Renacimiento europeo

Italia renacentista. Orígenes. Rasgos esenciales. Cultura renacentista en España. Contexto socioeconómico

  • Enviado por: Patricia Pérez Santos
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad
cursos destacados
Lengua y Cultura Gastronómica Italianas
UNED
Cuando se habla de Italia una de las primeras ideas que nos vienen a la cabeza es, sin duda, su indiscutible...
Solicita InformaciÓn

Humanidades (Título Propio)
Universidad Católica de Ávila
Si eres un apasionado de la historia, tienes la oportunidad perfecta de convertirte en un experto en ello y además...
Solicita InformaciÓn

publicidad

¿Qué es el Renacimiento?

Mientras que en la Edad Media todo parecía estar dormido en el mundo de la cultura, de pronto aparece por todas partes un gran interés por las antiguas culturas griega y romana. Por eso a esta época se le llamó Renacimiento, porque parecía renacer un nuevo interés por la cultura clásica.

El Renacimiento nació en Italia, pero muy pronto se extendió por el resto de Europa. Por todas partes florecían el Arte, la Literatura, la Medicina, el Teatro, etc. La cultura volvía a nacer, es decir, a renacer, ya que había nacido mucho antes, especialmente en la Grecia y Roma clásicas. Parecía como si después de los mil años de oscuridad que supuso la Edad Media, el hombre quisiera recobrar el tiempo perdido, y no sabiendo cómo hacerlo -ya no estaba entrenado para ello-, se dedicó a imitar las glorias de aquellas épocas pasadas.

En España es importante notar que coincidió con el Descubrimiento de América, lo que originó que entrasen en la península enormes cantidades de oro, plata, maderas preciosas, etc. Esta entrada de riquezas hizo que España, durante gran parte de esta época, fuese el país más rico y poderoso del mundo. Si a estas riquezas añadimos la aparición de importantes escritores, pintores, artistas de todo tipo, etc., se entenderá por qué hubo una época, dentro del Renacimiento español, que se llamaría `Siglo de Oro'. Aquella unión de riquezas, escritores de primera línea, arte, etc., es algo que jamás se ha vuelto a dar en parte alguna del mundo. En aquél Siglo de Oro ningún país podía igualarse a España ni en cuanto a riquezas, ni en cuanto a ejércitos ni en cuanto a vida cultural. Medio mundo estaba bajo la bandera de España.

El Renacimiento es un movimiento ideológico, cultural y artístico que nace en Italia a finales del siglo XIV, en la última parte de la Edad Media. Más tarde se extendería por toda Europa.

No confundir Renacimiento con Edad Moderna. La Edad Media dura del siglo V al siglo XV (descubrimiento de América en 1492), es decir, mil años. A continuación viene la Edad Moderna. El Renacimiento aparece a últimos de la Edad Media, unos cien años antes de que la Edad Moderna comenzase.

El Renacimiento se caracteriza por dos rasgos esenciales:

  • Redescubrimiento de la cultura clásica griega y romana.

  • Humanismo, es decir, la consideración del hombre, del ser humano, como centro de todas las cosas (en la Edad Media había sido la religión el centro de todo). Se valora la inteligencia, la mente, así como el cuerpo, y no sólo el alma, como sucedía en épocas pasadas.

  • La lengua más usada por los humanistas fue el latín, aunque también se desarrollaron mucho las distintas lenguas de cada zona.

    Pág. 78.- Nuevos horizontes.

    Durante el Renacimiento se producen muchos cambios de todo tipo en la vida de los hombres:

    a) El Descubrimiento de América no sólo permitió conocer nuevas culturas sino que también supuso la entrada en Europa de enormes riquezas. Esto afectó muy principalmente a España.

    b) Muchos campesinos se trasladan del campo a la ciudad en busca de una vida mejor y más fácil.

    c) En el mundo religioso se buscó una vuelta a los orígenes humildes del cristianismo, a una religión más auténtica. Esto acabaría llevando a la comunidad cristiana a dividirse en dos mundos: católicos y luteranos.

    Durante la Edad Media la iglesia católica había reunido un enorme poder, tanto político como económico. Poco a poco se levantaron voces de protesta contra esto, pidiendo a la iglesia que volviese a ser lo que fue en un principio, es decir, que volviese a ser pobre y a ponerse de lado de los pobres, dejando a un lado las riquezas de este mundo y dedicándose más al alma.

    En el siglo XVI, un monje alemán llamado Martín Lutero expone públicamente, por escrito y a las puertas de una iglesia, sus protestas contra esa situación. Por ese motivo, a sus seguidores se les conoció tanto por `protestantes' como por `luteranos'. Fue el comienzo de una división dentro de la iglesia cristiana que aún continúa hoy en día y que produjo en aquellas épocas muchas guerras de religión.

    Los protestantes o luteranos no obedecen a ningún papa; por tanto, no obedecen a Roma. Consideran que nadie debe decir a los creyentes qué es lo que la Biblia dice, sino que, dicen, ésta se escribió para que cada cual la interpretase según su conciencia. Aparte de esto, hay otras diferencias con los católicos, como admitir el matrimonio de los sacerdotes. Dentro de la iglesia luterana o protestante hay muchas ramas (anabaptistas, presbiterianos, testigos de Jehová, etc.).

    Pág. 79.- La cultura renacentista en España.

    En España, el Renacimiento estuvo influenciado por dos tipos de factores: externos e internos. Los externos eran, por supuesto, los que vinieron del extranjero, y los internos eran aquellas circunstancias propias de España que no se daban en ningún otro sitio.

    1 - Factores externos.

    a) La principal influencia externa vino de Italia, cuna del Renacimiento. De allí vino el humanismo, el teatro renacentista, etc.

    b) La conquista de América fue muy importante, tanto por las riquezas que supuso como por el descubrimiento de nuevas civilizaciones.

    c) Las relaciones internacionales de España con el resto del mundo supusieron un incremento del vocabulario, lo que se reflejaría en el la Literatura, el teatro, etc.

    d) El erasmismo tuvo muchos seguidores en España, aunque fueron perseguidos por la Inquisición, que conseguiría prácticamente aplastar este movimiento dentro de la península.

    Erasmo de Rótterdam fue un humanista que propugnaba que el cristianismo volviese a su primitiva pobreza (en esto coincidía con los luteranos), así como que debía abandonar la pompa de la liturgia que se seguía normalmente, haciendo más sencillas las ceremonias, menos ridículos los trajes de obispos, papas, etc. Su diferencia con los protestantes o luteranos es que Erasmo no propugnaba una ruptura con la iglesia católica, sino que pedía que aquellos cambios se hiciesen dentro de ella. Por tanto, Erasmo era católico, no protestante.

    Fue muy famosa, en España, la postura de Fray Luís de León. Profesor de la Universidad de Salamanca, fue encarcelado durante cinco años por la Inquisición por difundir públicamente las ideas de Erasmo. Cuando fue liberado, al cabo de los cinco años, volvió a dar clases en la Universidad. Sus primeras palabras, el primer día de clase, fueron: `Como decíamos ayer…'.

    2 - Factores internos.

    El Renacimiento en España no sólo se nutrió de ideas venidas de fuera, sino que aquí también aportó ideas y circunstancias propias, nacidas dentro del país.

    a) La Inquisición fue traída (que no creada) a España por los Reyes Católicos para defender a la iglesia católica de la recién nacida iglesia luterana o protestantes y de las ideas de personas como Erasmo de Rótterdam. También se ocupó de que ningún descendiente de judíos o musulmanes ocupasen cargos en la administración del Estado, el ejército, la enseñanza, etc. Creó el llamado `Índice', una lista de libros prohibidos y que deberían ser destruidos en cuanto se encontrasen; principalmente se trataba de libros sobre las reformas de Lutero y Erasmo.

    En el libro de texto, incorrectamente, se dice que la Inquisición fue creada por los Reyes Católicos. La Inquisición había nacido mucho antes, concretamente en el siglo XIII, de manos del papa Gregorio IX (y los Reyes Católicos gobernaron en España en el siglo XV). Lo que sí es cierto es que los Reyes Católicos le dieron en España no sólo un gran desarrollo sino mucha mano libre y poder para actuar con plena libertad, con lo que mucha gente en todo el mundo piensa que la Inquisición fue un invento español. Nada más lejos de la realidad, ya que la Inquisición actuó con igual fuerza en Francia, Italia, etc., que en España.

    b) Las Universidades ejercieron un importantísimo papel en la cultura de la época. En la de Alcalá de Henares, Madrid, se publicó en el siglo XVI la `Biblia Políglota Complutense', primera Biblia escrita también en castellano y no sólo en latín, como hasta entonces se hacía. Ello permitió a mucha gente conocer de primera mano la palabra de Dios, y no conocerla sólo por lo que los religiosos decían en los púlpitos. Por supuesto, aquello no fue bien visto por la Inquisición, ya que si la gente podía ahora leer la Biblia en su propia lengua (el latín sólo era hablado por los más cultos y no por el pueblo llano), podrían interpretarla libremente y no conforme a la interpretación `oficial', la de la iglesia católica, lo que podría ayudar a que apoyasen las ideas protestantes.

    Se llamaba `Biblia Políglota Complutense' porque estaba escrita en varios idiomas (políglota) y porque fue escrita en la Universidad de Alcalá de Henares, también llamada `Universidad Complutense'.