Retórica

Filosofía. Antigüedad clásica. Razonamiento. Dialéctica. Hecho retórico. Discurso. Cicerón. Sócrates

  • Enviado por: Nina
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 5 páginas
publicidad
cursos destacados
Doctorado en Filología Clásica
UNED
El Mundo Clásico ha sidoy sigue siendo el referente cultural e intelectual de la historia de Occidente. Su desarrollo...
Solicita InformaciÓn

Máster en Dirección y Gestión de Empresas Hoteleras-Full Time
Universidad Francisco de Vitoria-CESAE
El máster Online de la Universidad Francisco de Vitoria te enseña cómo realizar trabajos técnicos propios de la...
Solicita InformaciÓn

publicidad

Seminario de Retórica

  • Proporciona una definición de retórica, porqué es antistrofa de la dialéctica y cual es la finalidad de esta disciplina.

  • Para Aristóteles, la retórica es una antistrofa de la dialéctica ya que ambas tratan de cuestiones que permiten tener conocimiento, en cierto modo, comunes a todos y que no pertenecen a ninguna ciencia determinada, más bien, todas las ciencias tienen algo de ellas.

    Retórica y dialéctica son dos formas de razonar, pero son parecidas porque coinciden en algunos objetos de estudio. La retórica es cuasilógica, pero también es un arte, es semejante a la poética, sólo que esta es más artística y la retórica es un arte, pero técnica.

    Son diferentes la dialéctica y la retórica, porque la dialéctica sí es estrictamente lógica, es un juego que es establece con otro para legar a una verdad y tiene que basarse en argumentos demostrables, mientras que la retórica tiene el mismo juego dialéctico, sólo que sus argumentos aunque lógicos son utilizados de manera informal, pero no para llegar a una verdad, sino para llegar a algo que es verisímil y que persuade al público.

  • ¿Cómo se conforma el hecho y el texto retórico?

  • El hecho retórico está formado por una referencia a la cuestión interna del discurso. Se conforma de tres elementos que comúnmente se encuentran en acto del habla. Estos elementos del hecho retóricos son : fonética, semántica y sintáctica. Pero al tratar de hablar y de tratar de establecer un vínculo entre estos elementos, el hecho se encuentra con limitaciones.

  • fonética: el sujeto encuentra resistencia en el sonido.

  • semántica: el sujeto encuentra resistencia en cuestión del significado.

  • Sintáctica: hay mayor resistencia porque las mismas reglas gramaticales no se amplían para la expresión.

  • El texto retórico tiene cinco elementos en su estructuración

  • Emisor: creador del lenguaje.

  • Receptor: el que recibe el mensaje.

  • Texto retórico o mensaje: este puede ser de dos maneras, un mensaje escrito pensando el autor en sí mismo y otro en el que el autor toma en cuenta a quien va dirigido el mensaje.

  • Referente: idea que da el mensaje

  • Contexto: engloba lo anterior, el contexto puede llegar a cambiar el mensaje.

  • ¿Cómo nace la retórica griega clásica, menciona a tres teóricos y porqué son importantes?

  • La retórica surge con los primeros sofistas en Sicilia en el siglo VI a. C. Con Corax y Tysias, maestros de Gorgias. En las colonias griegas había levantamientos contra la metrópolis, porque había un grave problema de impuestos en la magna Grecia, y además si la deuda con alguien era muy grande el deudor podía pasar a ser el esclavo de la persona a quien se debía. Corax y Tysias inician reformas políticas defendiendo a los esclavos frente los tribunales.

    Gorgias es nombrado embajador de su colonia en Atenas y ahí empieza su labor como sofista, transmitiendo así la retórica que tiene entonces sus dos siglos de esplendor recalcando: el derecho a hablar, a igualdad de los derechos y el derecho a participar en órganos gubernamentales. Esto es lo que hizo que los atenienses quisieran estudiar retórica para poder ocupar puestos de poder, convenciendo a la asamblea. Cuando Gorgias llega a Atenas es cuando se inicia la democracia, por lo que lo sofistas tienen el lugar propicio para la retórica, pero fueron criticados por pretender saber todo y por cobrar por sus enseñanzas.

    En la tradición griega dos retóricos con estilo opuesto son Lysias y Demóstenes. Lysias tiene un estilo medio en su retórica, tiene un est depurado, muy ático, es el más puro ateniense que existe en esa época. Demóstenes es más bien extenso, `barroco' griego, estilo recargado. Lysias fue especialista en cuestiones judiciales y Demóstenes fue defensor de la democracia.

    Otro de los retóricos más importantes es Cicerón, pues es de las primeras obras retóricas romanas, él tiene una obra extensiva y exhaustiva para argumentar, él da también las partes del discurso. Y las figuras: da las bases de lo que después se hará en Roma.

  • Define cada una de las partes formales del discurso.

  • Exordium: es el principio de todo discurso y se compone de tres partes

  • qué: la idea del discurso

  • cómo: la forma

  • qué se pretende demostrar, un objetivo

  • Narratio: narra la situación, hechos sobresalientes, historia de la idea

    Argumentatio: aquí se ve la capacidad del individuo para argumentar.

  • argumentación: se construyen los argumentos favorables para defender la postura de quien emite el mensaje.

  • Contraargumentación: el retor se adelanta a los argumentos de su oponente, esto es lo que hace Lysias en e el discurso XIII contra Agorato, pues no deja que se defienda, refutando todas las posibles respuestas del acusado.

  • Epílogo o Peroratio:

  • primero se hace un resumen breve de lo que se ha dicho

  • después de hace un llamado al público, puede utilizar aquí, “el as que tiene bajo la manga”

  • demostración o petición sobre la idea que se argumenta

  • Redacta tres argumentos en torno a la visión aristofánica en las nubes con respecto a Sócrates, a la retórica y los sofistas.

  • En un primer momento, Sócrates aparece en las nubes como un sabio, pero que tiene mala fama, pues Fidístides, el hijo de Estrepsíades no acepta la petición de su padre de ir a estudiar con él. Después se ve cómo el padre va a estudiar con Sócrates y un discípulo, presenta al maestro cómo un sabio que casi iguala a los dioses, porque eleva su alma para poder contemplarlos. Pero en medio de la obra parece que cambia la visión de Sócrates , pues cuando el padre afirma que quiere conocer los diálogos injustos, Sócrates advierte que hay otras cosas que deben ser aprendidas antes, y de este modo no lo engaña. Aunque esta visión varía radicalmente de la de Platón, pues éste escribe en sus Diálogos que Sócrates jamás hubiera enseñado injusticia alguna, cosa que afirma en esta ocasión Aristófanes

    En un principio, los sofistas son mostrados como sabios sobre distintas ciencias, pero no sabios, porque cada uno posea todas esas ciencias, más bien sabios en la suya propia y esto se ve claramente cuando Estrepsíades llega a casa de Sócrates y el discípulo, le enseña qué hace cada uno de los otros discípulos. Dentro de la misma comedia, Sócrates presenta su visión de los sofistas como personas que tienen dedicación, pero que consideran cómo tonterías las escuelas que los demás ciudadanos debían tener cómo importantes. Aquí también se presentan los sofistas como personas corruptas, que pretendían sólo convencer sin importar a quien o sobre qué y esto lo muestra Aristófanes, cuando el hijo Fidístides golpea al final a su padre, y le intenta convencer de que lo hace por amor a él.

    Por último, la retórica está presente en toda la obra al principio cuando el padre quiere convencer (que es el fin de la retórica el convencer) a su hijo de que estudie con Sócrates para no pagarle a nadie todo el dinero que debe por el Amor que si hijo le tiene a los caballos. Y al final cuando el hijo convence a su padre de que lo golpea también por amor, del mismo modo que el padre golpeó al hijo cuando era niño. Incluso hay retórica cuando Sócrates intenta convencer a Estrepsíades de que medite aún cuando las chinches se lo están comiendo, ahí también hay retórica, pues en todos los casos el retor quiere convencer al oponente de que realice lo que el retor quiere que haga.

  • Ensayo sobre la retórica en el Fedro.

  • En el diálogo del Fedro de Platón, Fedro es quien actúa cómo como emisor del mensaje, este mensaje es un texto retórico construido tomando en cuenta al receptor, pues tiene como finalidad comunicarle a Sócrates, que es el receptor, lo que Fedro de casa de Lysias, que es el referente, saber si se aprende más en el gimnasio o en la contemplación.

    En este diálogo actúa como exordium el inició del mismo, cuando se encuentran los dos personajes y comienzan la conversación acerca de lo que dijo Lysias, pero son haber llegado todavía al tema principal que es el mensaje. La idea principal aquí es decir lo que es el amor según Lysias, la forma en que se dice es siempre en manera de diálogo, como contando una historia a quien la escucha. Y lo que se pretende demostrar es decir cuál de las cosas que se dicen del amor en el diálogo es verdadera.

    La narratio del diálogo es ya dentro del tema del amor. Fedro dice a Sócrates que hay que tener cuidado del amante, y esto lo dice principalmente porque el amante se ve antes que nada atraído por el físico del amado y no por la disposición de su alma. Pero también afirma que se debe confiar en aquello que den su amistad, pues aunque parezca un amor débil, se reconoce a los que lo basan no en el enamoramiento sino en si dignidad.

    Más adelante, cuando ambos interlocutores se adentran más al diálogo, Sócrates argumenta el porqué el primer discurso de Fedro es erróneo y dicta la manera en la que se debió de haber hecho. Y da tres argumentos como se puede caer en delirio y posesión. Al terminar esta exposición, también contraargumenta contra quien demuestre que los dioses que inspiran el amor. Sócrates quiere demostrar ahí lo contrario, que los dioses nos envían el amor, para nuestra felicidad; aquí Sócrates define el amor como una especie de delirio. El argumento que utiliza Sócrates parte de la afirmación de que toda alma es inmortal, y el alma dirige a la materia inanimada. Después describe la vida de los dioses, como contemplan las esencias y se rodean de su propia sabiduría. Pero cuando un hombre se da cuenta de la belleza que existe en este mundo y recuerda la belleza que tienen los dioses quieren alcanzarla, una de estas bellezas que el hombre ha visto en forma de esencias, son las que algunos hombres recuerdan. Así, cada hombre escoge un amor de acuerdo a su carácter y le hace su dios. Después de que el amante ve al amado mucho tiempo surge el deseo y se manifiesta al exterior, pero esto no es comprendido por el hombre, y de este modo sólo las almas sin vicios podrán ser capaces de ver el amor y de disfrutar del él, pero muy contadas son las que sabrán que aman y sabrán a quien o qué.

    En el epílogo, Sócrates hace un recuento acerca de la manera de hacer retórica y cuestiona a Fedro sobre la manera de hacer arte. La última argumentación de Sócrates gira en torno al modo en que se transmite un arte; tanto la escritura como la pintura tienen inconvenientes, por lo que antes de conocer la naturaleza del objeto que se quiere transmitir, se debe disponer y ordenar todo para que a un alma compleja se ofrezcan discursos armónicos y complejos, y a un alma sencilla discursos sencillos.