Pueblos perromanos

Historia de España Antigua. Territorio Lucense y Bracarense. Cultura castrense. Castros

  • Enviado por: Antonio López Heredia
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad

HISTORIA ANTIGUA DE ESPAÑA.

TEMA VI: Pueblos prerromanos (3): El norte peninsular.

LOS GALAICOS.

Tienen una forma distinta de organización social que los astures o los cántabros; no hay indicios de organización gentilicia. Por esto mismo hay que tratarlos individualizadamente con respecto a los otros pueblos del norte peninsular.

Su hábitat es el castro, que veremos más adelante, y por ello se habla de “cultura catreña”.

ORÍGENES, SITUACIÓN Y LÍMITES SEGÚN LAS FUENTES ANTIGUAS.

Posiblemente llegaron a la península hacia el siglo VI a.C.(al igual que los lusitanos), pero por no haber pruebas de ello no se puede afirmar que sean del mismo origen helvético.

A la llegada de los romanos, el complejo étnico galaico estaba constituido por gentes de tradición megalítica y del bronce indígena (que se les llama Oestrimnios). A éstos hay que sumar gentes mediterráneas, más las oleadas indoeuropeas y algunos de la Meseta. Todo esto será el pueblo galaico.

Las fuentes para su conocimiento serán tardías, pues la infiltración romana no se dio hasta el siglo II a. C. Con Bruto, en el año 138 a. C. (aunque la romanización, lógicamente, es posterior a esta fecha).

Las fuentes romanas nos presentan el territorio dividido en dos “ conventus jurídicos “: el Lucense con centro en Lucus Augusti y el Bracarense, con centro capitalino en Bracara Augusta.

Ocupaban los núcleos montañosos de las provincias de Orense y Lugo. El área estaba entre el Duero y el Miño por una parte y las montañas de Géres y de Queixa, por otra.

La población se concentraba en “castella” y no en “centuria” como se creía hasta hace muy poco; esto queda demostrado por el arqueólogo Albertos.

Albertos demuestra también en sus estudios que, estos “castella” no son verdaderas comunidades, ya que no tienen entidad desde la perspectiva del derecho público. Los castella tenían su territorio propio dentro de la civitates. Así, entre varios castella -castros-formarían una civitates; pero hay que señalar que las civitates indígenas no eran tampoco verdaderas comunidades similares a las de tipo romano.

TRIBUS, PUEBLOS Y CIUDADES SEGÚN LAS FUENTES ANTIGUAS. (Plinio y Tolomeo)

  • Existe un gran fraccionamiento poblacional entre las diferentes tribus, que además suelen ser poco numerosas.

  • En el “conventus Bracarense" se cuentan hasta 29 diferentes:

    • Aebisocios

    • Anfiloquios

    • Ambrigenses

    • Aquiflavienses

    • Bibalos

    • Celerinos

    • Helenos

    Equaesios...

    En el “conventus Lucense” hasta 16, según Plinio:

    • Albiones

    • Pésicos

    • Artabros

    • Brigantes

    • Lapotianos

    • Yugones

    • Egobarros etc.

    No todos estos pueblos constituyen grupos étnicos diferentes, pues algunos tomaban el nombre de un accidente geográfico, un río etc. Parece ser que eran gentes que habitaban en castros determinados, pero de distinto origen étnico entre sí y sin mayor relación entre ellos.

    LA CULTURA CASTREÑA.

    Galicia es el núcleo principal de este tipo de cultura, aunque no el único (Asturias, León, parte norte de la Meseta...)

    Según Avieno, desde el siglo VI a. C.

    HÁBITAT Y URBANISMO:

    Tienen dos tipos de emplazamiento:

  • Costeros.

  • Interiores (normalmente situados en zonas altas, en promontorios).

  • Normalmente no adecuaban las zonas donde se instalaban; además de las defensas naturales, construyen otras como murallas, fosos, terraplenes, torreones y las llamadas “piedras hincadas”, para evitar que la caballería enemiga pudiera avanzar. Las murallas rodean todo el castro.

    Los castros son muy variables de unos a otros, pues los hay muy simples y otros muy complejos. En cuanto a los materiales que emplean suele ser la pizarra o la piedra de granito, según la zona en la que se emplacen y dependiendo de la facilidad para conseguirlos. No hay más que ir a Galicia y observar prácticamente lo mismo en la actualidad. Las viviendas de un primer momento tienen la planta de tipo circular u oval, y posteriormente, con la influencia romana parece que tienden a ser de tipo rectangular o incluso cuadrangular.

    Hay una construcción que actualmente no se sabe cual era su función, son los llamados “monumentos con horno”; hay creencias de que eran de tipo funerario, para incinerar a los muertos, pero también hay teorías que los encuadran en funciones de tipo ritual con el agua, o incluso como hornos de cerámica, o de pan sencillamente.

    En cuanto al nº de habitantes de un castro, aunque es imposible determinarlo con exactitud, se habla de 250 por castro, aunque volvemos a repetir la cuestión de la dispersión y el aislamiento geográfico.

    PROCESO DE TRANSFORMACIÓN URBANÍSTICA DE LOS CASTROS.

    Tiene dos fases:

  • Siglo II a. C. Tras las primeras acciones de Bruto en Gallaecia.

  • Tras la conquista del territorio por Augusto.

  • En la 1ª fase se produce una erección de murallas de tipo reticulado, trabajados los materiales con instrumentos de hierro.

    En la 2ª se observa una mejora de las defensas, y cambia la ubicación de las viviendas, formando barrios.

    Tras la dominación romana se establecieron los llamados castros agrícolas y mineros. (Explicar si es necesario; Es muy fácil de hacer).

    ORGANIZACIÓN POLÍTICO- SOCIAL.

    • Un castellum está dentro de una civitas. El castellum tenía una cierta independencia administrativa.

    • En general, en un populus o civitas hay varios castellum; en cada uno de esos asentamientos vive una comunidad autónoma de las otras comunidades, pero que únicamente junto a ellas compone una civitas. Esto es muy importante porque sólo pasa en esta zona. Blázquez afirma que los castella también se hallan en el pueblo de los ilergetes y en todo el norte de la Península.

    ORGANIZACIÓN ECONÓMICA.

    • Agricultura desarrollada más de lo que se pensaba en un principio. De tipo intensivo. Cereales como trigo, mijo, maíz.

    • No parece que exista la propiedad individual. Propiedades pequeñas y medianas.

    • La mujer es la que trabaja la tierra, pues el hombre pesca y lucha.

    • Los útiles de agricultura son muy rudimentarios, y por tanto los rendimientos son escasos.

    • Ganadería: vacas, ovejas, cabras, caballos y cerdos. Pero no es una actividad fundamental; es menos importante que la agricultura. Hay límites entre los castros para que los pastos de los ganados estuvieran bien delimitados.

    • Poca caza.

    • Importante la pesca y la marisquería.

    • Minería: aunque hay pocos hallazgos arqueológicos, las fuentes antiguas hablas de su importancia para la economía de la zona: estaño, plomo, magnetita, ámbar, hierro...