Personalidad

Psicosociología. Definiciones. Dilema de la Singularidad. Polaridad. Psicopatologías. Disposiciones innatas. Formación. Estructura. Cultura. Súperyo

  • Enviado por: Patricia Argüello
  • Idioma: castellano
  • País: Argentina Argentina
  • 13 páginas

publicidad

1)DEFINICIÓN

Algunas de las definiciones de Personalidad

La personalidad es única en cada ser humano, si bien hay quienes tienen muchos rasgos en común. Ella expresa las características o formas de ser de una persona en tanto diferente de todas las demás ya que es la síntesis de la forma más habitual de conducirse física, psicológica y socialmente en las distintas circunstancias de la vida de cada uno.

  • Son los factores mas o menos estables que hacen que la conducta de una persona sea consistente en diferentes ocasiones y distinta de la conducta que otras personas mostrarían en situaciones comparables

  • La personalidad es menos un producto terminado que un proceso fluyente. Si bien tiene algunos rasgos estables, está al mismo tiempo sufriendo continuamente el cambio.

  • Son las estructuras y procesos psicológicos subyacentes y relativamente estables que organiza a la experiencia humana

  • Es la configuración única que toma en el transcurso de la historia de un individuo el conjunto de los sistemas responsables de la conducta

  • Es la organización dinámica de los sistemas psicofísicos que determinan los ajustes únicos del individuo al medio circundante.

  • El punto de partida de la personalidad es, como en la psicología general, una concepción del hombre.

  • La personalidad es a la vez el resultado de la conducta y aquello que conduce, personalidad y conducta son, pues dos aspectos complementarios de una misma historia.

Todas las definiciones tienen en común la referencia a un adentro que se organiza de una manera especifica para cada persona. Alguien con una personalidad fuerte, segura, con estabilidad emocional, con alta autoestima, etc. reaccionará con rapidez frente a un accidente callejero, también cuando deba rendir un examen o insista para obtener algo que desea y le es negado.

La personalidad son los rasgos personales que afectan la convivencia con los demás y consigo mismo. Los términos generalmente usados para las definiciones son:

Individuo: Palabra que proviene del latín IN=Divisible, es el cual designa al ser humano como unidad psíquica diferenciada del resto.

Identidad: Es este termino el que explica ese sentimiento que nos permite sentirnos diferenciados de los otros y ser fuentes de nuestros propios actos.

Persona: Según Jung, la persona es la máscara que oculta los comportamientos de la personalidad, oculta su esencia y responde a las demandas del medio cotidiano.

2)CARACTERÍSTICAS

El Dilema de La Singularidad

La Personalidad es

  • Única, propia de cada individuo aunque tenga rasgos en común con otros

  • No es solo una suma de funciones, sino una integración, una organización

  • Es temporal porque es siempre perteneciente a un individuo que vive aquí y ahora

  • Es una variable intermediaria entre el estimulo y la respuesta. Se afirma como un estilo a través de la conducta y por medio de ella.

  • La personalidad es el centro de estudio de la psicología, porque es la unidad a la que quedan referidas todas sus manifestaciones: conducta, motivación, etc. Aunque la conducta en todas sus variantes, es el fenómeno que nos permite el estudio de la personalidad, esta última es algo más que sus manifestaciones, y aunque la personalidad aparezca en cada una de sus expresiones, tiene no obstante que ser enfocada como unidad en sí misma. La personalidad no es un todo que resulta del agregado de cientos de conductas, sino que, inversamente, la estructura de la personalidad es la que se manifiesta en cada una de esos cientos de conductas.

  • La personalidad no es homogénea, sino que se polariza o diferencia en partes que guardan entre sí todas las diversas relaciones posibles, incluida la de coexistir unitariamente dentro de un solo sistema.

  • La personalidad está dada por el conjunto organizado de la totalidad de conductas. No hay personalidad sin conducta ni hay conductas sin personalidad; esta última no es algo distinto que está “detrás” de los fenómenos de conducta, y no hay ninguna manifestación de un ser humano que no pertenezca a su personalidad. Esta se caracteriza por sus pautas de conducta más habituales o predominantes, o por ciertas características comunes a un conjunto predominante de sus manifestaciones de conducta.

  • Uno de los aspectos de la Personalidad es que está en cambio y desarrollo constante, y se halla sometida a fluctuaciones entre evolución y regresión, entre integración y dispersión. La personalidad es el resultado de la integración de factores hereditarios congénitos y socioculturales o ambientales, es decir de lo innato y lo adquirido. El desarrollo se advierte durante la infancia, la niñez y la adolescencia estructuralmente, hay una elaboración de pautas en el comportamiento en forma de intereses y vinculaciones y un desarrollo de procesos psicológicos de la percepción, de la memoria y el pensamiento. Luego se hace más integrado, lo cual significa que se realizan intercambios entre los tres sistemas o instancias YO, SUPERYO, ELLO, éstos tienden a estabilizare a medida que la persona crece, de manera que la personalidad funciona de modo más suave, más ordenada y más congruente.

  • La PERSONALIDAD no es lo que uno tiene, sino más bien el resultado de su crecimiento. Es la estructura inconclusa la que tiene este poder dinámico del que hablamos. Estructura que esta en crecimiento, que tiende a una dirección dada.

  • La Psicología industrial esta aprendiendo que las intenciones de largo alcance guían el aprendizaje, la productividad y la satisfacción del trabajador en su empleo.

  • Ejemplo> Para un consejero vocacional, dice que el problema más revelador que plantea a sus entrevistados es> Donde quiere estar dentro de 5 años

  • Es tan decisiva la influencia de los 5 primeros años de vida sobre la formación de la PERSONALIDAD, que los problemas planteados por las transformaciones de la conducta se sitúan dentro de ese marco. Se estructuran los primeros modos de relación con nuestros semejantes, se forman hábitos culturales fundamentales, se asimilan los principales sistemas de referencias sociales y aparecen finalmente, la angustia y los estilos primitivos de reacción a la angustia. Por ejemplo, durante los primeros 5 años se origina una ligazón libidinosa del niño con su madre y la niña con su padre. Normalmente, durante la época de la maduración sexual, la pubertad, tiene lugar la liberación de la dependencia de los padres, eligiendo un objeto amoroso fuera de la familia. Si esto fracasa, puede suceder que la libido quede detenida en un estadio infantil de desarrollo y fijada en el padre o madre, lo cual puede conducir a patologías, como por ejemplo frigidez en la mujer. También puede ocurrir que al no encontrar la natural satisfacción por algún motivo, satisfaga el deseo a través de un proceso de sublimación. Existen insuficiencias de la Personalidad que dependen de la acción de la libido. Sucesos ocurridos durante la 1` infancia, pueden convertirse en vivencias traumáticas y manifestarse después en exhibicionismo, sadismo, etc. La inteligencia evoluciona desde una memoria autísta a una memoria social. La inteligencia evoluciona desde una instancia senso-motriz, hasta las operaciones lógico formales (el más alto nivel la abstracción) La inteligencia se construye por mecanismos hasta llegar a la inteligencia abstracta. Cuando el individuo nace, es puro ello, el yo se va conformando más tarde. El yo y el súperyo se forman más adelante.

  • En condiciones habituales, cada persona no realiza la totalidad de las conductas y de las estructuras posibles. Organiza su personalidad solo sobre el predominio de alguna de ellas. Cada individuo tiene su repertorio de conductas, modos o estructuras privilegiadas de comportamiento. Eso es justamente lo que constituye la PERSONALIDAD

  • La PERSONALIDAD Se expresa siempre sobre el mas alto grado de integración y organización que le resulta posible en cada momento.

  • Estudiando la dinámica de la PERSONALIDAD se encuentra que hay una cierta organización polar predominante, en la cual una misma personalidad puede alternar o bien mantenerse solamente en uno solo de cualquiera de sus polos. Una misma personalidad puede tener variaciones entre los 2 extremos en distintas épocas de la vida, o alternar entre ellos en momentos sucesivos.

Ejemplos de Polaridad

PERSONALIDAD Esquizoide, que alterna entre la frialdad y la ternura

PERSONALIDAD Cicloide, alterna entre alegría y tristeza

PERSONALIDAD Histérica, alterna entre represión y demostración

PERSONALIDAD Obsesiva, alterna entre controlar y desparramar

Clasificación de la Psicopatología:

Obsesiva

Neurósis Fobia

Histeria

El individuo que padece cualquiera de ellas, conserva el criterio de realidad

Esquizofrenia

Psicósis Psicósis Maníaco-Depresiva

Depresión Psicótica

El individuo que padece cualquiera de ellas, pierde el criterio de realidad

Perversiones o Psicopatías (Sadismo, Masoquismo, etc.)

Como en el caso de la Neurosis, no hay pérdida del criterio de realidad

  • Cuanto más integrado o madura sea la personalidad, el yo se atiene mas estrictamente a la realidad, mientras que el yo infantil del niño y/o del adulto inmaduro, funciona mas con la omnipotencia, la magia y el narcisismo. Parte mas o menos amplia de este yo infantil, subsiste en todos los seres humaños a través de toda la vida, aunque en proporciones variables.

3)COMPOSICIÓN

Disposiciones innatas:

El primer hecho que nos llama la atención es la singularidad, tanto del proceso como del producto. Hoy no existen discrepancias en la concepción del hombre como unidad biopsíquicas. La naturaleza humana única, espiritual y carnal se expresa en

Temperamento

Está constituido por las características afectivas más estables y predominantes. Por ejemplo,

José pide ayuda, lo hace de una forma particular que muestra su temperamento será audaz o tímido, claro o confuso. Pedro lo haría de otro modo.

Algunos rasgos del temperamento son por susceptibilidad, velocidad en las reacciones, irritabilidad, ternura, frialdad. Estas características están relacionadas con aspectos biológicos (funcionamiento glandular, sistema nervioso), pero pueden ser modificados por la influencia del medio ambiente. Es el modo heredado e innato, de reacción ante el ambiente, basado en la constitución biopsíquica.

El temperamento se expresa claramente en los recién nacidos. Al tomarlo en brazos a un bebe, notamos que está tenso, relajado, excitado, calmo, más rápido o más lento según sus reacciones, etc. El ambiente ejerce su influencia en el bebe desde el primer momento de su vida extrauterina. (Sobre éste punto, hoy se considera que el feto también recibe las influencias del medio ambiente)

Carácter

  • Es el aspecto expresivo de la personalidad.

  • La condición física y las situaciones sociales moldean su temperamento conformando su carácter. Está dado por las pautas de conducta más habituales o persistentes; para ellas, se admite la influencia predominante del medio ambiente. La condición física y las situaciones sociales moldean el temperamento conformando su carácter.

  • Es el modo de actuar adquirido que canaliza o modifica las disposiciones del temperamento, dotando al sujeto de una forma de impronta individual que lo diferencia de sus semejantes.

  • El carácter se define con la intervención de la voluntad como función organizativa de las disposiciones naturales del temperamento.

  • Es la manera con la que más habitualmente reacciona una persona El carácter esta muy relacionado con los factores ambientales. Son las formas más típicas de conducirse de cada uno y que se van formando a través de las sucesivas experiencias de vida.

  • El origen de la palabra carácter es del griego, significa Marcar o Acuñar, por eso suele decirse que es la marca peculiar de cada uno.

Constitución

Está dada por características somáticas, físicas, más básicas y permanentes. Depende fundamentalmente de la herencia biológica, pero no está libre de la influencia de los factores ambientales y psicológicos

4)Formación

Formación de la Personalidad

La personalidad no esta gobernada solamente por el influjo de los estímulos sobre una magra dotación de tendencias comunes a la especie. Su proceso de evolución esta gobernado además por una disposición a realizar sus posibilidades; Al nacer poseemos un organismo ( o individuo) que desarrolla modos únicos de adaptación y dominio sobre el ambiente; estos modos constituyen la personalidad.

Cada hombre es original y único. Por eso la psicología al no se limita al estudio de las características generales de la vida psíquica del hombre, a determinar a la estructura de su personalidad, sino que como psicología de la personalidad estudia también los contenidos de esa estructura, acercándose a las peculiaridades de cada individuo

Es tan decisiva la influencia de los 5 primeros años de vida sobre la formación de la personalidad, que los problemas planteados por las transformaciones de la conducta se sitúan concretamente dentro de ese marco. Las experiencias posteriores al quinto año de vida ejercen, por cierto, una acción formatriz sobre la personalidad, y pueden según la expresión de Lagache, "ser los agentes de aperturas o de cierres nuevos". Pero dado que en estos cinco primeros años progresa rápidamente la maduración psicofisiologica, se estructuran los primeros modos de relación con nuestros semejantes, se forman hábitos culturales fundamentales, se asimilan los principales sistemas de referencias sociales y aparecen finalmente a la vez, la angustia y los estilos primitivos de reacción a la angustia, es licito considerar que el postulado freudiano de los primeros cinco años no puede ponerse seriamente en tela de juicio.

5)ESTRUCTURA

Estructura de la Personalidad:

En la infancia, la estructura es solo rudimentaria, compuesta solamente de las "disposiciones" que puedan existir. Pero a medida que la estructura toma forma, adquiere una influencia decisiva sobre el crecimiento ulterior. Predecimos la conducta de un amigo porque pensamos que comprendemos su estructura.

Freud concebía la Personalidad total integrada por 3 sistemas principales:

YO

SUPERYÓ

ELLO

El Ello

Cumple con el principio fundamental o inicial de la vida, según lo denomino Freud: “el principio del placer”, por lo cual tiene la función de encargarse de descargar del organismo cantidades de excitación (energía o tensión), que se liberan en el mismo, mediante estímulos internos o externos. Por lo tanto la finalidad del principio del placer es “desembarazar a la persona de la tensión, cosa que habitualmente es imposible, por lo que se trata de mantenerlo en un nivel bajo y constante. Cómo se manifiesta esta tensión: como dolor o incomodidad, mientras que el alivio de la tensión se expresa como placer o satisfacción.

En su forma más primitiva, el ello es un aparato reflejo que descarga por las vías motrices cualquier excitación sensorial, como por ejemplo, una luz intensa nos obliga a cerrar los párpados para evita que ésta llegue a la retina, con lo cual la excitación producida por la luz desaparece, y el organismo vuelve al reposo. El organismo está equipado con muchos reflejos similares, como por ejemplo el estornudo, consecuencia de alguna partícula que irrita la membrana sensitiva de la nariz, o el lagrimear del ojo para eliminar lo que le está estorbando. Pero no siempre se da el caso de que satisfaga una excitación por el aparato reflejo primitivo, y no hay una descarga refleja apropiada, por ejemplo un bebé que llora por estímulo estomacal por hambre, y no se lo alimenta, las contracciones aumentan de intensidad hasta que la fatiga las elimina, si continúa la falta de alimentación la criatura perece. Con eso apreciamos que el bebe no tiene reflejos necesarios para calmar el hambre. Cuando se le lleva el alimento a la boca, la succión la deglutación y los reflejos digestivos continúan funcionando y la tensión desaparece.

Al experimentar cierto grado de frustración y malestar, estas estimulan el desarrollo del el ello. El nuevo desarrollo que tiene lugar en el ello como resultado de las frustraciones, se llama “proceso primario”. El sistema perceptual recibe excitaciones de los órgaños sensoriales y forma una representación mental del objeto. Estos cuadros mentales se denominan “huellas mnémicas”. De cada cosa percibida tenemos una imagen mnémica. Mediante éstas imágenes el pasado es traído al presente.

Volviendo al caso del bebé con hambre, la tensión del hambre produce una imagen mnémica del alimento para reducir esta tensión, este proceso es llamado proceso primario. La formación de la imagen de un objeto que reduce la tensión se llama realización de deseos. El proceso primario de por si no reduce las tensiones, o lo que se desarrolla el proceso secundario, que pertenece al yo.

El ello es energía móvil, se la puede descargar o desplazar. El ello no cambia con e transcurso del tiempo y no puede ser modificado. Sin embargo, puede ser controlado y regulado por el yo. Sólo hay dos consecuencias para cualquier proceso del ello. , O se descarga o sucumbe a la influencia del yo. Durante la vida de un individuo se depositan nuevos contenidos en el ello, como resultado del mecanismo de represión. Es el fundamento sobre el cual se identifica la personalidad, es impulsivo, exigente, irracional, asocial, egoísta y amante del placer. El ello es la parte oscura e inaccesible de la personalidad y lo podemos ver en acción cada vez que una persona hace algo impulsivo. El ello no piensa, solo desea y actúa.

El Yo

Los dos procesos mediante los cuales el ello descarga la tensión, la actividad motriz impulsiva y la formación de imágenes, no son suficientes para alcanzar fines evolutivos de la supervivencia y la reproducción, a menos que el hombre tenga un cuidador permanente, como durante la infancia, durante el resto de la vida debe tratar de buscar alimentación, su compañero sexual y muchos objetos necesarios para la vida. Para cumplir con éxito esas misiones, es necesario tener en cuenta la realidad exterior, (el ambiente), ya sea acomodándose o predominando, para obtener lo que precisa. Tales transacciones entre la persona y el mundo, requieren la formación de un nuevo sistema psicológico. El Yo.

En la persona bien adaptada, el yo es el ejecutivo de la personalidad, que domina y gobierna al ello y al superyo, cuando cumple bien con sus funciones, prevalecen la armonía y la adaptación.

El yo no está gobernando por el principio del placer, sino por el “principio de realidad”. La finalidad del principio de realidad, es demorar la descarga de energías hasta que haya sido descubierto y presentado el objeto real que satisfará tal necesidad. Por ejemplo, el niño debe aprender a no llevarse a la boca cualquier cosa, cuando tenga hambre, a reconocer al alimento y a postergar la comida hasta que haya localizado un objeto comestible. El demorar la acción significa que el Yo debe ser capaz de tolerar la tensión, hasta que esta pueda ser descargada por una forma apropiada de comportamiento. El principio de realidad tiene a su servicio un proceso que Freud denominó proceso secundario, y que consiste en descubrir o producir la realidad mediante un plan de acción que se ha desarrollado en el pensamiento y la razón (Cognición) y no es ni más ni menos que lo que comúnmente llamamos “resolverlos problemas”.

El sistema perceptual aprende a examinar rápidamente el mundo, y seleccionar del cúmulo de estímulos solo aquellos característicos del ambiente que son pertinentes al problema a resolver. Aunque el Yo es en gran parte el producto de una interacción con el ambiente, la dirección de su desarrollo esta determinada por la herencia y guiado por los procesos naturales del crecimiento (maduración). Eso significa que cada persona tiene potencialidades innatas para pensar y razonar. La realización de tales potencialidades se logra mediante la experiencia, el aprendizaje y la educación

El SúperYo

La tercera institución fundamental de la personalidad es el superyo. Es la rama moral o judicial de la personalidad. Representa lo ideal más que lo real y pugna por la perfección antes que por el placer o la realidad. Se desarrolla desde el Yo como una consecuencia de la asimilación desde niño, de las normas paternas respecto de lo que es bueno o malo.

Al asimilar la autoridad moral de sus padres, reemplaza la autoridad de ellos por su propia autoridad interna y le permite controlar su comportamiento según el deseo de sus padres, y al hacerlo se asegura la aprobación por parte de ellos, evitando su disgusto. El período relativamente prolongado durante el cual el no depende de sus padres, favorece la formación del superyo.

El súperyo está compuesto por dos subsistemas: el ideal del yo y la conciencia moral. El ideal del yo, corresponde a los conceptos del niño acerca de lo que sus padres consideran moralmente bueno. La conciencia moral en cambio, corresponde a los conceptos del niño de los que sus padres consideran moralmente malo.

El Súperyo es el que representa, dentro de la personalidad, valores e ideales tradicionales de la sociedad, tal como se transmite de padres a hijos. Al respecto podemos decir que el superyo del niño no es el reflejo de la conducta de los padres, sino mas bien de los superyo de ellos.

Un adulto puede decir una cosa y hacer otra, pero es lo que dice basado en sus amenazas y regalos lo que importa en la formación de las normas éticas del niño.

¿A qué finalidades sirve el superyo? En primer lugar controla y regula aquellos impulsos cuya expresión no controlada pondrían en peligro la estabilidad de la sociedad. Tales impulsos son el sexo y la agresión.

Cabe aclarar que no hay límites preciso entre los tres sistemas. El hecho de que tengan nombres diferentes no significa que sean entes separados. Los nombres ELLO YO Y SUPERYO no significan nada en si mismos. Son una forma abreviada de designar procesos, funciones, mecanismos y dinámicas dentro de la personalidad total y continúan interactuando y fusionándose entre si durante toda la vida.

6)Dinámica de la personalidad

La personalidad se puede clasificar en función del predominio de las estructuras de conducta, y estudiando la dinámica de la personalidad se encuentra que hay cierta organización polar predominante en la cual una misma personalidad puede alternar o bien mantenerse solamente en uno solo de cualquiera de sus polos; de la misma manera una personalidad puede tener variaciones entre los dos extremos en distintas épocas de la vida o alternar entre ellos en momentos sucesivos. Ejemplo: Una personalidad esquizoide que alterna en la escala psicoestésica, formada por la coexistencia o alternancia de frialdad y ternura.

  • La conducta y la personalidad tienen un desarrollo en el cual se van organizando progresivamente, respondiendo a un proceso dinámico en el cual pueden modificarse de manera más o menos estable. Se llama aprendizaje o learning a este proceso por el cual la conducta se modifica de manera estable a raíz de las experiencias del sujeto.

  • Entre las formas de aprendizaje se cuentan por un la del ensayo y error, y por otro el aprendizaje por discernimiento o Insight.

7)Influencia de la cultura

Personalidad y Cultura

El medio en que se desarrolla el ser humano es un medio muy particular, porque en gran proporción es creado por él mismo sobre elementos dados por la naturaleza. Sin embargo, se debe tener en cuenta que no todos los elementos integrantes de la cultura tienen el mismo valore, en cuanto a su capacidad de estructurar otros factores de la cultura, así como el peso que tienen en la formación de la personalidad. La cultura se transmite en la formación de la personalidad misma.

Los estudios antropológicos nos han hecho conocer la variación de las organizaciones culturales, la variación de la estructura de la personalidad y la relación entre ambas, haciéndonos comprender que no existe una personalidad “natural” o conductas “naturales”, y que lo que generalmente conocemos con estos nombres son aquellos fenómenos a los que estamos más acostumbrados porque forman parte de nuestra cultura y de nuestra personalidad.

En la formación de la personalidad asume una gravitación fundamental la organización de los grupos. Se denomina así el conjunto de personas entre las que se establece o hay establecida una relación de interdependencia o interacción.

Es el grupo primario (ej. Familia) donde se forma la estructura básica de la personalidad y se produce el efecto más profundo. Existe en estos grupos una cierta fusión de los individuos y cada integrante no se discrimina como ser distinto de los demás.

8)Representación Topológica

La representación topológica de la personalidad simboliza su carácter gestáltico, tanto en el sentido de que constituye un sistema “cuyas partes se hallan ligadas dinámicamente en forma tal que el cambio en una de ellas trae aparejado un cambio en todas las demás. El sistema de la personalidad comprende según Lewin diversas regiones, algunas más centrales otras mas periféricas.

Personalidad

Las regiones centrales constituyen la interioridad individual, en tanto que las más periféricas se encuentran en directo contacto con el medio: son perceptivo-motrices. La más intima de todas las regiones personales sustituye un núcleo, que dota de unidad y continuidad a la persona; es el “sí mismo”, y no debe ser confundido con la totalidad psíquica.

Influye asimismo en la personalidad el “material psíquico” (la mayor o menor habilidad de los sistemas, así por ejemplo en los niños los intereses y estados anímicos varías más rápidamente); los diferentes estados de tensión intrapsíquica, de promedio variable en las distintas personas, y los contenidos constituidos por las aspiraciones, temores, ideales, y en general las “esferas de vida” de cada uno.

La teoría de Lewin nos pone frente a un intento de explicar tanto la riqueza y movilidad interna como la unidad de la personalidad; O sea, frente al hecho, evidente para la simple observación, de que en cada individuo coexisten disposiciones e intereses múltiples y a la vez “un estilo de conducta característico y predecible”.

La personalidad y la conducta son dos aspectos complementarios de la misma historia, de este modo nuevas tendencias y nuevas operaciones nacen en el transcurso de un contínuo proceso de integración. Estos procesos pueden concebirse como transformaciones a través de los cuales se elabora una historia personal. Cuando se estudia esta transformación se efectúa sobre la base de:

  • Tendencias elementales y adquiridas, innatas que aparecen cuando la maduración orgánica lo permite los cuales suscitan y dirigen el comportamiento.

  • Operaciones ya existentes instintivas o adquiridas que forman al funcionamiento de la transformación y que son asimilados a un nuevo TODO o sufre una disociación.

  • Imposiciones, situaciones, obstáculos sociales o modelos culturales de acción.

  • Freud concebía a la personalidad TOTAL integrada por los tres sistemas que (en una persona normalmente sana) forman una organización armónica que le permite al individuo relacionarse satisfactoriamente con el medio en el cual se desarrolla.