Personalidad

Psicología. Rasgos. Conducta. Extroversión. Introversión. Trastorno. Psicopatología. Tratamiento. Autoestima

  • Enviado por: Charlie ALvarez Noceda
  • Idioma: castellano
  • País: Perú Perú
  • 17 páginas
publicidad
publicidad

Introducción

A menudo la gente habla de la personalidad como si se tratara de un producto, como una corbata de colores brillantes que le diera vida a un taje viejo. No solo eso, algunas veces hablamos como si la personalidad consistiera en rasgos atractivos y admirables: Efecto, encanto, honestidad. Pero no vemos que la personalidad es algo mucho más complejo de lo que indica el uso ordinario del término, e incluye tantos rasgos positivos como negativos.

Resulta fácil hablar de aspectos o rasgos de la personalidad sin definir el término en si. Y lo hacemos con frecuencia: No confió en ese hombre. No es honesto, o, podemos decir: Quiero a Ana. Tiene buen corazón. Pero es difícil elaborar una definición amplia de lo que es personalidad. Un concepto actual que podemos utilizar es: Patrón de sentimientos y pensamientos ligados al comportamiento que persiste a lo largo del tiempo y de las situaciones. La anterior es una definición bastante larga, pero es la que advierte dos cosas importantes, Primero: Que la personalidad se refiere a aquellos aspectos que distinguen a un individuo de cualquier otro, y en este sentido la personalidad es característica de una persona. El segundo aspecto es: Que la personalidad persiste a través del tiempo y de las situaciones.

Los estudiosos de la psicología siempre ah tratado de comprender las diferentes personalidades. Pero no fue sino hasta hace un siglo que los científicos comenzaron a realizar observaciones científicas sistemáticas y a sacar conclusiones de ellas.

Algunos teóricos ponen énfasis en las experiencias de la primera infancia, otros en la herencia, y otros atribuyen el papel fundamental al medio ambiente.

Hay quienes analizan únicamente como se comportan las personas congruentes en distintas situaciones y momentos y les restan importancia al concepto de una personalidad única y consiente.

Pero debemos tener claro que la personalidad es algo único de cada individuo, y es lo que nos caracteriza como entes independientes y diferentes

Personalidad

La personalidad esta determinada por la herencia y el ambiente. Al entrar en el lenguaje pasamos a formar parte de un mundo simbólico, perdemos lo real que es una parte de nuestra experiencia, de nuestro origen.

Identidad: distinto de personalidad, garantiza nuestro sentimiento de continuidad, representa al si mismo global, mas amplia. Se constituye con cierta independencia de la temporalidad. La formación de nuestra identidad se encuentra fuera de nuestra experiencia consciente.

Para nosotros los tres modelos mas relevantes en cuanto a la relación entre psicoterapia y personalidad son los de Eysenck, Millón y Beutler

Eysenck parte de un modelo factorial de la personalidad, basado en un modelo neoconductista que combina los principios del aprendizaje y los factores biológicos y que tiene tres ejes dimensionales: extroversión-extraversión, neuroticismo-estabilidad y psicoticismo-normalidad

El neuroticismo o vulnerabilidad a la neurosis, implica una baja tolerancia para el estrés tanto de carácter físico (p.e el dolor) como psicológico (p.e la frustración). En el modelo de Eysenck, el grado de neuroticismo está relacionado con el grado de activación o "arousal" subcortical, con la región límbica-formación reticular sobretodo, del cerebro. El neuroticismo hace mención a la dimensión de estabilidad/inestabilidad emocional de la persona.

La extroversión/introversión se relaciona con la tendencia de las personas hacia distintos tipos de actividades e intereses.

Las personas extrovertidas se caracterizan por la sociabilidad, la necesidad de excitación y cambio, actuar en el momento, y son por lo general impulsivas. Suelen además ser optimistas y amantes del buen humor. También suelen agresivos, en el sentido de tener poca tolerancia a las frustraciones y el poco control de sus sentimientos.

Las personas introvertidas prefieren las actividades a solas que con la gente, como las actividades intelectuales o los libros. Tienden a planear las cosas y desconfían de los impulsos. Se toman seriamente sus actividades, les gusta llevar una vida ordenada y sus sentimientos suelen estar bajo su control. Raramente son agresivas y no suelen perder el control fácilmente. Suelen ser personas fiables, algo pesimistas y que conceden gran valor a las normas éticas.

La extroversión estaría relacionada con una menor activación cortical del cerebro, lo que explicaría para Eysenck la variabilidad de actividades y la búsqueda de excitación de estos sujetos. Por contra, los introvertidos tienen una mayor activación cortical que explicaría la mayor perseverancia de su conducta y el alejamiento de las actividades de mayor excitación.

El psicoticismo engloba la tendencia a la conducta anormal del sujeto. Implica tanto un componente de vulnerabilidad a la psicosis y la conducta psicopática (antisocial). Su base biológica se relaciona con una heredabilidad poligenética.

Di Loretto (1971) a partir del modelo eysenckiano de personalidad, comparó la eficacia de tres tipos de tratamiento en pacientes extrovertidos e introvertidos. Para ello seleccionó a 100 estudiantes con ansiedad general y social, usó el E.P.I (Inventario de la Personalidad de Eysenck) y los repartió en tres tipos de terapia: terapia centrada en el cliente, desensibilización sistemática y terapia racional emotiva

Los propios estudiantes y los terapeutas evaluaron los resultados de los tratamientos. En primer lugar apareció la desensibilización sistemática donde a los estudiantes se les guió para visualizar relajadamente una jerarquía creciente de sus temores, como la terapia más exitosa para reducir la ansiedad general e interpersonal, y esto tanto en los estudiantes extrovertidos como en los introvertidos. La terapia centrada en el cliente, basada en la expresión de las experiencias subjetivas y la escucha empática del terapeuta, solo fue efectiva en los estudiantes extrovertidos. La terapia racional emotiva, basada en la confrontación de las creencias irracionales, ayudó mucho más a los estudiantes introvertidos. Para los autores del estudio, la variable de personalidad extroversión-introversión tuvo un efecto predictivo sobre el tratamiento

Las tres dimensiones eysenckianas ,son valoradas, en el campo clínico mediante el Cuestionario de Personalidad de Eysenck, más actual, el E.P.Q (Eysenck y cols. 1975) . Existe una versión española revisada y actual, el EPQ-R de 1997, que incluye una versión abreviada.

Diversos investigadores han relacionado la agrupación de los rasgos de la personalidad con diversos trastornos de la personalidad y síndromes, a los que nosotros apuntamos la posible dirección psicoterapéutica de los mismos.

  • Personalidad, trastornos y tratamiento-

Factores de Personalidad

Propensión a Trastornos

Intervención Psicoterapéutica

Sujetos introvertidos y con alto neuroticismo

  • Trastornos por ansiedad y distimias

  • Trastornos de personalidad del grupo C*

  • Trastornos de la alimentación de tipo restrictivo

  • Técnicas de reducción de la ansiedad (p.e desensibilización sistemática)

  • Técnicas cognitivas (p.e de Ellis o Beck)

  • Sujetos extrovertidos y con alto neuroticismo

  • Trastornos histéricos, somatomorfos y disociativos

  • Trastornos de personalidad del grupo B*

  • Trastorno alimentario de tipo bulímico

  • Técnicas basadas en las terapias humanistas y/o psicodinámicas

  • Terapia interpersonal y/o sistémica

  • Sujetos con alto psicoticismo (extrovertidos o introvertidos)

  • Trastornos de personalidad del grupo A*

  • Trastorno antisocial de personalidad

  • Trastornos psicóticos

  • Intervenciones psicofarmacológicas

  • Terapias de autoayuda y/o medidas de rehabilitación psicosocial

  • *Grupo A: Trastorno paranoide de la personalidad, Trastorno esquizoide de la personalidad y el Trastorno esquizotípico de la personalidad .

    *Grupo B : Trastorno límite de la personalidad, Trastorno histriónico de la personalidad, Trastorno antisocial de la personalidad y Trastorno narcisista de la personalidad
    *Grupo C : Trastorno de la personalidad por evitación, Trastorno de la personalidad por dependencia y el Trastorno obsesivo-compulsivo de la personalidad.

         El modelo de T. Millón supone el esfuerzo de unir la psicopatología, los trastornos de la personalidad, su teoría de la personalidad y el tratamiento psicológico. Millón, entiende el trastorno mental como resultado de una disfunción de la capacidad de la personalidad para enfrentarse a las dificultades de la vida. Respecto a la personalidad y sus trastornos mantienen nueve principios:

  • Los trastornos de la personalidad no son enfermedades sino estilos de comportamiento, cognición y emoción estructurados.

  • Los trastornos de la personalidad son estructuras de funcionamiento diferenciadas

  • Los trastornos de personalidad son sistemas dinámicos y estructurados, donde unos niveles son mas permanentes y otros mas cambiables

  • La personalidad es un conjunto de constructos a partir de datos observados

  • La personalidad existe en un continuo entre normalidad y patología

  • La patología de la personalidad se relaciona con el desequilibrio de los sistemas que la conforman.

  • La evaluación de la personalidad debe de dar cuenta de los sistemas que conforman sus constructos teóricos.

  • Los trastornos de personalidad pueden ser evaluados de forma aproximada en un continuo.

  • Los trastornos de personalidad requieren modalidades de tratamiento combinadas y diseñadas estratégicamente de manera secuenciada.

  • La teoría de la personalidad de Millón se ha presentado a lo largo del tiempo en dos modelos: (1) El modelo del aprendizaje biosocial (1969-1989) y (2) el modelo evolutivo (desde 1990 hasta la actualidad).

    El modelo biosocial parte de la combinación de factores biológicos y experiencias de aprendizaje que dan lugar a estilos de relación interpersonal que se perpetúan por su interacción con el medio ambiente desde la infancia hasta la actualidad. Los estilos de relación interpersonal son conductas operantes para conseguir determinados refuerzos y evitar la estimulación aversiva. Constituyen estrategias de afrontamiento que son utilizadas por los sujetos para hacer frente a los desafíos de su vida. Estas estrategias constituyen una "matriz de refuerzos" en función de dos variables: a-Cómo busca el sujeto el refuerzo y b-Dónde busca el sujeto el refuerzo. La matriz del refuerzo es una combinación 2x4 (conducta instrumentalxorigen).

    La Matriz Del Refuerzo En El.

    MODELO BIOSOCIAL DE MILLON-

    Fuente de refuerzo

    Patrón De Conducta Operante

    (1)Independiente

    (2)Dependiente

    (3)Ambivalente

    (4)Desvinculado

    (1)Activo

    .Personalidad ** violenta

    .Trastorno antisocial de la personalidad

    .Trastorno paranoide de la personalidad

    .Personalidad sociable

    .Trastorno histriónico de la personalidad

    .Trastorno límite de la personalidad

    .Personalidad sensitiva

    .Trastorno pasivo-agresivo de la personalidad

    .Trastorno limite de la personalidad

    .Personalidad inhibida

    .Trastorno de la personalidad por evitación

    .Trastorno esquizotípico de la personalidad

    (2)Pasivo

     

    .Personalidad segura

    .Trastorno narcisista de la personalidad

    .Trastorno paranoide de la personalidad

    .Personalidad cooperadora

    .Trastorno de personalidad por dependencia

    .Trastorno límite de la personalidad

    .Personalidad respetuosa

    .Trastorno compulsivo de la personalidad

    .Trastorno paranoide de la personalidad

    .Personalidad introvertida

    .Trastorno esquizoide de la personalidad

    .Trastorno esquizoide de la personalidad

    **Cada cuadrante incluye tres categorías de personalidad: La superior es la normal, y mientras mas se desciende, mas evoluciona hacia la gravedad.

    PATRÓN DE CONDUCTA OPERANTE:

    (1) Los individuos que buscan activamente el refuerzo son individuos tendentes a la acción, buscando objetivos y refuerzos concretos

    (2) Los individuos pasivos son básicamente reactivos, esperando que el entorno les proporcione el refuerzo

    FUENTES DEL REFUERZO:

    (1) Los que buscan el refuerzo de manera independiente confían en si mismos y buscan el refuerzo en sus propias metas personales

    (2) Los que buscan el refuerzo de manera dependiente confían en que los demás le proporcionen el refuerzo.

    (3) Los que buscan el refuerzo de manera ambivalente no están seguras de buscar el refuerzo en si mismas o en los otros.

    (4) Los que buscan el refuerzo de manera desvinculada, en realidad no buscan refuerzo alguno, solo apartarse de los otros y carecen de aspiraciones personales.

    Respecto a la selección de tratamiento, desde el modelo biosocial, Millón no proporciona unos criterios claros, y sus indicaciones son de carácter general.

    Es en su segundo modelo, donde según sus propias palabras, intenta abstraer las leyes mas profundas del funcionamiento humano. Millón encuentra cuatro dimensiones o ejes básicos:

    (1)Dimensión de propósito de la existencia personal: Seria los objetivos fundamentales que persigue el sujeto en su vida.

    (2)Dimensión del modo de adaptación: Serian las estrategias para adaptarse a las condiciones de la vida de cada persona.

    (3)Dimensión de replicación: Se refiere al interés del sujeto por la supervivencia personal o de su descendencia.

    (4)Dimensión de los procesos de abstracción: Consiste en los estilos personales para representar las experiencias de la vida en forma de significados personales.

    En la teoría evolutiva las cuatro dimensiones aparecerían como fases evolutivas en la vida de cada sujeto de manera secuenciada: existencia, adaptación, replicación y abstracción.

    En este segundo modelo, Millón agrupa los trastornos de personalidad según el patrón de dificultades que los caracteriza:

    1º-Personalidades con dificultades para el placer:

    -Trastorno esquizoide de la personalidad

    -Trastorno de la personalidad por evitación

    -Trastorno depresivo de la personalidad

    2º-Personalidades con problemas interpersonales:

    -Trastorno de la personalidad por dependencia

    -Trastorno histriónico de la personalidad

    -Trastorno narcisista de la personalidad

    -Trastorno antisocial de la personalidad

    3º-Personalidades con conflictos intrapsíquicos:

    -Trastorno sádico de la personalidad

    -Trastorno compulsivo de la personalidad

    -Trastorno negativista de la personalidad

    -Trastorno masoquista de la personalidad

    4º-Personalidades con déficit estructurales:

    -Trastorno esquizotípico de la personalidad

    -Trastorno límite de la personalidad

    -Trastorno paranoide de la personalidad

    -Trastorno de la personalidad descompensada

    Desde la perspectiva de Millón, la selección del tratamiento psicológico va precedida de la evaluación de la personalidad y sus trastornos que se realiza en base a los datos de la historia clínica, los criterios diagnósticos (DSM, CIE) y los instrumentos de evaluación de la personalidad (principalmente el M.M.P.I y sus propios cuestionarios, destacando el MCMI-Inventario Clínico Multiaxial de Millón, que ya va por su tercera versión; estando traducida su segunda versión MCMI-II en español en 1998) .

    Respecto a la selección de tratamiento, Millón (1998) hace una crítica al eclecticismo técnico, para nosotros bastante errónea, basándose en que sus criterios son los de la metodología y no los de la personalidad, cuando para nosotros queda evidenciado que es todo lo contrario.

    La propuesta de Millón es la de la terapia integracionista y personológica. El razonamiento es combinar una secuencia de terapias en un mismo caso, en base a la evaluación de los trastornos de personalidad asociados. La combinación de modalidades de tratamiento se hace en base a las dimensiones evolutivas alteradas de la personalidad, y por lo general suelen ser combinaciones de dos o más terapias, que casi siempre según leemos en Millón (1998), son las mismas con diferentes objetivos. De esta manera, encontramos por ejemplo la terapia de Beck, en todos los trastornos de la personalidad reseñados, solo que con diferentes objetivos.

    Nosotros consideramos que el modelo de Millón, de creciente popularidad entre los clínicos, es bastante limitado para seleccionar un tratamiento adecuado por varias razones:

    (1)Se basa en un modelo mas de diagnóstico que de personalidad. A pesar de usar el eje II de los DSM, continua en unos criterios nosológicos que tienen una escasa base empírica en comparación con la investigación experimental en psicología de la personalidad.

    (2)El MCMI da puntuaciones para trastornos de personalidad. ¿Como usar el MCMI en sujetos que carecen de trastorno de personalidad relevante?

    (3)Los mismos sujetos con el mismo diagnóstico de trastorno personalidad pueden diferir en otras dimensiones mas estructurales que no se recoge en el modelo de Millón.

    (4)No se selecciona un enfoque de psicoterapia claramente distintivo en cada trastorno de personalidad, salvo el trabajo con las mismas modalidades de tratamiento con diferentes objetivos. El beneficio de tanta evaluación parece escaso para la selección del tratamiento.

    (5)El mismo diagnóstico de trastorno de personalidad puede recibir distintos tratamientos si se consideran otras variables de la personalidad como apuntaremos en el modelo de Beutler.

    Nosotros, somos conscientes que el modelo de Beutler, se basa en gran medida en el uso del M.M.P.I, que es un cuestionario que mide rasgos psicopatológicos, y que por lo tanto puede tener los mismos defectos que apuntamos para el modelo de Millón. Sin embargo el aval empírico del M.M.P.I es bastante superior hasta el momento al MCMI de Millón como aportan mas de cincuenta años de investigación con este instrumento. Además, como veremos en el siguiente capítulo, el MMPI se ha usado en el modelo de eclecticismo técnico de Beutler de manera clara, práctica y coherente.

    -El M.M.P.I y los trastornos de personalidad-

    Trastorno De La Personalidad

    Puntuaciones Del Mmpi

    Posible Relación Con El Modelo De Beutler

    Selección De Tratamientos

    ESQUIZOIDE

    Perfiles 1-8

    Escala 0 suele ser elevada

    Escala 2 suele ser elevada

    Internalizante

    Centrado en el conflicto

    (directivo/no directivo, según reactancia)

    EVITACION

    Perfiles 2-7/7-2

    Escala 0 suele ser elevada

    Escala 6 puede ser elevada

    En patología mas grave la escala 9 es baja

    Internalizante si 0 y/o 7 es elevado

    Externalizante si 6 y/o 9 es elevado

    Todas las opciones, según combinaciones

    DEPRESIVO

    Perfiles 2-7, 3-2 y 2-8

    Si 4 elevado, elementos límites o negativistas

    Si 8 elevado agitación o autodestrucción

    Si 2-0 elevados patrón crónico

    Externalizante si 4 es elevado

    Internalizante si 0 es mas elevado

    Todas las opciones, según combinaciones

    DEPENDIENTE

    Perfiles 2-7/7-2

    Escalas 3 y L elevadas

    Escalas 4 y 9 suelen ser las mas bajas

    Externalizante si 3 es elevado

    Internalizante si 7 es elevado

    Todas las opciones según combinaciones

    HISTRIÓNICO

    Perfiles 2-3/3-2, 3-9/9-3

    La escala 4 suele ser elevada

    La escala 7 puede ser elevada

    La escala 5 puede estar elevada en hombres

    La escala 0 suele ser muy baja

    Externalizante si 3,4, y 9 son las elevadas

    Internalizante si 7 es elevada

    Todas las opciones según combinaciones

    NARCISISTA

    Perfiles 4-2-9 o 4-9-2, con 4 mas elevada

    Externalizante

    Centrado en el síntoma (directivo/no directivo según reactancia)

    ANTISOCIAL

    Perfiles 4-9/9-4

    Externalizante

    Centrado en el síntoma (directivo/no directivo según reactancia)

    SÁDICO

    Perfiles con F, 4-9 elevadas

    Externalizantes

    Centrados en el síntoma (directivo/no directivo según reactancia)

    COMPULSIVO

    .Perfil plano típico, con K elevada sobre la media

    .Las escalas 3-1 o la 7 pueden estar elevadas

    Externalizante si 3 es la elevada

    Internalizante si 7 es la elevada

    Todas las opciones según combinaciones

    NEGATIVISTA

    Perfiles 3-4

    Externalizante

    Centrado en el síntoma (directivo/no directivo según reactancia)

    MASOQUISTA

    Perfiles 2-7/7-2

    Las escalas 4 y 9 suelen ser las mas bajas

    Internalizante

    Centrado en el conflicto (directivo/no directivo según reactancia)

    ESQUIZOTÍPICA

    Perfil con 8 mas elevado

    Pueden ser elevadas 2-7-8, 7-8/8-7, 8-4 o 6-8

    Externalizante, si predomina 4 o 6

    Internalizante si predomina 7

    Todas las opciones según combinaciones

    LIMITE

    Perfiles 2-7-8 y 3-4 con elevaciones secundarías en 6

    La escala 9 puede elevarse con 2 bajo

    Externalizante si predominan 3,6 o 9

    Internalizante si predomina 7

    Todas las opciones según combinaciones

    PARANOIDE

    Perfiles con 6-4 moderadamente elevadas

    Externalizante

    Centrado en el síntoma (directivo/no directivo, según reactancia)

    NOTA: El mismo diagnóstico de trastorno de la personalidad recibe distintos tratamientos si se consideran otras variables de personalidad, como las del modelo de Beutler.

    Autoestima

    La percepción valorativa de mi ser, de mi manera de ser, de quien soy yo, del conjunto de rasgos corporales, mentales y espirituales que configuran mi personalidad.

    La autoestima se aprende, fluctúa y la podemos mejorar. Es a partir de los 5 6 años cuando empezamos a formarnos un concepto de como nos ven nuestros padres, maestros, compañeros y las experiencias que vamos adquiriendo.

    El nivel de autoestima es el responsable de muchos éxitos y fracasos escolares.

    Una elevada autoestima, vinculada a un concepto positivo de sí mismo, potenciará la capacidad de la persona para desarrollar sus habilidades y aumentara el nivel de seguridad personal, mientras que un bajo nivel de autoestima enfocará a la persona hacia la derrota y el fracaso.

    La autoestima es importante porque nuestra manera de percibirnos y valorarnos moldea nuestras vidas.

    En la Adolescencia los mensajes se superponen.

    Las personas que valoro me influyen en mí auto concepto.

    Si el concepto personal y social son fuertes no nos interesa tanto el Yo Material y Corporal (los adornos).

    En la actual cultura, hay un culto a la belleza, el yo Corporal esta Hipertrofiado.

    El yo material es muy importante en la sociedad industrial.
    Ej. El coche es un signo de poder.

    La identidad hay que renegociarla en varios momentos de la vida principalmente en la Adolescencia.

    El Auto concepto no se consolida para siempre se cambia en las diferentes etapas de la vida de una persona.

    Baja Autoestima

    Todos tenemos en el interior sentimientos no resueltos, aunque no siempre seamos conscientes de estos. Los sentimientos ocultos de dolor suelen convertirse en enojo, y con el tiempo volvemos el enojo contra nosotros mismos, dando así lugar a la depresión. Estos sentimientos pueden asumir muchas formas: odiarnos a nosotros mismos, ataques de ansiedad, repentinos cambios de humor, culpas, reacciones exageradas, hipersensibilidad, encontrar el lado negativo en situaciones positivas o sentirse impotentes y autodestructivos.

    Cuando una persona no logra ser autentica se le originan los mayores sufrimientos, tales como, enfermedades psicológicas, la depresión, las neurosis y ciertos rasgos que pueden no llegar a ser patológicos pero crean una serie de insatisfacciones y situaciones de dolor, como por ejemplo, timidez, vergüenza, temores, trastornos psicosomáticos.

    Los síntomas en las personas de baja autoestima son muy variables porque depende de las personalidades de las mismas.

    En general manifiestan desde desgano y ellas mismas crean una falta de oportunidades, tienen dificultad para saber que es lo que quieren, no logran concretar nada, tienen dificultades con el contacto social (se sienten fracasados en situaciones de su vida) -aclara- ya sea con sus hijos, porque no puede establecer una buena relación con su pareja o no les va bien en el trabajo. Pero ellas se justifican para cubrir los errores que cometen y para que nadie se dé cuenta que se sienten mal.

    La autoestima es importante porque es nuestra manera de percibirnos y valorarnos como así también moldea nuestras vidas. Una persona que no tiene confianza en sí misma, ni en sus propias posibilidades, puede que sea por experiencias que así se lo han hecho sentir o por mensajes de confirmación o desconfirmación que son trasmitidos por personas importantes en la vida de ésta, que la alientan o la denigran.

    Otra de las causas por las cuales las personas llegan a desvalorizarse, es por la comparación con los demás, destacando de éstos las virtudes en las que son superiores, por ejemplo: sienten que no llegan a los rendimientos que otros alcanzan; creen que su existencia no tiene una finalidad, un sentido y se sienten incapaces de otorgárselo; sus seres significativos los descalifican y la existencia se reduce a la de un ser casi sin ser. No llegan a comprender que todas las personas son diferentes, únicas e irrepetibles, por lo que se consideran menos que los demás.

    La persona, va creciendo y formando su personalidad dentro del ambiente familiar, que es el principal factor que influye en la formación de la misma, ya que le incorpora a ésta los valores, reglas y costumbres que a veces suelen ser contraproducentes. Algunos de los aspectos ya mencionados son incorporados, a la familia, por medio del "modelo" que la sociedad nos presenta, y éste es asimilado por todos los grupos sociales. Pero, la personalidad de cada uno, no sólo se forma a través de la familia, sino también, con lo que ésta cree que los demás piensan de ella y con lo que piensa de sí misma, al salir de este ambiente y relacionarse con personas de otro grupo diferente.

    Para ayudar a las personas de baja autoestima lo primero y principal que se puede hacer es que se concientisen que está mal y que necesita ayuda. Es como los drogadictos, si ellos no toman conciencia de que se están matando y no deciden hacer algo por su bien, todo lo que hagan los demás va a ser inútil. Retomando con lo de las personas de baja autoestima, luego de que tomen conciencia se los tiene que enviar a un profesional. Pero por lo general nadie ayuda a nadie, las personas aprenden a ayudarse a sí mismas, con el apoyo de los demás.

    Actitudes O Posturas Habituales Que Indican Autoestima Baja

    • Autocrítica dura y excesiva que la mantiene en un estado de insatisfacción consigo misma.

    • Hipersensibilidad a la crítica, por la que se siente exageradamente atacada/o, herida/o; hecha la culpa de los fracasos a los demás o a la situación; cultiva resentimientos tercos contra sus críticos.

    • Indecisión crónica, no por falta de información, sino por miedo exagerado a equivocarse.

    • Deseo innecesario por complacer, por el que no se atreve a decir NO, por miedo a desagradar y a perder la buena opinión del peticionario.

    • Perfeccionismo, autoexigencia esclavizadora de hacer "perfectamente" todo lo que intenta, que conduce a un desmoronamiento interior cuando las cosas no salen con la perfección exigida.

    • Culpabilidad neurótica, por la que se acusa y se condena por conductas que no siempre son objetivamente malas, exagera la magnitud de sus errores y delitos y/o los lamenta indefinidamente, sin llegar nunca a perdonarse por completo.

    • Hostilidad flotante, irritabilidad a flor de piel, siempre a punto de estallar aún por cosas de poca importancia, propia del supercrítico a quién todo le sienta mal, todo le disgusta, todo le decepciona, nada le satisface.

    • Tendencias defensivas, un negativo generalizado (todo lo ve negro: su vida, su futuro y, sobre todo, su sí mismo) y una inapetencia generalizada del gozo de vivir y de la vida misma.

    La Familia

    La autoestima, además es aprender a querernos y respetarnos, es algo que se construye o reconstruye por dentro. Esto depende, también, del ambiente familiar en el que estemos y los estímulos que este nos brinda.

    En la violencia familiar las víctimas y los victimarios poseen muy baja autoestima, ya que por un lado, la víctima es alguien al que maltratan sin que ésta pueda poner límites y no se da cuenta de que está siendo abusada. Por otro lado, los victimarios compensan lo inferior que se sienten, maltratando y abusando, en este caso, de un familiar.

    Muchas de las heridas emocionales que tiene una persona, producidas en su niñez pueden causarnos trastornos psicológicos emocionales y físicos (cáncer, úlceras, hipertensión, trastornos cardíacos y alimentarios, problemas en la piel, depresiones, etc.), produciendo dificultades en la vida de las mismas (conflictos serios en el trabajo, disminución de la energía y de la capacidad creativa, relaciones matrimoniales desastrosas, no poder hacer o conservar amigos, poco entendimiento con las hijas e hijos).

    Existen padres, madres, docentes o cuidadores que humillan, desprecian, no prestan atención, se burlan o se ríen del niño/a cuando pide ayuda, siente dolor, tiene un pequeño accidente, necesita que lo defiendan, expresan miedo, piden compañía, se aferra buscando protección, tiene vergüenza, etc.. Estas actitudes se completan con otras totalmente opuesta, demostrándole al niño que es "querido y bonito" creándole una gran confusión. Pero estas muestras de cariño son aparentes, adjudicándole un rotulo a su identidad, que trae como consecuencia un peso negativo en formación y en el desarrollo de sus capacidades.

    En el momento en que la persona afectada es adulta, transmitirá la humillación o el maltrato a personas más pequeñas o vulnerables. Es una cadena hereditaria de abuso y poder, ya que el desprecio y la vergüenza vivida en la infancia son la fuente de los problemas que afectan en la vida adulta y los causantes de la baja autoestima.

    La principal imagen y más generalizada forma de violencia es el maltrato emocional. Hay muchas maneras para asustar a un niño y hacerlo sentir culpable e intimidado, sin recurrir a la violencia física. El niño o la niña se atormentan con pensamientos y sentimientos que no pueden comunicar ni compartir con nadie y aprenden a soportar el dolor y el silencio.

    La autoestima y la comunicación están muy relacionadas, porque según como se diga algo, el efecto será positivo o negativo, de aprendizaje o de resentimiento, que se transmite desde la infancia hacia el futuro. Por esta razón, se entiende que los padres y madres que dañan la autoestima de sus hijos no siempre lo hacen intencionalmente, ya que ellos fueron educados del mismo modo.

    Cuando los padres quieren que sus hijos reaccionen como ellos desean, suelen comportarse de maneras particulares. Estas maneras pueden ser:

    Mártires: controlan al niño haciéndolo responsable de su sufrimiento y culpable por todo lo que pueda querer o hacer que no le caiga bien a estos mártires, a quienes nada les viene bien, y recurre a las quejas, los reproches, las lágrimas, las amenazas de que les va a dar un ataque, etcétera.

    Los dictadores: controlan al niño o la niña atemorizándolos cuando hacen algo no autorizado, son estrictos y amenazantes para que obedezcan y todo los enfurece. Condenado de manera inapelable al niño, con burlas, gritos, despliegue de poder y dominación.

    A veces estos roles (mártir y dictador) se combinan, se alternan y agregan mas confusión a los chicos porque también van acompañados con demandas o manifestaciones de cariño. Y si un hijo llega a quejarse, a llorar o a reclamar por el trato que recibe puede volver a ser juzgado, culpado y descalificado.

    "Según se hallan comunicado nuestros padres con nosotros así van a ser los ingredientes que se incorporen a nuestra personalidad, nuestra conducta, nuestra manera de juzgarnos y de relacionarlos con los demás.

    Esas voces quedan resonando dentro de nosotros toda la vida. Por eso hay que aprender a reconocerlas y anular su poder para que no nos sigan haciendo sufrir, para liberarnos de esos mandatos distorsionados y para no volver a repetírselos a nuestros hijos e hijas.

    Ninguna forma de maltrato es educativa y ningún mensaje o comunicación que culpabiliza, critica, acusa, insulta o reprocha es un buen estímulo para nadie. Y menos en la infancia, cuando no hay posibilidades de defenderse, protegerse o entender que es la impotencia y el desconocimiento de otras formas de trato lo que lleva a los padres y madres a asumir ese papel de mártir o de dictador.

    "Lo primero que hay que entender es que no podemos hacernos cargo toda la vida de los problemas que amargaron o hicieron de nuestros padres y madres personas mártires o dictadoras. Basta con empezar a investigar de que manera nos afectaron esas actitudes, para comenzar a liberarnos de sus efectos y no repetir nada de esto con los propios hijos e hijas, con nuestros alumnos, con cualquiera de nuestros chicos o chicas que puedan estar a nuestro cuidado."

    Bueno... en realidad el niño crece y crea una buena autoestima porque el padre o madre "le festejan" o le reconocen sus logros, por ejemplo: -piensa- cuando el niño está aprendiendo a caminar y se cae los padres lo aplauden diciéndole que no importa, que se levante y que no pasó nada. En estos casos los padres tienen una buena actitud hacia el mismo niño. Es favorable esto de que lo estimulen a seguir intentándolo ante sus fracasos o errores.

    En cambio si en la familia al niño no se le reconoce nada y le hacen ver que lo que hace es normal o natural y que no interesa, el niño no tiene estímulos para intentar y avanzar como persona... - se queda en silencio- Si a un chico, que está aprendiendo a caminar nadie le presta atención porque "se supone" es algo que todas las personas hacen, y si ese niño no puede o le cuesta no va a tener esa motivación para seguir haciéndolo.

    En fin, la familia es la base de la autoestima de las personas... La familia se basa en pautas culturales y sociales y en base a eso nace la actitud que van a tener hacia sus hijos. Es como que se estructura a la persona según un modelo social, que por supuesto va cambiando, pero en definitiva se considera una buena persona al que llega a ese modelo social. Pero no siempre es ese modelo el que es transmitido a los niños, ya que hay padres que transmiten una autoestima baja a sus hijos y esto se debe a que de niños también la tuvieron. Otras de las causas es que crean una presión en sus hijos, por los logros que los mismos padres tuvieron y los niños no. Ya sea porque no puede, porque no está capacitado o simplemente no está a su alcance.

    Bibliografía

    Textos

    Estudios Psicológicos avanzados, Raúl Escaramuza, ediciones contemporáneas, Madrid España, 1992.

    Técnicas de estudio sobre la personalidad, Marcos Ávila del Cabral, Ediciones Afiche, Lima Perú, 1970.

    Investigaciones de la psicología sus conceptos modernos, Jalón Corominas, Exposición hecha en el centro ecuestre de la Universidad confluense de Madrid, mayo del 2003.

    Internet

    http://www.psicologia-online.com

    Índice

    Dedicatoria 1

    Introducción 2

    Personalidad 3

    Modelo Biosocial De Millon- 6

    Patrón de Conducta Operante 6

    Fuentes Del Refuerzo 7

    Autoestima 12

    Baja Autoestima 12

    Actitudes O Posturas Habituales Que Indican Autoestima Baja 14

    La Familia 14

    Bibliografía 17

    Índice 18

    Una Persona con un Alta Autoestima