Primavera con una esquina rota; Mario Bennedetti

Literatura hispanoamericana contemporánea del siglo XX. Narrativa y novela cotidiana y existencial. Biografía. Argumento. Personajes

  • Enviado por: Ingrid
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 6 páginas
publicidad

FICHA BIBLIOGRÁFICA:

El autor de este libro es Mario Bennedetti. La primera edición fue publicada en febrero de 1992 por Edhasa. La novena reimpresión fue en marzo del 2001.

MARIO BENEDETTI:

Mario Benedetti nació el 14 de septiembre de 1920, en Paso de los Toros, Departamento de Tacuarembó, República Oriental del Uruguay. Entre 1938 y 1941 residió casi continuamente en Buenos Aires. En 1945, de vuelta en Montevideo, integró la redacción del semanario Marcha. En 1949 publicó Esta mañana, su primer libro de cuentos y, un año más tarde, los poemas de Sólo mientras tanto. En 1953 apareció su primer novela, Quien de nosotros. pero fue con el volumen de cuentos Montevideanos, publicado en 1959, que tomó forma la concepción urbana de su obra narrativa. Con La Tregua, que apareció en 1960, Benedetti adquirió trascendencia internacional.

La novela tuvo más de un centenar de ediciones, fue traducida a diecinueve idiomas y llevada al teatro, la radio, la televisión y el cine. En1973 debió abandonar su país por razones políticas. Etapas de sus doce años de exilio fueron la Argentina, Perú, Cuba y España. Su vasta producción literaria abarca todos los géneros, incluyendo famosas letras de canciones, y suma más de sesenta obras, entre las que se destacan la novela Gracias por el Fuego (1965), el ensayo El escritor latinoamericano y la revolución posible (1974) los cuentos de Con y sin nostalgias (1977) y los poemas de Viento del exilio (1981). En 1987 recibió el Premio Llama de Oro de Amnistía Internacional por su novela Primavera con una esquina rota. Otros libros como, La borra del café (1992), Perplejidades de fin de siglo (Seix Barral, 1993) y El olvido esta lleno de memoria (Seix Barral, 1995). Su obra poética está recogida en Inventario Uno (1950-1985), e Inventario Dos (1986-1991?, Cuentos Completos (1994). Su última novela es Andamios y su último libro de poesía "La vida ese paréntesis"

RESUMEN:

Santiago es un preso político de la dictadura Uruguaya. Está casado con Graciela y tienen una hija, Beatriz. La madre de Santiago murió hace ya varios años pero su padre, Rafael, aún vive. Es un apoyo para todos, especialmente para Graciela y Beatriz cuando Santiago está preso.

Santiago y Graciela tenían un grupo de amigos que compartían las mismas ideas políticas que ellos. Podían hablar de cualquier tema sin miedo a ser delatados.

Con la llegada de la dictadura se disolvió el grupo. Algunos fueron asesinados, otros encarcelados, como Santiago, y otros abandonaron Uruguay para empezar una nueva vida en otros países de Latinoamérica o de Europa. Graciela, Don Rafael, Beatriz y Rolando, un amigo de Santiago, huyeron de la dictadura de Uruguay y se fueron a otro país.

Mientras, en la cárcel, Santiago trataba de pasar el tiempo lo mejor posible, usando la imaginación para evadirse. A veces, usar la imaginación le ayudaba mucho. Otras, en cambio, lo sumía en una depresión que le duraba horas. Recordaba viajes, charlas, y anécdotas de la infancia. Acordarse de este tipo de cosas no le dejaba ese amargo sabor de boca, sin embargo, cuando pensaba en Graciela y en las noches que pasaron juntos disfrutaba mentalmente un par de minutos para posteriormente pasar horas hundido en sus recuerdos.

Escribía mucho siempre que se lo permitían. Solía escribir a Graciela, a su padre o a su amigo Rolando pero siempre bajo la supervisión de alguien de la cárcel, ya que todas las cartas que entraran o salieran de la cárcel eran supervisadas. Ésta era otra vía de escape para él.

La vida fuera de la cárcel iba cambiando; Beatriz iba creciendo y Graciela tenía que trabajar para sacarla adelante, aunque siempre estaba ahí Don Rafael que la ayudaba a educar a la niña.

Otro punto de apoyo para la buena mujer era Rolando. Tenían charlas acerca de Santiago, de su estado de ánimo, de Beatriz, etc... Poco a poco la relación entre Graciela y Rolando se fue estrechando hasta el punto de conocer perfectamente cada uno los problemas y miedos del otro.

Un día Graciela se dio cuenta de que ya no necesitaba a su marido. Lo seguía queriendo como amigo, compañero y como el padre de su hija, pero no como pareja sexual. Acababa de descubrir que ya no le hacía falta y sin darse apenas cuenta se enamoró de Rolando.

Una noche, hablando con su amigo le confesó sus sentimientos. La respuesta de Rolando fue la misma, sentía exactamente lo mismo que Graciela.

La mujer, sin saber que hacer, acudió a Don Rafael en busca de consejo. El padre de Santiago le dijo que era mejor esperar a que éste saliera de la cárcel para darle la noticia, ya que si se la daban estando entre esas cuatro paredes lo hundirían por completo.

Graciela y Rolando empezaron una relación a escondidas, para que Beatriz no se enterara, esperando a que Santiago saliera de la cárcel y pudieran contárselo todo sin sentimiento de culpa.

Poco tiempo después, a Santiago le comunicaron que iba a salir en libertad. Después de un largo viaje en avión llegó a el aeropuerto donde lo esperaban su padre, Don Rafael, su hijita linda, Beatriz, su idolatrada Graciela y su gran amigo Rolando.

PERSONAJES:

Santiago: Es el personaje principal. Es un preso político de la dictadura Uruguaya. Pasa cinco años preso en Uruguay mientras su familia está exiliada en otro país.

Está casado con Graciela. Ambos tienen una hija, Beatriz. Su padre, Don Rafael y su amigo Rolando viven en el mismo país que ellas.

El mayor deseo de Santiago es poder salir de la cárcel para seguir con su vida habitual.

Graciela: Tiene que marcharse de su país natal debido a sus ideales políticos, los mismos que llevaron a su marido a la cárcel.

Vive con su hija Beatriz y trabaja como secretaria en un gran edificio.

Sus dos únicos apoyos en este país son su suegro Don Rafael y su amigo Rolando.

Beatriz: Vive con su madre, a la que no llama mami sino Graciela, y visita muy a menudo a su abuelo. Salió muy pequeña de Uruguay por lo que recuerda poco de su país natal. Es una niña muy lista pero debido a su corta edad le cuesta entender ciertas cosas que solo podría entender un adulto.

Don Rafael: Es el padre de Santiago. Se siente culpable por no estar preso en vez de su hijo. Su situación fuera es compleja ya que debe aconsejar a Graciela objetivamente sobre un tema que ataña a su hijo.

A las únicas personas que tiene en su nueva vida son su nuera, su nieta y su nuevo amor: Lydia.

Se dedica a dar charlas acerca de la dictadura Uruguaya

Rolando: Uno de los mejores amigos de Santiago. En un principio ayuda a Graciela a salir adelante y a cuidar de Beatriz, pero sin darse cuenta se termina enamorando de Graciela, hecho que lo pondrá entre la espada y la pared.

AMBIENTE:

La historia se desarrolla en Sudamérica. Los personajes tienen un nivel económico y cultural medio-bajo ya que son personas que salen de su país sin nada para comenzar otra vida en un país diferente.

NARRADOR:

El narrador nos habla en primera persona, es decir, cada personaje nos cuenta su parte de la historia.

La razón por la que usa este tipo de narración es que pretende que nos pongamos en el lugar de cada uno de los personajes.

ESTRUCTURA INTERNA DE LA OBRA:

Principio: Un grupo de Uruguayos sufren las consecuencias de la dictadura por lo que algunos son asesinados ,otros, como Santiago que es el protagonista de la historia, encarcelados y otros, como su familia, exiliados.

Nudo: Graciela, la mujer del protagonista, se da cuenta de que ya no necesita a su marido y se enamora de un amigo común que tienen llamado Rolando. Éstos dos comienzan una relación en secreto a la espera de que liberen a Santiago para contárselo.

Desenlace: A Santiago le comunican que va a ser dado en libertad próximamente. Finalmente, lo esperan todos en el aeropuerto.

NIVELES DE HABLA UTILIZADOS:

El nivel de habla utilizado por todos los personajes que intervienen en la obra es el coloquial.

CONSIDERACIONES IDEOLÓGICAS:

El autor nos propone las ideas implícitamente, es decir, nos da que pensar. No nos da las ideas claramente en la obra sino que simplemente nos da una pequeña guía.

OPINIÓN PERSONAL:

Me parece un gran libro. Cuenta cosas de las que nunca me había interesado, quizás porque no había tenido tanta y tan clara información acerca del tema de las dictaduras.

El escritor hace que me identifique espectacularmente con todos los personajes del libro siendo todos muy diferentes entre ellos.