Relajación

Educación Física. Deporte. Técnicas y métodos. Respiración. Ejercicios prácticos

  • Enviado por: Keqo
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas

publicidad
cursos destacados
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información

Curso completo de piano - Nivel básico
Curso completo de piano - Nivel básico
Este curso de piano está pensado para todos aquellos principiantes que deseen comenzar a tocar el piano o el...
Ver más información


LA RELAJACIÓN:

¿Qué es la relajación?

La relajación no es nada nuevo, se lleva practicando desde hace muchos años, tantos como que los egipcios ya la practicaban.

Pero el tipo de relajación que vamos a tratar no es de esa, vamos a hablar sobre una variante que proviene del Yoga y el Zen. Los conocimientos que nos van aportar nos servirán para liberarnos de las tensiones del estrés.

OBJETIVOS:

Hay que conocer lo que en la práctica de la relajación nos puede ayudar.

  • En primer lugar, nos ayudará a tomar conciencia de nuestro cuerpo.

  • Buscar el equilibrio psico-físico, como respuesta a las agresiones de la sociedad del estrés: el estrés impide que demos una respuesta correcta ante una actuación, porque estemos nerviosos o no nos deje pensar. Por ello esta práctica, nos ayudará a desbloquearnos.

  • Lograr una mayor concentración mental: sobre todo en estudiantes, que debemos controlar la concentración y dar una atención a lo que hacemos, con ella nos ayudará a tener mayor capacidad y atención.

  • Recuperar tu cuerpo después de cualquier esfuerzo: nos facilitará que el oxígeno llegue mejor a todo el cuerpo, para recuperarse más fácilmente y muy eficaz.

  • TÉCNICAS DE RELAJACIÓN:

    El método de jacobson y el de Schultz.

    • Jacobson se dedicó a utilizar la relajación para combatir la ansiedad y el nerviosismo acompañados por el nerviosismo.

    • Schultz simplemente se apoya en lo que surgiera.

    La `'Relajación Progresiva'' implica un contínuo paso de estados de relajación que se van realizando de forma progresiva para toda la musculatura del cuerpo.

    Se aconseja llevar un orden en las fases:

    • Primero se empieza por los brazos, luego piernas, abdominales, músculos respiratorios, del, tórax, del cuello, y al final los de la cara.

    El método de Schultz se basaba en la hipnosis, lo utilizó para lograr tranquilizar y relajar a esas personas que padecían alguna enfermedad del estrés. Su tratamiento se llama `'Entrenamiento Autógeno'' .

    Dicho método tiene dos partes;

    • el ciclo inferior es de ejercicios para los músculos, el sist. Vascular, corazón, respiración, órganos abdominales y cabeza.

    • El ciclo superior es de psicoterapia profunda.

    Con éste método y sus ejercicios se puede llegar a un estado de relajación sin ningún riesgo posible.

    RESPIRACIÓN Y RELAJACIÓN:

    Es la función del cuerpo que permite intercambiar gases entre la persona y el medio natural. Con la inspiración y espiración.

    El ritmo de la respiración puede variar en casos de ejercicios físicos, y también con la ansiedad, la angustia , el miedo, etc. Por eso, la relajación nos ayuda a ,mantener el ritmo de la respiración.

    Hoy en día las personas no hacemos bien el ejercicio de la respiración, y eso, genera una escasa ventilación en los pulmones.

    La `'respiración completa'' traería muchos beneficios para nuestro organismo.

    Pero, qué es la respiración completa: es la combinación de las fases clavicular, torácica y abdominal de la respiración.

    Respiración clavicular o alta;

    Intervienen los músculos de toda esa zona. Contraen el cuello y elevan hombros, moviendo las costillas.

    Respiración pectoral, torácica o media;

    O intercostal, al intervenir esa zona. Esos músculos hacen que se eleve y roten las costillas medias e inferiores, aumentando el volumen del tórax. Es la respiración más frecuente pero una de las más incompletas.

    Respiración abdominal, diafragmática o baja;

    El diafragma permite que se renueve todo el aire de esa zona. Es la más utilizada en la relajación y en el sueño.

    COMO PRACTICAR LE RESPIRACIÓN:

    1 En la respiración clavicular:

    nos sentamos en el suelo como los indios, mentalmente relajamos la zona de los hombros, ya que es la zona donde se acumulan las tensiones. Cerramos los ojos para mejor concentración, y hacemos el ejercicio de la respiración, elevando los hombros y descenderlos contrayendo el abdomen y el pecho. Realizarlo varias veces.

    2 Respiración Torácica:

    tumbados boca arriba, con las manos en el pecho, cerramos los ojos para concentrarnos en esa zona, expulsamos el aire, pausa e inspiramos y notaremos como sube y baja el tórax, realizarlo varias veces.

    3 Respiración Abdominal:

    tumbados boca arriba, piernas flexionadas y mano en el abdomen, cerramos los ojos para la concentración. Expulsamos todo el aire, pausa inspirar y sentir como sube el abdomen y baja. Realizar varias veces.

    LA RESPIRACIÓN COMPLETA:

    Sentados o tumbados, empezamos por la respiración abdominal, después, la respiración torácica y por último la clavicular. Pero todo se debe hacer seguido, sin pausas. Después lo haremos en el sentido contrario, primero espiramos con la zona de la clavícula, luego seguimos con los ejercicios del tórax y por último la zona abdominal.

    NUNCA SE DEBE FORZAR LA RESPIRACIÓN, PORQUE SE PRESIONAN LOS PULMONES.

    EJERCICIOS PRÁCTICOS DE RELAJACIÓN:

    Por parejas;

    Es para que uno de los dos sienta la relajación de todos los músculos sin tensiones, y el que ayuda, siente un peso sobre los miembros relajados. Siempre tiene que estar uno ayudando al otro al hacer los ejercicios elegidos entre tantos que existen.

    De relajación individual:

    Ayuda a lograr la localización de diversos movimientos articulares, para distender grupos musculares próximos.

    Ejercicios a elegir. Se pueden practicar después de haber hecho un ejercicio físico, por ejemplo, para relajarse después de la fatiga, y liberar tensiones.