Pruebas psicológicas

Evaluación Psicológica. Técnicas Proyectivas, Gráficas. Proyección. Fundamentos teóricos. Test de Rorschach, figura humana, familia, árbol

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 13 páginas
publicidad
cursos destacados
Técnico Superior en Mediación Familiar
Cavida Formación
Debido a la constante evolución de la sociedad surgen nuevas necesidades que implican nuevas formas de afrontar los...
Solicita InformaciÓn

Educar en Igualdad: Prevención de Violencia de Género en los Centros Educativos
UNED
La educación es una de las estrategias fundamentales para la prevención de la violencia de género. Desde las...
Solicita InformaciÓn

publicidad

TEMA 1

INTRODUCCIÓN Y DEFINICIÓN DE TÉCNICAS PROYECTIVAS

  • INTRODUCCIÓN

  • Las técnicas proyectivas son técnicas de recogida de información. Principalmente han sido muy útiles en el ámbito dinámico, surgen desde el modelo psicodinámico y este es el que las soporta. En un primer momento se desarrollan con el objetivo de analizar el mundo inconsciente del sujeto, pero cada vez se utilizan más para valorar el mundo cognitivo del sujeto (cómo piensa), las utilizan diferentes modelos y se aplican en diversos campos de la psicología.

    Estás técnicas fueron un exponente de la forma de evaluar de los psicólogos desde 1950 a la década de los 80's. Entre 1970-80 surgen críticas pues estás técnicas se consideran instrumentos que no están validados y que no cumplían las garantías científicas necesarias. Las técnicas proyectivas no se pueden validar con la teoría clásica de los test pues buscan la ley individual (ideográfica), cómo es el sujeto en concreto.

    En la actualidad se ve que hay que buscar nuevas formas de validar las técnicas para que se ajusten a sus objetivos. Aún así los dinámicos las siguen utilizando y existe evidencia empírica de que se utilizan cada vez más (p.e. es la 3ª técnica más utilizada en España).

    Se han desarrollado más de 500 técnicas proyectivas, de las cuales unas 100 aproximadamente con garantías mínimas de cómo aplicarlas e interpretarlas, pero a veces son poco conocidas y mal utilizadas. Un 20 % de técnicas se utilizan en la evaluación de la personalidad, dan idea de lo peculiar del sujeto que en otras técnicas no se obtiene.

  • DEFINICIÓN DE TÉCNICAS PROYECTIVAS

  • Lindzey (psicodinámico). Son aquellos instrumentos considerados especialmente sensibles para rebelar aspectos inconscientes de la conducta, los cuales permiten provocar una amplia variedad de respuestas subjetivas. Son altamente multidimensionales y evocadores de datos inusualmente ricos. Con un mínimo conocimiento del sujeto evaluado (no sabe el objetivo, fin del test por lo que es más difícil el falseamiento de la información). Este material estimular es ambiguo, su interpretación es global. Es estas técnicas todas las respuestas son válidas, no hay respuestas óptimas.

    Cattell (diferencialista). Son test del dinamismo, test objetivo de percepción errónea a través de los cuales se pretende sondear la dinámica de la personalidad o procesos cognitivos del sujeto. También reflejan procesos inconscientes a través del registro más exacto de las respuestas que nos da el sujeto, que guardan relación con esos procesos internos.

    Fiske (cognitivo). Técnicas de evaluación del mundo cognitivo del sujeto, que pueden servir de indicadores para el diagnóstico o para la descripción del sujeto (es una buena técnica de valoración de variables cognitivas).

    Las definiciones hechas desde diferentes los modelos coinciden en:

  • Con estás técnicas se puede evaluara el mundo interno del sujeto.

  • Es un material con un mínimo de estructuración y que provoca respuestas muy creativas del sujeto.

  • El desacuerdo se da en cómo interpretarlas las técnicas proyectivas y el propio título (qué significa proyección).

  • QUÉ SIGNIFICA PROYECCIÓN

  • La proyección tendrá que ver con cómo se utiliza:

    Freud introduce la palabra proyección en el ámbito clínico como mecanismo de defensa patológico que le servía al sujeto para enfrentar la ansiedad y la culpa que estaban debajo de los trastornos paranoides (proyectan en otros sus propios problemas), se daba solo en pacientes clínicos, luego vio que en otros también se daba. Por lo tanto, supuso que era un mecanismo de defensa no patológico, que las percepciones internas provocaban por procesos ideacionales o emocionales que no somos capaces de asumir como propios por lo que los ponemos en otros. Son procesos inconscientes para liberar de la carga que nos provoca esas emociones o ideas.

    Se valoran como percepciones sensoriales y a veces son utilizadas para evaluar el mundo externo del sujeto. Para los psicodinámicos en un proceso de defensa bajo el dominio del principio del placer, esa información del yo le llega a través de las percepciones sensoriales externas. Por lo tanto, en las técnicas proyectivas sacaríamos fuera, viendo en lo externo lo que tenemos dentro a través de las respuestas que damos a los estímulos que nos presentan.

    La crítica que le hacen los humanistas y cognitivos a está postura es que el sujeto tendría que liberar la tensión, pero a veces la aumenta y pueden llegar a ser conciente de la información que da.

    Algunos autores analizan también desde el punto de vista de la proyección en arquitectura, que es la reproducción de una forma tridimensional (personalidad) en una forma bidimensional (técnicas proyectivas).

    Rappaport considera que la proyección es como una película, donde todo el film (la trama) representa la personalidad del sujeto, el proyector son las técnicas proyectivas y los cuadros vistos en la pantalla, cada cuadro sería cada respuesta del sujeto.

    Otros autores más integrales como Bell, proponen que proyección viene de la raíz latina que significa hacia delante, por lo que está es la acción que implica la técnica proyectiva: manifestar su mundo interno lanzándolo hacia fuera, externalizar la variable personalizar (interna). La técnica proyectiva es un catalizador que provoca la acción de lanzar hacia fuera.

    Por otra parte, Anderson cree que las técnicas proyectivas no solo es lanzar hacia fuera algo propio (algo que ya tengo) sino que también están implicados procesos mentales internos, proceso por medio del cual ha llegado a dar esa respuesta, por ello es necesario analizar el contenido y la estructura. Hay que analizar también ese proceso interno que se está desarrollando en el sujeto cuando estoy aplicando las técnicas.

    Murray propone que también es peculiar porque existe una falsa percepción, la interpretación y el significado que le damos al estímulo, por tanto estamos poniendo parte de nosotros mismos.

    El término proyección no tiene un único significado y varios autores proponen que no es adecuado de hablar de técnicas proyectivas sino de técnicas preceptúales.

  • ALGUNOS FUNDAMENTOS TEÓRICOS

  • Se fundamentan en las teorías de la personalidad, surgen por la necesidad clínica y otros ámbitos de conocimiento al sujeto, para valorar de forma global y personal cómo cada uno es (ideográfico, valorar la personalidad). No hay una única teoría de personalidad a la base para conceptuar las técnicas proyectivas, a pesar de eso existen supuestos básicos comunes desde los diferentes modelos:

  • Partimos de que el sujeto cuenta con una estructura básica y estable de personalidad (los situacionistas más ortodoxos no utilizan está técnica) aunque hay un dinamismo. Esa estructura está integrada por diferentes dimensiones que están organizadas y esa organización es ideográfica, diferente para cada uno de los sujetos. Por tanto, las respuestas que da el sujeto permiten acercarnos al sujeto, conocerlo de forma profunda pero todos los autores consideran que los sujetos son cambiantes, que hay un proceso dinámico, estructura estable pero la organización interna es la que cambia pues está organizada de una forma particular y teniendo en cuenta diferentes variables (biológicas, psicológicas, físicas, sociales).

  • La organización de esa estructura de personalidad hace necesarios diferentes niveles de profundidad en su análisis y hay una diferencia clara entre el estado transitorio del sujeto y las características peculiares del sujeto: nivel transitorio y nivel estable. Qué características son más difíciles de modificar y cuáles son más fáciles, somos resistentes a modificar hábitos emocionales mientras que el comportamiento más superficial es el que normalmente más fácil se puede cambiar. Está información se utiliza en el diagnóstico, evaluación e intervención.

  • Las técnicas evalúan la personalidad y se manifiesta por un comportamiento pero el comportamiento es funcional y que refleja de forma integral, teniendo en cuenta todo lo que somos, la situación del sujeto que se evalúa. Nuestro comportamiento es un intento de adaptación entre las demandas externas e internas, lo mejor posible. El comportamiento es funcional y adaptativo

  • Por tanto, si ese comportamiento se interrelaciona de forma integral, yo conozco a esa persona y puedo predecir cómo se va a manifestar ese comportamiento. En psicometría mido para poder comparar y predecir, cuantitativo, y en las técnicas proyectivas analizó lo peculiar de la persona respecto a las respuestas que da y ese enfoque me permite predecir en base a los elementos estables de la personalidad, cualitativo.

  • Toda respuesta ante el material proyectivo no es casualidad sino que es significativa y son signo de la personalidad de ese sujeto. Una de las técnicas que detecta mejor los cambios terapéuticos es el Rorschach pues da lo más estable y lo más inestable, porque aunque los elementos de la personalidad son profundos también analiza la forma, la manifestación. Todas las respuestas son significativas.

  • Cuanto más ambiguos y próximos al sujeto sean los estímulos que se presentan, más son capaces de reflejar su personalidad (pero que el sujeto los puedo interpretar). Rorschach se preocupó por está técnica pues creía que la asociación libre servía para unos y para otros no, unos sujetos se bloqueaban eran incapaces de seguir hablando de sí mismos, por ejemplo una persona con un nivel cultural bajo tiene grandes dificultades de comunicación. Tiro manchas de tinta en hojas y le decía al sujeto qué ves ahí, esto le permite al sujeto estructurar y darle significado a cosas que no tenían significado, le permite hablar de sí mismos.

  • El sujeto no es consciente de la relación tan estrecha entre sus respuestas y su mundo interno. Por eso muchas veces se dice que son enmascaradas y poco voluntarias. Evalúa la globalidad del sujeto (inteligencia, personalidad, estados emocionales). Por lo tanto, como todas las respuestas son válidas y significativas, y se establece la relación entre sus respuestas y el mundo interno, el falseamiento de la información es muy bajo, las respuestas son veraces. Por ello cuando las personas que están entrenadas para aplicar el Rorschach se invalida la prueba. Lo que no tiene que saber el sujeto es la relación entre las respuestas y los procesos internos, se le puede aplicar varias veces la prueba.

  • Cada sujeto puede dar un número y tipo de respuestas diferentes a otro. Por eso el análisis de las respuestas es fundamentalmente cualitativo, global e ideográfico. Esto es un problema para validar las técnicas, por ser cualitativo.

  • Todos los autores que trabajan estas técnicas consideran que la respuesta refleja la propia individualidad de la persona que estamos evaluando (lo que le es propio, significativo). Por eso buscamos en las técnicas respuestas peculiares y no equivalentes, y en base a la peculiaridad se diferencian los sujetos entre sí (técnicas proyectivas: los sujetos se diferencian entre sí por la peculiaridad de la respuesta no como en psicometría que es más cuantitativa).

  • Características de las técnicas proyectivas:

  • Lograr penetrar en la personalidad individual, acercarnos a ella y entenderla.

  • Métodos globalistas no atomistas (psicometría), no pretende evaluar una característica puntual sino la persona como algo global.

  • Suponen que el sujeto organiza sus respuestas en función de su propio mundo interno (historia personal). Por tanto, las respuestas organizadas entorno a su motivación, ideas, percepción, actitudes, ideas, etc.

  • Trata la peculiaridad de las respuestas, por eso toda respuesta es significativa y válida.

  • El tipo de datos que arrojan es complejo e están interconectados, esto nos dificulta la labor de cuantificar y validar de forma tradicional (psicométrica).

  • La codificación e interpretación no se logra puntuando ítem a ítem, de cada pregunta sino que es una puntuación total (global) no puntuaciones independientes. Nos interesa la relación de los resultados, nos da una totalidad.

  • FUENTES DE LOS PRINCIPIOS BÁSICOS

  • Aunque las técnicas proyectivas tienen un origen psicodinámico han sido influenciadas también por otros modelos, por eso veremos cuáles han sido y cómo han influido en ellas:

  • Psicodinámico:

  • Aquí se destacan los aportes de Freud y otros. Tres aspectos importantes:

    • Concepto de inconsciente y su poder motivacional sobre la conducta de cada uno.

    • Análisis del contenido latente, a través de las respuestas del sujeto yo puedo conocer su mundo interno. Detrás de cada respuesta hay toda una significación.

    • Recalcó la importancia de la relación entre paciente y terapeuta, estás técnicas no tendrían el mismo intacto si fuera aplicada de forma colectiva (por eso la mayoría de técnicas proyectivas se aplican individualmente). Influye la persona que aplica la técnica (cercanía, empatía, sexo, etc.).

  • Gestalt:

  • Ponen el acento mucho más en que el sujeto es una totalidad y estas técnicas nos permiten llegar a la totalidad de la persona, ha influido en que sigan interpretándose las técnicas de forma global no atomista.

    Köhler y Kafka han estudiado los proceso perceptuales involucrados en las técnicas proyectivas, cada proceso es individual y único por eso no pueden haber respuestas comunes. Globalidad que las respuestas de un individuo están organizadas dentro de un patrón general, inferimos el todo a partir de las respuestas que manifiesta el sujeto.

    La motivación es importante en las técnicas proyectivas. La motivaciñón es interna aunque este presionada por el ambiente. Nos comportamos de una forma determinada porque estamos motivados para ello. La motivación es personal.

  • Psiquiatría clínica:

  • Pone de manifiesto:

    • Considera que hay una serie de factores biológicos-fisiológicos en la persona.

    • La importancia que tiene saber distinguir claramente de forma cualitativa los comportamientos clínicos (patológicos) de los no clínicos. Las técnicas proyectivas surgen del ámbito clínico para diagnosticar la existencia o no de patología.

  • Antropología cultural:

  • Influye haciendo hincapié en la importancia de los aspectos sociales y culturales de la personalidad, que se estructura bajo esa influencia y con el impacto de las condiciones sociales sobre la personalidad individual (no solo grupal), nos hacen ser de una manera determinada.

  • Teoría del Aprendizaje:

  • Han contribuido especialmente los cognitivos. Dos aspectos importantes:

    • Concepto de premio-castigo (refuerzo) como fuerza motivacional, se tiene muy en cuenta en las técnicas proyectivas.

    • La formación de hábitos emocionales (Hull, Auld). Por ejemplo, ante ciertos olores, imágenes, música... se evoca una emoción determinada.

  • TIPOS DE TÉCNICAS PROYECTIVAS

  • Rocío Fernández Ballesteros las clasifica en cinco grupos:

  • Técnicas proyectivas estructurales:

  • Son aquellas técnicas que tienen un material visual (estímulos visuales) pero tiene poca estructuración, es ambiguo. El sujeto tiene que responder a lo que ve en ese material, estructurar en base a ese material su respuesta. Bajo está hipótesis el sujeto va intentar poner una estructura y un significado a ese material inestructurado que tiene en su entorno, y esa imposición de la estructura refleja cómo es la personalidad del sujeto. Por eso, cuanto más ambiguo es el estímulo es mejor, para que el sujeto pueda estructurar desde su propia perspectiva, experiencia.

    Al mismo tiempo permite una cierta estandarización en la manera de manejar o presentar las técnicas. También permite estructurar la manera de utilizar, aplicar e interpretar la prueba, por eso unos profesionales han utilizado el Rorschach incluso como instrumento de medición, es más fácil de cuantificar que otro tipo de cuantificar (p.e. Test Teta de Sulliver).

  • Técnicas proyectivas temáticas:

  • También conllevan material estimular visual más o menos estructurado pero no son tan neutrales (como el Rorschach), tienen una temática (p.e. TAT, son más láminas de fotos o dibujos, por lo tanto no es un estímulo totalmente inestructurado tiene significado).

    Pretenden que el sujeto basado en los estímulos visuales verbalice (respuesta verbal) acerca del relato que está sucediendo en esa imagen, que haga un relato completo. El sujeto se enfrenta a una tarea de estructuración, donde la imagen no es clara, la tiene que analizar e interpretar el sujeto. Por tanto va estar implicado el comportamiento, memoria, lenguaje, etc. del sujeto.

    Permite evaluar funciones oréticas y cognitivas (ideación, cómo narra el sujeto). Por ejemplo el test de pata negra, para niños pequeños, compuesto por una familia de cerditos que hacen diferentes actividades y el niño tiene que narra lo que sucede. Son temáticos.

    Aplicados en el ámbito jurídico están el test de Szondi, 48 fotografías de rostros distribuidas en series, se le pide al sujeto que de cada serie elija la que más le guste y la que menos. Test de frustración de Rosenzweig.

  • Técnicas proyectivas expresivas o gráficas:

  • Carecen de un material estimular visual o táctil, lo que le pedimos al sujeto que realice se lo pedimos con una consigna escrita o verbal, y en base a esa consigna (es el único estímulo que se le da) realiza una respuesta, se expresa gráficamente y ese dibujo refleja no solo sus adquisiciones evolutivas madurativas (destrezas) sino también el desarrollo de su propia percepción, personalidad (p.e. test del árbol, de la familia, de la figura humana, garabateo, dactilopintura)

    Influyen las habilidades expresivas-perceptivas del sujeto. Estás técnicas no son nada potentes como forma de evaluación de habilidades intelectuales, son mejores para maduración (esquema corporal, maduración concreta...).

    Se considera que esas formas de expresión gráfica representan el modo en que nosotros nos comportamos, percibimos y cómo somos, personalidad. Son técnicas muy interesantes, fáciles de aplicar, baratas pero necesitan un mayor aporte empírico para comprobar su eficacia y utilizarlas de forma más estandarizada (se han devaluado por su mal uso).

  • Técnicas proyectivas constructivas:

  • La tarea de estos test consiste en estructurar y organizar en el espacio los elementos que se le presentan al sujeto en la prueba (p.e. test del pueblo, se utiliza poco y cuenta con una gran cantidad de elementos para construir una aldea). Se utilizan muy poco porque es difícil interpretar de forma global toda la información que se obtiene.

    Nos permiten conocer el mundo relacional del sujeto, cómo se mueve, aspectos afectivos e intelectuales (ponen en práctica sus destrezas). Son caras, se necesita mucho tiempo de aplicación y es difícil de interpretar.

  • Técnicas proyectivas asociativas:

  • Conllevan también una consigna verbal o escrita y el sujeto tiene que manifestar verbalmente y es por asociación. Por ejemplo, lista de palabras de Jung, el sujeto dice una palabra que se le viene a la mente cuando le digo casa, se asocia a cada estímulo una palabra. Asociación de frases incompletas, completar una frase (me encuentro a gusto en...), fábulas de Düs (completar un relato), test de cuentos infantiles (compuesto por los cuentos clásicos y se le pide al niño que le de un final feliz y uno triste).

  • Técnicas proyectivas referidas al movimiento:

  • Sirven para diagnosticar y tratar: Test miokinético de Mira, dibujar con los ojos cerrados con el propósito de ver la exactitud de sus movimientos; test guestáltico vasomotor de Bender, el sujeto debe reproducir las láminas que se le muestran y test visual de Ellis, ver un estímulo y luego recordarlo y dibujarlo.

  • Técnicas proyectivas de juegos y dramatización:

  • Psicodrama, test del mundo, juego de roles, etc.

  • PROBLEMAS PLANTEADOS EN LA VALIDACIÓN DE TÉCNICAS PROYECTIVAS

  • Carecen de las garantías científicas, se han validado pocas técnicas. Algunas se han validado en situación clínica y con métodos clínicos (cualitativa) y esto choca con la metodología psicométrica (cuantitativa). Es muy difícil llegar a un acuerdo.

  • Si se han validado en el ámbito clínico, los clínicos las admiten como válidas pero desde el punto de vista psicométrico estás técnicas tendrían solo validez de apariencia. Sin embargo, los clínicos dicen que demostrando su validez clínica no necesitan más, es decir, una validez empírica.

  • Los datos que arrojan son cualitativos y como son técnicas que se adaptan a cada sujeto, un protocolo puede ser diferente de otro o al ser aplicadas estás técnicas en dos momentos diferentes a un mismo sujeto puede dar diferentes respuestas y diferente número de respuestas. Todo ello dificulta la estandarización de la forma de medir.

  • Tratan de ser muy globales, la personalidad como un todo, por lo que encontrar criterios externos que validen esto es muy difícil, tendríamos que buscar criterios para cada nivel de la personalidad, pero la estaríamos atomizando y esto iría en contra de los principios de las técnicas proyectivas.

  • No hay un supuesto teórico básico para validar las técnicas proyectivas, por ejemplo, no hay una única teoría que trabaje el Rorschach.

  • Derivado de lo anterior, no hay una única teoría y no hay una única manera de aplicar el test. Tampoco hay una estandarización para clasificar, analizar e interpretarlas. Una alternativa sería hacer una valoración parcial de las técnicas desde un marco teórico concreto.

  • La propia situación de exploración, influye muchísimo la relación entre paciente y terapeuta, por lo que está ya es un elemento subjetivo (entrenamiento, género del evaluador...)

  • La dificultad para operativizar las variables que están implicadas, ¿cómo se manifiestan? pues son variables abstractas (cualidades, atributos, características psicológicas) que conllevan un nivel de abstracción muy elevado. Para poder operativizar están variables, primero habría que definirlas y estás generalmente están definidas de forma lógica no operativa.

  • El dilema más importante es cómo integrar los dos puntos de vista, tan diferentes, clínico y experimental. Es necesario un acercamiento de ambas posturas porque no se puede validar con una postura ortodoxa.

  • Utilizar validaciones parciales de elementos de cada una de las técnicas, de manera que se puedan integrar de forma global. Tenemos que utilizar criterios parciales para validar los aspectos que dice el Rorschach y utilizar la estadística no paramétrica. También es necesario llegar a acuerdos teóricos básicos en la forma de aplicar, interpretar y valorar las técnicas proyectivas para llegar a unos criterios comunes de validación. Y hacer un esfuerzo por definir operativamente los conceptos a la base de las técnicas.

    Rocío Fernández Ballesteros propone una forma de validar las técnicas proyectivas:

    Las técnicas proyectivas son valiosas como procedimientos que permiten la descripción y clasificación del comportamiento de un sujeto, siempre y cuando tipifiquemos exhaustivamente el material, la consigna y la forma de aplicación (p.e. usar el mismo material). Que utilicemos procedimientos de valoración mínimamente acordados (p.e. corregir el test de la misma forma). Que planteemos validaciones parciales y que en base a ellas podamos utilizar criterios independientes al test, y que tendamos a hallar la validez de constructo de estás técnicas, aunque sea de forma parcial.

    TEMA 2

    EL TEST DE RORSCHACH

    El test fue creado por Hermann Rorschach (1884-1922), médico psiquiatra nacido en Zurich. Psicodinámico que siguió las teorías de Jung y Freud, apasionado por la pintura. Para ayudar a sus pacientes a hablar usaba la asociación libre, pero se dio cuenta que las personas con niveles socioculturales más bajos tenían dificultades para expresarse verbalmente por lo que empezó a utilizar manchas de pintura como estímulos para sus pacientes y vio que la pintura abstracta les motivaba a hablar. En 1918 se hicieron las primeras placas de las que surgió el test, son manchas simétricas (folio doblado a la mitad), son 10 láminas rectangulares de 18,5 x 25cm.

  • PROCEDIMIENTO DE APLICACIÓN

  • El examinador debe conocer la prueba antes de la aplicación. Debe ser aplicada en un ambiente de tranquilidad, cómodo (luminoso y sin ruido). Organizar previamente el material: ordenar las láminas desde la 10 a la 1 boca abajo y en la posición original, tener papel, bolígrafos, cronómetro o reloj con segundero, hojas donde anotar las respuestas del sujeto... todo ello colocado en un sitio alcanzable a nosotros no al sujeto. Las láminas deben estar limpias, no se pueden plastificar porque se pierden la textura y los detalles.

  • La evaluación no debería ser nunca cara a cara. No se debe aplicar en la primera sesión pues crea la prueba en sí crea tensión (exceptuando cuando se aplique en la selección de personal). Antes que llegue el sujeto hay que preparar que estén dos sillas juntas (el psicólogo es el que se cambia de lugar), el sujeto se sienta a la izquierda del psicólogo si este es diestro y a la derecha del psicólogo se coloca la mesa con el material.

  • ¿Cómo se prepara al sujeto?, antes del día de la aplicación del Rorschach se supone que ya se ha preparado para cualquier tipo de test, no exclusivamente del Rorschach. Se le dice que la posición de las sillas es diferente porque la tarea que se va a realizar es diferente. Si el sujeto conoce el Rorschach o ya se le ha aplicado, se le pregunta: cuáles son sus expectativas, cuándo se lo aplicaron, por qué... y eliminamos las ideas erróneas que este tenga (p.e. que no es un test de creatividad sino que es perceptivo, por lo tanto tiene que decirnos lo que ve y no la asociación que hace con otras cosas).

  • La instrucción que se le da es: ¿qué podría ser esto? o ¿qué ve ud. aquí?, no utilizar frases parecidas (p.e. qué le recuerda esto). ¿Imaginación?, dígame lo que ve.

    • ¿Puedo darle la vuelta?, ¿puedo hacer lo que quiera?, ¿tengo que ver toda la lámina?, puede hacer lo que prefiera.

    • ¿Cuántas respuestas tengo que dar?, normalmente la gente ve más de una cosa.

    • ¿Qué tengo que ver aquí?, las personas ven toda clase de cosas.

    • Si el sujeto pide más explicaciones se le dice que primero termine el test y que luego hablarán de ello.

    • Si el sujeto en la primera lámina le cuesta mucho dar respuestas o solo da una, se le puede decir que tome más tiempo y que trate de ver algo más, que no hay prisa. Algunos autores lo llaman “choque al inicio de la prueba”, si ante la 1ª lámina no da ninguna respuesta o le cuesta dar una, solo en este caso hay que intentar apoyar al sujeto, si hay un intento de rechazo hay que reconducirlo para que el sujeto tenga una comprensión adecuada. Cuando esto suceda en otras láminas (no en la 1ª) se denomina intento de rechazo, siempre hay que motivar al sujeto, decirle que no hay prisa, que se tome su tiempo, hay que tranquilizarlo y si aún así devuelve la lámina (después de varios minutos), se anota como un fracaso en la lámina.

    También puede ser que no haya entendido lo que tiene que hacer

    • Si da muchas respuestas a la 1ª lámina (p.e. 6 respuestas), se le dice “si quieres pasamos a la siguiente porque son muchas”.

    • Forma de anotación.

    • Cada respuesta debe ser tomada literalmente, se pueden utilizar abreviaturas, hay que escribir rápido. A veces el sujeto se puede poner nervioso y por lo tanto, hablar muy rápido, cuando esto suceda: por favor, me repites... el evaluador le lee las últimas palabras que ha anotado y se le pide si puede hablar más despacio, solo en este caso se puede parar al sujeto cuando está hablando.

      Cada autor elabora una hoja para recoger las respuestas a su manera.

    • La aplicación del test tiene dos fases: asociación libre y la encuesta.

    • Asociación libre:

    • Se hace lo explicado anteriormente con las 10 láminas. Le damos una a una las láminas, cuando devuelve la que tiene se le da la siguiente, las debe observar a la altura de sus ojos. El evaluador debe tomar el tiempo de reacción, desde que le doy la lámina hasta que dice la primera respuesta significativa, cuando estructurada y da significado al estímulo; se anota la respuesta y los comentarios complementarios que diga se escriben entre paréntesis (p.e. que feo, y esos colores...). Hay que dejar que el sujeto hable, no interrumpirlo, no darle pautas de respuesta y anotar sus respuestas literalmente.

    • Encuesta:

    • Por ejemplo, se le dice “tú me has dicho que aquí habías visto una cara, explícame dónde la ves, descríbela...” Si da nuevas respuesta también se anotan en la encuesta, no en el primer protocolo (asociación libre). Es importante ver dónde y cómo da la respuesta el sujeto para aclarar al profesional de dónde y de qué manera ha dado la respuesta.

      Cuando se le pregunta esto al sujeto se tiene la lámina delante y el evaluador le lee la respuesta que el sujeto dio en la asociación libre, ser poco directivos para no generar nueva respuestas en el sujeto. Generalmente se le pide esto al sujeto siempre, aunque a veces en la primera fase nos pueda señalar claramente donde ha visto la respuesta.

      Es importante saber en que parte de la lámina el sujeto localiza su respuesta, si tiene o no color, en qué elementos se ha fijado, si la respuesta corresponde a un detalle o a toda la lámina. Así, la respuesta puede ser influida por la forma y el color de la lámina.

    • La forma de introducir la encuesta es “me interesa mucho saber cómo ud. lo ve y por lo tanto vamos a hacer un repaso de las láminas...” El sujeto al ver que el evaluador está preocupado por ver lo que él ha visto, se lo señala y da detalles de la respuesta, que no son nuevas respuestas, forma parte de la respuesta original. El profesional debe cuidarse de no influir verbal o gesticularmente en el sujeto, debe anotar la respuesta que le da aunque el psicólogo no vea la respuesta. Lo importante es ¿cómo ha estructurado el sujeto la respuesta?

    • Algunos autores proponen que al final se le pregunte al sujeto cuál es la lámina que más le ha gustado y la que menos, pues esto nos puede dar algunas pautas complementarias.

    • Localización y calidad evolutiva:

    • Determinantes:

    • Calidad formal:

    • Contenidos y respuestas populares:

    • Actividad organizativa:

    • Fenómenos especiales:

    • Resumen estructural:

    • Interpretación de los datos:


    • TEMA 3

      TÉCNICAS GRÁFICAS

      Entre las técnicas gráficas utilizadas más frecuentemente están el test de la figura humana, de la familia y del árbol, aunque también existen otras que se aplican mucho como el garabateo (niños pequeños) o la grafología), que se aplicarán según la edad.

      Las técnicas gráficas, son todas aquellas que se basan en la expresión gráfica del sujeto (letra, dibujo, garabato). Algunos autores también incluyen las técnicas de dáctilopintura donde se analizan los trazos, tonos, figuras, etc.

      Todas estás técnicas tienen en cuenta que nosotros cuando hacemos un dibujo o una letra representamos en esa grafía lo que nosotros somos, manifestamos aspectos internos nuestros. El sujeto no solo expresa su personalidad, sino toda la evolución que ha tenido (cultura, aprendizaje, ambiente, relaciones sociales). Aunque todas son técnicas que evalúan la personalidad, unas lo hacen mejor.

      Análisis de elementos estructurales:

      Aspectos comunes a valorar en las técnicas gráficas:

    • Espacio. Cómo distribuye el sujeto el espacio. Las técnicas se deben aplicar dándole a la persona un folio en blanco del mismo tamaño y en posición vertical, y un lápiz blanco No. 2. Es mejor no utilizar colores porque van a borrar el trazo y queremos ver la fuerza, dirección, grosor del trazo... ni tampoco borrador porque no nos permite ver las distorsiones del dibujo, es decir, las rectificaciones que hace.

      • Arriba, elementos de fantasías, mundo de las ideas, metas, de lo espiritual y trascendente (cielo).

      • Abajo, es lo productivo, realista, las raíces, la actividad (la tierra).

      • Izquierda, aspectos pasados e introspección (análisis de uno mismo). Refleja cierta pasividad.

      • Derecha, expansión, miras hacia el futuro y tiene que ver con la actividad.

      • Pasividad

        Pensamiento activo

        Planifico idealmente

        Primeras experiencias, pasado

        Vuelve continuamente a experiencias pasadas

        Pulsión, motivación, acción

        Motivación que nos mueve a actuar Acción

      • Tamaño. Refleja la relación del sujeto con su entorno. Ese tamaño incluso es diferente en la medida que utilizamos de forma diferente el espacio. El tamaño siempre se analiza con respecto al espacio disponible.

      • El tamaño promedio de la figura humanas es de 18 cm. o 2/3 del espacio disponible en el caso de la figura humana y el árbol, pero en el dibujo de la familia hay que analizar cómo el suejto ubica a los elementos de la familia, la figura más importante generalmente tiene más espacio y se suele poner al centro y alrededor de ella el resto de la familia (también puede que la dibujen 1º). Está figura está aislada porque tiene más importancia pero también significa que pone una distancia emocional con ella.

        Es importante saber el orden en que se dibuja cada elemento. Por ejemplo, en la figura humana generalmente se empieza de la cabeza a los pies, si dibuja solo la cabeza o un busto (la cabeza es el primer contacto con el exterior, ahí está el mundo de las ideas y el raciocinio), estos sujetos separan el mundo afectivo del intelectual, existe un desequilibrio, intentará racionalizarlo todo, no es capaz de asumir sus emociones.

      • Intensidad.

      • Trazo. Cómo dibuja esa persona: presión (qué tan grueso es), dirección del trazo, ritmo, dirección, hay continuidad o no (líneas curvas, anguladas o rectas). La presión indica el nivel energético de la persona, si es fuerte y firme son personas energéticas y ambiciosas, y si es más suave la persona sería más cauta y con un menor nivel energético. Si la presión es fluctuante (unos fuertes y otros débiles) son personas que hacen muchos picos, tiene un cierto nivel de inestabilidad.

      • Al evaluar la dirección del trazo de forma global:

        • Si el trazo es más horizontal, son personas tendentes a la fantasía y a la ideación.

        • Si el trazo es más vertical, personas más activas con más nivel de determinación, más prácticos y asertivos.

        Un trazo bien determinado, que tiene continuidad, son personas más seguras, perseverantes y que son capaces de terminar la tarea. Persisten hasta que alcanzan la meta. Mientras que líneas derechas y no interrumpidas indica personas decididas y rápidas. Líneas más curvas e interrumpidas hechas a un ritmo lento son personas lentas e indecisas (si las dibujan a ritmo rápido tal vez es un artista). Los trazos cortos y abocetados que no se deban a un aprendizaje (p.e. clases de pintura) indican altos niveles de ansiedad. También los sombreados indican ansiedad.

        Si hay demarcación del centro, hay elementos de inseguridad (p.e. el cierre del pantalón del hombre representaría la demarcación del género).

        Si la dirección del trazo es hacia arriba son personas más expresivas hacia el exterior, extrovertidas. Mientras que si el trazo es hacia abajo son personas más introvertidas.

      • Simetría o asimetría.

      • Perspectiva.

      • Apoyos.

      • Sombreado. Indican que hay algún conflicto con esa parte, por ejemplo, las personas con sordera adquirida no dibuja las orejas, los voyeuristas no dibujan los ojos.

      • Tachaduras y borrones. Siempre que distorsione, omite, tache o borre hay que valorarlo, también el sombreado. Indican que hay algún conflicto con esa parte, por ejemplo, las personas con sordera adquirida no dibuja las orejas, los voyeuristas no dibujan los ojos o personas sin un pie dibujan pies enormes o hacen un busto.

      • Detalles y acabados.

      • Análisis del contenido:

        Dentro de la figura humana habría que analizar la cabeza, cara, ojos, boca, nariz, orejas (los adultos generalmente no dibujan orejas, si las dibujan y tienen un tamaño normal sería sensible a la crítica social pero si son muy grandes puede ser una persona con sordera adquirida o con paranoias auditivas. Los niños las dibujan porque todavía están definiendo su esquema corporal). El pelo, las adolescentes lo adornan mucho y en las figuras de los adolescentes aparecen perillas, bigotes, mentones, anchos... elementos de diferenciación de género.

        La cabeza en general representa las relaciones sociales, expresa nuestra intelectualidad y ahí se proyectan nuestras aspiraciones intelectuales y relacionales. También se ve la tendencia al control racional de esas relaciones. Algunos autores proponen que en la cabeza está el verdadero locus de control de uno mismo. En la cabeza hay una relación estrecha del mundo de las ideas, la fantasía y también se proyectan las aspiraciones del sujeto.

        Las cabezas grandes son típicas de los niños, porque es la parte del cuerpo que primero asume en su esquema corporal. Por ejemplo, en la etapa del garabateo, lo que primero dibuja son círculos. En sus primeros dibujos las cabezas son más grandes pero es por su proceso madurativo. La primera cabeza que dibuja es la de su madre. Por ejemplo, en el dibujo de la familia si dibuja a sus hermanos con cabezas grandes o como caricaturas reflejaría una rivalidad entre ellos.

        Los brazos hacia fuera serían el contacto hacia el exterior y los brazos pegados al cuerpo, lo contrario. Una persona detallista dibuja los botones de los puños, las cintas de los zapatos...

        Los elementos de contacto social son las manos (contacto físico) y la cabeza (contacto visual). Si no hay manos o están distorsionadas (sin proporción) habría una inhibición.

        3.1 TEST DE LA FIGURA HUMANA:

        Evalúa el desarrollo normal del niño y de su esquema corporal, incluyendo el desarrollo de sus habilidades intelectuales. En adultos no valoramos el desarrollo de habilidades intelectuales, porque aunque están sigan desarrollándose, se mantienen bastante estables después de los 18 años, además a esta edad ya se tiene el esquema corporal. En los adultos sí se evalúa cómo este asume su rol psicosocial y psicosexual, cómo se está manifestado en su entorno, cómo asume su propio rol y el de otro género. Esto nos va a reflejar aspectos globales de la personalidad de la persona y de cómo asume su rol. Lo importante es valorar cómo lo ha dibujado no si es bonito o no. Pasos a seguir:

      • Se le da un folio en blanco en posición vertical y un lápiz blando No. 2.

      • Se le da la instrucción al sujeto: “Por favor, dibújame una figura humana/persona. Si está a gusto dibujando se le pide cuando termine este dibujo que realice un 2º dibujo del género contrario al que ha dibujado previamente.

      • Se le pide que haga un relato acerca de cada dibujo. Si vemos que le cuesta hacer esto, se le realizan algunas preguntas generales para ayudarle.

      • Si al realizar el primer dibujo el sujeto está tenso, después de que termine se le pide que haga el relato de ese dibujo. Luego se le pide que realice el 2º dibujo y su respectivo relato.

        ¿Cómo se distribuye espacialmente la figura?

        ¿Cómo es el trazo? (ritmo, fuerza, etc.)

        Análisis de cada elemento de la figura: cabeza, hombros, cuello, cuerpo, vestimenta, pies, manos, ojos, etc. y luego se hace un análisis global de la figura.

        Si se dibuja a las personas reclinada o agachadas Existe un nivel de agotamiento emocional. Si dibujan a la persona de perfil existe algún tipo de evasión, no te mira, tiene dificultades de contacto, puede ser una evasión social o del evaluador. Si la dibuja de frente hay un contacto directo con los demás. Si dibujan la figura humana típica de palitos sería una forma de evasión, no quiere ser evaluado por lo que hay que esperar para que la dibuje después.

        Generalmente dibujan a las personas vestidas, si dibuja figuras desnudas y no son estudiantes de Bellas Artes, sería una forma de oposición consciente y abierta. La vestimenta es la imagen social, lo que nos cubre, nos adornamos a través de ella, por ejemplo, los adolescentes visten a la figura humana y las chicas le ponen muchos detalles, más en el pelo porque es la parte sensual.

        Los adolescentes no dibujan desnudos porque se oponen de forma automática a los de más, no los hacen de forma consciente, además al mismo tiempo tienen una gran deseabilidad social. Si dibujarán desnudos sería un indicador de problemas adaptativos.

        Si dibuja la figura de frente y los pies hacia un lado, estará tratando de darle movimiento a la figura pero sería un movimiento estereotipado, no real. Es un movimiento forzado, algo pasa para que no pueda darle movimiento. Los brazos también dan movimiento. El movimiento viene dado por todo el cuerpo, no solo por los pies.

        Si no hay movimiento (figura estática y rígida), sería un indicador de alteración cognitiva. Una rigidez absoluta es típica de las personas esquizofrénicas, así como una simetría absoluta, por ejemplo si dibujan botones o rompen de alguna forma a la figura por la mitad, a veces tampoco unen la cabeza con el cuerpo. Por ejemplo, un eje de simetría de botones y un apoyo (suelo) serían indicadores de inseguridad y necesidad de apoyo del entorno.

        Lo normal es dar algún movimiento, si hay mucho indicaría inquietud y preparación para la acción, personas que actúan que impulsan. Si no hay movimiento indicaría agotamiento emocional, personas más pasivas, menos energéticas. Si hay poco movimiento sería un bajo nivel energético, tal vez por alguna enfermedad, serían figuras tumbadas, agachadas o inclinadas.

        El movimiento no sólo se da en la figura humana sino también en las otras técnicas gráficas, por ejemplo si el árbol está inclinado o no, con las ramas y hojas.

        La cabeza representa el mundo intelectual, de la cintura al cuello es el mundo emocional y de la cintura hacia abajo está el simbolismo sexual. Por ejemplo, una persona con grandes aspiraciones profesionales puede dibujar cabezas más grandes, no proporcionadas al cuerpo.

        Generalmente el sujeto dibuja primero una figura de su propio género, sino nos puede indicar que no está a gusto con su rol o que está poca adaptado a el.

        3.2 TEST DE LA FAMILIA:

        Valora el papel de los miembros de la familia. Se aplica más en niños que en adultos, en estos últimos hace referencia a la relación del sujeto con la familia que ha construido o con el ideal de familia que tiene, si no tiene una propia aún. Se tiene que apuntar el orden en que dibuja cada elemento.

      • TEST DEL ÁRBOL:

      • Evalúa el contacto social y las relaciones interpersonales. Pasos a seguir:

      • Darle al sujeto una hoja en blanco y un lápiz blando No. 2.

      • Decirle la consigna “Dibújame un árbol, por favor”. Si vemos que el sujeto está a la defensiva se le pide que no dibuje un pino (Península) o una palmera (Canarias) pues estos árboles están estereotipados; si no le decimos esto y dibuja uno de estos árboles, se le pide que haga otro.

      • Se le pide al sujeto que haga un relato acerca del árbol (cuántos años tiene, de dónde es...). A veces pueden humanizar al árbol, en especial los niños, pueden contar todo de ellos a través del árbol, por lo que es un medio de ayudar a expresar de forma diferida sentimientos que tal vez no expresarían de otra forma.

      • El tronco del árbol es como el tronco de la figura humana. La copa y las ramas del árbol representarían la vida fantástica y el contacto con el exterior.