el organismo queda a merced del ataque de muchos virus, bacterias, hongos..., con los que se desarrollan graves enfermedades, e incluso la muerte.

    El agente que causa el SIDA es el virus de inmunodeficiencia adquirida (VIH).

    El SIDA se contagia por medio de la sangre, el semen y las secreciones vaginales.

    Algunas situaciones de riesgo son: compartir material de aseo como cepillo de dientes, hojas de afeitar, material de manicura o pedicura y usar las mismas jeringuillas, agujas... Del mismo modo en las relaciones con penetración, sobre todo si es anal, el riesgo aumenta en caso de que haya heridas, ya que el virus puede penetrar por ellas. Las mujeres embarazadas infectadas tienen muchas posibilidades de contagiar a su hijo durante el embarazo, el parto o la lactancia. Estas pueden optar por el aborto o por un tratamiento que reduzca los riesgos de contagio.

    En las transmisiones de sangre no hay riesgo porque actualmente están muy controladas.

    Tampoco existe ningún riesgo en las picaduras de insectos, caricias, besos, animales domésticos, compartir ropa, cubiertos, vajilla, convivir con un afectado...

    Aunque la investigación ha aumentado la esperanza y la calidad de vida de los afectados, todavía no existe un remedio para su curación, por lo que la prevención es la mejor defensa contra el VIH.

    3.2 MEDIDAS PREVENTIVAS

    • Usar siempre preservativo, tanto en el coito como en el sexo oral a un hombre.

    • Usar guantes de látex en los contactos genitales o anales con las manos o los dedos.

    • Recurrir a las toallitas de látex para practicar el sexo oral a una mujer.

    • Desechar siempre las jeringuillas y agujas usadas.

    Siguiendo las medidas preventivas no hay peligro de contagio del SIDA.

    Un seropositivo es un portador del VIH, y un enfermo de SIDA es un seropositivo que ya ha empezado a desarrollar las infecciones de la enfermedad. Los dos pueden contagiarla.

    No se puede obligar a nadie a hacerse los análisis del SIDA, para esto hay que tener su consentimiento, y el resultado es confidencial.

    3.3 ¿ CÓMO PROTEGERSE DE LAS ENFERMEDADES DE TRANSMISIÓN SEXUAL?

    Para protegerse de las ETS, lo mejor es tener una buena información acerca de sus causas, formas de contagio, tratamiento... Como esto ya está explicado con anterioridad, solo vamos a recordad una serie de recomendaciones:

    • Usar siempre preservativo durante toda la relación, para más tranquilidad, o como mínimo durante la penetración.

    • Si no se dispone de preservativo, limitarse al sexo más seguro: besos, caricias, masturbaciones...

    • No abusar de las duchas vaginales.

    • No abusar de los antibióticos.

    • Tener una correcta higiene en los genitales.

    • Cambiar los tampones, al menos, tres veces al día.

    • Ir al ginecólogo de forma periódica.

    • Acudir al médico, sin miedo ante la sospecha de tener una ETS.

    3.4 ¿QUÉ HACER ANTE LA SOSPECHA DE TENER UNA ENFERMEDAD DE TRANSMISIÓN SEXUAL?

    En caso de que aparezca alguna sospecha de tener una ETS, lo primero que hay que hacer es buscar atención médica, ya que la mayoría de estas dolencias, si se tratan a tiempo, se curan sin complicaciones. Además el tratamiento no suele ser doloroso. La ayuda puede buscarse en el centro de salud más cercano, en uno de planificación familiar o en uno especializado en ETS. En caso de confirmarse la existencia de una de estas enfermedades, es necesario contárselo a la pareja, o a las personas con las que se hayan mantenido relaciones sexuales, para que acudan al médico.

    6. EDUCACIÓN SEXUAL PARA LA PREVENCIÓN DE POSIBLES PROBLEMAS

    6.0 INTRODUCCIÓN

    La conducta sexual de todo ser humano, además de poseer un carácter natural, posee un carácter de tipo social. Esto es, las personas no actuamos de un modo instintivo como hacen los animales, sino que adecuamos nuestro comportamiento a una determinada conciencia moral o social. Por tanto, en el campo de la sexualidad, la educación es determinante en la actitud que tomemos con respecto a ésta. Dicha educación debe recibirse desde los primeros años de vida y se debe actualizar, puesto que será muy importante para la consecución de un comportamiento adecuado al esquema social, así como correcto en cuanto a la salud del niño.

    Al intentar educar en sexualidad, debemos tener en cuenta muchos factores y nos debemos tomar esta labor tan en serio como nos la tomaríamos si tratásemos de educar sobre otra materia. La sexualidad es un tema que no se puede evitar, por lo que no se puede evitar educar en sexualidad. La difícil tarea de educar en sexualidad se debe tomar como un tema transversal, tanto fuera como dentro de la escuela.

    Ya que son distintas las opiniones acerca de la educación sexual y esta debe ser distinta según quienes sean los educadores, distinguiremos distintos puntos para hablar de la sexualidad desde un punto de vista educativo.

    6.1 DISTINTAS TEORÍAS ACERCA DE LA EDUCACIÓN SEXUAL

    La discusión sobre la eficacia de la educación sexual ha sido muy debatida, por lo que podemos distinguir entre varios puntos sobre la educación sexual. A pesar de que esta educación es necesaria como una intervención preventiva, hay quien cree que esto no es cierto y prefiere olvidarse del tema. Las distintas opiniones sobre la educación sexual son las siguientes:

    6.1.1 Ausencia de educación sexual

    Según esta teoría, los niños y adolescentes han de carecer de sexualidad, y si ésta apareciere, se le debería aplicar un castigo o ignorar el asunto. Aunque en teoría esta opinión es casi inaceptable, ya que en los niños y adolescentes hay sexualidad, en la práctica ésta es una de las teorías más llevadas a cabo, puesto que el tema de la sexualidad se sigue viendo como algo vergonzoso y los educadores prefieren olvidarse del tema para no tener que cargar con las consecuencias de lo que digan a los educandos y las posibles respuestas de éstos.

    6.1.2 Educación sexual totalmente franca

    Quienes apoyan esta teoría argumentan que la educación sexual ha de ser totalmente franca, pero en un plano moral y religioso alto. Es decir, esta teoría apoya el sexo en el matrimonio, con amor y con una finalidad única: la procreación. Los autores que se oponen a esta teoría dicen que lo que ésta pretende es enmascarar la naturaleza “mala” del sexo haciendo aparecer una “buena”.

    6.1.3 La sexualidad se aprende bien en la calle

    Esta teoría es un enfoque espiritualizado del sexo que puede producir sentimientos de culpa y temor, según algunos autores que se oponen a ella. Además, esta educación produce difusión de falsedades que pueden ser muy peligrosas, pues no da una educación verdadera, sino que deja la educación en manos de lo que los niños pueden ver en la calle o en otros lugares que pueden (o no) ser perjudiciales en su educación sexual.

    6.1.4 Información sexual franca y brusca

    Según este punto de vista, hay que tratar de liberar el componente sexual de nuestra personalidad y destacar su fuerza saludable y llena de gozo que nos ha traído desde el pasado y nos ha de impulsar al futuro. Como consecuencia de la moralidad social, esta no es una de las teorías más aceptadas, pero poco a poco, las nuevas generaciones la van apoyando.

    6.1.5 Mezcla de sexo y amor como esenciales para la felicidad

    Aquellos que apoyan esta teoría piensan que el sexo es un componente principal de la personalidad humana y además señalan que hasta que el sexo no se vea como algo bueno, la humanidad no será feliz ni saludable. Esta teoría sostiene que una educación sexual formal sería innecesaria si los niños fueran tratados con honestidad y amor.

    6.1.6 Educación sexual mínima

    Esta teoría intenta ocupar a niños y jóvenes ocupados en quehaceres saludables y educativos, ignorando la sexualidad. Obviamente, esta no es una de las teorías más aconsejadas por los expertos.

    6.1.7 Educación sexual mediante libros y publicaciones

    Parece ser que esta teoría es muy llevada a cabo en los últimos años. Sin embargo, los libros ni las revistas pueden sustituir a los padres o educadores, puesto que éstos, como personas, conocen el tema y lo pueden explicar directamente.

    6.1.8 Toma de conciencia social

    Según esta opinión, la sociedad debería tomar conciencia de los problemas que han supuesto los grandes cambios sociales y tecnológicos recientes. Es más, hay que tener en cuenta que no hay una norma universal para la sexualidad. La Organización Mundial de laSalud propone una educación sexual que enseñe un comportamiento sexual con una ética personal y social; que exima de sentimientos de culpa, vergüenza o miedo; y que libere de trastornos o deficiencias que interfieran las funciones sexuales.

    2. DISTINTOS EDUCADORES DE SEXUALIDAD

    2.1 Educación sexual por parte de los médicos

    Los médicos sanitarios tienen un papel esencial en tres puntos fundamentales. Por un lado, deben tratar la medicina preventiva, por lo que han de ayudar a niños y adolescentes a comprender la sexualidad y su desarrollo. Por otro, deben hacer la tarea de preparar a los jóvenes para el matrimonio (según algunas opiniones, la sexualidad no tiene que estar totalmente relacionada con el matrimonio). Y por último, tienen que informar de la colectividad. Deben tener seriedad en la comunicación colectiva sobre la sexualidad, porque de lo contrario, se podrían crear sentimientos aprensivos o angustiosos o conductas inadecuadas e irrealistas.

    2.2 Educación sexual por parte de los padres

    Los padres son prácticamente el órgano más decisivo en la educación del niño. En la educación sexual debe ocurrir del mismo modo. Esta educación debe comenzar a una edad temprana, aunque no se deben dar conocimientos prematuros o excesivos que puedan confundir a los niños. Según A. Ellis, es preferible dar demasiados conocimientos a no dar los suficientes.

    Son muchos los consejos que se dan a los padres para que realicen una buena labor educadora en la sexualidad de sus hijos. Así, la doctora Calderone afirma que no hay que enseñar a los niños las parejas casadas no sólo mantienen relaciones sexuales para procrear. A. Ellis aconseja enseñar que las parejas no casadas también tienen relaciones sin que necesariamente nazcan hijos.

    En cuanto al momento en que ha de iniciarse esta educación, Calderone cree que en el jardín de infancia, y Ellis que antes, en el propio hogar. Las palabras deberían pertenecer a un lenguaje muy sencillo pero sin llegar a utilizar palabras inútiles para evitar nombrar a cada cosa por su nombre.

    Por otro lado, los padres tienen que proporcionar una educación sexual objetivamente, no emocionalmente. Los padres deben prepararse concienzudamente para la educación sexual de sus hijos, y si tienen dificultades, deberían pedir ayuda a médicos o maestros, por ejemplo. Tienen que crear además un clima de confianza en que el niño pueda plantear sus dudas sin vergüenza ni miedo.

    No es aconsejable insistir en que el niño no haga ciertas cosas, pues esto podría producir una pérdida de confianza y un aborrecimiento de sí mismo al creer que no puede evitar hacer algo “anormal” y “sucio”. Además, es necesario explicar que el cuerpo no es algo sucio ni terrible.

    Hay que tener en cuenta la edad del niño para hacerle ciertas explicaciones. Asimismo, éstas han de ir al mismo tiempo que la necesidad de respuestas, preparando al niño para los cambios de su organismo.

    Es necesario evitar los extremos, es decir, los padres no deben ser ni demasiado permisivos ni demasiado rígidos. No deben prohibir nada sin motivos. La educación sexual está unida a una educación emocional correcta. Por ello, si se prohíbe algo al niño, se deben exponer las razones para hacer que no tenga sentimientos de culpa con respecto al sexo y que se pueda aceptar a sí mismo. De este modo, descubrirá lo que es sexualmente bueno para él y será capaz de sobreponerse a sus temores sexuales.

    En suma a lo anterior, hay que decir que los padres deben ponerse de acuerdo para dar una educación sexual a sus hijos en la que ambos compartan ideas y no se produzcan contradicciones. Así, es necesario que reflexionen sobre lo que es “bueno” o “malo”, o “normal” o “anormal” en el campo de la sexualidad.

    Por último, algunos de los consejos que dan muchos médicos y expertos en el tema a los padres son, por ejemplo, la necesidad de atención por parte del niño y de ser escuchado, sin meterle prisa; ser sinceros y usar un lenguaje claro y sencillo; no explicar la sexualidad con ejemplos de la naturaleza; ser auténtico, o sea, si no se sabe una respuesta, reconocerlo, sin que esto sirva para evitar contestar algunas cuestiones; y tratar la educación sexual del niño como parte de la educación para su desarrollo como ser humano.

    2.3 Educación sexual en la escuela

    A pesar de que aún no está muy desarrollada, la educación sexual está llegando a las aulas en los últimos años como un tema transversal para los alumnos.

    Pero está claro que la educación sexual no sólo debe ser dada por los padres u otros agentes externos, como los médicos, sino que al igual que se estudian otras materias, en la escuela se debe aprender acerca de la sexualidad.

    Según la opinión de algunos autores, la organización sexual en las escuelas es demasiado difícil, pero esto se puede solucionar con una planificación adecuada y una preparación rigurosa del profesorado.

    Por otro lado, también hay quejas sobre la falta de un criterio moral en estas enseñanzas. Realmente, este tema es subjetivo y, por lo tanto, depende del criterio moral de cada educador, que expondrá el tema según su punto de vista.

    A estas opiniones se suma la que sostiene que la educación sexual tiene efectos perniciosos. Pero en realidad, los intentos de educación sexual que se han llevado a cabo no son una verdadera educación sexual, sino que son tímidas intervenciones que no producen efectos en la conducta de los alumnos, ni negativos ni positivos.

    El viaje que deja la ausencia de educación sexual en las escuelas lo llenan prensa, libros, cine, y otras publicaciones. No obstante, al igual que los niños no aprenden otras asignaturas sin un maestro que se las enseñe y les guíe en la tarea educativa, es difícil que aprendan sobre sexualidad sin que alguien que entienda sobre ésta se lo explique personalmente. Del mismo modo que aprenden a leer o a escribir en la infancia, su educación sexual en la escuela también ha de comenzar en la infancia, pues de comenzar demasiado tarde, sería difícil corregir algunas ideas erróneas creadas en los niños.

    Una última queja es la que respecta a la falta de énfasis que la educación sexual pone en el amor. Pero de nuevo, esta cuestión es relativa y depende de las opiniones de los maestros.

    Otros factores que pueden influir en la educación sexual llevada a cabo en las escuelas son algunas como si las escuelas son o no mixtas (el serlo tiene muchas ventajas); si el alumno se interesa por el tema y tiene motivación; y si los profesores adoptan o no una actitud correcta.

    En cuanto a esto último, hay que señalar que Jonson y Belzer creen que, aunque no se pueden crear prototipos, los educadores pueden tener en cuenta cinco puntos que les podrían ayudar en su labor como educadores de sexualidad:

    - Acuerdo del educador con su propia sexualidad, para que en su trato con los alumnos no hayan conflictos, tensiones, ni ansiedades personales.

    - Conocimiento amplio de la materia.

    - Uso del lenguaje del sexo fácil y naturalmente.

    - Familiarización con la secuencia de los hechos en el desarrollo sexual y comprensión de los problemas que hay en cada etapa.

    - Conciencia del cambio social.

    2.4 La televisión en la educación sexual

    La televisión ( y otros medios que se difunden en nuestros días, tales como internet) ejerce indudablemente un papel más o menos importante en la conducta de todo niño.

    Con respecto al sexo, el espectáculo de adultos que ofrece la televisión actualmente hace que el niño vea constantemente escenas plenas de estímulos sexuales, ya sean claros, ya subliminales. Así, lo más probable es que la idea moral del niño no coincida con la que se quiere formar en él por parte de padres y educadores. Una voz más potente que la de los padres actúa en el niño, que no es consciente de ello.

    Para que la acción de la televisión en la sexualidad del niño fuese benévola, sería necesario un diálogo entre padres, profesores y creadores de los programas de televisión. Pero si ya es difícil un acuerdo entre padres y profesores, y entre unos padres y otros, aún más difícil es conseguir un acuerdo entre todos para que la televisión ofrezca lo que puede ser más o menos dotado de moralidad. Además, la televisión es un servidor de las necesidades de la comunidad, no un medio de acción en un estado omnipotente.

    Lo que está claro es que según cada familia habrá que educar a los niños de uno u otro modo. Por ello, cada familia ha de plantear su propia moralidad a sus hijos, y si no quieren que vean algunos programas televisivos, deberán exponer sus razones e intentar ofrecerles otras propuestas alternativas.