Pirámides de población

Demografía. Natalidad. Mortalidad. Pobreza en Argentina

  • Enviado por: Juli
  • Idioma: castellano
  • País: Argentina Argentina
  • 8 páginas

publicidad

  • Las pirámides de población pueden ser clasificadas en dos grandes tipos:

      • Rítmicas: con equilibrio evidente entre los sexos (tasa de masculinidad próxima a 100) y disminución normal de los montos correspondientes a cada grupo de edades.

    Pirámide progresiva: indica una natalidad y mortalidad elevada por su ancha base y la disminución rápida de esta hacia la cima. Esto se da ya que tiene un gran contingente de población joven en la base, que va desapareciendo rápidamente según avanzan los grupos de edad, en cuya cumbre quedan muy pocos efectivos Debido a esto se dice que tiene forma de torre Eiffel.

    Estas son típicas de países subdesarrollados, las cuales presentan unas altas tasas de natalidad, y una esperanza de vida muy baja debido a la alta mortalidad.

    Son poblaciones muy jóvenes, por lo que presentan un alto crecimiento.

    Un ejemplo de este tipo de pirámide, en Argentina, podría ser la de la provincia de Formosa según el censo de 1991.

    Estable o estacionaria: este tipo de pirámide tiene forma de campana.

    Es la forma que la pirámide adopta cuando la natalidad es baja.

    (presenta una natalidad de moderada a débil y una mortalidad débil.

    Hay un número de personas aproximadamente igual en los grupos de jóvenes y adultos, que se estrecha en el grupo de más edad. Indica una reciente reducción de la natalidad.

    Un ejemplo de ella es la provincia de Córdoba según censo de 1991.

    El crecimiento natural es bajo. Este tipo de pirámide es propia de las poblaciones que no presentan cohortes de la transición demográfica. Pueden responder a países con tasas de natalidad y mortalidad altas, que aún no han comenzado la transición demográfica (sobre todo si se trata de poblaciones históricas) o a países que ya han terminado la transición demográfica y han desaparecido todas sus generaciones. Esto, a comienzos del siglo XXI, no ha sucedido en ninguna parte, aunque los países escandinavos las últimas generaciones de la transición demográfica están en la cima de la pirámide.

    • Arritmicas: con desequilibrios marcados entre los sexos o bien entre las edades, causados por guerras, epidemias, control de natalidad, migraciones, etc.

    Regresiva o Urna funeraria: posee tasas de natalidad y mortalidad muy bajas. Este tipo de pirámides tiene forma de bulbo, debido a que en la base existe menos población que en los tramos intermedios, mientras que en la cumbre existe un número importante de efectivos. Es la forma mas negativa que adopta la pirámide, ya que preanuncia la desaparición de la población en cuestión.

    Son las típicas de los países desarrollados, en los que la natalidad ha descendido rápidamente, y sin embargo las tasas de mortalidad llevan mucho tiempo controladas, siendo la esperanza de vida cada vez mayor.

    Un ejemplo en Argentina: Pirámide de Población de Capital Federal según censo de 1991.

    Pirámide Invertida: caracterizada por baja tasa de natalidad en los que las nuevas generaciones son cada vez menos numerosas y no se alcanza la reposición generacional, puesto que la fecundidad (número de hijos por mujer) se halla por debajo del nivel de reemplazo. Además, el aumento en la esperanza de vida al nacer, baja tasa de mortalidad.

    Se teme y prevé que las pirámides de población de algunos países europeos como España evolucionen hacia una pirámide invertida.

    Se da en países muy desarrollados y envejecidos.

    Pirámide Yunque: Encuadra a aquellas poblaciones en donde factores no demográficos han influido al normal desenvolvimiento de la población, por ejemplo la guerra. Los baches en su perfil evidencian cada uno de los momentos en los que ocurrió la anomalía.

    PIRAMIDE POBLACIONAL DE LA ARGENTINA

    La pirámide de población de la Argentina tiene una base relativamente pequeña, debido la baja tasa de natalidad. Los grupos de edades comprendidos entre 0 y 14 años representan el 28,3% de la población total. Los de edades activas, entre 15 y 64 años, representan el 61,8% de la población total. Los de 65 años y más alcanzan el 9,9% de la población total.

    En comparación con otros países, la de Argentina es una población envejecida por alta participación de las edades superiores a los 65 años y por lo menor peso de las edades comprendidas entre 0 y 15 años. En el grafico, también puede observarse que la cantidad de mujeres supera a la de hombres en las edades más avanzadas, por la mayor expectativa de la vida femenina.

    En nuestro país encontramos que a partir del registro censal de 1947 la pirámide mostraba una forma “triangular", que con el correr de las décadas, varió hacia una forma claramente “acampanada" como la que posee en la actualidad.

    En términos generales se puede decir que Argentina se encuentra en plena transición demográfica.

    3) Pirámide que favorece a un pais

    La que favorece a un pais es la progresiva o funararia, ya que a pesar de tener natalidad y mortalidad baja, tiene un alto porcentaje de esperanza de vida ya que este tipo de piramide tiene un alto ingreso de inmigrantes y la mayoria son jovenes que todos vienen en busca de trabajo debido a que en su pais no lo encontraron, o ingresan al pais para estudiar.

    4) Pirámide que menos favorece a un pais

    La que menos favorece a un pais es la progresiva, o comúnmente llamada Eiffel. Estas son típicas de países subdesarrollados, los cuales presentan una alta tasa de natalidad, y una esperanza de vida muy baja debido a la alta mortalidad.

    5) LA POBREZA EN LA ARGENTINA

    La pobreza se puede definir como la situación que afecta a las personas que carecen de lo necesario para el sustento de sus vidas, es decir, que no pueden satisfacer sus necesidades básicas primordiales.

    Teniendo en cuenta la canasta básica de alimentos y agregándole las necesidades de vivienda, educación, salud y transporte que necesita un hogar, se establece la LINEA DE LA POBREZA.

    En los últimos años, más del 40% de los hogares argentinos son considerados pobres por estar debajo de ella.

    Otro de los métodos para medir la pobreza es el índice de Necesidades Básicas Insatisfechas elaborado por el INDEC. Considera en estado de pobreza a los hogares que se encuentran en una o varias de las siguientes condiciones críticas:

    HACINAMIENTO: hogares con más de tres personas por cuarto;

    VIVIENDA: hogares que habitan en una vivienda de tipo inconveniente (pieza de inquilinato, vivienda precaria o con otras deficiencias);

    CONDICIONES SANITARIAS: hogares que carecen de retrete;

    ASISTENCIA ESCOLAR: hogares con algún miembro de 6 a 12 años que no asiste o nunca asistió a la escuela;

    CAPACIDAD DE SUBSISTENCIA: hogares cuyo jefe solo asistió dos años a la escuela primaria y que está a cargo de cuatro o más personas.

    Considerando los porcentajes de hogares con NBI, el mapa de la Argentina queda actualmente conformado de la siguiente forma:

    Los inmigrantes de países limítrofes han aumentado a los largo de la historia su volumen, lentamente pero sin altibajos, y su proporción sobre el total de la población del país se ha mantenido más o menos estable entre el 2% y el 3%.

    La colectividad más numerosa -con unos 325.000 miembros que residen

    principalmente en el conurbano bonaerense y en la Capital Federal- es la paraguaya.

    De acuerdo con las cifras del INDEC, bolivianos y chilenos les siguen en número, con unas 200.000 personas cada uno. La comunidad boliviana se distribuye en Buenos Aires, Chubut, Jujuy, Mendoza, Salta, Santa Fe y Tucumán. Por su parte, la comunidad chilena se encuentra radicada principalmente en Buenos Aires, Bariloche, Comodoro Rivadavia, Córdoba, Mendoza,

    Neuquén, Río Negro, Santa Cruz y Tierra del Fuego. La comunidad brasileña cuenta con unas 34.000 personas, asentadas principalmente en Misiones y la comunidad uruguaya -de alrededor de 120.000 personas- se asienta mayormente en Buenos Aires, Corrientes y Santa Fe. Sin embargo, la falta de registros de ingreso de los inmigrantes de países vecinos por vía terrestre nos permite pensar que la cifra es aún más significativa.

    En cuanto a la composición de los inmigrantes limítrofes, la mayoría son jóvenes, es decir, en edades económicamente activas y con predominio del sexo femenino.

    Esto refleja el carácter laboral de las inmigraciones y su consiguiente participación e impacto en el mercado de trabajo de nuestro país. Los sectores de la actividad económica en los que tradicionalmente se han insertado y en los que se aprecia mayor concentración de la población activa limítrofe, son la construcción y la industria, en el caso de los varones, y los servicios, sobre todo domésticos en el caso de las mujeres.

    Se sigue vinculando a las migraciones con el desempleo y la pobreza a pesar de la evidencia de todos los estudios hechos al respecto en el último año, que demuestran lo contrario.

    Según opiniones, los inmigrantes no influyen en la tasa de desocupación fundamentalmente porque en términos macroeconómicos son muy pocos, y que representan el 2,5 por ciento de la población, pero también porque ellos construyen su propio "nicho económico": el trabajo que realizan los inmigrantes, los argentinos prefieren no hacerlo. Trabajan en talleres de costura y planchado, en el servicio doméstico y en le construcción. Son actividades que en general los argentinos no desean realizar.

    Por otra parte, El INDEC, la Fundación Mediterránea y centros de estudios vinculados con el sector sindical coinciden en que la incidencia de la mano de obra extranjera en el índice de desocupación es menor al 3 por ciento.

    Bibliografía

    http://www.cultura.gov.ar/prensa/?info=noticia&id=462 http://www.cyta.com.ar/ta0403/v4n3a3.htm

    http://www.inadi.gov.ar/inadi_gacetillas_detalles.php?codigo=430

    Geografía de la Argentina - AZ editora

    Ciencias Sociales 6 - Edit.Aique

    Geografia: Economia global, estadosy sociedades en el mundo y en la Argentina - AZ Editora

    Atlas argentino - Instituto Geografico Militar

    Atlas del mundo y de la Argentina - Santillana EGB