Padre rico, padre pobre; Robert Kiyosaki

Educación actual. Empleo. Finanzas. Economía. Pedagogía. Literatura actual

  • Enviado por: Zuzuku
  • Idioma: castellano
  • País: Venezuela Venezuela
  • 4 páginas
publicidad
cursos destacados
Doctorado en Literatura Hispánica (Catalana, Gallega, Vasca) en el Contexto Europeo
UNED
Ofrecemos aquí una somera descripción del Doctorado en literaturas hispánicas (catalana, gallega y vasca) en el...
Solicita InformaciÓn

La Edad Media en su Recta Final: el Siglo XV
UNED
En el curso se tratarán aquellos aspectos que consideramos más relevantes del siglo XV, y también aquellos otros,...
Solicita InformaciÓn

publicidad

Resumen de los 4 primeros capítulos del libro Padre Rico, Padre Pobre.

En principio el libro se basa en la idea de que el enfoque educacional actual debería ser cambiado hacia uno que se adapte a las nuevas necesidades de las personas. Este cambio se ve reflejado en la manera de pensar, la cual nos dice que debemos obtener el más alto rendimiento académico posible para luego conseguir un empleo seguro y estable que nos permita acceder a las cosas que deseamos. El nuevo enfoque nos dice que debemos empezar por conocer el mundo de las finanzas, esto nos permitirá defendernos con nuestras propias herramientas y no caer en la trampa del crédito. Las herramientas que utilizó la generación anterior puede que no funcionen para esta, así que debemos estar preparados para estos cambios sustanciales en la manera como manejamos las finanzas. Robert Kiyosaki explica que fue de gran ayuda para él poseer puntos de comparación en su entorno inmediato, esto le permitió conocer más claramente dos formas de pensar totalmente diferentes. Estas formas de pensar se diferenciaban totalmente una de la otra y una de ellas es la que caracteriza a la gran mayoría, la cual está adversa al riesgo y permite que las obligaciones y el crédito asfixien su posibilidad de inversión.

Para comprender el verdadero significado de este nuevo enfoque es necesario pensar en la simplicidad de los conceptos que se presentan y lo más importante de todo es usar la inteligencia como mejor herramienta para la supervivencia. Uno de los conceptos que se mencionan implícitamente en los primeros capítulos es el de la pro-actividad, esta facultad nos permitirá encontrar más fácilmente soluciones a los problemas que se nos presenten, es la primera respuesta ante cualquier eventualidad. Luego está la creatividad, esta herramienta nos permite darle forma a las soluciones propuestas y nos ayuda a diferenciarnos de los demás. La perseverancia es otra facultad que nos permite intentar una y otra vez hasta conseguir lo esperado, basándose en unas ideas claras sobre su estrategia.

Cuando el autor dice que los ricos no trabajan para el dinero quiere decir que con un conocimiento básico sobre las finanzas y aplicando las herramientas anteriores podemos empezar a ver el dinero como una forma de poder que permite alcanzar ciertas metas en la vida. Aunque es importante destacar que no puede uno volverse esclavo del mismo, ni para ganar ni para gastar, ya que se vuelve un círculo vicioso del que es muy difícil escapar. La vida nos lleva por ciertos caminos que uno mismo elige y es necesario aprender de los errores que se cometen y conocer el verdadero significado de nuestras emociones. No hay que ser esclavo de las emociones, esto nos hará personas reactivas e impulsivas, lo que hay que hacer es pensar y detenerse un momento antes de actuar, para percatarse de la verdadera situación y sus posibles consecuencias. Para la mayoría las emociones moldean sus pensamientos, en cambio el autor propone un nuevo enfoque que dice que hay que utilizar esas emociones para su propio beneficio y darse cuenta del verdadero significado de las mismas.

Hacer que el dinero trabaje para uno en vez de uno trabajar para el dinero, este es una de las ideas clave de los primeros cuatro capítulos, nos permite cambiar la manera de pensar para percatarnos de que existe una vía alterna que nos permite llevar nuestras finanzas en vez que de las finanzas lo arrastren. No caer en la tentación del crédito, aunque es necesario saber que es una herramienta útil en algunos casos. Pensar-sentir-actuar sobre nuestras posibles soluciones nos proporcionará más rango de influencia sobre nuestras decisiones.

La especialización financiera debe comenzar desde una temprana edad y la regla principal de la misma consiste en alimentar nuestros activos en vez de los pasivos. Pensar en las inversiones como generadores de ingreso a largo o a corto plazo y ver las obligaciones como desvíos de nuestros ingresos fuera de nuestro alcance. La simplicidad es uno de los factores que hay que conservar para comenzar a entender el gran mundo financiero, es posible que por ser adultos no entendamos lo básico del concepto, aunque esta sea la clave para poseer un futuro financiero estable. De esta idea se desprenden una gran cantidad de conceptos y maneras de pensar que hacen que existan las clases dentro de una sociedad. Mientras los pobres y la clase media están pensando en las obligaciones como activos los ricos mantienen claros sus conceptos y se centran en la búsqueda de aumento de su cartera de ingresos. Espera la recompensa al final del camino es una de las características de las personas con riqueza, no premiarse con un sueldo, sino con el producto de las inversiones y los activos. Para empezar a codearse dentro del mundo de las finanzas es necesario aprender a hablar su idioma, no es posible aumentar los ingresos y ver frutos de los mismos si primero no entendemos lo que los números nos dicen y lo que la historia nos cuenta.

Las finanzas así como la electrónica posee un idioma que hay que aprender a leer si se quiere surgir en ese campo, no podemos se electrónicos si no entendemos lo que los conceptos nos dicen y tampoco sin saber leer un circuito, igualmente ocurre con las finanzas. Los principios juegan un papel clave para el desarrollo del nuevo enfoque, ya que no se puede vivir para el dinero, las personas a menudo se equivocan al pensar que centrarse en la generación de ganancias es la clave para la felicidad. La felicidad proviene de otras cosas, llevar el dinero como una fuente de poder que se basa en principios sencillos es la clave para el éxito financiero. Esta es una carrera de la cual nunca deja uno de aprender.

Ocuparse de su propio negocio y darse cuenta de las características del mismo nos permite conocer nuestras ventajas competitivas, y este es el primer paso para ver el dinero como consecuencia del dinero. El autor propone conocer la historia del fundador de Mc Donald's, esta nos permite visualizar la importancia de centrarse en el corazón de la actividad que se está ejerciendo, porque es de ahí donde salen los ingresos mayores. Según el autor cada persona se debe hacer cargo de su propio negocio y ser parte o empleado de algún otro negocio. La idea del negocio está basada en la idea de que es necesario empezar a contar con inversiones en nuestra cartera, porque es de ahí donde se empieza a contar la verdadera riqueza. El tipo de sociedad donde estamos inmersos nos obliga a asegurarnos un futuro, ya que el sistema de Seguridad Social no va a poder satisfacer las necesidades de todos. La riqueza se mide haciendo el ejemplo de dejar de trabajar hoy ver cual es el lapso de tiempo que pasará para tener la necesidad de empezar a trabajar de nuevo para satisfacer las obligaciones.