Nazismo

Historia contemporánea siglo XX. Régimen totalitario. Partido Nacionalsocialista Alemán de los Trabajadores. Antisemitismo. Segunda Guerra Mundial. Propaganda. Holocausto

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 9 páginas
publicidad

EL NAZISMO

Escribe aquí tu nombreÍndice

Introducción………………………………………………2

Los Nazis asumen poder ………………………….……...3

La Europa Nazi…………………………..……………….5

El Nazismo durante la guerra………………………..……6

Conclusión………………………………………….……..8

Bibliografía………………...……………………….….….8Introducción

Hitler, aprovechándose de la coyuntura internacional, llevo a cabo su plan para formar una “Gran Alemania”. En 1933, ya en el poder retiro a Alemania de la Sociedad De Las Naciones. Un año después firmo un tratado de no agresión con Polonia, antigua aliada de Francia, y en 1936 ocupo Renania que consideraba zona desmilitarizada, desestimando de este modo las cláusulas del tratado de Versalles.

En marzo de 1938, fuerzas alemanas entraron a Austria, donde el partido nazi era bastante numeroso, y se declaro el Anschluss. En septiembre de 1938, Hitler se anexo los sujetes, territorios checoslovacos donde la población era mayormente alemana, ante lo pasivo de las naciones europeas.

En 1193 Alemania concertó una serie de pactos para asegurar la paz: en mayo firmo con Italia el pacto de acero y en agosto firmo con la URSS el pacto de Munich de no agresión.

El 1 de septiembre de 1939 Alemania invadió Polonia.

Como respuesta, Francia y el reino unido declararon la guerra a Alemania el 3 de diciembre de este modo, estallo la segunda guerra mundial.

Los Nazis asumen poder

El radicalismo de las izquierdas y derechas dificulto los intentos de fuerzas constitucionales que trataron de reformar el estado y La sociedad luchando contra la derrota militar y el colapso económico.

Como resultado de inestables compromisos entre fuerzas antiguas y nuevas, la estructura constitucional conservo muchos y poderosos elementos del estado autoritario.

En las primeras elecciones para el Reichstag de 1920, fue derrotada la coalición del centro y la izquierda moderada. El sistema de partidos se dividió en numerosos grupos políticos ardientemente opuestos entre si, que reflejaban la falta de consenso en una sociedad desgarrada por divisiones sociales, económicas, religiosas e ideológicas.

A partir de 1918, una y otra vez los gobiernos tuvieron que recurrir al ejército para salvar al Estado, aquél se considero el salvador de Alemania y el garantizador de la continuidad más allá de un intermedio republicano “transitorio”

Tales condiciones fueron las más grabantes por cuanto favorecieron la aparición y difusión de ideologías antidemocráticas.

Hitler consiguió mediante su maestría en el empleo abusivo de los métodos modernos de comunicación de masas, la persuasión y la manipulación, movilizar todas las emociones de insatisfacción y resentimiento, y canalizarlas hacia la formación de un estado totalitario. Esto se hizo no solo por medio de la fuerza y el terror si no incluso más, con el hábil manejo seudo democrático de la opinión publica en nombre de la unificación nacional y el orden social.

No cabe duda de que el nazismo, así como los movimientos antidemocráticos en general, se fundamentaron en los problemas específicos de un siglo de historia alemana, el ascenso de Hitler al poder sigue inextricablemente relacionado con las crisis de posguerra de una Alemania derrotada.

En el verano de 1932, el partido Nazi distaba de alcanzar la mayoría parlamentaria, con un 37% de los votos.

Hitler pidió persistente mente el poder para gobernar por medio de decretos de emergencia. Mientras insistía en la “legalidad”, avanzo hacia el poder total, pero no como líder de una coalición con mayoría parlamentaria si no como jefe de un gobierno que supo explorar la inadecuación de la Constitución de Weimar. La política de legalidad alcanzó su clímax en el juramento constitucional de Hitler como canciller el 30 de enero de 1933 entonces fue cuando se inicio el copo real del poder y Hitler proclamó inequívocamente sus verdaderas opiniones sobre la constitución al proceder a destruirla.

La Europa Nazi

Ocupada Polonia, Hitler lanzó a sus ejércitos sobre Dinamarca y Noruega en abril de 1940. Vencidas estas, atacó los países bajos, Bélgica, Luxemburgo y Francia a la que venció en Dunkerque en mayo de 1940. Poco a poco los alemanes se adueñaron de casi toda Francia: Paris caía el 13 de junio y Verdún el día 15 de junio. Solo el sur quedó libre de la ocupación.

Ahí se estableció el gobierno de Vichy, presidido por el mariscal Pétain, que inauguro un régimen de talante autoritario y colaboracionista. Algunos franceses huyeron al Reino Unido y organizaron el movimiento de la Francia libre, dirigido por el general Charles de Gaulle.

Hitler había conseguido su objetivo en occidente: Apoderarse de la costa atlántica para, lanzarse contra el Reino Unido y derrotando a este, proseguir su expansión hacía el este.

Los alemanes, que controlaban ya casi toda Europa, organizaron un nuevo sistema, el nuevo orden, mientras planificaban la explotación y coordinación de los recursos disponibles. Millones de prisioneros fueron reclutados. Estos prisioneros de guerra, junto con la población civil, fueron destinados a realizar trabajos forzados en las industrias de guerra alemana. Los campos de concentración se convirtieron en centros de exterminio masivo, con cámaras de gas y hornos crematorios como: Maidanek, Trevlinka, Dachau, Auschwits y otros.

En ellos fueron incinerados más de seis millones de judíos, pero también fueron asesinados millones de europeos de otras nacionalidades, en lo que se ha conocido como el “Holocausto”.

Así el nuevo orden consistía básicamente en germanizar Europa, en someterla al dominio de la superior raza aria, según el pensamiento de Hitler.

En el Reino Unido, Winston Churcil, que había sustituido en el gobierno a Niville Chamberline en mayo del 40, apeló a la democracia americana mientras preconizaba en el parlamento y pedía al pueblo “sangre, esfuerzo, sudor y lágrimas”. Inglaterra fue bombardeada numerosas veces.

El Nazismo durante la guerra

Al cambiar la suerte bélica de Alemania, se produjo una transformación en la estructura y la autoridad paso paulatinamente a manos de los que formaban la corte del Führer.

La guerra, para Hitler y el régimen Nazi, no era solo un medio para un fin; con ella estaba enlazada toda la filosofía del Nazismo, uno de ellos cuyos dogmas era el de la lucha entre las razas.

El deseo de levantar a Alemania de la “desgracia” de 1918.La lucha por la grandeza formaba parte de la doctrina nacionalista.

Los brillantísimos éxitos militares de Hitler la campaña de 18 días contra Polonia, la audaz acción naval y aérea para ocupar la rápida victoria sobre Francia, extendió la hegemonía de Alemania sobre casi todo el continente y creo las condiciones favorables para la implantación de un “Nuevo orden Nazi en Europa”.

Tanto éxito obtuvo la “educación” nazi, que, indudablemente, en Alemania tan solo una minoría conservó la suficiente capacidad crítica para discernir la realidad de la ilusión.

Pero en gran parte quedó oculto todo el alcance de los erróneos cálculos de Hitler. Así solo pocos se percataron de la importancia de los éxitos de la RAF en la batalla de Inglaterra, y de que Gran Bretaña recibía ya entonces la primera entrega importante, símbolo de apoyo militar de los Estados Unidos.

El racionamiento alimenticio, instaurado en agosto de 1939, garantizaba a la nación la suficiente cantidad de comida en los primeros años de guerra el número de alemanes muertos a finales de 1941siguió siendo relativamente bajo.

El ejército era un importante factor de aglutinación, pero mostró en algún momento pies de arcilla. Los signos mas claros fueron las dimisiones impuestas a Fritsch, su comandante en jefe y a Beck, el jefe de estado mayor general y el establecimiento por Hitler, en febrero de 1938, del alto mando de las fuerzas armadas que las ordenes del general Keitel, dependía directamente de el. Tras el estallido de la guerra, prosiguió la supresión de la influencia política de las fuerzas armadas.

Los mandos del ejército fueron también humillados cuando, en el otoño de 1939 los jefes con mando en Polonia ocupada hubieron de tolerar el primer fusilamiento en masa de polacos y judíos a cargo de unidades especiales de la SS.

El nombramiento de Himmler para el mando supremo de las Waffen - SS acabó también con el monopolio del ejército como único cuerpo autorizado a portar armas.

Hitler reprochó al mando del ejército su excesiva cautela y sus vacilaciones en la aplicación en el plan de campaña del oeste.

Enfrentó a Hitler con generales de alto mando del ejército.

Así se formaron las primeras células de oposición militar.

No obstante, el éxito de la campaña en el oeste justificó una ves más el criterio de Hitler y aumentó su prestigio.

El mariscal de campo Brauchitsch dimitió como comandante en jefe del ejercito, y el propio Hitler tomó su puesto.

Se instauraron así satrapias regidas autocráticamente, en las cuales el poder era detentado por favoritos del partido, responsables de la ejecución del plan cuatrienal de Goering, por la policia de seguridad y otros organos de la SS. Fue ese tipo de iregularidad administrativa la que proporciono la base para los fusilamientos y la deportaciones en masa, los campos de concentración, los Ghettos y, finalmente, desde 1941, los campos de exterminio…los medios de realización “Solucion final al problema Judio”.

Conclusión

El nazismo es el movimiento más cruel y degradante de la humanidad. Todo por la obsesión y la locura de un solo hombre con gran poder de enajenación mental, por exterminar a una raza diferente y pensar que su ideología era la única y la correcta sin tener consideración sobre la vida de 7millones de personas.

Bibliografía

Historia mundial del siglo XX tomo 3

J.P.Taylor y J.M.Roberts

Editorial Vergara S.A.

1972

PP.480

Historia mundial del siglo XX tomo 4

J.P.Taylor y J.M.Roberts

Editorial Vergara S.A.

1972

PP.476

Nueva Autodidáctica tomo 6

José Gay

Grupo Océano

2003

PP. 1752

9

Adolfo Hitler

Político y

Dictador alemán.

Líder de partido Nazi