Polímeros termoplásticos

Plásticos. Comportamiento elástico. Viscoelasticidad. Termofluencia. Impacto. Degradación. Propiedades. PVC (Cloruro De Polivinilo)

  • Enviado por: Ingrid RamirezPulido
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 9 páginas
publicidad
cursos destacados
Cálculo Integral
Cálculo Integral
Curso básico de cálculo integral de una sola variable. Se parte desde los conceptos básicos como...
Ver más información

Curso de Matemáticas para Administradores CEIPA
Curso de Matemáticas para Administradores CEIPA
Ahora los estudiantes que estudien el núcleo diseñado por Tareasplus y CEIPA Business School y pasen el examen de...
Ver más información

publicidad

INTRODUCCIÓN

Los polímeros que abarcan materiales tan diversos como los plásticos, el caucho y los adhesivos, son moléculas orgánicas gigantes en cadena con pesos moleculares desde 10000 hasta 1000000 g/mol. La polimerización es el proceso mediante el cual moléculas más pequeñas se unen para crear moléculas gigantes. Los polímeros se dividen en polímeros termoplásticos, polímeros termoestables, y los elastómeros. En este trabajo vamos a hacer énfasis en los polímeros plásticos, que son los mas utilizados comercialmente.

POLÍMEROS PLÁSTICOS

Los polímeros termoplásticos se componen de largas cadenas producidas al unir moléculas pequeñas o monómeros y típicamente se comportan de una manera plástica y dúctil. Al ser calentados a temperaturas elevadas, estos polímeros se ablandan y se conforman por flujo viscoso. Los polímeros termoplásticos se pueden reciclar con facilidad.

Todos los polímeros tienen una estructura tridimensional compleja, que es difícil de describir gráficamente. La siguiente figura muestra tres formas con las que podemos representar el polietileno, el cual es él más sencillo de los polímeros termoplásticos.

El polietileno, el polipropileno, el cloruro de polivinilo (PVC) y el poliisopropeno tienen estructura cristalina ortorrómbica. Alguno polímeros son polimorfos, es decir tienen mas de una estructura cristalina.

PROPIEDADES DE LOS POLÍMEROS PLÁSTICOS

Los polímeros termoplásticos son materiales ligeros resistentes a la corrosión de baja resistencia y rigidez y no son adecuados para uso a temperaturas altas.

Comportamiento elástico.

En los polímeros termoplásticos la deformación elástica es el resultado de dos mecanismos. Un esfuerzo aplicado hace que se estiren y distorsionen los enlaces covalentes de las cadenas, permitiendo que estas se alarguen elásticamente. Al eliminar el esfuerzo se recuperan de esta distorsión prácticamente de manera instantánea.

Además, se pueden distorsionar segmentos completos de cadenas de polímeros; al eliminar el esfuerzo los segmentos volverán a su posición original solo después de un periodo de horas o incluso meses. Este comportamiento viscoelástico, dependiente del tiempo puede contribuir en algo al comportamiento elástico no lineal.

Comportamiento plástico.

Los polímeros termoplásticos se deforman plásticamente cuando se excede al esfuerzo de cedencia. Sin embargo, la deformación plástica no es una consecuencia de movimiento de dislocación. En lugar de eso, las cadenas se estiran, giran, se deslizan bajo la carga, causando una deformación permanente. Debido a este fenómeno se puede explicar la reducción de esfuerzo mas allá del punto de cedencia.

Viscoelasticidad.

La capacidad de un esfuerzo para provocar el deslizamiento de cadenas y la deformación plástica esta relacionada con el tiempo y la rapidez de deformación. Si el esfuerzo se aplica lentamente, las cadenas se deslizan fácilmente una al lado de otra; si se aplica con rapidez, no ocurre deslizamiento y el polímero se comporta de manera frágil.

La dependencia de las deformaciones elásticas y plásticas de los termoplásticos con el tiempo se explica mediante el comportamiento viscoelástico del material. A bajas temperaturas o bajas velocidades de carga el polímero se comporta como cualquier otro material sólido, como los metales o los cerámicos. En la región elástica el esfuerzo y la deformación están directamente relacionados. Sin embargo, a altas temperaturas o a bajas velocidades el material se comporta como liquido viscoso. Este comportamiento viscoelástico ayuda a explicar porque el polímero se deforma bajo carga y también permite conformar el polímero convirtiéndole en productos útiles. La viscosidad del polímero describe la facilidad con que la cual las cadenas se mueven causando deformación.

Termofluencia.

En los polímeros amorfos la energía de activación y la viscosidad son bajas y el polímero se deforma con esfuerzos reducidos. Cuando al polímero se le aplica un esfuerzo constante sufre con rapidez una deformación, conforme los segmentos de cadena se deforma. A diferencia de los metales y de los cerámicos la deformación no llega a un valor constante, en vez de ello, debido a la baja viscosidad de la deformación sigue incrementándose con el tiempo, conforme a las cadenas se deslizan lentamente una al lado de la otra. Esta condición describe la termofluencia del polímero y ocurre en algunos polímeros, incluso en temperaturas ambiente. La velocidad de termofluencia se incrementa ante esfuerzos y temperaturas superiores (reduciendo la viscosidad).

Impacto.

El comportamiento viscoelástico también ayuda a comprender las propiedades al impacto de los polímeros. A muy altas velocidades de deformación, como en una prueba de impacto, no hay tiempo suficiente para que las cadenas se deslicen causando deformación plástica. En estas circunstancias, los termoplásticos se comportan de manera frágil y tienen valores pobres al impacto. A bajas temperaturas en un ensayo al impacto se observa el comportamiento frágil en tanto que a temperaturas mas elevadas donde las cadenas se mueven con mayor facilidad, se observa un comportamiento más dúctil.

Corrosión.

El ataque por una diversidad de insectos y microbios es una forma de corrosión en los polímeros. El polietileno, el propileno y el poliestireno son resistentes a este tipo de corrosión.

Sin embargo algunos como los poliésteres y el cloruro de polivinilo plastificado (PVC) son particularmente vulnerables a la degradación microbiana. Estos polímeros se pueden descomponer por radiación o ataque químico en moléculas de bajo peso molecular hasta que son lo suficientemente pequeños para ser ingerido por los microbios. Además se producen polímeros especiales que se degradan con rapidez, un ejemplo de esto es un copolímero del polietileno y el almidón.

Oxidación y Degradación Térmica de los Polímeros.

Los polímeros se degradan al ser calentados y al ser expuestos al oxígeno. Una cadena de polímeros puede romperse, produciendo dos macroradicales. En los polímeros termoplásticos más flexibles particularmente en polímeros amorfos en vez de cristalinos, no ocurre recombinación y el resultado es la reducción en el peso molecular, en la viscosidad y en las propiedades mecánicas del polímero.

Fractura.

Los polímeros pueden fallar ya sea por mecanismo dúctil o por mecanismo frágil. Por debajo de la temperatura de transición vítrea, los polímeros termoplásticos fallan en modo frágil, de manera muy parecida a los vidrios cerámicos. Sin embargo por encima de la temperatura de transición vítrea fallan en forma dúctil, con evidente deformación extensa e incluso extricción antes de la falla.

Propiedades Ópticas.

Desde el punto de vista de su utilización, las propiedades ópticas más interesantes de los materiales plásticos, son las relacionadas con su capacidad de transmitir la luz, la transparencia, tomar color y disponer de brillo, que proporcionan a los objetos fabricados una apariencia visual estética de alta calidad.

Propiedades Térmicas.

Los polímeros industriales son malos conductores de calor. Su conductividad térmica es similar a la de la madera y muy inferior a la del vidrio. El fenómeno de la transición del calor por conducción de los materiales no metálicos en los que no existen los electrones móviles, puede considerarse como la transición del movimiento vibratorio de unos átomos de mayor nivel enérgico continuos; esta transmisión resulta mucho más fácil cuando su estructura es cristalina, estando dispuesto los átomos ordenadamente en el espacio, que en los materiales amorfos.

Propiedades Eléctricas.

Los polímeros termoplásticos son materiales aislantes pero algunos polímeros termoplásticos complejos como el acetal poseen una conductividad térmica útil.

Permeabilidad a los gases y vapores.

La utilización de los plásticos en el envasado de productos que pueden deteriorarse en contacto con el oxígeno o el vapor de agua atmosférico (como es el caso de los aceites vegetales que se enrancian si en el envase no es suficiente impermeable al oxígeno) y también de líquidos que deben mantener disueltos gran cantidad de gases (como las bebidas carbónicas o gaseosas) obligan a considerar el fenómeno de la permeabilidad de los gases y vapores a través de los filmes de materiales plásticos, pues es la forma mas generalizada de su empleo como envases.

Estabilidad a las altas temperaturas y comportamiento en el fuego.

Una limitación del uso de los materiales plásticos convencionales se debe principalmente a la perdida de las características físicas que tienen lugar a temperaturas relativamente bajas, a veces muy por debajo de los 200°C, para exposiciones de larga duración. A esas temperaturas ya es perceptible una cierta degradación química: las cadenas moleculares se fusionan reduciendo progresivamente el peso molecular; se separan moléculas sencillas originadas por condensación (HCI por ejemplo en el PVC) y otros residuos orgánicos volátiles y en contacto con el aire se verifica una oxidación acelerada que progresa según mecanismo de peroxidación mediante radicales libres. A partir de los 400(C la degradación de los polímeros orgánicos es muy rápida, con redacciones propias de pirólisis originándose gran cantidad de residuos volátiles, que, en presencia de oxígeno, arden con aspecto de llama.

La combustión de los plásticos produce gran cantidad de humus y gases tóxicos como él CON, HCI e incluso, el fosgeno (cuando arden polímeros a base de hidrocarburos clorados en determinadas circunstancias).

Resistencia a los disolventes y radiactivos químicos.

En general puede afirmarse que los enemigos de los plásticos son los disolventes, por una parte, y los ácidos, bases y los oxidantes fuertes, por la otra. Los disolventes perjudican la consistencia del material, produciendo un hinchamiento (que corresponde a una solvatación) cuando no la misma disolución. En ambos casos las propiedades físicas del polímero resultan gravemente afectadas.

Mezclas y Aleaciones.

Es posible mejorar las propiedades mecánicas de muchos termoplásticos por medio de mezclas y aleaciones. Al mezclar un elastómero no miscible con el termoplástico se produce un polímero de dos fases, como en el ABS. El elastómero no se introduce en la estructura como un polímero pero en cambio contribuye a absorber la energía y a mejorar la tenacidad. Los policarbonatos utilizados para construir cabinas transparentes de aeronaves son endurecidos de esta manera mediante elastómeros.

APLICACIONES

Los polímeros se utilizan en un número sorprendente de aplicaciones, incluyendo juguetes, aparatos domésticos, elementos estructurales y de decorativos, recubrimiento, adhesivos, llantas de automóvil y empaques

El polietileno se usa para producir películas para empaque, aislamiento de conductores, botellas blandas, recubrimiento de extrusión, cortinas, manteles, cubiertas para la construcción, estanques, invernaderos, bolsas de basura, tuberías y elementos caseros.

El cloruro de polivinilo o más conocido como el PVC se utiliza para fabricar tuberías, válvulas, coples, loseta de piso, aislamiento para conductores, y techos de vinil para automóviles.

El polipropileno se utiliza para la fabricación de tanques, aplicación en el moldeo por inyección de piezas de electrodomésticos, utensilios péquenos, piezas de automóviles, fibras para alfombras, cuerdas y empaques.

El poliestireno se utiliza para la fabricación de empaques y espumas aislantes, paneles de iluminación, copolímeros resistentes al calor y al impacto, piezas ópticas de plástico, juguetes, componentes de aparatos y rejas para huevos.

El poliacrilonitrilo (PAN) se utiliza para la fabricación de fibras textiles, precursor para fibras de carbón y recipientes de alimento.

El polimetilmetacrilato (PMMA), (acrilicoplesiglas) se utiliza para la fabricación de ventanas, parabrisas, recubrimientos, lentes de contacto rígidos, señalizaciones iluminadas internamente.

El policlorotriflouroetileno se utiliza para la fabricación de componentes para válvulas, juntas, tuberías y aislamiento eléctrico.

El politetraflouroetileno mas conocido como el teflón se utiliza para la producción de sellos, aislantes para cables, aislamientos de motores, aceites, transformadores, generadores, acondicionamiento de la estanqueidad de válvulas, válvulas y recubrimientos no adherentes.

El Polioximetileno ( acetal ) ( POM ) se utiliza en la fabricación de accesorios de plomería, plumas, engranes y aspas de ventilador.

La Poliamida (PA) mas conocido como nylon es utilizado en la fabricación de cojines, engranajes, fibras, cuerdas, componentes de automotores y componentes eléctricos. La Poliamida (PI) se utiliza en la fabricación de adhesivos, tableros de circuitos y fibras para transbordadores espaciales.

El poliéster es utilizado por la fabricación de fibras, películas fotográficas, cintas de grabación, contenedores de agua caliente y recipientes para bebidas. La cinta magnética para aplicaciones de video y audio se produce mediante evaporación, pulverización o recubrimiento de partículas de un material magnético como el Fe2O3 sobre la superficie de una cinta de poliéster.

El policarbonato se utiliza para la fabricación de carcazas eléctricas y aparatos, componentes automotrices, cascos de fútbol americano y botellas retornables.

La polietereterketona (PEEK) se utiliza apara la fabricación de alimentos y recubrimientos eléctricos de alta temperatura.

El sulfuro de polifenileno (PPS) se utiliza para la fabricación de recubrimientos, componentes para manejos de fluidos, componentes electrónicos y componentes para secadores de pelo.

La sulfona de poliéter (PES) se utiliza para la fabricación de componentes eléctricos, cafeteras, secadores eléctricos y componentes de hornos microondas.

La poliamidaimida (PAI) se utiliza para la fabricación de componentes electrónicos, aplicaciones aerospaciales y automotrices.

Los fenolicos se utilizan en la fabricación de adhesivos, y recubrimientos laminados.

Las aminas se utilizan en la fabricación de adhesivos, utensilios de cocina, y moldes eléctricos.

Los epoxicos se utilizan para la fabricación de adhesivos moldes eléctricos, y matrices para materiales compuestos.

Los uretanos se utilizan para la fabricación de fibras, recubrimientos y espumas.

La silicona se utiliza como adhesivo , y como selladores.

HISTORIA DEL PLÁSTICO

El primer plástico sintético se fabrico en la década de 1860. Con anterioridad se empleaban materiales como el marfil y el ámbar. La búsqueda de materiales sintéticos que pudieran sustituir a los materiales como el marfil que comenzaba a escasear un siglo antes. Se quería obtener un material moldeable o extruible en fibras. Los primeros plásticos eran polímeros semisintéticos basados en celulosa modificada, un polímero natural derivado del algodón . Los plásticos completamente artificiales aparecieron años después con la invención de la baquelita.

Alexander Parkes ( 1813-1890 ) invento un material moldeable derivado del nitrato de celulosa . Disolvió fibras de algodón en ácido nítrico, añadió un plastificante como el alcanfor y evaporo el disolvente . El material se comercializo bajo el nombre de “parkesina” y se empleo en la fabricación de todo tipo de útiles domésticos. Parkes dio a conocer este material en Londres en 1862.

En 1870, John Wesley Hyatt ( 1837-1920 ) fabrico un sustituto del marfil que llamo “celuloide” porque era un derivado del nitrato de celulosa. El producto alcanzo un gran éxito y se empleo en la fabricación de bolas de billar y bolsos de noche en 1900.

En 1890 se fabrico con “ebonita” una cerilla de color marrón oscuro, este material es un plástico derivado de la goma vulcanizada.

Las películas de nitrato de celulosa para cinematógrafo salieron al mercado en 1887. Las correspondientes para fotografía nacieron un año después. El nitrato de celulosa es un material altamente inflamable y las películas actuales se fabrican en un material menos peligroso: el triacetato de celulosa.

Algunos plásticos se pueden extruir para convertirlos en fibras. Antiguamente los tejidos se fabricaban con materiales naturales. La celulosa regenerada derivada de una solución viscosa se descubrió en 1892. Este material se podía bombardear a través de agujeros muy finos en un ácido dando lugar a hilos artificiales con los que podía fabricar nuevos tejidos sintéticos.

Leo Baekeland (1863-1944) emigro a Estados Unidos donde estudio la reacción del fenol con el formaldehído. Los químicos habían descuidado esa masa viscosa y oscura porque se interesaban sobretodo por productos cristalinos. En 1907 Baekeland consiguió controlar la reacción de polimerización y creo el primer plástico sintético: “ la baquelita”.

Cada poco tiempo nace un nuevo tipo de plástico. El primer termoplástico fue el cloruro de polivinilo (PVC) . Se descubrió en 1870 pero no se comercializo hasta 1930. Se trata de un material impermeable y resistente que se emplea para un gran número de productos: cuando es grueso es rígido y permite fabricar tubos, juguetes y raíles; cuando es fino es flexible y se utiliza para recubrir cables eléctricos, fabricar pañales y tapicerías.

Los plásticos poliacrilicos incluyen el perspex, un plástico de una transparencia excepcional. Su gran resistencia lo hace ideal para las ventanillas de los aviones.

El polietileno se descubrió en 1933 pero, al igual que muchos otros plásticos tardo varios años en ser comercializado con éxito. Se empleo mucho en la guerra en la construcción de grandes radares debido a sus propiedades aislantes. Los polietilenos rígidos no aparecieron hasta la década de 1950, conseguidos mediante el empleo de catalizadores.

Wallace H. Carothers ( 1896-1937 ) ingreso en DuPont en 1928. Utilizo dos productos químicos en solución ( un ácido y una diamina ) para crear el nylon 66. Al entrar en contacto las dos soluciones, se podían extruir fibras mas resistentes que las naturales. Las medias de nylosn se comercializaron en 1940 y alcanzaron gran éxito.

En la década de 1950 los plásticos habían alcanzado ya un gran desarrollo. Se empleaban en la industria y en la fabricación de todo tipo de objetos domésticos, sobretodo los destinados a la cocina. El cloruro de polivinilo era muy resistente y se utilizaba para cubrir los suelos. La melanina de formaldehído era un plástico muy resistente al calor, al agua y a los detergentes; se descubrió en 1930. Este plástico laminado conjuntamente con capas de tejido o de papel da lugar a un material llamado “formica” que se emplea para cubrir diversas superficies de trabajo.