Setas venenosas

Hongos frescos. Especies. Sintomatología. Intoxicación. Partes de la seta. Tipología

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 12 páginas

publicidad
cursos destacados
Ejercicios resueltos de Aritmética
Ejercicios resueltos de Aritmética
Serie de ejercicios resueltos de Artimética Básica.

Este curso va ligado al curso actual de...
Ver más información

Fundamentos de Termodinámica Clásica
Fundamentos de Termodinámica Clásica
Fundamentos de Termodinámica Clásica es el curso donde resolverás preguntas como...
Ver más información


Hay cientos de especies de setas conocidas en el mundo; sin embargo, la gran mayoría son duras, leñosas, amargas o muy poco frecuentes y, por tanto, no tienen interés como alimento. Son pocas las especies cuya ingestión produce trastornos graves e incluso la muerte al ingerirlas. Las características que distinguen a las especies comestibles de las venenosas no siempre son evidentes, por lo que es conveniente recoger las especies comestibles más comunes y ceñirse sólo a éstas. Los pedos o cuescos de lobo, que en algunos países de América se llaman bolas, terneritas, panzas o bombas, así como las morchelas y otras especies descritas más adelante, normalmente no se confunden con setas venenosas. Si hay la más mínima duda, lo seguro es descartarla. Los hongos frescos cultivados que se comercializan se pueden comer con toda tranquilidad.

Setas venenosas

Existen más de 200 especies de setas venenosas. Sin embargo, muchas especies que se consideraban dudosas, e incluso venenosas, han resultado ser comestibles. En estos casos, el malentendido puede deberse a los trastornos producidos tras la ingestión de setas en mal estado, como ocurre si se comen carnes o verduras estropeadas.

No obstante, algunas setas, sobre todo las amanitas, son muy venenosas y su ingestión produce consecuencias fatales. Contienen toxinas orgánicas que destruyen las células del sistema nervioso central, de los vasos sanguíneos, de los riñones, del hígado y de los músculos. Las toxinas fúngicas más destacadas son: muscarina, monometilhidracina y amatoxinas. La muscarina es una toxina de la amanita falsa oronja o matamoscas, que le ha dado el nombre a esta seta. La muscarina también la sintetizan otros hongos. La monometilhidracina se encuentra en la falsa morchela venenosa, fácil de confundir con la verdadera.

La amatoxina de las amanitas produce dolores de estómago, náuseas, vómitos y diarrea grave. Se produce ictericia y cianosis que producen la muerte. Los síntomas suelen aparecer a las 8 o 12 horas después de haber comido el hongo y la muerte a los 2 o 3 días. El tratamiento para las intoxicaciones con amatoxinas y muscarina es siempre posterior al lavado gástrico. A las personas envenenadas con amatoxinas se les administra el ácido tiócnico, aunque su efectividad no está demostrada. La atropina es un antídoto contra la intoxicación por muscarina, pero no sirve contra el veneno de otros hongos.

La falsa oronja o matamoscas se localiza en los claros y en los márgenes de los bosques, así como en lugares próximos a los bordes de las carreteras. Aparece desde el principio del verano hasta las primeras heladas. Mide entre 10 y 20 cm de alto con un sombrero entre 10 y 15 cm de ancho. Éste es escamoso y de colores brillantes, por lo general anaranjado, carmín o escarlata, recubierto de verrugas blancas. La carne es amarilla bajo la película y blanca en el resto. El pie es también escamoso y blanco, bulboso en la base y con un anillo en lo alto. Las laminillas son blancas o amarillo pálido. El nombre vulgar deriva de su capacidad de envenenar moscas.

La oronja verde, junto con otras tres especies relacionadas, son las setas más mortíferas que se conocen. Muchas de las demás amanitas son tóxicas o supuestamente venenosas. Una excepción es la oronja o -->Amanita caesarea[Author ID1: at Sun Mar 25 21:11:00 2001] (amanita del césar y en México, yema), un hongo comestible conocido desde la antigüedad clásica.

-->Clitocybe illudens[Author ID1: at Sun Mar 25 21:11:00 2001] es un hongo de color amarillo azafrán que crece en troncos de árboles en descomposición. El pie tiene entre 7 y 13 cm de alto y el sombrero mide entre 7 y 13 cm de ancho. Por su forma se parece a un hongo comestible del mismo género,--> Clitocybe gigantea,[Author ID1: at Sun Mar 25 21:11:00 2001] de pie corto y con un sombrero muy grande (cuando está maduro), de un colorido que abarca del blanco al tostado. Muchos otros hongos, sin ser muy peligrosos, se evitan por varios motivos, por ejemplo el boleto de Satanás, que no es tan tóxico como sugiere su nombre, el falo hediondo (-->Phallus impudicus[Author ID1: at Sun Mar 25 21:11:00 2001]), que no se recoge debido a su desagradable olor, o la rúsula emética, que no debe comerse pues es tóxica ingerida en grandes cantidades.

Entre las especies comestibles más conocidas en algunos países de América Latina están el champiñón grande o pípila; mazayel; el hongo enchilado, corneta, hongo amarillo, trompeta o trompa; corneta grande; corneta prieta; tuza, venadito o xical blanco; mantequera, juan diego, mantecoso o venado; pollita; señorita, oreja o tejamanil; santiaguero; ardilla; iztacnanácatl, trompa de cochi, trompa blanca, quexque, oreja de puerco o taza blanca; bizcocho; manita, escobeta, coral o manita amarilla; la escobeta; el clavito; pata de pájaro o escobetita, clavito; tampón, dedito, hongo amarillo, mujercita amarilla, hombrecito de oyamel o niñito; el clavito grande; gachupín o negrito. Por último, cabe destacar dos hongos excepcionales, uno es el cuitlacoche que crece como plaga en los elotes de la planta de maíz y que tiene un sabor delicioso. El otro es el teonanácate, que se consume en México desde la época prehispánica y que, gracias a la sacerdotisa oaxaqueña María Sabina, se ha transmitido hasta nuestros días el concepto de hongo divino en que se tiene desde tiempos remotos por sus virtudes alucinatorias. Las variedades de este hongo, llamado también angelitos y teotlaquilnanácatl, entre otros nombres, son igualmente tóxicas

Hay muchas especies de setas venenosas, mas de 200, pero muchas que se piensa que lo son, solamente causan problemas por consumirlas en mal estado, como si comemos otros alimentos, carne o pescado no aptos para el consumo.

Muchas son muy venenosas, las amanitas por ejemplo, una de las mas conocidas y peligrosas es la amanita phalloides (oronja verde), Lo antes posible hay que realizar un lavado gastrico y luego aplicar el tratamiento adecuado, según la que se haya ingerido, ya que no todas tienen el mismo tóxico, por eso es muy importante que el especialista sepa cual es la que hemos consumido para conocer mas rapido la intoxicacion. Otra amanita es la muscaria o falsa oronja

Otros hongos no son tan peligrosos, como el boleto de Satanás, o el phallus impudicus (falo hediondo) que su problema es el mal olor que despide, russula emética que es toxica solo en grandes cantidades

Las Setas, científicamente, son miembros de una familia de hongos con cuerpo fructífero, y popularmente, algunos de los innumerables hongos carnosos o leñosos.
La distinción entre setas comestibles y venenosas no se basa en conceptos científicos, o dicho de otro modo, dos setas venenosas no están relacionadas biológicamente de forma obligatoria sólo por el hecho de serlo: pueden estar más emparentadas una venenosa y una comestible.
Hay cientos de especies de setas conocidas en el mundo: sin embargo la gran mayoría son duras, leñosas, amargas o muy poco frecuentes, y por tanto no tienen interés como alimento. Son pocas las especies cuya ingestión produce trastornos graves e incluso la muerte al ingerirlas.
Las características que distinguen a las especies comestibles de las venenosas no siempre son evidentes, por lo que es conveniente recoger las especies comestibles más comunes y ceñirse sólo a éstas.
Si hay la más mínima duda, lo seguro es descartarla.
Los hongos frescos cultivados que se comercializan se pueden comer con toda tranquilidad.

-->DECALOGO DEL BUSCADOR DE SETAS
[Author ID1: at Sun Mar 25 21:13:00 2001]
1.- Ante la duda, NO LA COJA. Si no está seguro de que es comestible, déjela o si la ha cogido tírela.

2.- Si no la conoce, DÉJELA. No la estropee, dándole una patada o rompiéndola, puede venir detrás de usted alguien que si la conozca, y además todas tienen alguna misión en la naturaleza.

3.- No recolecte todas. Deje siempre algunas para que al dispersar sus esporas, en los próximos años siga habiendo setas.

4.- Cortar las setas con navaja. No arrancarlas para no estropear el micelio subterráneo que en la próxima recolección dará mas setas y no manchará las otras en la cesta.

5.- No usar recipientes cerrados. Utilizar cubos o cestas de mimbre abiertos (si tienen agujeros mejor). para que no fermenten rápidamente y resulten indigestas. Nunca utilice bolsas de plástico.

6.- No hacer caso de tradiciones para su reconocimiento. Estudiar bien la seta y si no está seguro de no ser venenosa no la consuma. No se fíe de tradiciones como que ennegrecen la cucharilla de plata o la moneda, o las comidas por animales, vinagre,...

7.- Por si acaso deje una muestra en el frigorífico de cada especie que consuma. En caso de intoxicación el medico podrá actuar mas rápidamente.

8.- NO RECOLECTE las setas que vea con laminas blancas, anillo, volva, y sombrero blanco-amarillento o verdoso, pueden ser Amanitas, las mas venenosas de todas.

9.- NO CONSUMA las setas fermentadas, incluso las comestibles, podrían ser indigestas.

10.- EN CASO DE INTOXICACION IR RAPIDO AL MEDICO (a ser posible con una muestra de las setas que ha consumido) y (en España) llamar al INSTITUTO NACIONAL DE TOXICOLOGIA de Madrid (912323366)

CÓMO ACTUAR EN CASO DE INTOXICACIÓN

Hay que insistir en que sólo se han de consumir setas que se hayan identificado sin ninguna duda.

Si, a pesar de todo, se llega a producir una intoxicación, se debe acudir inmediatamente a un centro hospitalario para que la persona afectada reciba el tratamiento médico adecuado. Conviene llevar los restos que queden de las setas, ya sean los trozos que se han eliminado al limpiarlas o las setas cocinadas que hayan sobrado; esto permitirá a los especialistas del centro identificar la especie de seta causante de la intoxicación y aplicar el tratamiento más eficaz.

Cuando son unas cuantas las personas que han comido las setas, es preciso que también las que no presenten síntomas de intoxicación reciban asistencia médica, ya que es probable que también ellas hayan ingerido setas tóxicas.

Los síntomas de intoxicación varían según la especie que la ha producido. Se pueden presentar uno o varios de estos síntomas: fuertes dolores de estómago, sudor frío, vómitos dolorosos y continuos, diarreas fétidas y abundantes, vértigo, postración total, delirio, periodos alternativos de crisis y de calma. Los síntomas característicos de cada especie se describen al comentar las principales setas tóxicas.

Los primeros síntomas se pueden presentar al cabo de poco rato de haber comido las setas (normalmente entre media hora y tres horas) o aparecer pasadas algunas horas. Las intoxicaciones más graves, en particular la causada por la oronja verde (Amanita phalloides), se manifiestan después de unas 8 ó 10 horas, o a veces más; por lo tanto, el hecho de que los síntomas tarden en presentarse es un indicio de que la intoxicación puede ser muy peligrosa.

A los primeros síntomas de intoxicación, por poco importantes que parezcan, se debe acudir inmediatamente a un centro sanitario.

La eficacia del tratamiento depende, en buena parte, de la rapidez con que se actúe.

ESQUEMA DE LAS PARTES DE UNA SETA

Setas venenosas
Para la correcta identificación de las setas se deben examinar atentamente sus diferentes partes. En el caso de las Amanitas y especies de aspecto parecido, es importante comprobar la presencia de la volva que, a veces, queda tapada por la hojarasca.

No todas las setas constan de todas las partes indicadas en este esquema; muchas especies no tienen volva ni anillo; otras no tienen láminas; las hay también con formas bastante diferentes de la indicada.

Así, por ejemplo, los champiñones silvestres tienen anillo, pero no volva; los níscalos y las rúsulas no tienen ni anillo ni volva; los boletos no tienen láminas, sino tubos. En cuanto a la forma, las barbas de chivo son completamente diferentes de la mayoría de las setas.

Se deben examinar atentamente les características morfológicas de las setas para poder identificar correctamente las especies.

Tipos de setas venenosas

Setas venenosas

Setas venenosas

Setas venenosas
Setas venenosas

Setas venenosas

Setas venenosas

Setas venenosas

Setas venenosas

Setas venenosas
Setas venenosas

Setas venenosas

Setas venenosas

Setas venenosas
AMANITA MUSCARIA o FALSA ORONJA

DONDE Y CUANDO SE PUEDE ENCONTRAR

Es una especie de la que puede decirse que crece en cualquier hábitat, ya sea bajo los planifolios como bajo las coníferas, en todo tipo de terreno desde las regiones más bajas a los bosques límites de la vegetación, desde las latitudes más meridionales hasta países muy septentrionales. Tiene un hábitat que puede coincidir con el del "Boletus edulis", por lo cual su presencia indica a la vez la posibilidad de encontrar algún Boletus. Crece durante toda la estación micológica, en especial de septiembre a enero. Común en toda España.

TIPO DE ENVENENAMIENTO

Tiene elementos tóxicos de diversa especie. Sin embargo, el efecto del envenenamiento puede considerarse neurotóxico con consecuencias bastantes graves. El período durante el cual la intoxicación está latente, es algo corto: poco más de dos horas. Es falsa la creencia de que, quitándole la cutícula, la seta se vuelve inocua.
Es una seta llamativa por su vistoso color y puede adquirIr grandes dimensiones. El diámetro del sombrero varía entre los 6-25 cm. y el pie puede llegar a los 30 cm. de altura.

Nunca está cubierta completamente por un velo contínuo, ni tampoco tiene la forma de un huevo con la punta hacia abajo.


Las características que permiten su fácil reconocimiento son la superficie del sombrero color rojo cubierta casi siempre con numerosas placas escamosas de color blanco y el característico bulbo que lleva una volva separada en perlitas dispuestas casi en anillos regulares y paralelos. Hacia el borde del sombrero, el color casi siempre se vuelve naranja. El sombrero tiene una forma regular que desde muy convexa pasa a ser aplanada y a veces, en la seta, desarrollada, presenta una depresión central y márgenes curvados. El color es brillante de rojo a amarillo-anaranjado, llegando al amarillo-oscuro en la seta adulta. Las laminillas son blancas, cuando son viejas devienen un poco amarillas, finas, apretadas, más bien anchas, redondas en el pie y separadas del mismo. El pie es blanco, un poco amarillento, inicialmente sólido, luego se vuelve hueco, ligeramente desprendido, lleva un vistoso anillo blanco que cuelga. Se ensancha en el margen donde generalmente está decorado con un festón. En la parte de la base se agranda hasta adquirir la forma de huevo puntiagudo, adornado en la superficie con los restos del velo general que se presentan como anillos de gran granulosidad, más marcada en la parte superior del bulbo. La carne es blanca en el centro; sólo bajo la cutícula del sombrero se presenta amarillenta a lo largo de una zona bastante profunda. No tiene olor ni sabor apreciables.

BOLETUS SATANAS

DONDE Y CUANDO SE PUEDE ENCONTRAR

Sólo se da en los bosques de planifolios, castaños, encinas y otras especies de mucha madera. Ademas, sólo crece en suelos con reacción básica, calcáreos. Es una especie termófila y no llega a desarrollarse a grandes alturas. El período que prefiere para su crecimiento es entre julio y diciembre. No es muy corriente pero en los lugares donde habita se presenta en conjuntos de numerosos individuos. Se encuentra en la zona centro, País Vasco y Cataluña.

DIMENSIONES

Lo más notorio es la forma redondeada del sombrero y del pie. Sus dimensiones lineales pueden ser muy grandes. El sombrero alcanza diámetros cercanos a los 30 cm., mientras el pie es proporcionalmente más corto.
Se quiere señalar la forma redondeada del carpóforo, la presencia de reticulado sobre el pie, y su hábitat bajo planifolios.


Provoca un envenenamiento a nivel gastro-intestinal no muy grave, con trastornos de vómito y colaterales, algo molestos, que se producen ya sea ingiriéndolo crudo como cocido, con rápidas manifestaciones: a las dos o tres horas. Debemos afirmar, por experiencia personal, que esta seta debe considerarse tóxica, aunque algún autor hable de su inocuidad si se hierve o macera en agua salada durante algunas horas. Puede confundirse con cualquier otra especie comestible y, por consiguiente, se tendría una opinión errada sobre su venenosidad.

GUIA PARA SU DETERMINACION

Tal vez sea la más nombrada, después del Boletus edulis, entre todos los Boletus, porque es la única que goza, por razones manifiestas, de la fama de ser venenosa. Quien no sabe de setas, o sólo tiene un conocimiento muy superficial, identifica el Boletus satanas con todos los Boletus de aspecto macizo y forma redondeada que cuando su carne se roza o corta, adquiere un color azul marino. Boletus satanas tiene en efecto esta cualidad pero tal vez menos notoria que en otras especies que pueden comerse. Se presenta con el sombrero característicamente redondeado, carnoso, de color gamuza claro pero con tonalidades rojas, a veces con alguna esfumación verdosa; superficie casi lisa y un poco brillante en espécimenes adultos. El himenio tiene tubos amarillos y los poros tendiendo al rojo, no obstante, durante el desarrollo, tal color puede atenuarse y crearse ciertas zonas amarillo-claras. El pie es generalmente ancho y ventrudo, más bien corto, de color amarillo pero recubierto de un hermoso reticulado rojo-violeta, muy particular. La carne es blanco-grisácea, pocas veces amarillenta; tiene sabor dulce y al rozarla o cortarla se mancha de azul marino, a menudo en tonos muy suaves.

LACTARIUS TORMINOSUS

DONDE Y CUANDO SE PUEDE ENCONTRAR
Puede crecer desde el verano hasta el otoño. Está estrechamente unida al abedul que puede buscarse para confirmar su determinación.

TIPO DE ENVENENAMIENTO
Es una especie tóxica pero su venenosidad se limita a provocar pequeños trastornos gastrointestinales. Se encuentra, por lo tanto, en el punto más bajo de la escala de peligrosidad de los envenenamientos de setas. El período durante el cual permanece latente, es muy breve, casi inmediato: desde un cuarto de hora hasta aproximadamente tres horas.

DIMENSIONES
Puede alcanzar los 12-15 cm. de diámetro en el sombrero, mientras el pie generalmente es, en proporción, más corto.

GUIA PARA SU DETERMINACION
La planta con la cual es estrechamente simbionte es el abedul.

Es el único Lactarius del cual se puede afirmar, con absoluta certeza que es tóxico. Aunque hayamos excluido del consumo todos los Lactarius de látex blanco, no se ha dicho que este género comprenda muchas especies venenosas: un buen conocedor podría encontrar varias comestibles. L. torminosus es de fácil identificación, tanto por la superficie del sombrero, completamente decorada por una lanosidad afelpada que en la seta todavía cerrada une el margen del sombrero con el pie, como por su hábitat, estrechamente limitado al abedul. El sombrero parte de la forma cerrada contra el pie, semiconvexo o un poco hundido en el centro, para abrirse incluso hasta presentar un margen mullido levantado. Es de color rosado más o menos intenso y está zonado y vistosamente decorado por una vellosidad afelpada, persistente. Las laminillas son bastante apretadas, adheridas, semidecurrentes al pie, estrechas, de color claro que se vuelve rosado en el individuo adulto. El pie, cilíndrico, regular, no muy largo, finamente pruinoso, es de color blanco a rosado-naranja. La carne, blanca, frágil, segrega un látex blanco con fuerte sabor picante.

RUSSULA EMETICA

DONDE Y CUANDO SE PUEDE ENCONTRAR

Es posible encontrarla tanto en bosques de planifolios como de coníferas, en las zonas musgosas y húmedas e, incluso, en los suelos fangosos. Está muy extendida y presenta, para los micólogos, una notable serie de formas que reciben nombres diversos.

TIPO DE ENVENENAMIENTO

Debe considerarse como una especie tóxica porque provoca trastornos a nivel gastroentérico como todas las Russula venenosas. El período durante el cual el envenenamiento permanece latente es breve, de media hora a dos horas. Sin embargo, se trata de una intoxicación que no es muy grave y, un único ejemplar, cocinado con otras especies, resultaría inocuo.

DIMENSIONES

La forma presentada puede considerarse entre las Russula de dimensiones medias. En el sombrero llega incluso a 6-7 cm. de diámetro mientras el pie puede variar, pudiendo ser más largo o más corto.

Se quiere poner en evidencia el contraste entre el blanco de las laminillas y pie y la coloración rosada del sombrero. Además se indica, simbólicamente, el sabor picante de la carne, similar al de una guindilla.

GUIA PARA SU DETERMINACION

Entre las Russula de sabor muy picante es, tal vez, la más conocida; debe considerarse tóxica. Se identifica por el color rojo de la superficie del sombrero. Sin embargo, este color es común a muchas especies y, para poderla determinar mejor, es necesario observar otras características tales como la superficie brillante del sombrero, las laminillas siempre blancas y el pie, también blanco, carente de cualquier tonalidad, incluso esfumada. Es de tamaño más pequeño que la media. El sombrero se presenta convexo pero también casi aplanado y hundido en el centro. Es de color cereza pero con manchas más claras, a menudo blancas. El borde está delicadamente estriado. Las laminillas son blanco-cándidas, raramente algo amarillentas, atenuadas al pie, un poco decurrentes, apretadas. El pie es cilíndrico, no muy consistente, blanco. La carne es blanca, tiene un ligero olor a fruta y es muy picante

[Author ID1: at Sun Mar 25 21:24:00 2001 ]ORONJA VERDE-->[Author ID0: at ]

DONDE Y CUANDO SE PUEDE ENCONTRAR
Se encuentra en los bosquesde encinas, castaños, avellanos, en general en todo tipo de arboles. Crece durante toda la estación micológica, desde septiembre a febrero. Común en toda España.

TIPO DE ENVENENAMIENTO
Destruyen las células del sistema nervioso central, de los riñones, hígado, músculos... en la mayor parte de los casos resulta mortal. En algunas ocasiones, las terapias modernas han dado resultados positivos, pero todavía no existe una posibilidad cierta de resolver favorablemente un envenenamiento por Amanita phalloides. Los primeros síntomas son dolores de estomago, vómitos, nauseas, diarreas... que aparecen a las diez o doce horas de haberlos comido, y la muerte a los dos o tres días.

GUIA PARA SU DETERMINACION
La característica principal de las amanitas, son residuos del velo general, llamado volva, que es como una envoltura cubriendo el pie como si fuera la cascara de un huevo roto. Otros rasgos pueden ser un anillo y el himenio constituido por laminillas blancas. El sombrero, que inicialmente está cerrado se abre después, es acampanado hacia los bordes y plano en el centro, muy regular y se presenta con la superficie lisa, un poco brillante de color variable que está entre el blanco amarillento y una coloración oscura, verde-oliva. Un finísimo reticulado de fibrillas radiales en la cutícula, da a su superficie un aspecto particular. Las laminillas son blancas, más bien anchas, no muy espaciadas, redondeadas hacia el pie, entre una y otra puede intercalarse una lamélula. El pie es regular de sección circular, ensanchado en la base donde se alarga en forma de bulbo oval, envuelto en una vaina continua que constituye la volva. Es blanco pero puede estar decorado con un jaspeado verde-oscuro algo llamativo. El anillo que cuelga es ligeramente estriado. La carne cortada es blanca sin olores particulares que aparecen cuando la seta comienza a deteriorarse.

Oronja Verde

Amanita phalloides Vaill.Ex.Fr. Secr. ( Agaricales ).Es mortalmente venenosa. Contiene varias combinaciones tóxicas. La cantidad de 50 gramos es mortal. Los sintomas son tardíos, aparecen al cabo de 10 ó 24 horas. Se encuentra en el Otoño en todo tipo de bosques

Tricoloma tigrino
Provoca también intoxicaciones graves, pero raramente mortales, caracterizadas por trastornos gastrointestinales, con vómitos y diarrea, que se presentan al poco rato de haber comido las setas.

Agárico amarillento

Agaricus xanthodermus Gen, ( Agaricales ). Este es un hongo no comestible que produce indisgestiones y hay que incluirlo en las setas venenosas, se encuentra en los mismos lugares que la especie anterior, difernciandose en que tiñe de amarillo y huele a fenol.

Amanita Pantera

Amanita pantherina D. C.Ex Fr.Secr. ( Agaricales). Es venenosa, pudiendo causar graves intoxicaciones. Se encuentra en Otoño bajo robles y pinos

Seta de Olivo

Omphalotus olearius D, C. Ex Fr. Sing.( Afiloforales). Seta venenosa produce trastornos gastrointestinales.Tiene esta seta la propiedad dedébil luminiscencia en la oscuridad.Se encuentra parasitando madera muerta de olivos, robles, y encinas

Micena Pura

Mycena pura Pers. Ex Fr.Krummer.(Agaricales).Seta no comestible. Crece en Otoño sobre ramitas en descomposición ó en los punteros de los pinos.

Matamoscas

Amanita muscaria L.Ex Fr.Hooker.( Agaricales ).Aunque es de las setas más bellas, también es venenosa. Se le atribuyen efectos alucinógenos. Frecuente bajo los pinos en el Otoño.

Boleto de Satanás
Seta tenida popularmente por muy tóxica, como indica su nombre, no es de las setas más peligrosas. Su ingestión provoca trastornos gastrointestinales, con vómitos y diarreas, que se manifiestan poco después de su consumo.

Inocibes

El grupo de los inocibes incluye diversas setas de tamaño relativamente pequeño, que deben desecharse, ya que algunas son tóxicas y, las que no lo son, tienen poco valor culinario y se corre el peligro de confundirlas con les especies tóxicas.

Clitocibes

Diversos clitocibes de color blanco provocan también intoxicaciones como las indicadas al hablar de los inocibes.

Dadas las dificultades en diferenciar las especies, se deben rechazar todos los clitocibes de color blanco.

Galerina rebordeada

Es una seta bastante pequeña, que crece sobre troncos y ramas de pino muertas.

Su consumo provoca intoxicaciones muy graves, parecidas a las de la oronja verde. Su pequeña talla hace que no la coja nadie normalmente, de manera que no suelen darse casos de intoxicaciones debidas a su consumo.

Seta engañosa
Provoca intoxicaciones graves, caracterizadas por trastornos gastrointestinales.

Se la puede confundir con el clitocibe gris (Lepista nebularis); la diferencia más clara es que las láminas de la seta engañosa van adquiriendo un color rosado, mientras que las del clitocibe gris son blancas. Se la encuentra sobre todo en los alcornocales, durante el otoño.

Lepiotas
Lepiota helveola, Lepiota brunneo-incarnata y otras.

El grupo de les Lepiotas incluye algunas especies que pueden resultar mortales(Lepiota helveola, Lepiota brunneo-incarnata).

Son setas poco abundantes, que crecen preferentemente en bosques de árboles de hoja caduca y también a los lados de los caminos.

Es recomendable rechazar todas las Lepiotas de talla pequeña con el fin de evitar confusiones con las Lepiotas tóxicas

Las intoxicaciones por consumo de Lepiotas son parecidas a las provocadas por la oronja verde.