Profeta Isaías

Religión cristiana. Contexto histórico. Autoría. Atribución. Escuela isaiana. Segundo y tercer isaías. Libro de Isaías en la actualidad

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 14 páginas

publicidad
cursos destacados
Iníciate en LOGIC PRO 9
Iníciate en LOGIC PRO 9
Vamos a ver de manera muy sencilla y en un breve paseo de poco más de una hora como funciona uno de los...
Ver más información

Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información

publicidad

'Profeta Isaías'

'Profeta Isaías'

ÍNDICE

  • EL PROFETA ISAÍAS: páginas (3-4)

  • CONTEXTO HISTÓRICO: páginas (4-5)

  • CONTEXTO DEL AUTOR Y DEL LIBRO: páginas (5-7)

  • AUTORÍA Y ATRIBUCIÓN: página 8

  • LA ESCUELA ISAIANA: página 8

  • EL SEGUNDO Y TERCER ISAÍAS: páginas (9-10)

  • LIBRO DE ISAÍAS EN LA ACTUALIDAD Y CONCLUSIÓN: páginas (10-11)

  • BIBLIOGRAFÍA: página 12

EL PROFETA ISAÍAS

Isaías (en hebreo significa salvación de Yahvé) es considerado como uno de los profetas mayores y ocupa el primer puesto en el canon por la importancia de sus profecías, la magnitud de sus obras y la sublimidad de estilo.

Nació en Jerusalén, hacia el año 768 a.C. en el seno de una familia aristocrática emparentada con la familia real (según la tradición rabínica, sería hermano del rey Amasías). Gracias a la educación y posición que ostentaba, todo su modo de hablar y comportarse lo presentan como un hombre de cultura superior; familiarizado con el templo, el ambiente de la corte y los círculos aristocráticos. Se casó y tuvo dos hijos a los cuales impuso, por indicación divina dos nombres simbólicos Sear-yasub (un resto volverá, alude a la liberación de Judá) y Maher Salal Has Baz(pronto al saqueo, rápido al botín, referida a la destrucción del reino de Siria e Israel).

A la muerte del rey Ozías inició en Jerusalén su misión profética, que se desarrollo después bajo el reinado de Yotam (740-736 a.C.), censurando la corrupción de Judá y Jerusalén; Y luego en tiempos de Ajaz (736-716 a.C.), cuando el reino de Siria y el de Israel ponían en serio peligro la existencia del reino de Judá, y Ajaz llamaba en su ayuda al rey de Siria, Teglatfalasar tercero. La influencia de Isaías fue decisiva durante el reinado del rey Ezequías (711-687 a.C.), de quien fue amigo y consejero y a quien hizo distintas profecías.

Después de la invasión Asiria (701 a.C.), desaparece de la vida política .Según la tradición vivió bajo el reinado del impío Manases, el cual lo habría matado haciéndole cortar por el medio con una sierra de madera

CONTEXTO HISTÓRICO

Las profecías de la primera parte se refieren a los acontecimientos de la vida de Isaías, y se pueden dividir en cuatro periodos de actividad:

  • Entre el (740-736 a.C.), cuando Judá gozaba de libertad y prosperidad. Su predicación se centra en la corrupción moral que a traído consigo el bienestar

  • Entre el (735-733 a.C.). Cuando el rey Ajaz, rey de Judá, se vio atacado por los reyes de Damasco e Israel, y quiere pedir ayuda al rey Tiglatpilenser tercero, acción que Isaías intenta impedir alegando que esa alianza solo supondrá vasallaje material y religioso y que en quien verdaderamente debe confiar es en su único Dios.

  • Entre el (716-711 a.C.), cuando Ezequías sucede a Ajaz en el trono de Jerusalén. Ezequías para librarse de la tutela de Asiria busca apoyo militar con Egipto, y entonces Isaías rompe su silencio y recrimina a Ezequías la posibilidad de una alianza militar

  • Entre el (705-701 a.C.), cuando Ezequías se vuelve a rebelar contra Asiria. Esta vez el rey de Judá quiso resistir a Senaquerib e Isaías lo apoyó, prometiéndole la salvación.

  • En la segunda parte el marco histórico se desarrolla en Babilonia, casi dos siglos más tarde, donde viven los desterrados de Israel.

    El texto se centra en la figura de Ciro el grande. Ciro era en un principio gobernador de Aznan, reino persa sometido a Persia, se reveló contra su señor Ciaxares, le venció y se proclamó rey de Persia y Media hacia el año 550 a.C. Extendió sus conquistas, primero Lidia y luego hacia el norte y el este. En Babilonia entro sin resistencia hacia el año 539 a.C. y poco después proclamó un edicto autorizando a los judíos exiliados a regresar a Palestina; les devolvió los vasos sagrados robados por Nabuconodosor y les permitió reconstruir el templo.

    La tercera parte es la de los dos repatriados en el momento de reconstruir su vida en Palestina, entre los pueblos vecinos hostiles. Parece que hay un altar, pero aún no se ha reedificado el templo ni los muros de la ciudad.

    CONTEXTO DEL AUTOR Y EL LIBRO

    El libro de Isaías es muy largo: consta de 66 capítulos. No se puede atribuir a Isaías en su totalidad, sino que hoy se distinguen en él tres partes, correspondientes a tres períodos sucesivos, que van desde el siglo VIII al V a.C.Según algunos autores católicos: el primer Isaías (caps. 1-39) que contiene oráculos de esperanza y de juicio divino contra Judá y otras naciones, data del siglo VIII y fue compuesta en parte por Isaías y en parte por sus discípulos; el segundo Isaías (caps. 40-55), llamado el “libro de la consolación” data de finales del exilio de Babilonia (siglo VI) y contiene la predicación de un profeta anónimo sobre el tema de la salvación: anuncia que la liberación de Judá está próxima. Finalmente, el tercer Isaías (caps. 56-66) Denuncia los pecados del pueblo elegido y evoca la restauración de Jerusalén. Intima a Israel a defender el derecho y la justicia, porque la salvación divina está por manifestarse.

  • ª Parte: el libro de los juicios de Dios comprende (caps.1-39).

  • Oráculos sobre Judá y Jerusalén (caps.1-12). Se pueden editar durante el reinado de Yotam y los primeros del de Ajaz, cuando la guerra siro-efraimítica, y algunos también en tiempo de Ezequías. Los capítulos (7-12) forman el libro de Emmanuel. Este libro es una de las profecías más famosas de este gran profeta. Dice así: “He aquí que la virgen concebirá y dará a luz a un niño a quien llamaran Dios con nosotros”. Así está avisando con siete siglos de anticipación el nacimiento de Jesús, de María Virgen.

  • Oráculos contra las naciones (caps.13-23). Empieza con una profecía de carácter apocalíptico contra Babilonia, luego contra Asiria, filisteao, Moab, Damasco, Egipto, Edom y Tiro.

  • Oráculos escatológicos (caps.24-27). Llamados el Apocalipsis de Isaías. El poeta contempla un gran acontecimiento histórico, al cual seguirá la inauguración del reino de Dios.

  • Los capítulos (28-33), llamados los seis “ayes”. Contienen una serie de amenazas contra los pueblos o policastros que trataban de apartar al rey y al pueblo de la confianza en el señor. La época comprende desde el reinado de Ajaz, antes del 726 a.C. hasta la alianza egipcia hacia el 702 a.C.

  • En los capítulos (34-35), describen apocalípticamente la destrucción de los enemigos del pueblo de Dios, particularmente el pueblo de Edom.

  • El apéndice histórico (caps.36-39) describe la invasión de Senaquerib y su derrota, la curación y enfermedad de Ezequías y el vaticinio del destierro babilónico.

  • 2ª Parte: llamada libro de la consolación de Israel (caps.40-55) y que contiene:

  • Oráculos sobre la liberación del pueblo elegido de la esclavitud de Babilonia (caps.40-48).

  • b) Oráculo sobre la liberación mesiánica. Se sigue celebrando el nuevo éxodo de Babilonia. Para terminar con la futura gloria de Sión (caps.49-55)

    3ª Parte: contiene los capítulos (56-66), donde se narran profecías dirigidas, según parece a la situación de los repatriados en Palestina, vueltos ya del destierro.

    Autoría y atribución

    La tradición hebrea y cristiana ha reconocido a Isaías como autor de todo el libro. Así ya la interpretación del Eclesiástico, la versión griega de los LXX, así como el rollo completo de Isaías descubierto en Qumran en 1947 y que según los críticos son del siglo II a.C. no dan indicio alguno que haga suponer otro autor distinto a Isaías.

    No obstante, la crítica independiente, a partir del siglo XVIII, ha atribuido las tres partes de Isaías a tres autores distintos. Actualmente bastantes autores católicos siguen una tesis parecida, atribuyendo la segunda y la tercera parte a una escuela isaiana, formado para conmemorar al gran maestro.

    A la distancia de mas de 50 años de las respuestas dadas por la Pontificia Comisión Bíblica (en 1908) a los problemas propuestos sobre la índole y el autor del libro de Isaías, la crítica no ha sido capaz, de aducir argumentos validos que admita la pluralidad de autores. Por ello es mas seguro seguir la opinión tradicional que otorga toda la obra a Isaías.

    LA ESCUELA ISAIANA

    En efecto, se ha demostrado que toda una escuela de escribas se derivó de la prédica del Isaías histórico. En 8:16 y 19:1 el mismo libro habla de la inteligencia de los discípulos del profeta en contraposición a la ignorancia de las masas populares que le respondían con la indiferencia.

    La existencia de una "Escuela Isaiana" de escribas formados y conducidos por Isaías puede, entonces, entenderse como una solución intermedia al enigma de la autoría: ni un autor único ni tres autores independientes. La segunda y la tercera partes del Libro de Isaías muy bien pueden haber sido escritas por dos de sus discípulos luego de la muerte del profeta.

    Esta teoría se apoya en la lógica y se encuentra actualmente muy extendida entre amplios sectores de los estudiosos católicos.

    SEGUNDO Y TERCER ISAÍAS

    Como anteriormente se ha explicado, algunos autores católicos defienden que en el libro de Isaías aparecen más de un autor, independientes del primer Isaías, aunque discípulos de este.

    Segundo Isaías:

    Sus oráculos quedaron recogidos en los capítulos 40-55 del libro de Isaías. Aunque no conocemos absolutamente nada de su vida, ni siquiera su nombre, es considerado como uno de los profetas más grande de Israel.

    Su actividad la realizó entre los años 549 y 539 a.C. a partir de que Ciro se convierte en dueño de toda Mesopotamia, hasta su entrada triunfal en Babilonia. Se centra en devolver la fe y la confianza a un pueblo que se siente abandonado por su Dios, y no duda en proclamar y describir a Ciro como el Ungido de Yahvé.

    El libro está dividido en dos partes en el que nos presenta el programa de salvación de Dios: en los capítulos 40-48 nos dirá que Yahvé liberará a su pueblo del poder de Babilonia, y posteriormente lo introducirá de nuevo en la tierra prometida, en un nuevo éxodo. En los capítulos (49-55) describirá la reconstrucción de Jerusalén.

    El mensaje que pretende expresar este autor es muy novedoso: el sufrimiento como expresión de amor, llevado hasta el extremo. Así, mientras que Ciro trae con su poder la liberación de Babilonia, el siervo trae con su pasión la salvación eterna.

    Tercer Isaías:

    Al igual que ocurre con el segundo Isaías, no conocemos nada de su vida. A él se le atribuyen, una colección de oráculos de diversa procedencia que se encuentra en los capítulos (56-66) del libro de Isaías; ofrece la salvación de Dios y el bienestar del pueblo condicionado a la práctica de justicia y el derecho.

    El mensaje del profeta, cuyo núcleo fundamental se encuentra en los capítulos (60-62) nos narra que el proyecto salvador de Dios requiere la colaboración del hombre, especialmente a través del cambio de vida. El futuro es una promesa a conquistar. En este texto también se alude a la vocación y misión del profeta, que Jesús asumirá como programa en el momento de hacer su autopresentación en la sinagoga de Nazaret: “el espíritu del señor está sobre mí, por cuanto me ha ungido Yahvé. A anunciar la buena nueva a los pobres me a enviado, a vendar los corazones rotos; a pregonar a los cautivos la liberación, y a los prisioneros la libertad (caps61, 1).

    LIBRO DE ISAÍAS EN LA ACTUALIDAD Y CONCLUSIÓN

    Para concluir diremos que Isaías fue para Israel un héroe nacional. Es un poeta maravilloso. La elegancia de su estilo, la viveza de sus imágenes y la belleza literaria de sus profecías lo convierte en un clásico de la literatura de Israel.

    Después de Cristo y de Moisés, el más grande profeta de todos los siglos ha sido Isaías, es el profeta de la Confianza en Dios. Quiere que aunque las situaciones de la vida sean terribles, jamás dejemos de confiar en que Dios llegará con su gran poder a ayudarnos y defendernos. Anuncia un Mesías o Salvador, de la familia de David, portador de paz y de justicia, cuyo oficio es encender en la tierra el amor hacía Dios.

    Anuncia la grandeza de Dios, Señor del mundo y de la historia, y la necesidad de proclamar su gloria al universo entero. Ahora bien, la opresión de los débiles es una ofensa a la santidad de Dios; por eso, Isaías habló con fuerza de la justicia social estrechamente ligada a la santidad divina. Su mensaje está vigente en la actualidad de manera sorprendente ya que abarca estos dos grandes puntos: la cuestión social, al inicio de su actividad y la política. En su denuncia social fue influido por el profeta Amós. Critica a la clase dominante por su lujo y orgullo, por su codicia desmedida y sus injusticias, y denuncia el que estas injusticias quieran compaginarse con una vida “religiosa” centrada en el culto (`el que peca y reza empata'). Si obedecen y hacen el bien, comerán los frutos de la tierra; si se resisten y son rebeldes, los devorará la espada” (Is 1,16ss). Y defiende con fuerza a los pobres y al pueblo explotado por los gobernantes.

    Una profecía sin cumplir

    Es la destrucción de Damasco, Siria. Isaías 17. Siria es antigua enemiga de Israel y sobre la cual pesa esta profecía, Jordania, Irán, Irak, entre otros y como no podía faltar, Egipto. Todos estos países se encuentran bajo profecía en los acontecimientos previos a la Apocalíptica batalla de Armagedón, en territorio de Israel, (ver en mapas frente al monte Carmelo, donde Elías degolló a los 450 profetas idólatras de baal) donde según la profecía de Apocalipsis 16:16, se reunirán las naciones para guerrear contra el mismo Señor: El Mesías los vencerá.

    Los políticos y diplomáticos que Dios ha puesto al frente de los países mencionados, parecen ignorar, o mas bien desconocer estos textos y su interpretación, que junto con un espíritu de humildad ante el Dios vivo y Su Mesías, Su mente, Su Palabra, Su Hijo Jesucristo, quizá podrían cambiar las vidas de millones de personas.

    Bibliografía:

    Para la realización de este trabajo se ha obtenido información de las siguientes fuentes:

    • La Biblia: ediciones Paulinas

    • Del libro de texto

    Y de las siguientes páginas Web:

    REALIZADO POR:

    14