Riñones

Nefrología. Urología. Funciones renales. Anatomía riñón. Nefrona. Insuficiencia renal. Donantes. Rechazo

  • Enviado por: Natalia Bertoni
  • Idioma: castellano
  • País: Argentina Argentina
  • 15 páginas

publicidad
cursos destacados
Trigonometría Plana
Trigonometría Plana
Curso de Trigonometría Plana que trata los conceptos básicos: sistema de medición de...
Ver más información

Química General
Química General
En este curso de Química General, aprenderemos los conceptos fundamentales de la “Ciencia...
Ver más información

publicidad

LOS RIÑONES Y SU IMPORTANCIA

Riñones
Los riñones son dos glándulas de color rojo oscuro colocadas simétricamente a los lados de la columna vertebral (un poco por encima de la cintura), en la región lumbar. Miden 10 cm de largo y pesan unos 150 gr cada uno en la generalidad de los casos o del tamaño del puño; el peritoneo, membrana serosa que cubre la superficie interior del abdomen, los sujeta fuertemente contra la pared abdominal. La extremidad superior de cada riñón está cubierta por una glándula endócrina, la glándula suprarrenal. La sangre que se va a depurar pasa por la arteria renal hasta los riñones y sale por la vena renal. Debajo de la envoltura granulosa, formada por los glomérulos de Malpighi. Dichos glomérulos están constituidos por capilares sanguíneos, arteriolas, y envueltos en la cápsula de Bowman, que es una bolsa que se continúa con el tubo urinífero. Cada riñón contiene dos millones de estos tubos, agrupados en haces piramidales; son los que contiene la orina, la cual pasa a la pelvis renal y de ahí a los uréteres, que son los conductos excretores del riñón que comunican pelvis con la vejiga. La vejiga tiene una longitud aproximada de unos 30 cm y un diámetro de 5 mm. En ella se deposita la orina hasta el momento de su expulsión al exterior.

Las funciones principales de los riñones son regular las cantidades de sal y de agua dentro del cuerpos, mantener el equilibrio apropiado de ácidos del cuerpo y eliminar productos de desecho de la sangre. Los riñones están compuestos por millones de filtros diminutos, llamados nefronas. Estas trabajan continuamente, filtrando la sangre para deshacerse del exceso de desechos que el cuerpo tiene y para regular el equilibrio químico y de los fluidos del cuerpo. Cuando los riñones funcionan bien uno no se cansa a causa del exceso de materiales de desecho, ni se hincha debido al exceso de liquido.

Los riñones se deshacen de los productos de desecho al producir orina. La orina viaja desde los riñones a la vejiga por medio de unos tubos pequeños llamados uréteres. Luego la orina se almacena en la vejiga hasta que sale del cuerpo por medio de la uretra.

De esta forma los riñones controlan el volumen y los componentes químicos de la sangre por medio del proceso de filtración, equilibrando los niveles de sodio y potasio y eliminando el exceso de fluidos. Algunas sustancia químicas como el sodio y cloruro (sal de mesa), así como el potasio, calcio y fósforo, se filtran y regulan por medio de los riñones. Los niveles normales de estos componentes químicos permiten que muchos de los sistemas del cuerpo funcionen apropiadamente, y su regulación ilustra algunos de los papeles vitales que desempeñan los riñones.

Los niveles altos de sodio y cloruro en la sangre influyen en el equilibrio de fluidos en el cuerpo, el exceso en estos niveles pueden ocasionar retención de fluidos (hinchazón) y presión alta o hipertensión. Los niveles de potasio afectan a las funciones del corazón e indican que el riñón no esta funcionando bien y que debe ser controlado continuamente. Es importante Riñones
mantener los niveles de calcio y fósforo para mantener los huesos y los dientes saludables.

Los riñones hacen aun mucho más que esto, producen varias hormonas. Las hormonas son sustancias que los órganos del cuerpo producen, luego se envían al otro órgano o tejido en donde paran o inician otra reacción. Algunas de las hormonas producidas por el riñón ayudan a regular la presión sanguínea, otras estimulan o inician la producción de glóbulos rojos.

Debido a la importancia de estas hormonas, el transplante de riñón ofrece beneficios potenciales mucho mejores y mayores que los que proporciona la simple filtración de diálisis.

Tomando en cuenta sus funciones, el riñón es un órgano ejemplar. Se ajusta a las exigencias que le impone el resto del cuerpo. Por eso las personas pueden vivir con uno solo, y esto explica que una persona sana puede donar uno de sus riñones para transplantárselo a una persona enferma y aun gozar de una vida normal y saludable.

VISTA POSTERIOR DEL SISTEMA RENAL

LADO IZQUIERDO     LADO DERECHO

Riñones

¿POR QUÉ ES NECESARIO EL TRANSPLANTE DE RIÑON?

Cuando un paciente tiene”insuficiencia renal”, los riñones no filtran los productos de desecho apropiadamente; como resultado, el exceso de desechos y sustancias químicas comienzan a acumularse en la sangre, causando“uremia”.

Los pacientes con insuficiencia renal tienen diferentes opciones en cuanto a su tratamiento, para no sufrir los síntomas de la uremia, como la fatiga, los dolores de cabeza y la presión sanguínea alta:

1º- Pueden someterse a la hemodiálisis, en la cual se eliminan los desechos del cuerpo por medio de un “riñón artificial” que es la maquina de diálisis.

2º- Por medio de la diálisis peritoneal, en la cual los excesos de sustancias químicas son eliminados por medio de una membrana dentro de la cavidad abdominal del paciente.

3º- Someterse a un transplante renal, que es un procedimiento quirúrgico en el cual un riñón sano se implanta en el cuerpo para que el funcionamiento de organismo vuelva a la normalidad.

El transplante de riñón ofrece un aumento de la independencia de los pacientes y el estilo de vida puede ser mucho mejor que si se someten a tratamientos de diálisis. Después del transplante, el paciente podrá volver a tener un estilo de vida más normal y activo. Sin embargo el paciente será responsable de controlar su riñón nuevo por el resto de su vida. Esto incluye visitas a la clínica, tomar sus medicinas y tomar decisiones diarias que sean armoniosas para el y su nuevo riñón.

¿QUÉ ES LA INSUFICIENCIA RENAL?

La insuficiencia renal se refiere al daño temporal o permanente de los riñones, que resulta en la pérdida de la función normal del riñón. Hay dos tipos diferentes de insuficiencia renal - aguda y crónica. La insuficiencia renal aguda comienza súbitamente y es potencialmente reversible. La insuficiencia crónica progresa lentamente durante un período de por lo menos tres meses y puede llevar a insuficiencia renal permanente. Las causas, los síntomas, los tratamientos y las consecuencias de la insuficiencia renal crónica y de la aguda son diferentes.

Entre las condiciones que pueden ser causa de una insuficiencia renal crónica o aguda se incluyen las siguientes, pero no se limitan a ellas:

Insuficiencia renal aguda

Insuficiencia renal crónica

Infarto del miocardio - un ataque al corazón pudiera ser causa de una insuficiencia renal temporal.

Nefropatía diabética - la diabetes puede causar cambios permanentes provocando un daño renal.

Rabdomiolisis - daño al riñón que puede ocurrir por la destrucción muscular. Esta enfermedad puede ocurrir por deshidratación severa, infección u otras causas.

Hipertensión - la presión sanguínea alta en forma crónica (hipertensión) puede causar un daño permanente del riñón.

Disminución del flujo de sangre a los riñones por un tiempo. Esto puede ocurrir por la pérdida de sangre o por shock.

Lupus (LES) - es una enfermedad autoinmunológica/inflamatoria crónica que puede dañar la piel, las articulaciones, los riñones y el sistema nervioso.

Una obstrucción u oclusión en el trayecto del tracto urinario.

Una obstrucción u oclusión prolongada en el tracto urinario.

Síndrome urémico hemolítico - generalmente es causa de una infección por E. coli, desarrolla insuficiencia renal como resultado de la obstrucción a las estructuras funcionales pequeñas y a los vasos dentro del riñón.

Síndrome de Alport - es una enfermedad hereditaria que causa sordera, daño progresivo en el riñón y defectos en los ojos.

Ingestión de ciertos medicamentos que pueden causar toxicidad a los riñones.

Síndrome nefrótico - es una enfermedad que tiene varias causas diferentes. El síndrome nefrótico se caracteriza por la presencia de proteína en la orina, poca proteína en la sangre, altos niveles de colesterol e hinchazón de los tejidos.

Glomerulonefritis - es un tipo de enfermedad del riñón que afecta a los glomérulos. Durante la glomerulonefritis, los glomérulos se inflaman y afectan la capacidad del riñón de filtrar orina. En algunas personas, la glomerulonefritis puede provocar una insuficiencia renal crónica.

Enfermedad poliquística del riñón - es una enfermedad genética caracterizada por el crecimiento de numerosos quistes llenos de líquido en los riñones.

Cualquier condición que pueda perjudicar el flujo de oxígeno y sangre a los riñones, por ejemplo, el paro cardíaco.

Cistinosis - es un desorden hereditario que causa que los riñones excreten en exceso ciertos amino ácidos. Esto provoca la formación de cálculos renales severos.

 

Nefritis intersticial o píelo nefritis - es la inflamación en el riñón de las estructuras internas pequeñas.

¿CÓMO ENCONTRAR UN NUEVO RIÑON?

Los riñones para los transplantes pueden provenir de dos fuentes. Algunos reciben su riñón de un donante vivo, que por lo general suele ser un familiar cercano, pero también pueden recibir un riñón de la cónyuge, un amigo, de los hijos adoptados. Otros lo reciben de un donante cadavérico que murió a causa de una muerte cerebral y que tiene los riñones sanos.

¿CÓMO ENCONTRAR UN DONANTE VIVO ADECUADO?

Inicialmente el donador necesitara ser del mismo tipo sanguíneo que el receptor (compatibilidad abo), de ser así es necesario que el donador sea evaluado por el cirujano de transplantes para determinar si es apropiado y continuar con los exámenes.

El siguiente paso es la tipificación que es un examen de sangre que determina la compatibilidad de los tejidos del donador y el receptor. Se realizaran otros estudios sanguíneos, incluyendo pruebas hepáticas, cardiacas y renal. Se hará un análisis de orina, urocultivo y colección de orina de 24 horas para determinar la función del riñón.

Todas las mujeres donantes necesitaran un examen pélvico y papanicolau si no lo han tenido durante el ultimo año y deberán enviar los resultados al cirujano de transplantes. Si la paciente esta tomando pastillas anticonceptivas deberá avisarle al médico en el momento de la evaluación.

La prueba final para el donador es un pielograma intravenoso y un angiograma renal. Este nos dará una información vital con relación al tamaño y estructura del riñón, que posteriormente nos ayudara a decidir que riñón será extraído. Para esta prueba el paciente deberá ingresar al hospital 2 horas antes de realizar la prueba de rayos x. El estudio es realizado insertando un tubito en un vaso sanguíneo a altura de la ingle. Una tinción (tinta) se inyecta en los vasos sanguíneos para determinar cuantas arterias y venas tiene cada riñón y su localización.

DONANTE CADAVÉRICO

Una lista de pacientes se prepara semanalmente, indicando que pacientes son potenciales receptores con su grupo sanguíneo. Aquellos pacientes que estén en la lista de espera deben enviar mensualmente una muestra de sangre para mantener actualizados los datos para propósitos de compatibilidad. Cuando algún hospital informe de algún potencial donador se procede inmediatamente a localizar los pacientes con la mayor compatibilidad en la lista de espera.

El periodo de espera para un riñón cadavéricos varia de 6 meses a 3 años y depende de la disponibilidad de riñones cadavéricos compatibles. Mientras el paciente espera el riñón es necesario que el paciente mejore su salud en lo posible, siguiendo correctamente los programas de diálisis, nutrición y ejercicios.

Es de extrema importancia que el equipo medico pueda ubicar cuanto antes al receptor en cuanto el riñón este disponible; para ello se debe conocer todos los lugares en donde el individuo se pueda encontrar.

Cuando el riñón cadavérico este disponible un miembro del equipo medico se contactara inmediatamente con los posibles receptores. Cuando sea llamado el receptor deberá informar al equipo medico de cualquier infección reciente u otros problemas, en ese momento se le indicara a que hora debe presentarse.

Es muy importante que el receptor no coma ni beba nada a partir del momento en que es avisado. El estomago debe estar vacío antes de la cirugía para prevenir problemas postoperatorios horas despues del procedimiento para prevenir el sangrado.

LA CIRUGIA DEL TRANSPLANTE DE RIÑON

De esta forma se le describe el procedimiento al paciente:

Los exámenes realizados antes de la cirugía y los cuidados serán los mismos sin importar si su donante es una persona viva o un cadáver, el tiempo del que se dispone es un poco diferente. Esto sucede porque los pacientes que reciben un riñón proveniente de un donante vivo tendrán programada la admisión al hospital y la cirugía con anticipación, mientras que el paciente que recibe el riñón proveniente de un cadáver será avisado y admitido al hospital lo más pronto posible después de que se encuentre el riñón.

ANTES DE LA CIRUGÍA


Desde este momento, con la excepción de los intervalos de tiempo, su tratamiento será virtualmente el mismo, bien sea que su donante de riñón esté vivo o sea un cadáver. Después de admitirlo al hospital, usted se someterá a un examen físico minucioso y el doctor le tomará su historia médica completa. Se le realizará una diálisis, si usted la necesita. También pasará por los rayos X de rutina que se realizan antes de todas las operaciones, al igual que un electrocardiograma (EKG) y exámenes de sangre. Se realizará un examen de comparación final entre usted y el donante. Si existen diferencias nuevas que indiquen una posibilidad grande de rechazo y una probabilidad mínima de éxito del transplante, la cirugía tendrá que cancelarse y se continuará la búsqueda de un riñón más compatible. Otras razones por las que se puede cancelar una cirugía incluyen las infecciones activas y otros problemas médicos significativos. En el caso de transplantes provenientes de cadáveres, si el riñón muestra señales de deterioro o de funcionamiento deficiente, su transplante se cancelará hasta que un riñón saludable esté disponible.

La preparación para la cirugía también incluye el colocar una línea intravenosa (IV) para prevenir la deshidratación y para aumentar el flujo de orina; también se rasurará el sitio de la cirugía para prevenir la infección.

Todos los pacientes recibirán medicamentos inmunosupresores antes del transplante. Estos medicamentos están diseñados para afectar a su sistema inmunológico, para que no trate de rechazar activamente su riñón nuevo.

LA OPERACIÓN

Si usted todavía tiene sus riñones originales, no se extirparán. Naturalmente, usted recibirá anestesia general y no se dará cuenta de nada de lo que pasa durante la cirugía. Su cirugía probablemente durará de 2,5 a 3 horas.

Durante este tiempo, se hará una incisión de unas ocho a diez pulgadas de largo en el área de la ingle, bien sea en el lado izquierdo o en el derecho. Esta incisión tiene la forma de un palo de hockey. Su riñón nuevo será transplantado y las arterias y las venas que trae consigo serán unidas a sus arterias y venas. El uréter del riñón se unirá a la vejiga para permitir que la orina salga del cuerpo.


DESPUÉS DE LA CIRUGIA

Cuando se despierte o vuelva en si de la anestesia, ya en la sala de cuidados intensivos, se le monitorizara hasta que este completamente despierta. Puede sentir dolor o nauseas y posiblemente tenga un tubo endotraqueal que le ayudara a respirar mientras este medio consciente, se le quitara cuando este lo suficientemente consciente como para respirar por su cuenta.

Puede ser que al despertarse todavía tenga la línea intravenosa en el brazo y otro catéter colocado por encima o debajo de la clavícula o en el cuello. La línea intravenosa servirá para medicarlo en los días que siguen a la cirugía, mientras que el catéter servirá para controlar el nivel de fluidos en el cuerpo, por medio de la presión venosa central. La mayoría de estas líneas se le quitan de 3 a 14 días luego de la operación.

También tendrá un catéter foley que se coloca en la vejiga para ayudar orinar. Este se le quitara en los 2 o 3 días posteriores a la operación.

Algunos pacientes comienzan a orinar de inmediato, mientras que otros necesitaran la ayuda de la diálisis por un corto periodo de tiempo.

Se le proporcionara suficiente medicina para ayudarle a soportar cualquier dolor, pero no se le dará una proporción que le produzca somnolencia de manera que no pueda respirar profundamente o toser. Las enfermaras le dirán periódicamente que tosa y respire profundo para evitar una neumonía, común luego de cualquier operación.

Algunos pacientes se sienten mucho mejor inmediatamente después de la operación, otros pueden tardar un poco mas de tiempo. Tambien existe la posibilidad de que surjan complicaciones éstas pueden ser agudas o crónicas. Si la recuperación del paciente es rápida podrá irse a su casa en 4 días, de no ser así permanecerá un tiempo mas largo.

¿QUÉ ES EL RECHAZO?


El rechazo es una reacción normal del cuerpo a un objeto extraño. Cuando se coloca un riñón nuevo en el cuerpo de la persona, el cuerpo ve el órgano transplantado como una amenaza y trata de atacarlo. El sistema inmunológico produce anticuerpos para tratar de eliminar el órgano nuevo, sin darse cuenta de que el riñón transplantado es beneficioso. Para permitir que el órgano viva con éxito en el nuevo cuerpo, deben administrarse medicamentos para convencer al sistema inmunológico de que acepte el trasplante y que no lo considere un objeto extraño. 

¿QUÉ SE HACE PARA PREVENIR EL RECHAZO?


Los medicamentos deberán administrarse por el resto de su vida para combatir el rechazo. Cada persona es diferente y cada equipo de trasplante prefiere medicamentos diferentes. Los medicamentos antirrechazo más comúnmente usados incluyen:

  • Ciclosporina.

  • Tacrolimus.

  • Azatioprina.

  • Micofenolato mofetil.

  • Prednisona.

  • Anticuerpos monoclonales OKT3

  • Inmunoglobulina antitimoco o anticuerpos policlonales.

Continuamente se están aprobando nuevos medicamentos antirrechazo. Los médicos establecen los regímenes de medicamentos para cumplir las necesidades de cada paciente individual.

Se suelen administrar varios medicamentos antirrechazo inicialmente. Las dosis de estos medicamentos pueden cambiar frecuentemente a medida que su respuesta a ellos cambie. Debido a que los medicamentos antirrechazo afectan al sistema inmunológico, las personas que reciben un trasplante tendrán un riesgo más alto de infecciones. Deberá mantenerse el equilibrio entre la prevención del rechazo y que la persona se vuelva muy susceptible a la infección. Periódicamente se hacen exámenes de sangre para medir la cantidad de medicamento en el cuerpo con el fin de asegurarse de que no tenga demasiada ni demasiado poca cantidad del medicamento. Los glóbulos blancos también son indicadores importantes de la cantidad de medicamento que necesita.

El riesgo de infección es especialmente mayor en los primeros meses porque durante este tiempo se administran dosis más altas de medicamentos antirrechazo. Usted necesitará tomar medicamentos para prevenir otras infecciones.

¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS DEL RECHAZO?

A continuación se enumeran los síntomas más comunes del rechazo. Sin embargo, cada individuo puede experimentar los síntomas de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir los siguientes:

  • Fiebre.

  • Sensibilidad sobre el riñón.

  • Nivel alto de creatinina en la sangre.

  • Presión sanguínea alta.

Su equipo de trasplante le dirá a quién puede llamar inmediatamente si se presenta cualquiera de estos síntomas.

LA RECUPERACION

El éxito de la operación del transplante depende en gran parte en el cuidado que el paciente le brinde a su nuevo riñón y de sí mismo una vez que se da de alta en el hospital. Varios miembros del equipo de transplantes trabajarán con el paciente para proporcionar la información en relación con los cuidados con su nuevo riñón. Este equipo incluye el cirujano de transplantes, la enfermera de transplantes, la trabajadora social y la nutrióloga.

Durante la hospitalización, se tomarán estudios de sangre diariamente para monitorizar la función del riñón. Un renograma de flujo y ultrasonido se realizarán uno o dos días después de la cirugía para determinar la función del riñón transplantado. El renograma es realizado inyectando un químico radioactivo intravenoso, para observar y evaluar flojo sanguíneo a través del nuevo riñón.

El ultrasonido es realizado para evaluar el tamaño del riñón y detectar si hay acumulación de líquido alrededor del riñón ó algún problema uretral.

Se requieren de cuatro a ocho días de hospitalización. La dieta se puede iniciar de uno a dos días después de la cirugía.

La ingesta de líquidos puede estar parcialmente restringida, después de la cirugía, para prevenir la sobrecarga de líquidos.

Puede ser necesario acudir al consultorio del cirujano de transplantes después de la cirugía para visita diaria y para recibir OKT3.

Los OKT3 son una medicina que se da intravenosamente para evitar el rechazo durante los primeros 10 a 14 días. Los individuos también estarán tomando varios otros medicamentos para prevenir episodios de rechazo: Prednisona, Imuran y Ciclosporina.

Es necesario tomar estos medicamentos “todos los días” por tanto tiempo como el riñón este funcionando. Información adicional en la administración y control de esos medicamentos se proporcionará antes del alta del paciente del hospital.

Antes de salir de la clínica es necesario conocer perfectamente: Todas las medicinas prescritas, sus dosis y cuando tomarlas.

  • Restricciones a seguir,

  • Cuando regresar al consultorio,

  • Como contactar al doctor ó a la enfermera en caso de algún problema.

 

Los episodios de rechazo pueden ocurrir en cualquier momento. No siempre es posible saber como el riñón está trabajando solo por como se siente el paciente.

Esta es la razón por la cual la visita al consultorio y el seguimiento estricto de las instrucciones del cirujano de transplantes son muy importantes.

INSTRUCCIONES DE ALTA PARA LOS DADORES

  • Deberá hacer una cita el mismo día o el siguiente día de trabajo para seguimiento por el cirujano de transplantes.

  • No maneje carro las primeras tres semanas. Puede usar el cinturón de seguridad sin problemas.

  • Gradualmente incremente su actividad con frecuentes períodos de descanso.

  • No levante pesos mayores de 5 kilos las primeras 2 semanas.

  • Limítese el subir escaleras solo una vez al día la primer semana.

  • Baño solo en la regadera, evite jacuzzi o baño de tina hasta que el doctor lo permita.

  • No ponga ningún tipo de pomada en la herida.

  • Evite cinturones apretados o pantalones ajustados que puedan irritar la incisión.

  • La actividad sexual será dejada a discreción (Usted decida).

  • Analgésicos (medicinas para el dolor) con horario son suficientes, llame al médico si persisten las molestias.

  • Si hay algún signo de infección (incremento en la sensibilidad, enrojecimiento, inflamación alrededor de la incisión ó temperatura), llame al cirujano de transplantes ó a la enfermera de transplantes.

  •  

    INSTRUCCIONES DE ALTA PARA LOS RECEPTORES

  • Deberá hacer una cita el mismo día o el siguiente día de trabajo para seguimiento por l cirujano de transplantes.

  • No maneje carro las primeras tres semanas. Puede usar el cinturón de seguridad sin problema.

  • Gradualmente incremente su actividad con frecuentes períodos de descanso.

  • No levante pesos mayores de 5 kilos las primeras 2 semanas.

  • Limítese el subir escaleras solo una vez al día la primera semana.

  • Evite reuniones muy concurridas hasta que consulte con su doctor.

  • Evite exponerse a cualquiera que pueda estar contagiado (Ej. Gripa, resfriado, varicela, etc.).

  • Baño solo en regadera, evite jacuzzi o baño de tina hasta que el doctor lo permita.

  • No ponga ningún tipo de pomada en la herida.

  • Evite cinturones apretados o pantalones ajustados que pueden irritar la incisión.

  • La actividad sexual será dejada a discreción (Usted decida), sin embargo por favor contacte a su médico en relación con su elección para control de la natalidad.

  • Evite deportes de contacto, montar a caballo, esquiar, montar motocicleta, etc.

  • Si presenta dolor o síntomas de rechazo, fiebre, etc. Contacte al cirujano de transplantes o a la enfermera de transplantes.