Recuperar el poder docente

Experiencia personal en la docencia. Relación profesor y alumno. Métodos educativos

  • Enviado por: Rafael Bartolomé Magraner
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 3 páginas
publicidad
publicidad

Recuperar el poder docente.

IVOR GOODSON

Ivor Goodson relata mediante esta entrevista su experiencia personal en el ámbito educativo en Inglaterra.

Inicia su argumento tomando como referente más directo la experiencia personal que tuvo en la escuela cuando era niño, para hacer hincapié en el tema de las espectativas que mantiene el profesorado frente ( o a raíz ) del fenómeno del etiquetaje.

En efecto, I.Goodson fué considerado un alumno problemático, la mayor parte de su infancia y, sin embargo ingresó en la Universidad, llegando más tarde a ejercer como profesor en una escuela integral de Secundaria y en la Universidad.

Un profesor confió en él y esto marcó considerablemente su trayectoria intelectual y profesional. Durante 20 años se ha dedicado al estudio del currículo como un producto histórico-cultural de estrategias de exclusión - inclusión. En la actualidad explora la relación entre los cambios políticos, históricos y educativos y la vida de los docentes.

Pero su caso no es la norma, y, como indican los estudios de Goodson, que , al igual que P.Willis, estudiaron el efecto de las espectativas hacia el alumno y su relación con el rendimiento manifestado,los jovenes de clase baja u obrera, eran considerados alumnos con menos aptitudes y actitudes de estudio y aprendizaje.

La “fama de chico problemático”,unido a que los profesores vean diferente al alumno porque provenga de una clase trabajadora, suele generar una actitud que no sólo se traduce en el comportamiento del alumno (baja autoestima,baja autopercepción de las propias capacidades), sino también a la hora de corregir el profesor al alumno; existen estudios que corroboran el hecho de que al buen alumno se le facilita el autoaprendizaje,se le brindan estrategias para que él mismo repare en su error y lo corrija; al mal alumno se le suele decir “mal” y se le obsequia con la respuesta correcta, sin darle la posibilidad de estructurarse y enmendar su equivocación.

Este razonamiento es similar al que se aplica ante un mal examen de un buen alumno “estaría enfermo,tendrá problemas de algún tipo, estaría distraído o está muy ocupado y no pudo estudiar lo suficiente” .sin embargo , ante un buen exámen de un “mal” alumno , se genera la sospecha de el típico “habrá copiado”.Cómo se extrañan del surgimiento de un sentimiento de rechazo de los “chicos obreros” hacia la institución escolar y lo atribuyen a una conducta antiescolar (y en ocasiones incluso antisocial ) es muy irónico, pero más cotidiano de lo que queremos creer.

Goodson pretende demostrar que los niños procedentes de las clases trabajadoras también son inteligentes, pero a la hora de enseñarles hay que tener en cuenta otros aspectos como la construcción social, el currículo y todas las visiones que se tienen sobre ellos, no sólo su procedencia.

Se debe tener mucho cuidado con la práctica pedagógica y las interpretaciones que mantienen de cada alumno, puesto que éstas , inconscientemente se expresan y de igual modo se encajan; ¿cuantas veces recordaremos comentaroios de profesores tales como . “a ver ,Miguel que tu sueles saber estas cosas......” “muy bien , teresa,¿veis cómo Teresa siempre sabe responder a lo que le pregunto? O tales como “Es que tú siempre estás en la luna” o “ a tí no sé ni por que te pregunto”. Pues bien, todos estos ejemplos son nua ínfima parte de la cantidad de espectativas que los profesores manifiestan y que,implícita y explícitamente inciden en la conducta y hábitos del alumno.

Así, lo que se pretendía realizar en las escuelas integrales era cambiar la distribución del éxito y el fracaso entre los distintos grupos sociales. Se llegó a la conclusión de que es el profesorado(ya que es el profesional que mantiene un mayor contacto con el alumnado) el que tiene que marcar esta diferencia para conseguirlo; el profesor tiene que pasar de una competencia técnica( la mera transmisión de conocimientos) a una competencia social que englobe la práctica educativa y el acercamiento al alumno como una persona integral.

Para ello se debe tener en cuenta diversos factores, como la visión que tienen los maestros de la enseñanza, la realidad en la que viven estos niños, niñas y maestros, los cambios que se producen en la sociedad, en la política, etc. La educación se tiene que adecuar a todas estas circunstancias y no al contrario,pese a que ésta ha sido la trayectoria más usual..

En resúmen, según Goodson 1)no tiene que ser el alumno el que se adapte a la escuela, sino que tiene que ser la escuela la que se adapte a las necesidades del alumnado y el profesorado.2) Tenemos que tener en cuanta una serie de factores históricos, políticos y económico-sociales a la hora de enseñar y sobre todo saber que es lo que piensan tanto los profesores como los alumnos a la hora de realizar un buen currículum.

En mi opinión,tanto Ivor Goodson , como P. Willis y los teóricos de la teoría de la resistencia se percataron y criticaron la incompetencia del profesorado en su trato con el alumnado (y hablo de la década de los '70 y '80)y con la que han demostrado ser un engranaje más de la estratificación de los grupos sociales y de la participación de las instituciones escolares en la reproducción de las diferencias sociales y educativas de ciertos sectores sociales.

3º pedagogía