Período de entreguerras y la Segunda Guerra Mundial

Democrácia. Dictadura. Años 30. Crisis. URSS (Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas). Stalin. Fascismo italiano. Alemania nazi. Hitler

  • Enviado por: Irati
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 3 páginas
publicidad

Ciencias sociales

El período de entreguerras y la Segunda Guerra Mundial

Democracias y dictaduras en los años 30.

La crisis en los regímenes democráticos.

  • Tras la Primera Guerra Mundial, la democracia se consolidó en bastantes países europeos: Francia, Reino Unido, Holanda, Bélgica, Suiza, Checoslovaquia…
  • La democracia se robusteció con la libertad sindical y las mejoras que defendía el socialismo reformista (seguro de enfermedad, desempleo y jubilación)
  • Se implantó el sufragio universal en muchos países.
  • Los regímenes democráticos comenzaron a sufrir los ataques de los totalitarismos (comunismo, fascismo, nazismo)
  • Las democracias se tambalearon por la situación económica.
  • La idea de una revolución comunista, como la rusa, tomó protagonismo en muchos países.
  • Una gran parte de las clases medias y altas, temiendo el comunismo, quisieron un Estado fuerte que impusiese orden y apoyaron el nazismo y el fascismo.

La URSS bajo la dictadura de Stalin.

  • Muerto Lenin, Stalin fue el nuevo líder de 1924 a 1963.
  • Su régimen se caracterizó por:

    • Culto a la personalidad del líder.

    • Consolidación del comunismo en la URSS.
    • Perseguía y ejecutaba a quienes diferían de sus ideas o las de Lenin.
  • Durante su mandato fueron perseguidas unos 20 millones de personas.
  • Planificó la economía desde Moscú para:

    • Garantizar la independencia económica y militar de la URSS. Creó una industria pesada y armamentística superior a la de los demás países. Los beneficios de la agricultura se invertían en ella.

    • Colectivizar la propiedad de la tierra, eliminando las explotaciones privadas y deportando a Siberia a los campesinos opositores. El campesinado fue agrupado en granjas colectivas (sovjoses) y cooperativas (koljoses)
    • Planificar todo el proceso a nivel estatal, adoptando los Planes Quinquenales, que tuvieron éxito pese a los fracasos (crisis agrícolas, hambrunas, sufrimiento)

Características del totalitarismo de derechas. El fascismo italiano.

Características de los totalitarismos de derechas.

  • Elevación del líder a la perfección (Duce en Italia y Fhürer en Alemania)
  • Nacionalismo radical, agresivo, expansionista y militarista (Espacio vital alemán). Empleo de mitos para exaltar a la patria, superioridad de unas razas sobre otras.
  • Defensa de un Estado todopoderoso, por encima de los individuos.
  • Existencia de un partido único.
  • Fanatismo, dogmatismo e irracionalismo, que no admite la discusión de ideas.
  • Anticomunismo violento y persecución de los afiliados.
  • Agrupaciones paramilitares uniformadas (Fascios de Combate, Secciones de Asalto)
  • Antifeminismo (Alemania – Kinder, Küche y Kirche)
  • Superioridad del hombre sobre la mujer, del militar sobre el civil y del miembro del partido sobre quien no lo es.
  • Oposición al orden internacional establecido.

El fascismo italiano.

  • La situación económica desastrosa y las frustraciones nacionalistas dieron fuerza a grupos violentos que acusaron al Estado liberal italiano de no poder solucionar los problemas.
  • Estos grupos se organizaron en fascios de combate, dirigidos por Mussolini para intentar conquistar el poder.
  • Los terratenientes, burgueses y militares descontentos, asustados por el incremento de comunistas, presentaron al rey Víctor Manuel III la propuesta de que solo un régimen fascista salvaría al Estado.
  • Tras la marcha sobre Roma (1922) Mussolini recibe el encargo del rey de formar un gobierno, que fue desmontando todo atisbo de democracia y se convirtió en un Estado fascista.
  • El partido único se llamaba Partido Nacional Fascista.
  • Se buscó la autarquía económica.
  • El Estado intervenía en todos los sectores.
  • Se trató, mediante el expansionismo, de recuperar la antigua gloria romana.

La Alemania nazi.

La frágil república de Wimar.

  • Al finalizar la Primera Guerra Mundial, el Segundo Reich fue eliminado y sustituido por la República de Weimar, democrática, federal y presidencialista.
  • Las circunstancias fueron adversas para la república: malestar por el tratado de Versalles, ruina económica, inflación…
  • Los partidos de izquierda pusieron en jaque al estado (huelgas y alzamientos)
  • Para hacerles frente iban tomando cuerpo agrupaciones fanáticas de extrema derecha, nacionalistas, revanchistas, racistas… que contaban con el apoyo burgués.
  • El más importante de estos grupos fue el Partido Obrero Alemán.

Los orígenes del nazismo en los años 20.

  • Adolf Hitler entró en el Partido Obrero Alemán llamándolo Partido Obrero Nacionalsocialista Alemán (NSDAP) o Partido Nazi.
  • Pasó a ser su líder más representativo.
  • En 1923, el NSDAP intentó hacerse con el poder mediante un golpe de Estado, que fracasó.
  • Hitler fue a la cárcel durante 13 meses y escribió el Mein Kampf.
  • Tras su salida de la cárcel, reorganizó su partido buscando el poder por un doble camino: se presentó a las elecciones y recibiendo ayudas de sus partidarios, agrupados paramilitarmente en las Secciones de Asalto y Secciones de Protección al Führer.

Hitler y la llegada del nazismo al poder.

  • La crisis económica y la gran Depresión relanzaron al partido Nazi.
  • El temor al comunismo, el paro, el hambre, etc, hicieron que mucha gente considerara necesaria la presencia de un régimen fuerte y autoritario.
  • En las elecciones de 1932, los nazis recibieron el 43’9% de los votos.
  • El Presidente de la República encargó a Hitler formar un gobierno y fue nombrado Canciller en enero de 1933.
  • Hitler suspendió la Constitución y prohibió los partidos políticos y los sindicatos.
  • Creó un nuevo Estado: El Tercer Reich.
  • Desde su posición puso en marcha una economía destinada al rearme, la expansión y la guerra.