Réquiem por un campesino español; Ramón J. Sénder

Literatura española contemporánea siglo XX. Narrativa hispánica posguerra. Novela. Generación del 27. Guerra civil española

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 10 páginas
publicidad
publicidad

Índice:

* Tema, Argumento y Autor 2

* Descripción de los principales Personajes 5

* Elección de una situación o trama social política 6

* Elección de una situación o trama ideológica 7

* Valoración personal 8

* Bibliografía 9

Tema, Argumento y Autor

* Tema:

El libro Réquiem por un campesino español narra la vida de Paco el del molino, un chico de pueblo. La historia la narra mayoritariamente el sacerdote que lo vio crecer y lo acompañó en los momentos más importantes de su vida, mientras espera a dar su misa de Réquiem

* Argumento:

* Biografía del Autor:

Ramón José Sender Garcés (1901-1982). Nacido en la pequeña localidad de Chalamera (Huesca) el 3 de febrero de 1901, es Sender. En 1903 la familia -era Sender el segundo hijo de José Sender Chavanel y Andrea Garcés Laspalas- se traslada a la localidad vecina de Alcolea de Cinca. Ocho años después, en 1911, los Sender pasaron a Tauste, donde Pepe Garcés conocería a su Valentina. Para cursar el tercer curso de bachillerato, el joven Ramón fijó su residencia en Reus, exactamente en el internado del colegio de los religiosos de la Sagrada Familia. Ya en 1914 recalará en Zaragoza, ciudad en la que terminará sus estudios secundarios y en la que permanece hasta 1918. Todos estos años de infancia y adolescencia quedarán indeleble y magistralmente inventariados tanto en la deliciosa autobiografía novelada Crónica del alba (1965), en Monte Odina (1980).

Con apenas quince años comienza Sender su fase de aprendizaje literario a través de colaboraciones en la prensa del momento. Serán las planchas de la zaragozana La Crónica de Aragón, del alcañizano El Pueblo, de los madrileños España Nueva, El País, Béjar en Madrid y La Tribuna, y más tarde del oscense La Tierra. José Sender, por entonces secretario de la Cámara Agraria oscense, le llamó a capítulo y le hizo regresar a la capital de Huesca. Crónicas sentimentales, versos en alejandrinos y runflante rima, reportajes de excursiones pro patria pueden leerse en el periódico de la Cámara. Así, en abril de 1924 se convierte en redactor de El Sol, periódico en el que dejará excelentes muestras de sus progresos literarios en forma, también una vez más, de crónicas, cuentos -son de especial relevancia los publicados a la sazón en Lecturas- y reportajes. A diferencia de La Tierra, periódico católico donde Sender ofició de cronista sentimental para la juventud bien capitalina, en El Sol pudo respirar un ambiente profundamente liberal.

Queda otro fruto, por supuesto, la excelente novela Imán (1930), madurada años atrás y de éxito inmediato a su publicación. Las publicaciones se suceden vertiginosamente: El Verbo se hizo sexo (1931), O. P. (1931), La República y la cuestión religiosa (1932), Siete domingos rojos (1932), Teatro de masas (1932), Casas Viejas (1933), Madrid-Moscú (1934), La noche de las cien cabezas (1934), la exquisita Proclamación de la sonrisa (1934), Mr. Witt en el Cantón (1935, Premio Nacional de Literatura).

Atraído en primera instancia y después voluntaria y progresivamente apartado del movimiento comunista, Sender hubo de vivir unos especialmente trágicos momentos durante los primeros meses de la guerra civil. Por una parte sufrió persecución de manos de la derecha sublevada, que se ensañó con su hermano Manuel -ex alcalde de Huesca- y con su esposa, Amparo Barayón -con quien tuvo dos hijos, Ramón y Andrea-, pero por otra también de los mandos comunistas. Por esta última circunstancia, no dudó en aceptar la invitación del Gobierno para viajar a Estados Unidos en misión de propaganda (1938). Durante la confusión bélica escribe y publica Contraataque (1938), novela de contienda y ciertamente de propaganda.

Con el fin de la guerra se inicia el periodo de exilio americano de Sender. Primeramente recaló en Méjico; allí fundó la editorial Quetzal, de cuyos talleres saldrían Proverbio de la muerte (1939), la justamente afamada El lugar del hombre (1939), Hernán Cortés (1940) y Mexicayotl (1940). Con el tiempo, los tres primeros citados serían rescritos y retitulados como La esfera (1947), El lugar de un hombre (1958) y la primera narración de Crónica del alba (1942).

En 1946 pasa a los Estados Unidos de América y se nacionaliza norteamericano. Tras algunos meses vividos en Nueva York, se traslada a Alburquerque como profesor de Literatura Española Moderna de la Universidad de Nuevo Méjico. Colaboró en un buen puñado de publicaciones periódicas al tiempo que iba publicando libros de gran calado como El vado (1948), El rey y la reina (1949) y El verdugo afable (1952), y al tiempo que traducciones de sus novelas iban engrosando los catálogos de prestigiosas editoriales -no españolas, por descontado- como muestra del vertiginoso ascenso de la fama del escritor. De ese mismo año (1952) data la edición de Mosén Millán, cuyo título fue convertido en el más conocido de Réquiem por un campesino español en la edición bilingüe de 1960. Al, a no dudar, libro más célebre del escritor, sucedieron Hipogrifo violento (1954), Ariadna (1955), Bizancio (1956), Unamuno, Valle Inclán, Baroja y Santayana (1957) -con los años, aumentado en Examen de ingenios. Los noventa y ochos (1961), Las imágenes migratorias (poemario de 1960), La llave (1960), Novelas ejemplares de Cíbola (1961), La tesis de Nancy (1962; primera de la popular serie), La luna de los perros (1962), Los tontos de la Concepción (1963) , Carolus Rex (1963),Crónica del alba (1965) como del logro del premio Planeta (1969) con el relato En la vida de Ignacio Morel. Pero Sender en 1961 había aceptado una plaza como profesor en la Universidad de Los Ángeles. Jubilado, en 1963 pasó de Alburquerque a Manhattan Beach (California). Allí terminó la escritura de La aventura equinoccial de Lope de Aguirre (1964), Jubileo en el zócalo (1964), Valle Inclán o la dificultad de la tragedia (1965), El sosias y los delegados (1965), Tres novelas teresianas (1967), Las gallinas de Cervantes (1967), En la vida de Ignacio Morel (premio Planeta 1969), Relatos fronterizos (1970) y El fugitivo (1971).

En 1972 Sender traslada, por motivos de salud, su residencia de Los Ángeles a San Diego. En esta ciudad continuó su febril y prolífica actividad literaria, con títulos tales que Túpac Amaru (1973), Una virgen llama a tu puerta (1973), Libro armilar de poesía y memorias bisiestas (1974), Cronus y la señora con rabo (1974), Nancy, doctora en gitanería (1974), La mesa de las tres moiras (1974), Las tres sorores (1974), El futuro comenzó ayer (1975), Arlene y la gaya ciencia (1976), El pez de oro (1976), La efemérides (1976), Gloria y vejamen de Nancy (1977), El superviviente (1978), Adela y yo (1978), Solanar y lucernario aragonés (1978; compuesto de artículos aparecidos en el Heraldo de Aragón), La mirada inmóvil (1979), Por qué se suicidan las ballenas (1979; primero de los doce libros publicados en Destino referidos a los signos del Zodiaco. En 1974 y 1976 pudo Sender regresar fugazmente a España, recupereró, en 1980, la nacionalidad española. El 16 de enero de 1982 la muerte le sorprendió en su domicilio de San Diego.

Réquiem fue creada en los años cincuenta. Pero fue prohibida en España hasta los años sesenta ya que era contraria a todas las creencias franquistas.

El autor Ramón José Sender fue el creador de esta obra maestra de la literatura. Nació en 1901 y murió en 1982 dejando tras de sí una gran carrera literaria y una vida de persecución ya que participó en la guerra civil y posteriormente se adentro en el mundo de la política. Esto le acarreó severas consecuencias tales como refugiarse en Francia o el exilio a Estados Unidos donde murió.

El autor, Ramón J. Sender pertenecía a la corriente literaria conocida como La Generación Del 27.Él enfrenta a los dos polos que en ese momento estaban presentes. Por eso su novela fue censurada hasta algunos años después.

Descripción de los principales personajes, su papel y su protagonismo en la obra

* Mosén Millán: Es un hombre vacilante, indeciso y con una gran conciencia de culpabilidad que muestra con su forma de actuar. Era una pieza esencial del orden de siempre, que estaba trastocado por la llegada de la democracia. Se codeaba con la gente rica mayoritariamente y aunque también lo hacia con los pobres no con demasiado agrado.

* Paco: De pequeño tenia gran volumen y cuando se puso a crecer adquirió gravedad y solidez, tenía barba y cojeaba.

* Águeda: Era la esposa de Paco; se mostraba humilde y respetuosa, trabajadora. Al estar con Paco le daba una cierta inseguridad temerosa.

* El zapatero: Era pequeño y tenía anchas caderas. Le gustaba hacer reír a la gente.

* La Jerónima: Era una mujer mayor, que estaba soltera.

* Don Valeriano: Tenía la frente estrecha, y el bigote le caía por los lados. Vestía como los señores de la ciudad. Perdió su fe en dios, porque le echaba la culpa de todo lo que había traído la República. Era uno de los más ricos del pueblo y el administrador del Duque.

* Don Gumersindo: Era un hombre alto y rico. Solo veía acciones buenas en las suyas propias lo que le hacía algo egocéntrico.

* Don Cástulo: Apariencia simple, ojos fríos y escultadores.

* Los Señoritos: Rasurados, finos con vergas y pistolas. Partidarios del viejo orden, del orden de siempre.Eran los asesinos de aquellos que eran contrarios a sus ideas.

Elección de una situación o trama social o política, análisis e interpretación

Elección de una situación o trama ideológica, análisis e interpretación

Valoración personal

Del Libro:

Este libro, como todo el que lo ha leído sabe, trata sobre una historia

ocurrida durante la guerra civil.

Es un libro muy breve pero muy directo, a la vez complicado y creo que ese

es su encanto, o por lo menos para mí. Eso es lo que más me ha gustado, su

simplicidad, lo cortito que es, pero a la vez largo, porque una vez lo acabas

da mucho que pensar.

Es complicado en el sentido que utiliza unas palabras un poco raras, o más

bien inusuales. A parte de eso cambia mucho de tiempo, es decir, juega

mucho con el presente y el pasado. Eso lo hace complicado pero una vez te

acostumbras a esos cambios el libro se hace más ligero y más fácil de leer.

Otra de las cosas que hacen el libro más liviano es que es muy breve y va al

grano, como quien dice. Describe las situaciones pero no con mucho detalle,

sino de manera justa para que nosotros podamos ponerle un poco de nuestra

imaginación, pero sin llegar a inventárnosla. Eso a mi personalmente me

facilita la lectura, ya que un exceso de descripción se me hace eterno y

aburrido.

Otra de las cosas que me han gustado ha sido el romance que iba recitando

el monaguillo a lo largo del libro, aunque a veces no lo entendía mucho

Del Tema:

Nos presenta el tema del enfrentamiento de las dos España de la época, por el choque de las ideologías a través de los personajes, por un lado el protagonista simbólico: Paco el del molino y Mosén Millán.

Mosén Millán representa la ideología conservadora, confía en la fuerza y el respecto del ministerio que actuara en voluntad de los suyos; y Paco representa a los liberales que buscan un progreso y unas igualdades.

Bibliografía

- SENDER, Ramón J. Réquiem por un campesino español (Barcelona, Ediciones Destino S.A., Octubre 1989, Edición decimoséptima).

- Internet: www.wikipedia.org (Biografía del autor)

- Internet: www.rae.es (para palabras que no sabia su significado).

3