Revolución rusa

Historia universal. Alejandro II. Industrialización en Rusia. Bolcheviques. Lenin. Revolución socialista. Kerensky. Trotsky. Bakunin

  • Enviado por: Cecix
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad
cursos destacados
Iníciate con Ableton Live
Iníciate con Ableton Live
El curso da un repaso general por las órdenes y menús más básicos, para poder generar...
Ver más información

Graba audio con Apple Logic Pro 9
Graba audio con Apple Logic Pro 9
En este curso aprenderemos a realizar grabaciones de audio de calidad utilizando Apple Logic Pro 9. Exploraremos todo...
Ver más información

publicidad

A finales del s. XIX, comenzó la industrialización en Rusia, dominada bajo el régimen autocrático, con el zar Alejandro II, el cual creía tener derecho ilimitado para gobernar. Rusia era una gran potencia mundial, y gracias a países como Francia, Bélgica y Gran Bretaña consiguió un buen desarrollo en la minería, transportes e industria, pero era un estado atrasado con respecto Europa a comienzos del s. XX, ya que su economía se basaba en un modelo feudal, es decir, tenían una agricultura tradicional, en la que usaban métodos rudimentales y exportación de trigo y cereales. Además, las tierras cultivadas no pertenecían a los campesinos, sino que eran propiedad de la aristocracia, clero (perteneciente a la religión ortodoxa) y a la familia imperial, aunque ya había sido erradicada la servidumbre.

La sociedad estaba dividida en varias clases, el 85% perteneciente al campesinado, los que a su vez estaban divididos en dos grupos, los mujicks, los más pobres y cuyo objetivo era apropiarse de las tierras que cultivaban junto con los kulats, los cuales eran más acomodados e iban prosperando. También estaban los obreros industriales que constituían un 5% de la población y que pretendían mejoras laborales como pasar de 12 ó 13 horas de trabajo diarias a 8. Tanto campesinos como obreros tenían un problema común y era el de las minorías oprimidas, en las que finlandeses, estones, letones, lituanos, judíos y polacos se rebelaban ante la opresión nacional que existía contra ellos. Otra clase era los artesano con un 10%. Además, estaban la inteligencia progresista rusa, la cual estaba formada por intelectuales, artistas que estaban en contra de la monarquía absoluta de derecho divino rusa, de los burgueses y aristocracia. Estos últimos eran muy pocos, pero eran los que tenían todo el poder y beneficios. Alejandro II había consideraba a los ciudadanos sus súbditos. Había implantado una burocracia y las libertades democráticas no existían, ni partido, ni sindicatos, además de una censura de prensa.

A ellos se opusieron públicamente los anarquistas seguidores de Bakunin los cuales atentaron contra el zar, y formaron junto a los marxistas de Lenin un partido clandestino, el Socialdemócrata ruso. Por tanto, podemos decir que toda la sociedad rusa estaba en contra del régimen zarista excepto la aristocracia y el clero ortodoxo.

La primera revolución en Rusia se produjo en 1905, debido a que el régimen zarista se tambaleó, y agregado a esto la derrota rusa en la guerra contra Japón junto con sus consecuencias, lo cual llevo a una revolución democrático-burguesa. Tuvo dos episodios importantes; el ``Domingo Sangriento´´, cuando una manifestación pacífica fue al palacio del actual zar Nicolás II y fue disuelta a tiros por su guardia y el de ``Potemkim´´ que se produce debido a una revuelta de marineros en un barco, pero la marina imperial no ataca contra ellos, así que el barco pudo escapar del puerto de Odessa. La población estaba viviendo una gran represión. Estos dos sucesos trajeron una pérdida de credibilidad por parte del zar Nicolás II y la creación de un parlamento, la Duma, que estaba controlado por el zar.

En febrero de 1917 se desató otra revolución la democrática-burguesa debido a la carencia de productos básico como el carbón para el frío y alimentos, además de la prolongación de la guerra y a la gran cantidad de víctimas que ésta trajo. Esta revolución fue provocada por obreros, soldados, burgueses y campesinos mediante huelgas generales, manifestaciones populares contra la economía y política del país, y a ella se unió el ejército de la Guardia Imperial.

Finalmente el zar Nicolás II abdica y consiguen la caída del Gobierno oficial y la formación de dos poderes paralelos: la Duma, formada por burgueses y denominada Comité Provisional y el Consejo o Soviet, formado por obreros y campesinos y el cual posee el poder político y militar de las ciudades. EL Soviet extendió la revolución al resto del imperio. Los mujicks consiguieron su objetivo, las tierras nobiliarias. En San Petersburgo se creó el primer Gobierno Provisional compuesto por diputados de La Duma y del Soviet, el cual acordó la liberación de presos políticos y el regreso de personas exiliadas. Instauraron las libertades democráticas, es decir, de prensa, expresión, reunión y de asociación política. Volvieron a la guerra contra Alemania y Austria-Hungría.

Rusia quedó como una República federal de carácter liberal, apoyada por los campesinos y en la cual los burgueses estaban en el poder. Seguían estando presente los problemas de la paz con otras potencias europeas y el de las minorías nacionales oprimidas dentro de ella.

Luego apareció Lenin, que era el líder del partido bolchevique, un revolucionario de izquierdas que publicó las ``Tesis de abril´´ un programa de acción revolucionaria que se basaba en; terminar de combatir con los soldados rusos y austriacos para poder confraternizar con ellos. Además proponía un gobierno representativo de los Soviet (obreros, soldados, campesinos) y que las tierras debían ser de los campesinos y del Estado. También daba la opción de que las minorías nacionales pudieran decidir libremente si querían estar unidas o separadas de la Rusia Soviética. Propone la formación de una nueva Internacional no vinculada a los partidos de la Gran Guerra y ponerle un nuevo nombre al partido bolchevique, el Partido Comunista.

Pero antes de que Lenin llegara al poder se produjeron una serie de acontecimientos entre los meses de marzo y octubre que hay que destacar, puesto que fueron los previos a la revolución de octubre. En mayo comenzaron a llegar los exiliados, Trostky y sus partidarios (comunistas) y se produce una crisis que lleva a Kerensky (socialista) a ser ministro de Guerra. Seguido a esto se produce un malestar popular debido a la guerra y a sus consecuencias. Además, el Gobierno Provisional no ha cambiado la propiedad de las tierras que lleva a los campesinos a enfadarse. Julio, mes en el que los obreros se manifiestan en la ciudad, aunque sólo los más radicales junto con los bolcheviques y fracasaron, puesto que el ejército no los apoyó. Lenin, se fue exiliado a Finlandia. Siguió el mes de agosto, y Kerensky se convirtió en jefe del Gobierno Provisional, luego Septiembre y decisivo, pues el ejército, la nobleza y la burguesía dan un golpe contrarrevolucionario, aunque es parado por Kerensky que tiene el apoyo de los Soviet. Lenin llega de Finlandia y se esconde en un barrio de obreros. Su partido, los bolcheviques tienen la mayoría y el poder político lo tiene Lenin.

Llegó finalmente la Revolución Socialista de octubre de 1917 debido a que los bolcheviques prepararon una insurrección armada en la que los obreros y soldados tomaron los puntos estratégicos de la ciudad y asaltaron al Palacio de Invierno, sede del Gobierno Provisional, donde estaba Kerensky y sus ministros, aunque Kerensky pudo escapar. Lenin anunció la victoria desde el Soviet.

Tras el triunfo de la revolución se hizo el Congreso del Soviet, en el que se acordó que el poder debía estar en ellos, presidido por Lenin, y dos decretos importantes, el Decreto de la paz, en el que el nuevo régimen debía lograr la paz mediante negociaciones con las potencias centrales, dirigido por Trotsky que era el comisario de asuntos exteriores, y el decreto de la tierra, consistido en expropiar sin indemnización a los terratenientes y cedérselas a los campesinos. Pero el principal problema era el de las minorías nacionales, tratado por Stalin que era el comisario de las nacionalidades.

Ya llegó la paz entre Alemania y el Imperio Austro-Húngaro con Rusia, denominada la paz de Brest-Litovsky. Ello llevó a la independencia de Letonia, Estonia, Lituania, Polonia, Ucrania y Finlandia. Pero luego se desencadenó una Guerra Civil, en la que participaban el Bando Rojo compuesta por obreros campesinos y comunistas y los del Ejército Blanco en el que estaba la nobleza, burguesía y clero, ellos querían la autocracia, la vuelta a la monarquía absoluta y ganaron gracias al poyo de Japón, Francia, Gran Bretaña y Estados Unidos. Aunque mucho más tarde, en 1919 el Ejército Blanco fue derrotado por la falta de poyo de Francia y Gran Bretaña y también gracias a la presión de los campesinos, así que en 1922, al estado surgido de la revolución y la Guerra Civil se le denominó U.R.S.S., Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas.

Se creó la III Internacional, formada por los partidos socialdemócratas europeos, aunque no todos pues se formaron dos campos; el socialista, que estaba en contra de la revolución y el comunista el cual sí quería revolución. Surgió el Comunismo de guerra, durante la Guerra Civil, consistido en las expropiaciones de tierras y socializaciones, además de un papel directivo de la economía por parte del Estado y luego, al terminar esta guerra se instaura la N.E.P., Nueva Política Económica, consistente en un capitalismo de Estado, donde éste mantenía el control y la dirección de vida económica. Él también impulsaba y permitía la iniciativa privada.

Muere Lenin, y su sucesión trae un enfrentamiento entre Stalin, que quiere consolidar la Revolución Rusa y respetar a los países capitalistas y Trostky cuyo deseo es extender el comunismo por Europa, y se enfrentan porque ambos querían ser presidentes de la URSS pero tenían diferentes planes. Al final venció Stalin ya que Trostky es exiliado a Méjico, donde muere.

Vídeos relacionados