Napoleón Bonaparte

Historia de Francia siglo XIX. Revolución francesa. Imperio napoleónico. Consulado. Política Interior. Economía. Ocupación de España. Expansión militar

  • Enviado por: Pitu
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad

La ascensión de Napoleon Bonaparte.

Nació en Ajaccio el 15 de Agosto de 1769 y murió en Santa Elena el 5 de Mayo de 1821.

La burguesía había implantado finalmente una república de carácter moderado, pero para sostenerla tuvo que mantener una continua lucha en el extranjero, combatiendo en el Este y el sur de Europa para mantener sus posiciones ante las potencias absolutas. Esta política, que era un derroche económico para Francia, favorecía las veleidades de los militares y hacia crecer su poder.

En el interior, el Directorio mantenía también una lucha permanente con los jacobinos, que consideraban que la Revolución había sido traicionada, y contra los realistas, que ya la consideraban acabada y exigía el retorno de los Borbones.

Napoleon se beneficio por partida doble de situación, pues era colaborador de los jacobinos en los años revolucionarios, ahora no tenia ningún inconveniente en colaborar con el Directorio y en dirigir su ejercito en Italia o en Egipto. Las conspiraciones y las derrotas militares habían degradado tanto la situación política que la burguesía impulsó un golpe de estado que acabase con el Directorio.

El Consulado y el Imperio

Así pues, en 1799, el consejero Emmanuel Sieyes dio un golpe que puso el gobierno en manos del mismo, de Roger Ducos y de Napoleon Bonaparte. Aquí empezaba el consulado que duró hasta 1804 y que dio lugar a la constitución. Napoleon se convirtió en el primer cónsul, cargo que acumulaba los poderes ejecutivo y legislativo así como él poder militar.

La constitución del año 1802 le atribuyo el carácter de cónsul vitalicio y la facultad de poder designar a su sucesor. Dos años mas tarde estableció el Imperio hereditario y se hizo coronar emperador por el papa Pío VII.

La Política Interior

Desde el 18 Brumario hasta su abdicación en 1814, Napoleon desarrollo una iniciativa política sin precedentes.

Los años del Consulado fueron los más fructíferos y convirtieron al país en un estado moderno, pero centralista y supeditado, en ultimo termino, a su máximo mandatario. Se mantuvo el sufragio universal , pero por la vía del plebiscito de las propuestas que hacia Napoleon y de la elección indirecta de los cargos. El poder legislativo quedo apenas sin atribuciones, y la justicia fue mediatizada por un cuerpo de policía de elite absolutamente ligado al gobierno.

Es necesario valorar la aprobación del Código civil en 1803 por el segundo cónsul, Cambareces, que fue el primero de la historia.

Las relaciones con la iglesia mejoraron por el concordato de 1801 que decía que en Francia la religión oficial era el catolicismo, no obstante Napoleon se reservo el derecho a elegir a todos los cargos eclesiásticos del país e impuso el uso de un catecismo que conjugaba las obligaciones religiosas y las políticas.

Fue establecida una nueva nobleza imperial, que se nutria de ministro, militares, clérigos y funcionarios. El espíritu era contrario a las ideas republicanas como era el hacho del imperio, pero para contentar estos sectores sociales Napoleon consolido su sistema, y además ahora la nobleza también tenia que pagar sus impuestos.

La situación económica

La política napoleónica desarrollo importantes iniciativas en beneficio de la industria y la agricultura. El comercio, que se beneficio de los nuevos sistemas de aduanas, generó grandes capitales. París se convirtió en la ciudad mas poblada de Europa, con 29 millones de habitantes, peor las necesidades generadas por la guerra hizo que la mano de obra escaseara y que los sueldos se mantenieran altos.

Más tarde en 1805 el bloqueo que inicio Gran Bretaña dificulto el comercio marítimo francés, e impulso a estos en 1806 contra Gran Bretaña.

La expansión militar

El prestigio que había conseguido Napoleon en los años del Directorio aumento en la etapa siguiente. En 1801, Austria se vio obligada a reconocer la frontera del Rin y, en 1802, Gran Bretaña tuvo que firmar la paz de Amiens. Pero el despliegue militar que hubo de convulsiona a toda Europa no se iniciaría hasta 1805. Aquel año, Francia se anexiono la república italiana de Liguria, y obligo al reino de Nápoles a firmar un tratado de paz que favorecía a Francia. Simultáneamente, Napoleon se preparaba a invadir Gran Bretaña, pero la derrota de la armada en Finisterre puso en evidencia la supremacía naval Británica y le hizo desistir temporalmente.

También en 1805 los franceses invadieron Alemania conquistando Ulm hacia su paso a Viena. Paralelamente hizo una alianza militar con España, que posibilito un nuevo ataque a Gran Bretaña, que fue frustrado por el almirante Nelson en la batalla de Trafalgar, batalla en la que perdió la vida.

Pero Napoleon si triunfo ante Austria y Rusia, y obligo a Francisco II a firmar el tratado de Presburgo.

La ocupación de España

En 1807, los ejércitos napoleónicos enteraron en Rusia, y en 1808 ocuparon España. Después de las batallas de Eylau y Friendland, el zar Alejandro tuvo que firmar los tratados de Tilsit, que de hacho ponían el continente en manos de Napoleon.

El acuerdo previo entre Francia y España para ocupar Portugal significo, en la práctica, la ocupación de España por parte de Francia. Como en otros casos Napoleon pretendía asegurarse las fronteras estableciendo en el gobierno a miembros de su familia.

Pero Napoleon sobrestimó sus posibilidades en la paninsula, y los británicos intervinieron con éxito a mando de Arthur Wellesley, futuro duque de Wellinton, en Portugal y España.

La caída de Napoleon

En cinco años Napoleon se había convertido en el señor indiscutible de Europa únicamente obstaculizado por Gran Bretaña.

La economía francesa se resentía de tantos gastos militares como del bloqueo británico, y se alzaron voces contrarias al emperador. Napoleon fue siendo mas conservador. En 1810 contrajo matrimonio con la hija de Francisco II, María Luisa, después de obtener la anulación de su matrimonio con Josefina. Conseguía así legitimarse ante Europa.

Afines de 1810 el zar Alejandro suspendió la aplicación del sistema continental, que consistía en que en el bloqueo marítimo de Gran Bretaña, y Napoleon reacciono invadiendo Rusia. La campaña de Moscú se inicio en 1812, precisamente cuando las tropas en España lo estaban pasándolo peor. Napoleon derroto a los rusos en Borodino y entro en Moscú en septiembre, pero la ciudad había sido evacuada estaba ardiendo. La falta de provisiones obligó a sus tropas a retirarse en octubre, iniciando un regreso dificultado por él habré, frío y las incursiones del general Kitosov.

En 1813 Austria rompió su alianza y, junto con Rusia derroto a Napoleon en Leipzig que se vio acosado hasta París.

En Abril de 1814 Napoleon se vio obligado a abdicar. Luis XVIII fue proclamado rey por el senado francés, esto representaba la tradición monárquica más conservadora, pero tuvo la prudencia de aceptar el nuevo contexto y la carta de las libertades. Su reinado fue interrumpido por el regreso de Napoleon, pero cien días mas tarde recuperaría el poder y mantendría un gobierno estable hasta su muerte en 1824.

Indice:

  • La ascensión de Napoleon Bonaparte Pagina 1

  • El consulado y el Imperio Pagina 1

  • La política interior Pagina 1

  • La situación económica Pagina 2

  • La expansión militar Pagina 2

  • La ocupación de España Pagina 2

  • La caída de Napoleon Pagina 2-3