Perder es cuestión de método; Santiago Gamboa

Literatura colombiana siglo XX. Santiago Gamboa. Escritores colombianos. Novela realista. Narrativa

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: Colombia Colombia
  • 17 páginas
publicidad

PROLOGO

PERDER ES CUESTIÓN DE MÉTODO

Su personaje principal Víctor Silampa, un periodista, ayudado por su nuevo amigo y ayudante, resuelve todo el misterio del empalado, viéndose en situaciones inesperadas, arriesgadas, algunas divertidas. Es envuelto en un mundo lleno de codicia y poder, y por supuesto en una historia de amor.

Involucra a políticos, empresarios, mafiosos, todos movidos por un mismo interés, afectando enredando gente del común.

Es una obra que utiliza un lenguaje sencillo, práctico, fácil de leer y entender, hace que su lector se envuelva en la trama, sin perder el hilo hasta llegar al final de la historia.

Es una historia que vale la pena seguir al pie de la letra.

PRIMERA PARTE

El periodista Víctor Silanpa recibe una llamada del capitán Moya, este le informa que encontraron un muerto a la orilla del Sisga, estaba desvestido, sin ninguna identificación, y empalado.

Silanpa se apresura para ir al sitio donde encontraron al muerto, casi muerto de asco se acerca, hace algunas observaciones, le toma fotos.

El muerto era ya maduro, gordo, estaba amoratado, hinchado y lleno de tierra, llevaba ya varios días empalado.

Luego de que Silanpa hizo su respectivo levantamiento de información llamo al capitán Moya, a contarle lo que pensaba, seguido llamo a El Observador, le solicito a Esquivel que le guardara un recuadro en portada para la foto y una página entera en policiales, Esquivel le contesto irónicamente “Y no quiere que le cante Hay humo en tus ojos?.

Al regresar a Bogotá, fue directamente al apartamento de Monica, estaba un poco enojada porque Silanpa la había dejado plantada, Silanpa le contó lo que había pasado.

Silanpa fue al periódico, le mostró las fotos a Esquivel. Silanpa se sentó frente a su computador y comenzó a escribir la nota sobre el empalado

El Empalado del Sisga:

Represa del Sisga, Cund. (16 de octubre). El cadáver de un hombre aún no identificado fue encontrado ayer a orilla sur de la represa del Sisga luego de ser objeto de uno de los más crueles y ancestrales castigos jamás ideados por la barbarie humana: El empalamiento………. Pero detengámonos en un factor explicativo: ¿En qué consiste el empalamiento, oscura técnica heredada de los Balcanes, , dominio que otrora lo fuera del Conde Drácula, también llamado Señor de la Transilvania? Las sensibilidades a flor de piel deberán abstenerse de leer esta explicación: La práctica macabra, en efecto, introduce una estaca en sentido transversal desde la región anal que atraviesa el torso rompiendo la clavícula a un lado del cuerpo. La segunda estaca hace un camino equivalente, ya no introduciéndose por la región anal sino un poco más arriba, a la altura del riñón, formando una terrorífica X cuyo fin es sostener en peso al perjurado.

En el anfiteatro, Piedrahita le contaba lo que había encontrado del muerto, mientras Silanpa observaba botellas llenas de formol con partes humanas; tenía fractura de columna, agua en los pulmones, estomago reventado, estimo entre dos semanas y dos meses de muerto. Era difícil determinarlo por el deterioro del cuerpo.

Silanpa se dirigió a la oficina de capitán Moya, hombre que pasaba de los cincuenta años, gordo, interesado en una asociación llamada La Última Cena, evangélica para adelgazar leyendo la Biblia.

Allí Moya le entrego la lista de desaparecidos en los últimos dos meses y mayores de 25 años, con esta lista se dirigió nuevamente al anfiteatro para ver si alguien reconocía al cadáver.

Pasaron muchas personas y muchas horas, y ninguna de estas identificaba el cadáver, hasta que Emir Estupiñán creyó ver algo familiar, le contó a Silanpa sobre la desaparición de su hermano, desde este momento Emir se convirtió en ayudante de Silanpa para hacer las respectivas investigaciones sobre el empalado.

Emir Estupiñán encontró en el bar La Lolita un hombre que hablaba de haber hecho un transporte de una caga desde Tunja hasta Chocontá, se trataba de Lotario Abuchijá, este les contó sobre la negociación y el proceso de transporte.

En el bar conoció a Quica, una prostituta, le llamo mucho la atención, se atrevió a hablarle, se pusieron una cita para el viernes.

Silanpa y Estupiñán salieron muy temprano hacia el Sisga, siguiendo las pistas que Abuchijá les había dado, llegaron al granero, lo inspeccionaron, encontraron un aviso que decía “El Paraíso Terrenal” inmediatamente fueron a la estación de policía, hablaron con el comandante, le dijo que el dueño del granero era un hombre bueno llamado Ángel Vargas Vicuña.

De regreso a Bogotá, entro al centro clínico donde se encontraba recluido García, Silanpa le contó lo que había averiguado hasta el momento, García tomaba atenta nota a las palabras de Silanpa.

En la oficina de Emilio Barragán re recibía una llamada de Vargas Vicuña, hablo con Barragán le comento sobre la necesidad de obtener las 400 hectáreas de tierra, que hasta el momento eran de los Hijos del Sol, Barragán le dijo que hasta ahora estaba estudiando el caso, lo llamaría después.

Silanpa, después de ir al médico (sufría de hemorroides) se acordó de la llamada de Estupiñán, era jueves solo pensaba en terminar la investigación e irse a Melgar con Mónica.

Averiguo los datos de los baños turcos El Paraíso Terrenal, llamo, allí le informaron que debía hacer para hacerse miembro.

Estupiñán lo llamo, Silanpa le dio instrucciones, se fueron juntos hasta los baños turcos, Silanpa entro al centro a escondidas, vio, con sorpresa que la gente departía, de una forma poco usual, estaban totalmente desnudos.

Cuando regresaron a Bogotá Silanpa fue a visitar a Mónica, pero que sorpresa la que encontró, estaba desnuda sobre su cama y saliendo del baño Oscar, su antiguo novio, Silanpa salio furioso, sin decir nada.

De inmediato fue al bar Lolita, pidió un trago, pregunto por Quica, le pregunto que cuanto costaba subir al cuarto, pidió otro trago y fueron a la habitación.

Silanpa siguió bebiendo hasta quedar totalmente dormido, cuando despertó no reconocía el lugar, de un momento a otro apareció Quica, le pregunto dónde estaba, que le había pasado, ella le contesto que lo habían echado del bar y ella lo recogió y lo llevo a su casa.

Llamo al periódico, hablo con Esquivel, este le dijo que tenía que irse urgente para allá. Se despidió de Quica, salio directo para el periódico, allí lo esperaban Esquivel y Solórzano, el director de información, le preguntaron sobre la investigación, Silanpa no les dijo nada, se sentó frente a su computador.

De repente recibió una llamada, era Estupiñán, le dijo que tenían una cita con Lotario Abuchijá, que iba a contar todo sobre la carga que transporto hasta Chocontá.

Esquilache, el concejal, fue a ver a Barragán a su casa, hablaron sobre las 400 hectáreas, del empalado, de Pereira Antunez, del interés de Vargas Vicuña por lo terrenos, donde actualmente funcionaban los baños turcos El Paraíso Terrenal.

Tenía que encontrar las escrituras de esos terrenos, ya que Esquilache los había prometido a Gran Capital, a cambio de apoyo político.

Después de que salió Esquilache, Emilio Barragán hizo una llamada, se arreglo y salió, quedo de encontrarse con Nancy, su secretaria es un sitio discreto, le dijo que estaba en peligro, que ella debía ayudarlo, le dio algunos tragos, la llevo a una habitación, hasta lograr seducirla.

Además, de ser periodista, Silanpa hacía algunos trabajos extras como, siguiendo hombres o mujeres infieles y descubriéndolos, en uno de estos trabajos se acordó de lo que le había pasado con Mónica, se sintió mal y decidió no volver a hacer esa clase de trabajos.

Fue a visitar a Guzmán, le informo sobre las nuevas averiguaciones, Guzmán noto algo extraño, le pregunto, Silanpa le dijo sobre lo que paso con Mónica, este le cito una grase de Napoleón “Las batallas con las mujeres son las únicas que se ganan huyendo”.

Al regresar a su casa encontró un sobre remitido por los baños turcos El Paraíso Terrenal, le informaban sobre los pasos a seguir para ser socio, diligencio la inscripción, tenía una vista antes de tener una tarjeta que lo acreditara como miembro, pensó que por el carácter de la asociación no podía ir solo, se acordó de Quica, enseguida fue a buscarla.

La convenció para que pasaran la tarde juntos, al día siguiente salieron para los baños turcos, al llegar le advirtió que no debía hablar mucho, Quica se sorprendió al saber que tenía que desnudarse para entrar, luego de un rato ya estaba familiarizada con la situación.

Después de un rato, Silanpa vio una mujer que se asemejaba a la descripción hecha por Abuchijá, era Susan Caviedes.

Ya en Bogotá, Silanpa fue a la oficina de registros a averiguar sobre los terrenos de los baños turcos, encontró un registro de donación de Ángel Pereira Antúnez a Heliodoro Tiflis.

Salio al encuentro con Quica, la acompaño hasta es Lolita y regreso a su casa, encontró varios mensajes en el contestador: Mónica, Estupiñán, nuevamente Mónica.

Sonó el teléfono era Quica, seguido otra llamada, era Esquivel recordándole que tenía turno en el de guardia en la redacción; comió, de dio un baño, de repente escucho que timbraban, salio a abrir la puerta, era Susan Caviedes, trato de persuadirlo para que dejará la investigación sobre el empalado.

En un café Barragán y Esquilache esperaban a Heliodoro Tiflis, cuando llego Tiflis empezaron a hablar sobre los terrenos, le pregunto si el sabía algo sobre las escrituras, ya que Tiflis, les dijo que haría algunas averiguaciones y volverían a hablar.

Silanpa llego al periódico para hacer el turno, se sentó frente a su computador, busco información sobre Los Hijos del Sol, pero sin resultado, recordó el nombre que le habían suministrado en la oficina de registros, Heliodoro Tiflis, quien aparecía como propietario de los terrenos, Tiflis era dueño de varias propiedades, entre ellas el bar Lolita y el Hotel Esmeralda.

Un compañero le solicito el carro prestado, se puso a analizar la información hasta el momento obtenida, a atar cabos, de un momento a otro llego el compañero, este le informo que le habían destrozado el carro por completo, inspecciono lo sucedido, se dio cuenta que era una amenaza contra él, llamo de inmediato a Quica y le dijo que se escondiera por algunos días, llamo al capitán Moya, le dijo lo sucedido, Moya le dijo que tenía que investigar, que se tomara unos días.

Silanpa se encontró con Quica, camino a casa de ella le informo lo sucedido, Quica se puso furiosa, le reclamo por ponerla en peligro, que tenía que sacarla del lío.

Llamo a Estupiñán, lo cito en un bar, pasada media hora se encontraron, Silanpa le dio instrucciones a Estupiñán para entrar a su casa y sacar algunas cosas, que no se le olvidara la cita con Abuchijá para ir a Tunja.

Estando Estupiñán en la casa, recogió las cosas, de un momento a otro escucho voces, tuvo que salir por la ventana, arrojarse desde un cuarto piso, afortunadamente un toldo amortiguo la caída.

Tiflis se reunía en su casa con Vargas Vicuña, este le manifestaba el interés que tenía sobre esos terrenos para construir un conjunto de casas, Tiflis le pregunto que él que tenía que ver con eso, Vargas le dijo que por ser tan allegado a Pereira Antúnez, debía saber que paso con las escrituras.

Tiflis le contó que Pereira Antúnez era un naturista, por eso le había cedido los terrenos a los Hijos del Sol. Vargas Vicuña le manifestó que estaba dispuesto a pagar muy bien a quien le entregara las escrituras.

En la oficina que tenía Tiflis en el Hotel esmeralda, recibió la visita de Susan Caviedes, hablaron sobre realizar un viaje, Susan lo invito al Paraíso Terrenal, no acepto.

Silanpa y Estupiñán se encontraron según lo acordado, Estupiñán le informo de lo sucedido en su casa, Silanpa pensó que Mónica también podría estar en peligro, la llamo y le dijo que se fuera a un lugar donde pudiera estar segura.

Silanpa, Estupiñán y Abuchijá coordinaron el viaje y salieron rumbo a Tunja, llegaron al lugar donde recogió la carga, encontró una lancha y se subió a ella, de un momento a otro comenzó a moverse, estaban transportando la lancha hacía el granero en Chocontá, al llegar allí escucho voces, era la de Susan Caviedes, recolecto algunas muestras de arena para entregárselas a Piedrahita.

Piedrahita le confirmo que era de la misma arena encontrada en el muerto.

Al día siguiente fue a visitar a Guzmán, este le mostró algunas notas que había hecho, le dijo que todo giraba en torno de los terrenos.

SEGUNDA PARTE

Silanpa fue al Hotel La Esmeralda, subió hasta el último piso, se sorprendió al ver a Susan Caviedes salir de una de las oficinas, se escondió para no ser visto.

Siguió a Susan en un Taxi, pero por un mal entendido con el taxista la perdió de vista; resolvió devolverse al hotel.

Al llegar allí, fue hasta el 7º. Piso, entro a la oficina de donde vio salir a Susan, reviso la oficina, busco en los cajones, encontró las escrituras originales de los terrenos y algunas fotografías, las guardo en su maletín y se las llevo.

Se encontró con Estupiñán, le mostró las fotos y las escrituras, ya sabía que el empalado era Casiodoro Pereira Antúnez, fue a buscar a Quica, paso la noche con ella.

Al día siguiente regreso al hotel para seguir vigilando, llego Tiflis al hotel, subió hasta su oficina, sin pasar mucho tiempo bajo Tiflis le dio algunas ordenes a sus guardaespaldas, pasado un tiempo llegaron con Susan al hotel.

En la oficina Tiflis le preguntaba a Susan si ella se había robado las escrituras, ella era la única que sabía que él tenía esos documentos. Susan le dijo que ella no había sido, que pensara mejor en quien o quienes tenías interés sobre estas tierras, Esquilache, Barragán, Vargas Vicuña.

Tiflis la retuvo en el hotel, hasta que aparecieran las escrituras.

Tiflis recordó como era que había conseguido que Pereira Antúnez le donara los terrenos, Tiflis lo chantajeaba con una carta que había dejado un empleado suyo donde declaraba que Casiodoro Pereira Antúnez le había dado la orden de matar a una persona, so pena que si no lo hacia el sería el muerto.

Barragán hablo con Esquilache, le pregunto sobre el trato que él tenía con los de Gran Capital, Esquilache le contó, y que estaban en juego varios millones de pesos tanto para él como para Barragán.

Seguido llamo a Vargas Vicuña, le pregunto que cuanto ganaría el por ayudarle a conseguir los terrenos, Vargas le hablo de unos 150 millones, la idea le gusto mucho y empezó a averiguar.

Barragán sabía que lo primero era encontrar las escrituras.

Tiflis había ordenado pegarle un susto a Esquilache, pensando que este era quien le había robado las escrituras, le rompieron el carro y Tiflis lo cito en el hotel para almorzar y que Esquilache le entregara los documentos.

Silanpa volvió al periódico para buscar alguna información sobre el entierro de Pereira Antúnez, la periodista que había hecho la nota le ayudo reconociendo algunas personas en las fotos.

Fue a buscar a Piedrahita, este le confirmo que la arena que le había llevado era la misma que había encontrado en el empalado.

Barragán envío a Nancy a la oficina de registros para que le consiguiera una copia de los registros de los terrenos.

Esquilache llamo a Barragán y le contó sobre su cita con Tiflis y sobre lo que este le estaba reclamando, Barragán le contó que había averiguado que Tiflis era el dueño de los terrenos.

Esquilache comenzó a desconfiar de Barragán.

Estupiñán esperaba a Silanpa en un café, al llegar le dijo que tenían que hacer un trabajo poco agradable, abrir la tumba de Pereira Antúnez.

Llegaron al cementerio, la propietaria de la cantina de los enterradores los guío con un leproso para que abrieran la tumba, al terminar Estupiñán se llevo una sorpresa, vio que el muerto era su hermano Osman.

Esquilache desesperado por la situación decidió ponerle una trampa a Barragán, lo llamo y le dijo que Tiflis lo culpaba de haber robado los documentos.

Susan escapo de Tiflis, fue hacia los baños turcos, Silanpa la siguió hasta allí, hablaron, Silanpa le dijo que ya sabía que Tiflis era su amante, que Tiflis era el dueño de los terrenos, que el empalado era Pereira Antúnez, lo único que le faltaba saber era quién había matado a Pereira Antúnez.

Llegaron los hombres de Tiflis, escaparon y llegaron a Bogotá, buscaron un hotel para esconderse.

Barragán le solicito a Nancy averiguar por el periodista, al tener los datos la envío a la casa de Silanpa. Al llegar se encontró con los hombres de Tiflis, la retuvieron.

En la oficina Esquilache estaba muy preocupado después de hablar con los de Gran Capital, lo estaban presionando. De repente lo llamo Tiflis informándole que la secretaria de Barragán se encontraba en la casa de Silanpa, Esquilache se sintió traicionado y decidió decirle a Tiflis que era Barragán quien tenía los documentos.

En el hotel Susan y Silanpa comenzaron a hablar, ella le confirmo que efectivamente el empalado si era Pereira Antúnez, le contó que Tiflis lo tenía secuestrado en una bodega, pero que alguien se lo había robado.

Silanpa le dijo que las escrituras las tenía la policía.

Al ver que era muy tarde, fue a buscar a Nancy a la casa de Silanpa, pero allí estaban los hombres de Tiflis, en ese momento llegaron los hombres de Vargas Vicuña, hubo disparos, de repente salieron del edificio con Nancy, fueron a una casa, allí le pregunto al hombre que quién le había dicho a Tiflis que él tenía las escrituras, este le dijo que había sido Esquilache.

Barragán furioso, salio en busca de Esquilache, se fueron para la oficina de Esquilache, Barragán le reclamo por lo que le había dicho a Tiflis, Esquilache le explico de los negocios con Gran Capital y Vargas Vicuña, que era gente peligrosa.

Barragán le apunto a la cabeza a Esquilache y lo mato.

Silanpa fue a buscar los papeles a casa de Quica, llamo a Estupiñán y le pidió que siguiera a Esquilache.

Susan, en el hotel, llamo a Tiflis le dijo que Silanpa era quien había robado las escrituras, pero que las entrego a la policía.

En ese momento llego Silanpa al hotel, hablaron Susan le propuso que le entregara las escrituras a cambio de información sobre Pereira Antúnez, le dijo que Tiflis lo había secuestrado, pero que no lo había matado, lo tenía drogado escondido en una bodega, pero alguien se lo robo y lo mato.

Silanpa le mostró los documentos, le dijo que si recordaba algo más podía entregárselos.

Salio del hotel, llamo a Estupiñán, este le contó que habían matado a Esquilache, se encontraron en la estación de policía, hablaron con el Capitán Moya sobre la muerte de Esquilache.

Silanpa y Estupiñán fueron a la oficina de Esquilache, allí encontraron documentos muy importantes sobre Gran Capital, Vargas Vicuña, Sociedad Hijos del Sol.

Barragán fue a la morgue a reconocer el cadáver, mientras tanto Estupiñán lo seguía.

Tiflis también se entero de la muerte de Esquilache., quien era vigilado por Silanpa.

Hubo unos disparos en la oficina de Barragán, Tiflis mando a sus hombres a buscarlo, allí se encontraron Silanpa y Estupiñán, al ver lo que estaba pasando llamaron de inmediato al capitán Moya, mientras tanto Barragán se escapaba, Estupiñán lo siguió.

Silanpa regreso a la estación de policía, con el capitán Moya le mostró los documentos que había conseguido, y le informo sobre el trato que le había hecho Susan Caviedes, Moya le recomendó llamarla y y aceptarle el trato, se pusieron una cita.

Mientras tanto Barragán fue a su casa, alisto algunas cosas, pidió tiquetes aéreos, recogió a sus hijos, y fueron rumbo al aeropuerto.

Se encontraron Susan y Silanpa, él le entrego las escrituras, cuando llega Tiflis con sus hombres, se sentaron en la mesa, le apuntaban a Silampa, de un momento a otro llego la policía, se los llevo para la estación.

En el aeropuerto, detenían a Barragán, le dijo a su esposa que se adelantara que luego la alcanzaba.

Después de las detenciones y de haber rendido declaraciones, Silanpa fue al apartamento de Mónica, pero no estaba, se puso a revisar los documentos que encontró en la oficina de Esquilache y a tomar, llego Monica y le reclamo por estar borracho, discutieron, Silanpa salio del apartamento con la esperanza de que Mónica lo detuviera pero no fue así, la había perdido definitivamente.

Al día siguiente Estupiñán hablo con el conductor de Esquilache este le contó que Esquilache y Tiflis fueron los que organizaron el entierro de Pereira Antunez, pero como no tenía cuerpo, buscaron alguien parecido, es cuando matan a Osler Estupiñán, se lo informo a Silanpa.

Fueron a contarle al capitán Moya, este los escucho, pidió hablar a solas con Silanpa. Le dijo que dejara las cosas así, que no siguiera con la investigación, habían encontrado pruebas de que Barragán había matado a Esquilache, pero que contra Tiflis no tenían nada, que quedaría libre, que ni los hombres de Tiflis lo habían suministrado pruebas contra él.

Lo que esta claro es que Esquilache fue el que clavo a Pereira Antúnez, le decía el capitán Moya y Barragán el que mato a Esquilache.

No capitán, no fue esquilache, Fue Vargas Vicuña, le refuto Silanpa, Moya le contestó que no enredara mas las cosas, Vargas Vicuña estaba limpio; a Susan Caviedes también la dejaron libre.

Silanpa se fue para su casa en compañía de Estupiñán, al abrir la puerta chocó de frente contra él mismo: llagaba a su casa y se sentía vacío, encontró a su muñeca le sonrío y le dijo “¿Creíste que me había olvidado de ti?.

Abrió una botella de ron y se puso a tomar con Estupiñán, le contó lo de Mónica.

Quite esa cara, jefe, piense que lo que hicimos salió bien, y sirvió para algo. Esas cosas dan ánimo, le decía Estupiñán.

Sí, tiene razón.

¿Cómo es de rara la vida, no? De repente, sin andar uno buscando nada, algo se manifiesta. Fíjese lo de Osler… Si no vamos esa noche al cementerio yo no sabría que estaba muerto. ¿usté vio Flashdance, jefe?

Esa película me cambió la vida. Ahí aprendí que los destinos no se regalan. Que toca trabajarlo, peleárselo. Si uno no sale a buscarlo él no viene, pero cuando viene, llega y se queda.

No sabía que le interesaba la filosofía, Estupiñán.

A diferencia de lo que sucede en los libros - pensó Silanpa - en la vida las historias nunca se acaban. “Al día siguiente uno sigue siendo el mismo, - había escrito para su muñeca - , la misma cara bostezando frente al espejo, los mismos ojos aburridos de mirar”.

PERSONAJES

Víctor Silanpa:

Periodista de la sección de Judiciales del periódico El Observador, personaje principal de la historia.

Piedrahita

Médico forense.

Aristofanes Moya:

Capitán de la 40 Brigada de Policía

Esquivel:

Jefe de Silanpa

Mónica:

Novia de Víctor Silanpa

Osler Estupiñán:

Muerto y enterrado como Pereira Antunez, hermano de Emir Estupiñán

Fernando Guzmán:

Compañero de estudio, amigo y tutor de Víctor Silanpa.

Nancy:

Secretaria y amante de Emilio Barragán

Emilio Barragán:

Abogado, socio y familiar de Esquilache, tiene negocios con Vargas Vicuña.

Marco Tulio Esquilache:

Concejal, familiar de Emilio Barragán, tiene compromisos políticos con Gran Capital.

Casiodoro Pereira Antúnez:

Es el empalado, propietario de unos terrenos, sobre los cuales hay mucho interés.

Ángel Vargas Vicuña:

Empresario de la construcción, tiene interés en los terrenos de Pereira Antunez.

Emir Estupiñán:

Hermano Osler Estupiñán, ayuda a Silanpa a esclarecer el misterio del muerto empalado.

Lotario Abuchijá:

Transportador, es quien transporta al empalado desde Tunja hasta Chocontá.

Quica:

Prostituta, amante de Víctor Silanpa.

Susan Caviedes:

Naturista, miembro del club El Paraíso Tropical, amante de Heliodoro Tiflis.

Heliodoro Tiflis:

Esmeraldero, recibe en donación las tierras por parte de Pereira Antunez, después de chantajearlo.

GLOSARIO

Neófito Novicio, novato, inexperto.

Efímero Fugaz, momentáneo, transitorio.

Izarse Alzarse, levantarse.

Avatares Cambios, alternativas.

Cataclismo Catástrofe, desastre.

Congénere Semejante, afín.

Sorna Disimulo.

Digresión Paréntesis, inciso, interrupción.

Torvo Amenazador, terrible, aterrador.

Colegir Deducir, sacar, concluir.

Vericueto Trocha, sendero, rastro.

Muñón Protuberancia, bulto.

Emolumento Salario, sueldo, honorario.

BIOGRAFIA

SANTIAGO GAMBOA (Bogotá, 1965)

Nació en Bogotá, en 1963, realizó estudios de literatura en la Universidad Javeriana y en la Universidad Complutense de Madrid, donde obtuvo el título de licenciado en Filología Hispánica. Trabajó en Radio Francia Internacional y fue Corresponsal del periódico "EL tiempo". Actualmente vive en Roma.

Ha publicado tres novelas "Páginas de vuelta" en 1995, "Perder es cuestión de método" 1997 y su última novela presentada el pasado 13 de septiembre llamada "Vida feliz de un joven llamado Esteban", cuyo escenario es Madrid, donde vivió durante cinco años.

Esta obra publicada por Ediciones B, se caracteriza por tratar aspectos reales de la vida del autor, como la forma en que se convirtió en escritor y las vivencias en Madrid, algo que el protagonista Esteban Solórzano hace.

Santiago Gamboa, es un escritor que se ha destacado por innovar en la narración y hacer de sus libros una clara vivencia de la realidad colombiana tratada desde otras visiones, una tal vez más específica, Bogotá como centro y todo lo que gira alrededor de ella.

17